Anda di halaman 1dari 29

Queridos niños y niñas:

La Semana Mayor o Semana Santa no es una semana de vacaciones, al contrario es


una semana de oración para pensar en aquello que quiso Papito Dios que hiciera
Jesús por nosotros, al entregarse en la Eucaristía, morir en la cruz y resucitar.
Como cada año queremos invitarlos a que participen activamente de las
celebraciones Eucarísticas, con mucha fe, y también que hagan parte del trabajo de
la pascua infantil, en donde les queremos invitar a reflexionar sobre la paz y la
reconciliación que son dos cosas fundamentales para vivir en el amor de Dios.
Recordemos que Jesús nunca guardó rencor con aquellos que se burlaron de él, lo
señalaron y lo crucificaron, al contrario, Él siempre les enseñó sobre la paz y el
amor, pidió perdón antes de morir en la cruz, al exclamar “Padre perdónalos
porque no saben lo que hacen”.
Así que mucho ánimo en estos días de aprendizaje que junto con los asesores van a
conocer el verdadero significado de la Semana Mayor, por ello dejemos atrás todo
aquello que no les permite tener ni dar paz en sus corazones.

Que Jesús Amigo que dió la vida por cada uno de nosotros acompañe
sus vidas y las de sus familias.

Joseph Areiza Patiño


Líder Misionero
1. Tema: Niños y niñas semillas de reconciliación y paz.

2. Objetivo: Motivar a los niños y niñas sobre las actitudes en que ellos desde
sus hogares, colegio y entorno puedan
actuar y enseñar a otros más
pequeños sobre la reconciliación y la
paz.

3. Motivación:
El catequista invitará a los niños a
formar un círculo, luego entonarán el
siguiente canto:
 Canto:
Esta es la gente que alaba al señor:

Esta es la gente que alaba al Señor (BIS)


Esta es la gente que tiene gozo
Que tiene fe y alaba al Señor
Manos arriba, manos abajo,
Moviéndolas de lado a lado// (BIS)

Un pie arriba, un pie abajo, moviéndolo de lado a lado... (BIS)


Hombros arriba, hombros abajo, moviéndolos de lado a lado... (BIS)
Cabeza arriba, cabeza abajo, moviéndola de lado a lado... (BIS)

Link:
https://www.youtube.com/watch?v=wcKHVxbvD_Y
 Dinámica:
El catequista iniciará la canción, los niños y niñas repetirán lo que el diga y
haga al mencionar la parte del cuerpo del pato que fue lastimada

Pobrecito de mi pato:

Pobrecito de mi pato
un camión lo atropello
fue tan grande el tortazo
que la ..... ala se le quebró.

cua cua cua cua cua cua cua cua


cua cua cua cua cua cua cua cua
cua cua cua cua cua cua cua cua

Pobrecito de mi pato
un camión lo atropello
fue tan grande el tortazo
que la …. pata se le quebró

…Que la cadera se le torció…


…Que la cabeza se le volteó…
…Que la lengua se le salió…

Link:
https://www.youtube.com/watch?v=z8FF44zWR7g

4. Desarrollo del tema


El catequista con anterioridad conseguirá semillas de cualquier planta,
cuando el niño o niña ingrese al lugar de reunión le entregará una semilla,
les pedirá que durante la catequesis no la pueden perder.
 oración
El catequista con anterioridad conseguirá una plantica que esté germinando y
la pondrá en el centro del lugar de reunión, luego les pedirá a los niños y
niñas que la observen mientras repiten la siguiente oración introductoria al
tema:
Oración:
Amigo Jesús en este día en que iniciamos la pascua infantil queremos pedirte que
nos acompañes y nos ayudes a ser niños y niñas que transmitamos a los demás tu
mensaje de paz y amor.
Por eso permítenos ser semillitas que crezcan para dar buenos frutos y ser
testimonio vivo de ti.
Amen.

 Dinámica que introduzca al tema


El catequista invitará a los niños y niñas a que escuchen el siguiente canto:
Somos como las flores

Somos como las flores


En el jardín de la vida
Somos como las flores
Necesitamos la lluvia y el sol (BIS)

Sol caliéntame
Luna arrúllame
Brisa refréscame
Tierra aliméntame.

