Anda di halaman 1dari 1408

APROXIMACION

AL
CUARTO CAMINO

RECOPILACION DE MANUEL ANTONIO MUÑOZ PORRAS


Aproximación al Cuarto Camino

GEORGE IVANOVITCH GURDJIEFF.

JOHN G. BENNETT

2 - -
Aproximación al Cuarto Camino

VIVIEN ENGELBERG

JAMES TOMARELLI - CARLOS DE LA GARZA

- - 3
Aproximación al Cuarto Camino

MANUEL ANTONIO MUÑOZ PORRAS

PRESENTACION

Alrededor del año 2002 el Ing. Mexicano Carlos de la Garza P., fundó
una comunidad virtual con el nombre de Fundación Gurdjieff-Bennett, con el fin
de brindar a los buscadores sinceros un acercamiento a las ideas y la práctica
real de la enseñanza del Cuarto Camino.

Esta Fundación cuenta con el respaldo de sucesores directos del Sr.


Gurdjieff, lo cual le confiere una garantía de verdadera seriedad. Carlos de la
Garza es discípulo de Vivien Engelberg y James Tomarelli, discípulos de John
Bennett quien a su vez fuera discípulo de Gurdjieff.

En lo que va de este tiempo nos hemos reunido un numeroso grupo de


participantes que enviamos inquietudes y aportaciones, las cuales a su vez son
aclaradas con respuestas y aportaciones por parte de Carlos de la Garza.

Con la debida autorización, este volumen reúne sus principales


aportaciones y respuestas a los participantes.

Esperamos que su contenido, lleno de valiosísimas enseñanzas sirva para


aliviar la sed de orientación que muchas personas buscan.

4 - -
Aproximación al Cuarto Camino

Para aquellos interesados esta es la dirección de la página Web.

http://www.gabitogrupos.com/ELCUARTOCAMINODEGURDJIEFFBENNETT

Manuel A. Muñoz P.

INTRODUCCION

El hombre, debido a su naturaleza compleja, está confrontado con una tarea


igualmente compleja. Nosotros tenemos una división triple de: Función, Ser y
Voluntad; que en un aspecto, significan: Cuerpo, Alma y Espíritu. Cada una de
dichas divisiones nos coloca ante una forma de tarea diferente. Debemos
proveer todas las necesidades y satisfacciones legítimas de nuestro organismo
corporal. Debemos desarrollar la mente y sus poderes, para que así, el material
del alma pueda eventualmente llegar a ser el verdadero Yo Humano, y unirse
con la Individualidad personal para producir un Hombre Completo. Nosotros
debemos también cumplir nuestro Destino espiritual. Ninguna de estas tareas es
simple.

El desarrollo del material del alma, en primera instancia, es un asunto


privado. Cada uno de los cuatro personajes del hombre juega un rol diferente en
las relaciones sociales. Un hombre dominado por su personaje material sólo
puede ser destructivo de sí mismo. Otro, dominado por el personaje reaccional,
puede ser inestable y hacer su vida y la de los demás virtualmente imposible.
Como la mayoría de la gente pertenece a uno u otro de estos dos personajes, el
problema del Yo y sus relaciones nos concierne a todos nosotros. Es de extrema
importancia, no sólo para el propio hombre, sino también para sus amigos, que
desarrollemos el personaje verdadero, y sobre todo, que lleguemos a adquirir
nuestra propia Individualidad.

Finalmente, debe haber un cumplimiento de nuestro propio Destino. En


términos más sencillos, esto puede ser descrito como hacer nuestra contribución
para la espiritualización de la existencia. Existen innumerables maneras en que
esta contribución puede ser realizada. El Destino humano puede abarcar, desde
cumplir con las obligaciones familiares, hasta el más alto rango de la creatividad
artística y del rol de los santos y profetas. Cada individualidad humana recibe en
el momento de su concepción un Destino a ser realizado. Nadie puede cambiar
su destino, pero nosotros no estamos limitados necesariamente por nuestro
propio Sino, ningún hombre está obligado a someterse a las presiones del medio
ambiente que actúan sobre su personalidad. Cada vida es una búsqueda,
consciente o inconsciente, para dicha Realización.

Si la disposición y la discriminación están ausentes, el personaje humano


puede extraviarse, y la vida puede llegar a discrepar totalmente con su destino.
Una vida, aparentemente insignificante y no-creativa, quizás cumpla su propio
destino perfectamente, y deje de existir en esta tierra llevando consigo un alma
completa. Otra vida, aparentemente llena de logros, quizás tenga una falla
esencial, y el material del alma pierda así su liga con la Individualidad, y por lo
tanto, que retorne al recipiente del material del alma para re-entrar en otras
nuevas totalidades

- - 5
Aproximación al Cuarto Camino

El sentido del destino es bastante común, pero pocas personas se interrogan


a sí mismas, de cuál es el precio que el destino demanda. Muchos están
profundamente insatisfechos con las limitaciones del mundo material; pero no
ven que ellos están atados a él por su propia materialidad. Aquellos que
adquirieron: disposición y discriminación durante sus años formatorios,
reconocerán los síntomas como una carencia en ellos mismos, y buscarán una
solución. También hay otros, que no comprenden la naturaleza del problema-
del-alma, y se introducen en el trabajo creativo enteramente como una forma de
encontrar y cumplir sus destinos. Esto no es malo en sí mismo, pero conlleva el
riesgo de ser capturado por las actividades externas, y el desarrollo superior
esencial será negado. Dichas gentes tienden a llegar al personaje dividido y no ir
más allá. Se dice de ellos que tienen un “fuerte carácter”, y que son “hombres
de destino”. En realidad, el “carácter”, quizás no sea más que el patrón de
motivaciones egoístas de la personalidad, y el “destino” no más que el patrón del
sino.

El verdadero buscador mira hacia delante, por un camino completo de vida


que transforme y complete su propia naturaleza.
Algunos son buscadores desde el momento de la concepción, las
cualidades requeridas pueden estar presentes en el material del alma, y el
empuje hacia la búsqueda les venga a partir de la Individualidad personal. Otros,
que tienen potencialidades fuertes y genuinas, sólo llegan a la búsqueda por
medio de su personalidad. Otros, que tienen impulsos mezclados, son
empujados a la búsqueda por el sufrimiento o la contemplación de la vida
material con sus obvias limitaciones.
De esta manera, hombres y mujeres se colocan a sí mismos dentro de
categorías muy diferentes. Estos tipos pueden ser más fácil de reconocer dentro
de las formas sociales humanas, donde algunos son dependientes, otros
productivos, otros creativos, y otros están destinados a lograr su propia
Individualidad. Nosotros debemos trazar el curso transformativo dentro del
medio de vida de un hombre o mujer normal, cuya búsqueda está basada sobre
una acertada disposición y una buena discriminación. Nosotros debemos también
dejar de lado a la relativamente minoría de la gente con aptitudes funcionales
excepcionales, los nacidos: músicos, matemáticos, lingüistas, empresarios,
exploradores, cuya vida externa está dominada totalmente por sus carreras
profesionales. Dicha gente puede ciertamente adquirir el personaje verdadero y
completar su alma, pero las condiciones son diferentes a la de aquella gente con
talentos “promedio”. Existe otro grupo especial de hombres y mujeres que, por
condiciones de nacimiento o de sino, ocupan lugares importantes en la
comunidad y deben jugar su parte aún a expensas de su propia búsqueda.

Los requerimientos simples de la vida son: mantener nuestro cuerpo,


desarrollar nuestros poderes, adquirir un alma, lograr la completación, y
cumplir con nuestro destino. Con todos estos requerimientos personales,
también es necesario ayudar a otros en sus necesidades y búsquedas. Todo lo
anterior equivale a las cinco obligaciones establecidas por G. I. Gurdjieff. Para
realizar todas estas responsabilidades, un hombre debe ser capaz de tratar con
los problemas del mundo en el cual vive. Él tendrá que hacer uso de todos sus
instrumentos: sensaciones, sentimientos y pensamientos, y del conocimiento y
de las habilidades que haya adquirido en su personalidad. La palabra “él”, en
este contexto, se refiere a la parte dominante de los personajes. A pesar de que
él tiene muchas “voluntades” o “yoes” dispersados a través de sus funciones,

6 - -
Aproximación al Cuarto Camino

tiene alguna continuidad de presencia debido a ciertos rasgos persistentes en su


personalidad.
El principal problema con él, así como con todos los hombres cuyo material
del alma es extraído desde el recipiente común, es que, el centro más interno de
su ser está contaminado por el egoísmo. Él no lo sabe, ni puede conocer el
completo terror de su situación, porque está más allá del alcance de su “mente
ordinaria” (la masa del material mental reflejando el flujo de imágenes lanzadas
por las sensaciones, memorias y vislumbres ocasionales de conciencia cotidiana).
Él, usualmente trabaja en el nivel mecánico u automático de sus funciones.
En el nivel más bajo de funcionamiento de sus centros. Él, casi nunca tiene la
experiencia real de separación entre su sensibilidad y su consciencia, o no se
recuerda a sí mismo.
Él, es probablemente un hombre dominado, ya sea por el personaje material
o por el reaccional, y por lo tanto, está bajo las influencias del mundo material o
es esclavo de sus propios estados emocionales. Estos defectos, vistos desde el
punto de vista de su naturaleza esencial, no le impiden ser exitoso en su
profesión o en sus relaciones sociales. Él conoce mucho y es competente en la
profesión elegida, pero no comprende nada, ni del mundo o de la gente, ni de sí
mismo. Él puede producir la ilusión, no sólo a otros sino también a él mismo, de
que se controla a sí mismo, pero esta ilusión de pronto se hace añicos si sucede
algo para lo cual no tiene una rápida y prefabricada reacción automática.

A pesar de todos estos defectos y debilidades, nuestro “hombre promedio”


está en búsqueda de la Realidad. Él está insatisfecho consigo mismo y tiene
miedo del futuro. Sus creencias religiosas carecen de convicción, y sólo se da
cuenta de que su vida no corresponde a los preceptos y ejemplos del Fundador
de su religión.
Dicho estado de acontecimientos, o uno similar a éste, le producirá
insatisfacción. La insatisfacción parece ser existencial, esto es, el sentimiento de
carecer de algo que puede ser encontrado afuera de él mismo, pero
verdaderamente tiene su raíz en la insatisfacción esencial en el material del
alma, que desea ardientemente unirse con la Individualidad. Así que la
insatisfacción de la personalidad puede ser el punto de arranque para alcanzar la
consciencia, de que el hambre del alma sólo puede ser satisfecha con la Unión de
la triple naturaleza del hombre
Hemos llegado a la crítica noción de la Transformación. Este término será
utilizado para designar: la acción compleja por la cual un hombre es cambiado
desde un personaje existencial a una Individualidad esencial. La acción concierne
a la Totalidad humana, y puede ser lograda sólo, si los seis elementos de la
Totalidad son traídos dentro de la armonía y de la Unión.

TRABAJO SISTEMATICO

Cada integrante de los diversos Grupos del Instituto Gurdjieff – Bennett, México,
AC., en Monterrey, está involucrado en un Trabajo sistemático sobre sí mismo
para poder lograr alcanzar su meta personal y realizar su destino individual. Este
Trabajo se apoya en las condiciones creadas por el Guía o los Instructores del

- - 7
Aproximación al Cuarto Camino

Instituto. Sin las condiciones adecuadas y sin el involucramiento de los


participantes no puede existir el Trabajo que denominamos: Cuarto Camino.
Hacer una descripción del trabajo sistemático que se ejecuta en los grupos
sería un contrasentido de parte nuestra, porque hablar de las experiencias
personalmente vivenciadas solamente le servirían a aquellos que también las
han experimentado. Pensamos que es más provechoso, y a su vez, mucho más
ilustrativo, presentar los métodos y las enseñanzas que creó el mismo Gurdjieff
como fruto de su propia búsqueda hacia la creación del ser imperecedero.
Una característica notable de los métodos y de las enseñanzas de Gurdjieff,
es que nunca permanecían inmóviles. Hasta sus últimos días continuó
experimentando. Otra característica de Gurdjieff, fue la adopción premeditada de
un disfraz, poniéndose bajo una luz mala. Se ponía una mascara que alejaba a la
gente en lugar de atraerla hacia él. Método que los Sufíes llaman Malamati o el
Método de la Culpa. Se muestran bajo una luz mala, en parte para evitar atraer
halagos y admiración hacia ellos, y en parte, también, como protección personal.
Actualmente, este camino del Malamati se ha perdido. Hay una razón específica
para seguir el Camino de Malamati, y tiene que ver con los poderes de las
personas destinadas a ser eminencias en el mundo o en la espiritualidad. En las
antiguas enseñanzas de Zoroastro, se reconocía cierto poder llamado Hvareno.
Éste es un signo de dignidad, y cualquiera que tuviese Hvareno tendría el poder
de atracción sobre los demás. Tenía el “toque divino”. Se podía reconocer este
poder a través de ciertas señales o características del cuerpo físico. Estas
señales nos mostraban a un hombre destinado a un progreso superior, tanto en
lo material como en lo espiritual. Si un hombre con tales señales, o con el poder
llamado Hvareno, quería seguir el camino de la espiritualidad, debía protegerse
entonces para no dejarse atrapar por el mesianismo, o por la exaltación exterior
de su persona. Así se protegían de ser llevados al trono, y ser servidos o incluso
adorados. Podemos concluir que el Camino de la Culpa pertenece al más alto
nivel de la espiritualidad, dado que Jesucristo lo adoptó para llevar a cabo su
misión en la tierra. El poder de atracción personal es una tentación que muy
pocos pueden resistir.
Gurdjieff comprendió que tenía una cierta cualidad innata o Hvareno, que
lo podía haber conducido a una posición externa de autoridad. Así que decidió
adoptar lo que llamó: “Un modo de vida antinatural”, precisamente para
protegerse de las consecuencias de su propio Hvareno. Un hombre que adopta
este procedimiento específico es muy difícil de entender, sobre todo en cuanto a
su conducta exterior se refiere. Tenía que esconder su verdadera naturaleza. Y
era difícil encontrar al hombre real con sus verdaderos propósitos, detrás de esa
representación exterior.

Gurdjieff permaneció en la búsqueda desde los 16 años de edad hasta su


muerte. Viajó mucho. Pasó mucho tiempo con cierta Hermandad a la que se
refiere varias veces, en la cual se instruyó sobre una tradición antigua y oculta.
Esto propició un cambio de dirección en sus actividades posteriores. Entró en la
etapa de experimentación, con el propósito de encontrar una manera de liberar a
la humanidad de aquel defecto especifico de su naturaleza humana que, según lo
veía él, y según la dirección que tomaba el mundo, aumentaría. Aquella
característica de la naturaleza humana es la sugestibilidad, es decir, la debilidad
de la gente ante la influencia externa, la tendencia a seguir a la multitud y
dejarse llevar por cualquier tipo de propaganda. En la actualidad, ésta es una

8 - -
Aproximación al Cuarto Camino

verdadera amenaza para el mundo, gracias al avance de las técnicas de


comunicación. Una consecuencia de la masificación es que tiende a suprimir la
iniciativa personal, y es posible controlar la mente de los hombres a través de la
sugestión, hasta el punto que resulta desastrosa tanto para los que se someten
a ella como para los que la ejercen.

Para poder estudiar el problema de la sugestión humana, Gurdjieff


realizó investigaciones en profundidad sobre el hipnotismo. Tenía un
conocimiento más profundo sobre el hipnotismo que cualquier persona dedicada
a él. Los hipnólogos profesionales estaban lejos de comprender lo que el
hipnotismo podía hacer por el hombre. Gurdjieff se dedicó al estudio práctico del
hipnotismo entre 1900 y 1908. Principalmente trabajó en este campo en relación
con la cura del alcoholismo y la adicción al opio, y analizó también otras
influencias que aumentan la sugestión y reducen el poder de iniciativa en la
gente. Gurdjieff intentaba descubrir métodos prácticos para ayudar a la gente
con este problema humano tan grave. No quiero decir con esto que la
sugestibilidad sea el centro mismo de todos los problemas del hombre, porque
verdaderamente deriva de la debilidad, que es mucho más grave de lo que la
gente hoy en día está dispuesta a admitir. Escuchamos cosas como el lavado de
cerebro y la propaganda con fines publicitarios y políticos; pero, en realidad,
este vicio o debilidad es más profundo que todo eso, y su efecto en la raza
humana podría resultar catastrófico, a menos que sea contrarrestado.

Ahora bien, no puede curarse un síntoma a menos que hagamos algo con
respecto a la causa del mismo. Detrás de la sugestibilidad existe una ignorancia
de la naturaleza humana, una de las dificultades de nuestra situación actual. Es
tanto lo que sabemos acerca de la naturaleza exterior, y tan poco sobre la
naturaleza interior, que esto provoca un desequilibrio un tanto amenazador para
nuestra actividad. Somos capaces de trabajar eficazmente en el aspecto externo,
pero somos incapaces de hacerlo en nuestro propio interior. Por esta razón,
Gurdjieff se preocupó tanto sobre la propia naturaleza del hombre para así poder
averiguar por qué la gente no se conoce. Es probable que el contacto con la
hermandad que mencionamos, lo haya conducido a la verdadera explicación de
todo esto
Actualmente, ni siquiera las personas que han estudiado las ideas de
Gurdjieff, tanto por escrito como en forma práctica, lo comprenden. La ilusión
básica tiene que ver con la naturaleza de la consciencia. Lo que normalmente
llamamos: conciencia, es solo el reflejo de la consciencia. La verdadera
consciencia es lo opuesto. Detrás de nuestra conciencia de todos los días, hay
otra consciencia. Sería más adecuado decir que lo que llamamos conciencia,
nuestra conciencia común, es lo opuesto a la consciencia, al igual que el
negativo de una fotografía, donde lo que es claro aparece oscuro y viceversa.
Creo que cuando Gurdjieff logró comprender esta característica de nuestra
conciencia, fue capaz de ver cómo sus estudios anteriores de hipnotismo
calzaban de forma más completa dentro del cuadro del problema humano. En
otras palabras, era necesario descubrir formas por las que el hombre pudiera
entrar en su verdadera consciencia sin perder contacto, obviamente, con el
mundo exterior, donde utilizamos nuestra conciencia opuesta o, como se le
llama a menudo incorrectamente, conciencia inferior

- - 9
Aproximación al Cuarto Camino

Junto a todo lo anterior, Gurdjieff también estaba profundamente


interesado en lo que él llamaba: Las Leyes de Creación del Mundo y de la
Conservación del Mundo, nombre que utilizaba para describir el conocimiento
que el hombre siempre ha buscado y que le permitirá entender el mundo y su
lugar en él. Es la necesidad de aprender la estructura del mundo y su
funcionamiento y, en cierta manera, la causa de nuestra relación con él. La
ciencia natural sólo estudia lo que puede conocerse y no el origen del
conocimiento mismo, es decir, la propia naturaleza del hombre. Para lograrlo, es
necesario tener una imagen global del mundo, en la que estén reunidos el
hombre y su experiencia, y el mundo y su naturaleza. Es la necesidad de
entender en conjunto la situación del hombre en relación a su mundo total. Entre
1908 y 1912, Gurdjieff fue capaz de construir una cosmología que nunca pudo
completar.

El quinto periodo de su vida comenzó en 1920. Comenzó a combinar lo que


había aprendido de la psicología, con la práctica, especialmente con sus estudios
sobre el hipnotismo, y con lo que había asimilado sobre las leyes y la estructura
del mundo, la cosmología. Esta actividad de síntesis comenzó a tomar forma,
llegando a tomar la forma de lo que posteriormente fue denominado: “El
Sistema de Gurdjieff”, pero que él mismo llamaba: “Sus Ideas”. Para poder
realizar esta síntesis fue necesario contar con personas para poder
experimentar. Se propuso fundar ante todo pequeños grupos de gente aquí y
allá, y más tarde, fundó lo que llamo su: “Instituto para el Desarrollo Armónico
del Hombre”. Muchos de los experimentos que comenzaba los dejaba de lado y
empezaba a buscar nuevos caminos, por lo que su trabajo posterior representa
una etapa completamente nueva.

Ahora bien, ¿con qué experimentaba? Transferir comprensión o entendimiento


de un medio a otro es bastante difícil. La transferencia de este saber,
perfeccionado en Medio Oriente, a nuestro ambiente Occidental es mucho más
difícil de lo que la gente cree. Se han cometido y se siguen cometiendo, graves
errores al tratar de transferir algo que funciona a la perfección bajo ciertas
condiciones asiáticas, a medios bastantes diferentes, o intentar adoptarlo a
Occidente sin haber estudiado en realidad el nuevo ambiente. Una de las
principales tareas de Gurdjieff, fue tratar de encontrar una forma práctica de
poner a disposición de los occidentales lo que había descubierto principalmente
en Asia, y hasta cierto punto en África. Le llevó treinta años de constante
experimentación descubrir un método razonablemente satisfactorio, a pesar de
que empezó con dos ventajas importantes. Una de ellas, fue que él mismo era
de origen europeo; la otra, que había estudiado los defectos específicos de la
naturaleza humana que necesitaban ser superados. Sus estudios no apuntaban
sólo al perfeccionamiento del hombre, por ejemplo, por medio de métodos tales
como la penetración directa en la consciencia profunda a través de la
meditación. Había estudiado a fondo aquellos obstáculos de nuestra naturaleza
que no nos permiten llevar vidas normales. Estos obstáculos son similares tanto
en Oriente como en Occidente. La verdadera diferencia se halla en lo que creen
ellos y lo que creemos nosotros, lo que nosotros esperamos y lo que ellos
esperan. No es tanto que nuestras naturalezas sean diferentes, sino que
confiamos en cosas que ellos ni soñarían, y por el otro lado, ellos creen en cosas
que nosotros jamás soñaríamos.

10 - -
Aproximación al Cuarto Camino

Debo recordarles que en los países orientales, en especial en el Medio


Oriente, se comprende mejor aquello de las substancias que hay detrás de las
actividades. Gurdjieff fue muy claro acerca de la importancia que tiene el hecho
de que el hombre sea capaz de producir y controlar las substancias requeridas
para realizar los cambios. Entendía que no se podía mejorar la forma de
funcionar de una cosa si se continuaba alimentándola con combustible
inadecuado. Era necesario producir un combustible más refinado para obtener
una acción más perfecta. Gurdjieff tuvo conocimiento de un principio sobre el
que escribiría más tarde en el capitulo: “La Guerra”, de su libro: “Relatos de
Belcebú a su nieto”; donde se refiere al sabio Atarakh. Descubrió que la razón de
la existencia de las guerras sobre la tierra, no yace en la conducta de los seres
humanos, sino en la necesidad de una determinada substancia que sólo puede
producirse de una manera; ya sea a través de la actividad consciente y
premeditada de la gente, o mediante su muerte. Resulta que si la gente no
produce esta sustancia intencionalmente, será necesario entonces que haya un
mayor numero de muertes, especialmente prematuras. De esta manera la
guerra se hace inevitable. Este principio significa que la guerra es la
consecuencia de la imposibilidad del hombre de cumplir con sus deberes
cósmicos, y por ello, surgen condiciones que desencadenan la guerra de forma
inevitable. Si no se desencadena la guerra, debe producirse la muerte prematura
de las personas. Dado que, según esta teoría, la sustancia requerida se libera
por cualquier tipo de muerte. El resultado pude obtenerse presumiblemente a
través de un aumento en la población mundial. Gurdjieff se refiere a esto cuando
menciona al final de Belcebú, cuando hace refiere a los lobos, las ratas y los
ratones. Indudablemente, son concientes de que este proceso se relaciona de
alguna manera con la “alimentación de la luna”.
No hay duda de que Gurdjieff había encontrado una verdad muy importante
para todos nosotros, a saber, que el hombre debe cumplir cierto deber, motivo
por el que existe en la tierra; pues de lo contrario, estaría obligado a vivir y
morir de manera que los resultados se desencadenarían a pesar de él mismo.
Este principio podría formularse de manera más simple. Es decir, que las
acciones intencionales que se realizan con un fin legítimo, conllevan
como resultado la liberación de cierta sustancia. Una parte de ésta se
utiliza en el cumplimiento de la acción; otra parte de la energía se
encuentra disponible para alcanzar cierto fin, cualquiera que sea; y la
tercera está a disposición del perfeccionamiento de la persona misma. La
vida humana debería organizarse de forma tal que esta transformación de la
energía la llevase a cabo conscientemente un número suficiente de personas, y
sólo así podrían impedirse los riesgos para la vida humana. Esta creencia es
conocida en Occidente –aunque con otro nombre- como la doctrina del
sufrimiento indirecto experimentado por otro, y la transferencia de los méritos.

