Anda di halaman 1dari 11

UNIVERSIDAD ABIERTA PARA ADULTOS

ESCUELA DE PSICOLOGÍA
CARRERA DE:

PSICOLOGIA CLINICA

TEMA: TAREA I
___________________________________________________________________

PRESENTADO POR:

NICOLE OGANDO

_____________________________________________________________

MATRÍCULA:

12-0396
_______________________

ASIGNATURA:

INTRODUCCION A LA PSICOTERAPIA

_______________________________________________

FACILITADOR (A):

FRANCES ROULET
_______________________________________________

Santiago de los Caballeros


RepúblicaDominicana
Julio 2018
INTRODUCCIÓN

Cuando los ciclos circadianos se alteran y, de una u otra forma, el estrés, la presión, el
cansancio, la angustia, el miedo y/o la tristeza comienzan a “desconfigurarnos”. Hay
quienes recurren inmediatamente a los fármacos para poder continuar viviendo en el
mismo ritmo, pero logrando dormir, tolerando mejor las presiones, anestesiando la
angustia, etc. Pero, si bien los medicamentos pueden ayudar en algunos casos,
la medicalización de la vida cotidiana y el uso de psicofármacos sin un proceso
terapéutico asociado, se transforma en una forma de atacar los síntomas y no la base del
problema. Esto puede generar un bienestar relativo, que dure el período en que se toman
los medicamentos, con el riesgo de volver al mismo estado de insatisfacción, una vez
terminado el tratamiento.
La psicoterapia puede ser un camino de regreso hacia nosotros mismos y a la relación
real con los demás cuando no estamos siendo capaces de conducir nuestra vida de un
modo satisfactorio. Por tanto, si bien la psicoterapia es un buen camino para resolver
conflictos graves y recibir apoyo en caso de tener un trastorno específico, es también
una herramienta para las personas que transitan por períodos difíciles o de crisis
existencial.
La psicoterapia es el tratamiento que tiene como objetivo el cambio de pensamientos,
sentimientos y conductas.
Se lleva a cabo entre un profesional con la formación y las habilidades necesarias para
facilitar el cambio psicológico, y el paciente/cliente que requiere la ayuda para aliviar
los síntomas que le producen un grado de sufrimiento importante.
Luego de investigar y estar leyendo el texto básico y otras fuentes bibliográficas
realiza las siguientes actividades:
1. Elabora un Mapa Mental con las partes características de la Psicoterapia
con diversos enfoques.

2. Realiza un Ensayo Académico sobre los antecedentes de la Psicoterapia que


contenga los siguientes puntos:
2.a. ¿Cuándo inicio la Psicoterapia?
2.b. ¿Quiénes fueron los precursores de acuerdo con los enfoques?
2.c. ¿Cuáles son sus técnicas?
La psicoterapia ―de «psicología» (ciencia social que estudia los pensamientos, las
emociones y el comportamiento humano) y «terapia» (forma de intervención social que
busca la mejora de la salud del paciente, cliente o consultante que la solicita)― es un
tratamiento científico, de naturaleza psicológica que, a partir de manifestaciones
psíquicas o físicas del malestar humano, promueve el logro de cambios o
modificaciones en el comportamiento, la salud física y psíquica, la integración de la
identidad psicológica y el bienestar de las personas o grupos tales como la pareja o la
familia.
Se puede decir que la psicoterapia se ha practicado a través de las edades, ya que los
médicos, filósofos, practicantes espirituales y la gente en general usaban métodos
psicológicos para sanar a los demás.

El tratamiento de los problemas emocionales o psicológicos se puede remontar a la


antigüedad, los antiguos griegos fueron los primeros en identificar la enfermedad mental
como una condición médica. Aunque su comprensión de la naturaleza de la enfermedad
mental no siempre fue correcta (por ejemplo, creían que la histeria afectaba solo a las
mujeres debido a un útero errante), y sus tratamientos eran bastante inusuales.

El trabajo de Freud con pacientes neuróticos lo llevó a creer que la enfermedad mental
era el resultado de mantener pensamientos o recuerdos en el inconsciente. El
tratamiento, principalmente escuchar al paciente y proporcionar interpretaciones,
pondría estos recuerdos en primer plano y, por lo tanto, disminuiría los síntomas.

Alrededor de la década de 1950, el crecimiento de la psicología estadounidense condujo


a nuevas terapias más activas que involucraron el proceso psicoterapéutico. La práctica
de la psicología conductual tomó prestados principios de la psicología animal para tratar
problemas emocionales y de comportamiento, con los años, la terapia de
comportamiento se ha mejorado para incluir el énfasis en los pensamientos y
sentimientos de la persona.

