Anda di halaman 1dari 316
Dr. Gotz Blome EL NUEVO MANUAL DE LA CURACION POR LAS FLORES DE BACH Innovador: El analisis con base psicologica Revolucionario: La nueva combinacion de remedios Necesario: El mas extenso repertorio hasta la fecha Si usted desea que le mantengaimos informado de nuestres publicaciones, sdlo tiene que remitimos su nombre y direc- cién, indicando qué temas le interesan, y gustosamente complaceremos su peticion. Ediciones Robinbook Informacién bibliogrfica Industria, 11 (Pol. Ind. Buvisa) 08329 Teia (Barcelona) e-mail info@robinbook.com wwiwrobinbook.com Titulo original: Das Neue Bach-Bliiten-Buch © Verlag Hermann Bauer Kg, Freiburg, i. Br., Germany. © Ediciones Robinbook, s. |., Barcelona, Disefio cubierta: Regina Richling. Fotografia de cubierta: Regina Richling ISBN: 84-7927-109-4. Depésito legal: B-35.122-2003. Impreso por A & M Grafic, Pol. La Florida-Arpesa, 08130 Santa Perpétua de Mogoda. Quedan rigurosamente prohibidas, sin la autorizacién escrita de los titulares del copyright bajo las sanciones establecidas en las leyes, In reproduccion total o parcial de esta obra por cualquier medio o procedimiento, comprendidos la teprografia y el tratamiento informatico, y la distribucion de ejemplares de la misma me~ diante alquiler o préstamo publicos. Impreso en Espafia - Printed in Spain Introduccion La moderna medicina académica ha conseguido, sin ninguna duda, grandes y espectaculares éxitos en la lucha contra la enfermedad fisica. Sin embargo, no ha logrado reducir de modo esencial el sufrimiento psiquico de la persona; parece, incluso, que haya aumentado bajo las intervenciones masivas de los tratamientos quimicos y técnicos, que por medio de una represion y una manipulaci6n violen- ta acostumbran a desplazar desde el exterior hacia el interior esie potencial pa- toldgico. No resulta, pues, sorprendente que tenga hoy una difusion espectacular la «terapia de flores» desarrollada hace més de cincuenta afios por el médico e in- vestigador inglés Edward Bach, que tiene en cuenta sobre todo el elemento psi- quico de la enfermedad. No se interesa —o sdlo de modo secundario- por los sintomas fisicos del mal, sino que se dirige al cuadro psiquico basico o dominante; y no hace hincapié con sus métodos terapéuticos en la sintomatologja fisica, sino en la psiquica. De este modo trata a las personas enfermas a través de su alma El doctor Bach tenia buenas razones en que basar esta idea tan inhabitual. En la bisqueda de una terapia que fuera especialmente digna del ser humano se en- contré con un fendmeno, que por lo general pasa desapercibido en la medicina moderna: seqtin la estructura de la personalidad y el estado psiquico del pacien- te, una misma enfermedad fisica puede ir acompafiada de sintomas psiquicos di- ferentes por completo. Son éstos -por ejemplo la intranquilidad 0 la apatia, ne- cesidad de consuelo o reserva, miedo ante la muerte o desearla, criticas 0 agra- decimiento- los que confieren a una sintomatologia fisica objetiva su importancia individual y relacionada con la personalidad. A un enfermo se le puede describir, por ejemplo, de la siguiente manera: tie- ne tantos grados de temperatura, presenta una diarrea verdosa y una sudora- cién intensa, sus valores de laboratorio son tal y cual, aparece apatico y esta debil. Se puede dar también preferencia a la sintomatologia psiquica sobre la fisica y comenzar del siguiente modo: su rostro muestra una expresion triste y atormentada, su voz es débil, sufre las consecuencia de una grave pérdida y da la impresién como si quisiera morir; o bien: se encuentra enormemente que- jumbroso y necesitado de consuelo, se enfada si no se ocupa uno constante-