Anda di halaman 1dari 2

En el marco de la toma de la Facultad de Filosofía y Letras, desde

Revocables... repudiamos la propuesta del Grupo Póiesis de


convocar a una reunión extraordinaria de la Junta Departamental de
Filosofía. Las razones que sustentan nuestro repudio son:

1) El orden del día propuesto («Prórroga de las fechas de recepción de


ponencias para las Jornadas de Adscriptos» y «Tratamiento en particular de
la reglamentación de la recientemente creada Revista digital del
Departamento de Filosofía, propuesta por Grupo Póiesis») no sólo no tiene
relación directa relevante con la resolución del conflicto que
atraviesa la Facultad, sino que exhibe el oportunismo electoralista
imperante de una agrupación que sólo trabaja para ganar votos y
obtener beneficios particulares para sus miembros (ver boletines
Revocables…). Oportunismo que han exhibido también durante el actual
conflicto: han votado a favor de la toma en un principio, luego llamaron a
bajar la toma tratando de acumular voluntades -y futuros votos- entre
muchos compañeros que legítimamente apoyaban los reclamos pero creían
que la toma no era el mejor camino (ver el mensaje publicado el 28/09/2010
en http://grupopoiesis.wordpress.com/), y luego volviendo a votar la toma
en asamblea. Estas actitudes no responden más que a los mezquinos y
reaccionarios intereses que ese grupo siempre procuró cuidar.

2) Se propone decidir las condiciones de dicha reunión de forma


bilateral entre algunos miembros de la Junta, sugiriendo vulnerar
las condiciones que garanticen mínimamente el carácter público de
dicha reunión. Citamos el mail del 29/09/2010, firmado por el Director
Alejandro Cassini, a instancias del pedido de Póiesis: «En caso de que la
toma de la Facultad persista, convocaré a una reunión extraordinaria, en
fecha, horario y lugar que deberemos acordar. Sin duda, la situación general
es completamente anómala, y personalmente no creo que en este momento
estén dadas las condiciones como para celebrar una reunión de la Junta
Departamental en el edificio de la Facultad.»

3) El Grupo Póiesis miente (como en otras ocasiones: ver boletines


Revocables…) al afirmar (en mail del 29/09/2010, firmado por el
representante Federico Uicich) que «todos los actores de esta Junta se
han proclamado públicamente en contra de la toma». Miente
doblemente: en tanto excluye a la minoría estudiantil, que jamás se
ha proclamado públicamente en contra de la toma. Esta nueva
mentira de el Grupo Póiesis no nos sorprende a quienes hemos visto el
oportunismo que han tenido a lo largo del conflicto desatado en nuestra
Facultad. Y miente en tanto la metodología que funda la
organización de Revocables… (democracia directa y delegados
revocables), es de hecho un apoyo implícito y explícito, político y
filosófico, al proceso asambleario en el que se han postulado y
debatido unos fines (como la construcción de un nuevo edificio bajo
ciertas condiciones) y se han decidido y sostenido unos medios (como
la toma, las clases públicas y la autogestión de las materias abandonadas
por sus docentes a cargo). Porque desde Revocables… afirmamos, en
la teoría y en la práctica, que la democracia consiste en la
autoinstitución, crítica y permanente, de las relaciones sociales,
autoinstitución abierta a su propia historicidad-transitoriedad-
caducidad. Y que esto significa que la democracia así entendida es
irreductible tanto al procedimiento estadístico del voto como a la
excepcionalidad esporádica del conflicto.