Anda di halaman 1dari 19

LOS ANTIGUOS SECRETOS DE SALUD

REVELADOS EN LA BIBLIA

La evidencia existe. De hecho, mientras la evidencia es más científica, más indica que
muchas de las enfermedades en nuestro mundo, nosotros mismos las estamos trayendo
sobre nosotros. Nuestros pobres hábitos de salud contribuyen a las enfermedades en
nuestra sociedad. Nosotros podríamos vivir muchísimo más largo que lo que lo
hacemos. Pero nosotros no sólo traemos sobre nosotros la enfermedad, sino también la
muerte prematura. La evidencia científica indica que las enfermedades del corazón, el
cáncer, y los ataques son bastante evitables. En efecto, son los hábitos en nuestras
vidas - fumar, beber, las comidas que comemos – los que contribuyen a la enfermedad
y la muerte prematura. Es la comida rica en grasas en nuestras dietas las que nos lleva
a la tumba antes de tiempo. Nos gusta de vez en cuando una buena comilona, pero
cuando la comilona se vuelve habitual, entonces estamos en problema serios. De
hecho, algunas personas piensan que la salud es como una tirada de dados. Ellos
piensan, "Cuando su número surge," usted se morirá. Otros piensan que la vida está
pre-ordenada, y "Cuando el dedo del destino apunta hacia usted: su vida ha terminado.

Pero la Biblia enseña - y la ciencia lo demuestra – que no hay ningún dedo del destino
apuntando a nosotros. Si yo fumo cigarros y me da cáncer, no es el dedo del destino
que apuntó a mí, sino mi inhalación de los 29 venenos en humo del cigarro lo que me
mató. Si yo como una dieta rica en grasas, no es el dedo del destino que apuntó a mí,
son mis venas y arterias congestionadas por la grasa. Si yo bebo toda la noche y luego
manejo borracho mi automóvil y choco con un poste de teléfono y termino paralizado
de mi cintura abajo, no es el dedo del destino el que me hizo eso, no es Dios el que me
lo hizo, es el alcohol el que me lo hizo.

De modo que esta idea de que "cuando le llega su turno, todo ha terminado para usted,"
es ciertamente una idea fatalista que no es verdad. Pero alguien dice, "Mire, yo no me
preocupo por la manera que yo vivo porque la ciencia inventará alguna píldora para
curar mis enfermedades. Yo disfruto fumando, bebiendo, y comiendo una dieta pobre.
¡Si yo me enfermo, bueno, simplemente denme una píldora para curar mi enfermedad
o una inyección - pero no quiero cambiar mi estilo de vida!". Nuestros estilos de vida,
amigos, estropean nuestra salud y no sólo acortan nuestras vidas, sino que crean en
nosotros vidas menos felices y no plenas como pudieran ser. Nuestras vidas podrían
llenarse de energía, salud, y felicidad. Podría haber sonrisas en nuestras caras y un
nuevo brillo en nuestros ojos. Podría haber nuevo vigor en nuestras vidas.

¿Está sintiéndose usted ahora mismo cansado?. ¿Le gustaría levantarse por la mañana
y no sentirse como si usted no durmió la noche antes?. ¿Le gustaría tener un
entusiasmo radiante cada tarde en lugar de sentirse soñoliento después de su
almuerzo?. No estoy sugiriendo que si usted sigue el plan de la Biblia, usted nunca se
cansará de nuevo. ¡Todos nosotros, por supuesto, tenemos cuerpos que están corriendo
en decadencia debido al pecado, pero le diré algo: Si usted está tomando alcohol o
humos del tabaco o drogas en su cuerpo, y si usted está comiendo una dieta mala, su
cuerpo tiene que trabajar mucho más duro para tratar con todos esos venenos!. Usted
está desgastándolo y va a sentirse mucho más cansado que si usted siguiera los
principios de salud de Dios.

Yo tuve una experiencia cómica una vez. Todas las noches yo salía para dirigir mis
reuniones, y yo soy bastante enérgico, y cuando yo era más joven caminaba sin cesar
de un lado a otro en la plataforma. Había un muchachito que se sentó en la fila
delantera durante una de mis conferencias, y él vio este cordón que yo tenía atado.
¿Así que una noche él le preguntó a su madre, "Mamá, es ése el cordón que ellos le
ponen a ese tipo todas las noches para que él tenga energía?". Bien, no, ése no es el
cordón que ellos me colocan todas las noches, hijo. Pero si usted sigue el plan de Dios,
usted tiene energía.

El evangelio de Dios de la buena salud

¿Qué dice la Biblia sobre la salud?. ¿Por qué - en una serie de conferencias sobre el
libro de Apoc. nosotros tomamos una noche para hablar sobre salud?. Muchas
personas piensan que la Biblia no tiene nada que decir sobre salud, sin embargo, la
palabra de Dios dice mucho sobre este asunto. En 3ª de Juan 2 dice: "Querido, yo
deseo sobre todas las cosas que puedas prosperar y estar en salud." Dios nos quiere
saludables y que disfrutemos la vida más plenamente. Por otro lado, Jesús dijo en Juan
10:10, "El ladrón [Satanás] sólo viene a robar y matar y destruir." Satanás quiere robar
su salud. Él quiere matar y destruir su felicidad. Él quiere que usted se involucre en
cosas como fumar y beber, en cosas como las drogas, sexo ilícito, y una dieta mala. Le
gustaría programarlo de esa manera, para que usted no experimente la vida en su
plenitud, la vida en toda su abundancia. Pero Cristo dice en Juan 10:10, "yo he venido
para que tengan VIDA, y la tengan más abundantemente." Así que no están diseñados
los principios de Dios de salud para restringir su libertad, no son unos requisitos
legalistas para llevarse su felicidad. Dios quiere que usted viva. Él quiere que cada
nervio y tejido en su cuerpo pulse con salud y vida y alegría. De hecho, Dios ha
enviado un mensaje especial al mundo en el Libro de Apocalipsis. Ese mensaje, en
Apocalipsis 14, se muestra como llevado a través de tres ángeles en medio del cielo.
¿Tiene ese mensaje algo que ver con la salud física?. ¡Ciertamente! El mensaje para el
tiempo final de Dios tiene que ver con nuestra restauración espiritual, mental y física.
Pero muchas de estas verdades han sido perdidas de vista.

Antes de que Jesús venga, debe haber una restauración espiritual de las verdades de la
Biblia como la Segunda Venida de Cristo. Muchas iglesias no enseñan sobre la
Segunda Venida de Cristo. Verdades como la santidad del Sábado. Hay también
restauraciones mentales - un mensaje especial para mantener las mentes de las
personas en paz y libres de tensión. Pero hay un mensaje de restauración física,
también. En una época cuando nosotros estamos destruyendo nuestros cuerpos con
alcohol, tabaco, y las comidas sucias, en un momento cuando nosotros estamos
destruyéndolos con sexo ilícito, y el SIDA está extendiéndose a través de la sociedad,
hay un mensaje de restauración física en Apocalipsis que nos llama no sólo a darle
nuestras mentes y nuestros espíritus pero nuestros cuerpos a Cristo, también.