El siguiente gran estilo de psicoterapia se desarrolló no como resultado de nuevas ideas,


sino debido a problemas económicos. Tradicionalmente, la psicoterapia era un progreso
largo, a menudo con años de tratamiento, a medida que se hizo más ampliamente
disponible, se hizo hincapié en una forma más breve de tratamiento. Esta tendencia fue
impulsada por la llegada de los planes de seguro de atención administrada y las
limitaciones a la cobertura para problemas de salud mental. Hoy en día, prácticamente
todas las modalidades terapéuticas ofrecen algún tipo de terapia breve diseñada para
ayudar a la persona a lidiar con problemas específicos.

La evolución de la psicoterapia ha transcurrido desligada del resto de la psicología. A


finales del siglo XIX y principios del XX, algunos psicólogos académico-
experimentales comienzan a interesarse por problemas sociales prácticos. Sin embargo,
en Alemania, Wundt (creador del primer laboratorio científico de psicología en 1879)
argumenta en contra de la aplicación de la psicología científica a la solución de
problemas prácticos propugnada por sus discípulos (Meumann, Münsterberg, Catell,
etc.) porque sería “precipitada” antes de una mayor fundamentación experimental y
teórica de la psicología “pura”. Hubo quien incluso radicalizó la postura de
Wundt: Titchener. Pero finalmente se impusieron tesis como las de Münsterberg,
quien afirmó que era importante desarrollar la “psicotecnia” como ciencia de la
aplicación práctica de la psicología científica.
Las principales escuelas en el mundo de la psicoterapia actual son las siguientes:

 Escuela cognitiva. De esta se desprenden diversos enfoques psicoterapéuticos,


entre los que destacan los siguientes:
 Terapia cognitivo-conductual (CBT, en inglés).
 Terapia de aceptación y compromiso (ACT).
 Terapia dialéctica-conductual (DBT).

 Escuela psicodinámica. De esta se desprenden diversos enfoques


psicoterapéuticos, entre los que destacan los siguientes:
 Psicoanálisis.
 Psicoanálisis lacaniano.
 Terapia psicoanalíticamente orientada.
 Terapia psicodinámica.

 Escuela sistémica. De esta se desprenden diversos enfoques psicoterapéuticos,


entre los que destacan los siguientes:
 Escuela estructural.
 Escuela estratrégica.
 Escuela de Milán.
 Escuela intergeneracional.
 Terapia centrada en soluciones.
 Terapia narrativa.

 Escuela humanista. De esta se desprenden diversos enfoques psicoterapéuticos,


entre los que destacan los siguientes:
 Psicoterapia humanista orientada en la persona o el cliente.
 Psicoterapia humanista.

A cada una de estas concepciones, para cada una de las escuelas o corrientes, se las
llama en conjunto «psicoterapia». Además, el término psicoterapia no presupone una
orientación o enfoque científico definido, siendo considerado denominativo de un
amplio dominio científico-profesional especializado, que se especifica en diversas
orientaciones teórico-prácticas.
Dentro de la psicoterapia existe una gran diversidad de corrientes, enfoques y conceptos
teóricos aplicados al ámbito psicoterapéutico, que dan origen a otras tantas maneras de
establecer este contexto de comunicación (llegando incluso a configurarse
distintos paradigmas).
Sin embargo, dos características que unifican a la psicoterapia son:

 El contacto directo y personal entre el psicoterapeuta y quien le consulta,


principalmente a través del diálogo.
 La calidad de «relación terapéutica» del contexto de comunicación, esto es, una
relación de ayuda destinada a generar un cambio en quien consulta.
Debido a la naturaleza de las comunicaciones que se establecen dentro de esta relación,
hay temas significativos de privacidad o confidencialidad de la información
intercambiada, que remite a consideraciones éticas para el ejercicio de la psicoterapia
(código deontológico). Por esto, la habilitación de quienes pueden ejercer la
psicoterapia requiere de un proceso de entrenamiento guiado por terapeutas que cuentan
con mayor tiempo de experiencia o estudios dentro del campo respectivo.
A principios del siglo XXI la relación entre el psicoterapeuta y el cliente comenzó a
efectuarse a través de internet generando una nueva modalidad de intervención
llamada ciberpsicoterapia.

Escuelas y enfoques
Las distintas corrientes psicoterapéuticas se han ido desarrollando hasta la actualidad en
la misma medida en que se han ido profundizando las líneas teóricas que las sustentan.
En cada una de ellas existen elementos comunes que estarán descritos de manera
explícita o que estarán implícitos en sus postulados iniciales. Estos pueden resumirse de
la siguiente manera:
Una cierta conceptualización del «comportamiento humano normal» o «sano».

