Anda di halaman 1dari 6

La música en Da Vinci

Se dice con relativa facilidad que Leonardo era músico.


¿Cuáles son las fuentes para esta afirmación?
Vasari principalmente y otros biógrafos contemporáneos.
En verdad esos testimonios afirman solamente que Leonardo tocaba la lira y se acompañaba con ella
improvisando el canto.

Para muchos estos indicios son bastante inseguros y escasos.


Yo quisiera añadir algunas otras consideraciones.
Pero para no mantenerlos en espera les anticipo mi idea:
¿Cuál fue el interés principal de Leonardo respecto a la música y a los instrumentos musicales?
¿Fue un interés de compositor o músico?
o
¿Fue el interés de un científico extremadamente curioso y fantasioso?
Les anticipo también que no estamos en grado todavía de contestar cabalmente esta pregunta.

Por otro lado el interés de Leonardo por la música está igualmente testimoniado por otras fuentes:

a) Muchas referencias en su Trattato della pintura


b) Una serie de jeroglíficos en los cuales aparece notación musical
c) Algunos, pocos, ejemplos de iconografía musical en su producción artística
d) Los diseños, ¿proyectos?, de instrumentos musicales en sus apuntes.

Hay que añadir que un lado importante por sus relaciones con la música fue la producción de maquinaria
efímera para torneos, intermedios y representaciones teatrales con música empezando por Il Paradiso, puesto
en escena en el castillo Sforza en Milán en 1490; así como la Danae de Baldassare Taccone, representada en
1496.
Y hay que recordar una referencia del mismo Leonardo a una obra suya que llama Trattato de musica.

Analizaré rápidamente estos rubros antes de detenerme en algunos casos particulares y sacar unas
conclusiones.

Fuentes contemporáneas.

La primera referencia a Leonardo como músico la da el matematico Luca Pacioli que en la introducción a su
De divina proportione (1498), para la cual Leonardo había dibujado los sólidos geométricos, lo describe como
“degnissimo pittore, prospectivo, architetto, musico e di tutte le virtú dotato”.

Luego todos sus primeros biógrafos recuerdan las dotes musicales de Leonardo.
Paolo Giovio, Dialogi di viris et foeminis actate nostra florentibus, ca 1523-1527
Anónimo Gaddiano, Libro de la pittura
Giovanni Paolo Lomazzo, Gli sogni e raggionamenti
Giorgio Vasari, Le vite de’ più eccellenti architetti, pittori, et scultori italiani, da Cimabue insino a’ tempi
nostri, 1550

Las referencias más abundantes se encuentran en el texto de Giorgio Vasari, citado cada vez que se habla de
Leonardo músico:
Dette alquanto d'opera alla musica, ma tosto si risolvé a imparare a sonare la lira, come quello che da la
natura aveva spirito elevatissimo e pieno di leggiadria, onde sopra quella cantò divinamente allo
improviso.

Fu condotto a Milano con gran riputazione Lionardo a 'l Duca Francesco, il quale molto si dilettava del
suono de la lira, perché sonasse: e Lionardo portò quello strumento, ch'egli aveva di sua mano fabricato
d'argento gran parte, accioché l'armonia fosse con maggior tuba e piú sonora di voce. Laonde superò tutti
i musici, che quivi erano concorsi a sonare; oltra ciò fu il migliore dicitore di rime a l'improviso del
tempo suo.

Más tarde en el llamado Libro di Antonio Billi, escrito probablemente entre finales del siglo XV y principio
del XVI, se describe Leonardo en la manera siguiente:

Fue tan raro y universal que puede decirse haber sido producido por la naturaleza por milagro: la cual no
sólo quiso dotarlo con la belleza del cuerpo, que generosamente le concedió, sino que quiso hacerlo
maestro de muchas raras virtudes. Valió bastante en matemática y no menos en perspectiva, y obró en
escultura, y en dibujo sobrepasó con mucho a todos los demás. Tuvo bellísimas invenciones, pero no dio
color a muchas cosas, porque se dice que nunca estaba satisfecho de sí mismo, por lo que son tan tatas sus
obras. Fue elocuentísimo en el hablar y excepcional tañedor de lira …

El Trattado della pintura

Antes de presentar algunas de las referencias a la música presentes en este texto ha solamente que recordar
que el Trattato della pintura di Leonardo da Vinci nuevamente dato in luce, publicado en París en 1651, gracias
al interés del cardena Francesco Barberini, es un antología basada en la compilación de escritos realizada por
Francesco Melzi que había heredado a la muerte del artista gran parte de su legado.