Note lo que la Biblia dice en el mismo mensaje que hemos estado estudiando -
Apocalipsis 14:6, 7: "Yo vi otro ángel volar en medio del cielo". El ángel no flota, él
vuela, porque es un mensaje rápido. "... teniendo el evangelio eterno para predicar a
cada nación, tribu, lengua, y pueblo.. "Este mensaje especial es ir a todo el mundo. ...
diciendo con una voz fuerte, temed [es decir, respetad u obedeced] a Dios, y dadle
gloria; pues la hora de Su juicio ha venido: y adorad al que hizo el cielo, y la tierra, y el
mar, y las fuentes de aguas."

Es una llamada a la hora del juicio, y en la hora del juicio, Dios dice: "Tenga cuidado
de lo que usted come y bebe. Yo no sólo quiero sus mentes pero sus cuerpos." La
llamada del Creador en la hora del juicio es una llamada a entregarse a Él. Pablo nos
insiste en Romanos 12: “Presentad vuestros cuerpos en sacrificio vivo a Dios”.

Vivir para la gloria de Dios

De manera que la llamada de la hora del juicio es una llamada para darle nuestros
cuerpos a Dios. Porque dice: “Adorad al que hizo el cielo, y la tierra, y el mar, y las
fuentes de aguas.” Adorad al Creador. Si yo estoy adorando al Creador, yo no
destruiré un objeto de Su creación, y el objeto más alto de Su creación es mi cuerpo.
Yo no puedo rendir culto al Creador destruyendo lo que Él creó. Además, dice, "Dadle
gloria." ¿Cómo le da usted la gloria a Dios?. Este mensaje todo está diciéndonos dar
nuestro corazón, nuestra mente, nuestra alma, nuestro cuerpo a Dios. La Biblia nos
dice en 1ª de Corintios 10:31: "Pues que coméis, bebéis, o hacéis cualquier otra cosa,
hacedlo todo para la gloria de Dios."

En los últimos días, justo antes de que Jesús venga, la Biblia nos enseña a darle cada
hábito físico a Cristo. Permita a su cuerpo ser un Templo para el Espíritu Santo, no
alguna casa divertida para destruir. El cuerpo no es un centro de placer para destruir
por medio de hábitos que parecen darnos placer. La Biblia, más bien, nos enseña en 1ª
de Corintios 6:19 que nuestro cuerpo es "el Templo del Espíritu Santo." ¡Nuestro
cuerpo es un lugar de la morada para el Espíritu de Dios!. Visto en esa luz, nosotros
tenemos una responsabilidad religiosa para querer nuestros cuerpos. Visto en esa luz,
es un sacrilegio hacer algo que podría herir nuestros cuerpos y podría profanar o podría
manchar ese templo. De modo que Dios nos llama desde cualquier hábito que destruye
nuestros cuerpos. En la hora del juicio antes que Cristo venga, Dios nos llama a poner
nuestros cuerpos en el altar, poner en esos cuerpos sólo esas cosas que los construyen,
sólo esas cosas que preparan nuestro cuerpo e importan para la venida de Jesús

Ahora, usted tiene una opción, así como usted hace cuando usted compra un nuevo
automóvil. Usted gasta $US20,000 para un nuevo automóvil, y el manual de la
instrucción del fabricante le dice qué poner en el automóvil. Sin embargo, es su
automóvil, así que usted puede poner agua en el cárter de cigüeñal, y echar el peor tipo
de gas en él, y tal vez nunca hacer el cambio del aceite. Pero su automóvil se
estropeará si usted trata así.

Cristo redimió su cuerpo en la cruz de Calvario. Pagó el precio con Su propia sangre
preciosa al costo de dolor y sufrimiento. Es por eso que aunque nosotros podemos
sentir que "Mi cuerpo es mío, y yo lo trataré como me agrade". La Biblia nos recuerda
en 1ª de Corintios 6:19, 20 que "no sois vuestros ....". Nosotros no sólo somos los hijos
y hijas del Rey, pero nosotros también somos la posesión comprada de Cristo y
pertenecemos a Él – de modo nosotros debemos conducirnos de acuerdo con eso.

Es verdad que dado que Dios nos da libre elección, nosotros podemos poner cualquier
cosa que nosotros queremos en nuestros cuerpos. Pero cuando nosotros ponemos en
tabaco y alcohol y comidas sucias, nuestros cuerpos empiezan a estropearse.
Contraemos enfermedades del corazón o cáncer. Físicamente, ésa es una tragedia. Pero
espiritualmente, esos hábitos no honran o glorifica Dios, porque lo que nosotros
ponemos en nuestros cuerpos va a través de nuestra sangre a nuestro cerebro. El
cerebro es un órgano corporal como cualquier otro y es inevitablemente afectado por
nuestra condición física. Y una razón por la que muchas personas no están conectadas
con el Espíritu Santo es que sus cerebros se congestionan tanto con tabaco, comidas
sucias, y alcohol que es difícil para el Espíritu Santo corregirlo. Pero, amigos, Dios no
quiere que nosotros nos muramos demasiado pronto. Él quiere que vivamos y vivamos
más abundantemente.

¿Morir por una fumada?

Usted sabe, el sexto mandamiento dice, en Éxodo 20:13, "no matarás." Algunos
piensan que eso sólo se refiere a tomar una arma y disparar a algún enemigo, pero no
sólo significa que usted no debe matar a otras personas - significa usted mismo no
debe matarse tampoco. El Dr. Linus Pauling- uno de los pocos científicos en la vida ha
ganado dos Premios Nobel - dijo que cada cigarro que usted fuma quita 14 ½ minutos
de su vida. ¡Cada cigarro fumado estadísticamente toma 14 ½ minutos de la vida! En
otras palabras, fumar es cometer un suicidio lento. ¿Es usted consciente de la
investigación hecha en el Sloan-Kettering Institute de Cáncer?. Ellos desarrollaron una
máquina fumadora que extrae alquitrán del tabaco de humo del cigarro. Cuando ellos
pintaron ese alquitrán en las espaldas de ratones, los ratones desarrollaron cáncer
indistinguible de cáncer humano. ¡Hoy nosotros sabemos que hay 29 carcinógenos
diferentes – esto es, 29 cancerígenos químicos en el humo de cada cigarro!.

Y aparte del cáncer, hay enfisema también. Por lo menos 80 por ciento de todos los
casos del enfisema son causados cigarrillos. Una víctima de enfisema puede respirar,
pero no puede exhalar. Tiene que llevar un tanque de oxígeno para tomar aire. La
muerte por enfisema es terrible, porque los pulmones pierden su elasticidad. Pueden
extenderse, pero no pueden contraerse. De modo que una persona puede respirar, pero
no puede exhalar.. ¡Es terrible!. Las personas que tienen enfisema mueren a los 45, 48,
50 años de edad.

