Anda di halaman 1dari 8

1 TÍTULOS DE CRÉDITO

1.1 GENERALIDADES
Son Documentos Privados que representan la creencia, la fe o confianza, que una persona tiene en
otra para que haga o pague algo, ya sea porque se le haya entregado un bien o porque se le haya
acreditado una suma de dinero.

1.2 APARICIÓN HISTÓRICA DE LOS TÍTULOS DE CRÉDITO


Hay una larga tradición histórica, desde hace muchos siglos, el primer titulo de crédito que apareció
fue la Letra de Cambio, con la que se acreditaba al girador, por el girado, una suma de dinero que
aquel le había entregado para que la hiciera llegar a un tercer, en diferente plaza.

En el fondo el girador tenía fe en el girado, al cual le entregaba una suma de dinero. Esta operación
es una operación de crédito.

Cambio es la entrega de una cosa presente por otra también presente, es el trueque. El Crédito, por el
contrario, existe cuando hay la entrega de una cosa futura, es decir, la distinción entre ambas es el
factor tiempo. Sin embargo, hay títulos que son simples medios de pago y no requieren del tiempo,
por ejemplo el cheque, además de otros títulos que incorporan un derecho distinto al del dinero, por
este motivo en su lugar deberían ser Títulos Valor (como en la Doctrina Alemana), en lugar de títulos
de crédito (de la Doctrina Italiana).

1.3 DEFINICIÓN LEGAL Y DOCTRINAL DE LOS TÍTULOS DE CRÉDITO


Establece el artículo 5º de la Ley de Títulos y Operaciones de Crédito: “Los documentos necesarios
para ejercitar el derecho literal que en ellos se consigna.”.

Esta definición legal está tomada literalmente de la definición del Código Civil Italiano, debida
fundamentalmente a una Comisión encabezada por Vivante, quien afirmaba: “Los documentos
necesarios para ejercitar el derecho literal y autónomo que en ellos se consigna.”.

Jacobi: Agrega el término de Legitimación a la definición antes mencionada.

Garries: Considera dentro de la misma definición como elemento el de la posesión del documento.

Nuestra definición legal es completa porque en su texto quedan contenidos los elementos esenciales.

En efecto son documentos, pues sin el documento no se puede ejercitar el derecho literal en el
consignado.

Gómez Gordoa habla de dos elementos en el concepto del título de crédito:


 Documento: referente al título de crédito mismo.
 Literal: hace referencia a que se atenderá al factor tiempo establecido estrictamente en el
documento.

1.4 CARACTERÍSTICAS DE LOS TÍTULOS DE CRÉDITO

1.4.1 NATURALEZA JURÍDICA


1. Son Cosas Mercantiles: Por el Art. 1º de LGTOC: “Son cosas mercantiles los títulos de
crédito” y sus operaciones se rigen por el Derecho Mercantil.
2. Son Bienes Muebles: Por que pueden transportarse de un lado a otro, además de que no
reúnen las características de ser bienes inmuebles.

