Anda di halaman 1dari 2

Te proponemos revisar el cancionero con el que cuentas, tanto el de tu propia memoria

como el de discos y libros. En un documento de Word, responde a las siguientes preguntas:

• ¿Qué canciones, rondas o retahílas conoces?, ¿cuáles juegas con tus niños?

Respuesta:
AL OLIVO, AL OLIVO LOS COCHINITOS DORMILONES
AL PASAR LA BARCA LOS DEDITOS
ANTÓN PIRULERO LOS GATITOS
ARROZ CON LECHE LOS POLLITOS
EL BARQUITO CHIQUITITO MAMÁ SI ME DEJAS IR
EL BURRO ENFERMO MAMBRÚ
LOS CAMINITOS MI CUERPO
CANCIÓN DE LA VACUNA MIAU, MIAU
LA GALLINA TURULECA LA VACA LOLA

Yo tengo grabada la melodía de todas estas canciones y entre otras, pero las que más se
saben y les gusta bailar es la gallina turuleca, los deditos, la vaca lola. Estas son las que más
me piden que se las ponga, ellos bailan y brincan al sonido de la canción, me gusta estas
canciones porque tienen una letra muy bonita además porque algunas son canciones de
granja y permiten a los más pequeñitos aprenderse los nombres de los animales.

¿Qué canciones de esas que conoces pueden enriquecerse con algunos de los
elementos de la “caja de Pandora”?

Respuesta:
Por ejemplo las canciones que anteriormente menciones se pueden enriquecer con
Penachos, útiles para jugar a la lluvia, hacer aguaceros, realizar el juego del pintor con
nociones espaciales como arriba, abajo, adelante, atrás;
Cintas, para hacer seguimiento de estímulo visual y táctil en los bebés, movimientos
gruesos como gusanitos que se arrastran, lanzamientos, juegos imaginarios: cañas de
pescar, látigos para espantar animales en la selva, humo del tren;
Caballitos de palo: ideales para pasear a caballo, marcar pulso, velocidad, acento ritmo,
correr, realizar danzas.

• Arma tú propia “caja de Pandora”, ¿Qué cosas vas a poner?

Respuesta:
Caja de pandora:
En esta caja de pandora, los niños tendrán mucha alegría y fortaleza para salir adelante ante
cualquier dificultad, habrá mucha música y amigos para que puedan disfrutar cada momento
que compartan en el juego, en mi cajita encontraran un lugar de mucha ternura y amor, para
que si tienen algún espacio yo pueda llenarlo con mucho amor.