Sería demasiado largo recordar todos los pasajes del Trattato en que aparecen referencias a la música por lo
tanto haré una pequeña reseña con sólo algunos ejemplos.
§ 19 (27 de la edición de Ángel Gonzáles García, Akal Ediciones, 1989. p 58)
se tu rappresenterai all'occhio una bellezza umana composta di proporzionalità di belle membra, essa
bellezza non è sí mortale, né sí presto si strugge, come fa la musica, anzi ha lunga permanenza, e ti si
lascia vedere e considerare, e non rinasce, come fa la musica nel molto sonare, né t'induce fastidio, anzi,
t'innamora, ed è causa che tutti i sensi insieme con l'occhio la vorrebbero possedere, e pare che a gara
voglion combattere con l'occhio. Pare che la bocca se la vorrebbe per sé in corpo, l'orecchio piglia piacere
d'udire le sue bellezze, il senso del tatto la vorrebbe penetrare per tutti i suoi meati, il naso ancora
vorrebbe ricevere l'aria che al continuo da lei spira. Ma la bellezza di tale armonia il tempo in pochi anni
la distrugge; il che non accade in tal bellezza imitata dal pittore, perché il tempo lungamente la conserva,
e l'occhio in quanto al suo ufficio piglia il vero piacere di tal bellezza dipinta, qual si facesse nella
bellezza viva.

Si tú representas ante el ojo una humana belleza compuesta, según proporción, de bellos miembros, esa
belleza no es tan mortal ni tan presto se destruye, cual la música, sino que dura y largo tiempo se deja ver
y considerar; ni renace como la música, que es sonada una y otra vez, induciendo así al fastidio, sino que
te enamora y es causa de que todos los sentidos quieran poseerla a la par que el ojo, que parezca como si
pretendieran rivalizar con este, esto es: como si la boca deseara hacerla suya; el oído complacerse en oír
sus bellezas; el tacto penetrarla por todos sus poros, y aun el olfato respirar el aire que de continuo expira;
Pero el tiempo destruye en pocos años la belleza de una tal armonía, lo que no ocurre con esa misma
belleza si el pintor la imita, pues para largo el tiempo la conserva.

§ 23 (30 de la edición de Ángel Gonzáles García, Akal Ediciones, 1989)


Non sai tu che la nostra anima è composta di armonia, ed armonia non s'ingenera se non in istanti, ne'
quali le proporzionalità degli obietti si fan vedere o udire?
¿No sabes tú acaso que nuestra alma se compone de armonía, y que sólo se engendra esta armonía cuando
las proporciones de los objetos se hacen ver u oír?

§ 25 (32 de la edición de Ángel Gonzáles García, Akal Ediciones, 1989)


Come la musica si dee chiamare sorella e minore della pittura.
La musica non è da essere chiamata altro che sorella della pittura, conciossiaché essa è subietto dell'udito,
secondo senso all'occhio, e compone armonia con la congiunzione delle sue parti proporzionali operate
nel medesimo tempo, costrette a nascere e morire in uno o piú tempi armonici, i quali tempi circondano la
proporzionalità de' membri di che tale armonia si compone, non altrimenti che faccia la linea
circonferenziale per le membra di che si genera la bellezza umana.
Ma la pittura eccelle e signoreggia la musica perché essa non muore immediate dopo la sua creazione,
come fa la sventurata musica, anzi, resta in essere, e ti si dimostra in vita quel che in fatto è una sola
superficie. O maravigliosa scienza, tu riservi in vita le caduche bellezze de' mortali, le quali hanno piú
permanenza che le opere di natura, le quali al continuo sono variate dal tempo, che le conduce alla debita
vecchiezza; e tale scienza ha tale proporzione con la divina natura, quale l'hanno le sue opere con le opere
di essa natura, e per questo è adorata.

