Anda di halaman 1dari 32

EL CALICHE Y SU RUTA EN HUMBERSTONE

EL CALICHE Y SU RUTA EN HUMBERSTONE PATRICIO DIAZ CORPORACION MUSEO DEL SALITRE

PATRICIO DIAZ CORPORACION MUSEO DEL SALITRE

EL CALICHE DE TARAPACA

Patricio Díaz V

Junio 21, de 2014

Qmc Ind 464,799 Desarrollo de Rutas Turisticas ILAM- Interpretación del Patrimonio ILAM

Director Patrimonio e Investigaciones

Uno de los principio de la Corporación es de investigar, mostrar y conservar sus valores que contiene los sitios Patrimoniales Humberstone y Santa Laura y entre ellos

está “el Caliche”, que es la materia prima de todo los acontecimientos económicos y

sociales de la industria del salitre y el yodo.

Después de un par de años se logró definir un área en la pampa que llamado “La Ruta del Caliche” para que el visitante pueda apreciar y comprender los inicios de explotación de este recurso con el sistema Shanks entre los años (1872 a 1915) donde se destaca el esfuer<o humano como sistema productivo con carretas, rampa y ferrocarril hasta la eliminación de las carretas con el ingreso del sistema de Rajo y que fue parte del desarrollo de las salitreras Santa Laura, Humberstone y Peña Chica.

Fue así, que esta área de calicheras que perduró en su explotación, nos permite comprender su cateo, perforación, tronadura, extracción, carguío, transporte a rampa y el sistema ferroviario a planta y además, nos muestra todos los aspectos geológicos de su formación del Desierto, la Cordilleras de la Costa y de los Andes, las brechas internas de lagunas que se formaron y que posteriormente se secaron, dando origen a las calicheras, como también las micro algas que fueron la base de la formación de las sales de yodatos en el caliche.

EL CALICHE DE TARAPACA Patricio Díaz V Junio 21, de 2014 Qmc Ind 464,799 – Desarrollo

La Ruta del Caliche

La calichera seleccionada está ubicada a los pies de la torta de ripio de la salitrera Peña Chica, cuyas características del sector reúne todos los aspectos mencionados y principalmente para que el público que las visiten puedan comprender en forma simple los inicios de la explotación del sistema Shanks que se caracterizaba principalente por el esfuerzo humano en la extracción del caliche con el apoyo de carretas que transportaban el producto hasta una rampa para su carguío en ferrocarril para ser transportado a la planta.

Las etapas que están representadas en la Ruta en forma fotografica corresponden a las siguientes en forma resumida:

La calichera seleccionada está ubicada a los pies de la torta de ripio de la salitrera

Cateo y Perforación

La calichera seleccionada está ubicada a los pies de la torta de ripio de la salitrera

Extracción

La calichera seleccionada está ubicada a los pies de la torta de ripio de la salitrera

Rampa de Carguío

La calichera seleccionada está ubicada a los pies de la torta de ripio de la salitrera

tronadura

La calichera seleccionada está ubicada a los pies de la torta de ripio de la salitrera

Carguío

La calichera seleccionada está ubicada a los pies de la torta de ripio de la salitrera

Transpor

El área de la calichera seleccionada se encuentra a 2.5 km de la salitrera Humberstone, cuyo
El
área
de
la
calichera
seleccionada
se
encuentra
a
2.5
km
de
la
salitrera
Humberstone, cuyo inicio se realiza desde el portón N°3 del sector industrial
(Humberstone), en dirección a la salitrera Peña Chica,
acceso hasta llegar al lugar indicado
ruta interna,
de muy
fácil

Humberstone: Vista general de la pampa de Nebraska, al fondo la Cordillera de la Costa (formada hace +/- 200 Mlls años)

Una vez llegado al lugar, existe un estacionamos para los vehículos u otro medio, el ingreso al sitio se efectua caminando hasta llegar al primer sombradero (A) que se visualiza de inmediato por su cercanía. Dicho lugar, corresponde a la Rampa de Carguío del Caliche al FFCC por medio de carretas y camiones.

El área de la calichera seleccionada se encuentra a 2.5 km de la salitrera Humberstone, cuyo

Sombradero N°1, inicio del circuito (A)

El área de la calichera seleccionada se encuentra a 2.5 km de la salitrera Humberstone, cuyo

Paneles explicativos generales del caliche

Panel que informa el recorrido de la ruta del caliche En dicho lugar existen tres paneles

Panel que informa el recorrido de la ruta del caliche

En dicho lugar existen tres paneles dibujados para una compresión general, el primero a mano izquierda da una explicación general del proceso de explotación hasta el carguío a rampa, el segundo una información de los acontecimientos que comenzaron a ocurrir hace unos 200 millones de años, cuando la placa oceánica (Nazca) comenzó su ingreso sobre la placa continental para dar forma a lo que sería la Cordillera de la Costa, con la formación de los primeros volcanes y que se manifestó con lo que sería el Desierto de Atacama, Cordillera que en los años siguientes daría a la formación de lagunas por las intensas lluvias desde el Atlántico por no existir aun la Cordillera de los Andes, la que lentamente comenzó a formarse hace unos 150 a 70 millones de años, la que fue impidiendo paulatinamente las lluvias hasta llegar al inicio de su sequedad hace unos 23 millones de años, la cual, se verificó con el estudio de la Universidad Libre de Amsterdam (Holanda) que consiste en medir las concentración de isótopos formados por la interacción entre la radiación proveniente del espacio y los minerales que están concentrados en la superficie terrestres.

Panel que informa el recorrido de la ruta del caliche En dicho lugar existen tres paneles

Formación de la Cordillera de la Costa

Panel que informa el recorrido de la ruta del caliche En dicho lugar existen tres paneles

Formación de la Cordillera de los Andes

Volcanes de la Cordillera de la Costa Vista general de la bahía de Iquique y al

Volcanes de la Cordillera de la Costa

Volcanes de la Cordillera de la Costa Vista general de la bahía de Iquique y al

Vista general de la bahía de Iquique y al fondo la Pampa

Estos isótopos se van almacenando en minerales como el cuarzo, donde es posible medir su concentración y traducir estos datos mediante una ecuación matemática que rige la tasa de producción de isótopos con el tiempo, con lo cual se puede obtener la edad de la superficie, también lo ratifica los últimos trabajos de los profesionales que explica estos fenómenos del Desierto de Atacama donde el investigador John Houston Hidro Geologht, explica la baja humedad relativa existente, sus argumentos son que la corriente de Alexander von Humboldt, que no ingresa al continente hasta llegar al Ecuador, de cuyo lugar vuelve con un aumento de Humedad Relativa hacia el trópico de Capricornio pero, perdiendo su capacidad de saturar al aire en esta zona, por lo tanto su lluvias son nulas, más aun por la cordillera de la Costa y de los Andes.