Entonces, por supuesto, fumar se relaciona con las enfermedades del corazón. La
primera bocanada de humo que alcanza los pulmones de una persona hace que los
vasos sanguíneos se acorten y estrechen el flujo de sangre y obligan al corazón a
trabajar más duro. Usted tiene un 25 por ciento de oportunidad mayor de sufrir un
ataque cardíaco si usted es un fumador que si usted es un no-fumador. De modo que el
cáncer, enfisema, y enfermedad del corazón son todos relacionados con el fumar.

Alguien dice, "Pastor, me gustaría realmente dejar de fumar, pero yo no puedo."


¿Amigo mío, es el poder de tabaco mayor que el poder de Jesús Cristo?. No, Jesús es
más fuerte que un cigarro. Yo he visto a Jesús liberar a miles de las personas del hábito
del tabaco. Miles de las personas. De hecho, yo pienso en Ed. Él era un fumador de dos
paquetes al día. Ed era el tipo de persona que podría hacer todo - excepto dejar de
fumar. Él simplemente no podía dejarlo. Él fumó un paquete y medio a dos al día
durante 15 a 20 años.

Cristo puede librarle

Yo hablé con Ed sobre la Biblia. Le dije, "En tiempos de la Biblia, cuando Cristo tocó
los ojos de los ciegos, ellos fueron sanados. Cuando Cristo tocó el brazo marchito del
hombre paralizado, fue sanado. Esas personas tenían aflicciones, y usted tiene una
aflicción de tabaco. Usted no puede dejarlo, pero Cristo puede librarlo. ¿Le gustaría
arrodillarse conmigo, para que podamos orar por eso?". Yo le hice traer sus cigarros, y
él los puso en el suelo. Entonces empezamos a orar. Así es como él empezó a orar - era
la oración más débil que yo he oído alguna vez "Oh, estimado Jesús, yo no puedo
dejarlo. Tú sabes que yo no puedo dejarlo. Yo soy tan débil, Señor. El tabaco tiene un
asimiento en mí. Yo nunca puedo dejarlo."

Yo no podía soportarlo más. Lo sacudí mientras él oraba. ¡Le dije, "Deje de orar así!".
¿Él me miró y dijo, "Pastor, qué dijo usted?" Yo dije, "ya no ore más. Usted va a estar
peor después de que ore que como estaba antes." Ahora, él nunca oyó a un predicador
hablar con él así antes, pero no obstante yo lo hice. Yo lo sacudí cuando oraba "Mire,
usted está convenciéndose en su oración de que usted no puede dejar de fumar".

Yo le dije a Ed, "Póngase de y dígale a Dios, ' yo sé que soy débil, pero Tú eres fuerte,
Dios. Tú tienes poder omnipotente. Tú tocaste ojo ciegos - y fueron abiertos. Tú
tocaste oídos sordos y dejaron de serlo. Señor, Tu poder es mayor que el tabaco." ' Yo
le dije, "Ed, su problema es que usted piensa que el tabaco es mayor que Jesús, pero
usted necesita decirle a Jesús que usted cree que Su poder es mayor. Por favor ore de
nuevo ahora mismo su oración." Él inclinó su cabeza y oró, "Estimado Jesús, yo soy
tan débil, pero tú eres fuerte. Tú eres omnipotente. Tú puedes liberarme, Señor. Yo
puedo tener un deseo, pero tú eres mayor que ese deseo. Yo puedo querer correr fuera
y conseguir algún tabaco, pero Tú eres mayor que eso, Señor. Por favor libérame”.

¡Ese hombre fue liberado por la gracia de Dios!. Y usted puede liberarse también.
Usted no necesita ser mandado por un pequeño cigarrillo. ¡Claro que no!. Usted puede
ser liberado por la gracia de Dios. Sus pulmones no necesitan ser contaminados. Jesús
puede liberarlo. Yo no estoy diciendo que va a ser fácil. Usted ha estado poniendo
nicotina en su cuerpo por 10, 15, 20 años, y su cuerpo va a reclamar. Dirá: ¿Qué me
está haciendo usted ahora?. Usted ha estado poniendo ese material durante años, para
seguir alimentando ese hábito. Pero usted no necesita hacer eso. Usted ve, el poder de
Jesús es mayor.

Un libro de texto científico dice, "la Nicotina causa que las arterias se encojan. Esta
combinación de acumulación de grasa y encogimiento de las arterias impide que los
vasos de las sangres proporcionen bastante sangre al corazón, el cerebro, las
extremidades y otros órganos. Cuando la condición se pone peor, resulta en daño de
los tejidos. A estas alturas, se requiere tan sólo un pequeño coágulo de sangre en el
vaso sanguíneo estrechado para causar un ataque cardíaco”. Eso es lo que pasa,
amigos. Muchas personas parecen estar muy bien mientras están fumando. Pero sus
arterias están poniéndose más pequeñas y la grasa está acumulándose. Entonces un día
algo pasa. Sienten dolor en su corazón. ¡Y se pone peor - como un elefante caminando
en su corazón!. El dolor irradia a través de su pecho, y se caen - muertos. Ése es el
efecto acumulativo de fumar.

Los que lo abandonan siempre ganan

Pero por la gracia de Dios, usted puede dejarlo. Las noticias buenas son que cuando
usted deja de fumar, sus vasos empiezan a limpiarse. Sus pulmones mejoran, la
irritación se detiene, la inflamación se detiene, la congestión se detiene, el goteo de las
mucosas se detiene, la brevedad de la respiración se detiene. Los efectos beneficiosos
de la salud son casi inmediatos. ¡Yo doy gracias a Dios de que ese Cristo pueda
darnos salud abundante, pueda darnos poder para vence - y vivir!.

¿Sabe?, hay mucha evidencia hoy, también, sobre el humo de segunda mano, sobre lo
que el fumar hace a las personas que viven en la casa de un fumador. ¿Qué hace el
fumar a las mujeres que están embarazadas? El Tribune de Chicago publicó un artículo
que dijo esto: "Mujeres que fuman durante el embarazo están dañando los vasos de su
bebé”. Fumar no sólo lo afecta a Ud.. Si usted está embarazada, afecta a su bebé. Si
usted tiene niños pequeños, de dos, tres, cinco años en la casa, los afecta. Ellos tienen
más resfríos, y a través de su humo de segunda mano, pueden desarrollar cáncer. No
hay ninguna duda sobre eso. Usted contamina la atmósfera de sus niños. Las mujeres
que fuman tienen bebés prematuros mucho más frecuentemente. Esos bebés diminutos
tienen que ser puestos en incubadoras, y tienen una partida difícil en la vida. Fumar es
dañoso para todos alrededor de usted, así que usted tiene todas las razones para dejarlo.
El poder de Dios le permitirá que lo deje. Por la gracia de Dios, usted puede ser libre.
Usted puede presentar su cuerpo en "un sacrificio viviente." Dice la Biblia en Romanos
6:16, "¿No sabéis que cuando os ofrecéis a vosotros mismos a alguien para obedecerlo
como esclavos, os hacéis esclavos de quien obedecéis?". Usted o es un esclavo del
tabaco o de Jesús. Es una cosa maravillosa - aunque a veces es difícil cuando nosotros
tenemos ese tremendo deseo – decir: "Yo ya no soy un esclavo del tabaco. Yo estoy
superando eso. ¡Yo quiero ser un sirviente de Jesús Cristo, yo quiero ser un hijo del
Rey '" Y Él entra en nuestras vidas y nos concede Su poder sobre esos hábitos!.