Gurdjieff consideraba de vital importancia que los hombres reconocieran este


deber y se propusieran trabajar para cumplirlo. Gurdjieff estaba preocupado por
establecer las condiciones necesarias que mostraran el camino para emprender
esta transferencia de substancias a aquellos que lo quisieran; en otras palabras,
quería mostrarles el camino para cumplir con su deber cósmico. El principio
sostiene que, al cumplir con tal deber, estamos prestando un servicio tanto a
nuestros semejantes como a nuestra propia alma. Da la casualidad que esto se
halla íntimamente relacionado con el problema de la sugestibilidad. A la gente le

- - 11
Aproximación al Cuarto Camino

cuesta bastante entender que, si han de cumplir con su deber cósmico, debe
liberarse de la sugestibilidad. Deben ser personas independientes y libres;
capaces de aceptar y asumir los deberes a cumplir conscientemente. De esta
manera, todo se reduce a que es necesario mostrar a la gente cómo liberarse de
las ilusiones y las debilidades que la convierte en personas sugestionables e
indulgentes, y cómo llevar a cabo la tarea que se espera del hombre. Desde
luego, esto ultimo puede mostrarse mediante los códigos morales, o la
enseñanza y práctica de la religión. Cualquiera que siga sinceramente y con
entusiasmo la práctica de su religión, y se atenga a sus mandamientos,
obtendría los mismos resultados que con la transformación de las sustancias. Su
forma de vivir les proporcionaría lo que de otra manera sólo sería posible
obtener a través de la muerte.
Sin embargo, existe tanto la posibilidad como la necesidad de que un numero
limitado de personas sigan los llamados de los: “Caminos de finalidad
acelerada”. Estos caminos toman formas diferentes, algunos están relacionados
con la religión y otros no, pero todos presentan la necesidad de un trabajo de
transformación más completo y personalmente regulado que el que se sigue a
través de reglas o mandamientos formuladas para guiar a todos, que son
generales y consecuentemente vagos y muy limitados.

El “Cuarto Camino” es uno de los Caminos de la “finalidad acelerada” y se


caracteriza por el cumplimiento de todas las obligaciones de la vida diaria más
un trabajo personalizado intensivo y debidamente regulado.
El “Cuarto Camino” requiere el mayor grado de inteligencia, adaptabilidad y
libertad interior en aquellos que lo dirigen, pues deben crear condiciones que
permitan a cualquier hombre o mujer cumplir con el Deber de la Transformación,
sin descuidar sus obligaciones cotidianas.
Esto nos conduce a una cuestión simple y práctica: ¿Cuáles son las condiciones
que permiten al hombre cumplir con su deber cósmico?
Aquellos que no conocen el “Cuarto Camino”, pensarán que la mejor
manera de hacerlo es apartándose de la vida. Creen que sólo es para monjes y
ermitaños. Pudiera ser valido en otros tiempos, pero nuestro problema hoy en
día es diferente. Gurdjieff sabía muy bien que las vidas en la tierra se
encuentran mucho más unidas, gracias al progreso en las comunicaciones y
otros adelantos tecnológicos. Esto significa que ya no se puede contar con el
alejamiento del mundo para obtener los resultados deseados. Es necesario, por
lo tanto, buscar los medios para que la gente pueda cumplimentar este trabajo
dentro de las condiciones de vida normales. El hombre debe ser capaz de llevar
una vida completa, tanto interior como exteriormente, sin abandonar sus
responsabilidades comunes: casarse, tener hijos, trabajar y demás. En la época
actual nuestra perspectiva está cambiando debido a una nueva apreciación de
las cosas. Creemos que las personas que llevan una vida común deben ser
capaces de contribuir a la solución de los grandes problemas de la humanidad.
Debo referirme a otra característica importante del “Cuarto Camino”, no tiene ni
una forma, ni un lugar, ni un centro permanente. Está continuamente
buscándose y adaptándose, con el propósito de realizar una tarea, y no con
mejorar su contenido. Hay que realizar una “Obra” determinada en el mundo, y
para poder llevarla a cabo, algunas personas deben alcanzar la compresión

12 - -
Aproximación al Cuarto Camino

indispensable. Las personas que sufren de sugestibilidad, de debilidad con


respecto al mundo exterior, las que no se conocen a sí mismas, y en especial,
aquellas que permanecen en el estado de conciencia común o semi.-conciencia,
no pueden realizar esta tarea de manera eficaz y directa, con todos sus
diferentes compromisos específicos. Es necesario, por lo tanto, que los
responsables de esta dirección ayuden a los seres que elijan y deseen
prepararse.

Esto nos lleva a una distinción importante. La primer semejanza, que está
impregnando tanto a las prácticas religiosas como a todos los movimientos
nuevos que han surgido, pregonan: que hay que hacer de nuestra espiritualidad
una profesión. En segundo lugar, y esto es más difícil de comprender, existe la
noción de que el desarrollo acelerado se asocia con la realización de cierta
“Obra”. El concepto de “Cuarto Camino” está relacionado completamente con
estos dos principios: el primero, es de un compromiso exterior con la vida, y el
segundo, el de una aceptación en nuestro interior de la responsabilidad de cierta
obra necesaria para el gran Objetivo Cósmico. Según Gurdjieff, este objetivo
tiene que ver con la transformación de sustancias que permitan que el destino
de la humanidad siga su curso correcto. Esto pude llevarse a cabo de diferentes
formas. Puede ser por medio de actividades de creación artística, de cierto tipo
de organizaciones sociales; mediante la transmisión de tipos de conocimiento
especializado, o por la investigación de las condiciones de la humanidad y la
preparación para el futuro.
Estoy seguro de que existe en verdad tal “Obra”, y que hay gente que la
entiende de manera muy poco evidente a simple vista. Esto significa que existe
en realidad una “Doble Vida” en la tierra. Una es la vida exterior y visible, en la
que todos debemos participar; la otra es una vida invisible en la que podemos
participar, si así lo deseamos y elegimos. En cierta manera puede decirse que la
primera de éstas es una vida causal; es decir, existen causas pasadas que
producen resultados que se experimentan en el presente y se transportan al
futuro. Podría llamarse: el flujo de los acontecimientos. Se le conoce como:
Samsara, la Rueda de la Vida, y demás; es la vida común que todos llevamos.

La otra vida es invisible, y nosotros elegimos participar en ella. No es


causal, porque sólo existe en la medida en que es creada. Es la vida de la
creatividad. Todo acto creativo realizado correctamente es un medio de
participación en esa vida, y la búsqueda de la creación es la búsqueda de esa
vida. La creación es infinitamente variada en sus formas y contenidos. Cualquier
cosa que ocurra en cualquier lado es un campo de posible creación. No existe,
por lo tanto, limite para lo que pueda encontrarse en este campo. Sin embargo,
la gran mayoría de los seres humanos se conforma con vivir en la primera vida.
Muy pocos buscan la otra, porque no sienten la necesidad de participar en la
actividad creativa y de darse cuenta de que estamos semi-vivos si no
participamos en ella.
Esto es lo que entendemos por la palabra “Obra”, y cuando hablamos del
“Trabajo” o “El Gran Trabajo”, Mágnum Opus, nos referimos al mundo invisible
que debemos crear para que pueda existir. Es a esto a lo que somos llamados si
nuestro destino es la finalidad acelerada. Para poder entrar en ese otro mundo
debemos ganarnos el derecho de poder estar en él, y para ello habremos de
aportar algo hecho por nosotros. Lo primero y más simple que podemos traer es

- - 13
Aproximación al Cuarto Camino

nuestra propia capacidad de trabajo; nuestra propia capacidad para transformar


energías y participar de esta manera en la Creación. Esto puede convertirse, más
tarde, en formas especificas de creatividad, según las necesidades objetivas y
nuestros propios poderes subjetivos.
No cabe duda que el “Cuarto Camino” es la aplicación directa del principio de
creatividad en la vida. Por esta razón lo llamamos no causal. Debe comenzar
siempre sin una causa previa. Es un llamado espontáneo del más allá lo que lo
hace posible.
Permítanme decirles, que hay que realizar una “Obra”, y que algunas personas
sienten que sus vidas no son completas a menos que participen en ella. Estas
pláticas van dirigidas a aquellas personas. La Obra se interesa por unir a la
gente y no por separarla. Esta obligación de tener que unir provoca reacciones
graves, y por eso, hemos visto guerras hostilidades y odios.

¿A qué se refiere todo lo anterior en la practica?


Es necesario que la gente se reúna e intercambie experiencias. Pero la manera
en que se hace hoy en día es estúpida, porque en general, se intercambian
experiencias y se conversa sobre cosas triviales y superficiales o, si no, se
reúnen en condiciones terriblemente formales y rituales. Gurdjieff quería que la
gente se reuniera y compartiera sus experiencias para que personas de todo los
tipos estuvieran en contacto, y que el entendimiento del problema de la vida
humana y de la forma de vida ideal, se difundiera. Lo que quería hacer no era de
ninguna manera esotérico ni oculto, al contrario, estaba preocupado por
conseguir que la mayor cantidad de gente posible tomara conciencia de este
problema, y lo compartiera y encarara.
Es la obligación de los más fuertes compartir su fuerza con los más débiles, para
que haya una difusión y entendimiento de esta forma de vida y de la capacidad
para vivirla. En un lenguaje simple, significa que aquellos más fuertes
espiritualmente puedan ayudar a los más débiles, no solo mediante actos, sino
también a través del suministro de “substancias de trabajo”. De alguna manera
se asemeja a la “substancia real”, que la abeja reina produce y que permite que
las abejas obreras realicen todas la actividad.

Si pueden comprender todo lo antes dicho, se habrán acercado


considerablemente al significado de la vida del hombre en la tierra. Gurdjieff
tenía el poder de producir la “sustancia de trabajo”, y los que lo conocimos
pudimos tomarla. Pero existen otras reservas más poderosas de esta sustancia
que cualquier hombre puede alcanzar o crear.
El objetivo de Gurdjieff era que el hombre fuera libre.

A medida que envejezco y observo más y más, lo veo en todo el mundo, y


realmente me asombro ante el extraordinario poder y la increíble inteligencia y
consciencia supra-humanas que dirigen los acontecimientos ocultos de la
humanidad en la actualidad.

Existen ciertas maneras en que es posible trabajar productivamente.

ETAPA PREPARATORIA

14 - -
Aproximación al Cuarto Camino

El Cuarto Camino, o la Enseñanza de G. I. Gurdjieff, es eminentemente práctico.


Está interesado con las situaciones concretas de nuestra existencia inmediata y
con lo que estamos haciendo de ellas. Pero debido a que somos tan subjetivos y
estamos tan llenos de ilusiones, no podemos ni siquiera comenzar a comprender
la realidad concreta y tangible, ni dentro de nosotros mismos ni en el exterior,
sin una preparación previa. No podemos arribar a la idea de: “Trabajar sobre
nosotros mismos”, sin preparación.

Quizás encontremos hombres y mujeres que crean que dicha preparación


no es importante, y que desean encontrar un atajo que los conduzca
directamente a la enseñanza plena de los niveles siguientes. Quizás dichas
expectativas estén basadas en una sobre estimación de sus propias capacidades
actuales, es muy común encontrar este tipo de actitud.
Pero existen otros, que han asistido a charlas y conferencias teóricas con
respecto a esta enseñanza, que ya han leído algunos de los libros donde se
narran las experiencias de sus autores, que han tenido pequeños vislumbre de la
situación en que actualmente se encuentran, y que están dispuestos a pasar por
una preparación previa antes de involucrarse en los métodos directos y más
demandantes del Trabajo. Para ellos, me permito presentarles una descripción
de esas tareas preparatorias de que hablamos.

La primera tarea preparatoria: “Es clarificar nuestra propia meta”.

Cada uno de nosotros lo debe hacer por uno mismo. No puede ser robada
una meta de cualquier otra persona. Yo tengo que decidir por mí mismo: cuál es
mi meta personal. Recordando, y tomando en cuenta que, mi meta no es
aquello que pienso que quiero, o lo que popularmente se establece como meta
en la vida; sino es aquello, que de hecho, quiero más que todo lo demás. Tengo
que preguntarme, si me embarco en lo que parece ser un Trabajo difícil, esto es,
llegar a ser algo que no soy, levantarme a mí mismo hasta un nivel superior de
existencia, ¿estoy preparado para pagar el precio requerido? ¿Esta meta para
mí es más importante que la fama, que la riqueza, que la apreciación y
admiración de mis amigos, que mi propio confort o comodidad, que mis deseos
y necesidades corporales, y todas aquellas cosas que actualmente valuó? ¿O son
todas esas cosas más importantes que mi propio Ser? Debemos ser muy
honestos con respecto a esto, realizando al mismo tiempo que, si nuestra meta
es supremamente valiosa, no podemos esperar que sea algo barato de alcanzar.

La segunda tarea preparatoria: “Es intentar, tanto como podamos,


hacernos cargo de nuestra presente situación”

Tengo que reconocer y decidir: ¿qué tengo o qué soy? Podemos hacerlo hasta
cierto limite, aun y cuando nos apoyemos en las ideas preliminares que
tengamos acerca de esta enseñanza; siempre y cuando comprendamos un
principio, el de la necesidad de distinguir entre lo real y lo imaginario, de admitir
solamente aquello que es correcto y verificable, esto debe ser aceptado como
punto de partida. Puedo ver por mí mismo, ¿cuándo soy capaz de controlar mis

- - 15
Aproximación al Cuarto Camino

propios estados internos o mis manifestaciones externas? Debo reconocer, ¿soy


capaz de responder a las interrogantes más vitales para mí? Puedo mirar el
sufrimiento del mundo, tanto individual como colectivo, y preguntarme: ¿tengo
el conocimiento o el poder requerido para aliviarlo? Puedo percibir y examinar mi
propio futuro y ver mi propia vejez, enfermedad y muerte, y tratar de penetrar
el misterio de la vida y su significado, y al hacerlo: ¿realizo mi propia ignorancia
y desamparo? A partir de todo esto, puedo voltear hacia la posibilidad de un
nuevo conocimiento que quizás me muestre una salida, y preguntarme: ¿Qué
significa tal conocimiento para mí? Si procedemos así, seríamos conducidos a la
tercera tarea.
La tercera tarea: “Es cuando somos confrontados con la esperanza de encontrar,
al menos, algo o alguien en quién podamos confiar”

Nuestro deber siguiente es claro. Verificar, tanto como podamos, si ese


nuevo factor corresponde a nuestras propias necesidades y comprensión. Nadie
más puede tomar esa responsabilidad por nosotros, y no tenemos derecho a
esperar que cualquier persona u organización lo haga por nosotros. Si yo estoy
perdido en el bosque, y alguien clama que me puede mostrar el camino de
salida, yo, por mí mismo, debo tomar la responsabilidad de decidir si sigo dicha
sugerencia o continuo tratando de encontrar la salida por mí mismo. Y debo ser
lo bastante sabio para verificar, tanto como me sea posible, si el que clama
conocer todo con respecto al bosque sabe cómo orientarse él mismo, si posee o
no una brújula y un mapa; si no hago todas estas cosas, sino que ciegamente
me confío a él, y después me encuentra a mí mismo más perdido y extraviado
que antes, esa es mi propia responsabilidad, y debo pagar las consecuencias de
mi propia decisión.
Esta tercera y ultima tarea preparatoria finaliza cuando lleguemos a confiar
plenamente en ese nuevo factor de ayuda que se nos presentó.
Para todos aquellos buscadores que no han podido realizar las tareas
anteriores por ellos mismos, quizás podamos servirles y nos permitan establecer
y crear las condiciones correctas que les ayudarán a lograr dicha realización.

A todas aquellas personas que estén inscritas en algunos de los múltiples


grupos o escuelas que proliferan por todas partes, sin importar a qué tradición
pertenezcan, y que estén actualmente intentando comprender la esencia misma
de la enseñanza del Cuarto Camino, quizás también podamos serles de ayuda y
nos permitan presentarles una nueva posibilidad para un Trabajo sistemático y
práctico sobre sí mismos, para realizar los logros y poderes mencionados en los
libros y los anhelos más profundos.

MENSAJES

-1- Estimados participantes:

A partir del próximo lunes iniciamos el trabajo de los “Temas”. Aquellos que
quieran participar en este tipo de Trabajo práctico, tratarán de ejecutar lo
siguiente: Desde la mañana del próximo lunes, hasta el viernes en la noche,

16 - -
Aproximación al Cuarto Camino

intentarán recabar todo el conocimiento que puedan acerca del tema semanal:
“Los alimentos”.
Apóyense en lo que actualmente saben, consulten libros referentes a los
alimentos, pregunten a expertos en la materia, experimenten de manera
práctica lo que significan para ustedes los alimentos en su vida ordinaria, etc.,
etc. Desde el lunes hasta el viernes intenten mantener ocupado su intelecto con
respecto al significado de los alimentos, piensen activamente, esfuércense. El
sábado próximo, desde que despierten en la mañana, intenten y luchen por no
tener ningún pensamiento relacionado con los alimentos, olvídense de todo lo
referente a los alimentos. No piensen que es algo fácil de alcanzar.
Si logran acallar el sábado su intelecto, y logran no pensar nada con respecto a
los alimentos, el domingo intenten mantener un estado de contemplación, solo
debe estar presente un deseo de comprender el significado verdadero de los
alimentos, un significado superior a todo lo que ustedes alcanzaron por su
pensar activo durante la semana. El domingo en la noche háganos conocer sus
resultados reales. Y el siguiente lunes se les dará el tema siguiente, para el que
deben aplicar el mismo método descrito aquí.

-2- De acuerdo al problema que planteas acerca de tus amigos, la mejor


solución, de acuerdo a pláticas entre varias personas de la comunidad, es
sugerirte que encuentren lo más rápido posible un psicólogo, o algún terapeuta
que pueda sanar esas fantasías y sugestiones mentales. Si ya existe un daño
visible en tus amigos, porque detecto que intentan solucionar su problema
acudiendo a lo mismo que los influenció psíquicamente y que los a metido en la
situación presente, sería mejor que invirtieran sus ahorros en un buen
psiquiatra, pienso que sería de mayor utilidad para ellos, si es que todavía existe
una salida.
En cuanto a ti, compañero de esta comunidad que deseas intercambiar
conocimientos ocultos relacionados con la magia y la hechicería, lo único que
puedo decirte, es que existen en todas las cosas dos lados opuestos. Una es la
verdadera magia, aquella apoyada en un desarrollo interno a través de un
trabajo inmisericorde sobre uno mismo, que involucra esfuerzos y sacrificios
voluntarios e intencionales, y que contribuyen a que contactes el nivel creativo
de las cosas, el poder del verdadero hacer, de hacer lo que ningún otro puede
hacer a partir de tu propia iniciativa. Y otra, que se auto-denomina también
como “magia”, y que es el resultado de las incapacidades corporales y físicas
humanas, incrementadas por la ignorancia de los traumas psicológicos sufridos
en la tierna infancia, y que se manifiestan por medio de una dependencia total y
ciega a las sugestiones repetitivas que los impactan en las condiciones
habituales en que han y están viviendo.

Esperamos que tú, cuando hablas de la magia, te estés refiriendo a la


primera. Si es así, estamos dispuestos a ser de alguna ayuda para ti. Pero si lo
que estás buscando es el segundo tipo de “magia”, llenos de pena y con la cara
enrojecida de rubor, reconocemos que nunca hemos transitado por esas tierras
de fantasía, somos ignorantes de esas “realidades” psíquicas. Perdónanos
nuestro desconocimiento de esos mundos sutiles e ignotos.

- - 17
Aproximación al Cuarto Camino

-3- Basados en simples conceptos es fácil encontrar relaciones en todas las


cosas. Ya que los conceptos son simplemente eso, conceptos, jamás
contactaremos la realidad por medio de ellos.

Los conceptos son muy necesarios para comunicarnos, pero no son


adecuados para transmitir experiencias ni comprensiones personales. Pero
entremos en el juego incesante de los conceptos:
Lo semejante atrae lo semejante. Si tu buscas conceptos eso es lo que atraerás
en la vida. Un trozo de hierro imantado atrae partículas metálicas. El océano
atrae la totalidad del agua que cae en la parte de tierra de nuestro planeta. La
basura atrae a las moscas. Las flores atraen a las abejas. Las hembras atraen a
los machos. El polo negativo atrae al polo positivo. El señuelo atrae al pez.
Parece que a veces se cumple ese concepto y otras no.
Somos lo que pensamos. ¿Sabemos realmente lo que somos? ¿Pensamos
realmente? Podríamos deducir que cuando seamos lo que deberíamos ser, ese
día podríamos pensar, porque siempre van de la mano. Ser significaría entonces
pensar a partir de uno mismo, sin condicionamientos internos ni presiones
externas. Pero a lo mejor el ser es lo más cercano a la nada, y por lo tanto, el
verdadero pensar sólo existe cuando no existen pensamientos en nosotros.
El nivel de Ser del hombre, atrae su vida. Existen hombres que están al nivel
de un gusano, o un animal, y de acuerdo a ese nivel es el tipo de vida que
atraen. Un gusano es puesto en movimiento por su instinto, y un animal por sus
querencias y pasiones. Se supondría que un hombre que ha alcanzado el nivel de
razón objetiva perteneciente a un hombre verdadero, atraerá cosas razonables
en su vida. Pero en la vida ordinaria el nivel de ser del hombre es muy parecido
a un trance sonambúlico, por lo tanto, atrae simples fantasías e imaginaciones
como construir castillos en España mientras vive en México, y no cuenta con la
piedra necesaria.

Al último expresas una frase que encierra gran parte de las obstrucciones
que mantienen al hombre y la mujer prisioneros. Deduces que lo anterior es
aplicable a la enseñanza del cuarto camino y que enriquecen el Trabajo interno
en general. El Trabajo interno nada tiene que ver con los conceptos o ideas. El
Trabajo interno está basado totalmente en las experiencias personales
personalmente vivenciadas de manera directa.

Desde luego, existen los métodos y técnicas más adecuadas para lograr
determinado tipo de experiencias, pero las experiencias son el resultado final de
un proceso de prácticas. Si detectas que no has leído mucho acerca del cuarto
camino, pues has algo al respecto, pero no lo utilices como un parapeto. Si crees
que por medio de lecturas o intercambio de conceptos vas a lograr la
Trasformación de tu ser, pues adelante. Pero el día que tengas la experiencia
real de esos conceptos por medio de ciertas prácticas, verás que todo esto es un
juego de niños que sólo sirve para verter más basura en el bote de basura.
Como parece que te entretienen los conceptos sin provocarte un remordimiento,
pues contribuimos a que lo acrecientes, añadiendo otras frases que puedes
relacionar. “Yo soy quien soy, y no me parezco a nadie”. “Ser o no ser, he ahí el
dilema”. “Yo soy”. “Soy lo que como”. Etc...

Los conceptos sirven para orientarnos y para formar una imagen que nos
ayude a darnos cuenta que en cierto instante encontramos aquello que estamos

18 - -
Aproximación al Cuarto Camino

buscando. Pero no olvidemos que lo que andamos buscando es algo desconocido


para nosotros. Si la imagen que formamos a partir de las informaciones y
conceptos estudiados está distorsionada o se aparta mucho de la realidad, es
muy difícil toparnos con la realidad que intentamos buscar.
Los conceptos son útiles al principio de la búsqueda, pero una vez iniciada la
jornada práctica, se dejan de lado para concentrarnos íntegramente en el paso
que estamos dando en el momento presente. Aquí debemos estar muy vigilantes
para aprender de nuestras propias experiencias, porque éstas son las únicas que
nos pueden dar seguridad en el largo camino.

Cada cosa tiene su valor en cierta etapa y ese valor dura mientras pasamos
a la etapa siguiente; nada es permanente en el desarrollo humano. Es una
especie de des-identificarse con la etapa anterior e identificarse plenamente con
la nueva etapa por iniciar. Desapegarse no significa destruir, sino significa que la
etapa anterior dependa de la nueva etapa, que pase a un segundo término.
Claro que gatear en nuestra niñez es correcto como etapa primaria, pero una vez
que demos los primeros pasos apoyándonos sobre nuestros propios pies, el
gateo pasa a un lugar muy secundario. En el gateo nos apoyamos sobre el piso,
pero al caminar debemos apoyarnos y balancearnos por nosotros mismos. Si la
etapa preliminar, de gateo, se prolonga más allá de lo requerido y necesario, el
niño tendrá problemas motores muy acentuados.
-4- Pienso que ha transcurrido el tiempo necesario para que podamos captar la
respuesta correcta a tu interrogante.
Ya debemos haber dejado atrás la reacción primaria que se despierta
automáticamente en nosotros. Entremos en materia:
“Lo semejante atrae lo semejante”. Esta frase no nos llegó de la hermética.
Esta frase se originó en Persia, en la antigua Babilonia, y fue transmitida por el
padre real de la medicina actual, no por Hipócrates, sino por el maestro Avicena.