Volcanes de la Cordillera de la Costa Vista general de la bahía de Iquique y al

Vista general del estado de sequedad de aluviones en la Cordillera de la Costa

También destacar el trabajo de la Dr Laura Evenstar University of Aberdeen con su investigación sobre las últimas lluvias y que se basan en las roca del desierto con cristales de piroxeno que en largo tiempo no se han movido, estando expuestas a la exposición a radiación cósmica, la que se comprueba con helio +3 ; al haber más He +3 significa más tiempo, ya que la radiación cósmica romper los cristales de piroxeno dando origen a dicho He +3 en los tetraedros de sílice, cuya fórmula general es XY(Si,Al) 2 O 6 , donde "X" representa calcio, sodio, hierro ´2 , manganeso, litio o magnesio, e "Y" representa iones de menor tamaño como el cromo, aluminio, hierro ´3 ,

los resultados demuestran que las últimas lluvias fueron hace unos 23 millones de años, época que también corresponde a la formación de la corriente de Alexander von Humboldt.

los resultados demuestran que las últimas lluvias fueron hace unos 23 millones de años, época que

Rodados que no han cambiado en 23 mlls de años

los resultados demuestran que las últimas lluvias fueron hace unos 23 millones de años, época que

Arcillas acumuladas de las lluvias de millones de años

También está trabajo de Claudio de la Torre Panteologo, Universidad Católica de Chile, que está relacionado con las algas petrificada donde el agua estuvo presente en la superficie por última vez y lo verificó con carbono 14 en materias orgánicas de animales pequeños como chinchillas, vizcachas, vicuñas, llamas y su última existencia del agua en la superficie fue hace 11.000 años (fin de la era glacial), que es base de la formación de los yodato, el que fue captado por los microrganismo (algas) y que finalizó con las últimas lluvias, dando origen a que el pasara a su estado de yoduro y por oxidación del aire a yodato, proceso que es muy similar al de los pozo de gas donde el yodo está en forma de yoduro y por la falta de oxígeno no pasó a yodato.

Sobre el mismo tema se destaca el trabajo del Dr Alfonso F. Davila, NASA Ames Research Centre, también aporta con su investigación en la halita (sal común) del caliche donde demuestra la existencia de vida en forma de microrganismo (algas) las que viven en función de las camanchacas, trabajo que servirá para cuando en 2037 llegue el hombre a Martes y busquen vida de microrganismo pero bajo la corteza marciana.

Con relación a la evaporación fue lenta y fueron precipitando las sales como nitratos, cloruros, sulfatos Ca, Mg y Na, como también acompañado por erupciones de volcanes que aportaron mayor oxidación como los percloratos, dejando el claro que estas aguas eran completamente diferentes a las los océanos, información que científicos la NASA entregaron el 2005 sobre el Desierto más seco del Mundo.

También destacar el trabajo publicado en marzo de 2013, del investigador Alfred McEwen de la Universidad de Arizona, responsable de la cámara HiRise que viajó a

bordo de la nave Mars Reconnaissance Orbiter de la NASA, informó que algunos microbios son capaces de sobrevivir incluso en lugares donde el agua no se filtre y fluya, información que está respaldada por los trabajos en el desierto de Atacama y en los valles de la Antártida del investigador Chris McKay del Centro de Investigación Ames de la NASA en Moffett Field, California.

bordo de la nave Mars Reconnaissance Orbiter de la NASA, informó que algunos microbios son capaces

El Mars Exploration Rover. Ref: NASA/JPL/Universidad Cornell

Todo terreno Opportunity, 456 mlls Km de la Tierra

bordo de la nave Mars Reconnaissance Orbiter de la NASA, informó que algunos microbios son capaces

Afloramiento rocoso, denominado “Hottah”, muestra evidencia

de agua en Marte. Crédito: NASA/JPL-Caltech

Algunos sitios de la Antártida también reciben altas dosis de radiación ultravioleta que se manifiesta entre agosto a noviembre por el agujero en la capa de ozono, que corresponde algo paralelo con Marte, cuya fina atmósfera y la falta de un campo magnético protector hacen que el planeta sea bombardeado por más radiación que la Tierra. En los áridos valles de la Antártida, dijo McKay, los organismos viven dentro de las rocas, a una profundidad suficiente para protegerse de la radiación UV, pero lo bastante cerca de la superficie para recibir los beneficios de la fotosíntesis. Algo similar podría estar ocurriendo en Marte en la actualidad, si la vida alguna vez evolucionó allí. McKay también informó que en el desierto de Atacama permite que las sales recolecten suficiente agua para permitir la existencia de vida, las que se conservan en lugares muy especiales como son sales como la halita y las del caliche. McKay dio algunos consejos al rover Curiosity de la NASA, que aterrizó en agosto de 2012 en Marte para determinar si el planeta pudo alguna vez haber albergado vida microbiana como en la sal y también hablar acerca del perclorato (KClO 4 ), una sustancia química compuesta por cloro que la sonda Phoenix de la NASA detectó cerca del polo norte marciano en 2008.

Su experiencia se realizó con perclorato del Desierto de Chile reducido a polvo, calentaron el suelo y encontraron los mismos compuestos de cloro que Viking, sugiriendo que pudo haber compuestos orgánicos presentes en las muestras de las Viking, pero fueron descompuestos por la combinación de calor y perclorato.

Si bien la historia subyacente es interesante por derecho propio, el perclorato también es relevante para la posible habitabilidad del Marte actual.

El perclorato resulta ser una poderosa fuente de energía quimioautotrófica, dijo Carol Stoker, también del centro Ames, señalando que el compuesto podría potencialmente sustentar microbios en la oscura subsuperficie marciana, donde la fotosíntesis no es una opción. Y algunos microbios de la Tierra usan el perclorato como alimento, por lo que esto podría ocurrir también en Marte, han señalado los científicos. La conferencia que fue organizado por el instituto de Astrobiología de la NASA y el Centro de Astrobiología de Reino Unido.

Después de esta parte teórica, lo que ustedes visitaran en este sitio, está señalado en la tercera señalética “Ruta del Caliche” en donde se observa su recorrido, se aproxima a un ocho y que se inicia camino por la ruta, con una señalética con una flecha, la que nos lleva a un sitio donde podemos observar y comprender la formación de la materia prima Caliche (B) con sus sales en donde está el Salitre (Nitratina), en este lugar existen tres señalética, la primera, en forma simple nos muestra como las sales que componen el caliche se fue insertando en las rocas volcánicas por efecto de camanchacas, temperatura y sismos.

Si bien la historia subyacente es interesante por derecho propio, el perclorato también es relevante para

Vista general de caliche insertado en roca

La segunda señalética, explica la formación del caliche, que son rocas evaporitas (Terrestre) que se comenzaron a formar hace 23 millones de años por cristalización de las sales contenidas en las lagunas que se habían formado por las constantes lluvias en años anteriores cuando estaba en formación la Cordillera de los Andes y lo que sería el Desierto de Atacama, las que cementaron en rocas sedimentarias y volcánicas de albita, anortita, cuarzo, arcillas, limonitas de la faldas del interior de la Cordillera de la Costa.

Pero, hay que tener presente que las sales que componen el Caliche, comenzaron a formarse lentamente juntos con la formación del continente (Cordillera de la Costa) hace unos 150 a 220 millones de años, donde se actuaron una serie de procesos de

lixiviación, reacciones físico químicas, como son temperatura, sismos, lluvias, radiación solar, vegetación, materia orgánica como micro algas y animales, donde a partir de hace unos 23 millones de años comenzaron a desaparecer por la formación del Desierto más seco del Mundo.

lixiviación, reacciones físico químicas, como son temperatura, sismos, lluvias, radiación solar, vegetación, materia orgánica como micro

Señaletica: caliche insertado en roca

lixiviación, reacciones físico químicas, como son temperatura, sismos, lluvias, radiación solar, vegetación, materia orgánica como micro

Vista general del lugar

Para comprender como se formó el caliche se puede explicar en forma simple con el concepto de solubilidad de sus sales y está basado en el método Indirecto del cual está basado en el análisis químico y este corresponde al siguiente procedimiento:

El caliche contiene muchos sales, pero, la que nos interesan son las de K, Mg, Ca y Na o sea Polyhalita, Glauberita, Astrakanita y Darapskita.