¿Luchando la batalla de la botella?

¡El alcohol destruye células del cerebro inmediatamente - las células del cerebro, a
propósito, que nunca se regeneran! De modo que se han ido para siempre. El Dr.
Melvin Knisely ha desarrollado un microscopio electrónico que él usa en estudiantes
de la universidad. Él puede mirar a través de ese microscopio los vasos sanguíneos en
sus ojos y puede ver la coagulación de la sangre llevando el oxígeno al cerebro. Él
puede decir si una persona ha tomado dos bebidas, seis bebidas, u ocho bebidas
mirando en sus ojos con el nuevo microscopio electrónico. Él advierte que beber
alcohol corta el oxígeno proporcionado al cerebro. Ahora, permítame hacerle una
pregunta: ¿Dónde se comunica el Espíritu Santo con usted?. ¿Se comunica Él a través
de sus dedos?. ¿Se comunica Él a través de sus dedos de los pies?. ¿Dónde se
comunica Él?. ¡A través de su cerebro!. ¿Ve usted por qué el diablo preparó el alcohol
en los laboratorios de infierno?. ¡Porque el alcohol afecta el cerebro!.

El cerebro humano precisamente es donde Dios quiere comunicarse con nosotros a


través de Su Espíritu Santo. ¿Ha notado usted alguna vez que cuando las personas
empiezan a beber, después de unos tragos no tienen muchas inhibiciones?. El beber y
la inmoralidad sexual van juntos. Beber va con una caída moral. ¿Por qué?. Es porque
el diablo destruye nuestras células del cerebro, y nosotros no podemos dejar de hacer
lo que sabemos que no debemos hacer.

¡Dos de cada cinco personas que usan alcohol desarrollan serios problemas con el
beber - eso es 40%!. Pero alguien todavía dirá, "Oh, yo puedo beber socialmente sin
problemas." Escuche, amigo: Si usted tuviera un perro que mordió sólo dos de cinco
personas que vinieron a su casa, y los envió durante mucho tiempo al hospital,
¿Guardaría usted ese perro?. ¡Nada! Dos de cada cinco personas que toman al menos
un trago, desarrollan problemas matrimoniales serios, problemas familiares, y de
trabajo - como resultado de beber. Usted no sabe si usted es uno de esos dos. Por eso
es que la Biblia dice "el Vino es un burlón. Lo engañará." Dios dice, "no se arriesgue -
ni siquiera empiece."

La Palabra de Dios no tiene cosas buenas para decir sobre el licor. De hecho, la Biblia
lo pone esta manera en Proverbios 23:29-33. Esa última frase describe las
alucinaciones y el delirium tremens que plagan a muchos bebedores de alcohol.

Alguien dice, "Eh, espere un minuto, Pastor. ¡Espere un minuto! Jesús creó vino en
una fiesta de la boda." Un momento, amigo. ¿Ha estudiado bien ese pasaje?. Yo miré
las medidas. El vino que Él creó en esa fiesta de bodas era una cantidad grande. Juan
2:6, 7 dice que era bastante como para llenar "seis jarras de agua de piedra... hasta el
borde" y describe las jarras como "cada una conteniendo veinte a treinta galones." ¡Eso
es entre 120 y 180 galones de vino!. Era bastante para que todos en esa fiesta de la
boda se emborracharan si era fermentado el vino. ¿Puede creer usted que Cristo creó
vino fermentado que embriaga?. ¡Mire esas cantidades!. Si esas personas bebieran así,
entonces algún hombre perseguirá a la esposa de otro hombre. Otro va a manejar una
carreta de bueyes fuera del camino en el camino a casa. Y alguien más irá a casa y
pegará a sus niños. ¿Quiere decir usted que Jesús es responsable de esos tipos de
cosas?. No lo crea ni por un minuto, amigo.
Yo no quiero desviarme en una discusión profunda de lingüística, pero nosotros
debemos mirar las cosas desde la perspectiva bíblica, y el hecho es que la Biblia usa la
palabra inglesa "vino" para referirse a dos bebidas de la uva distintamente diferentes:
uno, sin fermentar, que es un refresco y legal; el otro, fermentado y embriagante e
ilegal. Las Sagradas Escrituras traducen la palabra “yayin” del hebreo en el Antiguo
Testamento y la palabra “oinos” del griego en el Nuevo Testamento como nuestra
palabra inglesa "vino."

En los días de la Biblia, “yayin” y "oinos” podrían significar o el fresco, jugo no


fermentado de la uva o la fermentada bebida embriagante que llamamos "vino" hoy.
Puesto que la Biblia no es un léxico que define sus palabras, el significado de sus
palabras debe derivarse a menudo de su contexto. Por consiguiente, nosotros no
podemos leer "vino" simplemente y asumir que significa una bebida alcohólica que
hace borrachos de los hombres o una bebida deleitable de jugo de la uva que incluso
nuestros niños pueden disfrutar - nosotros debemos mirar el contexto. Cuando la Biblia
condena al "vino" y los problemas de embriaguez que causa, nosotros sabemos que se
refiere a la variedad embriagadora. ¡Cuando alaba el "vino" como una refrescante
bendición y saludable para la humanidad, podemos estar seguros de que se refiere a la
variedad del no fermentado puro jugo de la uva!.
Cuando Jesús fue a esa fiesta de la boda a Cana, Él realizó Su primer milagro. La
Biblia dice en Juan 2:9, 10 que el vino que los invitados de la boda bebieron al final,
qué Jesús creó, era diferente al del principio. Las personas dijeron, "Esto es el más
dulce y el mejor vino que hemos saboreado alguna vez." Jesús creó milagrosamente
vino del no-alcohólico que usted puede comprar en las tiendas hoy. Él no creó del
fermentado, vino alcohólico para que esas personas pudieran emborracharse al beber
esa cantidad. ¡Nada! Mi Señor creó vino que era tan dulce, tan magnífico, tan
burbujeante que les dio energía. No destruyó sus cerebros. ¡Jesús nunca creará algo
que va a causar a las personas perder sus mentes y perseguir a otras mujeres!.