 Una cierta conceptualización del «comportamiento humano no-normal».


 Una metodología específica para la generación de cambios.

Sin embargo, también es posible encontrar elementos diferenciadores entre una y otra
escuela de psicoterapia, que se corresponden con énfasis distintos en sus
conceptualizaciones iniciales, o lo que es lo mismo, diferencias de «concepción de
mundo» que afectan los roles de los implicados en el contexto psicoterapéutico.
Esta variedad de corrientes y escuelas tiene su origen en las distintas formas de
comprender la experiencia humana, la salud o enfermedad, metodología utilizada y,
muy especialmente, al contexto socio-histórico de donde fue creada. En este sentido,
algunas escuelas o grupo de escuelas suponen verdaderos paradigmas que no permiten
mezclar las unas con las otras fácilmente. Claro ejemplo de ello (salvo algunos intentos
históricos o prácticos), es la psicología conductual y el psicoanálisis de Freud, que
difieren tanto en sus postulados básicos que resultan inconciliables. Sin embargo,
actualmente existe terminología especializada que permite hablar del mismo fenómeno
desde distintas corrientes teóricas, alcanzando así ejes comunes que permiten dar
solidez al ejercicio de las psicoterapias.
Como la enumeración de diferenciaciones entre una y otra escuela de psicoterapia puede
llegar a ser demasiado extensa, resulta más clarificador centrarse en las características
de las grandes líneas de psicoterapia surgidas hasta hoy, y cómo estas se han ido
desarrollando hasta ahora.

 Líneas tradicionales:

 La línea psicoanalítica;
 La línea conductual y la cognitivo-conductual;
 La línea humanista.
 Líneas modernas:

 Línea construccionista
 Línea constructivista

Estas líneas o corrientes psicoterapéuticas siguen desarrollándose y definiéndose a partir


de sus avances teóricos y prácticos (es decir, desde la investigación, el desarrollo teórico
y la acumulación de datos clínicos). En realidad existe cierto salto entre la psicología
puramente teórica y la psicología clínica, en el sentido de que la mayoría de los
psicólogos clínicos suelen llevar a cabo determinadas prácticas que se encuentran
enmarcadas en cada orientación teórica.
Este hecho sucede porque, como es bien conocido con independencia de la corriente
psicoterapéutica, es la relación e interacción entre el psicoterapeuta y el «cliente» lo que
permite explicar una parte muy importante de los efectos de la terapia. Lo cual no
implica que la corriente teórica sea prescindible, sino que existe una reciprocidad entre
la práctica clínica y la corriente teórica de mutuo desarrollo. De hecho, no podría ser de
otro modo, ya que conforme se van haciendo explícitos los efectos que permiten
optimizar la psicoterapia, estos se irán incorporando a cada una de las corrientes teóricas
desde sus respectivos enfoques.
Más aún, hoy día es un momento especialmente importante, ya que los límites entre las
distintas corrientes teóricas psicoterapéuticas empiezan a diluirse y, de hecho, la
psicología clínica empieza a usar una serie de terminología que permite hablar de los
mismos fenómenos desde distintas posturas teóricas: por ejemplo, el insight,
la experiencia emocional correctiva o la transferencia. Son conceptos surgidos desde
una sola corriente que, al evidenciarse la existencia del fenómeno, se redefine
conceptualmente en cada perspectiva teórica.
Este movimiento integrador dentro de la psicoterapia pretende, más que generar
modelos teóricos nuevos, integrar tanto en el plano epistemológico, teórico y técnico
elementos de diferentes escuelas psicológicas. Esto puede llevarse a cabo desde distintas
concepciones: integrar teorías, eclecticismo técnico (usar las técnicas eficaces sin
atender a su origen teórico) o incluso seleccionar directamente qué perspectivas son
útiles para qué tipo de problemas o diagnósticos.
Lista de modalidades psicoterapéuticas y sus precursores

 Línea psicoanalítica o psicodinámica:


 Psicoanálisis (de Sigmund Freud, desde 1896).
 Psicoanálisis lacaniano (de Jacques Lacan, desde 1953).
 Psicoanálisis kleiniano (de Melanie Klein, desde 1920).
 Psicología analítica (de Carl Gustav Jung, desde 1913).
 Terapia adleriana (de Alfred Adler, desde 1911).
 Análisis modular transformacional (Hugo Bleichmar).
 Terapia psicodinámica.