Polyhalita K 2 SO 4 *MgSO 4 *2 CaSO 4 *2H 2 O Glauberita CaSO 4 *Na 2 SO 4 Astrakanita MgSO 4 *Na 2 SO 4 *4H 2 O Darapskita NaNO 3 *Na 2 SO 4 *H 2 O

Cuando se inicia el proceso de lxiviación lo primero que se equilibria es la Polyhalita y el excedente de potasio se considera como una sal de potasio en forma libre.

Si existe más calcio o sea lo que queda una vez formado Polyhalita Glauberita y si aún existe calcio libre se considera como CaSO 4 libre.

se forma

El Magnesio sobrante de la Polyhalita se utiliza para la Astrakanita y si queda magnesio, se considera como una sal de magnesio libre, el que se puede observar en el diagrama de equilibrio Nitrato-Sulfato-Magnesio.

Finalmente llegamos al punto principal en que si existe Na 2 SO 4 , para formar Polyhalita, Glauberita y Astrakanita, el exceso formará Darapskita con el NaNO 3 o sino queda NaNO 3 libre o soluble.

Con relación a su estructura molécular de la Polyhalita, tiene 4 grupos de SO 4 =, o sea una molécula es equivalente a 4 moléculas de sulfato de sodio.

Así dos átomos de potasio, un átomo de magnesio y dos átomos de calcio combinan con la misma cantidad de sulfato de sodio.

Una molécula de Glauberita contiene un átomo de calcio y es equivalente a dos moléculas de sulfato de sodio.

Glauberita : Ca(SO 4 )*Na 2 (SO 4 ) = 2 Na 2 SO 4

Una molécula de Astrakanita contiene un átomo de magnesio y es equivalente a dos moléculas de Na 2 SO 4 .

Astrakanita : Mg(SO 4 )*Na 2 (SO 4 ) = 2Na 2 SO 4

Finalmente una molécula de Darapskita contiene una molécula de sulfato de sodio combinado con una molécula de NaNO 3 .

Darapskita : NaNO 3 *Na 2 SO 4

Resumiendo:

Esta fórmula de calcular la Solubilidad del NaNO 3 , nos está indicando que cuando es 100 %, todo el sulfato de sodio esta en equilibrio con el NaNO 3 o sea deja libre al nitrato para lixiviar, el indica que se fueron formando cada sal en forma de reacciones químicas.

La variedad de Caliche es muy variable en sus contenidos de sales pero si podemos decir que todas las que componen el caliche existen en mayor o menor contenido, donde podemos destacar las que se utilizaron en el sistema Shanks:

Salitre sódico (NaNO3) Salitre potásico (KNO3) Sal (NaCl) Sulfato de sodio Yeso (CaSO4*2H2O)

= 17,1 a 22,73% = 2,80 a 1,65% = 9,50 a 21,90% = 13,2 a 6,94 % = 3,25 a 4,80 %

Sulfato de Magnesio (MgSO4) = 2,10 a 3,13%

Yodo Boratos (Na2B4O7) Percloratos (KClO4) Rocas, Insoluble, Arenas

= 0,040 a 0,078% = 0,50 a 0,53% = 0,50 a 0,35% = 49,0 a 35,5%

Si consideramos los tipos de caliche de aquellos años de la industria del salitre, nos encontramos con las siguientes características, en su rango de ley en nitrato total, ley en cloruro de sodio y la cantidad de yodo por tonelada.

     

Yodo

Nombre Caliche

Nitrato

Cloruro

gr/tn

Caliche cristalizado terroso de Tarapacá

20

a30%

30%

500

Caliche amarillo o azufrado

60

a 70%

15%

2000

Caliche terroso compacto

40

a 45%

30%

400

Caliche blanco cristalizado

60

a 70%

25%

400

Caliche rojo arcilloso

30

a 36%

24%

900

Caliche achancacado rojo fragua

30

a 36%

25%

900

Caliche blanco terroso

40

a 45%

20%

1000

Caliche rojo vino

20

a 25%

30%

1200

Caliche achancacado duro

25

a 30%

35%

700

Caliche calcáreo llamado hueso

25

a 30%

20%

500

Caliche cristalino pedregoso oscuro

20

a 25%

40%

400

Caliche arenoso negro compacto

20

a 25%

30%

800

Caliche negro cristalino arenoso

25

a 30%

20%

900

Caliche salado aglomerado

20

a 22%

40%

600

Caliche cristalino pedregoso

35

a 40%

40%

500

Caliche castellano vetas lila

25

a 30%

30%

2000

Caliche tizoso

20

a 22%

20%

400

Caliche blanco compacto

5 a 6%

10%

500

Caliche calcáreo blanco amarillento

10

a 15%

30%

1600

Caliche castellano lila pirita blanca

35

a 40%

40%

1200

Caliche colorado cristalino

35

a 40%

20%

1100

Caliche cristalino escamoso

45

a 50%

20%

700

Caliche con arenisca volcánica

10

a15%

15%

600

Caliche negro

15

a 20%

20%

700

Caliche rosado

35

a 40%

25%

900

Caliche cobrizo

10

a 15%

30%

900

Salitre (Nitratina), con relación a su formación o la nitrificación natural se debe millones de años para su formación en las rocas que contenían carbonato de calcio, talco (silicato de magnesio hidratado) y feldespatos (silicato de alumina y potasa) el que suministra la potasa necesaria a la nitrificación, más aun con el aporte de la temperatura la que en valores medios de 25°C que favorece la nitrificación (considerando que a 0°C es nula). La descomposición del feldespato se origina por la acción del agua y del dióxido de carbono.

El Yodo, que es un compañero inseparable del salitre en el caliche, ya que su proporción por lo general es directamente proporcional con el nitrato, sobre su formación corresponde a la misma época del caliche y sus sales, dicho elemento se caracteriza en su formación muy similar a los pozos de gas en Japón, EEUU y otros países que lo obtienen de depósitos profundo pero en estado de Yoduro, el que se diferencia con el de caliche por estado de Yodato, lo que es muy lógico ya que en pozos profundo la oxigenación es nula, mientras que en las salmueras terrestre que formaron en Tarapacá el contacto con el oxígeno era mucho mayor o sea su oxidación de Yoduro a Yodato era factible, sobre la procedencia del yodo es similar en cuanto a micro algas como varechs, fucus, chorella, plantas u organismos reconocidamente captores de yodo.

Esos grandes lagos, en cuyo primitivo terreno vivieron seres animales, dieron también vida incuestionablemente a organismos vegetales, y allí debieron estar sin duda, micros algas, plantas y organismos captadores de yodo.