¡Yo me agito por estas cosas porque el diablo está destruyendo la vida espiritual de las
personas! ¡Alguien tiene que ponerse de pie y decir, "Mi hermano, mi hermana, Jesús
está viniendo pronto! Preparemos nuestros cuerpos para la Segunda Venida de Cristo."
Alguien tiene que enfrentar la industria de licor y decir, "Ustedes están engañando a
nuestros adolescentes. Ustedes están violando las mentes de los jóvenes." No me hable
' del beber responsable. ¡No hay tal cosa! ¡Usted se pone irresponsable cuando bebe
porque lo engaña '" Shakespeare dijo del alcohol: "Oh Dios! Esos hombres deben
poner a un enemigo en sus bocas para que les roben sus cerebros."
Jesús quiere que algunos jóvenes hoy miren a sus amigos y digan, "yo no bebo '" Jesús
quiere que los jóvenes miren a sus amigos y digan, "yo no fumo." Jesús quiere los
jóvenes hoy que tengan el valor para poner sus cuerpos en el altar. Jesús quiere que los
adultos pongan el tono para las personas jóvenes. Si usted está bebiendo socialmente,
¿cómo puede decir a su hijo adolescente o a su hija que no beban? Y aun cuando usted
puede manejarlo, ¿cómo sabe usted que ellos podrán manejarlo? Muchos jóvenes han
empezado bebiendo en casa sacando cervezas del refrigerador cuando se han ido sus
padres, beben y beben a sorbos un poco de vino cuando los padres están lejos. Usted
nunca puede llevarlos a prepararse para la venida de Jesús, a menos que ustedes,
ustedes mismos, pongan sus cuerpos en el altar. ¿Yo quiero eso, usted no? Yo quiero
terminar con hábitos que destruyen la vida. Pero la única manera es abstenerse
totalmente. Diga, "yo voy a estar limpio para Ti, estimado Jesús." Las personas piensan
que ellos pueden manejarlo, pero no pueden - no cuando beben a sorbos vino y otras
bebidas alcohólicas que destruyen la salud y destruyen vidas por medio de choferes
bebidos, etc.

Cuando nosotros ponemos nuestros cuerpos en el altar absteniéndonos del alcohol,


tabaco, y drogas, están limpios ante Dios. Pero la droga, los narcóticos están
destruyendo vidas innumerables. Parece una frase cliché, pero la única manera de estar
seguro es decir "No," a las drogas - no hay ninguna otra manera. Nuestros cuerpos son
el templo de Dios. Yo no soy mío, porque Cristo me compró en la cruz, y ahora yo soy
Suyo.

Ninguna de estas enfermedades

En el Antiguo Testamento, Dios hizo una promesa maravillosa a Sus pueblo del Israel
antiguo. ¡Y cuando Dios sacó a Israel de la esclavitud egipcia, la Biblia dice en Salmos
105:37, "No había ninguna persona débil entre sus tribus!". Los Israelitas siguieron los
principios de salud de Dios, pero los egipcios no lo hicieron.

Hoy nosotros conocemos las prácticas de salud de los egipcios porque hemos estado
estudiando las momias. Y a través de los jeroglíficos, nosotros sabemos el estilo de
vida de los egipcios. Los egipcios bebieron mucho alcohol y generalmente tenían
sobrepeso porque comían una dieta alta en grasas. Ellos comían carne de cerdo asada
en gran cantidad, que tiene el volumen de grasas más alto de todo las carnes. Los
egipcios también tenían muchas comidas dulces en su dieta.

La Universidad de Loma Linda, en California, dirigió algunos estudios magníficos en


salud y enfermedades en el mundo antiguo. Otros investigadores, mirando algunos de
esos estudios, hicieron autopsias en momias egipcias. Ellos han hecho autopsias en
literalmente miles de momias, y de estas autopsias nosotros aprendemos sobre la
cultura egipcia y sus hábitos de salud. Ellos hicieron una autopsia realmente al faraón
Ramsés II. Él se murió de un ataque cardíaco fulminante.

Ellos también pueden radiografiar esas momias. Dr. Rufoin, médico francés y
Egiptólogo, las momias radiografiaron extensamente. Él encontró que ellos tenían
cáncer, enfermedad del corazón, artritis, y reuma. Ramsés II - qué espécimen que él
era, con su enfermedad del corazón y artritis. Los egipcios antiguos tenían las mismas
enfermedades que nosotros tenemos hoy. Ellos tenían enfermedades de transmisión
sexual como la sífilis y la gonorrea debido a sus estilos de vida inmorales. Ellos
volvieron sus espaldas a lo que la Biblia dijo y violaron los principios de salud de
Dios. Como resultado de esas violaciones, ellos tenían todo desde la aterosclerosis a
las caries, desde la obesidad a las enfermedades del corazón, desde cáncer a vidas
llenas de tensión.

Las personas a veces me preguntan, "Mark, qué se dice sobre la dieta en la Biblia?.
¿Ofrece la Biblia alguna ayuda en nuestra dieta?". Ciertamente. ¿Y cuáles son los
principios de salud que Dios da respecto de la dieta?.
El Principio # 1 se encuentra en Génesis 1:29: Cuando Dios creó la raza humana, Él
les dio una dieta magnífica que grandemente consistía de verdura. Era verduras,
granos, nueces y frutas - una dieta vegetariana.

De manera que su "carne" era frutas, nueces, los granos, y verduras. Adán y Eva no
estaban asaltando alguna vaca y matándola en el Jardín de Edén. No había allí en
absoluto ninguna muerte - ninguna muerte en el bonito plan de Dios - y ellos eran
originalmente vegetarianos. Era el deseo de Dios que viviesen vidas largas con esa
dieta que, de paso, proporciona proteína muy adecuada. Animales fuertes como el
caballo y la vaca consiguen toda la proteína que necesitan de las avenas y maíz y otros
granos que ellos comen. Ellos consiguen su proteína de primera mano de la tierra, y
crecen grandes y fuertes. El hombre que los mata y come su carne está consiguiendo su
proteína de segunda mano.

Cuando Adán y Eva dejaron el Jardín de Edén, su dieta también incluyó verduras y
hortalizas, de modo que ellos tenían una gran dieta abundante de frutas, nueces,
granos, y hortalizas. No fue hasta el tiempo del Diluvio de los días de Noé que Dios
dio permiso a las personas para comer carne. Dios les dio permiso para comer carne en
ese momento - no hay ninguna duda sobre eso. Pero la comida de carne no era la dieta
original que Dios dio a Adán y a Eva. Si usted quiere comer Su dieta original, usted
debe regresar a la dieta de Adán y Eva.

El nombre Matusalén quiere decir: "Cuando él se muere, las aguas de diluvio vendrán."
(A propósito, Dios lo puso a descansar el mismo año que el Diluvio vino). Pero él
vivió 969 años. El promedio de vida antes del Diluvio era 900 años. Siete generaciones
antes de Matusalén, Adán vivió durante 930 años. Noé vivió 950 años. Génesis 5:5,
5:27, 9:29. Me preguntan algunas personas, ¿"vivieron ellos realmente tanto?"
Ciertamente. Novecientos y sesenta nueve años no eran nada. ¡Dios diseñó para ellos
vivir y quería que ellos vivieran para siempre!. Cuando Dios hace algo, Él no hace
basura. Él hace algo para que viva y dure durante mucho tiempo. ¿No es eso
verdadero? Dios quería que ellos vivieran para siempre.

