Anda di halaman 1dari 7

TEORÍA DE LA COMBUSTIÓN

La Química Orgánica se ocupa del estudio de los componentes que forma el carbono aprovechando la extraordinaria
capacidad de combinación que le permite su tetra valencia; al demostrar que los combustibles se disocian en sus
componentes antes de quemarse, la combustión se producirá por oxidación del Hidrógeno y el Carbono.
La reacción sólido-gas, típica de la combustión de la partícula de carbón, se efectúa por difusión de calor del medio
hacia el interior de la partícula y difusión molecular del CO producido.
En la práctica, la combustión del carbón resulta mucho más importante que la del hidrógeno por 2 razones
fundamentales:

La proporción del carbón respecto al hidrógeno en los combustibles es siempre sensiblemente mayor.

La combustión del hidrógeno es prácticamente instantánea en cualquier condición, mientras que el tiempo de
reacción de la partícula de carbón puede ser de varios segundos, efectuándose en 2 etapas: combustión heterogénea
sólido gas desprendiendo CO y la de éste con el O2 para completar el CO2

MECANISMO DE LA COMBUSTION:
Los combustibles industriales son combinaciones variables de carbono e hidrógeno, con un contenido, también
variable, de impurezas.

El carbono e hidrógeno contenidos en cualquier combustible sólido, líquido o gaseoso, sea cual fuere la forma
química en que se encuentren combinados, se disociarán a su forma elemental antes de reaccionar con el oxígeno
disponible.

En realidad, las reacciones de combustión del carbono y del hidrógeno con el oxígeno, son siempre elementales
y únicas:

Sea cual fuere el compuesto químico que se encuentre en el combustible, se disociará en C y H reaccionando en
la forma elemental.

Sea un combustible que tenga una composición por kg. de C Kg. de carbono y H2 kg de hidrógeno. Para la
combustión de 12 kg. de carbono se necesitan 22,4 m3 de oxígeno; para C kg de carbono se necesitaran:
Para la combustión de 2 kg. de hidrógeno, se necesitan 11,2m3 de oxígeno, luego para 2 kg. de hidrógeno se
necesitarán :

11,2 x (H2/2) = 5,6 x H2 m3 de O2


Por consiguiente, para la combustión de 1 kg. de combustible, el oxígeno mínimo necesario estequiométrico, sería
la suma del necesario para la combustión del carbono y el hidrógeno, es decir:

O2m = 1,87C + 5,6 H2 m3 de oxígeno

Como la composición en volumen del aire es aproximadamente del 21% de oxígeno y 79% de nitrógeno, se tiene
que el aire mínimo necesario será : Am = (100/21) O2m = 4,76 O2m

Por lo tanto el aire estequiométrico necesario por kg. de combustible será :


Am = 8,90 C + 26,67 H2 (m3 de aire)

Este volumen de aire está referido a condiciones normales (O C y 760 mm Hg. de presión) Sea por
ejemplo un combustible que tenga 88% de carbono y 12% de hidrógeno, es decir:

C = 0,88 y H = 0,12
El aire estequiométrico requerido para la combustión será:
Am = 8,90 (0,88) + 26,67 (0,12) = 11,03 m3 de aire.

ESQUEMA BASICO DE LA COMBUSTION INDUSTRIAL:


Los procesos de combustión en instalaciones industriales siempre obedecen a un esquema básico

En la Figura se muestra el esquema básico de la combustión industrial, en el cual se establece que una buena
combustión requiere 3 puntos fundamentales
a. PROPORCION CORRECTA AIRE COMBUSTIBLE:

El diseño del quemador deberá asegurar el suministro de las cantidades adecuadas de aire y combustible en el
sistema, estableciendo márgenes de regulación para ambos.

Para asegurar la combustión completa deberá proporcionarse un exceso de aire, procurando que sea lo mínimo que
resulte posible

b. MEZCLA ADECUADA AIRE COMBUSTIBLE

El objetivo principal de la mezcla será el lograr el máximo contacto superficial entre oxígeno y combustible
El estado físico del combustible determinará las condiciones operativas que permitan preparar el combustible
(pulverización, atomización, vaporización) en el caso de sólidos y líquidos, y efectuar la mezcla en forma
conveniente para cada caso

Manejando correctamente los puntos anteriores se logrará una combustión óptima

c. IGNICION INICIAL Y SOSTENIDA DE LA MEZCLA

El encendido o ignición inicial de la mezcla requiere el aporte de calor de una fuente externa. Resulta
necesario aplicar mucho calor a un área localizada para acelerar la reacción.