Tomando esto en consideración, se concibe sin dificultad que al extinguirse los antiguos lagos, esos vegetales (algas) y demás cuerpos que contenían yodo, también murieron o se secaron, y sus restos se incorporaron en el suelo y pulverizados por propia descomposición, conteniendo, como se sabe, el yodo el que está presente como yodato. Su concentración en el caliche tiene una tendencia ser superior en Tarapacá pero que en el proceso de su formación guarda completa analogía química, formó entonces con él una asociación permanente y juntos penetraron en el suelo. En tal estado se le encuentra ahora en casi la totalidad de los yacimientos salitrosos de Tarapacá y Antofagasta.

Con relación a su mineralogía, sus primeros antecedentes de su existencia es muy antigua, en sus inicios de sistema de Paradas solo se conocía su desprendimiento de las soluciones concentradas con su color violeta e irritación de los ojos, fue por el año 1827, que se descubre su existencia en el caliche, fue entre los años 1891 y 1898 que se descubren la composición de sus sales principales en el caliche con leyes comprendida entre 0,025% a 0,075%, destacándose la Brüggenite (Ca(IO3)2*H2O) descubierta por Juan Brüggen M. en 1891, la Dietzerita (7Ca(IO3)2*8CaCrO4) del doctor A. Dietze químico de la Compañía Salitrera Lautaro, la Lautarita (Ca(IO3)2), descubierta en 1891, oficina salitrera Lautaro, la Hectorfloresite (Na9IO3(SO4)4), descubierta en 1898, oficina Alianza y Fuenzalidaita (K10Na10Mg10[(SO4)12(IO3)12]12H2O). en la salitrera Luisa, En la salitrera Chacabuco la Georgeericksenite (Na6Ca,Mg[(CrO4)2(IO3)6]*12H2O) y en la salitrera de Zapiga la Carlosruizite (K7Na9Mg10[(SeO4)12(IO3)12]*12H2O) en Zapiga por Carlos Ruiz F. Las demás sales de yodo corresponden a parte por millón.

Zona de carguío de carreta Trabajadores particulares Una vez visitado esta calichera (C) y apreciado su

Zona de carguío de carreta

Zona de carguío de carreta Trabajadores particulares Una vez visitado esta calichera (C) y apreciado su

Trabajadores particulares

Una vez visitado esta calichera (C) y apreciado su formación que se caracteriza por estar insertado en las vetas y de cómo los trabajadores (Particulares) procedieron con su extracción y reducidos en bolones con mazos de 25 lb de peso, para luego ser cargadas a las carretas y trasladado a la rampa.

Cabe comentar que el caliche es un componente de sales naturales único en el mundo, cuyos depósitos están en Tarapacá y Antofagasta, donde una de sus sales en su estructura contiene el producto que llamamos “Salitre”, en donde en algunos lugares como en los piques de la salitrera Sacramento (que aún existen sus vestigios) se encontraron bolones de ley de 92%, pasando por la extracción del sistema de Paradas con leyes de 70% a 40% y que continuaron con el sistema Shanks con una ley media de 25% con un máximo de 32% hasta los límite de su sistema de elaboración de 15%, los que continuaron con el sistema Guggenheim con leyes media de 8,5% con rangos de 9,5% a 7,0%, todos ellos se complementan con contenido de cloruro de sodio, sulfato de sodio, magnesio y otras sales como boratos, percloratos, sales de yodo, cromatos y los inertes que corresponden a silicatos, feldespatos.

Como en todas las minerías cuando se inicia su explotación se descubre o aparecen objetos o elementos arqueológicos que van conformando su historia escrita u oral que pasan a ser parte de su Misterio y del cual quiero dejar escrito. De todo lo que a continuación voy a narrar está basado en diferentes documentos, cómo informes, cartas, libros y que fueron escritos por diferentes personas relacionados con la Industria Salitrera como Ingenieros, Trabajadores y Empresarios y lo único que he hecho es juntarlos.

De los antecedentes sobre el caliche de Tarapacá en sus inicios antes de la llegada de los primeros habitantes cuando aún el caliche estaba al sol y en los piques frente a la estación de Zapiga a 15 m de profundidad, con colores variados desde el blanco y

sus tonos hasta plomizos, pasando por tonos amarillentos, anaranjados, café, verdes, violetas, azules, rojizos, donde su franja media es de unos 4 a 5 km, donde su ley media en Tarapacá era de 25% según los entendidos de los años 1875, con una distancia media a la costa de 40 a 50 km.

Para descubrir una calichera no había señal ni configuración especial en terreno y solo era factible con una barreta y un pique. Entre las primeras experiencias de los empresarios del sistema de Paradas no creían que el caliche existiera bajo de 3 metros y no fue hasta que en los cantones al norte de Negreiros algunas excavaciones dieron resultados positivos como fue en la que sería la oficina Aurora donde el caliche estaba entre 6 a 7 metros, donde el caliche extraído era de colores variados y cristales muy formados, el que por su pureza financiaba su extracción.

El caso de la salitrera Sacramento es digno de contarlo, en sus escritos comentan lo siguiente en su explotación: La capa de caliche es de un grosor extraordinario en roca viva que se encuentra la materia prima a siete a ocho metros de profundidad y que su extensión es de unos 20 metros sin interrupción, su explotación se hizo por graderías, en esta oficina en uno de sus piques o graderías se explotó por 9 meses consecutivos por tres obreros, estos piques aún existen y algunos tienen comunicación entre ellos.

También entre Negreiros y Zapiga se destacan muchas cuevas, que soportan un macizo sólido de materia estéril de varios metros.

Otro caso de calichera es la explotación en la salitrera Aragón al norte de Zapiga, donde las calicheras se han formado con labores de doscientos metros de extensión sobre la horizontal, labradas en roca viva, el caliche se presenta en este punto en filones, como los metales, con gran dureza y consistencia, la explotación ha exigido apireo por frontones y chiflones, trabajados y abiertos siguiendo los filones o vetas de caliche que se angostan, ensanchan y se ramifican. Las leyes de nitrato de estos caliches era muy alta, 60 a 70%, ya que su recuperación era selectiva.

En el caso de los caliches del sur de Pintado ha Lagunas, el cloruro de sodio está muy mezclado con roca descompuesta, como sílice, feldespatos, algo de bórax y sales de potasio. En los salares del sur, el agua casi está en la superficie y la sal está bastante concentrada y lo principal existe vegetación, en sus orillas se observa que dicha vegetación fue abundante años anteriores.

Existen en la pampa dos salares rodeados de cerros que los encierran formando lagos de sal, en los faldeos de estos cerros se encuentra abundante caliche de buena clase, que dio lugar a la formación de varias oficinas salitreras que se conocieron con el

nombre de Soronal en el sur y Sal de Obispo al norte. Estos salares están en contacto con la región salitrera saturada de sal de manera que la formación de una y otra ha sido similar o equivalente.

La capa exterior de los terrenos salitrales se encuentra cubiertos por tierra blanca y que se levanta con el viento en forma de polvaredas, se características de rocas volcánicas finas., que los vientos frecuentes en la pampa la levantan y elevan por el aire en forma de un espiral o cola de zorro y que recorren la pampa en todas direcciones, especialmente en Negreiros y Pozo Almonte.