Somos como las flores…

Link:

https://www.youtube.com/watch?v=uezJQyC5J7Q
 Iluminación bíblica:
El catequista invitará a los niños y niñas a sentarse y ponerse cómodos para
escuchar el siguiente texto bíblico, que habla de la entrada Triunfal de Jesús a
Jerusalén.
San Marcos 11, 1-11
"Cuando se aproximaban a Jerusalén, cerca ya de Betfagé y de Betania, al pie del
monte de los Olivos, Jesús envió a dos de sus discípulos diciéndoles: «Vayan a ese
pueblo que ven enfrente; apenas entren encontrarán un burro amarrado, que
ningún hombre ha montado todavía. Desátenlo y tráiganlo aquí. Si alguien les
pregunta: ¿Por qué hacen eso?,
contesten: El Señor lo necesita, pero se
lo va a devolver aquí mismo.» Se
fueron y encontraron en la calle al
burro, amarrado delante de una
puerta, y lo desataron. Algunos de los
que estaban allí les dijeron: «¿Por qué
sueltan ese burro?» Ellos les
contestaron lo que les había dicho
Jesús, y se lo permitieron. Trajeron el
burro a Jesús, le pusieron sus capas
encima y Jesús montó en él. Muchas
personas extendían sus capas a lo largo del camino, mientras otras lo cubrían con
ramas cortadas en el campo. Y tanto los que iban delante como los que seguían a
Jesús, gritaban: «¡Hosanna! ¡Bendito el que viene en nombre del Señor! ¡Ahí
viene el bendito reino de nuestro padre David! ¡Hosanna en las alturas!» Entró
Jesús en Jerusalén y se fue al Templo. Observó todo a su alrededor, y siendo ya
tarde, salió con los Doce para volver a Betania."
Palabra del Señor.
Gloria a ti Señor Jesús.
 Dialoguemos
 ¿Qué elementos usaron las personas para recibir a Jesús?
 ¿Qué utilizamos en la actualidad el domingo?
 ¿Por qué crees que las personas lo recibieron y lo recibimos con ramas?
 ¿Jesús qué sembró en esas personas que lo saludaron?
 ¿Jesús entró a Jerusalén de forma violenta? Sí, no ¿Por qué?

 Actividad vivencial o experiencial.


El catequista con anterioridad preparará una materita con tierra, y les pedirá
a cada niño y niña que siembren su semilla a la cual le darán un nombre
relacionado con valores que ayuden a dar paz y perdón.

5. Reflexionemos
Una tierra fértil, arada y abonada con decisión, convencimiento y amor, es el
primer requisito para que la semilla germine. Pero no es el único factor que
determina que al final se obtengan los frutos esperados. Se requiere de la
preparación y la entrega del sembrador,
lo que sólo es posible si éste, a su vez,
cuenta con las orientaciones, las
experiencias, los conocimientos, el
apoyo y el ánimo de quienes lo rodean y
conocen lo que influye en la cosecha.
Por eso Jesús quiso entrar en Jerusalén,
pues ya había estado allí, regando sus
semillas que eran sus mensajes de amor,
pero esta vez quiso recordarles a todos
sus amigos que esas semillas debían
quedarse para siempre en sus corazones, siendo el Rey de cada vida, y nos
pidió crecer como las planticas enseñándoles a otros sobre ese mensaje de
paz y de amor que él nos deja.
Hoy nos invita a ti y a mí para que siendo sus semillas, seamos capaz de
gritarle a otros que “Él es el Rey de nuestra familia, de la escuela y el colegio,
del barrio, la vereda y de todos los lugares donde te encuentras”
Y que así mismo como somos semillas del mismo sembrador debemos dar
los frutos en nuestro territorio, sin importar al que está a nuestro lado, ya
que nuestro corazón está siendo removida a cada instante para llevar ese
mensaje de Dios y daremos ese testimonio de amor y reconciliación con
nuestro hermano separado. No olvidemos que si tenemos un corazón donde
el terreno está seco aprovecharemos esta Semana de reencuentro con
nosotros mismos para ablandar la tierra y sembrar de nuevo esa semilla que
hoy Dios quiere ser en nuestras vidas.

6. Compromiso:
El catequista les pedirá a los niños y niñas que, con ayuda de sus padres,
realicen una lista de acciones que los conviertan en semillas de paz y de
reconciliación en su entorno y que la lleven al día siguiente.