Jeroglíficos con notación musical

Una grande hoja conservada en la Biblioteca Real del Castillo de Windsor, presenta algunos jeroglíficos de
Leonardo con notación musical. Quisiera recordar solamente dos:
“che posso fare se la femmina me trae’l core” en el cual las sílabas “fa” y “re” están expresada en notas
musicales, y “l’amore mi fa sollazare” en el cual en notas musicales estarían expresadas las sílabas en seguida
señalada en cursiva “l’amore mi fa sol-lazare”.
Lamentablemente la última nota dibujada por Leonardo no es un re sino un do.

Iconografía musical en la producción artística de Leonardo

En la no numerosa producción de Leonardo como artista grafico los ejemplos de iconografía musical,
o sea de representaciones de escenas musicales, son extremadamente escasos.

De hecho se pueden computar en un total de sólo seis casos:


1) tres músicos con trompetas que aparecen en un bosquejo para la Adoración de los reyes
2) el retrato de un músico que tradicionalmente se identifica con Franchino Gaffurio, maestro da capilla en
la corte de Milán en la época de la primera residencia de Leonardo en esta ciudad
3) dos paneles que acompañaron la tabla La Virgen de las rocas con un ángel músico cada uno, casi
seguramente pintados por un ayudante Ambrogio de Predis
4) un bosquejo representante un hombre que algo sádicamente toca una trompeta derecha directamente en
el oído de otro
5) un dibujo de un jinete cuyo busto aparece disfrazado de gaita, c. 1507
6) y tal vez, mucho muy tal vez, un grupo de ángeles cantores en La adoración de los reyes tabla inacabada
en los Uffizi.

En todos los casos sorprende, a quien conozca otros dibujos de Leonardo y sus dibujos y proyectos de
instrumentos musicales, la sencillez y normalidad de los instrumentos representados:

Aunque me salga un momento del tema quisiera enseñar la capacidad de detallar que el mismo Leonardo
mostró en otros casos:
a) dibujos de bisagras de puerta
b) estudio de ruedas dentadas y de un higrómetro
c) estudio de proporciones de la cabeza de un caballo, c. 1505-11

En resumida cuenta Leonardo representa pocas escenas musicales y con instrumentos no muy detallados.
¿Por qué subrayo esta particularidad?

Sencillamente porque cualquier artista contemporáneo de Leonardo pintó escenas musicales en cuadros con
sujetos similares.

Particularmente el tema de la adoración con sus tópicos de regocijos y con la participación de los ángeles
anunciando la llegada del Señor y de pastores típicamente relacionados a instrumentos musicales agrestes,
siempre, o casi siempre, preveía la presencia de música, más o menos explícitamente.
Quisiera presentar, en orden cronológico, solamente algunos ejemplos de otros artistas que Leonardo no
pudo ignorar, los primeros por ejemplos son de artistas toscanos y estuvieron suficiente tiempo en Florencia
para que Leonardo los haya conocidos personalmente.

A propósito quisiera recordar como de hecho los ángeles para la Virgen de las rocas estaban establecidos en
el contrato que el 25 de abril de 1483 estipularon Leonardo, Evangelista y Giovanni Ambrosio de Predis por
una parte y los miembros de la Confraternidad de la Inmaculada Concepción relativo a un retablo para la capilla
de la confraternidad en la iglesia de San Francesco Grande de Milán, la iglesia más grande de la ciudad después
del Duomo.
En el contrato se especifica que la tabla central deberá representar: “la Virgen y el niño con los ángeles,
ejecutados al óleo con el más exquisito cuidado, y con ellos, dos profetas” y los dos laterales deberán contener
cuatro ángeles músicos y cuatro cantores respectivamente y que todo el retablo deberá adaptarse al marco
hecho por el tallista Giacomo del Maio.
[[y debido a que muchísimos vieron la Virgen de las rocas del Museo del Louvre, en la pelicula conocida,
tiene caso recordar los elementos para relacionar la virgen inglesa con la del contrato: En 1781 se suprime la
confraternidad de la Inmaculada Concepción y el retablo se traslada en la iglesia de Santa Caterian alla Ruota,
en donde cuatro años después fue vista y comprada por Gavilan Hamilton que la llevó a Inglaterra. Allí pasó a
las colecciones de Lord Lansdowne, primero, y posteriormente a la colección de Lord Suffolk, para ser
finalmente adquirida en 1880 por la National Gallery.]]

