Anda di halaman 1dari 3

Tres

versiones del poema 7 de Catulo


VII
Quaeris, quot mihi basiationes
tuae, Lesbia, sint satis superque.
quam magnus numerus Libyssae harenae

lasarpiciferis iacet Cyrenis


oraclum Iovis inter aestuosi
et Batti veteris sacrum sepulcrum;

aut quam sidera multa, cum tacet nox,


furtivos hominum vident amores:
tam te basia multa basiare
vesano satis et super Catullo est,

quae nec pernumerare curiosi


possint nec mala fascinare lingua.

7
Preguntas cuntos a m besares
tuyos, Lesbia, sean bastantes y de sobra.
Cuan grande el nmero de las libisas arenas

en la laserpiciosa Cirene yace,


entre el orculo de Jpiter flagrante
y el sagrado sepulcro de Bato el antiguo,

o cuantas estrellas muchas, cuando calla la noche,


los furtivos amores de los hombres ven:
tantos besos muchos, que t beses,
para el vesano Catulo bastante y de sobra es,
los que ni percontar los curiosos
puedan, ni fascinarlos con malvada lengua.


7.
Me preguntas, oh Lesbia, cuntos besos
tuyos me sean suficientes,cuntos

me sean demasiados.
Cuan gran nmero de arena de Libia
yace en Cirene, de laserpico

plena, entre el orculo del ardiente


Jove y el tmulo del anciano Bato;
o cuantos astros nos ven, al callar
la noche, enredados en amoros;

slo esa cantidad satisfar


a Catulo el loco, y demasados
sern, y afortunados,

que ni contarlos podrn los curiosos


ni con sus malas lenguas hechizarlos.

7.

Me has preguntado, Lesbia, cuntos besos tuyos llegaran a saciarme. Tantos como

arenas hay en Libia, junto a Cirene, rica en laserpicio, entre el orculo del estivo

Jpiter y el sagrado sepulcro del viejo Bato; o como las estrellas que, en la noche

callada, contemplan los amores furtivos de los hombres. Tantos son, Lesbia, los

besos tuyos que podran saciar al loco Catulo. Tantos que los curiosos no pudieran

contarlos ni hechizarlos con lengua venenosa.