Anda di halaman 1dari 1

Áreas y vías que intervienen en el lenguaje oral

Integra desde la vía auditiva hasta la corteza primaria auditiva. La decodificación, el análisis
morfosintáctico y semántico y la expresión del lenguaje oral con la proyección por la vía
motora.

Esta figura muestra las áreas corticales del lenguaje oral e indica sus relaciones. Observen,
que la figura A (la de abajo)) muestra la cara externa del hemisferio cerebral izquierdo,
mientras que la B. la cara interna del hemisferio derecho.
La flecha que llega hasta el nº 1 es la vía auditiva.Con el N° 1 se marcan las áreas primarias de
proyección simple auditiva (Corteza Auditiva Primaria en circunvolución transversa de Heschl).
El área primaria, o plataforma de llegada de la vía proyecta hacia las áreas secundarias
(recordar que las áreas primarias sólo se conectan con las secundarias),en el lenguaje el área
secundaria está formada por el planum temporal y una pequeña porción de la cara externa de
la primera circunvolución temporal y constituyen lo que actualmente se llama área de
Wernicke. Esta en el hemisferio izquierdo es la encargada de la decodificación de las señales
auditivas, que reúnen los rasgos de fonemas o unidades distintivas mínimas del lenguaje.
Desde esta área secundaria parten fibras que se conectan con las áreas terciarias (giro
supramarginal y pliegue curvo, que también en el hemisferio izquierdo, tienen la función de
análisis morfosintáctico y semántico de los mensajes verbales). Las áreas secundarias y
terciarias están identificadas con el N° 2.
Observar que esta área terciaria establece conexión, mediante el fascículo arqueado o
arcuato, que son fibras de asociación largas, con la porción más anterior del área de Broca
(pars triangularis, identificada con el N° 3) para la formulación lingüística y la porción posterior
del área de Broca (pars opercularis, señalada con el N° 4) para la programación verbal. Esta
última, a su vez activa la porción más inferior de la circunvolución frontal ascendente, N° 5 que
“emite” las órdenes motoras a través del fascículo piramidal, haz geniculado, que son fibras de
proyección, que se dirigen hacia los núcleos de los pares craneanos que inervan los músculos
fono articulatorios.
La región prefrontal, N° 6 interviene en la recuperación lexical y adecuación del mensaje al
contenido semántico a través de su conexión con el área posterior de integración del lenguaje.
Las áreas motrices suplementarias de ambos hemisferios, N° 7 gobiernan la iniciativa verbal
activando el área prefrontal que, a su vez, activa la porción anterior de Broca para la
formulación.
El sistema límbico, N° 6 de ambos hemisferios tiene asignada la memoria verbal y la tonalidad
afectiva del lenguaje, mediante sus relaciones con las regiones perisilvianas y parietales del
hemisferio derecho, controla la prosodia.