 Línea conductual y cognitivo-conductual:


 Psicología conductista.
 Ingeniería del comportamiento.
 Modificación de conducta (de Kazdin, Lindsey).
 Terapia contextual (de Hayes, Kohlemberg).
 Análisis contingencial (de Ribes, Díaz-González).
 Terapia de la conducta (de Wolpe, Marks, Cautela, Yates, Arthur W.
Staats).
 Terapia cognitiva analítica.
 Terapia cognitiva-conductual o conductual-cognitiva.
 Terapia cognitiva (de Aaron Beck).
 Terapia racional emotiva conductual (de Albert Ellis).
 Medicina conductual y biorretroalimentación.
 Terapia cognitivista.

 Línea humanista-experiencial o existencial-fenomenológica:


 Psicología humanista (Maslow, desde los años sesenta).
 Terapia centrada en el cliente (de Carl Rogers).
 Terapia experiencial de Greenberg.
 Terapia experiencial de Gendlin (focusing).
 Logoterapia (de Viktor Frankl).
 Psicología transpersonal.
 Constructivismo (psicología).
 Respiración holotrópica (de StanislavGrof).
 Terapia gestáltica (de Fritz Perls).
 Terapia teórica gestalt (de Hans-Jürgen Walter).
 Análisis transaccional (Eric Berne).
 Terapia existencial (Irvin D. Yalom).
 Psicodrama (Jacob Levy Moreno).

 Línea construccionista y sistémica:


 Terapia familiar.
 Terapia familiar estructural (de Salvador Minuchin).
 Terapia breve centrada en soluciones (de Steve de Shazer e Insoo Kim
Berge).
 Psicoterapia breve estratégica (de Paul Watzlawick, Giorgio
Nardone, JayHaley. Grupo de Palo Alto).
 Terapia sistémica (de Mara SelviniPalazzoli, Luigi
Boscolo & Gianfranco Cecchin. Grupo de Milán).
 Constructivismo (psicología).

 Línea constructivista:
 Terapia cognitivo procesal sistémica (de Vittorio Guidano).
 Constructivismo (psicología).
 Psicología de los constructos personales (de George Kelly).

 Línea transpersonal:
 Respiración holotrópica (de StanislavGrof).
 Psicología integral (de Ken Wilber).
 Psicosíntesis (de Roberto Assagioli).
 Terapia enteogénica (de varios autores).

El objetivo de la psicoterapia depende de la valoración que se haga del paciente (o


cliente, o sujeto), tomando como referencia la disciplina psicológica de la que surge
dicha intervención, así podemos diferenciar:

 Terapia cognitiva: modificar los esquemas de pensamiento y los procesos con


los cuales el individuo se relaciona con ellos.
 Terapia de la conducta: modificar la funcionalidad de la conducta.
 Terapia cognitivo-conductual: Mezcla ambos planteamientos, ya que en sus
fundamentos no son del todo contradictorios y permiten complementarse.
 Modificación de conducta: De la perspectiva de conducta surge, por un lado,
la terapia de conducta aplicada al ámbito clínico y, por otro, la modificación de
conducta, como objetivo se centra en otros contextos además del clínico, pero
aplicando todos los conocimientos científicos, muy especialmente de la perspectiva
conductual. Por ejemplo, rediseñar el ambiente laboral para promoción de la salud o
prevención.
 Terapia humanista: Conseguir un «ajuste creativo» en la interacción entre la
persona y el resto del mundo, centrándose en la experiencia.
CONCLUSIÓN

La psicoterapia es el uso de métodos psicológicos, particularmente cuando se basan en


una interacción personal regular, para ayudar a una persona a cambiar y superar los
problemas de la forma deseada, tiene como objetivo mejorar el bienestar y la salud
mental de un individuo, para resolver o mitigar comportamientos, creencias,
compulsiones, pensamientos o emociones problemáticos, y para mejorar las relaciones y
las habilidades sociales.

Existen más de mil técnicas diferentes de psicoterapia, algunas de las cuales son
variaciones menores, mientras que otras se basan en concepciones muy diferentes de la
psicología, la ética o las técnicas. La mayoría involucra sesiones uno a uno, entre el
cliente y el terapeuta, pero algunas se llevan a cabo con grupos, incluidas las familias.

Los psicoterapeutas pueden ser profesionales de la salud mental, como psiquiatras,


psicólogos, trabajadores sociales clínicos, terapeutas matrimoniales y familiares o
consejeros profesionales, pueden provenir de una variedad de otros antecedentes, y
dependiendo de la jurisdicción pueden estar legalmente regulados, voluntariamente
regulados o no regulados.

Una teoría de la psicoterapia actúa como una hoja de ruta para los psicólogos: los guía a
través del proceso de comprensión de los clientes y sus problemas y el desarrollo de
soluciones.