Anda di halaman 1dari 4

EDUCACIÓN ESPECIAL

“La Educación Especial es un continuo de prestaciones educativas, constituido


por un conjunto de servicios, técnicas, estrategias, conocimientos y recursos
pedagógicos, destinados a asegurar un proceso educativo integral, flexible y
dinámico a personas con necesidades educativas especiales, temporales o
permanentes, brindado a través de organizaciones específicas y apoyos
diversificados.

La educación especial tiene como objetivos:


 Atención de personas con NEE.
 Formación individualizada, normalizadora e integradora.
 Desarrollo integral de la persona y de una capacitación laboral.

¿QUÉ ENTENDEMOS POR NECESIDADES EDUCATIVAS ESPECIALES?

Las Necesidades Educativas Especiales asociadas a discapacidad (en adelante, NEE


asociadas a discapacidad) son aquellas dificultades generadas por la propia
condición de discapacidad del estudiante que, en comparación con los demás
estudiantes de la misma edad, tiene para acceder a los aprendizajes propuestos por el
Diseño Curricular Nacional – DCN.

Con el concepto de NECESIDADES EDUCATIVAS ESPECIALES se pretende eliminar


etiquetas diagnósticas en el ámbito escolar, porque no son útiles puesto que tiene más
sentido hablar de las necesidades que ese alumno tiene para seguir su escolarización.
La atención se desplaza del alumno como paciente o portador de algún trastorno,
deficiencia o factor obstaculizador del aprendizaje hacia la interacción educativa
(capacidades-experiencias de aprendizaje).

Esta denominación busca promover un enfoque en el que se acentúen sus


necesidades pedagógicas y los recursos que se han de proporcionar, en lugar de
realizar categorías diagnósticas por el tipo de discapacidad que presentan, si bien no
se deben obviar estos aspectos en la evaluación e intervención de necesidades
individuales.

La Ley General de Educación Ley N° 28044 señala que los estudiantes con
discapacidad leve y moderada tienen derecho a recibir educación en las escuelas
regulares.
Las adaptaciones para los estudiantes con NEE asociadas a discapacidad pueden ser
de dos tipos: acomodaciones o modificaciones.

EL MODELO TRADICIONAL:

Reconocía como causa de la dificultad de aprendizaje al alumno, razón por la cual la


evaluación y el tratamiento; se centraban en él.
El diagnóstico debía ser realizado por especialistas médicos, psicólogos, etc. Con el
objeto de conocer el grado del déficit y su etiología. Por esta razón se llevaba a cabo
fuera del contexto del aula, en el gabinete en situación artificial de prueba.

La enseñanza se dirigía a categorías de alumnos con determinadas características


promedio, para los cuales se empleaban estrategias de enseñanza similares. La
respuesta educativa consistía en diseños curriculares significativamente diferentes a
los del resto de los alumnos, con objetivos y contenidos diferentes, brindados en
contextos educativos diferentes. Considera no sólo la causa interna de los problemas
de aprendizaje sino su origen interactivo (alumno-entorno o situación de aprendizaje).

La evaluación no se centra en el alumno, sino que incluye el contexto y la situación de


aprendizaje y se realiza, generalmente, en situaciones naturales de aprendizaje, en el
aula, el recreo, el comedor, la lección paseo, etc.

EL NUEVO PARADIGMA:

La enseñanza se dirige a la atención de las Necesidades Educativas Especiales de


ese alumno concreto (en el que interactúan y se intermodifican simultáneamente
multiplicidad de factores) haciendo variar continuamente dichas necesidades
educativas.

La respuesta educativa ya no consiste en un diseño curricular diferente o en un


Programa de Desarrollo Individual, sino en el currículum común con adaptaciones
curriculares o diversificaciones. La responsabilidad de todo el proceso de evaluación,
construcción de adaptaciones curriculares, selección de apoyos y / o ayudas y
seguimiento pasa a ser compartida por todos los integrantes del Equipo
Transdisciplinario.

Podemos afirmar que en la posibilidad de brindar una respuesta a la NECESIDAD


EDUCATIVA de cada persona surge el concepto de diversidad que se sustenta en la
aceptación y el respeto de las diferencias individuales como condición inherente a la
naturaleza humana, la atención de la diversidad implica:
 La aceptación de la existencia de diferentes historias de vida y de diferentes
contextos de vida.
 El reconocimiento de diferentes motivaciones, intereses, actitudes y
expectativas frente al objeto de conocimiento.
 La toma de conciencia de la existencia de diferentes puntos de partida en la
construcción de los aprendizajes debido a actitudes, conocimientos e ideas
previas propias de cada alumno.
 La admisión de la presencia de diferentes estilos, ritmos, competencias
curriculares y contextos de aprendizaje dentro de una misma aula.

El desafío educativo del Siglo XXI consiste en brindar respuestas que garanticen la
ATENCION A LA DIVERSIDAD y, a su vez, se basen en el respeto del:
 PRINCIPIO DE IGUALDAD por el cual se deben ofrecer las mismas
oportunidades a todos.
 PRINCIPIO DE EQUIDAD que reconoce que cada persona tiene sus
necesidades y el derecho a que se respeten sus características personales.

LÍNEAS ESTRATÉGICAS DE ACCIÓN

1. Ampliación de cobertura y mejoramiento de la calidad educativa


 Establecimiento de más aulas especiales en centros educativos
regulares o nuevas escuelas de Educación Especial en áreas
geográficas priorizada.
 Facilidades de accesibilidad universal y programas de becas para la
atención de población con necesidades educativas especiales con o
sin discapacidad.
 Desarrollar los procesos y las adecuaciones para la evaluación
diagnóstica, formativa y del desempeño de los alumnos para su
promoción y acreditación de acuerdo con la edad.
2. Formación, capacitación y perfeccionamiento docente
 Incluir la temática vinculada a la atención de necesidades educativas
especiales en la formación docente inicial.
 Crear reconocimiento para los docentes que participen en procesos
inclusivos
3. Participación comunitaria y gestión
 Desarrollar programas de capacitación continua a padres y madres de
familia y a la comunidad
 Fortalecer la organización y participación comunitaria a favor de la
población con discapacidad.
 Aplicar la Estrategia de Rehabilitación Basada en la Comunidad.
4. Sensibilización
 Diseñar un plan de sensibilización dirigido a la población regular en
todos los niveles educativos sobre el concepto de inclusión y la
convivencia en armonía.
 Impulsar programas de información y capacitación acerca de
discapacidad y necesidades educativas especiales dirigidas a
comunicadores sociales.
5. Evaluación
 El Ministerio de Educación conformará los equipos de trabajo para la
periódica evaluación de la ejecución de esta política, con participación
de representantes de las organizaciones de población con necesidades
educativas especiales, con y sin discapacidad.