La carne acortó el promedio de vida

Pero inmediatamente después del Diluvio - dado que el Diluvio catastrófico rasgó los
árboles y plantas y temporalmente destruyó toda la vegetación - Dios dio a Noé y su
familia permiso para comer carne. Y de inmediato sus vidas fueron acortados por
centenares de años. Mire, siete generaciones desde Adán a Matusalén, y esos patriarcas
vivieron vidas largas, largas. Pero siete generaciones del hijo Sem a Noé, usted llega al
patriarca Nacor. Génesis 11:24, 25 dice que él vivió sólo 148 años. De modo que el
promedio de vida de la humanidad bajó muy, muy, rápidamente una vez que ellos
empezaron comer una dieta distinta a la que Dios dio originalmente.
Pueden preguntarse algunos, "Es un pecado comer carne?". La respuesta es no, no lo
es. Dios dio permiso para comer carne si las personas escogen hacer eso. Pero usted
debe comprender que si usted come mucha carne, usted tendrá mucha grasa animal en
su dieta - y en sus arterias. Así que es importante no abusar ese privilegio, porque
usted necesita consumir menos grasa en su dieta. Si usted quiere la dieta mejor, por
supuesto, que usted escogerá una vegetariana. Éso es lo que Dios realmente pensó que
nosotros comiéramos.

Cuando usted estudia los días del Diluvio, encuentra algo muy interesante. Dios le dijo
a Noé cuántos de cada especie de animal meter en el arca. Nosotros encontramos esta
instrucción en Génesis 7:2. De modo que Dios dijo que hay dos tipos de bestias.
¿Cuáles son ellos?. Limpios y sucios.

¿Por qué debía meter Noé los animales limpios en el arca por sietes?. Porque él y su
familia iban comer los limpios y también a usar algunos de ellos para sacrificios.
Ellos debían tomar siete pares - el hebreo original dice que Noé tome "siete, un
macho con su hembra" para que los animales pudieran multiplicarse. ¿Por qué debía
alojar Noé los animales sucios de a sólo dos?. Porque ellos son basureros - no para ser
comidos o sacrificados. Los basureros fueron creados para comer la basura de la tierra.
Ellos eran el sistema de disposición de la basura de Dios muchísimo antes de que
nuestra disposición de basura moderna se inventara. Como criaturas sucias, ellos no
están aptos para el consumo humano.

Así que pare y piense: Noé tomó a los animales sucios – como el cerdo y el buitre- al
Arca de a dos, un par de macho y hembra, simplemente para conservar y perpetuar las
especies. ¡Si Noé y su familia hubieran comido cualquiera de los dos del par de esos
animales que Dios dice que son sucios, nosotros no tendríamos ninguno de esos
animales hoy!.

Ahora, las dos categorías de animales son limpias y sucias. ¡Por favor note que Dios
hizo esta designación ANTES DE que la raza judía existiera! Hay todavía algunas
personas que dicen que lo limpio y sucio sólo entró con los judíos. Esto simplemente
no es verdad. Noé no era judío. El primer judío fue Abraham, nacido aproximadamente
cuatro siglos después del Diluvio. Se salvaron sólo ocho humanos en el Arca: Noé, sus
tres hijos, y sus esposas eran los solos sobrevivientes de la raza humana entera. Cuando
Dios aplicó esta distinción con ellos, es obvio que Él lo aplicó a toda la humanidad, no
sólo a los judíos, que no existieron como una raza o nación hasta más tarde.

Además, cuando Dios le dijo el número apropiado de bestias a Noah para salvar en ell
Arca, Noé no pidió que la distinción limpia-sucia le fuera explicada, por lo que íncluso
debe de haber estado antes en efecto.
Algunos dicen, "La distinción limpio-sucio sólo era durante los tiempos del A.
Testamento." Pero, amigos eso simplemente no es verdad en base a la teología y el
sentido común. Teológicamente, la Biblia dice en Isaias 66:15-17 que la distinción de
Dios entre las comidas limpias sucias todavía estarán en efecto en el momento de la
segunda venida de Jesús. " "

Y el sentido común nos dice que la prohibición de Dios contra las bestias sucias no
está basada en un ceremonial o ritual religioso, como la circuncisión, que se cambió
en la Cruz. Es un principio de salud - bueno para todos los tiempos -- porque está
basado en lo que Dios, el Creador, sabe sobre esas bestias que recogen la basura,
conoce su anatomía y sus hábitos de comer. Él sabe lo que Él diseñó en todas las
criaturas porque Él hizo el caballo para ser una bestia excelente de carga, y Él hizo el
cerdo y el buitre para ser basureros y mantener su ambiente limpio, así como nosotros
hacemos tarros de basura y cloacas.

La dieta ideal es, por supuesto, la vegetariana, como Dios originalmente prescribió. En
la emergencia después del Diluvio, Dios dijo que el hombre pudiera comer carne en
cantidades limitadas. ¡Pero Dios nunca dijo que nosotros pudiéramos comer los
animales sucios! ¡Ni nosotros debemos desearlo - alguien observó que "Él era un
hombre valiente el que primero comió una ostra!". Nosotros seremos tanto más
saludables si seguimos los principios de Dios de salud y dieta así como Él los dio en la
Biblia. ¿Pero usted puede preguntar, "Cuáles son algunos de esos principios, y qué
animales son limpios y sucios?". Ésa es una pregunta muy buena.

La ciencia valida la regla de Dios

La primera cosa que nosotros necesitamos notar cuando comemos cualquier tipo de
carne es la instrucción que Dios nos dio en Levítico 3:17.

¿Está alcanzando la ciencia a la Biblia? ¿Qué dijo Dios hace miles de años? No coma
la grasa. ¿Qué oímos nosotros por todas partes hoy? Coma una dieta baja en grasas.
Usted lee sobre la importancia de una dieta baja en grasas en todos los tipos de libros
que salen hoy. Pero Dios lo dijo hace tiempo. Los científicos están alcanzando a Dios
simplemente. ¿Por qué no comer grasa? Debido al colesterol. ¿Por qué no comer
sangre? Porque la enfermedad se transmite a través de la sangre. Ellos simplemente
están viendo ahora el cáncer como un virus transmitido a través de la sangre. Tanto es
así, que están haciéndose estudios en estas áreas. Si usted come carne, ciertamente
elimine esas carnes de alto contenido de grasa y ciertamente no coma bistecs crudos
llenos de sangre.
Pero la Biblia sigue y da instrucciones muy claras, muy específicas para ayudarnos a
saber qué animales son limpios o sucios. Dos capítulos enteros - Levítico 2 y
Deuteronomio 14 – se consagran a esta instrucción. Si usted come carne, no coma
ningún animal que Dios dice que son sucios. ¿Ahora, cuáles son los animales limpios?
Deuteronomio 14:6 dice, "Usted puede comer cada animal con pezuñas y que tenga
hendido el casco en dos partes, y que mastique rumiando." ¿Qué significa que
mastique rumiando? Mastica su comida, la traga, la escupe, y la mastica de nuevo.
Algunos ejemplos de animales limpios son el buey o vaca, la oveja, la cabra, el ciervo,
la gacela, el antílope, la cabra montañesa y oveja de la montaña. Todos esos animales
encajan con la descripción de Dios y son limpios para comida.

