Anda di halaman 1dari 2

Acto V

Tercera escena
(En el cementerio)

(Entra Paris con flores y una antorcha)
Paris.- Dulce flor, tu lecho nupcial cubro de flores! Tumba adorada, que en tu
recinto encierras el modelo ms perfecto de la eternidad! Hermosa Julieta, que
vives con los ngeles, acepta el ltimo homenaje de quien supo honrarte en vida
y, muerta viene a venerar tu tumba con tributos funerarios! Oh dolor! Polvorosa
bveda de piedras; las cuales regu con dulce roci, y queriendo que con lgrimas
se destilaran mis gemidos. Los obsequios que yo guardo para ti, noche tras noche
sern llorados en tu tumba llorosa. (Se oye un ruido) Qu es eso que oigo? Qu
planta maldita vaga por este camino nocturno, interrumpiendo, mi rito de
ofrecimiento del verdadero amor? Que, con una antorcha! Ocltame, noche, por
un instante. (Se esconde)
Romeo.- T, fauce detestable, seno de muerte, repleto del bocado ms exquisito
de la tierra, as fuerzo yo a que se abran tus quijadas podridas, y en
compensacin te atiborrare con ms alimento, (abre la tumba)
Paris.- Este es aquel desterrado e infame Montesco que asesin al primo de mi
amada, y de cuyo dolor supone que sucumbi la bella creatura. Y viene aqu a
cometer alguna vergonzosa villana con los cuerpos de los difuntos, Voy a
prenderlo. (Va hacia l) Detn tu sacrlego trabajo, vil Montesco! Puede la
venganza ser llevada ms all de la muerte? Miserable villano, date preso.
Obedceme y ven conmigo, pues debes morir.
Romeo.- Debo morir, ciertamente, y por eso he venido aqu. Apreciable y gentil
mancebo, no tientes a un hombre desesperado; huye de aqu y djame. Piensa en
estos que partieron; que ellos te infundan temor. Te lo suplico, mancebo, no
pongas otro pecado sobre mi cabeza, orillndome a la furia. Oh, vete! Te juro por
el Cielo que te aprecio ms que a m mismo, porque he venido hasta aqu armado
contra m mismo. No te quedes, vete. Vive, y di de aqu en adelante, que la
clemencia de un loco te obligo a irte.
Paris.- Desprecio tus conjuros, y te prendo aqu, por criminal.
Romeo.- Quieres provocarme? Entonces, lo conseguiste, muchacho! (Pelean).
Paris.- Oh, muerto soy! (Cae). Si tienes compasin, abre la tumba y colcame
con Julieta. (Muere)