1.4.2 INCORPORACIÓN

Este principio se desprende del artículo 5 de la LTOC: “el documento es necesario para ejercer el
derecho incorporado que en él se identifica”
 Diritto cartolare o derecho documental en el sentido de que el derecho es consustancial al
documento y está indisolublemente unido a él desde el momento en que se cumplen los
requisitos solemnes señalados por la ley, y se eleva el documento o simple pedazo de papel
a la categoría de título de crédito o títulovalor. Ejemplo: si perdemos la modera de oro
perdemos su valor, si perdemos el título de crédito perdemos el derecho
 Bolaffio tratadista italiano dice que “la posesión del título es el título de la posesión” es decir
la posesión da el derecho y el que tiene el titulo tiene el derecho (derecho incorporado al
papel.)
 En el art. 6 de la LTOC precisa que “las disposiciones de este capítulo no son aplicables a los
boletos contraseñas, fichas u otros documentos que no estén destinados a circular y sirvan
exclusivamente para identificar a quien tiene derecho a exigir la prestación que en ellos se
consigna.” Ejemplo: el boleto de estacionamiento, la ficha del guardarropa, porque este
simplemente identifica a la persona que entrega la cosa y tiene derecho a ella y el disfrute de
un servicio a título personal, no está destinado a la circulación.
 Los títulos de crédito se pueden transmitir a otras personas mediante el endoso, acto de
circulación (los títulos de crédito son la moneda de los comerciantes).
 La factura no es un título de propiedad. Se expide como comprobante, como recibo de pago
del precio de un bien mueble, lo que la el derecho de propiedad respecto de la propiedad de
un bien mueble es la posesión fundamentalmente legitimada por el pago del precio. La factura
solo acredita el cumplimiento de la obligación del comprador de pagar la contraprestación
derivad de la compra del bien. Cuando se escribe al reverso “cedo los derechos de esta factura
al señor fulano de tal” lo que se está haciendo es que el cesionario está pagando en un nuevo
traspaso el precio de la cosa a la que se refiere la factura, porque la cesión no es tal porque
no hay derecho de propiedad en la factura, no es un título de crédito, no puede ser cedible o
endosable, se trata de una costumbre que ha recogido la ley.
 La palabra endoso es exclusiva de la terminología del derecho cambiario entonces no tienen
caso poner en la factura ni cedo ni endoso.

1.4.3 LEGITIMACIÓN

Es la característica que tiene según la ley de circulación de facultad a quien lo posee para exigir del
suscriptor o endosante en su caso el pago de la prestación consignada y de autorizar al obligado a
solventar válidamente su deuda a favor del tenedor. En caso de no cumplirse voluntariamente se podrá
realizar el cumplimiento en forma coactiva mediante intervención de autoridad judicial.

Nos hace ver que en materia de títulos de crédito no importa quién sea el propietario real del derecho
consignado en el titulo sino quien es el poseedor
No cualquier persona tiene derecho a pagar un título de crédito sino solo el suscriptor aceptante,
endosante o cualquier otra persona obligada con su firma y que la ley lo faculte.

Para efectos de circulación; la doctrina clasifica los títulos de crédito en 3 grupos: al portador, a la
orden y nominativos.
 Títulos al Portador. - son los que se expide el girador sin determinación de la persona
beneficiada, ya sea que se inscriba la expresión “al portador” o en su lugar deje en blanco en
todo caso no aparece el nombre de la persona beneficiada. Circulan en virtud de la traditio
que es por su simple entrega física.
 Títulos a la orden. - Son los que expiden a favor de persona determinada como beneficiaria,
la cual puede transmitirse por endoso y entrega del documento, no existían en Roma ni
cuando la letra de cambio no contenía más que girador, girado y beneficiario por no
conocerse.
 Títulos nominativos. - Se expiden a favor de una persona determinada cuyo nombre se
registra en un libro que lleva el emisor; para la legitimación se requiere pues en este caso tres
actos: el registro de emisión del título, el endoso cuando lo hay y su entrega. Cambiariamente
no hay más formas de transmitir la propiedad del título de crédito que las mencionadas, se
pueden transmitir por cesión, venta, donación, pero sin los efectos cambiarios.

En materia de títulos de crédito el endosante queda obligado al pago de la prestación contenida en el


título de crédito al igual que todos los demás que como deudores en el aparezcan. La circulación de
los títulos de crédito es la forma legal de transmisión de la propiedad de los mismos.

El principio general es que quien tiene la posesión de un título de acuerdo con la ley de su circulación
la tiene legitima, se ha legitimado su derecho sobre el titulo indisputable por la vía cambiaria.

Entre el título a la orden y el nominativo hay gran semejanza por cuanto ambos se crean a favor de
persona determinada y su transmisión su ley de circulación es por endoso, pero los nominativos deben
inscribirse en un libro de registro del emisor en el cual se harán constar también los traspasos del
título, en la inteligencia de que si no hay coincidencia ente este y su endoso y el libro de registro no
habrá legitimación.

Si un título de crédito esta expedido a nombre de determinada persona, esta puede endosarlo a otra,
es decir no hay destinatario final de mismo por consignar en el nombre de una persona como
beneficiaria ya que esta tiene derecho a transmitirla a otra y así sucesivamente en un número infinito
de endosos. Sin embargo, esta característica circulatoria que es el objetivo de los títulos de crédito
puede ser limitada, cuando una persona no quiere que el título de crédito circule o siga circulando
puede establecer la restricción mediante la inserción de la frase “no a la orden” o “no negociable”.

