Anda di halaman 1dari 8

I.

POBREZA EXTREMA EN AYACUCHO

1.1. Enunciado de pobreza extrema

La pobreza es definida como “la incapacidad para alcanzar un nivel de vida mínimo”

(Banco Mundial, 1990, p. 26-27).

El Banco Mundial establece un nivel “basado en el consumo” que consta de dos

elementos. Por un lado, “el gasto necesario para acceder a un estándar mínimo de

nutrición y otras necesidades muy básicas”; por el otro, “una cantidad que varía de

un país a otro y que refleja el costo que tiene la participación en la vida diaria de las

sociedades” (Banco Mundial, 1990, p. 26).

El primero de estos dos elementos es “relativamente sencillo” porque puede ser

calculado “observando los precios de los alimentos que constituyen las dietas de los

pobres”. Sin embargo, el segundo elemento es “mucho más subjetivo; en algunos

países, la instalación de cañerías en las viviendas del hogar es un lujo, pero en otros

es una ‘necesidad. (Banco Mundial, 1990, p. 26-27).

Con fines operativos, el segundo elemento se dejó de lado y el primero se valoró

como Paridad de Poder Adquisitivo (PPA) –370 dólares anuales por persona, para

todos los países en desarrollo más pobres–. Aquellos con ingreso per cápita menor a

370 dólares fueron considerados “pobres”, mientras que aquellos con menos de 275

dólares al año eran “extremadamente pobres”. (Banco Mundial, 1990, P. 29-30).

1.2. Enunciado de la pobreza extrema en Ayacucho


1.2.1. En el primer nivel con incidencia de pobreza más alta que fluctúa

entre 43,1% y 52,0%, se encuentra el departamento de Cajamarca.

1.2.2. En el segundo grupo con tasas de pobreza que se ubican entre

33,3% y 36,8% están ocho departamentos: Amazonas, Apurímac,

Ayacucho, Huancavelica, Huánuco, Loreto, Pasco y Puno.

1.2.3. El tercer grupo de departamentos con incidencia de pobreza entre

23,0% y 26,2% se encuentran seis departamentos: Áncash, Cusco,

Junín, La Libertad, Piura y San Martín.

1.2.4. En el cuarto grupo con tasas de pobreza que se ubican entre 12,1% y

14,6% se encuentran los departamentos de: Arequipa, Lambayeque,

Moquegua, Provincia Constitucional del Callao, Provincia de Lima,

Región Lima, Tacna, Tumbes y Ucayali.

1.2.5. En el último grupo con las tasas de pobreza más baja de 2,1% y

4,8%, se encuentran Ica y Madre de Dios. Según, (INEI, 2017, p.45).

Ayacucho cuenta con 11 provincias y 112 distritos. La ciudad de Ayacucho es el

principal centro urbano que atrae a los pobladores de la parte centro y norte de la

región, el departamento de Ayacucho cuenta con un PBI Per cápita de s/

87.636.93 nuevo sol. (Suarez, 2009, p.15).

La tasa de pobreza se elevó un punto porcentual el año pasado, al pasar del 20,7%

al 21,7% de la población. Así, 375.000 peruanos dejaron de ubicarse en la clase

media para caer en situación de pobreza, donde ahora hay 6’906.000 personas.

(INEI, 2018, p.30).

1.3. Especialistas dieron a conocer sus respectivos análisis;

1.3.1. Según La jefa territorial del INEI Ayacucho, Jeyni Guillén Vilca,

las cifras de endeudamiento de la población se ha incrementado en


comparación a años anteriores. “Según las últimas encuestas, hemos

percibido que la población está accediendo a créditos financieros, sin

previa evaluación. Hemos llegado a un círculo vicioso, de prestarnos

dinero para cubrir una deuda y acceder a cosas superficiales, sin

importar los servicios básicos”. También, remarcó que la deficiencia

en los sectores educativos y de salud, ha ocasionado que las personas

accedan a servicios privados. Finalmente, señaló que la población

gasta primordialmente en alimentación, pero los índices de

desnutrición, anemia y otras enfermedades no se han reducido

mucho, lo que significa que el tipo de alimentación en las personas,

no seriamente es de calidad.

1.3.2. De acuerdo Jorge González Izquierdo, hay un problema de

paralización de proyectos y de desembolso adecuado de recursos.

Puesto que las jurisdicciones donde se observan los mayores

indicadores de pobreza son, paradójicamente, las que menos están

invirtiendo en proyectos sociales. “En general, se observa que los

gobiernos municipales y regionales tienen problemas con el gasto,

porque hay un exceso de tramitología y permisología. Además, les

faltan cuadros técnicos que sepan gastar”. Otro punto que se debe

considerar, es la corrupción, que genera que el dinero no se invierta

en lo que se necesita, pero sí en los intereses de algunas autoridades.

1.3.3. Para el Gerente General de la Cámara de Comercio, Industria y

Turismo de Ayacucho (Ccita), Iber Quispe, señaló que el incremento

de pobreza se debe a que los gobiernos locales y regionales, no están

poniendo énfasis a proyectos sociales en la región. “El problema de

la pobreza es un tema que implica a toda la población y autoridades


regionales y locales. Si bien, la población, es responsable de manejar

mejor sus recursos e ingresos económicos, los gobiernos deben

mejorar el acceso a proyectos y programas sociales que han dejado

de lado por obras de construcción que en muchos casos se han

paralizado”, precisó. El desarrollo de la inversión económica e

ingreso de empresas privadas a la región puede mejorar el panorama

local, sin embargo, la creación de supermercados y tiendas

comerciales con acceso a créditos podría incrementar la pobreza en

la región.