La frase real quedó plasmada en el Latín, como: “Simil-Similium”; que


significa: “Lo similar sana lo similar”. Esta frase es la base de la ciencia
Homeopática, para aliviar algún síntoma se requiere agregar más de lo mismo.
Quizás la frase Hermética a la que te refieres dice: “Como es el cosmos, así
el microcosmos”. Que tiene el significado de: “Las mismas leyes que operan en
el cosmos, son las mismas que operan en el hombre”. Como podrás apreciar,
existe algo de confusión debido a nuestro propio lenguaje.
La frase segunda: “Somos lo que pensamos”, estamos de acuerdo que fue
utilizada por los filósofos modernos. Pero el significado detrás de estas palabras
siempre nos conduce a mal entendidos. Quizás podríamos entenderla, como:
“Los conceptos que utilizamos son un reflejo de nuestra ser”. O quizás como:
“Por nuestra boca sale lo que está en el corazón”. Podríamos filosofear con
respecto al significado del ser y del pensar, pero son cosas tan subjetivas que
casi siempre terminamos por hacer un batidillo. Pero con seguridad, no
podríamos asemejarla con la frase anterior. La frase anterior habla de que
nuestro ser, por ejemplo, atrae cosas similares del mundo externo hacia
nosotros. Existe una diferencia muy marcada entre lo interno y lo externo. La
segunda frase apela a un contenido actual interno, no precisa de nada externo.

- - 19
Aproximación al Cuarto Camino

Mi ser, y mi pensar, son ambas cosas pertenecientes a mí, son la situación en la


que me encuentro actualmente.
Y la tercera frase: “El nivel de ser del hombre, atrae su vida”. Esta frase,
auténtica de Gurdjieff, apela a algo mucho más profundo e íntimo de nosotros
mismos. Habla de cierto nivel de ser interno, y dice que de acuerdo a dicho
nivel, nos sentiremos más despiertos, sensibles, vivos, plenos, animados o
espiritualizados. En síntesis, implica, que si podemos desarrollar nuestro propio
ser, nuestra vida interna atraerá energías de otro nivel para mantenerlo. Pero de
nueva cuenta, no podemos relacionar esta frase con las anteriores. Porque esta
frase se refiere a un Trabajo interno que tendríamos que ejecutar sobre nosotros
mismos para atraer las influencias que nos serán benéficas.

-5- A la comunidad:
Tiene razón Eduard con respecto a las deficiencias orgánicas, y es correcto
recurrir a la medicina y sicología oficial para subsanar artificialmente dichas
deficiencias. Para este tipo de necesidades no se requiere nada más. Pero el
Cuarto Camino está más allá de todo esto, es un camino para los hombres y
mujeres que actualmente pueden responsabilizarse de sus propias vidas, que ya
han traspasado dependencias económicas y psicológicas, que dependen de sus
propios recursos y que hasta pueden ayudar a otros que dependen de ellos:
esposa, hijos, trabajadores, padres, etc. Éste es el mínimo requisito exigido a
aquel que desee integrarse a este Trabajo. No es para la gente débil y
dependiente. Así que no es necesario utilizar una herramienta que sirve a un
propósito muy grande, en pequeñas estupideces de la vida.

Intentemos utilizar lo superior para un desarrollo superior, y continuemos


usando las técnicas ordinarias para los casos ordinarios. No se requiere exponer
toda una serie de creencias y consejos que apelan a otra situación para aliviar
una depresión, a la mejor escuchando simplemente a esas personas deprimidas
podríamos serles de provecho. No intentemos abrir las puertas a mazazos, con
una simple llave basta. La mayoría de las veces las personas verdaderamente
no están buscando respuestas, sino simplemente desean expresarse, ser
escuchadas, sentir que alguien las entiende, que alguien les dedica algo de
atención, etc. No nos dejemos apresar por lo que dicen, simplemente intentemos
descubrir qué está detrás de esas demandas, y tarde o temprano descubriremos
que sus demandas son muy simples: necesidad de atención, de sentirse
aprobados por los demás, de continuar protegiendo su vacío interno.

-6- Olvidémonos de las situaciones de otras personas cuando no hayamos


vivenciado sus experiencias. Mejor hablemos acerca de ti. ¿Es posible que tú
también manifiestes cierta conducta de manera automática? Si te has
observado, quizás encuentres que así es como funcionamos los hombres y
mujeres ordinariamente.
Creemos en cualquier cosa que se nos digan o que leamos, siempre y
cuando nos sea repetida con la requerida continuidad. El pensar ordinario, y las
creencias, vienen a partir de ese estado de sugestión ordinario en el que
vivimos. La sugestión es la debilidad más grande de la raza humana. Si en esta
comunidad vamos a presentar, dialogar, rebatir o imponer este tipo de
desórdenes humanos, ¿no estaríamos incrementando la sugestibilidad por medio
de dicha repetición? ¡Trata de captarlo! El Cuarto Camino no ofrece nada con

20 - -
Aproximación al Cuarto Camino

respecto a la inmortalidad. Simplemente nos dice que el hombre cree que puede
alcanzar la inmortalidad pregonada por todas las religiones; pero que jamás se
cuestiona: ¿a qué parte de su totalidad se refiere? Y mucho menos nos
interrogamos, ¿qué tenemos que hacer al respecto para alcanzarla?
El hombre y la religión pregonan que el hombre, tal y como es actualmente,
tiene derecho a la inmortalidad. Pero el Cuarto Camino habla acerca de la
posibilidad de realizar la inmortalidad; de que existe una posibilidad, desde
luego, que esa posibilidad exige un precio acorde con ella. La inmortalidad es
algo a lograr por nuestros propios esfuerzos y sacrificios intencionales. Desde
luego, es más fácil de aceptar por las masas la creencia religiosa y común,
porque simplemente te pide tener fe. Y de nueva cuenta, damos por sentado que
nosotros ya tenemos ese tipo de fe. Y así podemos continuar. El Cuarto Camino
te expone ideas diferentes a las que encontramos en la vida, y nos exige
verificarlas en nosotros mismos.
Como puedes ver, existe una diferencia enorme entre algo que pregona que
el hombre tal y como es puede alcanzar la inmortalidad, y la enseñanza que
indica que para lograr algo tenemos que pagar un precio. Y si la inmortalidad es
algo valioso, entonces el precio exigido será proporcional, nos pediría renunciar a
cosas que actualmente sentimos que son valiosas para nosotros.

La observación de sí es el resultado de un proceso que involucra varias


etapas, que van desde lo más superficial hasta lo más profundo de nuestro ser
interno. La primera etapa de la observación de uno mismo concierne a estar
atento para observar nuestras posturas, gestos y movimientos corporales,
incluyendo el habla.
¿Cómo camino? ¿Pasos largos o cortos? ¿Apoyo con la punta del pie, o con el
talón, o con todo el pie? ¿Qué postura adopto al estar parado, sentado,
acostado? ¿Qué postura corporal descubro que adopto cuando estoy ante una
situación de enojo o negativa? ¿Al hablar cómo muevo las manos y los brazos?
¿En qué tono de voz hablo comúnmente? Etc., etc... Cómo saber si lo estamos
haciendo correctamente. Depende de los resultados obtenidos al observarnos a
nosotros mismos. Si los resultados que se obtienen nos hacen sentir bien porque
tuvimos un vislumbre de lo que actualmente somos, si aceptamos lo que vamos
descubriendo de nosotros mismos por más impactantes que puedan ser los
resultados obtenidos, ésa sería una manera de que estamos procediendo
correctamente. Si lo que descubramos nos hace entrar en un estado negativo, ya
sea porque no aceptamos lo observado, y deseamos de inmediato cambiarlo,
reprimirlo u olvidarlo, estaríamos procediendo equivocadamente.

En resumen la observación se basa en un estado de no-identificación, para


así poder estudiar y conocer a ese desconocido que somos nosotros mismos. Es
más, la observación y la no-identificación son nombres diferentes para la misma
cosa. Cuando queramos saber algo acera de cualquier tema o idea del Cuarto
Camino, es necesario hablar de nuestras propias experiencias acera de dicho
tema. Si hablo de la observación es requisito mencionar cosas que haya
observado en mí mismo, porque para intercambiar conocimientos, sin apoyo en
las propias experiencias y comprensiones, mejor leemos los libros acerca del
Camino.

- - 21
Aproximación al Cuarto Camino

Sería un comienzo correcto para lograr un día observarnos imparcialmente a


nosotros mismos, detectar primero aquellas reacciones emocionales y
asociaciones intelectuales que nos impiden actualmente observarnos de la
manera justa –sin identificarnos. Si somos capaces de atrapar los impedimentos
y barreras internas que aparecen en el instante en que tratamos de observarnos,
eso mismo sería una observación justa. Y tal vez, algún día, entendamos que no
podemos observarnos mientras estén al mando esas reacciones emocionales y
hábitos automatizados corporales. Comprenderíamos por medio de la propia
experiencia que la observación de sí es una meta lejana, pero detectar esos
impedimentos y barreras interiores sí es algo en lo que podemos actualmente
trabajar. Porque el Trabajo práctico se inicia cuando una persona ha descubierto
ciertos rasgos personales que le impiden lograr lo que intenta, y poco a poco
empezará a despertar en él un deseo para luchar contra esas barreras que lo
mantienen atrapado.
La verdadera lucha se inicia cuando encontramos adversarios en nuestro
propio comportamiento. Esas negatividades son una bendición, porque son
actuantes y porque son las únicas que nos permiten luchar contra nosotros
mismos. Algunas personas que han avanzado en este Camino detectaron que las
mismas negatividades –reacciones emocionales y hábitos corporales-, son el
abono que un día ayudará al crecimiento de nuestra propia esencia.
Primero, intentemos tener más experiencias, en la vida misma y en el
Trabajo interior; después intentaremos utilizarlas de la manera más benéfica
para nosotros y para los demás.

-7- ¿Cómo puedes elegir entre dos opciones, si lo único que existe en ti es el
miedo? Elegir, significa poder decidir entre dos opciones que tengan el mismo
valor para nosotros, aunque una de esas opciones sea siempre un rasgo, actitud
o hábito automático.
Acepta con honestidad los rasgos que descubras en tí, acéptalos hasta que
logres comprender que eso es lo que eres actualmente. Quizás dicha aceptación
te conduzca a hacer algo al respecto; pero no antes de verlo y aceptarlo. Es muy
cómodo continuar siendo dominados por las debilidades y contradicciones que
habitan en nuestro interior. Pero el Trabajo del Cuarto Camino es para personas
que desean alcanzar un nivel de ser más libre de esas negatividades que nos
aprisionan; no es para los comodines. Pero de acuerdo a lo que describes, creo
que no está ahí el problema. Parece que esos miedos nacen desde una parte en
ti que no desea enfrentar ningún reto. Hablas de “dolor”, de “temor”; pero
parece que dichas palabras son sólo pensamientos acerca de, y no que los estés
experienciando al ejecutar una tarea real. Parece ser que imaginas esas
molestias antes de enfrentar realmente los hechos. ¡Trata de verificarlo!
-8- Con respecto a generar emociones positivas en nosotros mismos por nuestra
propia decisión, es imposible. De la negatividad nunca podrá nacer algo positivo.
Las emociones superiores o positivas, vienen desde algo más allá de nosotros;
digamos que son extranjeras.
Si sabemos cómo crear un estado receptivo en nosotros, quizás nos visiten
algún día. Con respecto a tratar de convencer a las otras partes nuestras que no

22 - -
Aproximación al Cuarto Camino

quieren ni desean seguir la dirección indicada por nuestro yo observante, o


mayordomo, es el camino correcto.
¿Pero cómo lograrlo en la práctica? La enseñanza nos sugiere lograrlo por
medio de un razonamiento directo con ellos mismos. Convencerlos de que si nos
permiten seguir el camino que creemos correcto, ellos mismos saldrán
beneficiados y podrán alcanzar lo que deseen con mayor facilidad.
En lo que indicas al final, también tienes razón. Para que la presencia esté
presente en nuestro interior, debemos apoyarnos en la sensibilidad y la
respiración. Pero para alcanzarlo, requerimos saber a qué nos referimos
exactamente. Existen tres tipos diferentes de presencia: corporal, emocional e
intelectual. Para cada una de ellas se requieren ejercicios precisos sólo conocidos
por los Guías reales de esta enseñanza. Ejercicios intensos que involucran
directamente la atención. ¿Qué experiencia tienes al respecto? ¿Has
experienciado las diferentes presencias? ¿Qué prácticas de sensación y
respiración has ejecutado?

-9- ¿Podrías ser más específico? Esa presencia, según indicas, se manifiesta en
tu cuerpo como si se llenara todo por dentro; y que lo logras al llevar tu atención
y exhalación al mismo tiempo. ¿ No te parece algo contradictorio? Si la
exhalación es para desprenderse de algo residual en el cuerpo; ¿cómo un
desprendimiento te hace sentir corporalmente más lleno? Podrías explicar, ¿a
qué te refieres con: llevar tu atención y exhalación al mismo tiempo? Si
estamos participando en una comunidad para intercambiar experiencias, ¿por
qué somos tan míseros al hablar de ellas? Intentemos compartir con mayor
sinceridad; porque las exposiciones parciales ayudan a agrandar la confusión
reinante.

-10-

INICIO DEL GRUPO PREPARATORIO

Algunas Prácticas del Trabajo:


¿Cómo diferenciar entre las opiniones que nos son necesarias de aquellas
que nos son inapropiadas? El Cuarto Camino elude las definiciones precisas
porque involucran experiencias nuevas, las experiencias de liberarse a uno
mismo gradualmente de la dominación de los hábitos de pensar, sentir y actuar
que nos aprisionan. Es muy diferente decir: “yo pienso”, que “yo sé”, y que “yo
soy
El Cuarto Camino utiliza técnicas no-ordinarias como el medio más
adecuado para cambiar o romper patrones de respuesta estereotipados, al lograr
la inhibición de ciertas posturas corporales y mentales. Es un método para
expandir la conciencia en el hacer y en el no-hacer, y así obtener una mejor
integración de los reflejos y los elementos voluntarios en un patrón de respuesta
más eficiente. Este Camino puede servir como una ayuda para la gente, pero
mucho depende de lo que la gente necesite y de lo que espere recibir.

Las personas llegan a cualquier Grupo por tres razones principales:


Primera: dolor (físico-mental).

Segunda: desarrollar algunas habilidades (físico-mentales).

- - 23
Aproximación al Cuarto Camino

Tercera: buscando una transformación individual (una responsabilidad


individual para desarrollar su propia conciencia).
Este Trabajo es una poderosa herramienta para conocernos a nosotros
mismos y para cambiar nuestros hábitos perniciosos. Si descubrimos que el
techo de nuestra casa gotea, si no lo arreglamos nos empaparemos. Es
necesario tomar los problemas que nos aquejan en nuestras propias manos y
buscar la solución a los mismos.

Algo que estoy “haciendo” actualmente es la fuente de mis propios


problemas y dificultades. Por medio de la observación de las respuestas
habituales que manifiesto, puedo descubrir la manera en que funciono. Todos
tenemos “maneras de hacer” que afectan nuestro funcionamiento. Las elecciones
en lo que hacemos determinan la calidad de nuestras vidas. Éste es nuestro
poder de elección. Normalmente, la gente hace lo opuesto de lo que cree que
está haciendo y a lo que ha decido hacer.
La experiencia de este descubrimiento provocará sufrimiento debido a
la desilusión, nos desilusionaremos, porque al ser capaces de hacer aquello que
decidimos hacer en campos que nos son habituales y que envuelven experiencias
sensoriales familiares, extrapolamos estos logros a actos que son contrarios a
nuestros hábitos, y que por lo tanto, envuelven experiencias sensorias que nos
son desacostumbradas.
Existen en nosotros abrumadores patrones habituales que se oponen a
nuestros deseos de utilizar nuestro cuerpo y mente de una manera nueva.
Nuestros hábitos son más poderosos que nuestras habilidades para cambiarlos.
Siempre terminamos por hacer aquello que “sentimos correcto” de acuerdo con
nuestros hábitos.

Este trabajo solamente puede ayudar a aquellos que descubran y


admitan que su sentido de aquello que “sienten correcto” es poco seguro. Si su
sensibilidad se ha tornado poco segura como un medio de dirección, existe la
posibilidad para ellos de hacerla inequívoca de nueva cuenta. Por principio, este
patrón habitual de “sentir o de estar en lo correcto”, debe ser detenido en su
propia fuente. Hay que practicar, de acuerdo a las indicaciones de este Trabajo:
al recibir un estimulo de cualquier tipo, no-hacer nada de inmediato como
respuesta. A esto lo llamamos: el no-hacer.

A partir de estas prácticas podremos continuar con la prácticas


siguientes. Dedicar tiempo para practicar un modo consciente de dirección,
tomando en cuenta, que este nuevo uso de uno mismo se sentirá incorrecto de
acuerdo con nuestro patrón sensorial estándar u ordinario. No existe límite
definidos entre nuestro patrón habitual y nuestra dirección razonable. Para poder
que nuestra dirección razonada domine a la habitual, debemos olvidar el objetivo
o meta hacia el cual estamos trabajando, y centrarnos sobre los pasos que nos
llevaran a dicha finalidad, sólo los medios importan. Por poner atención a la
calidad de las acciones, antes que a los objetivos, podremos liberarnos a
nosotros mismos del irrazonable control de nuestras funciones.

En los Grupos auténticos existe un plan cimentado en cuatro premisas:

24 - -
Aproximación al Cuarto Camino

Primera: hay que aplicar un stop a nuestras respuestas inmediatas o


automáticas, así pararemos en su propia fuente esas direcciones habituales y
desordenadas.

Segunda: debemos practicar la proyección consciente de la dirección


necesaria para la utilización de uno mismo.

Tercera: continuar dicha proyección de dirección hasta que estemos


confiados de poder mantenerla en la ejecución de la acción involucrada.

Cuarta: cuando decidamos ejecutar la acción, debemos ser capaces de


detenerla y concientemente reconsiderar la decisión (la reversibilidad de la
acción).
Cientos de personas tratan de copiar o robar algunos conocimientos
para su propio beneficio, se están robando el hígado, ya nada más les faltaría la
receta. Porque la etapa más grande en el desarrollo del hombre y la mujer es
cuándo ellos pasan desde el subconsciente al control consciente de su cuerpo y
de su mente. A los Grupo auténticos arriban estudiantes de diversas tipologías y
se les dan instrucciones teóricas de acuerdo a su hambre de información.
Algunos de ellos podrán ingresar al verdadero: Grupo Práctico Preparatorio bajo
las normas del Cuarto Camino. Esta primera división entre estudiantes y
discípulos se sustenta en el pago que haya realizado cada uno de ellos,
normalmente es cuantificado por el grado de disposición mostrado hacia las
indicaciones del Guía del Grupo. Para aquellos de ustedes que no entienden el
significado de dicha disposición, se abre la posibilidad de que busquen dentro del
medio ordinario su significado literal, o dentro de ustedes mismos el significado
esencial de dicha palabra. A aquellos que sean capaces de pasar al Grupo
Preparatorio se les exigirá otro pago más pesado, la cantidad y la calidad de la
discriminación y de la persistencia mostrada durante un determinado periodo de
tiempo les ayudará a descubrir este requerimiento. Y sólo aquellos que paguen
con su determinación y con su persistencia se les podrán abrir las puertas del
Grupo Iniciático o Mezo esotérico.

-11- A los participantes de la comunidad:

¿Quiénes de ustedes han participado en escuelas del “cuarto camino”,


o de otras tradiciones? En dichos grupos o escuelas, ¿trabajaron sobre ustedes
mismos de manera práctica? ¿Ejecutaron tareas individuales y en grupo? ¿Qué
tipo de prácticas y tareas han ejecutado? ¿A qué tipo de disciplina se
sometieron? ¿Qué experiencias han obtenido? Aquellos que nunca han estado
en un grupo o escuela, ¿qué piensan acerca de ellas? Aquellos que están
buscando unirse a un grupo real de trabajo, ¿cómo piensan lograrlo?
Compartamos experiencias, aunque sea por medio de la comunidad...

-12- Lo que mencionas en tus aportaciones manifiestan la manera de


funcionamiento ordinario, y otro tipo de funcionamiento que nos es posible. En
tu primer aportación con respecto a la “fabrica de alimentos”, si la lees
detenidamente, encontrarás lo siguiente:
1.- Conociste un diagrama diferente, y tu primer aportación al respecto
fue hacernos una descripción de lo que ya está indicado en el diagrama.

- - 25
Aproximación al Cuarto Camino

Mencionas que en este nuevo diagrama funciona todo al revés. Después indicas
cómo deberíamos proceder para funcionar de manera extraordinaria. A
continuación describes las relaciones o flujos de energía que se indican en el
nuevo diagrama. Por ultimo, indicas qué es todo lo que entiendes al respecto;
planteas nuevas interrogantes que te pueden ayudar a comprender lo que ahora
no comprendiste, y agradeces cualquier opinión al respecto.
2.- En tu segunda aportación mencionas que algo en ti te condujo a
leer de nuevo lo que se describe en el libro “Fragmentos”, y que esa nueva
relectura te ayudó a clarificar ciertos conceptos; pero que aún así es algo difícil
de captar y comprender, y pides ayuda que te posibilite comprenderlo. Y
terminas por aceptar en tu interior, que no entiendes la fabrica porque no tienes
muchas experiencias necesarias, y por lo tanto se te dificulta su comprensión. Y
de nuevo agradeces cualquier ayuda y opinión al respecto.

3.- Pides ciertas aclaraciones con respecto a si van a opinar los demás
participantes al respecto, porque eso te puede servir para aclarar el significado
de las cosas. Apoyándonos en todo la anterior, podemos establecer ciertos
hechos:

En el # 1 se detecta a un Gardfiel que funciona ordinariamente. Ve un


nuevo diagrama de la fabrica de alimentos y su aparato formatorio rápidamente
da respuestas, respuestas que describen exactamente lo mismo que ya está
representado en el diagrama. En pocas palabras, repite automáticamente todo lo
que vio, sin aportar nada nuevo. Es igual a leer libros de la enseñanza: leemos
y repetimos lo que leímos, entre más exacto lo repitamos más creemos que lo
entendimos. Y es igual para todas las informaciones que nos llegan desde el
exterior. Pero como que de repente sucedió en Gardfiel algo diferente a lo
ordinario, como se manifestó en el segundo escrito. Algo en él lo condujo a leer
de nueva cuenta lo que menciona Osuspensky. Y ese impulso de leer de nueva
cuenta lo que tal vez él creía que ya entendía, le llevó a descubrir que no, que se
mencionan y se describen muchas cosas que no había captado con anterioridad.
Digamos, que Gardfiel descubre que no es muy simple captar la totalidad de las
cosas.

Pero lo más maravilloso es cuando llegó a sentir en su ser: que no


entiende, que no comprende porque carece de las experiencias necesarias; y
pide por primera vez ayuda. Al último, en el tercero, Gardfiel cae en la
desesperación, porque siente una necesidad de entender real, y los demás no le
aportan sus opiniones; no valoran lo que él ahora empieza a valorar por primera
vez. Gardfiel, si logras captar lo antes dicho, quizás se abra una puerta para ti.
El primer y el último Gardfiel es aquel yo tuyo que está arruinando tu vida. El
segundo, es quizás una parte más real de Gardfiel, un simple niño que siente
curiosidad auténtica, que quiere alimentarse con sus propias manos, que desea
saber a partir de su propio impulso; que va y contacta lo que ya había
contactado con anterioridad, y que descubre cosas nuevas, cosas que antes no le
habían despertado nada. Comienza a ver de una manera diferente a lo habitual.
Y si puedes captar en el segundo, en ese tipo de funcionamiento de tu fábrica
no habitual, ¿Qué te impulsó a releer Fragmentos? ¿Qué te condujo a desandar
tus pasos? ¿Cómo funcionó tu fabrica en ese instante? ¿Tenías un objetivo en
mente, algo que necesitabas? Recuerda que este nuevo y pequeño
funcionamiento no-ordinario, te llevó a descubrir cosas: tu propia ignorancia, tu

26 - -
Aproximación al Cuarto Camino

carencia de experiencias prácticas, etc.; y terminaste por pedir ayuda.