En nuestro sistema hay algunos títulos como el cheque de caja o cheque certificado que por
disposición expresa de ley no son endosables ni pueden circular no son negociables no pueden
transmitirse en propiedad a otra persona y solo será propietaria legitima aquella persona a la que se
lo expidieron cuyo nombre fue escrito en el documento.

No se investiga sobre la ilegitimidad la ley solo exige 2 cosas en el a. 39: verificar la identidad del
último que presenta el título de crédito al cobro y la continuidad en los endosos.
1.4.4 LITERALIDAD

En el art. 5 de la LTOC califica de literal al derecho consignado en los títulos de crédito, significa
que lo escrito en el texto del documento es lo que constituye el derecho, el que lo suscribe se obliga
a pagar tal día tal cantidad de tantos pesos al señor fulano de tal, en tal plaza, esa es la pauta, la medida
y alcance le la obligación; y el que legítimamente adquiere el titulo tiene exactamente el derecho
literal en el consignado.

Como el legislador ha querido que en materia de títulos de crédito no hay confusión ni duda, sino que
sean documentos de gran sencillez y simplicidad a los que se preste confianza plena y absoluta para
que puedan circular con la máxima seguridad, por eso se estableció el principio de literalidad,
inspirado en las formas literales sacramentarias del derecho romano que creaban derecho

1.4.5 AUTONOMÍA

El título de crédito endosado está destinado a circular, una vez que es puesto en circulación, es
independiente y autónomo respecto del negocio que le dio origen y lo que vale y obliga es únicamente
es lo que está inserto en el mismo.

En nuestra legislación no se incluyó el término “autónomo” en la definición de títulos de crédito


contenida en el a 5º de la LTOC, al omitir esto en la definición el legislador señalo en cambio en el
a. 8º de la misma ley las excepciones y defensas que se pueden oponer contra acciones derivadas de
los títulos de crédito.

Todo título de crédito es efecto de una causa llamada negocio subyacente o causal, como puede ser
la compraventa de un automóvil, un préstamo de una suma de dinero, una donación, cualquier negocio
jurídico puede dar nacimiento a un título de crédito el cual nunca nace de forma espontánea. El
derecho de un nuevo adquirente es un derecho nuevo y no derivado.

1.4.6 CIRCULACIÓN

 Nominativos: aquellos que se expiden a favor de persona cierta y determinada, y además


obran en el libro del emisor. V.g.: acción, obligación, certificado de depósito,
 A la orden: A favor de persona determinada, únicamente. V.g.: cheque, pagaré.
 Al portador: No expedidos a favor de persona determinada, contengan o no la cláusula “al
portador”. (Art 69 LGTOC)

1.4.7 OTRAS CARACTERÍSTICAS SEÑALADAS POR ALGUNOS AUTORES:


ABSTRACCIÓN Y DESTINO A LA CIRCULACIÓN

La Abstracción: Consiste en la inoponibilidad de excepciones y defensas derivadas del negocio


causal de un título de crédito contra cualquier tenedor de buena fe que no esté ligado con aquel.

Este principio parte de la circunstancia que el tenedor de un título de crédito tiene un derecho
autónomo por la necesaria separación que hay entre dicho título y la causa que lo origino, para
proteger a posteriores acreedores contra excepciones, a menudo complicadas y desconocidas, que
podrían derivar del negocio subyacente.
El titulo nace al momento en que es redactado y el suscritor inicial lo pone en movimiento
entregándolo al beneficiario. En ese momento se crea una relación personal entre el creador del título
y el primer tomador, esta situación se repetirá cada vez que el titulo pase de una mano a otra, cuando
se endosa a otra persona hay una repetición del acto creativo y en cada caso se verídica de nuevo una
relación personal por que en cada transmisión hay una nueva causa legal por la cual una persona
transmite la propiedad de un título a otra.

El titulo seguirá siendo autónomo independientemente y abstracto respecto a la causa que le dio
origen.