¿Qué animales son sucios? ¿Qué animales no debemos comer nosotros, según la
Biblia? ¿Qué hay del camello? ¿Me pregunto yo, es el camello limpio o sucio? Bien,
en Deuteronomio 14:7 Dios dice, así que el camello es sucio. ¡Bien, yo quiero que Ud.
vaya casa y saque toda la carne del camello de su refrigerador y la tire! ¡Ningún
camello más para el almuerzo! ¡Nunca más detenerse en McDonald`s para conseguir
un bocadillo de camello! La Biblia dice que el camello es sucio para usted. ¿Está
deseoso de dejar de comer camello porque usted ama a Jesús?. Usted puede sonreír
porque usted no come camellos. Hay solamente uno o dos camellos quizá en el parque
zoológico.

Bien, entonces no tenemos que preocuparnos por comer cosas que son sucias, porque
usted no comería nada que sea sucio. Nosotros mejor seguimos leyendo la Biblia.
Hemos aprendido sobre el camello, la liebre - eso es un conejo - y la comadreja. ¿Cuál
es la comadreja? Una comadreja es como un tejón. Es un animal como una rata grande
que vive cerca del océano. Así que no más comadreja en las mañanas, bien? .

Siguiendo, Deuteronomio 14:8 dice, "Y el cerdo" - ¡Cerdo! ¡Carne de cerdo! ¿Por qué
lo menciona Dios? "¿porque tiene dividida la pezuña, pero no rumia, es sucio para
usted: usted no comerá su carne, ni tocará su cadáver muerto?. "Nosotros podemos
saltarnos esto porque nadie come carne de cerdo, ¿verdad? Dios dice no comerlo.
Pregunta alguien, ¿por qué? Bien, permítame darle unas razones científicas pero aun
cuando yo no supiera las razones científicas, yo seguiría a Dios. La Biblia dice de la
carne de cerdo: no la coma, líbrese de él, tírelo. Es buena como fertilizante.

Aquí es un verso usted debe recordar: Salmos 84:11 (RSV) dice: "Ninguna cosa buena
hace al Señor detenga de aquéllos a que caminan debidamente." Si la carne de cerdo
fuera buena, Dios no lo ocultaría a nosotros. Dios no ocultará nada bueno a nosotros,
pero desde que no es bueno, Él dice: "no lo comas. Vacas, sí, usted puede comer. Pero
cerdos, Dios dice, "No, no comas el cerdo." ¿Por qué?.
Razón 1: Ninguna carne es más alta en grasa que la carne de cerdo. Estorba las arterias
y consigue que usted prepara para un ataque cardíaco.

Razón 2: El Dr. McNaught examinó especímenes de la carne de cerdo en la carne de


San Francisco comercializa y averiguó ese uno de cuatro larvae de la triquina vivientes
tenidos en él. La triquina es gusanos del parásito. La triquinosis está saliendo de nuevo.
Si usted pusiera carne del cerdo bajo un microscopio, usted verá que el larvae de la
triquina que puede tener millones de poco incita. Esos huevos salen del cascarón en su
estómago y entonces invaden su tejido del músculo y causa síntomas como artritis o
reuma.
¿Sabe usted lo que alguien me dijo una vez? Él dijo, "Oh, pero nosotros lo cocinamos
tan caliente que nosotros los matamos todos." ¿Nos da más consuelo para saber que
nosotros estamos comiendo gusanos muertos en lugar del vivo?. De hecho, muchos
casos de triquinosis que el descanso fuera aflija a las personas que pensaron que ellos
cocinaron suficientemente a su carne. Yo preferiría siga Dios, amigos. ¿Y yo sé que
usted también habría, no lo habría? Nosotros podemos aprender a controlar nuestros
apetitos. Nosotros podemos comer para vivir en lugar de vive para comer. Nosotros no
tenemos que estar entre aquéllos Dios habla de en Filipenses 3:19, "De quien el
extremo es destrucción cuyo Dios es su barriga." El Señor nos ayudará alegremente ya
que Él santificó nuestros sabores si nosotros le preguntamos. En lugar de comida de
basura, nosotros podemos aprender a disfrutar el combustible del premio que nuestros
cuerpos merecen.

Usted es lo que come

Nosotros podemos festejar en el sabor de todos esas frutas maravillosas y verduras y


nueces. Y si usted quiere comer carne, hay carne, hay cordero, hay varios otras cosas.
¿Pero no es más sabio seguir la manera de nuestro Creador y no destruir estos
cuerpos?. Yo no quiero que esos triquina parasitaria se introduce habitando mi cuerpo
de forma alguna. Yo quiero mi cuerpo tan saludable como posible para Jesús.

¿Qué sobre el pez?. Dios dice en Deuteronomio 14:9, 1 0, "Éstos usted comerá de
todos que están en las aguas: todos que tienen aletas y escamas deben usted come: Y
en absoluto no tenía aletas y escamas usted no puede comer; está sucio hacia usted." Si
un pez tiene aletas y escamas, usted puede comerlo ningún problema. Pero si está en el
agua y no tiene aletas y escamas y lo come está digiriendo basura simplemente.
Cuando usted come basura, su digestión lo transporta en su carne y le hace un
candidato para la enfermedad y la muerte prematura.

Durante la Segunda Guerra Mundial, después de la tragedia en el Puerto de la Perla, el


gobierno americano contrató Bruce Halstead, un biólogo marino. Muchos aviadores
americanos los aviadores -marinos y Navales - quién se disparó abajo en el Pacífico
comió marisco para sobrevivir pero estaba enfermándose. Para que el gobierno
americano dijo, "Bien, Sr. Halstead, nosotros le daremos un año. Nosotros le
pagaremos un sueldo bueno, déle un barco y una tripulación, y nosotros queremos que
usted estudie pez. Nosotros queremos que usted haga un poco el manual para los
aviadores americanos que les muestran los cuadros de pez, porque nosotros queremos
que usted les diga qué pez ellos pueden comer, y qué pez que ellos no deben comer.
¿Bien?" Para que Bruce Halstead salió y hizo un manual del estudio grande a un
manual para decirles lo que ellos pudieron y no podrían comer a los aviadores de la
Armada.

La cosa interesante que él dijo era esto: "Si usted pierde este manual, recuerda una
cosa: si tiene aletas y balanzas, usted puede comerlo. Si no tiene aletas y escamas
como cangrejo, langosta, la gamba, ostras, no lo come, porque ellos tienen un nivel
alto de toxicidad." Este hombre de ciencia, este el biólogo marino, ecos las palabras de
Dios en Deuteronomio 14: 10, "En absoluto no tenía aletas y escamas usted no puede
comer; está sucio hacia usted”. Nosotros buscamos y experto de respeto consejo de
doctores, nutricionistas, y otros especialistas médicos. Pero Dios es el experto divino
que nos hizo. ¡Como el Creador, Él sabe de lo que Él habla!.

