Anda di halaman 1dari 40

AHORRO Y INVERCION PÚBLICA

INTRODUCCION:

Ahorro
El ahorro es la acción de separar una parte del ingreso mensual que obtiene una
persona o empresa con el fin de guardarlo para un futuro, se puede utilizar para algún
gasto
Importante que se tenga, algún imprevisto o emergencia económica.1 En términos
de económica el ahorro se refiere a la parte de la renta o ingreso no dedicada a
consumo, sino a otros fines y es un concepto económico importante. Existen diversas
modalidades de ahorro así como diversos instrumentos financieros destinados para
incrementar el ahorro que se pretende realizar.

Definición e historia
El ahorro es el excedente de cualquier bien económico al final de un periodo. Existen
diferentes tipos de ahorro, así como diferentes instrumentos financieros para poder
ahorrar e invertir al mismo tiempo. El ahorro lo pueden realizar tanto personas, familias,
empresas e incluso naciones.
Desde tiempos antiguos ya se manejaba esta actividad, aunque no con bienes
económicos principalmente. En Egipto y China se guardaban frutos de las cosechas
obtenidas en forma de ahorrar ese bien material a futuro. En 1462 se fundó la primera
organización del ahorro, un monte de piedad, para cuidar a los integrantes del robo
parcial o total. Por esa época también se comenzaron a crear los Bancos.

Clasificación
El ahorro se puede clasificar en ahorro privado y en ahorro público.
El ahorro privado es aquel que realizan las organizaciones privadas que no pertenecen
al estado (básicamente familias, instituciones sin ánimo de lucro y empresas).
El ahorro de una empresa privada autónoma, equivale a su beneficio, menos la parte de
éste que es repartida a sus propietarios o accionistas en forma de dividendos o
participación en beneficios.
El ahorro de las familias es igual a la renta disponible familiar menos el consumo privado
y los impuestos.
El ahorro público lo realiza el estado, el cual también recibe ingresos a través
de impuestos y otras actividades, a la vez que gasta en inversión social, en
infraestructura (carreteras, puentes, escuelas, hospitales, etc.), en justicia, en seguridad
nacional, etc. Cuando el Estado ahorra quiere decir que sus ingresos son mayores que
sus gastos y se presenta un superávit fiscal, el caso contrario conduciría a
un déficit fiscal.
También se puede ahorrar invirtiendo en diversos activos como pueden ser, bienes
inmuebles, instrumentos de inversión o fondos de retiro AFORES.
Otro tipo de ahorro es el ahorro para el retiro que consiste en que las personas inviertan
de forma voluntaria una parte de sus ingresos a su AFORE y en conjunto con la
aportación obligatoria y la aportación voluntaria se dé una cantidad de dinero mayor
para el momento de la jubilación de las personas que realiza esto, es importante que las
personas estén conscientes de las características que maneja su AFORE debido a que
deben escoger la que les ofrezca mejores servicios puesto que es donde depositarán su
confianza y su dinero durante sus años laborales. Además es importante que los
usuarios de las AFORES conozcan los derechos que tienen y como deben solicitar la
pensión al momento de retirarse o en su defecto, su liquidación.

Ahorro en macroeconomía
Ahorro nacional
El ahorro nacional es la suma del ahorro público y el privado. El ahorro nacional viene
dado por la diferencia entre la renta nacional o valor del conjunto de bienes producidos
y el consumo:
{\displaystyle A={\text{PIB}}-C\qquad \Leftrightarrow \qquad

{\mbox{ahorro}}={\mbox{PIB}}-{\mbox{consumo}}}
De hecho este ahorro puede relacionarse con el consumo nacional (C), la cantidad
de bienes exportados (X), la cantidad de bienes importados (M) y la cantidad
de inversión (I) en la identidad fundamental de la contabilidad nacional:

Esta igualdad se deduce de la propia definición del Producto Interno Bruto (PIB)
evaluado a precios de mercado
: Identidad ahorro-inversión
Ahorro y política económica
El ahorro se encuentra influido y determinado por las políticas económicas que siga un
Estado (éste puede afectar las tasas de interés y otras variables que afectan el ahorro).
Los cambios en la tasa de interés, por ejemplo, pueden hacer que los ahorradores se
sientan motivados o desmotivados a ahorrar. Un aumento en las tasas de interés puede
hacer que los ahorradores tengan más razones para disminuir su consumo y ahorrar, o
bien puede tener el efecto opuesto. A iguales niveles de ingreso, depende de dos efectos
conocidos como efecto ingreso y efecto sustitución. Así como el aumento de las tasas
de interés puede incentivar a los socorristas a consumir menos para ahorrar más, puede
suceder que, al ser mayor el rendimiento del ahorro, se pueda cumplir la meta de
acumulación prevista destinando una porción mayor del ingreso al consumo presente.
Esta alza en las tasas de interés se puede deber, por ejemplo, a las formas en que
el gobierno obtiene los recursos para sus actividades. Si el gobierno decide pedir
recursos prestados al sistema financiero en una cantidad importante, las tasas de interés
subirán.
El ahorro es igualmente importante para el futuro y el presente económico de cualquier
nación. La producción de una empresa, por ejemplo, involucra algunos recursos que son
limitados, como la tierra. Si ésta quiere mejorar su producción y tiene problemas con
recursos limitados, debe buscar cómo mejorar su producción basándose en inversiones
(por ejemplo en tecnología o en máquinas). Si la empresa ahorra durante un periodo
determinado, tendrá la posibilidad de acceder más fácilmente, a través de créditos, a
esas maquinarias o a esa tecnología o a otros recursos económicos. Igualmente, si los
bancos tienen más ahorros en las cuentas, tendrán más dinero para prestar y no será
necesario que las personas, las empresas o el Estado pidan recursos en el exterior. Esto,
en general, facilita e incentiva la actividad económica y el crecimiento en un país.
Política fiscal y ahorro
Toda inversión ha de financiarse con ahorro, que, en su mayoría, procede de la
economía nacional, mientras que el ahorro externo se limita, normalmente, a
complementar el ahorro interno.
Dentro de la economía nacional, el sector privado es, con mucho, la fuente principal de
ahorro. Las transferencias a los hogares, incluidos los pagos de prestaciones sociales,
son el cauce principal a través del cual el gasto público afecta a la acumulación de ahorro
privado. En este contexto, hay que tener presente que las transferencias podrían tener
un efecto negativo sobre el ahorro.
Por ahora, las pensiones constituyen la partida más importante de los sistemas públicos
de prestaciones y, de mantenerse las políticas actuales, se prevé un considerable
aumento del gasto para el futuro. El retraso de la jubilación efectiva y la introducción de
nuevos planes de pensiones basados en mayor grado en el régimen de capitalización
conllevarían un mayor nivel de ahorro en relación con el segmento de población de
mayor edad, que podría tener un impacto positivo sobre el ahorro agregado.
Con todo, parece razonable llegar a la conclusión de que, a juzgar por la evidencia
empírica, los elevados impuestos que financian sectores públicos de gran magnitud
suelen afectar negativamente al ahorro y, en consecuencia, a la inversión y al
crecimiento. Al igual que los impuestos sobre las rentas del trabajo desincentivan el
empleo, los impuestos sobre el ahorro tienden a desincentivar éste y a estimular el
consumo. Especialmente los impuestos sobre las sociedades, aunque también otros
impuestos sobre las rentas del capital, son probablemente la causa de una disminución
del ahorro privado en la medida en que reducen su rendimiento neto.