¿Si Leonardo estaba tan interesado a la música, a la composición, a la interpretación y a la invención o al


perfeccionamiento de instrumentos musicales porqué representó tan escasas escenas musicales en sus cuadros?

Leonardo el científico.

Sigue el caso de los dibujos y proyectos de instrumentos musicales.


Es innegable el interés de Da Vinci respecto a los instrumentos musicales pero, otra vez, ¿este interés fue
prominentemente musical o más típicamente científico?

De hecho no sabemos ni siquiera si intentó realizar prácticamente algunos de sus proyectos.


Por como lo conocemos su carácter fue más bien errático, de repente se interesaba en algo pero también de
repente sus intereses parecen cambiar.
No fue así por algunos temas que lo acompañaron toda la vida: la anatomía humana, el sueño de vuelo, el
interés hacía fenómenos naturales como el agua.
Además hay que considerar a través de cuales fuentes conocemos los dibujos o proyectos de instrumentos
musicales: se encuentran principalmente en 4-5 códices, y un apunte del mismo Leonardo habla de cientos de
volúmenes para nosotros perdidos para siempre (o ¿algunos podrán reaparecer como los Codices de Madrid?).

Delimitar los diversos campos de trabajo no siempre le resultó fácil a Leonardo. Diversos dibujos
certifican que el artista trabajaba a menudo en temas completamente diferentes. Este hecho se muestra en
una hoja de gran formato de su época de madurez (320 x 446 mm; cat. 197) en la que además de estudios
geométricos dibujó figuras humanas y bocetos de plantas, nubes y caballos (Taschen p. 254)

Sencillamente no he podido digitalizar la imagen que recuerda el texto anterior pero puedo substituirla con
otra igualmente significativa.

En este sentido es muy interesante un apunte del mismo Leonardo en uno de sus códices que dice:
Iniciado en Florencia, en casa de Piero di Braccio Martelli, el 22 de marzo de 1508; y esto es una
compilación sin orden, compuesta por muchos dibujos que yo he copiado aquí, con la esperanza de
después poder disponerlos en su lugar, según el objeto que tratan (Taschen p. 254)

Después de visitar la exposición no creo que tenga mucho caso detenerse sobre todos los dibujos de
instrumentos musicales de Leonardo.

Es evidente su interés a la automatización de ciertos movimientos ejecutivos como en los instrumentos de


percusión, la búsqueda acústica en otros como el tambor con SARACINESCA, y la búsqueda de soluciones
más cómodas o más PRODUCTIVAS como en la lira organista

Lastima que del único instrumento que construyó, la lira de plata, no haya quedado ningún dibujo; el dibujo
de una lira con forma de cabeza de animal no correspondería a la descripción de Vasari que habla de una cabeza
de caballo.

Quisiera ahora detenerme un poco sobre solamente dos instrumentos: la lira organista y la lira de plata.

Lira organista: varios niveles de proyecto: desde el verdadero arco, a la MATASSA de crines, a las ruedas
(tal vez el instrumento estuvo luego realizado pero por gente que difícilmente pudo conocer los códices de
Leonardo)
La idea fundamental al fin y al cabo existía desde siglos: el organistrum que pero es un instrumento
típicamente melódico con un acompañamiento de bordones.
Lo que Leonardo proyectó fue un instrumento polifónico

La lira:
Existen poquísimos testimonios iconográficos de la lira da braccio antes de la época de Leonardo y un solo
instrumento es contemporaneo …

Recordar las investigaciones de Tiella y sus experimentos sobre la lira organista.


Lista de los códices con consideraciones sobre su épocas y sus características …