Esta tierra fina con la sal formo la Chuca que contiene 45· a 65% de sílice y proporciones de cloruros, sulfatos, carbonatos, fosfatos, yodatos (ppm), potasio, magnesio, calcio, hierro, aluminio, manganeso, su color claro indica una fuerte proporción de sulfato de sodio cristalizado, su espesor total es de unos 20 a 50 cm, su color es gris oscuro hasta café, su origen se debe a la descomposición de las rocas eruptivas, su contenido de nitrato es muy bajo (1%), en algunas calicheras debajo de la Chuca existe una capa o chuca esponjosa, llamada Panqueque, que por lo general se debe a que la Chuca presenta cierta dureza debido a que contiene un cierto porcentaje de sales de sulfato de calcio que sirve de aglutinante, se desintegra por el simple golpe de la pala y tiene espesor de 30 cm.

A continuación en su profundidad se destaca la masa sólida que fue arrastrada desde las quebradas de la Cordillera de los Andes por lluvias en los millones de años la Costra que se la reconoce por sus sulfatos de sodio, magnesio, calcio, cloruros y algo de nitratos que en algunos sectores alcanza valores sobre 5%, en yodo su contenido vario de 0,015% a 0,025%, su espesor vario desde 30 a 60 cm. La Costra, es un conglomerado cementado por sales solubles, su color varía de· café oscuro al gris claro, contiene 40 a 70% de materiales insolubles y en este: caso se llama costra seca, entre las sales solubles la costra puede contener nitrato de sodio hasta 15%, a veces este estrato está tan relacionada con la siguiente que su separación exacta en esos tiempo no era simple.

Después de estos componentes continúa el Caliche, claro está que existen varias clases de yacimientos, predominando que el 98% es de descomposición de rocas eruptivas. El sistema general de depósitos, está formado por capas horizontales, materia prima del salitre, se presenta en forma de brecha o una arenisca, cuyas partículas están cementadas por diversas sales, entre las que predominan los cloruros, sulfatos, nitratos magnesio, potasio y sales de yodo.

Los caliches algunos los dividían en: Caliches superficiales o al sol, semihondos y hondos o de cuevas. De acuerdo con su estructura y peso específico (1,8 a 2,3) se clasifican en macizos, porosos y lendrosos. Con relación al color determinante, se clasifican en blancos, negros, amarillos (azufrados) anaranjados, violetas, rozados y verdosos. Considerando los elementos insolubles, arcillas, arena y piedras, se clasifican en borrosos, apiedrados y ripiosos

También los caliches se pueden clasificar según sus propiedades, su color varía del blanco sacaroide al negro (mangánico y ferroso) pasando por los matices del café (terroso, arcilloso). Existen el amarillo azufrado (cromoso), el anaranjado (bromado) y el violeta (yodado), su estructura física es muy variable y determina, su comportamiento a la lixiviación, las más conocidas, la de conglomerado con nódulos pétreos de una dureza mediana. Existen caliches porosos, esponjosos, arcillosos, muy compactos llamados huesosos, salados, hay ciertos caliches higroscópicos, debido a su contenido en nitrato de calcio y se les denomina llorones con magnesio (Humberstone).

La dureza del caliche, también sirve de base para su clasificación y es importante desde el punto de vista de la molienda, es variable en razón de su estructura.

La densidad real del caliche no pasa .de 2,3 en las muestras más compactas baja a 2,1 en los esponjosos, la densidad aparente baja a 1,9. Los montones de caliche sin triturar, en que los huecos representan el 45 al 52%, tienen una densidad de 1,25 al; el caliche triturado a 5 cm tiene una densidad cercana a 1,35.

En otros sectores de las calicheras de Tarapacá la Chuca, Panqueque y Costra tiene variaciones en su espesor e inclusive en algunos casos solamente la constituyen una capa de Chusca y Costra, en otros casos la Costra presenta leyes superiores o sea muy similares al Caliche.

Después de la capa de Caliche está el Congelo, es un conglomerado cementado por cloruro y sulfato de sodio, calcio y magnesio, su espesor no pasa de 70 cm, los demás componentes son insolubles (silicatos, feldespatos), en caso del denominado Banco, (por tener algo de nitrato) es una capa de conglomerado que fuera de las sales nombradas nitrato de sodio, yeso, es una especie de caliche inferior a veces utilizable como la costra, mucho depende de la profundidad y en el caso de la Coba, cuyo espesor puede ser pequeño, pero que nunca se utiliza, se compone de una tierra suelta mezclada con pequeños guijarros, es el verdadero asiento del caliche, Es complicado fijar los espesores medios de estas diversas capas, solamente tiene importancia las de caliche y yodo, las que no pasan más de 2 metros hay casos

superiores pero muy pocos, por lo general

la

capa

que continua

bajo ella

se

encuentran las rocas eruptiva de la cordillera de la costa que es la base del suelo.

Los yacimientos de nitrato se encuentran generalmente en los bordes de los salares, lo más generalmente en la vertiente Oeste, a una elevación de 1000 a 1200 metros sobre nivel del mar. La capa salada que cubre, ese fondo salvo excepciones, no contiene nitrato y parece provenir de un lento desecamiento de esa cubeta, en el fondo de la cual se hubieran depositado las sales menos solubles.

Fue en los inicios de la explotación específicamente en los terrenos calichosos de Dolores de la oficina Unión se encontró un esqueleto petrificado, con huesos de animales y aun unos trozos de árboles y que años más tarde otro similar fue comentado por el administrador de la salitrera Victoria (Salar de Obispo).

También está el caso de los inicios de la salitrera Aguada, se encontró en su calichera un medallón de metal con grabado no perceptible.

En el sector de lo que sería Huara, por donde pasaba el camino hacia la costa y la quebrada de Tarapacá en la capa de caliche habían piedras de mineral de cobre de alta ley y acumuladas sin orden alguno.

En el lugar donde están los geoglifos, salitrera de Abra de Quiroga, donde estaría la salitrera Napied año más tarde sus cerros de caliche estaba rodeada de salitre por todas parte pero, en uno de sus extremos se descubrió un rico reventón de cobre con alta ley y su beneficio era hasta los 20 m la que además contenía caliche y sal.

Al comienzo de la explotación de la calichera de Rosario de Huara, después de tronar el primer tiro, se recogió una momia de un guerrero indio armado de su flecha y vestiduras de tosco algodón, con tres dardos clavados en la espalda, demostrando una muerte violenta, lo raro de esta momia era que pertenecía a tiempos anteriores del descubrimiento de América.

En otro documentos comentan que en la oficina San Pablo, al lado sur de la pampa, han aparecido algunos objetos curiosos, los más notables son los fósiles de un pájaro en su nido, echado sobre huevos y no muy legos de este lugar un pescado con un prologado hueso saliente en la cabeza como un pez espada, posiblemente fue pescado en la costa en balsas de cuero de lobos o estaba muerto en la costa y fue subido por los habitantes de las quebradas pero para estar petrificado tuvo que pasar muchos miles de años.

En Negreiros en la calichera mientras se realizaba el pique, apareció la vaina de una especie de navaja de más de un pié de largo, el mango era de asta de venado o huemul, terminaba en un gran anillo de metal. También no hay que olvidar que muy cerca están los geoglifos de la salitrera Barcelona, a un costado de la Ruta 5

En los bordes de los salares se encontraba bastante guano de pájaros que era utilizado como fertilizante por los indios y era similar a las de las covaderas.

