Anda di halaman 1dari 3

Oraciones introductorias.

Preparando nuestro corazón para el Rezo respetuoso del Santo Rosario.

Por la señal de la santa cruz, de nuestros enemigos líbranos Señor, Dios nuestro, en el nombre del
Padre y del Hijo y del Espíritu Santo. Amén.

Señor mío Jesucristo, Dios y hombre verdadero, me pesa de todo corazón de haber pecado, porque
he merecido el infierno y perdido el cielo, y sobre todo, porque te ofendí a tí, que eres bondad infinita,
a quien amo sobre todas las cosas. Propongo firmemente, con tu gracia, enmendarme y alejarme de
las ocasiones de pecar, confesarme y cumplir la penitencia. Confío en que me perdonarás por tu
infinita misericordia. Amén.

Abre, Señor, mis labios, y publicaré tu alabanza.


Atiende a mí sin tardanza, dame tu auxilio y favor.
Gloria al Padre, y al Hijo y al Espíritu Santo.
Como era en un principio, ahora y siempre, por los siglos de los siglos. Amén.
María, Madre de gracia, Madre de misericordia en la vida y en la muerte ampáranos, gran Señora.

Los misterios que rezaremos hoy, son los....

MISTERIOS GLORIOSOS Meditados.


(DIA DE REZO: MIERCOLES Y DOMINGOS)

1. En el Primer Misterio Glorioso, meditaremos sobre:


LA RESURRECCION DE JESUS
Jesús murió y resucitó. Para EL, los sufrimientos y la muerte fueron el camino para llegar a la
resurrección y la gloria. Lo mismo pasará con nosotros. Si aceptamos las pruebas de esta vida
con paciencia, si aceptamos nuestra cruz de cada día, si cargamos nuestra cruz como un regalo
divino, que nos llevará sin lugar a dudas, a gozar con Cristo en la Santa Gloria del Padre.

En el Segundo Misterio Glorioso, meditaremos sobre:


2. LA ASCENCION DE NUESTRO SEÑOR JESUCRISTO AL CIELO
Subiendo al cielo, Jesús nos enseña que allá tenemos nuestra patria verdadera, que el cielo y su
Santa Gloria son nuestro destino final. Por lo tanto, nuestra única preocupación tiene que ser la
de vivir según las enseñanzas y los ejemplos de Cristo para alcanzar la gloria del cielo.

En el Tercer Misterio Glorioso, meditaremos sobre:


3. LA VENIDA DEL ESPIRITU SANTO (PENTECOSTES)
Diez días después de subir al cielo, Jesús envió a los Apóstoles, el regalo del Espíritu Santo, que
transformó toda su vida. Por fin, lograron entender su mensaje y tuvieron la fuerza para vivirlo y
anunciarlo con valentía María Santísima también les acompañaba.
También nosotros, si queremos ser cristianos de verdad, necesitamos la fuerza del Espíritu
Santo. Pidamos a la Virgen que interceda por nosotros y nos consiga este gran regalo para ser
verdaderos apóstoles, viviendo y anunciando a Cristo con valentía.

En el Cuarto Misterio Glorioso, meditaremos sobre:


4. LA ASUNCION DE MARIA AL CIELO
Después de haber terminado su período de vida en este mundo, María fue llevada al cielo en
cuerpo y alma. Se trató de un regalo especial que Jesús hizo a María su Madre. En lugar de
esperar el día de la resurrección final, Jesús quiso que pronto fuera a gozar con EL en cuerpo y
alma, de la Gloria Eterna.
Y todo esto nos llena de alegría, porque en María, vemos el ejemplo perfecto del cristiano. Como
ella se encuentra ya en la gloria en cuerpo y alma, también nosotros un día estaremos gozando
con ella en cuerpo y alma, si en esta vida tratamos de imitar sus ejemplos.

En el Quinto Misterio Glorioso, meditaremos sobre:


5. LA CORONACION DE LA SANTISIMA VIRGEN MARIA EN EL CIELO
Como en este mundo nadie estuvo tan cerca de Jesús, como María, también ahora en el cielo,
nadie está tan cerca de Jesús, como María. Siendo la Madre de Jesús, goza de un gran poder de
intercesión, todo lo que le pide a Jesús en nuestro favor, siempre se lo concede. Por eso acudamos
a María con toda confianza, sabiendo que es nuestra Reina y es también nuestra Madre. Por lo
tanto, tiene el poder de ayudarnos y nos quiere ayudar. Dejémonos consentir con su amor maternal
e incomparable.