Pregúntate: ¿De qué te sirvieron el primer y el tercer comportamiento, qué
descubriste? Si lo logras captar, encontrarás que lo único real fue un gasto
valioso de energía que sólo te sirvió para aventar chorros de verborrea desde tu
aparto formatorio, pero ¿qué lograste a cambio realmente? Bueno, dispénsame
por hablar acerca de ti, pero para mí las palabras y las opiniones no son
importantes, lo importante para mí es el individuo desde donde vienen, y ese
ser, es el único que verdaderamente importa. Es preferible conocer y
comprender a las personas, las palabras, opiniones y conceptos que utilizan para
manifestarse, sólo apuntan hacía esa realidad: el ser humano. Y si tú no te
manifiestas, ¿cómo podrás conocerte? Recibe un fuerte y cariñoso abrazo de
parte mía..
-13- En tus propias palabras está la respuesta. La atención es una energía
muy especial que nos sirve para establecer un contacto con las cosas. Desde
luego, detrás de la atención existe “algo” más grande que ella, “algo” que tiene
la capacidad para dirigirla y controlarla. Ese algo es la Voluntad, pero por ahora
llamémosla simplemente: Deseo. Si no se despierta un deseo en ti, carecerás de
la voluntad requerida para dirigir y controlar tu atención. Así que la única
posibilidad es que se despierte en ti el “Deseo de ser”, aunque este deseo sólo lo
puedas alcanzar por medio de una observación justa y sincera sobre ti mismo.
Intenta tener más experiencias, de todo tipo, quizás encuentres en dichas
experiencias que la manera actual en que vives tu vida no corresponde a lo que
debería ser. Intenta descubrir que el tipo de vida inexistente en que todo te
sucede sólo ha contribuido a maniatarte y mantenerte esclavizado por los
miedos imaginarios que afloran de esas partes que no quieren soltar el mando; e
intenta sentir, sobre todo cuando ejecutes los ejercicios internos, que en ti existe
la posibilidad de vivir de otra manera, de una manera más auténtica, estado en
el que tú estás presente y en contacto contigo mismo y con la vida externa.
Ánimo, tú puedes determinar el tipo de vida correspondiente a tus anhelos más
profundos, siempre y cuando estés dispuesto a laborar concientemente y a
sacrificar el otro tipo de vida inexistente en que te encuentras atrapado...

-14- Parece que existe una confusión en lo que mencionas. Tu cuerpo:


¡Reacciona! Reacciona a cualquier cambio en el medio ambiente o a cualquier
estado o actitud interna. ¿O acaso tienes control o el poder para elegir esas
reacciones? Por qué te confundes al decir que tu cuerpo está atento a ti, y tú no
estás atento a tu cuerpo. Tú, el cuerpo y ese tipo de atención que mencionas,
forman una sola cosa: lo que tú actualmente eres. Intenta clarificar a base de
experiencias de hechos reales que observes en ti mismo, si eso a lo que has
llegado es correcto, o sólo es una deducción de tu pensar habitual.
El único valor de esta Enseñanza para ustedes, y para la Enseñanza
misma, es cuando lleguen a estar entonados con ella, de la manera, en el tiempo
y bajo las circunstancias que sean mejores para una relación fructífera. Las
personas tienden a pensar primero y con mayor frecuencia en ellas mismas. Esto
puede significar, que cuando oyen de esta Enseñanza, apasionadamente desean
tomar parte en ella, para aprender más, y así beneficiarse de manera personal.
Esto significaría que estarían alimentando a su propio egoísmo, y que han
llegado a encadenarse en las ventajas personales. Por otro lado, cuando la gente

- - 27
Aproximación al Cuarto Camino

llega a estar en contacto con nuestra ideas y las comparte de la manera correcta
con otras personas, estarían compartiendo a la vez que estarían tomando algo
para si mismas. Estarían, de hecho, en una condición de aprendizaje y de
servicio. Pero a la gran mayoría de los que arriban a este Grupo no se les puede
enseñar, son solamente turistas metafísicos. La ansiedad por aprender es
algunas veces una máscara del interés por uno mismo. Nuestra Enseñanza habla
de, y existe parcialmente en: “otro mundo”, una “realidad superior”, o una
“dimensión diferente”. De estados y cosas que se han vuelto “invisibles” para
ellos. Así es con esta Enseñanza.

Frecuente y abundantemente aseveramos que la gente no piensa las


cosas pensadas, que sólo establecen suposiciones, y que no las intentan
verificar. Nosotros proveemos en cursos instructivos, reuniones, literatura,
materiales de observación y ejercicios, los medios prácticos para establecer y
mantener la comunidad a la cual están siendo dirigidos, la experiencia de la
existencia de los “techos”. Una cuidadosa preparación es necesaria antes que la
gente pueda percibir algo que ha estado allí todo el tiempo. Por la aplicación de
una cierta capacidad de concentración, alguna persona induce a otras a
exteriorizar sus pensamientos internos, igual que en los métodos de la
Enseñanza. Estos pensamientos revelan el carácter y la operación del yo
secundario, la falsa personalidad, la cual capacita a la persona para manejar las
circunstancias de la vida, y que tiene por objetivo el mantenimiento de ella
misma; y no el progreso del individuo más allá de esas limitadas estrecheces y
superficialidades.

El Yo en comando se manifiesta por medio de: reacciones, esperanzas


y miedos, y por variadas procuraciones y opiniones. Al mirar su operación y
limitaciones, sus distorsiones y peculiaridades puede ser observado, tanto por el
propio individuo como por las demás personas. Ese “Yo” está actualizado en gran
medida lo que la gente imagina que es su propia personalidad, su propio y único
Yo; y se interpone entre la realidad objetiva y el Yo real o esencia del Individuo,
cuya realización es el propósito de este Trabajo. Algunas veces la manifestación
de ese Yo secundario se caracterizan por ideas o comportamientos atribuidos a
otras personas, como sucede en los sueños.
El efecto contrario también es posible, cuando el Guía imparte a la
mente del discípulo conceptos que pueden alcanzar su esencia, y que por lo
tanto, no pueden ser transportados por los métodos ordinarios empleados por el
Yo convencional.
La gente trata de cultivar esta capacidad para propósitos de ambición
personal, y siendo que esto es parcialmente posible, la metodología práctica es
protegida cuidadosamente por el Guía. Muchas cosas tienen que suceder antes
que el beneficio completo de estas reuniones pueda ser percibido. En este
Trabajo todos tienen que trabajar. Aquí tienen que hacer cosas a las que no
están acostumbrados. Alguna gente nos ofrece dinero como un substituto de la
acción, y lo que ellos necesitan aprender: es que pueden servir por medio de
una gran humildad. El dinero no se toma de ellos, en su propio interés. Tenemos
que trabajar con lo que tenemos. Y la organización debe auspiciar oportunidades
para ejercitar las características positivas y matar de hambre las negativas.
Esto no puede ser realizado en una atmósfera donde lo importante
está siendo hecho con los combustibles (avaricia, esperanza y miedo) que son

28 - -
Aproximación al Cuarto Camino

esenciales para obligar a la gente a actuar y que se conserve actuando en el


mundo exterior. Hay que acercare a los problemas. Si ustedes eligen el
acercamiento correcto, podrán resolver el problema. Pero si ustedes no pueden
elegirlo, y solamente lo obedecen, quizás no estén utilizando el mejor hábito
para dicho propósito. Existe el hábito, de que un acercamiento disciplinado
resolvería todos los problemas. Pero existe otro, que dice: si la disciplina se
pierde, se gana en vislumbres. Todos los libros dicen lo que es necesario, pero
no nos dicen cuándo, ni cómo. Para mí, es doloroso tener que tratar con gente a
la que quiero enseñar, mientras que ellos sólo quieren una comunidad social,
amistades y atención. La decepción en este caso, es pretender que uno mismo
está estudiando, cuando lo único que está buscando son estímulos. Este tipo de
gente está entrenada para buscar pequeñas satisfacciones, a los cuales les dan
grandes nombres. ¿Cuándo dejarán de estar convirtiendo las nueces en pasas?

La gente para todo intento y propósito es inconsciente de esta


presencia. El Guía sacude a la gente que “sueña”. Dichos choques son
experienciados como dolorosos mientras hacen su efecto, después estaremos
agradecidos que se nos haya permitido encontrarnos con ellos. La decepción de
uno mismo es el principal descubrimiento. Mucha gente dice que no puede
aprender de los libros. Y es cierto que no pueden aprender, porque primero
deben aprender que la única forma de aprender de los libros o de cualquier otra
cosa, es por intermedio de un Guía. Un libro es un instrumento que puede dar
información. La información y la acción son necesarias. Puede que el problema
sea que usted no quiere aprender, y siempre que dice: “Yo quiero aprender”, es
una forma de protección contra el aprendizaje, una forma de encantamiento.
Éste es el por qué tanta gente tiene que pasar a través de ciertas etapas, las
cuales le mostraran que esa condición no es una base sólida y segura para el
aprendizaje.

-15-

TEMA PRINCIPAL

Cuando las personas nos cuestionan acerca de esta Enseñanza, sólo nos
basta dirigir la atención a las palabras que utilizan, en ellas se muestra muy
claramente lo que ellos son, y vemos en un instante, con qué facilidad les
podríamos contestar utilizando los materiales, las analogías y las ideas que
aparecen en los libros sobre dicha Enseñanza, los cuales podían haber sido
utilizado por ellos mismos si realmente son tan analíticos y coherente como lo
imaginan.
En primer lugar: Las personas seleccionan paralelos y presunciones
arbitrariamente, y buscan aplicarlos a la Enseñanza. Utilizan sus
cuestionamientos como una satisfacción personal; y probablemente, utilizan los
mismos métodos ordinarios que aplican para aprender cualquier otra cosa.
Es como si fueran a la escuela de medicina y preguntarán: ¿Cómo
sabré que pueden enseñarme? Sólo se les podría mostrar la puerta de salida
para que se fueran, no serían elegibles.

- - 29
Aproximación al Cuarto Camino

Este tipo de cuestionamientos no indican una etapa de inteligencia en


la cual puedan ser enseñados.
Es tarea de otros hacer un trabajo preliminar con este tipo de gente.
Una de las funciones de los libros publicados es proveer esa instrucción
preliminar.

En segundo lugar: En esta Enseñanza se usa la flexibilidad, la


viabilidad y la efectividad, las cuales son evidencias de su valor en términos de
su utilización en los diferentes niveles. La coexistencia de esta Enseñanza y sus
imitaciones, es similar a cualquier otra actividad institucional en el mundo.

En tercer lugar: La idea del “reclutamiento y enrolamiento” varía


naturalmente con la forma de institución. Las personas pueden inscribirse como
buceadores de aguas profundas, y descubrir al poco tiempo, que el buceo no era
lo que ellos pensaban que era, a pesar de que existan muchos buceadores a su
alrededor, suficientes escuelas de instrucción, y una abundante literatura sobre
dicha actividad. Pregúntense: ¿Qué están ustedes buscando en el estudio y
actividades de esta Enseñanza que difiera de la manera ordinaria que utilizan?.
En cuarto lugar: Existe la cuestión que tiene que ver con el objetivo.
Cuánta gente que se inicia en la carrera política no se interroga acerca de: ¿Qué
es ser un Primer Ministro? ¿Y sí realmente es posible llegar a ser un Primer
Ministro? En cualquier caso, la gente que logra llegar al grado de Primer Ministro,
es aquella que obedece el dicho chino que dice: “La jornada de mil kilómetros se
inicia con un simple paso”.
En quinto lugar: La gente frecuentemente llegará a estar confusa, ya
sea porque no pueden comprender los pasos elementales que han tomado, o
porque invariablemente disfrutan de la confusión, o por alguna otra razón que
desconocen.
El participante en cualquier actividad debe cumplir con ciertos requisitos,
estos incluyen: humildad, dedicación, abstinencia, moderación y obediencia. A
menos que ustedes ejerciten estas “virtudes”, no conseguirán nada como:
trabajadores, soldados, profesión, política, y en cualquier otra actividad
ordinaria. Si ustedes quieren desatender esas responsabilidades y volar hacia
esta Enseñanza, entonces conoceremos lo que son, y no podríamos hablar con
ustedes. Decir “sí” a este Trabajo es decir “no” a los escapes imaginarios.

No es un accidente que la gente que conduce este Trabajo pueda


conectarse más constructivamente con personas que estén bien integradas
dentro del mundo, que tienen objetivos superiores, y que puedan adoptar una
actitud sensible hacia la sociedad y la vida.

Como decía mi Guía: “Lo que tú estás buscando en la soledad o en el


retiro, yo lo veo claramente en cada calle y en cada callejón todos los días.

No es esperanzador añadir ideas a las mentes que actualmente estén


llenas de ideas. Las instrucciones de este Trabajo quizás lleguen a ser visibles
cuando la cabeza esté más vacía de imaginaciones.
“Ustedes quizás piensen que son sabios, pero nada más puede ser
colocado dentro de un bote repleto”.
“Si estás lleno de pretensiones, estás de hecho vacío”

30 - -
Aproximación al Cuarto Camino

“Llega a estar vacío de ideas fútiles, así que puedas venir y llenarte
con percepciones superiores y comprender los significados reales”
“Involucra el conocer más a través del conocimiento de ti mismo;
conócete a ti mismo a través de conocer cómo piensas acera de los demás; y
obsérvate a ti mismo con otros ojos que no sean los tuyos”.

“El primer yo, acerca del cual obtener conocimiento, es el yo


secundario, esencialmente falso, yo que permanece en el camino, sin importar
que tan útil pueda ser para las transacciones diarias. Éste debe ser dejado de
lado, haciendo algo que pueda ser útil o inútil; no algo que te utilice a ti”

“La manera para lograrlo es por medio de la Observación de sí mismo,


registrando cómo y cuándo ese yo secundario está operando, y cómo nos
engaña constantemente”.
“Cuando te conozcas a ti mismo, podrás llegar a evaluar esta
Enseñanza”. “A menos que puedas ver clara y constantemente lo que realmente
eres, apóyate en las indicaciones de tu Guía

“Tú eres tu propia barrera, elévate sobre ella”


“Mucha gente que está realmente muerta se encuentra caminando por
las calles; muchos otros que están en sus sepulcros están en realidad vivos”
“Debe ser tomado con el corazón cualquier cosa que el Guía indique a
su discípulo a hacer y practicar, es para el beneficio del propio discípulo
Hay que permitir a la audiencia que tengan sus propias experiencias y
sus propias observaciones de sus cambiantes modismos y sensaciones, para que
constaten que mucha gente tiene infinidad de botones para presionar sobre
ellos.
Dondequiera que exista una fuente de atracción, la gente formará un
circulo a su derredor de acuerdo con su propia naturaleza. Los seres humanos se
parecen a los animales, al ser atraídos por el aspecto superficial de las cosas,
esos aspectos inmediatamente los atraen.
Ustedes oyen acerca de esta Enseñanza y lo que oyen los atrae. O
quizás deseen encontrar algo más acerca de ella. Esto significa, para ustedes,
que deben sin retraso alguno hacer contacto con esta Enseñanza. Es una
presunción el que puedan beneficiarse por un contacto efectuado a sus propias
conveniencias o bajo las circunstancias dictadas por ustedes. Esta actitud no es
prometedora, porque no corresponde a lo que podría suceder
En este Trabajo todos tienen que trabajar. Aquí tienen que hacer cosas
a las que no están acostumbrados. Alguna gente nos ofrece dinero como un
substituto de la acción, y lo que ellos necesitan aprender: es que pueden servir
por medio de una gran humildad. El dinero no se toma de ellos, es su propio
interés. Tenemos que trabajar con lo que tenemos. Y la organización debe
auspiciar oportunidades para ejercitar las características positivas y matar de
hambre las negativas. Esto no puede ser realizado en una atmósfera donde lo
importante está siendo hecho con los combustibles (avaricia, esperanza y miedo)
que son esenciales para obligar a la gente a actuar y que se conserve actuando
en el mundo exterior. Hay otros que nos ofrecen dinero, y cuando lo tomamos,
asumen que lo utilizamos para nosotros mismos. Una cosa es crear una situación

- - 31
Aproximación al Cuarto Camino

donde la gente pueda observar sus propias e indeseables características en


acción. Aquí estamos para hacer a la persona mejor, y no para empeorarla. Por
eso nos rehusamos a ejercer presión sobre la gente por medio de la persuasión
moral. Esta moral todavía es la fuente principal de la hipocresía. La gente tiene
que ser flexible, tiene que encontrar el camino entre los extremos y entre los
opuestos. El discípulo siempre se balanceará entre el rechazo y la fe.
Los hábitos de la mente son los más útiles y a su vez son el
instrumentos más innecesario para acercare a los problemas. Si ustedes eligen el
acercamiento correcto, podrán resolver el problema. Pero si ustedes no pueden
elegirlo, y solamente lo obedecen, quizás no estén utilizando el mejor hábito
para dicho propósito. Existe el hábito, de que un acercamiento disciplinado
resolvería todos los problemas. Pero existe otro, que dice: si la disciplina se
pierde, se gana en vislumbres. Todos los libros dicen lo qué es necesario, pero
no nos dicen cuándo, ni cómo.
Para mi, es doloroso tener que tratar con gente a la que quiero
enseñar, mientras que ellos sólo quieren una comunidad social, amistades y
atención. La decepción en este caso, es pretender que uno mismo está
estudiando, cuando lo único que está buscando son estímulos. Este tipo de gente
está entrenada para buscar pequeñas satisfacciones, a los cuales les dan
grandes nombres. ¿Cuándo dejarán de estar convirtiendo las nueces en pasas?
La gente para todo intento y propósito es inconsciente de esta presencia. El Guía
sacude a la gente que “sueña”. Dichos choques son experienciados como
dolorosos mientras hacen su efecto, después estaremos agradecidos que se nos
haya permitido encontrarnos con ellos. La decepción de uno mismo es el
principal descubrimiento.

Mucha gente dice que no puede aprender de los libros. Y es cierto que
no pueden aprender, porque primero deben aprender que la única forma de
aprender de los libros o de cualquier otra cosa, es por intermedio de un Guía. Un
libro es un instrumento que puede dar información. La información y la acción
son necesarias. Puede que el problema sea que usted no quiere aprender, y
siempre que dice: “Yo quiero aprender”, es una forma de protección contra el
aprendizaje, una forma de encantamiento. Éste es el por qué tanta gente tiene
que pasar a través de ciertas etapas, las cuales le mostraran que esa condición
no es una base sólida y segura para el aprendizaje
-16- Algo existente en ti te obliga a comportarte de cierta manera que tú
no puedes controlar, a veces se manifiesta por una necesidad impulsiva de leer y
leer hasta encontrar cierto cuento o historieta que, de acuerdo a tu propia
situación, infieres que precisamente se aplica a la situación de los demás. En la
terapia psicológica se le llama a este síndrome: “proyección o transferencia”.
Proyectamos lo que somos actualmente para verlo reflejado en los demás, y así
sentir que el problema está en ellos, mientras que tú mismo continuas atado por
tus propias carencias; una prisión muy confortable.
Hace unos 10 días se puso un “Tema Principal” en la Comunidad. Sería
algo muy útil para ti leerlo, porque ahí se mencionan muchas trampas
psicológicas en que están atrapados aquellos buscadores de fantasías. Pero para
que puedan serte de utilidad real necesitas comportarte al revez de lo habitual:
intenta encontrar en esas palabras, dichas por otras personas ajenas a ti, tus
propios problemas psíquicos.

32 - -
Aproximación al Cuarto Camino

Como una forma de alentarte a que intentes salir del poso donde te ha
gustado vivir, lee cada cuento, no importa cual, pero empieza a tratar de sentir
que ese cuento está hablando precisamente de algún rasgo de ti mismo. No leas
otro cuento hasta que el que hayas leído te dé un conocimiento acerca de ti
mismo. Pero si continúas comportándote como hasta ahora, que arrojas cuentos
hacia los demás sin siquiera aplicarlos a tu propia situación, estarías dándole un
uso a los cuentos para el que no fueron creados.

Así continuarás por la vida, diciéndole “pinocho” a todo aquel que de


acuerdo contigo es mentiroso, pero para que eso que percibes sea real, se
requeriría que tú mismo ya hayas expulsado la mentira de tu interior. Porque
cuando uno mismo está lleno de mentiras, falsedades y fantasías, ¿qué otra cosa
puede ver en los demás? Así que no trates de poner a pensar a los demás, sería
mucho más productivo y beneficioso para ti: ¡Qué pensaras por ti mismo!

Estimado Orlando: Todos los cuentos son bienvenidos, pero los


verdaderos cuentos de la Tradición Sufí tienen un uso mucho más importante,
algunos de ellos fueron creados para leerse solamente en las Tarikas o Grupos
de Trabajo, otros para leerse en público, y otros como historietas que al menos
te provocan risa. Los cuentos deben tomar en cuenta: el estado de la persona a
la que va dirigido, el lugar donde se encuentra, y las condiciones externas que lo
rodean. Y siempre van dirigidos a una finalidad. Creo que puedes captar lo
anterior si observas el comportamiento de las personas “religiosas”. Siempre
encuentran una frase o máxima extraída de la Biblia para juzgar a los demás, lo
cual nos da a entender que para ellos la Biblia sólo sirve para medir lo externo; y
así es como se prostituyen los escritos sagrados. Pero algún día
comprenderemos, por medio de nuestras propias experiencias, que los cuentos,
igual que la Biblia, el Corán, el Gita y el Pentateuco fueron creados para otro fin.
Me estoy refiriendo a los cuentos Sufí, los otros creados por personas
que no han alcanzado el nivel creativo son para desecharse. A esta comunidad
se han afiliado personas que están trabajando sobre sí mismos en diferentes
países: España, Argentina, Chile, Venezuela y Colombia. Con algunos de ellos
mantengo una comunicación directa, y no por intermedio de la comunidad.
Cuando logro detectar algún participante de esta comunidad que vale la pena,
que es sincero y honesto, y que muestra cierta disposición, lo contacto para
hablarle de la enseñanza práctica del Trabajo. Todos son bienvenidos, siempre y
cuando participen, pero esa participación debe apoyarse en las propias
experiencias y en las propias interrogantes más profundas. Tú has sido un
participante fervoroso, y eso es bueno, pero he tratado de que captes que ese
fervor lanzado hacia afuera no podrá posibilitarte nada a ti. Lo importante para
mí eres tú, lo que envías me ayuda grandemente a conocerte cada día más;
ojala algún día también lo puedas captar tú.

-17- LA LEYENDA DEL GANADERO. CUENTO.

Había una vez un ganadero, el cual viajó lejos de su país para ganar su
sustento y también compartir su habilidad especial y conocimientos con los
criadores de ganado de otras tierras. Cuando llegó al país donde había decidido
asentarse, se dio a conocer como experto en ganado. Al principio la gente se

- - 33
Aproximación al Cuarto Camino

agrupó junto a él, ansiosos de aprender su conocimiento. Dijeron: -Te damos la


bienvenida porque somos especialistas en vacas y bueyes, y necesitamos una
persona como tú, aunque éste no es un buen país para criar tales animales, ya
que enferman y mueren muy frecuentemente, a pesar de toda nuestra ciencia.
Él les preguntó: -¿Cómo alimentáis y tratáis a vuestros animales? Le
describieron sus métodos, y al instante pudo ver que debido a profundas y falsas
imaginaciones acerca de la naturaleza y tratamiento del ganado, en realidad
ellos estaban impidiendo que sus propios rebaños se multiplicaran e incluso
florecieran
Para ellos sus propios sentimientos eran más necesarios que la cría
adecuada del ganado, aunque imaginaban que estaban sirviendo a sus rebaños.
Cuando intentó indicarles esto, mostraron tal horror y consternación que se vio
obligado a decir: -Estoy únicamente bromeando; por supuesto que tenéis razón
en el modo en que tratáis a vuestros animales. Debido a que dijo eso, la gente
le permitió trabajar con sus animales. Al fin lo nombraron para que fuese su
administrador principal de ganado. Esto significó que este hombre encontró
empleo en el país de su elección. Pero con respecto al asunto de ser capaz de
desempeñar su habilidad principal –la de cuidar y tratar al ganado- su situación
era de gran ansiedad y dificultad.
Debido a que estaba obligado por los requisitos locales a tratar al
ganado cuando estaba enfermo, con remedios famosos pero inútiles, tenía que
emplear un tercio de sus noches, cuando podía haber descansado, en hacer la
ronda de los rebaños y administrar las curas apropiadas para ellos. Debido a
que tenía que alimentar al ganado con nutrientes insuficientes, ya que éstos
eran los que la gente local consideraba correctos, tenía que emplear otro tercio
de su tiempo libre alimentando secretamente al ganado lo que realmente
necesitaba. . Nunca disfrutó más que de un tercio de su necesaria asignación
de descanso. Su vida fue acortada por este modo de vivir, pero obtuvo una gran
reputación entre la gente ganadera, que lo consideraban un parangón de
virtudes en sabiduría ganadera, lo cual estaba sacralizado en su propia historia y
aspiraciones.
Los rebaños de ganado mejoraron y florecieron. Cuando él murió y los
perplejos ganaderos intentaron redoblar lo que ellos consideraban fórmulas
correctas para tratar a sus rebaños, los animales comenzaron a morir incluso
más frecuentemente de lo que lo habían hecho antes de que hubiesen conocido
al forastero. Fue sólo porque él había dejado un hijo que había jurado mantener
el secreto, el cual finalmente tomó el puesto de su padre, por lo que el bienestar
de la gente, y el de sus vacas y bueyes, fue mantenido a pesar de ellos mismos.

