Anda di halaman 1dari 3

CRISIS DE ANGUSTIA

ETIOLOGIA

Abundan las teorías o hipótesis psicogenéticas en relación al TAG. El psicoanálisis conceptúa la


ansiedad, como el síntoma neurótico nuclear, expresión de conflictos intrapsíquicos no resueltos o
de represión sexual (Freud); de agudos sentimientos de inferioridad (Adler); de inseguridad
(Horney) o expresión de cogniciones no verbales (Jung). En la vertiente conductual, la ansiedad
reflejaría la imposibilidad de evitar un estímulo estresante (Mowrer) o una cognición defectuosa
(Beck). La corriente existencialista conceptúa la ansiedad como respuesta a amenazas al sistema
de valores del individuo (May).

PANICO Ansiedad de separación en la infancia, pérdida súbita de apoyos sociales o de relaciones


interpersonales importantes parecen ser factores predisponentes significativos. La coincidencia de
TP con PVM apunta a cierta vulnerabilidad neurofisiológica, posiblemente autonómica. Se ha
postulado cierta carga genética en base a estudios familiares y con gemelos univitelinos. En el
plano experimental se conoce la inducción de típicos ataques de pánico en 80% de pacientes con
diagnóstico de TP, mediante la infusión endovenosa de lactato de sodio, respuesta que ocurre sólo
raramente en sujetos fóbicos, con TEPT y en individuos normales.

EPIDEMIOLOGIA

La edad de comienzo de los desórdenes de pánico es entre los 10 y 30 años, siendo más frecuente
entre los 25 a 45 años. La primera crisis de pánico ocurre antes de los 20 años en un 20 % a 40% de
los sujetos

La prevalencia: Crisis de angustia 3 – 5,6% Trastorno de angustia 1,5 – 5%

SINTOMAS
PRONOSTICO

En cuanto a la sintomatología, y a largo plazo:

- 30 – 40% quedan asintomáticos

- 50% síntomas leves

- 10 – 20% síntomas graves

Un buen pronóstico viene marcado por:

- buen funcionamiento premórbido

- breve duración de los síntomas

TRATAMIENTO

Fármacos

• Antidepresivos: las distintas clases (ISRS, inhibidores de la recaptación de serotonina-


noradrenalina [IRSN], moduladores de la serotonina, tricíclicos e inhibidores de la monoamina
oxidasa [IMAO]) tienen una eficacia similar. Sin embargo, los ISRS y los IRSN ofrecen una ventaja
potencial de menos efectos adversos en comparación con otros antidepresivos.

• Benzodiazepinas: estos ansiolíticos (ver Benzodiazepinas) actúan más rápidamente que los
antidepresivos, pero tienen más probabilidad de provocar dependencia física y efectos adversos,
como somnolencia, ataxia y problemas de memoria. Para algunos pacientes, el uso prolongado de
benzodiazepinas es el único tratamiento eficaz.

• Antidepresivos más benzodiazepinas: a veces, en un inicio estos fármacos se utilizan


combinados; la benzodiazepina se suspende lentamente una vez que el antidepresivo empieza a
hacer efecto (aunque algunos pacientes responden sólo al tratamiento combinado).

Psicoterapia
• El tratamiento de exposición, en el cual el paciente se enfrenta a sus miedos, ayuda a
disminuir el temor y las complicaciones provocadas por una evitación derivada de éste. Por
ejemplo, se pide a los pacientes que tienen miedo de desvanecerse que den vueltas en una silla o
que hiperventilen hasta que se mareen o se desvanezcan, con lo que aprenden que no se
desvanecerán cuando tengan ese síntoma.

• La terapia cognitivo-conductual enseña a los pacientes a reconocer y controlar sus


pensamientos distorsionados y sus falsas creencias y a modificar su comportamiento para que sea
más adaptativo. Por ejemplo, a aquellos que describen aceleración de la frecuencia cardíaca o la
sensación de disnea en algunas situaciones o lugares y temen que estén teniendo un ataque
cardíaco, se les enseña lo siguiente: