Anda di halaman 1dari 1

LOS APLAUSOS

Eduardo Galeano
Rebelin, 11 noviembre de 2002

DESDE QUE FEDERICO Garca Lorca haba cado, acribillado a balazos, La


zapatera prodigiosa no apareca en los escenarios espaoles. Los teatreros
del Uruguay llevaron la obra a Madrid.
Actuaron con alma y vida. Al final, no recibieron aplausos. El pblico se puso
a patear el suelo, a toda furia; y los actores no entendan nada.
China Zorrilla lo cont:
-Nos quedamos pasmados. Un desastre. Era para ponerse a llorar.
Pero despus, estall la ovacin. Larga, agradecida. Y los actores seguan sin
entender.
Quiz los espaoles haban aplaudido con los pies. Quizs aquel trueno sobre
la tierra haba sido para el autor, fusilado por rojo, por marica, por raro,
como una manera de decirle: para que sepas, Federico, lo vivo que ests.