Padre Nuestro que estás en el cielo, santificado sea tu Nombre, venga a nosotros tu Reino,
Hágase tu Voluntad, en la tierra como en el cielo, danos hoy nuestro pan de cada día, perdona nuestras
ofensas, como también, nosotros perdonamos a los que nos ofenden, no nos dejes caer en tentación
y líbranos del mal. Amén

Dios te salve María, llena eres de gracia, el Señor es contigo, bendita tu eres entre todas las
mujeres y bendito es el fruto de tu vientre Jesús, Santa María, Madre de Dios, ruega por nosotros
pecadores, ahora y en la hora de nuestra muerte. Amén

Gloria al Padre, gloria al Hijo, gloria al Espíritu Santo, como era en un principio, ahora y siempre,
por los siglos de los siglos. Amén.

Luego del Gloria, la jaculatoria, que dice así:

María, Madre de Gracia, Madre de Misericordia, defiéndenos del enemigo y ampáranos ahora
y en la hora de nuestra muerte. Amén.

Dios te salve Reina y Madre de misericordia, vida, dulzura y esperanza nuestra, Dios te Salve
a tí llamamos, los desterrados hijos de Eva, a ti suspiramos, gimiendo y llorando en este Valle de
Lágrimas, Ea, pues, Señora, abogada nuestra, vuelve a nosotros esos tus ojos misericordiosos y
después de este destierro, muéstranos a Jesús, fruto bendito de tu vientre.
¡Oh clemente, ¡Oh piadosa, Oh dulce siempre Virgen María!, ruega por nosotros, Santa Madre de
Dios, para que seamos dignos de alcanzar las promesas y gracias de Nuestro Señor Jesucristo, Amén.

LAS LETANÍAS LAUTERANAS


Se repite
Señor, ten piedad Señor, ten piedad.
Cristo, ten piedad Cristo, ten piedad
Señor, ten piedad Señor, ten piedad.
Cristo, óyenos Cristo, óyenos
Cristo, escúchanos Cristo, escúchanos

Ten Misericordia de
Dios, Padre Celestial Nosotros.
Dios Hijo Redentor del Mundo "
Dios Espíritu Santo "
Santísima Trinidad sólo Dios "
Santa María Ruega por nosotros
Santa Madre de Dios "
Santa Virgen de las Vírgenes "
Madre de Jesucristo "
Madre de la Iglesia "
Madre de la Divina Gracia "
Madre Purísima "
Madre Castísima "
Madre sin
mancha "
Madre de todos los hombres y mujeres "
Madre de los pobres "
Madre Inmaculada "
Madre
Amable "
Madre Admirable "
Madre del buen consejo "
Madre del Creador "
Madre del Salvador "
Virgen Prudentísima "
Virgen digna de veneración "
Virgen digna de alabanza "
Virgen poderosa "
Virgen Clemente "
Virgen fiel "
Modelo de Santidad "
Humilde Sierva del Señor "
Peregrina de la Fé "
Espejo de Justicia "
Causa de nuestra alegría "
Templo del Espíritu Santo "
Templo de gloria "
Tesorera de Gracias "
Princesa de los cielos "
Rosa Mística "
Gloria de Israel "
Esplendor de Gloria "
Vestidura de Dios "
Arca de la Alianza "
Puerta del Cielo "
Estrella de la mañana "
Estrella de la evangelización "
Salud de los enfermos "
Refugio de los pecadores "
Consoladora de los afligidos "
Auxilio de los Cristianos "
Reina de los Ángeles "
Reina de los Patriarcas "
Reina de los Profetas "
Reina de los Apóstoles "
Reina de los Mártires "
Reina de los Confesores "
Reina de las Vírgenes "
Reina de todos los Santos "
Reina concebida sin pecado original "
Reina llevada al cielo "
Reina del Santísimo Rosario "
Reina de la Familia "
Reina de América "
Reina de la Orden Franciscana "

CORDERO DE DIOS QUE QUITAS EL PECADO DEL MUNDO


R: Perdónanos Señor
CORDERO DE DIOS QUE QUITAS EL PECADO DEL MUNDO
R: Escúchanos Señor
CORDERO DE DIOS QUE QUITAS EL PECADO DEL MUNDO
R: Ten piedad y misericordia de nosotros.
Ruega por nosotros, Santa Madre de Dios
R: Para que seamos dignos de alcanzar las promesas y gracias de Nuestro Señor
Jesucristo. AMÉN.