Anda di halaman 1dari 4

Liceo Octavio Palma Pérez Electivo de Célula, Genoma y Medio Ambiente

Arica-Chile 4° medio

“Diabetes Mellitus”

La diabetes mellitus es una enfermedad o patología crónica que consiste en la concentración


elevada de glucosa en la sangre, también denominada como hiperglicemia. Provocada por el
déficit de la producción de insulina en el páncreas, la cual es quien facilita el almacenamiento
de la glucosa e impide el correcto metabolismo de esta.

Esta enfermedad no tiene distinción en la edad de la persona, es decir, puede afectar tanto a
niños, adolescentes, adultos o personas de la tercera edad. Debido a que se clasifica en dos
tipos: el tipo 1 afecta a los menores de 20 y el tipo 2 afecta mayores de 40 e individuos
obesos

En Chile, esta epidemia se ha transformado en una situación crítica de Salud Pública con una
prevalencia del 10% de la población con diabetes; esto se traduce en que hoy 1 de cada 10
chilenos y chilenas padece esta enfermedad.

Según los resultados de la Encuesta Nacional de Salud 2003 y 2009-10, respectivamente. La


obesidad en los niños y niñas ha crecido rápidamente. Se estima que 1 de cada 4 niñ@s tienen
obesidad, lo que aumenta en 7 veces su riesgo de tener diabetes.

La Encuesta Nacional de Consumo Alimentario 2010 muestra que 95% de la población


necesita cambios importantes en su dieta y que la población infantil y joven tiene el mayor
consumo de azúcares y cereales procesados, como galletas dulces, bebidas y refrescos
azucarados.

Integrantes: - Alexandra Challapa - Javiera Querquezana – Camila Colque Página 1


Liceo Octavio Palma Pérez Electivo de Célula, Genoma y Medio Ambiente
Arica-Chile 4° medio

Fisiopatología:

La diabetes se divide en dos tipos principales, las cuales son:

Diabetes tipo 1: Es una enfermedad que consiste en la destrucción de las células betas que se
encuentran en el páncreas por una reacción auto inmune, es decir, nuestro organismo crea
anticuerpos contra sus propias células. Como consecuencia el páncreas deja de producir
insulina o no produce la suficiente insulina por sí solo. Se desarrolla con mayor frecuencia
en las personas menores de 20 años. Otro término utilizado previamente para la diabetes tipo
1 es diabetes mellitus insulinodependiente (DMID) de comienzo juvenil.

Diabetes tipo 2: Es el tipo de diabetes más común, consiste en que el páncreas aún fabrica su
propia insulina, pero en cantidades insuficientes o esta no se utiliza de manera eficaz en
nuestro organismo, ya que las células blanco se hacen menos sensibles al efecto de la insulina,
por lo cual no se puede transferir la glucosa a las células del cuerpo como lo realiza
normalmente un organismo. Se presenta con mayor frecuencia en personas con mayores de
40 años y/o con sobrepeso. Otros términos utilizados previamente para la diabetes tipo 2 son
la diabetes del adulto y diabetes mellitus no insulino-dependiente (DMNID).

Los síntomas más frecuentes de la diabetes mellitus no tratada son el aumento del hambre,
de la sed y de la necesidad de orinar (polifagia, polidipsia y poliuria). Asimismo, suelen darse
pérdida de peso y altas concentraciones de glucosa en orina (glucosuria). También es
relativamente habitual que se produzcan fatiga, dolores de cabeza, náuseas y vómitos,
picores, cicatrización inadecuada, dolor abdominal y visión borrosa. Siendo otro factor
importante el estrés que agrava los síntomas y los signos de la diabetes mellitus porque libera
hormonas que aumentan el nivel de glucosa en sangre.

La persona que porta la diabetes mellitus y, no la trata adecuadamente, trae consigo


consecuencias tales como, enfermedades cardiacas, cerebrovasculares, enfermedades en la
arteria coronaria, presión arterial alta, infecciones de la piel, gangrena.