Ahorro en microeconomía
Propensión marginal al ahorro
La propensión marginal al ahorro (PMA) es el porcentaje que se destina al ahorro de
cada unidad monetaria (euro, dólar, peso, etc.) adicional que se recibe. Cuando
recibimos una unidad monetaria adicional de renta cuanto de ésta dedicamos al ahorro.
Se puede decir que la propensión marginal al ahorro está íntimamente ligada a
la propensión marginal al consumo (PMC).
Debe recordarse la renta obtenida puede tener dos destinos alternativos y únicos el
consumo y el ahorro. Eso significa que cada nuevo euro de renta debe dividirse entre
consumo adicional y ahorro adicional. Así, por ejemplo, si la PMC es 0,75, la PMA tendrá
que ser 0,25. Comprobamos que la comparación confirma que en cualquier nivel de
renta la PMC y la PMA siempre tienen que sumar exactamente 1, ni más ni menos. Así
pues, sabemos que siempre y en todo lugar PMA = 1 - PMC.
Público en el Perú, para el periodo 2000-2012. La investigación se ha desarrollado
utilizando las estadísticas económicas del Banco Central de Reserva del Perú e INEI. Se
efectuó un análisis econométrico a través del método de mínimos cuadrados ordinarios,
que permite concluir que los factores que más influyen en el ahorro público son el
ingreso nacional, el ahorro privado y los términos de intercambio.

Ahorro público
El ahorro es la diferencia entre el ingreso disponible y el consumo efectuado por una
persona, una empresa, una administración pública, etc.
El ahorro público lo realiza el Estado, el cual también recibe ingresos a través de
impuestos y otras actividades, a la vez que gasta en inversión social, en infraestructura
(carreteras, puentes, escuelas, hospitales, etc.), en justicia, en seguridad nacional, etc.
Cuando el Estado ahorra quiere decir que sus ingresos son mayores que sus gastos y se
presenta un superávit fiscal, el caso contrario conduciría a un déficit fiscal.

El ahorro público es el ahorro total efectuado por agentes económicos del ámbito
público, cuando la cantidad de ingresos que reúnen superan la cantidad de gastos
corrientes a los que se enfrentan dentro de su actividad económica.

Este tipo de ahorro es un concepto propio de la macroeconomía que puede aparecer


por tanto en la actividad de cualquier empresa pública, gobierno u otras organizaciones
dependientes del estado. En el nivel de los agregados económicos, junto al ahorro
privado forman el conjunto del ahorro nacional.

Al igual que ocurre con la definición genérica de ahorro, el ahorro público se entiende
como la diferencia entre los ingresos y el consumo realizado. En este caso, al hablar del
ámbito público de la economía estaríamos refiriéndonos al volumen total de fondos
que una administración o un gobierno conserva tras hacer frente a sus compromisos
de gasto público y teniendo en cuenta unos ingresos previos.

Tras recibir fondos públicos por la vía de recaudación de impuestos a través de otros
métodos de financiación como la venta de deuda pública, el Estado debe hacer frente a
sus compromisos sociales por medio del gasto en infraestructuras, sanidad, el pago de
subsidios públicos y prestaciones,etc.

Si tras este trabajo de gasto existe una diferencia positiva entre ingresos y gastos (lo que
económicamente se conoce como superávit fiscal), dicha cantidad será la que
conformará el ahorro público producido. El destino que generalmente suele tener esta
diferencia es el de la inversión pública y la mejora de las partidas del presupuesto
dirigidas al gasto público de futuros ejercicios.

Cuando no aparece ahorro y lo que sucede es justamente lo opuesto (los ingresos son
inferiores al nivel de gastos) lo que aparece es un déficit fiscal.

El ahorro público como indicador económico

La aparición de ahorro público no necesariamente suele suponer la buena acción de un


gobierno. Esto se explica porque puede suceder que la aparición de superávits fiscales
sea una consecuencia de políticas fiscalmente muy fuertes con altos niveles de
impuestos o por planes de gasto público poco significativos.

En ambos casos, es la sociedad la que sufre una coyuntura económica adversa a través
de su incidencia en las actividades de los agentes privados

1) Inversión pública, definición:


La inversión pública es la utilización del dinero
recaudado en impuestos, por parte de las entidades del
gobierno, para reinvertirlo en beneficios dirigidos a la
población que atiende, representada en obras,
infraestructura, servicios, desarrollo de proyectos
productivos, incentivo en la creación y desarrollo de
empresas, promoción de las actividades comerciales, generación de empleo, protección
de derechos fundamentales, y mejoramiento de la calidad de vida en general. La
inversión pública se encuentra regulada por leyes, normas y procedimientos, que le
definen lo que es viable y lo que está prohibido, los responsables y montos autorizados,
actividades permitidas y requisitos que deben cumplir.

2) ¿Quienes realizan la inversión pública?


Estas inversiones son realizadas por el gobierno nacional, sus ministerios y entidades
descentralizadas, así como las empresas públicas, y el gobierno departamental con sus
entidades regionales debidamente autorizadas.

3) Características principales de la inversión pública:


La inversión pública debe estar enmarcada dentro de un plan de desarrollo presentado
por el gobierno y aprobado por el congreso o poder legislativo de cada país, en donde
se distribuya el presupuesto nacional por regiones y departamentos, municipios y
entidades, justificando y sustentado los principales rubros de destinación de los
recursos. Se diferencia del gasto público en cuanto al destino del dinero, el cual se
espera genere beneficios sociales como la construcción de carreteras y no el pago de la
burocracia.

4) Objetivos y beneficios:
Los objetivos y beneficios son la redistribución de los ingresos entre la población, la
prestación de los servicios básicos, la generación de empleo, el desarrollo de proyectos
sociales sostenibles en el tiempo, el cubrimiento en salud y educación, el garantizar una
vivienda digna para cada familia.

5) Comparativo entre la inversión pública y privada:


Ambas inversiones son similares en la búsqueda de ejecutar proyectos rentables y la
obtención de beneficios, pero en la privada los beneficios son económicos mientras que
en la pública los beneficios son sociales y en especie, cómo la subvención de los servicios
públicos, la financiación de créditos, el acceso a la educación. Por ello, los resultados de
la inversión privada son más fáciles de medir y de hacer seguimiento, que
cuando se relacionan con indicadores de satisfacción y bienestar.

CCL: Solo se ha ejecutado un 30,1% de la inversión pública

En el primer semestre, el ministerio de Defensa ejecutó el 59,7% de su inversión, a


diferencia del 17,8% que ejecutó Educación

Ejecución de la inversión pública fue S/12.366 millones a julio

El gobierno nacional lideró la cantidad de ejecución, mientras que los gobiernos


regionales tuvieron el peor resultado

Inversión pública superó en más de 50% a la anterior gestión - 1


01.08.2016 / 11:06 am

Al 26 de julio del 2016 los tres niveles de gobierno (nacional, regional y local) ejecutaron
de manera conjunta un total de S/12.366 millones. El gobierno nacional lideró la
cantidad de ejecución, mientras que los gobiernos regionales ocuparon el último lugar.