7. Oración
El catequista alrededor de la maceta en la cual los niños y niña depositaron
las semillas les pedirá para que se tomen de las manos y realicen una oración
colectiva dándole gracias y pidiéndole a Papito Dios que les permita ser
buenas semillas para el mundo y sobre todo que el los riegue de muchos
valores especialmente de paz y de reconciliación para con todas aquellas
personas que los rodean.

8. Materiales
 Matera
 Semillas
 Tierra
 Biblia
 Grabadora donde escuchar los cantos.
1. Tema: Juntos Podemos Construir La Reconciliación y La Paz.

2. Objetivo: Ayudar a que los niños y niñas se unan en solidaridad y amor


para ayudar a construir una sociedad más justa

3. Motivación:

El catequista invitará a los niños y niñas a acercarse al lugar de reunión


luego, realizarán el siguiente canto y dinámica que los motivará al tema que
se tratara este día:
 Canto:
SI JESUS TE NECESITA
Si Jesús te necesita da las palmas.
Da las palmas. Otra vez.
Si Jesús te necesita da las palmas.
Ahí donde estás parado dale un abrazo a tu
hermano que está a tu lado
(al que está al frente, a la derecha, a la izquierda)

LINK:
https://www.youtube.com/watch?v=T1pcoEeyhHU

EL DIABLO ESTA ENOJADO

El diablo está enojado hay una razón (x2)


El diablo está enojado hay una razón,
Cristo vive en mi corazón
//y mis pecados son perdonados//
(Misma secuencia)
Yo amo a maría hay una razón.
El diablo está enojado hay una razón
Yo amo a mi hermano hay una razón.
El diablo está enojado hay una razón
Me llaman aleluya hay una razón
El diablo está enojado hay una razón
Me está saliendo alitas hay una razón.

LINK:
https://www.youtube.com/watch?v=CJsOUX0GCjY

4. Desarrollo del tema


El catequista con anterioridad preparará un sitio en el cual realizarán el
compartir con el pan y el vino (gaseosa o jugo), en este sitio los niños y las
niñas deben de estar cómodos y los invitará a participar activamente las
siguientes actividades:
 oración
Amado Dios en esta mañana te queremos dar gracias por estar aquí presentes,
con vida y salud, gracias por nuestras familias, por el alimento que nos regalas,
por nuestros padres, gracias por la naturaleza, las plantas y los animales. Te
pedimos por todos los niños y niñas del mundo entero, por los que no tienen una
familia, por los desplazados, por los que no tienen alimentos, por los que están
sufriendo a causa de la guerra, la explotación infantil y el abuso sexual, por
aquellos que aún no te conocen y que necesitan de ti, siembra en sus corazones la
alegría de amar y el deseo de estar cerca de ti.
Amen.

 Dinámica que introduzca al tema

LA ESCOBA
El catequista tendrá dispuesta una escoba en el salón. Este preguntara a los niños y
niñas quienes son buenos para el teatro, a quienes levanten la mano, se les
comunica que el juego no es para ellos si no para el resto de personas que no
levantaron la mano.
El catequista tomara la escoba y se dice que ella sirve para todo, menos para
barrer. El niño o niña que la recibe, pone la escoba a hacer de guitarra, cepillo de
dientes, avión o lo que desee. Luego se la pasa a otro niño o niña para que haga
teatro con la escoba. Al final se aplaude los mejores.

 Iluminación bíblica:
El catequista dispondrá de la biblia para compartir con los niños y niñas el
siguiente relato bíblico:

Lucas 22, 7-23

"Llegó el día de la fiesta de los Panes sin Levadura, en que se debía sacrificar
el cordero de Pascua. Jesús, por su parte, envió a Pedro y a Juan,
diciéndoles: «Vayan a preparar lo necesario para que celebremos la Cena de
Pascua.» Le preguntaron: « ¿Dónde quieres que la preparemos?» Jesús les
contestó: «Cuando entren en la ciudad,
encontrarán a un hombre que lleva un
jarro de agua. Síganlo hasta la casa donde
entre y digan al dueño de la casa: El
Maestro manda a decirte: ¿Dónde está la
pieza en que comeré la Pascua con mis
discípulos? Él les mostrará una sala grande
y amueblada en el piso superior. Preparen
allí lo necesario.» Se fueron, pues, y
hallaron todo tal como Jesús les había
dicho; y prepararon la Pascua. Llegada la hora, Jesús se sentó a la mesa con
los apóstoles y les dijo: «Yo tenía gran deseo de comer esta Pascua con
ustedes antes de padecer. Porque, se lo digo, ya no la volveré a comer hasta
que sea la nueva y perfecta Pascua en el Reino de Dios.» Jesús recibió una
copa, dio gracias y les dijo: «Tomen esto y repártanlo entre ustedes, porque
les aseguro que ya no volveré a beber del jugo de la uva hasta que llegue el
Reino de Dios.» Después tomó pan y, dando gracias, lo partió y se lo dio
diciendo: «Esto es mi cuerpo, que es entregado por ustedes. Hagan esto en
memoria mía.» Hizo lo mismo con la copa después de cenar, diciendo: «Esta
copa es la alianza nueva sellada con mi sangre, que es derramada por
ustedes». Sepan que la mano del que me traiciona está aquí conmigo sobre la
mesa. El Hijo del Hombre se va por el camino trazado desde antes. Pero
¡pobre del hombre que lo entrega!» Entonces empezaron a preguntarse unos
a otros quién de ellos iba a hacer tal cosa."