Integrantes: - Alexandra Challapa - Javiera Querquezana – Camila Colque Página 2


Liceo Octavio Palma Pérez Electivo de Célula, Genoma y Medio Ambiente
Arica-Chile 4° medio

Terapia Génica
Esta patología se puede tratar a través de métodos convencionales tales como:
la terapia con insulina y la dieta, sin embargo, en los últimos años los investigadores han
descubierto a través de experimentos, la terapia génica. Un nuevo método que consistía en la
transferencia de genes específicos para inducir a otras células pancreáticas a producir insulina
a largo plazo. Esta se clasifica en dos tipos: La terapia génica in vitro que es más desarrollada,
consiste en extraer las células defectuosas del paciente, cultivarlas, modificarlas
genéticamente en el laboratorio, y finalmente trasplantarlas al paciente.

La terapia génica in vivo consiste en introducir los genes terapéuticos directamente en las
células defectuosas, a pesar de ser la técnica más rápida, es la que presenta mayores
complicaciones, debido a la potencialidad de generar tumores y la dificultad de mantener la
información genética a través del tiempo.

A partir de experimentos, se han desarrollado distintas estrategias adaptadas a las necesidades


de los pacientes con diabetes tipo 1 o 2.

Experimentos donde investigadores usaron un vector vírico para suministrar al páncreas del
ratón dos proteínas, Pdx1 y MafA, que reprogramaron muchas células alfa convirtiéndolas
en células beta funcionales productoras de insulina (alfa y beta son células endocrinas que
coexisten en el páncreas), estas al ser distintas de las betas, no son atacadas por el sistema
inmunitario. Consiguiendo restaurar los niveles normales de glucosa en sangre en los ratones
diabéticos durante un periodo de tiempo largo. Esta nueva técnica genética puede ayudar a
pacientes de tipo 1.

Además, un equipo de investigadores ha conseguido curar la obesidad y la diabetes tipo 2 en


ratones mediante terapia génica, introduciendo un virus modificado (AVV) que transporta el
gen FGF21 lo que permite la manipulación genética del hígado, del tejido adiposo o del
músculo esquelético, y al inducir su producción se ha comprobado que el animal reduce su
peso y la resistencia a la insulina.

Integrantes: - Alexandra Challapa - Javiera Querquezana – Camila Colque Página 3


Liceo Octavio Palma Pérez Electivo de Célula, Genoma y Medio Ambiente
Arica-Chile 4° medio

Conclusión

La terapia convencional, que posee la existencia de fármacos que tratan ya la enfermedad


con satisfactorio grado de eficacia, es necesario que la terapia génica vaya más allá y funcione
aún mejor. Al parecer esto se está convirtiendo poco a poco en una realidad, La terapia génica
se muestra como una gran alternativa porque a través de experimentos y tratamientos en
ratones, se logra contrarrestar la obesidad y la resistencia a la insulina, esta no solo podría
proporcionar una cura para la diabetes tipo 1, sino que también podría eliminar la necesidad
de terapia insulínica en pacientes de diabetes tipo 2. Siendo una técnica más eficaz y rápida.

A pesar de lo dicho anteriormente en la actualidad la terapia génica aún no ha sido tratada en


humanos, pero el siguiente paso es probar esta terapia con animales más grandes y luego, si
funciona correctamente, comenzar los ensayos clínicos con pacientes.

Referencias Bibliográficas:

http://www.novonordisk.cl/patients/diabetes-care/three-main-types-of-diabetes.html

http://m.elsevier.es/es-revista-offarm-4-articulo-terapia-genica-curar-diabetes-13046057

https://www.diabetesmellitus.mx/tratamiento-medico-convencional-la-diabetes/

https://viviendolasalud.com/enfermedades/diabetes-mellitus

http://www.minsal.cl/dia-mundial-de-la-diabetes/

https://noticiasdelaciencia.com/art/26949/posible-nueva-terapia-genetica-para-la-diabetes-tipo-1

Integrantes: - Alexandra Challapa - Javiera Querquezana – Camila Colque Página 4