Follow @EconomiaECpe

El gobierno nacional ejecutó en su conjunto S/4.969 millones. El sector Transportes y


Comunicaciones fue el que más ejecutó, al sumar S/2.750 millones. En segundo lugar
estuvo el sector Defensa, con S/494 millones.

Los gobiernos locales ejecutaron un total de S/4.944 millones. Los gobiernos locales del
departamento de Cusco tuvieron el mayor monto ejecutado (S/717 millones) en
inversión pública respecto a su presupuesto asignado. Así, se sitúan en el primer puesto
del ránking.

Considerando el nivel de avance de la ejecución, los gobiernos locales del departamento


de Tacna registran el mayor grado de avance de la ejecución (53%) respecto a su
presupuesto de inversión asignado.

Por último, los gobiernos regionales ejecutaron un total de S/2.453 millones.


El gobierno regional de La Libertad ejecutó S/308 millones en proyectos de inversión
pública, con lo cual registraron un avance del 61% de ejecución respecto a su
presupuesto de inversión asignado.

Esta región fue la que mayor avance de la ejecución tuvo entre los gobiernos regionales.

Proyectos
Los proyectos de inversión pública declarados viables sumaron S/12.648 millones y
alcanzaron un valor de S/39.140 millones al 27 de julio.

Los proyectos a nivel de los gobiernos locales tuvieron el mayor monto de inversión, al
sumar S/25.519 millones; mientras que los del gobierno nacional totalizaron S/7.608
millones, y los de los gobiernos regionales, S/6.013 millones. 

Los principales proyectos estatales para el 2017

Gasto público ● Los recursos que el Ejecutivo plantea asignar a gastos de capital para el
2017 superan en 26% a los del 2016
1/4
Los principales proyectos estatales para el 2017 - 1
Jorge Falen21.09.2016 / 08:04 am

En el 2017, el Estado planea invertir S/34.200 millones en gasto de capital. Este concepto
incluye la inversión en obras de infraestructura, así como la adquisición de equipos y
maquinaria para el Estado.
Así lo plantea el Presupuesto General de la República para el próximo año presentado
por el Ejecutivo y que será sometido a la aprobación del Congreso en los próximos
meses.

El monto asignado para el gasto de capital del 2017 representa un incremento del 26%
respecto a lo previsto para dicho rubro al inicio del 2016 (S/27.000 millones).

Según lo planteado por el gobierno, un tercio de la cifra asignada para el próximo año
se destinará a la ejecución de proyectos de infraestructura definidos por el propio
Ejecutivo en el proyecto de ley de presupuesto como “principales proyectos”.

Casi la mitad de los fondos para las grandes obras será utilizada para la ejecución de
proyectos viales y ferroviarios. Le siguen los relacionados al agro con un 8% (S/870
millones) y salud –infraestructura y equipamiento de hospitales y de centros de salud–
con un 5% de la inversión (S/462 millones).

El monto restante (S/3.630 millones) se distribuye en los rubros de vivienda, agua y


desagüé, educación, penitenciario, entre otros.

—Los más relevantes—


Además de los recursos asignados a la línea 2 del metro de Lima (que es el proyecto en
el que más dinero se invertirá el próximo año), la lista incluye grandes inversiones en las
regiones.

Entre estas figuran la tercera etapa de Chavimochic (La Libertad), Majes-Siguas II


(Arequipa), la construcción de la vía expresa del Cusco (Cusco) y la carretera de
integración Tacna-La Paz (Tacna). Los dos primeros fueron mencionados en el discurso
de presentación del primer ministro Fernando Zavala ante el Congreso.

El proyecto Chavimochic, que irrigará las tierras del valle de Chicama, requiere una
inversión total de US$715 millones y está a cargo del Gobierno Regional de La Libertad.
El avance de las obras es lento debido a un retraso de la autoridad regional en la
liberación de terrenos para la construcción de un canal de irrigación en la provincia de
Ascope. La demora retrasaría en seis meses la culminación de la obra, proyectada para
finales del 2017.

El proyecto Majes-Siguas II consiste en el trasvase de las aguas del río Apurímac (cuenca
del Atlántico) al río Siguas (cuenca del Pacífico) e implica una inversión total de US$550
millones. Actualmente, el proyecto se encuentra en la etapa de compra de terrenos para
la construcción de la represa de Angostura. Se planean irrigar 39.000 hectáreas de
cultivo y se prevén generar 6.400 empleos directos.

La vía expresa del Cusco aún se encuentra en la etapa de presentación del expediente
técnico, el cual debería estar listo a fines de noviembre. El gobierno regional estima que
las obras se iniciarán en abril del 2017, luego del período de licitación. La construcción
duraría entre 15 y 18 meses.

El tramo peruano de la carretera Tacna-La Paz tendrá una extensión de 144 kilómetros
y recorrerá las provincias de Tacna y Tarata (ambas ubicadas en el región Tacna).
Contempla una inversión total de S/535 millones.

De sol a sol te tengo pendiente, por Diego Macera

"Una vez cumplida la seguridad y justicia, la siguiente rentabilidad social más alta se
alcanza con los servicios públicos".

DIEGO MACERAGERENTE GENERAL DEL INSTITUTO PERUANO DE ECONOMÍA (IPE)

De sol a sol te tengo pendiente, por Diego Macera


Diego Macera15.12.2016 / 09:00 pm

A comienzos de los años 70, Peter Pyhrr era un gerente de mando medio de apenas 30
años en la compañía de productos electrónicos Texas Instruments. Preocupado por la
creciente inflación y su impacto en el presupuesto de su empresa, el joven Pyhrr se
preguntó: ¿Habrá alguna manera de optimizar el uso de cada dólar? ¿Qué pasaría si
empezamos a planear desde cero el presupuesto cada año?

La pregunta y subsiguiente reflexión de Pyhrr dieron lugar a lo que hoy se conoce como
Presupuesto Base Cero. La idea consiste en romper con la inercia presupuestal que
amarra implícitamente a las compañías a usar el mismo nivel de recursos para los
mismos fines en los mismos departamentos año tras año. Si el año pasado
presupuestamos y gastamos X dólares en viáticos –dicen no pocos gerentes–, pues para
este año asignemos lo mismo y quizá un poco más porque así siempre lo hemos hecho.
El Presupuesto Base Cero, en cambio, obliga a repensar el destino de cada dólar del
presupuesto en función de dónde puede alcanzar mayor rentabilidad. Dólar por dólar.

La estrategia, sin embargo, no tiene por qué limitarse al sector privado. Hace apenas dos
semanas el Congreso aprobó la Ley de Presupuesto para el 2017. En este contexto, no
está de más preguntarse: ¿Y qué pasaría si no existiera inercia burocrática en el sector
público que autojustifique el gasto en cada ministerio e institución estatal? En otras
palabras, ¿qué sucedería si partimos de una hoja en blanco en la que cada sol del
presupuesto, uno por uno, debe ser asignado al sector donde consiga su máxima
rentabilidad social?