-18- No existe atención en la gente. Adquirirla debe ser nuestra meta. La


observación de sí sólo es posible después de adquirir atención. Empiecen con
cosas pequeñas. Sus movimientos nerviosos e inquietos hacen que toda la
gente sepa, conciente o inconscientemente, que usted no tiene autoridad y que
es un bobo. La primera cosa que tiene que hacer es detener esos movimientos.
Haga de eso su meta, su Dios. Inclusive, haga que su familia lo ayude.
Solamente después de esto, usted quizás pueda ganar atención. Éste es un
ejemplo de hacer.

Otro ejemplo: un aspirante a pianista nunca puede aprender excepto


poco a poco. Si usted quiere tocar melodías sin antes practicar, nunca podrá

34 - -
Aproximación al Cuarto Camino

tocar melodías verdaderas. Para ganar algo se necesita una larga práctica Hay
dos clases de hacer: el hacer automático, y el hacer de acuerdo con la meta.
Tome una pequeña cosa que usted es incapaz de hacer ahora, y haga de ella su
meta, su Dios. No deje que nada interfiera. Solamente intente eso. Olvídese de
las cosas grandes, destruya ese apetito. Haga que su meta sea el rompimiento
de un hábito pequeño El dejar de hablar demasiado, para algunos, es una meta
muy buena. Usted hecha a perder todo con su hablar. Esto obstaculiza hasta sus
negocios. Cuando usted habla mucho, sus palabras no tienen peso. Trate de
superar esto, y muchas bendiciones le vendrán si tiene éxito

El soportar las manifestaciones de los demás es una cosa grande. La


ultima cosa para un hombre. Empiece por hacer que su meta o su Dios sea la
capacidad para tolerar en una sola persona una sola manifestación que usted no
puede tolerar ahora sin nerviosismo. Si usted “lo desea” usted “puede”. Sin
“deseo” usted nunca “podrá”. El deseo es la cosa más poderosa del mundo. Con
un deseo consciente todo llega

Un hombre no tiene la energía para llevar a cabo metas voluntarias,


porque toda la fuerza adquirida por la noche, durante su estado pasivo, se gasta
en manifestaciones negativas. Estas son sus manifestaciones automáticas, lo
opuesto a sus manifestaciones positivas y voluntarias Para aquellos de ustedes
que ya son capaces de recordar su meta automáticamente, pero que no tienen la
fuerza para cumplirla: Siéntense en soledad por lo menos una hora. Relajen
todos sus músculos. Permitan que sus asociaciones prosigan, pero no sean
absorbidos por ellas. Díganles: “Si ustedes me permiten seguir lo que ahora
deseo, más tarde yo les concederé sus deseos”. Vean sus asociaciones como si
fueran de otra persona, para evitar que ustedes se identifiquen con ellas. Al
termino de una hora, tomen un pedazo de papel y escriban su meta. Hagan de
ese papel, su Dios. Todo lo demás no es nada. Sáquenlo del bolsillo y léanlo
constantemente, todos los días y a toda hora De este modo se transformará en
parte de ustedes, al principio, teóricamente; después, de hecho.

Para ganar energía practiquen este ejercicio de sentarse quietos,


dejando muertos todos los músculos. Solamente cuando todo en ustedes esté
quieto después de una hora, tomen la decisión sobre su meta. Emprender una
meta voluntaria y lograrla, da magnetismo y la capacidad para “hacer”

El hombre tiene dos substancias en él: la sustancia de elementos


activos del cuerpo físico y la sustancia formada por elementos activos de la
materia astral. Estas dos substancias forman una tercera, mezclándose. Esta
sustancia mixta se reúne en ciertas partes del hombre, y también forma una
atmósfera alrededor de él, como la atmósfera alrededor de un planeta. Dentro
de ciertos límites, cuando dos atmósferas se encuentran, y si las atmósferas son
“simpáticas”, una conexión se establece entre las dos, y se producen resultados
de acuerdo con la Ley. Algo fluye. . La cantidad de atmósfera permanece la
misma, pero la calidad cambia. El hombre puede controlar su atmósfera. Una
parte puede ser aumentada y puesta en movimiento como una corriente.

En el hombre, los deseos y los no-deseos pueden ser positivos y


negativos. El material astral siempre se opone al material físico. En tiempos
antiguos, los sacerdotes eran capaces de curar enfermedades por medio de la
bendición. Algunos sacerdotes tenían que imponer sus manos sobre la persona
enferma. Algunos podían curar a corta distancia, otros a gran distancia. Un

- - 35
Aproximación al Cuarto Camino

“sacerdote” era un hombre que tenía substancias mixtas y podía curar a otros.
Un sacerdote era un magnetizador. Las personas enfermas no tenían suficientes
substancias mixtas, ni suficiente magnetismo, ni suficiente “vida”. Esta
“sustancia mixta” puede verse si está concentrada. Un aura o halo era algo real,
y pueden algunas veces ser vistas en lugares sagrados o en iglesias. Mesmer
redescubrió el uso de esta sustancia. Para poder usarla, ustedes deben primero
adquirirla. Pasa lo mismo con la atención. Se obtiene únicamente por medio de
la labor consciente y el sufrimiento intencional, al hacer pequeñas cosas
voluntariamente. Haga de una pequeña cosa su Dios, y usted estará en camino
hacia la obtención del magnetismo. El magnetismo puede estar concentrado y
puede hacerse fluir, como la electricidad. En un Grupo verdadero, se podría dar
una respuesta verdadera a esta pregunta –acerca del magnetismo.

-19- Está muy claro lo descrito por Sogol. La gente requiere palabras para
retener y poder comunicar ciertas experiencias internas que ha experimentado.
Alguien tuvo una cierta experiencia, experiencia para él diferente a otras que
había experimentado con anterioridad en él mismo, y para diferenciarla la
bautizó con un nombre. Similar a la aparición de la palabra: atención. Todas las
palabras que existen en cualquier lenguaje intentan referirse a ciertos objetos o
eventos externos (mesa, llueve), y ciertos estados internos (cansado, decaído,
cachondo, distraído, atento). Todas estas palabras indican hacia una realidad.
Esa realidad puede haber sido vivida o percibida por otras personas, o puede no
haber sido experienciada. Ciertas personas experienciaron lo que
posteriormente llamaron: atención, o Dios, u otras cosas. Ellos saben
exactamente a qué se refieren, aunque la mayoría de la gente que no las haya
vivenciado las utilice o no a pesar de desconocer la experiencia y significado que
contiene atrás de la palabra. Así que sería mucho más correcto hablar de
nuestras propias experiencias sin darle mucha importancia a las palabras.
¿Qué siento, cómo lo siento, cuándo lo sienta, ante quién lo siento,
ante quién no lo siento, en qué difiere de otras sensaciones, o en qué difieren de
otros sentimientos? Todo eso serviría para comunicarnos, aunque jamás
podremos captar ni vivenciar la experiencia real, ésta no puede transmitirse con
las palabras. Pero cuando escuchemos o leamos una palabra, sin importar cuál,
intentemos efectuar los experimentos necesarios por nosotros mismos para
obtener el significado encerrado detrás de ellas. Una vez efectuado el
experimento y haber llegado a una conclusión personal, intercambiemos nuestra
vivencia con los demás, y quizás encontremos a alguien que haya experienciado
algo similar a lo mío. Y como lo similar atrae a lo similar, esas dos personas
podrían intercambiar vivencias personales; y a la mejor encuentran algo en
común en que puedan unir sus experiencias y esfuerzos y así alcanzar cierta
comprensión Desde luego, Sogol, no nos dice en qué apoya sus descripciones,
sólo vierte un torrente de palabras que escuchó o leyó en algún lado, pero no
nos habla de sus propias experiencias personales, quizás así proteja su carencia
de las mismas; pero eso sólo él lo podrá descubrir cuando se enfrente a él
mismo y deje de tratar de ladrar contra el mundo como una protección. Saludos
para todos, y extiendo una calurosa bienvenida para los nuevos participantes...
-20- Serías capaz de descubrir el contenido más interno de ese cuento?
Pienso que el contenido superficial que intentas transmitir es tan obvio que no

36 - -
Aproximación al Cuarto Camino

vale la pena dedicarle tiempo. Pero si nos comunicas lo qué dicho cuento
significa para ti, y si los demás aportan sus significados personales, quizás
reuniéndolos y desechándolos todos, arribemos a lo que está escondido detrás
del cuento. También sería conveniente que nos dijeras, ¿de dónde extraes esos
cuentos?, así nos posibilitarías leerlos directamente de la fuente de donde
abrevas, y no bebemos de tu mismo vaso. Por ejemplo, podríamos deducir
apoyándonos en ciertos comportamientos manifiestos, que si en vez de un mono
intentamos ver que están hablando de ti, qué el mono es el mismo Orlando. Y
qué mientras los otros están entregados a su Trabajo interno y personal aislados
de la gente (en un monasterio), ese mono u Orlando (o vida externa) nomás
está chingue y chingue con sus titilaciones; bueno quizás algún día lo puedan
amarrar (algo que sucede una vez cada mil años), pero siempre aparecerán
otros animales (distracciones externas) que harán todo para continuar
distrayéndolos con sus pequeñas estupideces.
Pero para qué dejamos pasar el tiempo, mejor rompamos de una vez
el cascarón con el que nos protegemos para continuar aislados (monasterio) y
gocemos la vida junto con el chango. Espero que sí puedas titilar activamente y
descubras algo que sea útil para ti o para la comunidad. Pero es difícil esperarlo
cuando un chango no se reconoce como chango, porque él no interviene en el
cuento, siempre los protagonistas son los demás, pero él se protege, no
interviene en ninguna acción, observa todo y lo juzga desde su guarida. Saludos
y un abrazo fuerte a nuestro ancestro remoto...
-21- Las Titilaciones son del aparato formatorio, ahí es dónde cada uno
tenemos nuestro propio mono; no lo busquemos en el cuerpo, porque éste sólo
opera de la manera habitual a la que lo han obligado las emociones y los
pensamientos basados en palabras y fantasías. Cuando el mono titila, titilan
todas tus otras funciones. Descubramos el origen en nosotros de dichas
titilaciones, y no descansemos hasta haber encontrado dicha fuente. Aunque el
trabajo fecundo consiste en intentar mantenernos callados, mentalmente
callados, si lo logramos aunque sólo fuera por un instante, veríamos de pronto la
multitud de titilaciones que nos apresan.

-22- Actualmente están registrados 36 participantes, pero muchos de ellos


no han aportado nada. Esperemos hasta mediados de Agosto para ver si los
participantes siguientes verdaderamente intentan participar, si no, pues serán
dados de baja en esa fecha: místico, nahuel, ultramar, valentina, manos de oro,
lula, José Carlos, Jesús ángel, José c, albertosi, astral, cedano, gárgola, ina-g,
jeez, chiquita, Eduardo, eteroeros, halcón-dorado, hosi. Desde luego, pueden
seguir leyendo lo que se comente en la comunidad, así que no pierden nada. Se
han insertado varios temas en la comunidad para intentar abarcar multitud de
intereses e interrogantes. El material está ya expuesto, trabajemos sobre él por
medio de sus aportaciones. Cualquier otro tema que sea de interés, pueden
aportarlo. Intentemos ser activos en nuestra vida, la pasividad se alcanzará
algún día en la tumba.
-23-
ENERGÍA

- - 37
Aproximación al Cuarto Camino

Cuando siento la necesidad, me subo en el auto y manejo a un cañón en las


montañas que se encuentra a algunos 30 kilómetros de mi casa. Me estaciono,
me pongo mis botas, comienzo a caminar, y me abro yo mismo a lo familiar, a
las influencias superiores: a la fuerza que emana de las rocas, a la dulce
fragancia de los pinos, al sol y al cielo azul. Una transformación interior toma
lugar, un influjo de energía superior, y cuando regreso a mi casa me encuentro
diferente en mí mismo. En mi vida diaria, cuando miro hacia mí “hacer el
Trabajo”, cuando veo mis intentos, llego a la realización de que necesito más
energía para hacer lo que quiero hacer. También veo mi querer prevenir las
fugas de energía que tengo. Puedo comenzar a parar las fugas de energía al
luchar contra mis hábitos mecánicos, por el estudio de mí mismo y por el
recuerdo de mí mismo. Una definida cantidad limitada de energía nos es dada,
producida por la naturaleza durante nuestro descanso nocturno. Esa energía es
suficiente para vernos a través del día, pero es limitada y es desperdiciada en la
vida ordinaria que nada es dejado para el trabajo interior y el desarrollo. ¿Puedo
planear cómo quiero gastar mí energía en la vida diaria y qué tanta necesitaré
para mí trabajo interior? Tengo que ser vigilante, observarme a mí mismo todo
el tiempo. Un descuido, una expresión de emoción negativa, si estoy enojado o
violento, y energías que necesitan semanas para reponerse, se gastan en un
instante. Pero el Trabajo es la transformación de esas emociones de enojo, de
miedo o aburrimiento.

Necesito estar más presente a estos tipos de emociones y que tomen un


sabor diferente y comiencen a ser útiles para mí. Al realizar esto, llego a dos
conclusiones. Primera, estoy dando una energía innecesaria a las actividades del
día. Segundo, estoy gastando o tirando la energía continuamente por la
expresión de emociones negativas, impaciencias, arranques de enojo, sueños
diurnos, y la consideración interior. Éstas quizá no sean verbalizadas o
anunciadas. . Pueden tomar lugar internamente y son igualmente desagües
perjudiciales.

La consideración interior es una de las pérdidas de energía más


debilitantes. Quizá sienta que no soy lo bastante valorado por los demás. Estoy
identificado con mis sentimientos y pensamientos acerca de cómo la gente me
trata y de sus actitudes hacia mí. Siento que no soy respetado. Todo esto, por
cierto, es solo mí imaginación. Todo esto me atormenta y drena mí energía. Me
hace suspicaz hacia los demás, hostil y vengativo. La vida es injusta, y así es la
actitud de los otros hacia mí. Estoy haciendo cuentas continuamente. Espero que
la gente me exprese estima y admiración, que reconozca mí habilidad, intelecto,
ingenuidad, buen gusto, elocuencia y sofisticación, y todo aquello que sea
superior. Mientras trato, veré cuáles de estos aspectos son atribuibles a mí, y
hacer mi tarea al estar especialmente atento y observarlos. Cuando veo que
estoy desilusionado con mi vida, reconozco que la “des-ilusión” es: la
destrucción de la ilusión. Éste es un estado benéfico, porque realizo que la vida
del camino que estoy viviendo es una ilusión. Comienzo a ver la realidad, un
paso aparte de mis maneras de pensar subjetivas, y me aproximo, por
momentos, a la objetividad. Por momentos quizás sea capaz de “hacer”.

Otra de las razones principales del gasto de energía son las tensiones
involuntarias. Tengo que tratar de ver mi yo, mi cuerpo, reaccionando a las
circunstancias. Primeramente ver el enojo o la determinación. Mis quijadas se
aprietan. Los músculos de mis hombros se tensan. No sé por qué, pero siento la

38 - -
Aproximación al Cuarto Camino

tensión en mi plexo solar y en los músculos de las pantorrillas. Quizás note la


contracción en los dedos de los pies. Me digo: “debo notarlo”. Debo, ¿pero lo
podré hacer? Hice una observación una noche, sentado frente a mi escritorio, me
vi a mí mismo poniendo ambas manos sobre mi cara y diciéndome en silencio:
“Estoy cansado”. Pude sentir la tensión en mi cuerpo. Mi actitud total era el
reflejo de esa tensión. Entonces “desperté” y realice: “Ésta es mi propia
indulgencia”. Llegué a darme cuenta de ello, mire mi actitud de acuerdo con el
punto de vista del Trabajo: la misma silla, los mismos gestos, pero en vez de
decir: “Estoy cansado”, lo cual justamente me hizo más cansado, dije: “estoy
descansando ahora”. Por no ser negativo y drenarme con mi propia compasión,
me abrí a un influjo de una nueva forma de energía que alteró mi estado.

¿Con qué frecuencia las tensiones físicas nos roban nuestra energía?
¿Qué puedo hacer? Hago observaciones de mí mismo en mis tareas diarias,
dividiéndome a mí mismo en dos: el observador y lo observado. Si puedo ver, es
que tengo una atención bastante fuerte. Puedo desviar la mente de sus caminos
destructivos hacia direcciones positivas, desviar el centro emocional de los
momentos negativos hacia una dirección positiva. Llego a darme cuenta del
proceso de observación y ver que éste se inicia con sentir el cuerpo entero. Esto
crea un espacio entre la reacción emocional y la presencia consciente, y me
permite actuar antes que reaccionar. Observándome a mí mismo, comienzo a
ver mis debilidades cuando indago en las emociones negativas, expresando
enojo, consideración interior y la justificación. Quizá sea capaz de capturar mi
negatividad en el momento preciso, antes de que tome el control, antes de que
su propio momentum tome el mando y el carro se lance hacia abajo careciendo
de frenos.

La observación de mí mismo puede ayudarme a ver qué tanta energía


física innecesaria gasto en mi vida diaria. Quizás cuando levanto un lápiz lo hago
como si pesara 5 kilos. O cuando corto la barra de pan uso la fuera entera de mi
brazo cuando la sola presión de mi mano es requerida. Mis observaciones me
enseñan a economizar y ser más eficiente en todas mis tareas, y con el tiempo
me recordaran a tratar estas tareas conscientemente, no mecánicamente. ¿Qué
tanta energía gasto al realizar tareas manuales llevadas a cabo o guiadas
principalmente por la parte móvil del centro de movimiento, cuando la parte de
pensamiento le ha mostrado qué tan rápido y más eficiente la tarea puede
llevarse a cabo? Siéntese, planee el trabajo, saque las herramientas en la
secuencia que las utilizara. Considere cómo arreglar el trabajo así que usted no
tenga que caminar hacia adelante y hacia atrás constantemente, y entonces deje
que el centro de movimiento lleve a cabo la acción.
La energía que salvamos puede ser utilizada en otro momento por nuestro
trabajo interior. Practicando la observación de mí mismo, puedo adquirir un
excedente de energía al final del día, la energía requerida para el desarrollo
interior y la transformación que es mi objetivo, mi meta, y nuestro correcto
nacimiento. En adición a detener las perdidas de energía, puedo trabajar para
crear más energía por incrementar mis propios esfuerzos. Si he tenido un día
bastante agitado durante el día en el trabajo o la casa, pensamientos en serie,
mezclados con emociones (enojos, violencia, compasión de sí, culpas,
aprensiones acerca del día siguiente), las energías serán drenadas por todo esto,
recuerdo, no todas las energías son reducidas.

- - 39
Aproximación al Cuarto Camino

Lo que se gasta más es el almacén de las energías emocionales e


intelectuales. Recuerde que la tercera fuente es el centro de movimiento.
Póngase sus tenis, trote un poco por la calle, súbase a su bicicleta, de una
caminata, o realice un trabajo físico. No sólo existe bastante energía física, pero
por usarla de la manera descrita, usted recargara las agotadas baterías de los
otros centros, y sobre todo, todo usted estará haciendo un esfuerzo de Trabajo.
Existen otras maneras.

La música puede hacer contacto con su centro emocional; un


crucigrama o una novela de misterio puede hacer contacto con el centro
intelectual. Haga una llamada telefónica a alguien que pueda estimular alguno de
estos centros, o escriba sus experiencias en su diario. Si usted utiliza estas
herramientas conscientemente, cualquiera de ellas puede aliviar la presión de la
situación actual. Estas cosas, conscientemente hechas, lo ayudarán. Si las hace
mecánicamente, no serán de ayuda para usted ni para su propia transformación.
Esto es conciencia de uno mismo, tratar de vivir mas conscientemente. Recuerdo
cuando mi maestro me pregunto: “¿Juan, prácticas el vivir consciente todos los
días?”

Su energía puede también ser incrementada por ser capaz de adquirir la


inmovilidad interior. Cuando hago mi ejercicio de la mañana, realizo que la
cualidad de mi postura total corresponde a la cualidad de mi energía. Cuando
comencé a entrar en el vacío, me sentí descorporizado, aproximándome al nivel
de no-mente, traté de mantener ese estado, de prolongarlo. Esa vez, se me
escapó. Sé que si tuviera más energía, una forma diferente de energía, podría
permanecer en ese estado por un largo tiempo y posiblemente hacer contacto
con fuerzas superiores. Este efecto de crear y prolongar la inmovilidad interior,
la quietud interior, por sí misma crea energía de vibraciones mucho más finas.
Ésta es la ley. Poco a poco esta energía y esas vibraciones se revierten en mi
cuerpo. Tienen un efecto químico, o alquímico en mi organismo entero. Aquí
están cuatro ideas que fueron de ayuda para mí en mis interrogantes acerca de
la energía:
1).- Puedo conservar la energía por pensar más conscientemente.

2).- Para prevenir fugas de energía en la depresión, tengo que hacer


esfuerzos.

3).- Debo tener pensamientos iluminadores y pensamientos más


largos.

4).- La quietud interior crea energías finas.

-24-TRANSFORMACIÓN INTERIOR

Hace varios años, había un hombre en mi Grupo que comenzó a estar


perplejo, inseguro de sí mismo, buscando a tientas una dirección en su vida.
Estaba confuso, llorando. Reconociendo esto y viendo muchas de sus
debilidades, estaba determinado a hacer algo acerca de su situación. De ese
modo entró en el Trabajo. Asistía a reuniones, a posturas de aquietamiento, se
hizo útil para mí, para el grupo, y para el Trabajo en todo sentido. Practicó la

40 - -
Aproximación al Cuarto Camino

observación de sí mismo en la vida diaria más que cualquier otro que hubiera
encontrado durante todos los años que he estado en el Trabajo.
Su confianza creció y se impuso dos objetivos: llegar a ser “un
hombre”, y llegar a ser “un hombre en el mundo”. Ser “un hombre”, es el
trabajo sobre la esencia, buscando fuerza, fortaleza, voluntad, y un balance total
y objetivo. Ser “un hombre en el mundo” es trabajar sobre la personalidad,
buscando la adaptabilidad, la comprensión de las relaciones en la vida, la
educación, el tacto, y el ser capaz de jugar el rol correcto en cada situación de la
vida. En la mayoría de las reuniones él hablaba y describía cómo aplicaba el
Trabajo en su profesión, en su vida emocional, siempre combatiendo sus
debilidades. Aceptaba direcciones, bastante veces con renuencia y
resentimiento, pero siempre reconociéndolas por sus valores y como ayudas
para llegar a ser una persona diferente.

Comenzó a leer, lo cual no era natural para él. Rápidamente, llegó a


ser claro para él lo que la herramienta de lectura podía hacer por él, no sólo para
incrementar el conocimiento, sino que también para su ser, al hacer cosas que
iban en contra de su yo formal. Todo esto le creaba fricción. Gradualmente
adquirió disciplina, primero externa, y después, lentamente, interiormente.
Gradualmente, llegó a ser firme internamente, haciendo decisiones difíciles, duro
consigo mismo. Comenzó a transformarse a sí mismo.
¿Pueden ustedes recordar sus estados antes de que encontraran el
Trabajo? Yo experimenté una insatisfacción interior, un vago sentimiento de que
debería existir algo más superior que lo que yo había descubierto “en la vida”.
Esta vaguedad tomó forma como el comienzo de una búsqueda. ¿Una búsqueda
de qué? Yo no lo sé; no lo puedo definir. Eventualmente la ayuda llegó desde
“algo” que comenzó a formarse en mí, durante mi búsqueda a través de libros,
lecturas, y estudios de literatura esotérica, y que me condujo a mí a este
Trabajo. Despacio, comencé a comprender qué era lo requerido: una
transformación interior. Un objetivo real arribó a mi vida, una realización de algo
más grande de lo que yo era entonces, y que yo quería llegar a ser. También vi
que necesitaba ayuda. La ayuda para la transformación interior está disponible
para los grupos y los maestros, y a través del trabajo actual.
Comienzas cada día con “el estado de aquietamiento”, el ejercicio de la
mañana, en el que aquietar el cuerpo y la mente es el primer paso hacia el
recuerdo de sí mismo. Tratas de utilizar las ideas y de hacer los ejercicios que se
te dan. Asistes a reuniones del grupo, lecturas y trabajo de fin de semana. Si
continuas, verás más y más que el trabajo sobre ti mismo viene desde adentro
de ti. Tú debes hacer el trabajo; tu maestro o el guía no puede hacerlo por ti, ni
puede hacerlo el grupo. El líder del grupo puede sólo apuntar las direcciones y
explicar qué pasos quizás sean necesarios.
Una es “la inmovilidad total”. El otro es “el deseo”. La inmovilidad total
puede ser tanto: física y mental. Enderezas tu columna vertebral, con la cabeza
balanceada sobre el cuello y los hombros, sintiendo la totalidad de tu cuerpo y
vaciando tu mente. Al estar “inmóvil”, existe la posibilidad de que aparezca un
nuevo estado interior, en el cual estás vacío pero puedes ser llenado. Debo
recordar que una razón por la que llegué a este trabajo fue el construir un cuarto
para algo nuevo. El vaso que actualmente está lleno no puede recibir algo
nuevo, a menos que primero se vacíe. El estado de inmovilidad total nos

- - 41
Aproximación al Cuarto Camino

capacita “para permitir que algo suceda”. El estado creado por la inmovilidad
viene desde un muy pequeño lugar de quietud en mí, poco a poco, se extiende
dentro de la totalidad de mi organismo, produciendo la posibilidad de un cambio,
de una transformación.
Tranquilamente, quizás note alguna superficialidad. Mi trabajo de
aquietamiento de la mañana tiene que tomar una diferente cualidad. Necesito
estar más quieto. Entonces siento (sentimiento) crecer algo en mí. Lo que
parece crecer es la habilidad para mirarme a mí mismo por más largos
momentos. ¿Es éste el comienzo de lo qué ha sido llamado el Segundo Cuerpo
del Ser?
El deseo es la fuerza más poderosa en el mundo de la transformación
interior. Esta fuerza comienza a actuar en mí. La primer cosa en la mañana,
antes de mi ducha, antes de mi cafecito, antes de vestirme, es establecer el
compromiso de que, mientras me pongo en la postura: “Yo quiero estar
totalmente quieto hoy. Yo quiero entonarme con mis centros superiores, para
conseguir la ayuda de mis centros emocional y de pensar y que hagan contacto
con las fuerzas superiores”. Dirijo mi atención para sentir (sensación) todas las
partes de mi cuerpo. Observo el funcionamiento de mi mente, tranquilizándola,
vaciándola, relajándola y poniéndola en blanco. Observo mi respiración, pero sin
interferir con ella. Cuando tengo dificultades con todo lo anterior, continuo
tratando de regresar una y otra vez a mí mismo como yo soy, y así, una cierta
quietud es alcanzada. Luego intento uno de los muchos ejercicios dados para el
recuerdo de sí mismo.

He estado hablando a todo lo largo acerca de mí mismo, o de un


individuo en singular. Algunas veces sentiré (sentimiento) profundamente en mi
corazón, que éste es incompleto. Sentiré que un grupo puede experimentar la
misma transformación como en lo individual, sólo que multiplicado por el numero
de miembros del grupo. Significo, miembros, y no solo participantes pasivos.
Utilizo la palabra miembros porque siento una unidad a través del grupo; el
grupo es una unidad. Recuerdo una reunión que tuvo la solemnidad de una
iglesia, aunque sin su pesada opresión. Después de un largo silencio, una
sentencia extraña vino a mi: “Nosotros somos más que un grupo en este
momento, todos somos hermanos”.

¿Cómo puede ser adquirida la transformación interior? Madame De


Salzmann, la contestó de esta manera: “Usted Inténtelo

-25- Así es. Sólo reflejamos lo que somos actualmente. Aunque parece
que tú prefieres no enfrentarte a tu propia realidad, ya que mencionas que tú
misma has puesto en ti esas emociones negativas, y a continuación enfatizas
que no puedes culpar a nadie porque tú misma eres las que las mantiene vivas.
Bueno, pues entonces: ¡Cúlpate a ti misma por lo que has hecho de ti misma!
Pero no sé para qué serviría este camino de culpa.
Lo que sí pudieras intentar es: Ver plenamente, con toda la sinceridad
y honradez de la que seas capaz, lo que has hecho de ti misma; ver lo que eres
actualmente. Después de ver la realidad de tu propia situación, se puede
presentar una encrucijada. Un camino es continuar aceptando que tú has sido la
arquitecta de tu propio ser, pero como parece que fue algo que tú decidiste

42 - -
Aproximación al Cuarto Camino

concientemente, no puedes ir en contra de lo que tú misma hiciste de ti, sólo te


queda seguir auto-compadeciéndote de ti misma, y vivir tu vida colmada de
angustias. Y existe la posibilidad de otro camino, un camino que puede llevarnos
a encontrar una salida de nuestra situación actual. Desde luego, este camino no
es tan cómodo como el anterior, porque te exigirá que demuelas lo actual y con
los desechos empieces a reconstruir un nuevo ser, pero ahora sobre bases más
justas y humanas. Sería el camino que te lleve a descubrir la parte realmente
humana de tu verdadero ser. Un ser humano en que se vivan y se manifiesten
también las emociones positivas: Deseo pleno de ser sin desear nada externo; fe
en sus propios recursos y capacidades inherentes; esperanza de que puede
lograr completar su ser en esta vida; aceptación plena de sí mismo, de su propia
individualidad y destino personal con todas las responsabilidades inherentes; y
compasión por las generaciones futuras que habitarán este planeta; etc...

Atrás de las emociones reside la verdadera conciencia, y atrás de ella


nuestra voluntad individual. Pero la única posibilidad para acceder a la
consciencia, es a través del: “remordimiento de consciencia”. Mientras no
encontremos nada en nosotros que nos provoque dicho remordimiento,
continuemos funcionando como si fuéramos verdaderos seres humanos, el
engaño que no es difícil de enmascarar. Recibe un abrazo fraternal de parte
mía...
-26- Es correcto lo que mencionas. Pero no descuides estar atento a las
situaciones y eventos externos, sean cosas o personas. La observación tiene
varios grados o niveles. El primero y más importante es descubrir que la
atención es la única que posibilita cualquier observación. Sin atención no existe
posibilidad alguna de observar para conocer. Una vez que descubras dónde
reside tu atención y sientas cuándo está presente, puedes comenzar a
fortalecerla. Intentarás conocer por medio de tu atención las cosas externas.
Concentrarás toda tu atención en un objeto externo, hasta que lo conozcas a
plenitud. Luego sigues con alguna persona, y por último concéntrate en un
evento o situación externa, algo que esté en movimiento. Cuando logres lo
anterior, tu atención estará tan afilada que la podrás utilizar para conocer tus
funciones internas. No intentes lo último si has fracasado en lo primero. Recibe
un saludo de mi parte...

-27- Esta Comunidad intenta establecer una relación entre personas de


diversas tipologías que tienen un interés sincero y honesto por alcanzar su meta
individual a través de las Ideas y Prácticas reales del Cuarto Camino. Son
bienvenidos todos aquellos que quieran compartir sus propias experiencias, o
que estén buscando una salida a sus propias interrogantes personales que les
duelen y no los dejan dormir en paz. Si estás dispuesta a compartir tus propias
experiencias personales o a plantear interrogantes que necesitas comprender,
las puertas están abiertas para ti; pero si lo que deseas y te interesa es difundir
conceptos y teoría de manera impersonal, manifestándote en plural, siento que
no es algo justo para los demás. Si estás de acuerdo con lo anterior, pues
adelante, intenta darte de alta nuevamente en la Comunidad si así lo decides...
-28- Siento que es certera tu respuesta, aunque parcial. Nos dices todo lo
que no es el Cuarto Camino, pero no aportas lo qué es para ti el Cuarto Camino.
Está claro que no es una filosofía, ni imaginación, ni explicaciones, ni imponernos
formas de vida ni pensamientos; porque eso sólo ayuda a la confusión y a

- - 43
Aproximación al Cuarto Camino

defender nuestros propios intereses. Pero: ¿Qué es para ti el Cuarto Camino?


Nos dices que el Trabajo es individual, quiere decir esto que no es posible
comunicarnos con los demás. Por ejemplo, para mí, el Cuarto Camino es
práctico. Tiene un contacto directo con nuestras propias vivencias y
comprensiones. Es una enseñanza basada en las Ideas, la música, los
movimientos y los ejercicios internos ejecutados en soledad y en grupo; todo eso
en conjunto es el Cuarto Camino. Aislar una parte de las anteriores significa no
estar en el Trabajo. Recibe un saludo de mi parte...
-29- ¿Cómo puedo ver funcionamientos que estoy tratando de conocer?

Y la única respuesta valida es: por medio de la atención consciente. ¿Pero cómo
reforzarla? Por trabajar intensamente con ella se refuerza. ¿Y cómo lograrlo?
Intentándolo, una y otra vez, hasta realizarlo, y si no lo alcanzamos, permanecer
viendo ante nosotros lo que se interpone, verlo tal y como es. Esa visión de lo
que nos saca de nuestros intentos de permanecer atentos y que nos introduce a
los mundos inferiores, tiene que ser visto por nuestra mente superior o atención.
Pero el cuerpo no ve lo que vio la mente, ¿Cómo enterar al cuerpo del terror de
nuestra situación actual que vio la mente? ¡Castigando al cuerpo! Que pague por
sacarnos de nuestra intención. Brazos extendidos 5 minutos; hincado 10
minutos, no cenar o no comer, baño con agua helada, etc. Así aprenderá el
cuerpo lo que vio la mente. El cuerpo aprende rápido lo que desea la mente. El
Trabajo está más allá de Gurdjieff, viene desde una Fuente Superior, o como él
mismo decía: “Viene desde el Circulo Consciente de la Humanidad”. Gurdjieff nos
legó ideas y métodos prácticos, como dice Sogol, para realizar y contactar con
esa fuente de energía superior, o con el Trabajo.

-30- No intentes ir más rápido de lo que permita tu capacidad. Cumple


con lo que te comprometiste, si tú lo cumples, yo también cumpliré con mi
responsabilidad. Recuerda, se requiere limpiar lo que se te impregnó en otros
lugares y tiempos. Existen posibilidades para ti, pero no las tires por la borda
con tus descomunales expectativas. Beto te indicará cuándo sea el tiempo justo
para trabajar en un Grupo. ¡No! ¡No puedes asistir al Tok’s! Y te recomiendo
que te agradezcas a ti mismo por darte la oportunidad de trabajar sobre ti
mismo.

A todos los participantes activos de esta comunidad se les solicita que


aporten sus experiencias con respecto al “método de relajación que utilicen”.
Especifiquen si lo que van a compartir son métodos de los que sólo saben, o si
son métodos basados en su propia experiencia práctica

-31- La única técnica de relajación válida es aquella en que esté


involucrada nuestra atención. La atención no tiene nada que ver con la
imaginación ni con el pensar. La atención es una energía que nos sirve para
establecer contacto, tanto con el exterior como con nuestro mundo interno. La
relajación es el resultado final después de haber aplicado un método para
concentrar nuestra atención, en primer lugar, sobre cada uno de los músculos de
nuestro cuerpo. Cuando la atención se concentra en cada parte de cada músculo
individualmente, el resultado final es la relajación total del cuerpo. En fases más
demandantes, se pasaría a intentar detener los pensamientos. Igualmente, se
requiere un tipo más filoso de la atención. Para poder lograr esta relajación de

44 - -
Aproximación al Cuarto Camino

los pensamientos, tenemos que apoyarnos en técnicas que involucran la atención


y la respiración. Como estas técnicas involucran la respiración, sólo pueden ser
transmitidas de manera directa por un guía experimentado.

-32- Intentemos encontrar, ¿dónde está el problema? Pero para no entrar


en profundidades que pudieran producir imágenes distorsionadas, digamos: “que
el cuerpo es la resistencia a cualquier deseo de cambio, es el diablo más
insidioso”. Desde luego, cuando digo cuerpo, me estoy refiriendo a la masa de
carne con sus tres instrumentos principales. Tu mente desea “algo”, pero tu
cuerpo no está enterado de dicho deseo, y mucho menos estaría dispuesto para
que ayudarte a lograr lo deseado por tu mente. Cuando digo: deseo de la mente,
también me refiero a deseos simples de mejoramiento o de sobreponerse a una
debilidad; nada acerca de una transformación real. Bueno, si intentas llevar a
cabo lo deseado por tu mente, sea un ejercicio de relajación o algo más
profundo, lo primero que encontrarás es que a los primeros minutos de haber
empezado el ejercicio, tu cuerpo te saca de él, te pone impedimentos para que
no continúes, sean imaginaciones, o reacciones corporales o emocionales. En
ese preciso instante cuando se manifiestan esos impedimentos del cuerpo, tú,
con toda la atención activa de la que puedas disponer, intentarás mantener
frente a ti ese impedimento tal y como es; no intentes cambiarlo, olvidarlo, ni
intentes regresar al ejercicio; sólo tu atención activa te podrá ayudar a lograrlo,
es más rápida. Mantente viéndolo frente a ti, reconócelo, acéptalo; porque eso
que ves es lo que tú eres actualmente. Desde luego, tu mente empezará a sentir
terror al ver la realidad de tu situación. Digamos: tu mente se enterará de que
dentro de ti existe otra parte que tiene otros deseos contrarios a ti. Entre más
intentos hagas para ejecutar cualquier cosa del Trabajo, mejor para ti, porque te
permitirá ver plenamente tu situación, pero mantente y oblígate a ver esa otra
parte en ti, hasta que te haga sufrir; porque ese sufrimiento tarde o temprano
despertará un sentimiento válido y más auténtico. Digamos, la mente ve tal y
como es lo que te impide hacer el ejercicio, se mantiene viéndolo frente a ella,
ya está enterada y no podrá olvidarlo. . Entre más intentes trabajar, 2 ó 3 veces
al día por 20 minutos, más oportunidades tendrás para ver frente a ti los diablos
que viven en ti y que te impiden lograr tus deseos, y esas frecuentes
constataciones te llevarán a intensificar tu sufrimiento. Tus sentimientos
despertarán y así empezarán a desear hacer algo al respecto. Ya tendrías dos
partes que se han enterado de lo que actualmente eres: “una máquina
reaccionando”. La teoría que había leído se convierte en realidad para ti.
Pero el cuerpo, el principal instigador y la base de todos esos
impedimentos, no está enterado. El sólo reacciona con tensiones, superficiales y
profundas, y a partir de ellas, se desatan las imaginaciones y emociones. La
única manera para que el cuerpo se entere: es castigándolo. Cada vez que
encuentres algo que te impida hacer lo que tú deseas hacer, después de que lo
veas, para enterarte de tu propia situación y de que te haga sufrir: pon a sufrir
al cuerpo, castígalo. Brazos extendidos por 5 minutos, hincado por 10 minutos,
no comer o cenar, 20 lagartijas, baño con agua helada, etc.; cualquier cosa
contraria a lo que satisfacía al cuerpo. (No se trata de martirizarlo, sino de
sensibilizarlo). Descubrirás que el cuerpo rápidamente aprende a respetar a la
mente y se pone a su disposición; ya no intentará seguir su propio camino.
Cuando lo hayas logrado, trabajando día tras día, encontrarás que el cuerpo
mismo te conduce a ti a hacer los ejercicios, los desea él mismo. Bueno, ojalá te

- - 45
Aproximación al Cuarto Camino

ayude. Pero es mucho mejor para ti y para los demás participantes, que los
resultados que obtengas los guardes en tu interior. Suerte en tu Trabajo
personal...

-33- El arte de la verdadera relajación es: saber que debemos relajar. Un


magnifico apotegma. ¿Esa frase es resultado de tus propias experiencias, o es
extraída de algún libro? Si viene a partir de tus propias experiencias y
comprensiones, ¿podrías describir someramente el método que utilizaste para
lograrlas? Y si la oíste o leíste, ¿podrías decirme su fuente? El cuento del Mulaj,
describe los pasos que siguió para llegar él a su propia conclusión; por qué tú no
describes los pasos que seguiste, sino que simplemente brincas hasta tu
conclusión.

-34- ¿Existiría la posibilidad de comprender el cuento de la llave perdida,


desde un punto de vista totalmente contrario al ordinario? En ese cuento se
menciona otro personaje, un hombre que arrastrado por la curiosidad se pone
también a buscar la llave, y al no encontrarla se desespera, y le pregunta al
Mulla: ¿Dónde la perdiste? El Mulla le dice: ¿Allá en la oscuridad? Y el curioso,
simplemente se ríe interiormente de la estupidez del Mulla, y le indica: ¿Si la
perdiste allá, por qué la buscas aquí? Y recibe como respuesta del Mulla: “Porque
aquí hay más luz”. ¡Y así procedemos nosotros mismos, igual que el curioso,
que juzgamos a un verdadero y sincero buscador, aunque lo que él
verdaderamente esté buscando no tenga significado alguno para aquel que no ha
perdido nada! Quizás el farol represente la luz o energía superior o el Trabajo, y
mientras busquemos bajo su ayuda, tarde o temprano encontraremos otras
cosas más importante que la llave perdida. Un pavo que sabe que actualmente
es un pavo, tiene la posibilidad de llegar a ser un león y de convertirse a su vez
en un mísero guajolote. Un pavo que cree actualmente ser un león, es menos
que un guajolote. Un hombre real consiste de dos naturalezas: ser un animal y
ser Dios, y ése es su verdadero lugar, ser un puente; pero si se aferra a
cualquiera de esas dos naturalezas, dejaría de ser hombre

-35- Es acertado lo que indicas. Pero podrías decirme: ¿Quién es ese “yo”
que tensa el cuerpo cuando atentan contra mi ego? Se que es evidente para ti,
pero si lees lo que describes encontrarás que te refieres a dos partes tuyas: el
ego, y otra parte tuya que descubre cosas que según tú hace tu ego. ¿Existe
algo en ti que sea diferente al ego? ¿Algo que no sea ego en sí mismo?
-36- Ese es “G” diciéndole a “O” lo que se requiere. Cualquiera lo puede
leer en los libros o en los archivos de la Universidad de Yale. Y también puedes
deducir en ese intercambio: que “O” no había realizado lo que “G” le transmitía,
pero ya se formaba expectativas al respecto: ¿Si yo me doy cuenta que me
relajo qué puede pasar? Si logras captarlo, veras que en ese tiempo “O” estaba a
un nivel muy ordinario. Recuerda, el “O” de 1916 no tenía experiencias
personales respecto a muchas ideas y prácticas del Trabajo, más tarde, el “O” de
1925 era muy diferente, su ser había cambiado a base de un trabajo sobre él
mismo. ¿Pero yo me refiero a las prácticas individuales. Pero eso yo te
pregunté a ti, dime, de acuerdo a tus propias experiencias: ¿cuál es ese “yo”
tuyo que puede relajar tu ego? Estamos de acuerdo que tú no eres “G”, ni “O”,
así que las experiencias de ellos no te sirven a ti. Sólo tus propias experiencias al
respecto te ayudarán. Te pregunté simplemente, que si lo que mencionabas era
producto de tus lecturas o de tus propias experiencias. Al contestar ahora con

46 - -
Aproximación al Cuarto Camino

una plática sostenida por personas ajenas a ti, ¿intentas decir que lo anterior
venía sólo a partir de lecturas y no de experiencias vividas personalmente? Es
más, extraer una parte de algo fuera del contexto total en donde apareció, es
inútil. Y es mucho más dañino exponerlas como si nosotros mismos las
hubiéramos vivenciado. Es más correcto, refrenarnos, y hablar sólo de lo que
hayamos descubierto en y por nosotros mismos.
-37-El Trabajo real solo existe dentro de un Grupo encabezado por un Guía
del quinto nivel. Este Trabajo es 100% práctico y pertenece al mundo interno de
cada practicante. Las prácticas, tareas, experiencias y comprensiones
únicamente se vivencian dentro del Grupo. Hacia afuera, hacia el mundo
externo solo se comparten ideas, anécdotas, contribuciones de otras gentes y
personales. Pero cuando se difunden en el mundo externo ideas acerca de esta
Enseñanza, aquel que las difunde tiene la responsabilidad de haberlas vivido con
anticipación. Por eso, cuando alguno de los participantes de esta Comunidad
aporta ideas o frases pilladas de algún libro o que ya no sabe donde las escucho,
es fácil detectar su carencia de experiencia practica, porque en dicha aportación
se refleja la falta de sustancia inherente. Así que el Trabajo Real del Cuarto
Camino tiene una doble finalidad: una dirección evolutiva que intenta realizar la
transformación de las personas; y una dirección involutiva al diseminar ideas
hacia el mundo externo. Además el Trabajo mismo es el que ayuda a que este
flujo doble se posibilite, pero el mismo Trabajo esta mucho mas allá de todo
esto; digamos, es la fuerza activa de donde procede el Todo.
La mayoría de los escritos que leíste no aparecen en libro alguno, son
aportaciones de personas involucradas en su propia Transformación. Hay que
sentir la diferencia entre lo que dicen los libros y lo que dicen los escritos que no
se han publicado. En esta Comunidad se ha trabajado en la diseminación de
ideas diferentes a las contenidas en los libros. Se aporto un diagrama de la
alimentación, un eneagrama para la transformación, un documento de G. sobre
la primera iniciación, dos escritos acerca de la transformación y de las energías,
mas todo lo que contiene las hojas que vienen en los vínculos. Además el
Trabajo Real continua en los diversos Grupos del Instituto, pero para conocer
ese mundo, hay que convertirse en un participante práctico. Recibe un fuerte y
caluroso abrazo de parte mía...

-38- Yo tengo una misión muy clara, e intento cumplirla de la manera más
perfecta que me sea posible. Todas las teorías que mencionas con respecto a los
niveles de los hombres son justas; pero para aquél que las ha vivido en carne
propia ya hace tiempo que perdieron su importancia. Pero lo que detecto, es que
omitiste lo principal en esas teorías: que el hombre desarrollado y transformado
es producto de un Trabajo real de Grupo. Tú concluyes que las ideas que
presentamos no corresponden a lo que tú conoces de los libros de Gurdjieff, y
hasta mencionas que son parecidas a las de Ruiz Soto o Martín Aparicio, entre
otros (personas que no conozco). En la página de e-mail, que ya leíste, viene
una bibliografía muy pequeña de los libros que existen acerca de la enseñanza
de Gurdjieff; ¿cuál de ellos no pertenece a esta enseñanza? Y por último
mencionas tu función en la vida: alguien que hace mucho por mí, que no me
adula, que me cuestiona, que yo se valorarme como una persona brillante, y
terminas por decirme que aprecias lo que escribo y mi valiosa tarea para difundir
lo de Gurdjieff. ¡Dame chanza! Deja mejor que mi ángel guardián realice la tarea
que le corresponde, no lo interfieras, ¡Por Favor! ¿Qué sería correcto decirte?

- - 47
Aproximación al Cuarto Camino

¡Pues nada! Porque las palabras nos llevan a más palabras, hasta que nos
aprisionan.
-39- Te felicito por tu fe, en los tiempos actuales es ya casi imposible
encontrar una persona que profese algún tipo de fe. Detecto en ti algo que
tampoco es fácil de encontrar: separas a Jesús el Hombre, de Jesús el Cristo.
Nació como Hombre, por eso se auto nombraba: “El Hijo del Hombre”; y
también: “El Hijo de Dios”. Lo más difícil es aceptar y ver que esas dos
naturalezas, tan diversas y disímiles, forman una sola. “El Hombre que es Dios”.
Dios encarnado en un cuerpo Humano. Jesús fue un hombre, como tú y como
yo, como todos los demás. Como bien dices, en cierta etapa de su vida descubrió
su propio Destino, un Destino que le llegó “desde Arriba”; y comenzó a
prepararse para poder ser capaz de cumplir con la responsabilidad que le fue
“dada desde Arriba”. La Biblia, así como los otros diversos Libros Sagrados de
las otras Fuentes Religiosas, fue recopilada por algunos de sus Discípulos para
dejar un Legamonismo del Camino que nos podría conducir a los humanos al
Reino de Dios. Era un manual práctico, pero fue distorsionado en algunas de sus
partes cuando personas que no habían vivenciado directamente “El Drama del
Hombre convertido en Dios, sin dejar de Ser Hombre” lo usaron para sus propios
fines utilitarios, y por las diferentes traducciones a la que fue sometida durante
el paso del tiempo. Cada uno de los 4 Evangelios apela a un determinado
Camino, pero el más importante de ellos, para nosotros los Buscadores Sinceros,
porque es un Legado donde está inscrito lo que verdaderamente es un Camino
del Trabajo, o de un Disciplina de Escuela, es el de: “San Marcos”. Una de las
partes más importantes de dicho Evangelio, porque ha conservado su pureza
original es: “El Sermón del Monte”. Si lo lees con detenimiento, discernirás que
consta de 9 bienaventuranzas. Cada una de ellas representa una etapa en el
proceso, cada una debe ser cumplida antes de intentar trabajar con las
siguientes. La primera habla de: “Que sólo los pobres de espíritu...Ahí está todo
lo requerido para hacernos de un ser substancial que pueda acceder al Reino de
los Cielos. Y todo ese Evangelio, desde la primera parábola triádica de Jesús: de
las vírgenes prudentes, hasta la última parábola triádica acerca de los talentos,
nos está describiendo los pasos necesarios para realizar lo Superior en nosotros
en este momento.