Las amonitas perfectamente formadas, existen de todo tamaño, era recogida y por lo general estaban sobre el caliche. Esto ya en esos tiempos demostraba que existía agua pero era antes de la aparición de los mamíferos. Esta teoría los científicos de la NASA lo explican claramente y está demostrado desde los años 1985 en adelante.

Pero continuando con las calicheras en el Salar Grande, que corresponde entre Pabellón de Pica hasta las inmediaciones de la caleta de Chipana (50 km) por 15 km de ancho hasta unos 30 m de profundidad es pura sal pero no de mar.

La sal que este depósito contiene es

la

más

provincia, es de 99,5% de cloruro de sodio.

pura que se encuentra en toda la

Este pedazo de mar que formó esta sal cristalina lo comenta el padre Barba, ese infatigable sabio y explorador de la provincia de Lipez, comentaba que era como una de las grandes maravillas desde aquella época lejana, a principios del siglo XVI allá por el año 1540.

Las viejas crónicas, cuando se le observó por primera vez, en tiempo de las primeras expediciones españolas que cruzaron este territorio, encontraban en él pozos con agua, tan profundos que no fue posible sondearlos.

El sabio D’Orbigni de sus estudios y exámenes que hizo de las arenas aglomeradas,

como de las delgadas capas paralelas de sal alternadas de diferentes tintes, llegó a la conclusión de que no provenían de los aluviones. D’Orbigni dice que habiendo encontrado conchas marinas esparcidas sobre estos yacimientos salinos y debajo de ellos grandes block, exactamente iguales a los que se encuentran en la costa, cree que la sal que se encuentra invariablemente en la superficie de estos lugares, ha quedado por evaporación del agua del mar (no del tipo actual), a pesar de que los yacimientos de Iquique se encuentran a una altura de más o menos tres mil piés.

Los primeros elaboradores de salitre creían que el caliche crecía nuevamente en las calicheras como si fueran planta, idea que fue desmentida en los años de las primeras Paradas

Los primeros elaboradores de salitre creían que el caliche crecía nuevamente en las calicheras como si

Punto (D) carguío carretas y camiones

Los primeros elaboradores de salitre creían que el caliche crecía nuevamente en las calicheras como si

Coba o Banco, piso del caliche (E)

Continuando con la visita en dirección del punto (D) donde el caliche era cargado por los costreros a las carretas o camión, nos muestra el piso o nivel de la explotación y por donde se transitaba y que se le domina Coba o Banco (E).

De este lugar que fue cargado el caliche nos dirigimos por la ruta señalizada hasta llegar a una falla geológica (F), lugar donde hace unos millones de años una de las capas geológicas de mayor consistencia rocosa volcánica se superpuso sobre la de menor consistencia tipo arcilla de color marrón con algo de óxido de hierro, en ambas configuraciones está la presencia de las sales del caliche pero, en diferente forma por las características de los componentes mencionados. En el caso rocoso el caliche se insertó por sus fisuras en forma de venas y en el caso de material blando en forma plana, de acuerdo a los diferentes acontecimientos geológicos de millones de años.

Configuración geológica del caliche Continuando por la ruta establecida, llegamos al punto (G), en el podemos

Configuración geológica del caliche

Continuando por la ruta establecida, llegamos al punto (G), en el podemos interpretar las diferentes capas como son la chuca, costra, el caliche y el piso llamado Coba, Congelo o Banco, que en términos calicheros le llamamos subyacente que se caracteriza por su nulo o mínimo contenido en nitrato de sodio.

¿

Configuración geológica del caliche Continuando por la ruta establecida, llegamos al punto (G), en el podemos

Representación de las capas del terreno

Configuración geológica del caliche Continuando por la ruta establecida, llegamos al punto (G), en el podemos

Punto (G), Interpretación de una calichera

Si nos acercamos a la calichera, veremos varios aspectos, en primer término los diferentes colores del caliche y sus características de cómo está insertado sus sales en las rocas que al tomarlas fácilmente se desprenden en menores tamaño y en su interior las sales del caliche está entre su paredes.

En la parte superior de esta calichera podemos ver los bolones que se formaron por la tronadura del explosivo que fue colocó por parte de los barreteros y perforistas, cuyo material posteriormente requiere de los servicios de los costreros (particulares) para su reducción, los que con barretas, mazos y cuñas lograban obtener bolones de tamaños que no superan los 10” a 12” y por medio de los respaldeadores y su mazo de menor tamaño llamado “tonto” (matillo de mango corto), era utilizado para eliminar

las aristas o costras de impurezas, para evitar que durante el proceso de molienda no se originen atollos de los chancadoras o influye en la ley.

El caliche una vez reducido era acopio en el mismo sector (stock), de donde se procedía a cargar las carretas de 1,5 ton cada una y en el caso de camión el tonelaje corresponde a tres carretas.

Considerando que en los inicios el carguío se utilizaban llamas o asnos (burros), las primeras mulas fueron traídas del Perú las que resultaba de la cruza entre la yegua y el burro, posteriormente la mayor demanda del Norte chico de Chile, Norte Argentino, donde su vida laboral del animal era de 5 años y otras hasta 7 años, donde su trabajo diario era equivalente a unas 4 a 6 horas.

Si nos acercamos a la calichera, veremos varios aspectos, en primer término los diferentes colores del
Si nos acercamos a la calichera, veremos varios aspectos, en primer término los diferentes colores del

El daño principal de los animales era en su lomo por los arneses cuando no quedan

bien colocados, dicho daño al animal lo dejaba fuera de servicio. Otro daño era el casco de las uñas del polvo salino de la pampa, para lo cual, se lavan las patas de los

animales después del trabajo constantemente.

en

una

piscina

y

el

herraje

era

controlado

Su alimentación, forraje era traído del sur aprensado, en 70 kilos, la cebada (sacos) y el pasto en fardos de 2 qq., el que tenía dos corte, el segundo corte era de mayor valor. La mulas enfermas o recuperables eran enviadas a los valles del interior, como también aportaban con el abastecimientos de pastos, como fue Sibaya (tenía una capacidad de atender 100 mulas enfermas o heridas), Quillagua algo similar.

Tres mulas tiraban una carreta con 132 arrobas de caliche una distancia de 500 a 1500 m de distancia, su altura ideal a su lomo era de 1,40 a 1,45 m, el diámetro de la rueda era de 1,60 m.

El nombre de las mulas en las carretas era a la derecha Cuarteadora, al centro la Varera, a la izquierda la Sillera donde iba el carretero y la Suplementera que se encargaba de la subida de la calichera al camino principal.

Del libro El comercio tacnoariqueño durante la primera década de vida republicana en Perú, 1824-1836, de Jaime Rosenblitt, escribe que las primeras mulas para el traslado del caliche y el salitre a puerto, refiere al francés Héctor Bacque, considerado uno de los pioneros de la industria del salitre en el siglo XIX, junto al chileno Santiago Zavala y los ingleses William Bollaert y George Smith.

Dice que por el año 1825 Héctor Bacque era un pequeño mercader establecido en Tacna y dedicado a la venta de manufacturas y alimentos en Tarapacá, lo que le permitió aprovechar sus frecuentes viajes a esa provincia para recorrer la pampa, visitando las antiguas oficinas de parada que habían resultado destruidas o paralizadas durante las guerras de Independencia, con la expectativa de encontrar un depósito lo suficientemente provechoso como para ponerlo en funcionamiento y despachar nitrato de sodio a Europa, donde era empleado como insumo para la elaboración de pólvora y comenzaban a ser apreciadas sus cualidades como fertilizante agrícola.