Un incipiente ejercicio mental sobre esto puede ser interesante y a la vez revelador. Este
ejercicio nos diría, probablemente, que los primeros soles del nuevo presupuesto irían
a aquellas tareas primordiales que únicamente puede –y debe– cumplir el Estado. Los
bienes públicos por excelencia. En este campo, la provisión adecuada de seguridad y
justicia, o el llamado Estado mínimo, son quizá lo más importante.

Ahora, por cada sol que gastemos en seguridad y justicia, la rentabilidad social de cada
sol adicional en esos sectores empieza a disminuir. Si los primeros soles van a pagarle
cuando menos un salario mínimo al primer policía, el último sol de un presupuesto de
12 dígitos para el sector seguridad quizá ya estaría pagando la tablet último modelo del
comandante policial.

Una vez cumplida la función seguridad y justicia, la siguiente rentabilidad social más alta
en nuestro ejercicio mental se alcanza probablemente con los servicios públicos y
conectividad, cuya provisión difícilmente pueda financiarse sin el Estado: agua, energía,
caminos. Y conforme el impacto de cada sol gastado en estos va disminuyendo, se
abrirían camino en el presupuesto aquellos bienes y servicios que sí pueden ser
provistos por el mercado, pero que criterios fundamentales de equidad y de derechos
individuales justifican en el gasto público. A saber, educación y salud de calidad.

Así sucesivamente podríamos ir avanzando con todas las funciones del Estado, sol a sol,
desde la silla del primer juez hasta el coctel del embajador peruano en la República de
Argelia si da la plata. Solamente en la medida en que se cumplan las funciones básicas,
nos moveríamos a las siguientes pendientes. Y si bien hacer esto en la práctica, con más
de S/150 mil millones de soles de presupuesto, puede resultar sumamente complejo, el
espíritu de la idea no es descabellado e invita a más de una reflexión. Porque las canastas
navideñas y los Juegos Panamericanos no agotan, ni de cerca, los cambios que un
presupuesto así pensado demandaría.

Adiós, SNIP; bienvenido, Invierte.pe, por Milton von Hesse

“La muerte del SNIP empezó en el 2006 con la disminución de sueldos decretada por el
gobierno”.

MILTON VON HESSE

Adiós, SNIP; bienvenido, Invierte.pe, por Milton von Hesse


Milton von Hesse16.12.2016 / 09:00 pm

El 1 de diciembre se decretó la muerte oficial del Sistema Nacional de Inversión Pública


(SNIP), creado con el objetivo de mejorar la eficiencia en la ejecución de la inversión
pública y crear una cultura de proyectos. Durante su vigencia, hubo hitos importantes,
como la interpelación en el Congreso del entonces ministro de Economía, Pedro Pablo
Kuczynski, en el 2004 porque los técnicos de la cartera que dirigía rechazaron la
ejecución del proyecto Marca II debido a una grosera sobreestimación de la demanda
de consumo de agua en Lima Metropolitana.

También quedan para el recuerdo los informes técnico-evaluatorios que encontraban


errores críticos en la formulación de los proyectos línea 1 (en esa época solo se
consideraba el actual tramo 1 del tren eléctrico), de la primera fase del proyecto Olmos
(cuyo diseño consistía en un embalse y un túnel y no redes de distribución), del proyecto
interceptor norte (que no contaba con una planta de tratamiento ni un emisor
submarino), y de la carretera interoceánica sur (que no disponía de un estudio de
proyección de tráfico mínimo y tampoco de un análisis de impacto ambiental), por citar
algunos ejemplos. Pero, a diferencia del proyecto Marca II –que no se llegó a realizar–,
el criterio político llevó a que se ejecutaran estos otros proyectos utilizando el
mecanismo de la exoneración de la viabilidad y, años después, fueron necesarias
inversiones complementarias para darles viabilidad técnica y económica a los recursos
que ya se habían invertido.

En realidad, la muerte del SNIP empezó en el 2006 cuando, ante la disminución de


sueldos decretada por el gobierno, varios de los especialistas que trabajaban en
inversión pública en el Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) buscaron otros rumbos
laborales. En esas circunstancias, además, se dio una segunda medida desafortunada: la
descentralización del SNIP.

Descentralizar el sistema significó la autonomía de los gobiernos subnacionales para la


aprobación de proyectos en un contexto de bonanza de recursos del canon minero. La
proliferación de estadios de fútbol, plazas de toros, edificios municipales, piscinas y toda
clase de intervenciones que no afectan directamente el bienestar de largo plazo de las
familias más pobres fue un signo de esos tiempos en distritos como Echarate y
Condoroma en el Cusco, La Encañada en Cajamarca y San Marcos en Áncash, entre
otros.

En la última década, el MEF trató de corregir algunos efectos no deseados de sus


decisiones anteriores, sobrerregulando el sistema y aumentando la discrecionalidad de
los funcionarios. Así, se introdujo el concepto de verificación de viabilidad y de
aprobación adicional para los proyectos viables que habían calificado para
transferencias de recursos desde los sectores nacionales. El remedio no curó la
enfermedad.

Ahora, en reemplazo del SNIP se ha creado Invierte.pe. La primera característica de este


sistema es que le pone énfasis a la programación multianual de inversiones. Es decir, las
entidades nacionales y subnacionales deben identificar, primero, cuáles son las
necesidades de la población (‘brechas’ en el argot económico) y luego construir la
cartera de proyectos que garantice el acceso a servicios básicos de la población (agua y
saneamiento, salud, educación, entre otros).

La segunda característica es la simplificación de los procedimientos y metodologías para


la formulación y evaluación de proyectos. Con ello se deja de lado el enfoque de
eficiencia creado por el profesor Arnold Harberger y se migra a un enfoque
predominante de costo efectividad y líneas de corte.

Finalmente, el nuevo sistema establece un mecanismo de seguimiento y evaluación de


la ejecución y funcionamiento posinversión de los proyectos. Todas estas son
características que van en línea con las mejores prácticas prevalecientes en el mundo.
Gobierno: Entre la inversión pública y el déficit fiscal

El Gobierno triplicará el crecimiento de la inversión pública este año: de 5% a 15%.


¿Afectará esto al déficit fiscal?

Gobierno: Entre la inversión pública y el déficit fiscal


María Rosa Villalobos14.03.2017 / 11:09 am

La semana pasada, en el marco del anuncio del Plan de Impulso Económico –o Plan 150
mil–, el Gobierno se trazó la meta de triplicar la tasa de crecimiento de
la inversión pública para este 2017, del 5% presupuestado inicialmente a 15%.

Según el ministro de Economía y Finanzas, Alfredo Thorne, esto se podría lograr llevando
el nivel de ejecución de la inversión pública a 80%. Thorne afirma que es una meta
“cauta”, pues no considera que, también como parte del plan de impulso, el MEF
inyectará S/4.400 millones, de los cuales el 75% irá a inversión en nueva infraestructura.

Si bien la iniciativa de aumentar la inversión pública para capear el temporal del Caso
Lava Jato ha sido recibida de manera positiva, también deja abierta la duda de si podrá
el Gobierno aumentar el gasto sin afectar su meta de déficit fiscal de 2,5% del PBI para
este 2017. En febrero, el déficit de los últimos 12 meses fue de 2,7% del PBI.