Palabra del Señor.


Gloria a ti Señor Jesús.

 Dialoguemos
 ¿A quiénes mandó Jesús a preparar la pascua?
 ¿Por qué Jesús quería compartir con sus amigos?
 ¿Qué representan el pan y el vino?
 ¿Qué relación crees que tienes el compartir o la cena con la muerte en
la cruz?
 ¿Por qué Jesús se hace nuestro alimento espiritual?
 ¿Qué semejanza encuentras entre la última cena, la crucifixión y el
tema de la paz?

 Actividad vivencial o experiencial.


El catequista con anterioridad preparará el lugar del ágape, con copas, un solo
pan, uvas y un crucifijo, además pegará en la pared imágenes de fiestas
infantiles.
Reunido allí con los niños y niñas les preguntará sobre lo que piensan de las
imágenes, allí mediante las respuestas de los niños él catequista les explicará
la diferencia que hay entre las fiestas infantiles en las que solo invitamos a
muy pocos amigos, hay regalos para nosotros, y alimento para nuestros
invitados y las comparará con la Eucaristía en la que Jesús es quien da el
mayor regalo a todos los invitados que somos nosotros y hay un alimento
espiritual que vive siempre en nuestro corazón.
En este momento el catequista celebrará un compartir fraterno en donde
conmemoremos la cena del señor,
recordando que este momento fue el
momento preparatorio para la
entrega, en ella nos da un mensaje de
amor que se hace evidente en su
pasión y muerte. Aunque son
violentos y tiranos con Jesús, lo
traicionan, lo hieren, lo insultan y
maltratan, El siempre expresa
palabras de cariño, amor y perdón,
demostrándonos cuán importante somos para él.
En este momento Jesús se sentó a la mesa con quien más tarde lo iba a
traicionar sin embargo a pesar de que él lo sabía lo perdonó, allí Jesús nos da
nuevamente un mensaje de paz y de reconciliación.
Este día es una invitación para todos y cada uno de nosotros en donde
compartimos con nuestros amigos y aquellos que llamamos enemigos el pan
corporal y espiritual, porque el mismo JESUS en la cruz dió su más grande
muestra de amor por cada uno de nosotros su vida.

5. Reflexionemos
En este texto bíblico podemos observar la importancia que tiene para Jesús
el hecho de compartir. Él se sienta a la mesa con sus discípulos incluso con
aquel le iba a traicionar entregándolo. Esta es una actitud extraña y difícil de
imitar, pues generalmente compartimos la mesa con nuestros amigos, con
quienes nos caen bien y comparten nuestros gustos e ideales, pero Jesús
hace lo contrario: está compartiendo con todos; sin excluir incluso a quien lo
venderá por unas monedas, poniéndole precio a su cabeza. Es la actitud que
refleja su verdadero amor, pues él nos perdona incluso antes de que
cometamos nuestros pecados.
Por eso hoy estamos aquí para compartir, para estar en la mesa con todos,
incluso con quienes nos han traicionado, con los que he ofendido en algún
momento, con el que me cuesta trabajo entender por qué piensa diferente a
mi o porque tiene otros gustos que no son como los míos .imitemos pues este
signo de perdón que Jesús nos enseñó en la última cena y compartamos
amorosamente esta celebración.

6. Compromiso:
A partir de esta semana de pascua y en adelante compartiré fraternalmente con mis
amigos y compañeritos incluso con los que menos comparto y les regalaré un dulce
que exprese mi arrepentimiento por aquellas veces que lo he ofendido.