1.3.4. Para El sociólogo, Sergio Canchari Castillo, la incidencia de pobreza

en Ayacucho, se debe a la falta de una cultura de gasto y el

incremento del consumismo, en la población. “Las cifras que ha

difundido el INEI, nos lleva a ser una reflexión sobre la situación

que estamos atravesando. A pesar que la inversión y desarrollo

económico, en la región, ha crecido, la población no puede cubrir los

gastos básicos de consumo, y no por falta de ingresos económicos,

sino por falta de cultura de gasto, es decir, que hay preferencia en

adquirir productos y artículos de ‘moda’ que invertir en salud,

educación o alimentación de calidad”, comentó. Esto se refleja en las

cifras que revelan que el 71.1% de la población pobre tiene acceso a

servicios de telefonía móvil, sin embargo, solo el 63. 5% accede al

Seguro Integral de Salud (SIS) y el 68% cuenta son servicio de agua

potable.

El acceso a los créditos y préstamos ha ocasionado que las personas adquieran

deudas por cualquier situación y sin previa información de la consecuencias a


futuro, que incluso podrían incrementar la pobreza y llegar a poner en crisis

económica a las empresas financieras, debido a que la población, no podrá pagar

la deuda y se podría generar pérdidas en las propiedades.

1.3.5. Para El presidente de la Junta de Fiscales de Ayacucho, Javier

Anaya Cárdenas, el incremento de los índices de la pobreza en el

país, es el reflejo de la incidencia de los casos de corrupción de

funcionarios y servidores públicos. Ayacucho estuvo entre las

regiones con mayor porcentaje de pobreza y según los resultados de

la última encuesta del Instituto Nacional de Estadística e Informática

(INEI) las cifras aumentaron en los últimos años y paralelamente es

una de las regiones con más autoridades procesadas por corrupción.

Anaya Cárdenas precisó que la pobreza es consecuencia de la

pérdida económica por los delitos de corrupción. Además con la

corrupción se desvían ingentes recursos públicos y un porcentaje

importante del Presupuesto Bruto Interno (PBI) los cuales deberían

destinarse a mejorar las condiciones básicas de salubridad,

educación y servicios de la colectividad. “La corrupción genera

perjuicio al desarrollo del país porque se desvían los presupuestos de

los gobiernos que deberían ser destinados a mejorar la calidad de

vida de los ciudadanos, mejorando los servicios básicos, a más

corrupción, más pobreza”, precisó. La corrupción se encuentra en

todo nivel, desde los gobiernos locales, regionales y el nacional. El

presidente de la Junta de Fiscales acotó que es el principal causante

del retraso del desarrollo de la región, problema que es una tarea de

mediano y largo plazo de las instancias que administran justicia. En


su lucha contra estos delitos, el Ministerio Público logró un

aproximado de 300 sentencias condenatorias contra autoridades y

servidores de los gobiernos regionales y locales desde el 2011 hasta

el primer trimestre del año.

1.3.6. Según, el coordinador de la Mesa de Concertación de Lucha Contra

la Pobreza, Omar Rosel, refirió que los niveles de pobreza que

reporta Perú Cámaras, se centra en la variable ingreso económico de

cada poblador; que refleja el avance de la región no es tan

significativo porque está en cuarto puesto entre las ocho regiones del

centro del país, con 35.6%, que refiere que de cada 100 pobladores

37 están dentro de la línea de pobreza. Agregó que esta realidad

refleja que las políticas públicas, programas y proyectos de las

instancias gubernamentales del nivel local y regional no están

adecuadamente perfilados para reducir este indicador, porque

Ayacucho recibe poco más de 3 mil millones de soles por año de los

diversos niveles de gobierno, pero que en esa medida no se registre

una reducción considerable de las cifras de pobreza monetaria.

Resaltó que hay deficiencias de la forma de gobernar y las

prioridades de atención que las autoridades siguen a nivel de toda la

región. “Si bien la investigación de Perú Cámaras nos muestra una

realidad a partir de los ingresos económicos, deberíamos también

analizar el índice de pobreza multidimensional, dado a conocer en

octubre pasado por la ONU, que indica que en el Perú poco más de 4

millones de personas viven en pobreza dimensional, que carecen de

acceso a servicios de salud, educación y estándares de vida. Y lo que

llama la atención es que los candidatos a la región ni siquiera vean


por asomo esta realidad y estas cifras, porque sus propuestas n están

reflejando adecuadamente las necesidades que se requiere resolver

con urgencia en Ayacucho”

II. Tasa de Analfabetismo

2.1.La tasa más alta de analfabetismo en el área rural se encuentra en las

provincias de Vilcas Huamán (30,4%), Cangallo (29,9%) y Víctor Fajardo

(29,7%), mientras que las provincias con menor tasa de analfabetismo son

Lucanas (18,7%) y Paucar del Sara Sara (21,6%) Por otro lado, en el área

urbana las tasas más altas de analfabetismo se encuentran en las provincias

de Cangallo (20,9%), Víctor Fajardo (20,1%), y La Mar (19,0%), y las

provincias con menor tasa son Huamanga (7,6%), y Parinacochas (10,3%).

Huamanga presenta la menor tasa de analfabetismo con 12,7%, sin embargo,

en el área rural el porcentaje de analfabetos es de 28,3%. (INEI, 2017, p.70).