EL FINANCIAMIENTO
Según Thorne, la mayor inversión pública y la inyección de recursos del Plan 150 mil
provendrá de los recursos adicionales obtenidos por la reforma tributaria, realizada por
el Gobierno. El ministro recuerda que esta incluye el aumento del Impuesto a la Renta
(IR) a 29,5%, los beneficios tributarios a la declaración y repatriación de capitales en el
exterior, y el fraccionamiento especial de deudas tributarias que permitirá regularizar la
situación de muchas empresas con la Sunat.

Cada punto de la subida del IR representa alrededor de S/900 millones, lo que sumado
a la ejecución de la carta fianza del Gasoducto Sur Peruano –US$262 millones–
representa alrededor de S/3.000 millones adicionales, explica Enzo Defilippi, ex
viceministro de Economía.

Sin embargo, preocupa que este ingreso adicional sea compensado por el crecimiento
de las devoluciones tributarias, que este año serán S/3.000 millones más de lo esperado,
según la Sunat. Al respecto, Thorne dice que tiene una reunión pendiente con el ente
recaudador y cree que las devoluciones alcanzaron un pico a inicios de año y tenderán
a caer.

Defilippi señala otro riesgo en cuanto a recaudación. “El presupuesto ha sido hecho con
un crecimiento de 4,8%, pero el crecimiento real es de 3,8%. Eso implica una
recaudación menor a la esperada. Por lo menos, siendo conservador, hay S/2.000
millones menos”, detalla.

Para el economista Jorge González Izquierdo, el plan de reactivación económica no debe


ser financiado con impuestos, pues el impacto sería mínimo. “Si el Gobierno tiene un sol
más para gastar, el privado tiene un sol menos”, apunta. “Mi receta sería financiar este
impulso fiscal adicional usando los depósitos que el MEF tiene en el Banco Central de
Reserva (BCR) por alrededor de S/19 mil millones”.

REPATRIACIÓN DE CAPITALES
La declaración y repatriación de capitales en el exterior es otra manera con la que se
pretende financiar el impulso fiscal. Según Defilippi, el MEF esperaría recaudar entre
S/2.000 y S/2.500 millones adicionales como producto de esta medida.
Sin embargo, González Izquierdo recuerda que el reglamento para este beneficio aún no
ha sido publicado, lo que podría reducir su efecto en la recaudación del 2017.
Raúl F. Jacob, analista de Estudios Económicos de Apoyo Consultoría, coincide en que la
demora en la publicación del reglamento retrasará el ingreso de las declaraciones, pero
resalta que la ley establece que estas se deberán realizar en el 2017. Esto dará claridad
sobre cuál será el monto que ingrese al fisco, así lo haga en el 2018.

LA META EN DUDA
“El mayor gasto público elevaría el déficit fiscal, aunque a niveles aún manejables”,
afirmó el Área de Estudios Económicos de Scotiabank en su reporte semanal publicado
ayer. “Hará difícil alcanzar la meta de 2,5% del PBI, pero debería mantenerse por debajo
del 3%, especialmente considerando que los precios de los metales están superando
nuestras proyecciones en lo que va del año”, detalló el informe.
Sin embargo, dado que la meta del déficit es parte de las leyes de presupuesto, no será
tan fácil para el Gobierno incumplirla, al menos en el plano político. En ese sentido, Jacob
sugiere buscar eficiencias en el gasto corriente para evitar que el déficit aumente de
manera significativa.

Defilippi ve en ello un reto difícil. “El gasto corriente es poco flexible. Si recortas, tiene
que ser vía inversión pública”. Por ello, una alternativa para el Ejecutivo sería aumentar
dicha inversión por unos meses, y luego recortarla en el segundo semestre, a la espera
de que la economía supere el bache generado por el Caso Lava Jato. “O van al Congreso
y admiten que se equivocaron [con la meta del déficit]”, sentencia Defilippi.

ENTREVISTA: ALFREDO THORNE, MINISTRO DE ECONOMÍA


Para alcanzar un aumento de 15% en inversión pública, esta debería crecer 17,5%
entre marzo y diciembre. ¿No es muy ambicioso?
No. Hemos hecho los cálculos internamente y, si solamente conseguimos que la
ejecución pase de 65% a 80%, que es la meta, se logra el crecimiento de 15%. Y aquí
olvídate de los S/4.400 millones extras, no los incluimos. En realidad, estamos siendo
cautos.

¿Cuál será la clave para pasar de 65% a 80% en ejecución?


El trabajo de hormiga. Es irónico. Cuando ves la ejecución en el gobierno pasado, es una
cosa en noviembre y otra en diciembre. Eso quiere decir que había ‘chocolateo’ en
alguna parte. Lo que estamos haciendo es viendo las cifras de noviembre, de 65%, y
partimos de ahí. Todos los miércoles los ministros tienen una presentación nuestra
donde les mostramos cuánto están ejecutando y dónde están teniendo problemas. Eso
es empujado por el presidente.

Gobierno: Entre la inversión pública y el déficit fiscal

El Gobierno triplicará el crecimiento de la inversión pública este año: de 5% a 15%.


¿Afectará esto al déficit fiscal?
Gobierno: Entre la inversión pública y el déficit fiscal
María Rosa Villalobos14.03.2017 / 11:09 am

La semana pasada, en el marco del anuncio del Plan de Impulso Económico –o Plan 150
mil–, el Gobierno se trazó la meta de triplicar la tasa de crecimiento de
la inversión pública para este 2017, del 5% presupuestado inicialmente a 15%.

Según el ministro de Economía y Finanzas, Alfredo Thorne, esto se podría lograr llevando
el nivel de ejecución de la inversión pública a 80%. Thorne afirma que es una meta
“cauta”, pues no considera que, también como parte del plan de impulso, el MEF
inyectará S/4.400 millones, de los cuales el 75% irá a inversión en nueva infraestructura.

Si bien la iniciativa de aumentar la inversión pública para capear el temporal del Caso
Lava Jato ha sido recibida de manera positiva, también deja abierta la duda de si podrá
el Gobierno aumentar el gasto sin afectar su meta de déficit fiscal de 2,5% del PBI para
este 2017. En febrero, el déficit de los últimos 12 meses fue de 2,7% del PBI.

EL FINANCIAMIENTO
Según Thorne, la mayor inversión pública y la inyección de recursos del Plan 150 mil
provendrá de los recursos adicionales obtenidos por la reforma tributaria, realizada por
el Gobierno. El ministro recuerda que esta incluye el aumento del Impuesto a la Renta
(IR) a 29,5%, los beneficios tributarios a la declaración y repatriación de capitales en el
exterior, y el fraccionamiento especial de deudas tributarias que permitirá regularizar la
situación de muchas empresas con la Sunat.
Cada punto de la subida del IR representa alrededor de S/900 millones, lo que sumado
a la ejecución de la carta fianza del Gasoducto Sur Peruano –US$262 millones–
representa alrededor de S/3.000 millones adicionales, explica Enzo Defilippi, ex
viceministro de Economía.

