Anda di halaman 1dari 7

FORMAS DE ESTUDIAR LAS CELULAS

Microscopía

El uso de microscopios es una de las técnicas más difundidas para el estudio de las células.
Son, en líneas generales, instrumentos que permiten amplificar la imagen de un objeto muy
pequeño para ser observado a simple vista. Los objetos de escala microscópica son medidos
con unidades de longitud que no son las habituales. Dichas unidades son:
-3
mm (1 mm equivale a 10 metros)
-6
µm o micrones (1 µm equivale a 10 metros)
-9
nm o nanometros (1 nm equivale a 10 metros)
-10
A o Ángstrom (1 A equivale a 10 metros)

Hay dos tipos básicos de microscopios: microscopios ópticos y microscopios electrónicos.


Dentro de estos últimos encontramos los microscopios electrónicos de transmisión o MET y
microscopios de barrido o MEB.
A continuación presentamos una idea estimada de los tamaños relativos de las células y sus
componentes y con qué instrumentos ópticos podríamos observarlos:

Los distintos instrumentos ópticos se diferencian entre sí por la capacidad que tienen de
amplificar la imagen o el nivel de detalle con el que va a ser observado un objeto. Dicho de otro
modo, se distinguen por su límite de resolución.
Límite de resolución: mínima distancia entre dos puntos que puede distinguir o resolver un
sistema óptico. Por ejemplo, el ojo humano no consigue distinguir dos líneas que estén
separadas por una distancia menor a 100 micrones (es decir, las ve como una sola línea).
Un microscopio con un gran limite de resolución permitirá observar detalles que otro de menor
limite no llega a resolver.

INSTRUMENTO OPTICO LIMITE DE RESOLUCION


Ojo humano 0.2 mm
Microscopio óptico 0.2 µm
Microscopio electronico 200 nm – 0.4 nm ( hasta 1 A
MET y 10 nm MEB)

Comparemos las principales características de los microscopios ópticos y los electrónicos:

CARACTERISTICAS MICROSCOPIOS OPTICOS MICROSCOPIOS


ELECTRÓNICOS
Fuente de energía Luz visible Haces de electrones
Sistema de lentes Cristal de vidrio o cuarzo Bobinas electromagnéticas
Medio Atmósfera Vacío
Formación de la imagen Observación directa Pantalla
Amplificación 500 veces más 500000 veces más
Si comparamos MET y MEB, en el MET los electrones son dispersados cuando pasan a través
de una fina sección de la muestra a observar, y luego detectados y proyectados hacia una
imagen sobre una pantalla fluorescente. En el caso del MEB los electrones son reflejados
sobre la superficie de la muestra. De este modo se registran las superficies de los objetos
observados, lo que genera imágenes tridimensionales.

¿Qué podemos observar con cada uno de estos microscopios?

MICROSCOPIO OPTICO: las células observadas pueden estar vivas o muertas. Se puede
observar la presencia o ausencia de núcleo, la forma celular, las mitocondrias y cloroplastos
(sin detalle).
MET: las células observadas deben estar muertas después de haber sido tratadas con iones
de metales pesados. Permite la observación de detalles a escala macromolecular.
MEB: para observar células muertas, después de haber sido tratadas con iones de metales
pesados. Permite obtener imágenes tridimensionales.

Antes de observar una muestra al microscopio la misma debe ser tratada y preparada. Al
conjunto de técnicas de preparación de la muestra previas a su observación, se la denomina
técnica histológica. Esta técnica consiste en una serie sucesiva de etapas que difieren para
los microscopios ópticos y los electrónicos.

Fraccionamiento celular
Esta técnica permite aislar los distintos componentes celulares para, de este modo, poder
estudiarlos separadamente. Se basa principalmente en que los componentes celulares tienen
distintas densidades lo que posibilita separarlos por medio de la centrifugación (decanta lo más
denso y lo menos denso queda en solución).
En un esquema:

1) Se rompen las células


mecánicamente (mortero, licuadora,
etc.). El resultado se denomina
homogenato (formado por los distintos
componentes celulares).

2) Al centrifugar el homogenato
centrifugado sobrenadante se obtienen 2 fracciones: el
sobrenadante y el pellet o
homogenato sedimento. El sobrenadante
pellet puede centrifugarse
nuevamente.

.
Qué componentes celulares van al pellet o quedan en el sobrenadante dependen de la
velocidad y tiempo de centrifugación. Lo más denso sedimenta primero y lo menos denso
sedimenta luego de varias centrifugaciones.

Cultivos celulares o cultivos de tejidos

Consisten en la extracción de las células de interés de su medio natural para luego colocarlos
en recipientes especiales y adecuados. Se debe tener especial cuidado en mantener la
nutrición, oxigenación, la temperatura y asegurar el cierre hermético del recipiente para evitar
contaminaciones. Los pasos a seguir son:

Los cultivos celulares se


utilizan para estudiar el
comportamiento de las
células (su crecimiento,
reproducción y
metabolismo) sin
intervención de las
variaciones sistémicas
ocurridas dentro de un
organismo durante su
normal homeostasis y bajo
el estrés de un
experimento.

.
ORGANIZACIÓN GENERAL DE LAS
CELULAS

La materia viva se distingue principalmente de la materia inerte por su capacidad de


metabolizar y autoperpetuarse. La célula es el nivel de organización de la materia más
pequeño que posee estas características. Por lo tanto, tiene vida y es la responsable de las
características vitales de los organismos.