1.4.8 EXCEPCIONES A ESTAS CARACTERÍSTICAS

Artículo 8o.- Contra las acciones derivadas de un título de crédito, sólo pueden oponerse las
siguientes excepciones y defensas:

I. Las de incompetencia y de falta de personalidad en el actor;


II. Las que se funden en el hecho de no haber sido el demandado quien firmó el documento;
III. Las de falta de representación, de poder bastante o de facultades legales en quien subscribió
el título a nombre del demandado, salvo lo dispuesto en al artículo 11;
IV. La de haber sido incapaz el demandado al suscribir el título;
V. Las fundadas en la omisión de los requisitos y menciones que el título o el acto en él
consignado deben llenar o contener y la ley no presuma expresamente, o que no se hayan
satisfecho dentro del término que señala el artículo 15;
VI. La de alteración del texto del documento o de los demás actos que en él consten, sin perjuicio
de lo dispuesto en el artículo 13;
VII. Las que se funden en que el título no es negociable;
VIII. Las que se basen en la quita o pago parcial que consten en el texto mismo del documento, o
en el depósito del importe de la letra en el caso del artículo 132;
IX. Las que se funden en la cancelación del título, o en la suspensión de su pago ordenada
judicialmente, en el caso de la fracción II del artículo 45;
X. Las de prescripción y caducidad y las que se basen en la falta de las demás condiciones
necesarias para el ejercicio de la acción;
XI. Las personales que tenga el demandado contra el actor

1.5 CAPACIDAD Y REPRESENTACIÓN EN MATERIA CAMBIARIA

La capacidad es un elemento de validez importante en esta materia, su ausencia es una de las pocas
excepciones que la Ley consagra en contra de la acción cambiaria.

Se rige por las reglas generales de supletoriedad, Art. 3º C.Com. y Art. 1798 C. Civ. F. (Incapaces)

Representación
La representación para otorgar o suscribir títulos de crédito se confiere: ´

I.- Mediante poder inscrito debidamente en el Registro de Comercio; y


II.- Por simple declaración escrita dirigida al tercero con quien habrá de contratar el representante.

En el caso de la fracción I, la representación se entenderá conferida respecto de cualquier persona y


en el de la fracción II sólo respecto de aquella a quien la declaración escrita haya sido dirigida. En
ambos casos, la representación no tendrá más límites que los que expresamente le haya fijado el
representado en el instrumento o declaración respectivos.

1.5.1 TEORÍA DE LA CONVICCIÓN

Es el principio jurídico consistente en el conocimiento, el reconocimiento, el respeto y la protección


del consentimiento de las partes de un título de crédito, en cuanto a que los motivos por los cuales
dichos participantes consintieron en ser son los únicos que deben ser valorados en la vida jurídica y
en la interpretación judicial de cada título de crédito.

2 CLASIFICACIÓN DE LOS TÍTULOS DE CRÉDITO

2.1 PÚBLICOS Y PRIVADOS


Por la personalidad de su emisor:
1. Públicos: los emitidos por la federación y los estados. V.g.: (CETE`s) emitidos por el
Banco de México, certificados de aportación patrimonial (CAP`s) emitidos por una banca
de desarrollo, tesobonos certificados de la tesorería.
2. Privados: solo intervienen en su creación entes particulares. V.g.: cheque, pagaré, letra de
cambio, certificado de participación, certificados de depósito, etc.

2.2 NOMINADOS E INOMINADOS


Por la ley que los rige:
1. Nominados: la ley les da un nombre específico. V.g.: Cheque, pagaré, acción, etc.
2. Innominados: la ley no les da un nombre específico, pero su regulación será aquella que se
le dé al título que más se le asemeje.

2.3 SIMPLES Y COMPLEJOS


Por su forma de creación:
1. Singulares: aquellos que se expiden en títulos únicos, ya que no se requiere de dos o más para
su surgimiento.
2. En masa: para su creación se requiere de dos o más títulos de crédito. V.g.: acciones

2.4 PRINCIPALES Y ACCESORIOS


Por la sustantividad del documento:
1. Principales: para su existencia no se requiere de otro documento. V.g.: pagaré, CETE`s,
certificados de vivienda.
2. Accesorios: Son aquellos que están adheridos a otros documentos. V.g.: al constituir una S.A.
antes de expedir acciones, se emiten certificados.