Sin embargo, preocupa que este ingreso adicional sea compensado por el crecimiento
de las devoluciones tributarias, que este año serán S/3.000 millones más de lo esperado,
según la Sunat. Al respecto, Thorne dice que tiene una reunión pendiente con el ente
recaudador y cree que las devoluciones alcanzaron un pico a inicios de año y tenderán
a caer.

Defilippi señala otro riesgo en cuanto a recaudación. “El presupuesto ha sido hecho con
un crecimiento de 4,8%, pero el crecimiento real es de 3,8%. Eso implica una
recaudación menor a la esperada. Por lo menos, siendo conservador, hay S/2.000
millones menos”, detalla.

Para el economista Jorge González Izquierdo, el plan de reactivación económica no debe


ser financiado con impuestos, pues el impacto sería mínimo. “Si el Gobierno tiene un sol
más para gastar, el privado tiene un sol menos”, apunta. “Mi receta sería financiar este
impulso fiscal adicional usando los depósitos que el MEF tiene en el Banco Central de
Reserva (BCR) por alrededor de S/19 mil millones”.

REPATRIACIÓN DE CAPITALES
La declaración y repatriación de capitales en el exterior es otra manera con la que se
pretende financiar el impulso fiscal. Según Defilippi, el MEF esperaría recaudar entre
S/2.000 y S/2.500 millones adicionales como producto de esta medida.
Sin embargo, González Izquierdo recuerda que el reglamento para este beneficio aún no
ha sido publicado, lo que podría reducir su efecto en la recaudación del 2017.
Raúl F. Jacob, analista de Estudios Económicos de Apoyo Consultoría, coincide en que la
demora en la publicación del reglamento retrasará el ingreso de las declaraciones, pero
resalta que la ley establece que estas se deberán realizar en el 2017. Esto dará claridad
sobre cuál será el monto que ingrese al fisco, así lo haga en el 2018.

LA META EN DUDA
“El mayor gasto público elevaría el déficit fiscal, aunque a niveles aún manejables”,
afirmó el Área de Estudios Económicos de Scotiabank en su reporte semanal publicado
ayer. “Hará difícil alcanzar la meta de 2,5% del PBI, pero debería mantenerse por debajo
del 3%, especialmente considerando que los precios de los metales están superando
nuestras proyecciones en lo que va del año”, detalló el informe.
Sin embargo, dado que la meta del déficit es parte de las leyes de presupuesto, no será
tan fácil para el Gobierno incumplirla, al menos en el plano político. En ese sentido, Jacob
sugiere buscar eficiencias en el gasto corriente para evitar que el déficit aumente de
manera significativa.

Defilippi ve en ello un reto difícil. “El gasto corriente es poco flexible. Si recortas, tiene
que ser vía inversión pública”. Por ello, una alternativa para el Ejecutivo sería aumentar
dicha inversión por unos meses, y luego recortarla en el segundo semestre, a la espera
de que la economía supere el bache generado por el Caso Lava Jato. “O van al Congreso
y admiten que se equivocaron [con la meta del déficit]”, sentencia Defilippi.

ENTREVISTA: ALFREDO THORNE, MINISTRO DE ECONOMÍA


Para alcanzar un aumento de 15% en inversión pública, esta debería crecer 17,5%
entre marzo y diciembre. ¿No es muy ambicioso?
No. Hemos hecho los cálculos internamente y, si solamente conseguimos que la
ejecución pase de 65% a 80%, que es la meta, se logra el crecimiento de 15%. Y aquí
olvídate de los S/4.400 millones extras, no los incluimos. En realidad, estamos siendo
cautos.

¿Cuál será la clave para pasar de 65% a 80% en ejecución?


El trabajo de hormiga. Es irónico. Cuando ves la ejecución en el gobierno pasado, es una
cosa en noviembre y otra en diciembre. Eso quiere decir que había ‘chocolateo’ en
alguna parte. Lo que estamos haciendo es viendo las cifras de noviembre, de 65%, y
partimos de ahí. Todos los miércoles los ministros tienen una presentación nuestra
donde les mostramos cuánto están ejecutando y dónde están teniendo problemas. Eso
es empujado por el presidente. Ejecución de inversión pública alcanzó S/ 4.087
millones

Según el MEF, esta cifra se habría alcanzado al 9 de abril. Los gobiernos locales lideran
ejecución presupuestal

Ejecución de inversión pública alcanzó S/ 4.087 millones


Redacción EC14.04.2017 / 10:28 am
El nivel de ejecución de la inversión pública alcanzó los S/4.087 millones hasta el 9 de
abril, considerando los tres niveles de gobierno (nacional, regional y local), según el
Ministerio de Economía y Finanzas (MEF).

Los gobiernos locales lideran la ejecución de la inversión pública con S/1.935


millones, seguidos por el Gobiernos Nacional con S/1.356 millones y los gobiernos
regionales con S/ 796 millones.

RÁNKING DE EJECUCIÓN
Al 9 de abril del 2017, el sector Transportes y Comunicaciones encabeza el ránking de
ejecución de la inversión pública dentro del Gobierno Nacional, con S/726 millones de
ejecución respecto a su presupuesto.

Le siguen el sector Educación que ejecutó S/176 millones, y el sector Defensa con S/143
millones.

GOBIERNOS REGIONALES
En tanto que a nivel de gobiernos regionales, al 9 de abril, el Gobierno Regional de
Arequipa presenta el mayor monto ejecutado, con S/75 millones en proyectos de
inversión pública.

Luego vienen los gobiernos regionales de San Martín con S/67 millones, y Junín con S/66
millones.

Mientras que el primer puesto del ranking en lo que respecta al mayor avance de la
ejecución de los gobiernos regionales, le corresponde al Gobierno Regional de Lima
Metropolitana con un nivel de 33%.

MUNICIPALIDADES
Asimismo, los gobiernos locales del departamento de Lima presentan el mayor monto
ejecutado en inversión pública respecto a su presupuesto asignado (S/220 millones),
situándose de ese modo en el primer puesto del ranking, según el monto de la inversión
pública ejecutado por los gobiernos locales.

Por otro lado, considerando el nivel de avance de la ejecución, los gobiernos locales del
departamento de Tacna, registran el mayor grado de avance de ejecución (23%)
respecto a su presupuesto de inversión asignado.

MEF: Hay 4.292 proyectos de inversión pública viables

Estas inicaitivas sumarían un monto de S/ 19.086 millones en los tres niveles de gobierno
MEF: Hay 4.292 proyectos de inversión pública viables
Redacción EC14.04.2017 / 11:01 am

El Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) reportó que fueron declarados viables 4.292
Proyectos de Inversión Pública (PIP) al 9 de abril, los cuales suman S/19.086 millones, en
los tres niveles de gobierno.

Los PIP declarados viables por los gobiernos locales sumaron S/12,603 millones hasta el
9 de abril, en razón a 3,791 proyectos.

Luego sigue el Gobierno Nacional con 172 proyectos de inversión pública declarados
viables, que alcanzan los S/3,544 millones.

Por último, están los gobiernos regionales con 329 PIP declarados viables, los cuales
representan una inversión de S/2.939 millones.

RÁNKING SECTORIAL
El Ministerio de Educación (Minedu) lidera el ranking de viabilidad dentro del Gobierno
Nacional, con una inversión viable de S/1.090 millones en 67 PIP.

