Anda di halaman 1dari 1

TACTICAS GUERRILLERAS

Al no poseer la potencia numérica y el equipo efectivo para enfrentarse a un


ejército regular, las guerrillas evaden el enfrentamiento en campo abierto. Utilizan
bases implantadas en terrenos de difícil acceso y desconocidos tales como bosques,
montañas o junglas, dependiendo del apoyo de sus pobladores para adquirir
soldados, alimentos, refugio e información. Las guerrillas también pueden recibir
apoyo en forma de armas, suministros médicos y asesoría militar de su propio
ejército o de sus aliados.

Las tácticas de las guerrillas son las proporcionadas por una maniobra basada en el
incesante acoso. Mediante ataques rápidos y sorpresivos, arremeten contra
instalaciones y depósitos enemigos, tienden emboscadas y cortan las líneas de
comunicación, con la intención de interceptar la actividad enemiga y adquirir
equipos y suministros para su propio uso. Por su movilidad y fácil dispersión en
pequeños grupos y su destreza para confundirse entre la población civil, las
guerrillas resultan muy difíciles de contrarrestar.

Frecuentemente estas tácticas se utilizan en situaciones de guerra asimétrica,


donde los enfrentamientos son efectuados en condiciones desiguales, pero con la
característica que el oponente en condiciones desfavorables efectúa ataques
frecuentes, sorpresivos y dispersos con el fin de menguar las fuerzas de su
adversario para lograr apoderarse de una mayor cantidad de terreno. Una vez
logrado esto se lanzan grandes ofensivas que terminan por desgastar y
desmoralizar al ejército enemigo que opta por retirarse, rendirse o simplemente
desplomarse.

“El teórico militar prusiano Carl von Clausewitz estableció en su obra De la Guerra
(escrita entre 1818 y 1830) ciertas condiciones que consideraba necesarias para el
desarrollo exitoso de una ‘guerra popular’: había de contar con el apoyo del pueblo
y tener lugar en el interior de un país, en una gran extensión de terreno quebrado e
inaccesible. El argumento de Clausewitz añadía que la suerte de una guerra de ese
tipo no se decidiría por un solo acontecimiento. Lenin diseñó una aplicación práctica
del pensamiento de Clausewitz al plantear la Revolución Rusa, y sus teorías tuvieron
un notable impacto sobre las estrategias de la guerrilla moderna.”

La organización de la guerrilla comienza con la intrusión de la influencia extranjera


o un régimen opositor, dando como resultado el origen de grupos con la aspiración
de finalizar con él. Asimismo puede surgir que un grupo decida apoderarse del
control del poder y al no contar con el apoyo de de la población, traza una táctica
de desestabilización para tomar el gobierno a la fuerza.

Una vez comienzan a actuar las fuerzas del gobierno, los grupos guerrilleros se
retiran a lugares inhóspitos e inaccesibles reclutando a los pobladores que los han
estado apoyando, adiestrándolos en tácticas militares y operaciones de combate.
Asimismo cuentan con la colaboración de grupos que se dedican al secuestro,
extorsiones, entre otros para adquirir armamento. Consolidando así su control sobre
terreno y población, forman su propio ejército.