2.5 INDIVIDUALES Y SERIALES


2.6 DE CRÉDITO, DE PARTICIPACIÓN Y REPRESENTATIVOS
2.7 CLASIFICACIÓN DE LOS TÍTULOS DE CRÉDITO EN CUANTO A SU CIRCULACIÓN
3.7.1 AL PORTADOR, A LA ORDEN Y NOMINATIVOS
2.8 OTRAS CLASIFICACIONES
2.9 CIRCULACIÓN DE LOS TÍTULOS DE CRÉDITO

La circulación es la forma de transmitir los derechos incorporados en el documento, siendo necesaria


la entrega del documento.

El endoso es la forma natural de circulación de los títulos de crédito, éste sirve para transmitir los
derechos insertos en el documento y el documento mismo (Art. 26 LGTOC). Los títulos nominativos
y a la orden se transmiten por medio de endoso, mientras que los títulos al portador se transmiten por
mera tradición (Art. 70 LGTOC). Artículo 26 LGTOC: Los títulos nominativos serán transmisibles
por endoso y entrega del título mismo, sin perjuicio de que puedan transmitirse por cualquier otro
medio legal. Artículo 70 LGTOC: Los títulos al portador se trasmiten por simple tradición.

Cualquier otro documento que no sea título de crédito no circula, más bien se transmiten o ceden los
derechos. Nota: solo se endosan los títulos de crédito, es erróneo decir que se endosa una factura.

Los créditos mercantiles que no sean al portador ni endosables, se transferirán por medio de cesión.
(Art 389 LGTOC).

Raíz etimológica de “endoso”: “Endorso” o “indorsum” significa “en el dorso, espalda o reverso”

Naturaleza de endoso: cláusula accesoria cambiaria

Los títulos de crédito son considerados cosas mercantiles (Art 1 LGTOC), bienes muebles, por lo
tanto éstos se pueden enajenar, donar, secuestrar y transmitir por cualquier otro medio legal, siempre
y cuando éste acto sea anotado al reverso del documento.

Artículo 26 LGTOC: Los títulos nominativos serán transmisibles por endoso y entrega del título
mismo, sin perjuicio de que puedan transmitirse por cualquier otro medio legal.

Artículo 27 LGTOC: La transmisión del título nominativo por cesión ordinaria o por cualquier otro
medio legal diverso del endoso, subroga al adquirente en todos los derechos que el título confiere;
pero lo sujeta a todas las excepciones personales que el obligado habría podido oponer al autor de la
transmisión antes de ésta. El adquirente tiene derecho a exigir la entrega del título.

2.9.1 SIMPLE TRADICIÓN


2.9.2 CONCEPTO DE ENDOSO
2.9.3 REQUISITOS
2.9.4 CLASES DE ENDOSO
2.9.5 CLASIFICACIÓN POR CESIÓN ORDINARIA
2.9.6 DEFERENCIAS ENTRE ENDOSO Y CESIÓN ORDINARIA
2.10 LOS TÍTULOS DE CRÉDITO SERIALES
2.10.1 LAS ACCIONES
2.10.2 LAS OBLIGACIONES
2.10.3 DIFERENCIAS ENTRE DICHOS TÍTULOS
2.11 EL AVAL
2.11.1 NATURALEZA JURÍDICA
2.11.2 PERSONAS POR LAS QUE SE PUEDE AVALAR
2.11.3 CONCEPTO DE AVAL, AVALISTA Y AVALADO

3 LETRA DE CAMBIO
3.1 ANTECEDENTE. CONTRATO DE CAMBIO TRAYECTICIO
3.2 NATURALEZA JURÍDICA
3.3 CONCEPTO
3.4 REQUISITOS FORMALES
3.5 ELEMENTOS PERSONALES
3.6 TIPOS DE VENCIMIENTO
3.7 DIFERENCIAS ENTRE OBLIGADOS Y RESPONSABLES
3.8 PRESENTACIÓN Y ACEPTACIÓN
3.9 PROTESTO