Le siguen el Ministerio de Transportes y Comunicaciones (MTC) con S/ 971 millones


(cuatro PIP), y el Fondo Nacional de Financiamiento de la Actividad Empresarial del
Estado (Fonafe) con S/ 412 millones en ocho proyectos.

GOBIERNOS REGIONALES
Mientras que el Cusco encabeza el ránking de viabilidad a nivel de gobiernos regionales,
con una inversión declarada viable de S/ 840 millones en 14 PIP.
Luego vienen los gobiernos regionales de Junín con S/ 253 millones (26 PIP) y Piura con
S/ 207 millones (11 proyectos).

GOBIERNOS LOCALES
En tanto que los municipios del departamento de Cajamarca lideran el ránking de
viabilidad a nivel de gobiernos locales con una inversión declarada viable de S/1.623
millones en 269 PIP.

Le siguen los gobiernos locales del departamento de Lima con una inversión viable de S/
1.444 millones en 399 proyectos.

Gobierno ahora estima que inversión pública crecerá 10% en 2017

Fernando Zavala señaló que la meta es lograr ese crecimiento, menor en 5 puntos frente
a estimación previa hecha por el MEF

Gobierno ahora estima que inversión pública crecerá 10% en 2017


Redacción EC23.04.2017 / 11:05 am

El Gobierno corrigió sus proyecciones y ahora estima que la inversión


pública reportará un crecimiento de 10% al cierre del año, una cifra menor a lo
pronosticado anteriormente por el Ministerio de Economía y Finanzas (MEF).

Como se conoce, el titular del MEF, Alfredo Thorne señaló a inicios de abril que su
portafolio estimaba que la inversión pública registraría un crecimiento de 15 puntos
porcentuales gracias al impulso fiscal.
"Tenemos la gran meta de [hacer] crecer 10% [la inversión pública] al final del año. Los
primeros meses no son los mejores, sin embargo tenemos planes para que esto crezca
y realmente retomar esa senda de crecimiento de la inversión pública",
comentó Fernando Zavala, jefe del Gabinete Ministerial.

Al término del primer trimestre, la inversión pública sumó S/3.564 millones, monto que
muestra un descenso de 5,4% en relación a lo registrado en el mismo periodo del 2016.

Varios especialistas han manifestado que un factor clave para acelerar el crecimiento
del PBI en los próximos meses será revertir la tendencia decreciente de la inversión
pública. Asimismo, el FMI ha advertido que de la capacidad de ejecución de la inversión
pública dependerá la mejora o el deterioro de la economía peruana.

Zavala señaló que el Gobierno espera que la economía reporte un crecimiento de 3% al


término del año. "Sigue siendo una cifra importante", acotó.

Inversión pública: se ejecutó 19,6% del presupuesto en los primeros 5 meses del 2017

Según metas del MEF, la ejecución debió situarse en alrededor de 33%. Los
especialistas añaden un tercer ‘shock’ que perjudica el despliegue de estas inversiones

Inversión pública.
María José Gallo Gold12.06.2017 / 08:30 am
La inversión pública acumula una caída de 6,4% en los primeros cinco meses del año, lo
que amplia aun más la distancia a la meta de crecimiento anual de 15% que se ha
planteado el Ministerio de Economía y Finanzas (MEF) para el 2017.

Los analistas ven cada vez más lejana la cifra que se ha propuesto el Gobierno. Apoyo
Consultoría espera que este año la inversión crezca 8% mientras que Carlos Casas,
profesor de la Universidad del Pacífico, considera que, en el mejor escenario, esta
tendría un crecimiento nulo (0%).

6% CAYÓ EL GASTO PÚBLICO EN CONSTRUCCIÓN EN LOS PRIMEROS CINCO MESES DEL


AÑO, SEGÚN APOYO CONSULTORÍA.

—Perspectivas—
Una de las principales apuestas del MEF en este ámbito es que la ejecución promedio
de la inversión crezca de 60% a 80%, para lo que se mantienen rigurosas reuniones
semanales. No obstante, parecería que los factores que están ralentizando el avance de
la ejecución están ganando la batalla, ya que entre enero y mayo, solo se ha ejecutado
el 19,6% del presupuesto de inversión pública asignado para todo el Estado. De acuerdo
con las metas del Gobierno, el nivel de avance debería encontrarse en alrededor del
33%.
José Carlos Saavedra, Economista principal de Apoyo Consultoría, no duda de que este
año veremos una recuperación de la inversión pública, pero cuestiona que esta se dé en
la magnitud esperada por el Gobierno. En esta línea, señala que la ejecución de la
inversión suele elevarse significativamente en el cuarto trimestre.

A este factor estacional, se sumaría el impulso por el inicio del gasto en obras para la
reconstrucción. Casas estima que los desembolsos para dichos proyectos se iniciarán
hacia fines de octubre de este año. Saavedra añade que lo más probable es que una de
las primeras obras que se ejecuten sea la rehabilitación de las carreteras concesionadas,
puesto que las empresas privadas tienen una capacidad de acción más rápida.

NOTAS RELACIONADAS
Roque Benavides: "Chinchero es una oportunidad perdida"

APP, nuevas y mejoradas, por Iván Alonso

El economista de Apoyo también recuerda que el Gobierno lanzó un agresivo plan de


estímulo económico antes de que ocurriera El Niño costero, que contemplaba una
amplia cartera de proyectos de infraestructura que podría impactar en la reactivación
de la inversión pública.

Por otro lado, por motivos puramente estadísticos, el último trimestre del año tendrá
cifras más altas porque la comparación con el 2016 será favorable. Esto ya que a fines
del año pasado la inversión pública cayó significativamente por el ajuste fiscal realizado
por el Gobierno, explica Saavedra.

—Viento en contra—
A pesar de la mejora de las perspectivas hacia el final del año, existe ahora una nueva
variable que complica el escenario para reactivar el gasto en inversión. Además de los
dos ‘shocks’ económicos que el MEF ya ha señalado –el Caso Lava Jato y El Niño costero–
, los especialistas ahora añaden un tercer ‘shock’ a la lista: la contraloría.

NOTAS RELACIONADAS
Alcalde de Chinchero: "Reconozco la valentía de la viceministra Molinelli"

Casas explica que, tras el último reporte de la autoridad sobre el aeropuerto de


Chinchero, en el que la contraloría determinó que se iniciarán investigaciones a los
involucrados en la elaboración de la adenda del contrato, el miedo de los funcionarios
públicos a firmar habría aumentado y esto podría desacelerar aun más el avance de la
ejecución.

—En el 2018—
Sin embargo, no todo es negativo. Tanto Saavedra como Casas esperan una mejora el
próximo año, la cual estaría impulsada, en su mayoría, por las obras de reconstrucción
de la infraestructura dañada por El Niño costero.

Otra variable a favor será que el próximo año habrá elecciones para los gobiernos
regionales y locales, afirma Casas, dado que estas entidades suelen incrementar su ritmo
de ejecución en la víspera del sufragio.
* Ahorro Financiero
Conjunto de activos rentables emitidos, tanto por el sistema financiero como por el
Gobierno, que han sido acumulados a través del tiempo. El ahorro financiero se calcula
como M3 + Bonos.
* Ahorro Macroeconómico
Es la diferencia entre el ingreso y el consumo.
* Ahorro Privado
Es la diferencia entre los ingresos y el consumo de las unidades familiares y de las
empresas.
* Ahorro Público
Es la diferencia entre los ingresos y gastos del gobierno.