7. Oración
Señor Jesús te doy gracias porque me has enseñado a compartir y a servir
especialmente, con aquellos que en algún momento me han hecho daño, porque tú
mismo nos diste el ejemplo de amar y perdonar incluso diste tu vida en la cruz por
cada uno de nosotros ,enséñanos amar como tu amaste hasta la cruz.
Amen.
8. Materiales

 Gaseosa o jugo.
 Pan
 Copas
 Crucifijo
 Manteles
 Biblia
 Mesa
 Imágenes de fiestas infantiles.
 Cinta adhesiva.
1. TEMA: Somos embajadores de la paz y la reconciliación.

2. OBJETIVO: Propiciar una reflexión y elementos de acción donde los niños


y niñas puedan encontrar solución a los conflictos que se les presentan
diariamente para vivir en paz y reconciliación permanente con los
hermanos.

3. MOTIVACIÓN:
El catequista invitará a los niños y niñas a cantar los siguientes cantos los
cuales les enseñará con los pasos correspondientes para que lo bailen al
cantar.

Adentro, afuera, arriba, abajo.


Adentro, afuera, arriba, abajo
Siempre soy feliz
Desde que Jesús limpio mi corazón
Adentro, afuera, arriba, abajo
Siempre soy feliz

Link:
https://www.youtube.com/watch?v=UmqNnliaEQw

Soldado soy de Jesús


Aunque no marche en la infantería
caballería o arteria aunque en avión no valla volando
sé que soldado soy
//soldado soy de Jesús//
Aunque no marche en la infantería
caballería o arteria
aunque en avión no valla volando
sé que soldado soy
Aunque no marche en la infantería
caballería o arteria
aunque en avión no valla volando
sé que soldado soy
//soldado soy de Jesús//
Aunque no marche en la infantería
caballería o arteria
aunque en avión no valla volando
sé que soldado soy

Link:
https://www.youtube.com/watch?v=H29sfCx3XaU

4. DESARROLLO DEL TEMA:


 Oración: el catequista preparará con anterioridad el canto “EL LEON DE
LA TRIBU DE JUDA” en una cartelera con el fin de que los niños y niñas
lo puedan visualizar y así realizar en forma conjunta o si es de su agrado por
grupos. Después de motivarlos iniciará en un ambiente de alegría y gozo ya
que Jesús ha resucitado y con ello ha traído paz y vida a nuestros corazones.
(De lo posible tener música de fondo que ayude a propiciar un mejor
ambiente)
CANTO
EL LEON DE LA TRIBU DE JUDA.

El león de la tribu de Judá


JESUS venció las cadenas y nos liberó
Él es nuestra antorcha de victoria aaah...
Nuestra fortaleza en tiempos de flaqueza
una torre en tiempos de guerra
OH... la esperanza de Israel
Resucitó, resucitó, resucitó, aleluya
Resucitó, resucitó, resucito, aleluya
(Coro)
Venció la muerte con poder
Venció la muerte con poder
Venció la muerte con poder se levantó.
(Coro)
Huyen los demonios cuando canta el pueblo
Huyen los demonios cuando cae el fuego
Huyen los demonios porque no soportan la alabanza
al rey.

Al rey...yavhe...3 veces santo


Al rey...yavhe...3 veces santo
Al rey...yavhe...3 veces santo
Vida y encanto son solo para él.
LINK:
https://www.youtube.com/watch?v=N7H1CokLOxE

 Dinámica que introduzca al tema:


El catequista les pedirá a los niños y niñas que se sienten en un círculo y conecten
sus muñecas entre sí con brazaletes de amistad, los cuales serán puestos por el
catequista (un lazo o lana para amarrarles ambas manos). Todos los niños y niñas
deben estar unidos por las muñecas en un grupo grande. Pedir a los niños y niñas
que (así atados) dibujen una imagen, para ello se les facilitara hojas de block y
crayolas. Dialogar con los niños y niñas qué tan difícil es moverse mientras están
atados. Decir a un niño que finja que ha sido ofendido por ti (el catequista) y
decirle “lo siento mucho”; él debe decir “te perdono”. Cuando lo haga, quitar uno de
los brazaletes de amistad que lo conectan a otro niño (a). Cada niño (a) debe decir
“lo siento” y “te perdono” para retirar ambos brazaletes. Esta actividad enseña a los
niños y niñas la grandeza de la reconciliación.
 Iluminación bíblica:
El catequista invitará a los niños a quedarse en el círculo, cerrar sus ojos y
escuchar atentamente el mensaje que Jesús les ha traído.