Su alimentación, forraje era traído del sur aprensado, en 70 kilos, la cebada (sacos) y el

A fines de 1826 sus exploraciones tuvieron éxito y fundó la oficina La Noria en un rico yacimiento ubicado en el desierto, 78 kilómetros al interior de Iquique. Los esfuerzos de Bacque y otros empresarios que se habían aventurado en el restablecimiento de la

minería del salitre fueron favorecidos en 1828 con un decreto del gobierno del general José La Mar, que permitió la exportación de nitratos a Europa, ya que hasta entonces solo se comercializaban en Perú y Chile.

Pero el hallazgo y denuncio de los caliches no bastaron a H. Bacque para echar a andar las faenas en La Noria, ya que carecía del capital indispensable para contratar obreros, adquirir herramientas y habilitar los planteles e instalaciones necesarias. En mayo de 1827 se trasladó a Lima con el propósito de atraer un socio capitalista o, por lo menos, conseguir un crédito que le permitiera iniciar las labores, dejando al paceño Antonio Freire a cargo de sus negocios en Tacna, con el especial encargo de cobrar las deudas pendientes a su favor que tenía en la plaza y en Tarapacá.

Las gestiones de Bacque en Lima tuvieron éxito, ya que antes de comenzar la producción de la oficina La Noria y convertirse, junto a Santiago Zavala, en el primer empresario en exportar salitre a Europa, Bacque consiguió recursos en el mercado local por apenas 1.157 pesos, mediante una letra que el 29 de junio de 1829 le giró la sucursal en La Paz de la casa española Dubern, Rejo y Cía., suma que por sí sola era insuficiente para solventar la puesta en marcha de los trabajos. Para dar una idea de los costos involucrados en la producción y acarreo del salitre, se incluye un cuadro con el precio del flete entre una oficina de Bacque y la caleta de Pisagua, a 15 leguas de distancia, empleando una recua de 31 mulas.

En noviembre de 1831 compró a Lorenzo Olcay, vecino de Pica y residente en la quebrada de Camarones, catorce mulas y diez burros aparejados en 680 pesos que pagó al contado. Luego, suscribió un convenio con el arriero Felipe Berríos, mediante el cual este último puso a su disposición una recua de 25 mulas para trasladar hasta el puerto de Iquique la producción de una oficina denominada Nuestra Señora del Rosario, que Bacque tenía en sociedad con Felipe Bustos. Estimaron que cada mula podía transportar una carga con un volumen que oscilaba entre 7 y 15 arrobas, y su precio sería de 20 reales por carga, debiendo la recua efectuar un mínimo de seis viajes al año.

En los meses siguientes aumentó la cobertura de los emprendimientos de Bacque. En abril de 1832 regresó a Tacna en busca de más facilidades de transporte. El día 21 contrató con José Ortiz González y José Manuel Rospigliosi, el primero de Tarata y el segundo de Pocollay, una recua de 31 mulas aparejadas destinada al trajín de la producción de una oficina salitrera de su propiedad y la caleta de Pisagua, distantes entre sí a 15 leguas. Se estimó la capacidad de carga de cada mula en 13 arrobas, a un precio de 17 reales cada trajín, debiendo efectuar, toda la recua, un mínimo de 48 trajines al año. Una semana después, Bacque suscribió un acuerdo similar con Juan

de Dios Siña, dueño de una tropa de quince mulas. Finalmente, seis meses después los requerimientos de flete entre la oficina de Bacque y la caleta de Pisagua debieron ser satisfechos mediante la incorporación de otras 16 mulas, propiedad de Pedro Telles y Antonio Solano, quienes lograron condiciones menos ventajosas que los primeros arrieros, ya que la capacidad de carga de sus animales fue estimada en 15 arrobas y cada trajín fue tasado en 12 reales.

La organización de las tareas extractivas y el beneficio de los caliches parecen haber concentrado la atención de Héctor Bacque, pues en noviembre de 1831 decidió confiar todo lo concerniente a la comercialización de su producción salitrera al irlandés

John O’Connor, radicado en Iquique y dedicado a adquirir la producción de pequeñas

oficinas, que luego colocaba en Valparaíso pero, H. Bacque fallece sorpresivamente en diciembre de 1832.

Del mismo libro indica que la sociedad Hegan & Hall con George Smith (1835) utilizaron mulas para el traslado de la producción de las oficinas De la Peña y Colombia, explotadas por Smith, a los puertos de Iquique y Pisagua. En febrero de1836, suscribieron un convenio con Fernando de Oviedo, vecino de Camiña, y otro con los hermanos Santiago e Ildefonso Zavala, chilenos avecindados en Tacna, mediante los cuales estos se comprometían a entregar determinada cantidad de quintales de salitre a Hegan y Hall en el puerto de Pisagua, y a cambio de ello la sociedad les adelantaba mulas, alimentos, herramientas y ropa, quedando un saldo a favor de los mineros que debía ser cancelado cuatro meses después de la entrega del nitrato.

Como antecedentes a partir de 1871 las necesidades de mulas crecieron en función de la explotación pero no del transporte a puerto ya que fue disminuyendo hasta desaparecer cuando se establecieron el funcionamiento de los ferrocarriles entre las salitreras y los puertos o caletas de Tarapacá, en la Memoria de la Delegación Fiscal en Tarapacá (1907) trabajaban 7.192 mulas y 212 caballos, los que fueron traídos de diferentes lugares, pocos años después comenzaron a llegar los primeros camiones 1912, lo que originó su reemplazo y quedando solo para funciones básicas, como reparto del agua, mensajería, basura y traslado de herramientas.

Continuando con la visita al sitio, nos dirigimos al segundo sombradero el que está en la parte superior a nivel de la línea del ferrocarril, hasta llegar a dicho lugar se puede observar a mano derecha varios aspectos de la explotación. Lo primero que observamos es la diferencia del color del caliche, el material de sobrecarga compuesto de chuca y costra, como también los efectos de la tronadura con pólvora

donde podemos apreciar los grandes bolones que posteriormente son reducidos con mazos o en ocasiones con un Wagons Drills que se operaban con aire comprimido.

donde podemos apreciar los grandes bolones que posteriormente son reducidos con mazos o en ocasiones con

Pique de calichera

donde podemos apreciar los grandes bolones que posteriormente son reducidos con mazos o en ocasiones con

Caliche isertado en roca

Este segundo sombradero (H), nos permite un descanso del calor existente, ya que por lo general el 98% del año su temperatura del sitio es de 33 a 35°C durante las 10 am a 16 hr. Desde este lugar podemos observar el sitio recorrido, como también visualizar la segunda parte de la visita, que corresponde a las calicheras en dirección oeste.