Leer más: http://www.monografias.com/trabajos15/ahorro-inversion/ahorro-


inversion.shtml#ixzz4nJcTAz2O
1/2
Moody's: PBI peruano se desacelerará a 4,1% durante el 2014
14.07.2015 / 03:27 pm

De los S/.33 504.9 millones que se encuentran destinados para la inversión pública, en
el Presupuesto Institucional Modificado (PIM), solo se ha invertido cerca de S/.10 082
millones, es decir el 30,1%, así lo informó el Instituto de Economía y Desarrollo
Empresarial (IEDEP) de la Cámara de Comercio de Lima.
"El grado de ejecución de la inversión pública en todos los niveles de gobierno ha sido
bastante bajo, específicamente en el gobierno nacional alcanzó el 31,5%, mientras que
en los gobiernos locales y regionales llegó a 26,6% y 32,8% respectivamente”, agregó el
director ejecutivo del IEDEP,César Peñaranda.

Sigue a Portafolio también en Facebook

Además, Peñaranda reveló que el crecimiento de la inversión pública de los gobiernos


subnacionales se viene desacelerando. En el caso de los gobiernos regionales, se pasó
de una expansión de 38,2% en el 2012 a 8,9% en el 2014, mientras que en los gobiernos
locales se pasó de 43,4% a -0,9%, en el mismo periodo.

GOBIERNO NACIONAL
La ejecución de la inversión pública en este nivel alcanzó los S/.16 605 millones y se
concentró en tres sectores: Transportes y Comunicaciones (43.6%), Educación (14.5%) y
Defensa (11.1%).

Durante el primer semestre del 2015, solo el sector Defensa ejecutó el 59,7% de su
presupuesto, mientras que Educación, Transporte y Comunicaciones, Vivienda,
Construcción y Saneamiento y Salud ejecutaron el 17,8%, 36,3%, 16,9% y 11,2% de sus
presupuestos, respectivamente.

GOBIERNO REGIONAL
En este nivel, el PIM para la inversión pública fue de S/. 5 799.3 millones, mas la eficacia
para emplear los recursos fue distinta. Áncash fue la región con menor grado de avance
de ejecución (8,1%) , a diferencia de Lima (63,1%) y Pasco (41,3%) que destacaron por
su alta ejecución.
GOBIERNOS LOCALES
Con un PIM de S/. 11 100.5 millones, Cusco (13,3%), Lima (11,1%), Piura (6,8%) y
Arequipa (6,4%) fueron los gobiernos que recibieron una mayor cantidad de recursos,
no obstante, los montos de su ejecución presupuestal han sido bastante reducidos. Por
ejemplo Piura alcanzó el 36,4% de ejecución, mientras que otros gobiernos se
encuentran por debajo del 30%.

En tanto, los departamentos que cuentan con menos presupuesto destinado a


la inversión pública, ya que no pasan del 2%, pero que tienen un nivel alto de
ejecución son Loreto(40,5%) y Tumbes(36,9%).
En ese sentido, el director del IEDEP informó que "dados estos resultados, el gobierno
central promulgó el Decreto Legislativo 1176 que introdujo modificaciones
presupuestarias para que los gobiernos nacionales, regionales y locales financien sus
proyectos de inversión pública. Esta medida busca una mayor ejecución de los proyectos
de inversión pública que tanto se requiere en este momento"

Estadísticas de Inversión

Inversión Privada en el Perú, 1950–2018


(Millones de US dólares)

Fuente: Banco Central de Reserva del Perú (BCRP), Ministerio de Economía y Finanzas
(MEF).
Nota: Los datos para el período 2015-2018 son proyecciones del MEF.

Inversión Privada y Pública en el Perú, 2003–15


(Como porcentaje del PBI)
Fuente: Banco Central de Reserva del Perú (BCRP), Ministerio de Economía y Finanzas
(MEF).
Nota: Los datos para el año 2015 son proyecciones del MEF.

Inversión en el Perú en el contexto de América Latina, 2014


(Como porcentaje del PBI)

Fuente: Fondo Monetario Internacional (FMI) (WEO Database 2015).


Nota: Datos para Chile y Colombia son estimados del FMI.
Las cifras consideran variación de inventarios.

MEF: En 2015 gasto e inversión pública marcó récord en el país

Al cierre de 2015, se declararon viables 23 287 proyectos de inversión pública (PIP) entre
los tres niveles de gobierno (nacional, regional y local).

Redacción
04 de enero del 2016 - 11:23 AM


Obras | Fuente: ANDINA

Al cierre del 2015, el Perú registró cifras récord en gasto e inversión pública, informó el
titular del Ministro de Economía y Finanzas (MEF), Alonso Segura.

El alto funcionario indicó que el gasto público en el 2015 alcanzó los S/.126 150 millones,
lo que significa un nivel de ejecución de 90%, por encima del récord previo de 89% del
2014.

Mientras que la inversión pública total llegó a S/.31 734 millones, siendo el Gobierno
Nacional el que mayor ejecución registró, con un monto de inversión de S/.14 741
millones. El gasto en inversión pública registró un nivel de ejecución de 82% del
presupuesto asignado, superando el récord previo de 78%, alcanzado el año anterior.

Por niveles de gobierno

Agregó que el Gobierno Nacional fue el que mostró los mayores incrementos y
porcentajes de ejecución de 91%, tanto en gasto total como en inversión pública. A nivel
de sectores de gobierno, los Ministerios de Comercio Exterior y Turismo, Cultura,
Energía y Minas y Transportes y Comunicaciones alcanzaron los porcentajes más altos
de ejecución con 99.8%, 99.7% 98.8%, y 98.4%, respectivamente.

Por su parte, los Gobiernos Regionales ejecutaron S/.5 790 millones en inversión pública,
esto es 83% del monto presupuestado para inversión, superando su registro más alto
del año pasado que fue de 77%, en parte contribuyendo a este efecto el hecho que
su presupuesto fuera menor al 2014. En términos nominales, su ejecución muestra una
caída con respecto al 2014.
Los Pliegos que destacan en los gobiernos regionales en cuanto a su mayor porcentaje
de avance, son los Gobiernos Regionales de Lima, Ucayali y Loreto con 99.6%, 99% y
95,9%, respectivamente.

En relación a los gobierno locales, su gasto en inversión pública ascendió a S/. 11,203
millones, con un 71% de ejecución, cayendo tanto en términos nominales como de
porcentaje de ejecución con respecto al año 2014.

Proyectos

El ministro Segura informó que en 53 meses de gestión de gobierno (entre el 28 de julio


de 2011 y el 31 de diciembre de 2015) se han ejecutado más de S/.132 615 millones en
inversión pública, lo que representa un monto de inversión superior al combinado en
los 10 años del periodo julio 2001 a julio 2011.Cabe precisar que se estima que dicho
monto podría superar los S/.150 000 millones a fines de julio de 2016.