Todos los seres vivos están formados por células (una en el caso de los unicelulares o muchas
en los pluricelulares). Podemos decir entonces que la célula es la unidad estructural y
funcional de los seres vivos. Esto es lo que enuncia la Teoría celular moderna, junto con los
siguientes postulados:

 Todos los seres vivos están formados por células y productos celulares.
 El funcionamiento de un organismo es resultado de la interacción entre las células que
lo componen.
 Toda célula proviene de otra preexistente.
 Las células contienen material hereditario.

Organización estructural de las células


Hay dos tipos celulares básicos: células eucariontes (animal y vegetal) y procariontes.

CELULA EUCARIONTE CELULA PROCARIONTE

VEGETAL ANIMAL

La principal diferencia entre estos tipos celulares se debe a la compartimentalización


característica de los eucariontes. En estas células, cada compartimiento está destinado a una
cierta función particular. Es decir, que en los eucariontes el trabajo celular está dividido en
espacios diferentes, lo que las hace más eficientes. En los procariontes todas las funciones se
realizan o bien en la membrana plasmática o en el citoplasma.
Comparando estos tipos celulares:
PROCARIONTE EUCARIONTE EUCARIONTE
ANIMAL VEGETAL
Núcleo Ausente Presente Presente
Material genético Una molécula ADN Varias moléculas de Varias moléculas de
circular, no asociada ADN lineales, ADN lineales,
a histonas, dispersa asociadas a histonas, asociadas a histonas,
en citoplasma. dentro del núcleo. dentro del núcleo.
Pared celular Formada por Ausente (excepto en Formada por celulosa
peptidoglucanos. hongos, de quitina)
Compartimientos Ausentes Golgi, retículos, Golgi, retículos,
membranosos lisosomas, lisosomas,
peroxisomas, peroxisomas,
mitocondrias, mitocondrias,
vacuolas pequeñas. vacuolas grandes,
cloroplastos,
glioxisomas.
Ribosomas 70 S 80 S 80 S
Centríolos Ausentes Presentes Ausentes
Citoesqueleto Ausente Presente Presente
División celular Fisión binaria Mitosis / Meiosis Mitosis / Meiosis
Tipo de nutrición Autótrofa / Heterótrofa Autótrofa
heterótrofa

Estructuras presentes en una célula procarionte:

 Capsula: presente en algunos procariontes, formada por un material mucoso. Permite a


las bacterias adherirse entre sí o a sustratos.
 Flagelos: presentes en algunos procariontes. Su función se relaciona con los
desplazamientos de estas células.
 Pared celular: rígida o flexible, porosa. Brinda protección a estas células.
 Membrana plasmática: bicapa de fosfolípidos con proteínas asociadas. Ausencia de
colesterol. Presenta pliegues hacia el interior que aumentan su superficie con diversas
funciones (respiración celular, fotosíntesis, etc.). Uno de ellos es el mesosoma (punto
de unión de la membrana con el ADN)
 ADN: una sola molécula circular, no asociada a histonas. Está disperso en el
citoplasma
 Ribosomas 70S aislados o agrupados en poliribosomas.

VIRUS, VIROIDES, PRIONES

Estos agentes no son considerados células ya que no pueden realizar dos funciones básicas
características de la materia viva: metabolismo y reproducción. Para ello deben infectar a una
célula y utilizar de la misma toda la maquinaria de síntesis. Los definimos entonces como
parásitos intracelulares obligados. Esta es la característica común a virus, viroides y priones.
Se diferencian, entre otras cosas, por el tipo de molécula/s que los constituyen.
Virus: características generales

 Poseen ADN o ARN


 Tienen una cubierta proteica que
encierra al ácido nucleico, la
cápside (formada por
capsómeros)
 Algunos (los virus envueltos)
pueden tener otra cubierta más
de lípidos, proteínas y
glucoproteínas
 Por estar formados por una
asociación de macromoléculas,
pertenecerían al nivel de
organización macromolecular
complejo o subcelular.

Ciclos de multiplicación viral

Hay dos tipos de ciclos de multiplicación


viral: el ciclo lítico y el lisogénico. En ambos
casos el ciclo comienza del mismo modo: el
virus reconoce la célula a infectar, se une a
su membrana e ingresa el ácido nucleico
viral (la cápside queda por fuera de la
célula). En el ciclo lítico el ácido nucleico se
multiplica en forma independiente del ADN
de la célula infectada. Luego se sintetizan
las cápsides y finalmente se ensamblan
cápsides y ácido nucleico formándose así
los virus hijos que salen de la célula
rompiendo su membrana. En el ciclo

lisogénico el material genético viral se integra al material genético de la célula infectada,


pasando a estar en estado de profago. Se multiplicará su material genético junto con el material
genético celular. Cuando las condiciones son las apropiadas, el ADN viral se separa del ADN
celular, se muliplicará, formará cápsides y ensamblarán formando virus hijos.

VIROIDES
Son agentes infecciosos constituidos exclusivamente por una molécula de ARN. Infectan
fundamentalmente a plantas. Pertenecen al nivel de organización macromolecular por estar
formados por tan solo una molécula de ARN.

PRIONES
Son proteínas infecciosas. Agentes responsables de encefalopatías espongiformes
transmisibles, que afectan al sistema nervioso central. Pertenecen al nivel de organización
macromolecular por estar formados por una proteína.