Veneno en el plato

¿Sabe usted algo sobre cangrejos o langostas? ¿Cuándo usted coge un cangrejo o
langosta, lo mata usted en seguida y le deja quedando allí en el barco?. No, usted no lo
mata en seguida. Usted tiene que guardarlo vivo, porque si usted lo mata, el veneno
pasa correcto por él. ¿La única manera de cocinar una langosta es ponerlo viva en el
agua hirviente, derecho? No lo mate adelantado, porque el veneno pasaría rápidamente
por él. ¿Qué dice eso a le sobre los venenos en aquéllos marisco del basurero?.

La revista de la prevención tenía un artículo hace algún tiempo titulado: "Marisco


Está Sucio y Peligroso "qué voló el silbato adelante "marisco que lleva mucha
enfermedad y veneno." Declaró que "Ninguna otra comida animal ofrecida en el menú
de su restaurant favorito se serviría junto con su excremento. Todavía éste es el caso
con marisco. ¡Se ofrece todo, completo con su tracto intestinal!"
mi boca. ¡Yo no debo decirle probablemente lo que yo hacía! ¡Pero yo siempre tenía
problemas con mi estómago! ¿Entiende usted por qué?

La visión correctiva de Pedro

Entonces alguien más pregunta, "¿qué hay sobre la visión de Pedro cuando él vio todos
esos animales sucios y Dios dijo, ' Levántate y come.' Y Pedro dijo, ' No, yo no puedo
comer eso. ' Y Dios dijo tres veces, ' Cómelo. ¿Qué significaba eso?"
Miremos ese pasaje en Hechos 10: 1 -35, que realmente habla de dos visiones dadas
por Dios. El primero se dio a Cornelio, centurión romano que, aunque de nacimiento
pagano, adoraba a Dios lo mejor que sabía. Mientras Cornelius estaba orando, "vio en
una visión... a un ángel" que le dijo que contactara a Pedro para instrucción. Así que él
envió mensajeros que hicieran exactamente eso.

La Biblia dice que mientras Pedro estaba orando "él entró en un trance" y vio en visión
un manto grande que bajó con muchos animales sucios en él. Había ratas y caimanes y
cocodrilos y cangrejos y langostas y cerdos y serpientes, y tres veces Dios dijo, "Mata
y come." Pero Pedro dijo, "No, Señor; porque yo nunca he comido algo que es común
o inmundo." Entonces el manto se remontó de nuevo. La contestación de Pedro
demuestra que durante sus tres años y medio con Jesús, él nunca oyó hablar de
cualquier cambio en el estado de las comidas inmundas. Jesús no había cambiado la
prohibición contra comer los animales prohibidos - si Él lo hubiera hecho, Pedro habría
sabido sobre eso y no habría respondido como lo hizo. La Biblia dice que Pedro estaba
tan desconcertado, que no supo lo que la visión significó.

Hubo un golpe entonces en su puerta, y los hombres que Cornelio envió estaban de pie
allí. Ellos dijeron, "Pedro, nuestro amo Cornelio vive en un pueblo vecino. Él es un
centurión romano y un Gentil. Por favor anda y visítalo." Pedro, prejuiciado contra los
Gentiles, siempre los había llamado inmundos y nunca quiso ir cerca de ellos. Pedro
pensaba en los Gentiles como ratas y serpientes. ¡Pero ahora Pedro entendió la visión
que Dios le envió, y no tenía nada que ver con comer animales inmundos! Cuando
Pedro explicó su visión, dijo, "Dios me mostró que yo no debo llamar a cualquier
HOMBRE común o inmundo." Y fue y le enseñó Cornelio sobre Cristo.

Dios realmente no quería que Pedro comiera las ratas, serpientes, cocodrilos, o
roedores en ese manto. Dios sólo los usó como una ilustración para mostrar a Pedro
que él tenía prejuicios contra las personas de otra raza – no que fuese correcto comer
animales inmundos. La lección que Pedro recibió de la visión era esto: "yo comprendo
ahora cuán verdadero es que Dios no muestra favoritismo, sino que acepta a los
hombres de cada nación que le teme y hace lo que es correcto Hechos 10:34, 35. Pedro
comprendió que Dios le dio la visión para corregir su actitud hacia las personas, no
hacia la comida. Sólo tiene sentido que si las cosas no fueron sanas antes de la cruz,
seguirán siendo no sanas después de la cruz.

Que Dios nos dé la visión celestial que necesitamos para ver que tenemos un deber
moral y religioso para conservar nuestra salud, que esto nos viene a nosotros como un
sagrado cometido. Necesitamos ver que no querer esta maquinaria que no tiene precio
(que se llama nuestro cuerpo) es un insulto al Creador. ¡Jesús nos quiere bien! Él puede
ayudarnos a cambiar nuestro estilo de vida descuidado, autodestructivo a uno que el
cielo puede aprobar.
Ahora, amigo, usted puede sentirse demasiado débil para cambiar algunos hábitos.
Usted puede decir que usted ama la carne de cerdo, que usted se entrega al tabaco, y
que usted no puede llevarse bien sin el alcohol porque calma sus nervios. Pero Jesús
dice, "Hijo mío, ven a mí. Entrega tu cuerpo como un sacrificio vivo para mí. Yo te
daré salud, alegría, significado, y propósito a tu vida. ¡Yo te amo tanto! Cuando estuve
en la cruz, yo te compré. Tú eres Mío – tú eres Mi hijo, Mi hija."

Usted puede haber intentado, con su propia capacidad, dejar de fumar. Usted puede
haber intentado dejar el alcohol. Usted puede haber probado por sí mismo dejar hábitos
malos y ser más saludable. Pero en Juan 15:5 Jesús dice, "Sin mí, ustedes no pueden
hacer nada." Por otro lado, el apóstol Pablo proclama triunfalmente en Filipenses 4:13,
"yo puedo hacer todas las cosas a través de Cristo que me fortalece." Él no dice, "yo
puedo hacer todas las cosas a través de Cristo - excepto dejar de fumar. Yo puedo
hacer todas las cosas a través de Cristo- excepto dejar esta relación destructiva. Yo
puedo hacer todas las cosas a través de Cristo excepto dejar las drogas, y el alcohol, y
las comidas inmundas '"

Sin Cristo, nosotros no podemos hacer nada. Con Él, nosotros podemos hacer todas las
cosas. Jesús le dice ahora mismo, "Ven a mí. Pon tu tabaco en el altar, pon tu alcohol
en el altar. Si usted está en alguna relación destructiva, ponga su vida en el altar. Si
usted está abusando su cuerpo con drogas, ponga ese cuerpo en el altar."
Amorosamente, Jesús le recuerda, "yo he obrado muchos milagros. Yo saqué
demonios y ellos fueron libres -sus cadenas estaban rotas. Yo liberé a personas que
eran ciegas y lisiadas, y ellos fueron libres con gran alegría. Cuando usted se rinda
todo, yo obraré milagros en su vida. ¡Cuando pongas tu vida en el altar, cuando
avances y me des tu corazón, Mis brazos dando la bienvenida estarán extendidos para
ti!"

Rinda todo a Jesús. ¿Hará usted eso ahora mismo?. Amén.