La mezcla se encenderá sólo al alcanzar su temperatura mínima de ignición, variable para cada combustible.

El cumplimiento de estos 3 requerimientos permitirá:

 Lograr el máximo aprovechamiento del poder calorífico del combustible utilizado.

 Aportar el calor requerido por el sistema con el menor consumo de combustible y las condiciones
operativas técnica y económicamente más adecuadas.

 Esta condición de máxima eficiencia, sin embargo, siempre resultará inestable por depender de una serie
de variables

TIPOS DE COMBUSTION

a. COMBUSTION PERFECTA O ESTEQUIOMETRICA:

Este tipo de combustión se consigue mezclando y quemando las cantidades exactamente requeridas de
combustible y oxígeno, los cuales se queman en forma completa y perfecta.

Esta combustión completa está sin embargo, fuertemente limitada por condiciones químicas y físicas, ya que sólo
en teoría podemos hablar de reacciones perfectamente estequiométricas

b. COMBUSTION COMPLETA O CON EXC ESO DE AIRE:

Para tener una combustión completa, es decir, sin presencia de monóxido de carbono en los humos de chimenea,
es necesario emplear una proporción de oxígeno superior a la teórica. Este exceso de aire conlleva especialmente
2 efectos importantes en cuanto al proceso de la combustión:
 Disminución de la temperatura máxima posible al aumentar la cantidad de gases en la combustión.

 Variación sensible en cuanto a la concentración de los óxidos formados respecto al nitrógeno, lo que se
traduce en una disminución de la eficiencia de la combustión

c. COMBUSTION INCOMPLETA O CON DEFECTO DE AIRE:

Cuando el oxígeno presente en la combustión no alcanza el valor del teórico necesario para la formación de CO2,
H2O y SO2 la combustión es necesariamente incompleta, apareciendo en los gases de combustión el monóxido
de carbono, hidrógeno y partículas sólidas de carbono, azufre o sulfuros.

d. COMBUSTION IMPERFECTA O REAL:

Se produce una combustión imperfecta o seudocombustión oxidante cuando pese a existir exceso de aire, no se
completan las reacciones de combustión, apareciendo en los humos de chimenea

Este tipo de combustión puede producirse debido a las siguientes causas:


La elevada carga térmica del hogar, es decir, la relación entre la potencia calorífica y el volumen del hogar, ya que
existe poco tiempo de permanencia.

 La escasa turbulencia, existiendo por tanto una mala mezcla aire-combustible


 El enfriamiento de la llama, lo que puede ocurrir cuando la mezcla aire/combustible incide sobre superficies
relativamente frías
 El alto porcentaje de carbono en los combustibles.

e. COMBUSTION POR LA FORMA COMO SE REALIZA:

Siendo siempre la reacción elemental la que se produce en la práctica industrial, puede presentarse el combustible
en estado sólido, líquido o gaseoso, lo cual determina diferentes niveles de dificultad para que se produzca el
contacto y reacción con el comburente

El conocimiento práctico y estudio teórico de las reacciones de combustión, nos permiten también simplificar en
este campo, definiendo que existen únicamente dos tipos de combustión:

 Reacción Homogénea GAS-GAS; la que se produce entre el hidrógeno y CO con el oxígeno para dar lugar
a H20 y CO2.

 Reacción Heterogénea SOLIDO-GAS; típica del carbón en cualquiera de sus formas, que se produce por
difusión térmica y molecular en el entorno de la partícula de carbono para formar primeramente CO y
finalmente CO2.

REACTORES DE LA COMBUSTION:

La combustión en una atmósfera libre puede efectuarse con fines de iluminación, aprovechando la energía
luminosa de la llama de difusión, pero con fines de aprovechamiento térmico representa niveles demasiado bajos
de aprovechamiento energético, aceptables solamente en el campo artesanal. En actividades industriales, las
exigencias de concentración térmica y costos establecen la necesidad de que las reacciones de combustión se
efectúen en el interior de un reactor llamado comúnmente hogar o cámara de combustión.