Lucas 5, 29-32
"Leví le ofreció en su casa un gran banquete. Había un gran número de
publicanos, y de otros que estaban a la mesa con ellos. Los fariseos y sus escribas
murmuraban diciendo a los discípulos: «¿Por qué coméis y bebéis con los
publicanos y pecadores?» Les respondió Jesús: «No necesitan médico los que
están sanos, sino los que están mal. No he venido a llamar a conversión a justos,
sino a pecadores.»"
Palabra de Dios.
Te alabamos Señor

 Dialoguemos:
 ¿Me he reconciliado en algún momento con otra persona?
 ¿Cuál es la invitación de Jesús?
 ¿Quiénes están llamados a comer en el banquete del Señor?
 ¿A quiénes vino a llamar Jesús?

 Actividad vivencial o experiencia:


El árbol de los problemas:
Esta actividad será relacionada con el Domingo de Resurrección ya que los
problemas representan la muerte y los valores y actitudes que ayudan a mejorar
representarán la vida, así como lo hizo Jesús en el Sepulcro, en el cual dejó los
pecados del mundo y salió triunfante para dar vida en abundancia.
En primer lugar el catequista prepará un dibujo de un árbol sin hojas el cual
deberán colocar en un lugar visible del lugar de reunión. En unas fichas en formas
de hojas los niños y niñas escribirán las situaciones que consideran ellos que
afectan la convivencia en el grupo, el hogar, en su colegio y en la calle, luego pegan
las hojas en el árbol. Cuando todos hayan terminado el catequista compartirá con
los niños y niñas diferentes ideas sobre lo encontrado en las hojas. Luego en unas
fichas en forma de corazones los niños y niñas escribirán actitudes y valores
necesarios para resolver esas situaciones de conflicto que nos afectan. Al finalizar
se mirara cuáles son más abundantes, si los problemas o los valores (hojas o
corazones), y se expresaran algunos compromisos para mejorar.

5. Reflexionemos:
Todos los niños y niñas estamos invitados a
escuchar y seguir el ejemplo de Jesús para
alcanzar una paz estable y duradera; y una
reconciliación que favorezca la vida en
comunidad. Es decir, que somos llamados
a ser embajadores de la paz y la
reconciliación para que, viviendo según el
mandato de Jesús logremos hacer presente
el Reino por Él preparado.
La imitación de Cristo nos impulsa a luchar
siempre por la justicia y la santidad. Y hoy
es necesario luchar por establecer el Reino
y la santidad en la vida en comunidad.
Cuando somos capaces de vivir en
fraternidad, en ayuda mutua, en concordia
y en la consolidación del bien común, sabremos plasmar en la vida propia, la vida
de Jesucristo. Vida que, sufriendo en carne propia la muerte, se perfecciona en la
salvación de todos los hombres por la RESURRECCIÓN.

6. Compromiso:
El catequista motivará a los niños y niñas para que pidan perdón de corazón
porque necesitamos no hacerlo solo con palabras si no que en verdad nazca y
perdure con el fin de reconciliarnos con aquellos miembros de la familia, del
colegio y los vecinos que hemos ofendido.
7. Oración:
Organizados en un círculo alrededor de una mesa pequeña adornada con luces y
otros elementos para compartir (galletas, dulces, etc.) el catequista les pide a los
niños y niñas que cada uno exprese si tiene algo contra su compañero o pida
perdón sincero, si en alguna ocasión ha ofendido a alguien con sus actitudes,
acciones o palabras. Se terminará rezando la oración del Padre Nuestro y con un
abrazo en el que se experimente la reconciliación con los demás. Mientras se realiza
lo del abrazo se puede poner una canción de fondo que invite al perdón.

8. Materiales:
 Dibujar el tallo de un árbol en tamaño apropiado.
 Fichas en forma de hoja y en forma de corazón, según el número de
participantes.
 Dulces para compartir.
 Mesa
 Biblia
 Candela
 Velas
 Grabadora
 Cartelera con el canto el león de la tribu de Judá.
PINTA, DECORA, RECORTA Y ARMA EL ROMPECABEZAS
Infancia y Adolescencia Misionera Diócesis de Girardota