Siento que para ti, Cedaro, existen tres posibilidades: que intentes
lograr tus anhelos dentro de la Iglesia Católica, que renuncies a tu propia
voluntad y te sometas a sus dogmas y credos de fe y a sus rituales; que intentes
encontrar una “Escuela” donde puedas aprender y practicar variadas técnicas y
ejercicios internos y espirituales para que te ayuden a obtener tus propias
experiencias y comprensiones y así decidas y te responsabilices de tu propio
Camino hacia Dios; o puedes continuar preguntando, leyendo, inquiriendo, y
todo aquello que tus deseos y poderes intelectuales creen que es lo correcto
para ti, y estableces tu propio Camino basándote en tu propia voluntad. Tres
Caminos: uno en el que debes renunciar a tu propia voluntad; otro, trabajando
en un Grupo, donde no se te pide que renuncies a nada, que utilices todo lo tuyo
para comprenderte y hacerte responsable de tu propio trabajo, y del trabajo de
los demás basado en una Enseñanza justa; y otro donde tú creas tu propio
camino y tú mismo lo recorres sin importar los riesgos que se te presenten por
tu falta de conocimiento o de capacidad interna. Espero que lo anterior te pueda
ayudar a discernir tu Camino..

48 - -
Aproximación al Cuarto Camino

-40- La respuesta fue a solicitud de Cedaro. Y lo felicité por la fe que él


tiene, porque yo muy pocas veces encuentro una persona así. Puede que lo que
tú, de acuerdo a tus propios deseos, le indicas que debería desear Cedaro, o de
la advertencia que le das de que podría caer en la imaginación, él quizás lo tome
en cuenta.

Si tú me describes lo que no entiendes, y lo que has hecho hasta este


día para tratar de entenderlo, quizás yo o alguno otro participante pueda
compartirte lo que él hizo para sobreponerse a una debilidad similar. Pocas
veces utilizó palabras que no puedo entender ni comprender, sobre todo aquellas
referentes al mundo interno o al mundo superior, porque para mí es un ejercicio
estúpido hablar de aquello que no conozco. No sé nada con respecto a Dios,
perdona mi ignorancia al respecto.
-41-El tener cuidado y ser perspicaz, aunado al creer, son debilidades en
un buscador de la verdad; porque nos paralizan, nos atan a lo que conocemos.
En cambio crear la capacidad de discriminación sí sería una herramienta útil en
la búsqueda. Por discriminación significo: saber detectar qué nos ayuda y qué
nos obstaculiza en el camino de nuestra propia transformación. Esa
discriminación se logra por medio de experiencias personalmente vivenciadas. Es
mucho más valioso para nosotros encontrar qué cosas realmente no son
auténticas, cuáles están alteradas, y qué cosas fueron omitidas en los
Evangelios. Pero apoyarnos en nuestra propia ignorancia práctica para juzgar lo
que creemos o sentimos que está alterado o equivocado en los Evangelios, es el
camino fácil y cómodo. Por ejemplo, mencionas como un atributo de Cristo: “el
poner la otra mejilla”. Y por la manera en que lo describes, para ti eso no
debería ser un atributo de Cristo. Si nada más podemos ver lo que manifiestan
las palabras, sería muy justa tu apreciación. Pero si dicha frase la comparamos
con una vivencia personal, quizás encontremos el verdadero sentido encerrado
en dicha indicación. Por ejemplo, podría significar: que cuando no podemos
comprender “algo” con nuestra mente, quizás los sentimientos o las sensación
puedan captar el significado oculto para la mente. Cuando un centro es incapaz,
intentamos poner el otro centro.

-42-No se trata de querer darle significados a las cosas. Se intenta tener


experiencias muy diversas para que nos ayuden a nosotros a descubrir el
significado mas adecuado para lograr nuestra propia transformación, si es eso lo
que andamos buscando. Yo no soy líder religioso, ni ese camino corresponde a
mi meta personal e individual; así que no puedo juzgar algo que desconozco.
Pero acepto todos los caminos, sin juzgarlos; porque he descubierto que es
mucho mas productivo para mi descubrir las cosas reales que cada uno de ellos
contienen. Desde luego, digo reales de acuerdo a mi propia búsqueda. Juzgarlos
no sirve a ningún logro objetivo, pero si contribuye a que me cierre a partes
auténticas de una realidad, aunque diferente a la mía, no por eso se convierte en
fantasía.
-43- Intentemos comunicar nuestras experiencias en este Camino. Para
intercambiar palabras acerca de las ideas teóricas de la enseñanza ya existen
diversidad de libros en el mercado, indiquemos simplemente donde hemos leído
esas teorías, pero no tratemos de teorizarlas mas y mas.. Comuniquemos: ¿Que
hemos intentado para practicar las ideas? ¿Que hemos intentado para contactar
un grupo de trabajo práctico? ¿Preferimos trabajar sobre nosotros mismos de

- - 49
Aproximación al Cuarto Camino

manera aislada o dentro de un Grupo, y por que? ¿Estamos contentos con las
simples teorías?

-44-Verdaderamente siento lo que estás vivenciando en tu interior. Pero es


necesario para todos los que empiezan en este Trabajo, que caigan en esos
grupos. Pero saber y palpar, ¿cuándo partir para buscar la realidad del Trabajo?,
es diferente para cada uno de nosotros. Algunas personas permanecen
atrapadas por muchos años en ese período preparatorio, y difícilmente despierte
la auténtica discriminación en su interior que les ayudaría a ver el terror de la
situación en que se encuentran. Pero todo esto depende de lo valioso que exista
en su esencia profunda, si esa parte profunda se satisface con míseros juegos de
palabras y conceptos, es correcto que continúen en ese tipo de grupos. Pero si tu
esencia te dicta que irrumpas en lo desconocido, en la parte demandante del
Trabajo, y si le haces caso, tarde o temprano te conducirá a contactar un grupo
real de Trabajo, sobre las bases justas de la Enseñanza.

Bueno, si tú estás dispuesto a Trabajar sobre ti mismo de acuerdo a


las prácticas y ejercicios de la Tradición, pues adelante. Te envío un e-mail a tu
correo electrónico donde te doy la dirección y el nombre de la persona con quién
te reunirás. Que tus deseos se incrementen e intensifiquen, te lo deseo de todo
corazón...
-45- Las energías, sean lo que sean, se sienten en nuestro interior. Así
que el único método posible para palpar lo que son en sí mismas las energías es
por medio de la propia experiencia. Sé que es difícil de aceptarlo, pero
apoyémonos en lo que significan prácticamente para nosotros: “la vitalidad
corporal”, “la claridad mental”, “el anhelo sentimental”, “el desfallecimiento
corporal”, “el embotamiento mental”, y “la cerrazón emocional”.
En todas ellas existe una especie de experienciar la vida, algunas veces con
más energía o con una energía de cualidad superior, o lo contrario. Y es real la
definición de la ciencia, como tú lo mencionas. La energía es aquello que nos
posibilita ejecutar un trabajo. Si esta enseñanza en que estamos involucrados se
denomina: “El Trabajo”, entonces podríamos deducir que para poder realizar
dicho Trabajo se requiere de una energía de grado correspondiente, o de una
manera más práctica: de ciertas experiencias correspondientes y adecuadas. En
resumen, cada experiencia corporal, emocional y mental requiere que esté
presente una determinada energía. Y la cualidad de dicha energía sólo puede ser
inferida por el grado de la calidad de las mismas experiencias. Detecta la
diferencia en calidad que existe en tus experiencias diarias, y así lograrás
comprenderlas, aunque jamás las podrás ver o palpar, aunque sean mucho más
reales que cualquier cosa sólida que conozcas.

-46- Las energías simplemente son eso. Ellas no son ni buenas ni malas, y
establecer este tipo de confusión es lo que ha mantenido a la humanidad en el
estado de perpetua confusión en la que vive. No existen cosas malas ni buenas,
ellas son indiferentes a esas “valoraciones”. Son simples combustibles. El
problema está en aquél que las utiliza, el sí puede actuar de manera estúpida
debido a la negligencia, al amor propio, o la ignorancia, y el resultado obtenido
puede ser fatal o dañino para él y para los demás. Valorar a las personas de
acuerdo al uso que les den a las herramientas, conocimientos, energías y
experiencias, podrá ayudarte a comprender su propio nivel; pero inferir que

50 - -
Aproximación al Cuarto Camino

todas esas cosas son buenas y malas por sí mismas, sólo refleja una carencia de
comprensión en la persona que las emite. Y en cuanto a lo último de tu
aportación. No sería mucho más saludable comprender: “Que el Espíritu sopla
donde Él lo elija”. ¿O podemos hacer algo para que sople hacia nosotros? El
espíritu no es ni bueno ni malo, es conciliatorio, y cuando llegue a ti, ahí
empezaría la tentación para tí, ¿qué uso le vas a dar a esa energía superior que
sopló en tí? Ahí se te presenta la posibilidad de corromper lo que recibiste, o de
ser un canal adecuado para transmitirlo hacia los demás para su propio
beneficio. Saludos...

-47- ¡Nunca regatees con respecto al Trabajo! Si la condición aceptada


fue de 12 participantes, ¿por qué quieres cumplirla con 6? Si piensas que el
Trabajo es cómodo, te advierto que estás equivocado. Recibí los resultados que
experimentaron, aumenta el tiempo de la postura y la relajación a 20 minutos,
mañana y noche. Cuando tengas las 12 personas estaré con ustedes. Trabaja
como si en esto se te fuera la vida, sin expectativas y con un involucramiento
total y sincero...
-48- Se han recibido cerca de 180 aportaciones, más varios temas
adicionales, así como vínculos donde se describen los trabajos prácticos de la
Enseñanza. ¿Los hemos leído? ¿Hemos extraído algo de ellos? ¿Deseamos
permanecer pasivos y dependientes de las actividades de los demás
participantes? Los hijos sólo nacen de una relación justa y correspondiente.
Jalemos todos este carro llamado comunidad, aportemos nuestra contribución
personal de energía, sabiendo que el objetivo que cada uno de nosotros persigue
es similar. Y verdaderamente felicito las magníficas y valiosas aportaciones que
se han recibido, incluyendo la de eltiomois, porque nos ayuda a ver la confusión
por la que está pasando en estos momentos. Que la fuerza los acompañe hasta
el final...
-49- Siempre son valiosas e interesantes tus aportaciones. Aunque detecto
cierta confusión que sería necesario encuadrar. Existen dos tipos de esfuerzos:
los existenciales y los esenciales. Los primeros corresponden a lo último que
aportaste: te sientes apático, indolente o perezoso, y algo en ti decide hacer
algo al respecto y te obliga a ponerte en movimiento, y terminas sintiéndote con
mayor energía. Esto es algo que debe ser hecho una y otra vez en nuestra vida
existencial para ganar lo necesario para nuestra subsistencia. El otro, el
perteneciente a la esencia o al Trabajo Real, empieza por hacer algo de acuerdo
a lo indicado por el Trabajo mismo, y de repente tus fuerzas menguan, te
abandonan, quedas exhausto (física o mentalmente), y todo tu ser te pide
descansar; pero a veces, se despierta en tu interior un deseo mucho más
potente y te obliga a continuar el esfuerzo iniciado hasta su total conclusión, y
eso es lo que lo hace pertenecer al Trabajo Real.
Cuando esto último te acontezca, da gracias a lo superior por la ayuda
recibida, porque cada esfuerzo de este tipo deja una gota de la preciosa
sustancia que contribuirá poco a poco a la creación de tu segundo cuerpo; y no
tiene nada que ver con lo existencial. Mencionas que el Trabajo es cuando ya no
tienes ganas o energía, y eso es correcto, pero hay que discernir si esa falta de
ganas fue producto de estar ejecutando un esfuerzo de Trabajo, o sólo es una
falta de ganas que llegó a partir de nuestra naturaleza inferior, sin ningún
antecedente previo. Saludos...

- - 51
Aproximación al Cuarto Camino

-50- Lo dicho por Rene Daumal se refiere a esta situación ordinaria; en el


“Monte Análogo” menciona: -Bueno, y ¿cuándo se marchan? –gritó una voz que
venía del camino, mientras nos encontrábamos hablando de todos estos
proyectos apasionantes, después de almorzar. “Eso nos hizo despertar de
nuestros sueños. Pues era cierto que sin siquiera haber dado el primer paso ya
nos estábamos echando al abandono; sí, al abandono, pues al satisfacer aunque
sólo fuera un minuto, nuestra curiosidad, estábamos abandonando nuestra meta
y quebrando nuestras promesas. De pronto, todo nuestro entusiasmo de
exploradores y los hábiles pretextos con que los adornábamos, nos pareció de lo
más miserable.” Como ves estimado Trabajador, en cualquier lugar y tiempo
existe la posibilidad de descubrir nuestras propias miserias con respecto a la
búsqueda, pero también puedes detectar, que ese darse cuenta lo facilitó la
ayuda del grito que escucharon viniendo desde el camino. Sin ese grito, quizás
todavía estuvieran elucubrando planes y planes, sin siquiera atreverse a dar el
primer paso.

A la comunidad, como dices, manifiestan su deseo de participar muchos,


pero jamás se atreven a aportar algo. Todas las aportaciones que aparecen en la
comunidad pueden ser leídas por todos, participantes o no-participantes,
¿entonces para qué se inscriben? Esta enseñanza nos indica que el hombre no
se comporta como hombre, entonces por qué esperar algo diferente de aquellos
que son participantes pero se comportan como no-participantes. Hay que
aceptar las cosas tal y como son.

-51- Se siente que lo escrito viene de otra parte diferente a la habitual. Pero
intentemos entender lo requerido en el “Trabajo sobre uno mismo”. La Ley dice:
“Lo superior se mezcla con lo inferior para crear lo del medio”. “Lo del medio es
inferior a lo superior que lo creó y es superior a lo inferior de donde se creó”. Lo
inferior es lo “automático”, lo superior es la verdadera “consciencia”. Para crear
lo intermedio, que llamamos: “sensibilidad”, se requiere que la consciencia se
mezcle con el automatismo. De manera práctica significa, que al utilizar la
atención para que contacte, por ejemplo, al cuerpo, da por resultado algo nuevo
que llamamos “sensación”, aparece esa presencia. Esa “sensación” pertenece a
la sensibilidad.

Aparte de la atención, tenemos a nuestra disposición otro método para


lograrlo, utilizar la lucha entre el “sí” y el “no” y aplicarla a cada una de nuestras
funciones automáticas, lo que daría por resultado sensibilidad. Pero intentemos
comprender que la “consciencia” pertenece a lo superior, no podemos crearla por
nosotros mismos. Pero podemos imitar el trabajo de la consciencia, uno de las
formas es por medio de la atención concentrada, y el otro por la lucha, porque
en la verdadera consciencia no existen dualidades, y por lo tanto al imitarla,
debemos tratar de mantener el sí y el no juntos, que cuando no entiendo algo,
cuando no disfruto, cuando algo me molesta, o cuando llores; debo intentar
sentir simultáneamente que no entiendo, que me disgusta, que me agrada y
estar alegre. Apoyémonos en esto, y verifiquémoslo por medio de las propias
experiencias.

El cuerpo físico está compuesto de los cuatro elementos de los que


está compuesto todo cuerpo en este planeta: tierra, agua, aire y energía
radiante o luz. Sólo está capacitado para relacionarse y actuar externamente

52 - -
Aproximación al Cuarto Camino

sobre los cuerpos externos de diferente composición, y cuando muere, dichos


elementos retornan a la tierra. Debemos tomar en cuenta que la energía
radiante o luz, aunque incide sobre todo aquel cuerpo existente en la tierra, su
origen está en el Sol.
El cuarto elemento nos posibilita contactar el mundo siguiente, siempre y
cuando: nuestros ojos vean lo que estén mirando. Recordemos el símil de R.
Collins con respecto al “recuerdo de sí”, el menciona como tercer elemento a la
luz. El segundo cuerpo, “kesdjan”, también está compuesto de cuatro elementos
o funciones: sensaciones, sentimientos, pensamientos y consciencia.

Estas funciones tienen correlación con los elementos terráqueos


anteriores, pero su origen es interno, y cuando muere este segundo cuerpo los
componentes de él van a un lugar donde se almacenan las experiencias
humanas. La cuarta función no se origina en el interior del hombre, sino que su
fuente es de un orden superior; es algo separado de él, e integra a las otras tres
funciones. Esta cuarta función nos permitiría vernos a nosotros mismos y el
mundo externo tal y como en realidad es. La posibilidad del segundo cuerpo
reside en la consciencia, que también es la puerta para ingresar al mundo
siguiente, el de nuestra verdadera Individualidad, o Yo.
Intentemos hacer algo con esas pocas semillas y obtengamos las
experiencias prácticas en nuestro interior; y así lograr comprenderlas y poder
comunicarlas a los demás. ¡Ánimo para Trabajar

-52- De las experiencias de otros, que están reflejadas en los libros


escritos por aquellos caminantes que nos precedieron, podemos detectar: “qué
significa ser consciente”. Descubriremos que ser consciente significa: verme a mí
y al mundo externo sin ser atrapado por ellos, mantenerme separado de ellos;
sería ver todas las contradicciones internas simultáneamente, cuando estoy
triste también sentir la alegría en mí, cuando entiendo alguna idea también
sentir que no la entiendo, etc.

Intentaré imitar lo que sería la verdadera consciencia, manteniéndome


atento sin identificación alguna, establecer una lucha interna en mí: que al
descubrir que estoy reaccionando de una manera que me gusta o que deseo,
simultáneamente intente accionar de la manera contraria haciendo lo que no me
gusta ni deseo. Por ejemplo Oscar: una cosa es establecer la presencia de la
sensación en todo el cuerpo, es correcto, pero simultáneamente debo intentar
mantenerme desapegado y libre del cuerpo mismo. Parece una paradoja: estar
presente en la sensación y al mismo tiempo mantenerme separado. No ser la
sensación sino la presencia. Es un estado inconfundible cuando lo saboreemos,
vivir por un instante en dos mundos simultáneamente.

-53- Las historietas o cuentos de la Tradición sirven para un fin específico;


existe una intención detrás de ellas. Fueron concebidos para ser utilizarlos en los
Grupos de Trabajo o Tarikas. A veces son como semillas sembradas en nuestro
interior, y de repente reciben la luz de nuestra propia comprensión y se inicia su
desarrollo; comienzan a alimentarnos y se convierten en nuestra segunda
naturaleza, se realiza una unión entre el cuento y nosotros creando una
sustancia nueva en nuestro interior. Algún día llegaremos a vivir y comprender
por medio de la práctica sistemática el significado de la amada y del “yo soy”.

- - 53
Aproximación al Cuarto Camino

Descubriremos que estos dos estados nunca podrán existir juntos y al


mismo tiempo; o existe uno o existe el otro. La muerte del “yo soy” sería el pago
requerido para que el alma o la amada tomara el mando en nuestro interior. La
muerte del “yo soy” es el elemento requerido para la resurrección del alma.
Pero este paso está muy lejos del terror de nuestra situación actual. Porque la
situación actual es que el aparato formatorio continúa ejerciendo el mando en
nuestro mundo interno y externo.

Habla y expone cosas que nunca ha vivenciado prácticamente y que


nunca podrá vivir, porque ese aparato sólo sirve para mantener nuestro sueño,
el estado de kundabuffer. Las palabras escritas por ti, tal y como aparecen en
los libros, es como sacar de nuestro interior la semilla para ser quemada
instantáneamente por el mundo externo. Similar a tirar el alimento que creará
nuestra propia alma. Y es igual en la religión, hablando y expresando la palabra
del Evangelio sólo contribuye a arrojar semillas en el camino, en las piedras, etc.
Ojala podamos algún día vivir y comprender esos cuentos e ideas del
Trabajo, porque en ellas reside nuestra única posibilidad. He detectado que en
todas tus participaciones expones, cuentos, frases, dichos, etc.; ¿que intención
está detrás de ese comportamiento? ¿Te ayuda a ocultar tu propio desamparo
interno? ¿O para aparecer como alguien que sabe mucho de lo que mencionan
los libros o las revistas? ¿Por qué no aportas experiencias personales, vivencias
internas que hayas alcanzado en el Trabajo? Saludos, y ojalá algún día gires
como un verdadero derviche, ojalá algún día te veamos girar en la comunidad,
porque ese derviche que vi, no lo conozco.

-54- No logro entender cómo llegaste a esa conclusión.

El Sr. Bennett nos transmite algo bastante práctico: “Cuando podamos


mantener nuestro deseo y la forma en que visualizamos la razón y el propósito
de nuestra vida, entonces no seremos afectados por cualquier cosa que nos
suceda”. De eso se puede concluir que mientras no hayamos visualizado la razón
y propósito de nuestra vida, y si no podemos mantener el deseo requerido para
lograrlo, entonces seguiremos viviendo a partir de lo que nos sucede o del
accidente.
Nos advierte además el Sr. Bennett que: “Podríamos no tener al
principio una idea clara de todo esto, pero nuestra intención puede ser
establecida”. Y una vez establecida, nos dice qué podríamos lograr: “Sabríamos
cómo regresar a esa intención y sentir que todo el tiempo nos acompaña en todo
lo que hacemos, comenzaríamos a darnos cuenta de ella cada vez que actuamos
o pensamos de una manera que no esté en armonía con dicha intención,
entonces algo comenzaría a dolernos y comenzaríamos a regresar a acciones
que sí corresponden a nuestra intención original”. Y termina por decirnos el por
qué se requiere establecer y mantener dicha intención: “Y así, aunque la
intención, en primer lugar, no tiene poder real, en la medida que es establecida
y mantenida en nosotros, comenzará a influenciar y a cambiar nuestras vidas”.

Si captamos lo transmitido por el Sr. Bennett podríamos ver que lo que


nos aconseja es fortalecer nuestra propia voluntad o intención y la consciencia,
porque es la única parte superior que puede dirigir nuestra propia vida; aquel
que no logre visualizar el propósito de su estancia en esta tierra y lo desee

54 - -
Aproximación al Cuarto Camino

realizar, no podrá establecer y mantener dicha intención y continuaría


reaccionando como hasta ahora ha funcionado, viviendo a partir de sus partes
externas o funcionales, viviendo en la parte más pequeña de su ser olvidando la
gran parte que verdaderamente le corresponde.
-55- Desde donde escribes: “Creo que es mejor una meta que un deseo y mi
única meta es despertar...”
Si comprendieras lo que escribiste, captarías que ahí está la llave para
alcanzar la transformación, y a su vez, captarías que también es el impedimento
más grande para lograrla.
Si en vez de ese creer, lo conviertes en una necesidad real, en un
sentimiento de necesidad porque careces de algo Superior, estarías en el camino
correcto.
Y si esa necesidad de lo Superior, de tu auténtico: Yo Real, la logras
convertir prácticamente en el verdadero objetivo primordial de tu vida, e
intentas cada vez que la recuerdes en tus actividades diarias y ordinarias,
localizarte en un lugar fuera de ti, en un lugar arriba de ti mismo, quizás llegues
a saborear por un instante qué significa el estar despierto.
Tu posdata encierra verdades que podrías vivenciar ahora mismo,
siempre y cuando estés ubicado en ese lugar fuera y arriba de ti; comenzarías a
comprender dónde reside el verdadero pensar, el pensar objetivo, el que
te permite verte y experienciarte como un ser viviente y desde donde se puede
manifestar el verdadero hacer.
Ojala alcances a vislumbrar la ruta correcta para llegar a ese lugar
Superior, lugar donde lo Superior te introduce directamente en el misterio del Yo
Soy y de lo Sagrado.
Suerte en tu búsqueda personal...

- - 55
Aproximación al Cuarto Camino

-56-

DALÍ Y LA CUARTA DIMENSIÓN

La Cruz con ocho cubos representa el desenvolvimiento en la tercera


dimensión de un cuerpo de cuatro dimensiones.
Nuestros sentidos (ojos) no pueden percibir un cuerpo de cuatro
dimensiones, pero nuestra capacidad espacial de la mente (ojos internos) sí los
puede percibir internamente; siempre y cuando trabajemos internamente por
medio de una concentración muy intensa y sostenida para lograrlo.
Como una ayuda para comenzar a trabajar de manera práctica en esa
concentración mental, diremos: “Que un cubo dentro de otro cubo”, y “Dos
cubos en que estén unidos sus dieciséis vértices”, son figuras pertenecientes a
la cuarta dimensión, y su desenvolvimiento nos daría esa cruz de Dalí.
Aquellos que lo intenten y lo logren percibir, entenderán y alcanzarán
a comprender muchas cosas que son la matriz del Cuarto Camino.
Suerte y resolución...