El diseño de reactores de combustión obedece principalmente a criterios vinculados al proceso para el cual se
genera calor y la forma de transferencia de calor requerida.

a. HORNOS ROTATORIOS:

En estos reactores de forma cilíndrica la llama se forma a partir de un chorro recto confinado. Este reactor presenta
la facilidad de poder alargar la llama sin limitaciones de impacto con una pared posterior, pero igualmente tendrá
que disponer de suficiente impulso total para mantenerla centrada y el diseño del quemador tendrá que permitir la
formación de llama cónica hueca para evitar que se abra impactando con las paredes

b. HORNOS DE FUNDICION:

En este tipo de hornos el reactor está muy lejos de constituir un diseño ideal, debido a que el material a ser fundido
se encuentra en el piso y se alojan llamas en un extremo del horno, calentando el material hasta fusión por
transferencia de calor por radiación y en menor medida por convección.

El nivel de concentración térmica es alto debido a los niveles de temperatura, pero las pérdidas por radiación en
las paredes y el techo también son altas

c. CALDEROS PIROTUBULARES:

En los calderos antiguos se utilizaban hogares de combustión de material refractario, orientando su diseño a lograr
combustión completa, aprovechando el calor generado en varios pasos de tubos transfiriendo calor por
convección.

d. CALDEROS ACUOTUBULARES:

Las cámaras de combustión en estos calderos están formadas por tubos de agua cada vez más compactos,
complicando su función como reactores de combustión. Esta tendencia ha obligado a desarrollar quemadores con
capacidad para formar llamas cada vez más turbulentas y compactas, lo que se ha logrado creando una zona de
menor presión en la zona central de la llama (llama cónica hueca).

ESTABILIDAD DE LA COMBUSTION:
La superficie que limita la llama por su parte anterior se denomina frente de llama y su situación está condicionada
por un equilibrio entre la velocidad de circulación de los gases y la velocidad de propagación de la llama El frente
de llama puede resultar muy inestable, considerando los múltiples factores que intervienen en la cinética de la
reacción de combustión

Para mantener el equilibrio entre la velocidad de los gases y la propagación de la llama resultan de fundamental
importancia las tres Te's clásicas de la combustión, esto es, Tiempo, Turbulencia y Temperatura.

Estos tres factores resultan de la mayor importancia para mantener en equilibrio la reacción de combustión, y por
ende, las características de la llama.

El Tiempo determina la velocidad con la que se efectúa la reacción y resulta fuertemente determinado por el
Tamaño de la partícula de carbón; si se eleva la Temperatura de la llama, aumentará la velocidad de reacción y
con ella la generación de calor; asimismo aumentará el volumen de productos de combustión, incrementándose
la Turbulencia en el entorno de la llama

FUNCION MECANICA DEL AIRE DE COMBUSTION.


Las principales funciones mecánicas que realiza el aire en los sistemas, circuitos y procesos de combustión, son
los siguientes:

a. AIRE PRIMARIO:

Aporta la energía cinética requerida para formación de llama, es decir, determinar la forma en que se desarrolla la
combustión, para lo cual puede requerir una gran potencia, cuando se utiliza combustibles muy difíciles de quemar,
o relativamente poca, cuando se utiliza gas natural o GLP, que quemándose con mucha facilidad, a veces
requieren demorar la mezcla para tratar de alargar el tiempo de reacción y mejorar la emisividad de llama.

b. AIRE DE ATOMIZACION:

En algunos quemadores de combustibles líquidos se utiliza el aire como fluido pulverizador para atomización del
combustible, presentándose en la práctica dos tipos de diseños que utilizan el aire para atomizar:

Quemadores de atomización con fluido auxiliar, que puede ser aire comprimido o vapor, para el caso de calderos.

Quemadores de atomización por aire a baja presión, en el cual todo el aire lo proporciona un ventilador que impulsa
el aire total de combustión

c. TIRO FORZADO:

En la mayoría de Calderos Pirotubulares y algunos tipo de hornos pequeños, el ventilador del quemador debe
proporcionar, además del aire de combustión y la energía para formación de llama, el impulso necesario para
empujar los gases circulantes hasta la base de la chimenea, a partir de la cual se combina este impulso con el tiro
natural creado por la chimenea, para eliminar los gases de combustión a la atmósfera