Al iniciar el recorrido a la siguientes calicheras (sector oeste), al lado del sombradero existe un pique que nos permite apreciar su forma y profundidad, donde para su abertura se utilizaba pólvora para fisurar la roca, este procedimiento permitía definir el manto de caliche a explotar, de este lugar nos trasladamos a la segunda parte del recorrido.

donde podemos apreciar los grandes bolones que posteriormente son reducidos con mazos o en ocasiones con

Calicheras

Una señalética de ruta y otra en plancha nos informa la dirección que debemos tomar para llegar a las calicheras que quedaron en las mismas condiciones como el último

día de trabajo y solo está presente el efecto del tiempo que se refleja en la erosión del caliche con el aflorecimiento del cloruro de sodio. En ella podemos apreciar de cómo una vez tronado el caliche por parte del barretero y su cuadrilla, ingresaban los costreros con sus herramientas (barreta, cuñas y maso de 25 lbs) a reducir los inmensos bolones a tamaño no mayor de 10”, para evitar contaminaciones y aristas. Cuando los bolenes eran sobrepasados en la capacidad de los trabajadores los barreteros colocaban una pequeña proporción de pólvora para fisurarlo, operación que

lo efectuaba el “cachorrero”.

día de trabajo y solo está presente el efecto del tiempo que se refleja en la

Calichera donde trabajaba el costrero

día de trabajo y solo está presente el efecto del tiempo que se refleja en la

Calichera, parte superior donde trabajaba el Barretero

En esta calichera se puede apreciar los acopios, de donde posteriormente se realizaba el catguío a carreta o camión. Como estas operaciones originaba desprendimiento de caliche de alta ley existían los trabajadores llamados Llampos (niños entre 12 a 14 años) que se encargaban de recoger todo este material de mayor ley, por medio de un tarro (manteca) y por el cual, una vez acumulado y analizado, tenía mayor valor por su mejor ley.

En varias oficinas salitreras la explotación del caliche superaba al consumo de la planta, su objetivo era para cubrir la mayor demanda, esto hacia que se formaran grandes acopio de caliche, en largas columnas de caliche, el que unas vez aumentada la demanda, dichos inventarios comenzaban a disminuir, con esto se lograba obtener un proceso más adecuado o eficiente por existir una ley más estable ..

La ruta del caliche nos lleva por el camino donde transitaban las carretas vacias y cargadas de material, en este sitio podemos observar los caliches y los diferentes niveles de explotación, de cómo los Jefe de Pampa, Jefe de Secciones y Correctores ejecutaban las diferentes técnicas de explotación, como también, comprender el esfuerzo de los trabajadores en ese ambiente de sequedad, calor, como también las características del caliche, donde se puede comprender como se procedía con la separación de la sobrecarga, su tronadura y su explotación con el trabajo de ordenamiento del caliche para el carguío a la carreta o camión.

El camino nos lleva a una pequeña bajada y a mano derecha podemos ver un pasillo de acopios de caliche, el que se caracteriza por el tipo de laja, donde con el tiempo se fue incrustando en las rocas.

El camino nos lleva a una pequeña bajada y a mano derecha podemos ver un pasillo

Acopio de caliche (K)

Continuando por este sendero llegamos a un espacio donde fue extraído el caliche y se puede apreciar la cantidad de material que aún queda en piso y que la nueva minería volviera a explotar dicho material para la elaboración de salitre potásico y yodo, bajo el nuevo sistema de lixiviación en pilas.

El camino nos lleva a una pequeña bajada y a mano derecha podemos ver un pasillo

Calichera de Humberstone con sus vetas de salitre, superior la chuca (L) volcánica

Foto anterior ampliada: Salitre entre las fracturas de la roca

La visita continua hacia un sector donde el caliche se encuentra bajo una capa de sobrecarga (M), de chuca y costra, pero su espesor de explotación es sobre 2 m y su

configuración o caliche está en forma vetas de las rocas, su profundidad total supera los cinco metros de profundidad, se caracteriza por ser rocoso, donde el acceso es de bastante peligro.

configuración o caliche está en forma vetas de las rocas, su profundidad total supera los cinco

Frente de una Calichera (Sobrecarga que corresponde a Chuca y Costra, el Caliche y la Coba, piso)

Desde este lugar iniciamos el retorno por el mismo sector pero, por otro sendero, donde se destacan los acopios de sobrecarga, el ferrocarril a la planta, sitios de explotación y carguío, hasta llegar nuevamente al sombradero, del cual caminamos por la misma vía del ferrocarril un par de metros hasta bajar por un sendero que nos lleva a un espacio donde existen una piedras que fueron utilizadas como cuñas en para las carretas durante el carguío.

configuración o caliche está en forma vetas de las rocas, su profundidad total supera los cinco

Calicheras y retorno

Continuamos por la señalética indicada bajamos por el sendero donde podemos ver diferentes calicheras, sus colores y configuraciones geológicas del terreno, donde se

puede apreciar como el caliche se insertó en las diferentes configuraciones del terreno, en colores, durezas y rocosos.

puede apreciar como el caliche se insertó en las diferentes configuraciones del terreno, en colores, durezas

Ruta de retorno, a la derecha red ferroviaria

En estos lugares donde el caliche ha estado en contacto con el aire, la cristalización de las diferentes sales continúa con su proceso de solubilidad donde el cloruro de sodio aflorece y los sulfatos se descomponen por efectos de los cambios de temperatura, erosión (vientos salinos), humedad y radiación. Lo mismo ocurre con las rocas que con el tiempo y las condiciones ambientales se degradan en arenas y va acumulando en el piso.

El camino de salida se interna entre la pared de la línea del ferrocarril y el sistema de explotación donde aún queda los vestigios del caliche (P) y los acopios dela sobrecarga conformada de chuca y costra.

Al salir de este sendero visualizamos el primer sombradero que corresponde a la salida del recorrido.

Pero antes de partir del estacionamiento, se puede apreciar un acopio de costrones de sales, el cual corresponde a salitre contaminado que se originaba en las canchas de salitre de las oficinas (secado, acopio, derrames), los que por sus características contenían alta ley en salitre pero, contaminado con cloruro, otras sales e insolubles principalmente, en dicha planta que tenía el nombre de “Peña Sol” se volvía a lixiviar con agua y enviado a bateas de cristalización que estaban a continuación y en la actualidad, quedan sus vestigios (ruinas), este proceso de lixiviación de sales se complementaba con un ferrocarril para su operación.

Caliche con ley de Nitrato 32 % Salitre Cristalizado 99% La visita se puede complementar con

Caliche con ley de Nitrato 32 %

Caliche con ley de Nitrato 32 % Salitre Cristalizado 99% La visita se puede complementar con

Salitre Cristalizado 99%

La visita se puede complementar con una visita a la salitrera Peña Chica, la que está muy cercana y en donde nos permite apreciar sus principales características de ruina y como el ser humano destruye un sitio donde vivieron familias salitreras. Su retorno se complementa con un recorrido por la torta de ripio donde se observa la Pampa del Tamarugal, Humberstone, Santa Laura y las calicheras explotadas, al volver al mismo punto del estacionamiento pasando por un costado de la Planta de Sales de Peña Sol, la vuelta a Humberstone se concreta por el mismo camino. .

Caliche con ley de Nitrato 32 % Salitre Cristalizado 99% La visita se puede complementar con

Visita a la salitrera Peña Chica

Este trabajo tiene su único objetivo de dar a conocer Nuestro Patrimonio Salitrero para que cualquier persona lo visite y comprenda de como se formó y explotó la materia prima llamada Caliche, fuente del Salitre y el Yodo, y además, donde el 65% la

dotación de trabajado de cada oficina salitrera trabajó en condiciones ambientales extremas.

Patricio Díaz V Director Patrimonio e Investigaciones Corporación Museo del Salitre