-57- Es correcto lo que mencionas, se requiere de un entrenamiento


intenso antes de adentrarnos en la cuarta dimensión.
Primero es necesario que verdaderamente percibamos las tres
dimensiones. Nuestros ojos distorsionan los cuerpos sólidos, siempre vemos
superficies, y nuestra mente arregla esas sensaciones visuales y forma
percepciones, pero las distorsiona también al verlas en perspectiva.
Normalmente vemos el cubo en perspectiva, dos caras son cuadradas y las otras
cuatro caras del cubo las convertimos en paralelogramos o rombos. Se requiere
de un entrenamiento para percibir interiormente y simultáneamente las seis
caras del cubo como cuadrados perfectos, incluyendo el interior del mismo. Si
intentas trabajar para percibirlo de esta manera, encontrarás el por qué del
ejercicio de sensación que mencionas; comprenderás que los ejercicios del
Trabajo contribuyen a percibir niveles superiores. Estar presente y percibir la
totalidad de tu cuerpo como un sólido.

-58- ¡Así es! Todas las prácticas que intentamos exponer pertenecen al
Trabajo, y aquel que las intenta y realiza, tarde o temprano obtiene algo valioso
para comprender esta enseñanza y su propio ser.
Pero te recuerdo que tienes también seis centros: motor-instintivo,
emocional, intelectual, sexual, y dos superiores. El intelectual superior es el
único que puede ver de manera simultanea a él mismo y los otros cinco. El
emocional superior sólo los puede contemplar. Como en el articulo de: “La Luz”,
donde se menciona que el ver es superior a la contemplación. Y a su vez, la
contemplación es superior al pensar.
Entre más profundicemos nuestra práctica, y entre más compartamos
nuestras experiencias en un grupo de Trabajo, la comprensión se acelera de
manera directa.

56 - -
Aproximación al Cuarto Camino

Te felicito por tu esfuerzo y persistencia, pero exígete mucho más, la


excitación sólo te detendrá en tu camino hacia la Fuente de todo...
Ah Maestro!, dije yo, esa Luz no depende de los sentidos. No podría
verse con los ojos de la carne, sino sólo con los ojos de lo secreto.
¡Amigo! Respondió el Maestro, esa Luz se puede ver con los ojos de la
carne y con los ojos de lo secreto.
¡Maestro! El signo del que ha alcanzado este Océano de Luz es que
está inmerso en él. En lo sucesivo ya no se ve a sí mismo; solamente ve el
Océano. La contemplación es una cosa, la visión otra. La contemplación no dura,
mientras que la visión es eterna.

-59-
¿CÓMO ALCANZAR LA LUZ?

Alcanzar esa Luz, ver este Océano, es algo muy difícil, ahí está el rango
supremo. Para llegar a él hay que someterse a la ascesis y al Trabajo asiduo,
con constancia y durante años. La ascesis pasajera del que está preocupado por
los asuntos del mundo es vana, no abre ninguna puerta.
Si tienes la energía espiritual de esta empresa y quieres dedicarte a
ella, renuncia primero a cualquier otra. Rompe los ídolos, no tengas más que una
sola dirección, un solo objetivo; adquiere la concentración y el desapego.
Entonces, Trabajando como un Sabio, durante muchos años, muéstrate
constante en el ascetismo y el esfuerzo para, en primer lugar, purificar y limpiar
el espejo de tu cuerpo, para que éste se haga transparente y apto para recibir la
Luz. Ese es el principio de la prueba. A continuación, con el pulimento del
Trabajo asiduo, haz puro y brillante el espejo de tu corazón y la Luz de Dios
vendrá a reflejarse en él. Ese es el final de la prueba. Una vez que ha aparecido
la Luz de Dios, el peregrino sabe y ve con certeza que Dios está en todo.
“Se necesita Tu Luz para verte”
Cuando el peregrino llega a dicha Luz ilimitada, infinita, a ese Océano
sin fondo ni orilla, esa misma Luz, por la elocuencia silenciosa, se convierte en
su Guía.
“Nadie está informado sobre la esencia de esta Luz”
¡Ojala comprendiéramos lo anterior!

-60-
LA CONCENTRACIÓN

Ganar conocimiento de la meditación requiere estudio y balance. ¿Qué


motiva la meditación? Hay dos aspectos de la vida: la vida audible y la vida
silenciosa. Por vida audible nos referimos a todas las sensaciones que
experienciamos a través de los cinco sentidos. Ésta es diferente a la vida que
llamamos vida silenciosa. La vida de la sensación es clara, y sus beneficios son
claros y también limitados. Es por lo cual, que al final encontramos nuestras
experiencias de poco valor. Su importancia persiste tanto como las estemos
experienciando. El valor de la vida silenciosa es independiente. Esta vida no nos
da un beneficio particular, sino un beneficio general.

- - 57
Aproximación al Cuarto Camino

Hay dos formas de concentración: automática e intencional. La


concentración automática se encuentra en mucha gente que no sabe que está
concentrada a pesar de que lo esté. Se concentran automáticamente, algunas
veces para su desventaja y otras para su ventaja. Los que se concentran para su
ventaja, son aquellos que su mente está fija en sus negocios, o en su arte, o en
cualquier ocupación que tengan.
Estos son los únicos, que debido a su concentración, pueden trabajar
eficientemente; de acuerdo con su poder personal de concentración, serán más
eficientes. Algunas veces la concentración trabaja en nuestra propia desventaja.
Hay gente que siempre está pensando que es desafortunada, que todo lo que
hacen está mal, que todos los rehúsen, que todos los odian, etc. Algunos
empiezan a pensar que son incapaces de hacer algo, que son unos inútiles. De
esta manera, aun y cuando no estén enfermos, ellos crearán la enfermedad. La
concentración intencional es enseñada por los pensadores, filósofos y la gente
meditativa. La totalidad del misticismo, del esoterismo, está basada sobre la idea
de la concentración. La concentración mística puede ser dividida en cuatro
grados diferentes:

El primero es concentración. El segundo contemplación. El tercero


meditación. El cuarto realización.

El primer grado consiste en la fijación de nuestro pensamiento sobre


un objeto. Uno no debe concentrarse sobre cualquier objeto, porque todo aquello
sobre lo que nos concentremos traerá un efecto sobre nosotros. Si nos
concentramos sobre objetos muertos traería por efecto la mortandad en el alma;
cuando nos concentramos sobre un objeto viviente, traerá un efecto de vitalidad.
El secreto de la enseñanza de todos los profetas y místicos se encuentra en lo
antes dicho. Este primer grado de concentración es adquirido de tres diferentes
maneras. El primer camino es por la acción. Uno hace un cierto movimiento o
lleva a cabo una determinada acción, el cual ayudará a la mente a concentrase
sobre un determinado objeto. El segundo camino es con la ayuda de palabras.
Por la repetición de ciertas palabras uno aprende a pensar automáticamente
sobre cierto objeto. El tercer camino, es con la ayuda de la memoria. La
memoria es similar a un almacén de construcción. Desde éste, el constructor
toma cualquier cosa que él guste o necesite: bloques, madera, varillas, concreto,
cualquier cosa que desee. El hombre que se concentra de esta manera, es el que
actúa igual que un niño que tiene bloques de plásticos con los que edifica
algunas cosas. El místico almacena cosas en su memoria, y con ellas compone
objetos en orden de concentrarse sobre lo que él quiera.

Llegó la segunda parte, es la contemplación, que solo puede aparecer


cuando una persona esté lo bastante avanzada, porque la contemplación no es
sobre un objeto, sino sobre una idea. Sin duda el hombre quizá piense que está
listo para hacer cualquier cosa, y que después de haberse concentrado puede
contemplar; pero la naturaleza de la mente es tal, que se va de nuestras manos
al momento que uno trata de mantenerla o aferrarla. Por lo tanto, antes de que
uno realmente comience a pensar, la mente sale desbocada como un caballo
desobediente. La mente no es siempre tan irregular; se comporta irregular
cuando quiere regularse a sí misma. Es similar al cuerpo: nosotros quizá nos
sentimos cómodos sentados naturalmente, pero basta que uno se conserve

58 - -
Aproximación al Cuarto Camino

tranquilo por cinco minutos para que el cuerpo empiece a sentirse incómodo. Y
es todavía más difícil hacer que la mente obedezca.
Los místicos, por lo tanto, encuentran una cuerda para mantener fija la
mente en un cierto lugar, desde el cual no pueda moverse. ¿Cuál es ésa cuerda?
La cuerda es la respiración. Es con esa cuerda que atan su mente y hacen que
ésta se mantenga donde ellos quieren que permanezca.
Una característica de la mente es que es similar a una grabadora.
Cualquier cosa que se grave sobre ella, será capaz de reproducirla. Otra
característica es que no solamente reproduce algo, sino que crea lo que es
impresionado sobre ella. Si la fealdad es grabada, producirá desacuerdo,
inarmónica. El aprendizaje de la concentración limpiará el disco grabador y hará
que produzca lo que deseemos, no lo que venga automáticamente. En este
mundo uno está abierto a las impresiones; siempre vamos con los ojos y oídos
abiertos. Pero no sólo con los ojos, no sólo con nuestros oídos abiertos; los
labios están abiertos para dejar salir lo que los ojos y los oídos tomaron, y ésta
es la parte peligrosa
La tercera parte de la concentración es la meditación. En este grado
uno llega a ser comunicativo. Uno se comunica con la vida silenciosa, y
naturalmente esa comunicación nos abre con la vida externa también. Es
entonces cuando el hombre comienza a darse cuenta que ambos, su mundo
interno y el externo es comunicación. Entonces comenzará a aprender lo que
nunca podría haber sido aprendido por el estudio de libros: que la vida silente es
el más grande maestro y conoce todas las cosas. Ésta no sólo enseña, nos da la
paz, la alegría, el poder y la armonía que hacen la vida hermosa. La atmósfera
que irradiamos dice qué persona es meditativa y cuál no, es la única manera de
distinguir lo real de lo falso.
La Realización es el resultado de otros tres grados. En el tercer grado
de experiencia, el hombre persigue la meditación; pero en este grado, la
meditación persigue al hombre. En otras palabras, no es más el cantante el que
canta la canción; sino la canción se canta en el cantante. Este cuarto grado es
una expansión de la consciencia, es el desdoblamiento del alma, es el buceo
profundo dentro de uno mismo, es la comunicación con cada átomo de vida
existente en la totalidad del mundo, es la realización del Yo real (Dios), el cual es
el cumplimiento del propósito de la vida.

-61- Estimado Oscar:


Hay varias cosas importantes en tu descripción. Quizás las hayas
comprendido, o las comprenderás después. Sin que se abra nuestro sentimiento,
sin que se anhele desear ser, es casi imposible que lo superior nos contacte.

La imagen de Gala, o la madre del Señor, te ayudó esta vez; te marcó el


camino que requieres para acceder a la Transformación. El intelecto, por sí
mismo, no es capaz de lograr lo que está destinado para los sentimientos. El
sentimiento se expande y abraza, integra; el pensar separa y desintegra.

Te mandaré una recopilación directa de una persona del Trabajo que


vivenció algo muy parecido a lo que ha sido tu vida. Siento, desde que lo tuve en
mis manos, que te podría servir a ti.

- - 59
Aproximación al Cuarto Camino

Mayor concentración, atención y sensación corporal...

-62- Estimado Leg:

Todo el Trabajo práctico de Gurdjieff está apoyado en esa Sensación


que indicas.

El término exacto es: “La Presencia de la Sensación”. Para lograrla,


existen ejercicios internos muy precisos. Pero estos ejercicios, que son la base
real y auténtica de esta enseñanza, únicamente se transmiten directamente del
guía al alumno dentro de un grupo de Trabajo sistemático sobre uno mismo.

Esa “Sensación”, como su nombre lo indica, es un poder corporal


despertado por medio del contacto directo de la atención. Aquel que tiene acceso
a este tipo de práctica interna, experimenta una vivencia y un estado interior
muy personal y extraordinario. Hasta que lo pruebe conocerá el sabor de él.

Fuera de un grupo, auténtico, es casi imposible que logres acceder a


este tipo de práctica. Así que mi consejo es que involucres todas tus fuerzas, si
es que sinceramente deseas conocer lo práctico de esta enseñanza, para
encontrar un grupo y trabajar en él de manera sistemática.

Te deseo la mejor de las suertes en tus interrogantes...

-63-
KESDJAN

Esta enseñanza menciona que potencialmente podremos lograr que se


formen y desarrollen en nuestro interior tres cuerpos que trabajen a niveles muy
superiores al que trabaja nuestro cuerpo físico y sus funciones ordinarias.

El primer cuerpo, o “cuerpo físico”, incluyendo sus tres funciones


principales, es el recipiente o vehículo del segundo cuerpo, o cuerpo Kesdjan.

Al segundo cuerpo se le conoce por el nombre de: “Cuerpo Kesdjan”.


Este cuerpo es el recipiente o vehículo para el tercer cuerpo o Alma.

El tercer cuerpo se le conoce por el nombre de: “Alma”, y es el


recipiente o vehículo para el cuarto cuerpo o “Yo Real”

El cuarto cuerpo se conoce por el nombre de: “Yo Real” e incluye a los
otros tres cuerpos en su interior, aunque es uno solo.

El proceso real de muerte (fana, aniquilación o rendición) y


resurrección (baqa o liberación) es el medio para vivir en cada nuevo cuerpo.
Pero como la creación de cada nuevo cuerpo es una creación desde Arriba, y de
acuerdo a la Ley del Tres, se requiere que el trabajo de creación sea iniciado por
el cuerpo que esté dos niveles arriba de donde actualmente estemos. Así que
para la creación del “cuerpo kesdjan” se requiere que la fuerza iniciadora o
activa sea desde el “cuerpo del Alma”; que el “cuerpo físico” juegue la parte
receptiva en el proceso (el material a ser transformado); y cuando estos dos
mundos se conecten darán por resultado el cuerpo de nivel intermedio o
kesdjan. Y es igual para el cuerpo siguiente.

60 - -
Aproximación al Cuarto Camino

Por kesdjan se podría decir que es un cuerpo que es conciente de su


propia vida interna o sensible a sí mismo; y se crea y fortalece por la lucha
interna práctica y conciente contra uno mismo.

Por alma se podría decir que es un cuerpo que alcanzó la consciencia


moral objetiva, que está separado y puede ponerse en lugar de otras personas y
juzgar desde ahí, tanto a sí mismo como a los demás porque ve las cosas tal y
como son; y se crea y fortalece por medio del sacrificio y el sufrimiento interno
intencionalmente decidido.
Lo anterior está un poco más arriba de lo que se encuentra en los
libros, pero: ¿Qué podrían comentar al respecto? ¿Existen experiencias y
comprensiones personales al respecto?

-64- Estimado Jesús Ángel:


Un cuerpo tiene una función muy especifica, sin importar su pequeñez
o grandeza. Y para poder realizar su función requiere de una energía adecuada y
compatible con su propia naturaleza. Así que si deseamos comprender algo, sin
importar su lugar en el universo, se requiere entender, experimentar y
comprender su naturaleza triple: como cuerpo, por la energía que utiliza, y por
la función o acción que realiza.
Por ejemplo, en la creación bíblica del hombre, se dice: “Dios primero
creó su cuerpo de simple arcilla, luego insufló sobre dicho cuerpo con su aliento,
y terminó por ser un alma viviente”. El cuerpo de arcilla, el espíritu soplando
sobre él, y el alma viviente. Si eso fue hecho a imagen del Dios creador,
entonces todas las cosas vivientes gozan de esa constitución trina.

Mencionas, que para ti, aquello que llamas espíritu es un vehículo para
que tú te muevas. Entonces, un espíritu simplemente es “algo” que está a tu
servicio; tú tienes comando sobre él. Es igual a pensar que el cuerpo de arcilla
utilizó a Dios para volar como alma viviente.

Por último, ¿por qué crees que puedes confundir a los demás? ¿No
sería más justo intuir que si a ti mismo se te ocurre que puedes confundir, es
que en tú propio interior reina la confusión? Entonces, ¿dónde reside la mentira
en nosotros? Simplemente en todas aquellas cosas que no hemos experienciado
o que no hemos comprendido, pero que las manifestamos como si fuesen una
realidad para nosotros.

-65- Estimado Oscar:


En lo que escribes existen muchas cosas valiosas, pero la mayoría de las
veces es difícil captarlas. Por ejemplo, dices: “muchas de las informaciones y
experiencias, se han ido reordenando”. Si comprendes lo que escribes,
detectarás que lo único que tenemos en la vida es eso: informaciones externas y
experiencias internas, pero éstas de nada sirven si no aprendemos algo de ellas,
si no las ordenamos y las comprendemos. Así que es muy
necesario tener bastantes experiencias porque son nuestro único alimento, pero
no nos nutren si no aprendemos de ellas y no las logramos comprender. Te
tropiezas en una piedra, es una experiencia válida, pero lo único que nos
provoca ordinariamente es una reacción estúpida, no aprendemos de esa
experiencia y mucho menos comprendemos el por qué de las cosas.

- - 61
Aproximación al Cuarto Camino

En cuanto a los ejercicios que mencionas, también se detecta algo


similar. El guía está intentando que tengas la experiencia de tu propia presencia
de sensación corporal, porque dicha presencia es el umbral para la creación del
cuerpo Kesdjan. Al mismo tiempo el guía está intentando que experimentes un
vislumbre de algo que está más allá del cuerpo Kesdjan: la consciencia real. Así
que sin la presencia de la sensación no existe sustrato alguno para crear el
segundo cuerpo, y sin el substrato de este segundo cuerpo, no existe
posibilidades de acceder a la consciencia real. Pero recuerda: son dos
trabajos diferentes y separados.

Esa sensación de agradecimiento que has sentido al final: ¿la has


manifestado? ¿Has verdaderamente dado las gracias a lo superior con todo tu
ser por lo recibido? Siento que es un requisito ineludible, una vez que
comprendamos nuestras propias experiencias, que debemos agradecer a lo
superior tanto al iniciar cualquier actividad del Trabajo, como a la finalización.
Es correcto lo del centro, pero es mucho más práctico que el centro de
gravedad de nuestro trabajo esté establecido en la sensación. Que
permanezcamos centrados en ella, lo más frecuente que podamos y actuar
siempre desde ahí en la vida diaria.
Lo último también es muy valioso, si es que lo comprendes. El Trabajo en
grupo es de un grado superior al trabajo aislado. Desde luego, siempre y cuando
la mayoría de los participantes verdaderamente participen aportando cada uno lo
mejor de sí al ejecutar los ejercicios y movimientos, que cada uno se
comprometa a dar lo mejor de sí para el beneficio del grupo mismo, hasta que
se cree un día, una “Comunión de Grupo”, un compartir de experiencias,
comprensiones y energías.

-66- Estimado Salvador:


Es exacto lo que indicas, pero podemos ahondar un poco más en lo
mencionado en tu aportación.
Mencionas que la humildad es uno de los medios más importantes para
acceder al conocimiento real. ¿Cómo arribaste a dicho conocimiento? ¿Por qué
afirmas y estás seguro de que la humildad es el camino?

Y es real lo que indicas, no tengo ninguna duda al respecto de la


humildad, pero debemos sopesar dos cosas, cosas parecidas pero
contradictorias. Creer, sentir, pensar o decir que la humildad es la base justa
para lograr conocer las cosas tal y como son, quizás sirva como un medio
operativo nacido de nuestro propio condicionamiento cultural. La mayoría de las
personas mencionan que más vale ser humilde. Pero una cosa es saberlo, y otra
muy diferente serlo. Para lograr un día llegar a alcanzar la humildad, se requiere
de un trabajo preliminar bastante largo sobre uno mismo. Un trabajo que incluya
sobreponernos a todo comportamiento y actitud de vanidad, orgullo y amor
propio que actualmente dirigen nuestra vida. Un trabajo arduo de esfuerzos
conscientes y de multitud de sacrificios intencionales. Aquel que se someta a
este tipo de trabajo práctico, comprenderá el significado exacto de la humildad;
pero mientras especule en base a creencias y palabras, como bien dices: “Los
labios de la sabiduría permanecerán cerrados para los oídos de la ignorancia”.

62 - -
Aproximación al Cuarto Camino

El problema es que nos sentimos con el deber de pregonar nuestras


“verdades”, como si fueran absolutas; intentamos que los demás piensen y
sientan como nosotros, tratamos de imponer nuestras creencias personales.

Como vez, es mucho más importante saber cómo tú has llegado a esa
verdad personal, y si es posible, nos compartas los métodos prácticos que
utilizaste para arribar a esa afirmación.

-67- Estimado Leg:


Parece ser que ahí está el problema. Ya que “tu crees” que has vivido la
“presencia de la sensación”; mientras que yo te estoy hablando de certidumbres
directas.
La presencia de la sensación tiene siete grados prácticos, para cada
uno de ellos existe un ejercicio preciso, y entre más profundicemos en esta
práctica, la sensación permeará cada vez más la totalidad de uno mismo, o de
nuestro ser.

El ejercicio interno de la presencia de la sensación nada tiene que ver


con “dividir la atención”.

Te mencioné que estos ejercicios sólo se transmiten de manera directa


del guía al alumno en un trabajo sistemático de grupo. Esa fue la indicación más
importante en mi respuesta. Si no has logrado que un grupo, que realmente
cuente con estas prácticas y ejercicios, te contacte; la única salida para ti es
continuar leyendo los libros.
“La sensación es la sensación, si tu la sientes sólo en una parte de tu
cuerpo, es correcto, si la sientes en la totalidad de ti mismo, o en la totalidad de
tu ser o de tu alma, también es correcto”. Quizás tú le llamas parcial a algo que
es total. Existen ejercicios para que la totalidad de ti mismo se convierta en un
pie. Puedes sentir que totalmente eres el pie, aunque para ti parezca algo
imposible; y verdaderamente el Trabajo de Gurdjieff es imposible, y sólo por
eso, vale la pena esforzarnos aunque sea imposible.

-68- Estimado Oscar:

Hay varias cosas importantes en tu descripción. Quizás las hayas


comprendido, o las comprenderás después. Sin que se abra nuestro sentimiento,
sin que se anhele desear ser, es casi imposible que lo superior nos contacte.
La imagen de Gala, o la madre del Señor, te ayudó esta vez; te marcó
el camino que requieres para acceder a la Transformación. El intelecto, por sí
mismo, no es capaz de lograr lo que está destinado para los sentimientos. El
sentimiento se expande y abraza, integra; el pensar separa y desintegra.
Te mandaré una recopilación directa de una persona del Trabajo que
vivenció algo muy parecido a lo que ha sido tu vida. Siento, desde que lo tuve en
mis manos, que te podría servir a ti.

Mayor concentración, atención y sensación corporal...


-69- Estimado Eduard:

Es cómodo preguntar, porque dichas preguntas nacen


automáticamente en nuestra parte superficial; aunque nos engañemos creyendo

- - 63
Aproximación al Cuarto Camino

que son interrogantes válidas y vitales. A este tipo de preguntas, sólo se le


pueden dar respuestas compatibles, superficiales, ordinarias.
Pero si esas interrogantes nacen desde tus profundidades, debido a
que verdaderamente has experimentado y vivenciado algo en tu interior,
entonces llegarán las respuestas justas.

Sería por lo tanto correcto y más benéfico para nosotros,


preguntarnos:

¿Qué significa para mí estar vivo?


¿Requiero una escuela?

¿Qué hago si no la encuentro?


Cómo contestar la primera. Quizás estar vivo me permita ejercer
ciertas funciones. Y como una de mis funciones es la del pensamiento, intentaré
mientras viva, utilizarla para mi propio provecho. Razonaría conmigo mismo, y
me preguntaría: Esas funciones mías, ¿son diferentes a las de cualquier animal?
¿En qué son diferentes las funciones de un hombre ordinario a las de un animal?
¿Cómo se manifiesta en mí dicha diferencia en mi vida diaria? ¿Creé yo mi propia
vida? ¿De qué dependo para seguir vivo? ¿Dónde estaba antes de nacer? ¿Dónde
estaré después de morir? ¿El mundo continuará igual después de mi propia
muerte? ¿Por qué algunas veces me siento más vivo que otras? Sí me alimento
de cosas muertas, plantas y animales, ¿cómo puedo permanecer vivo
alimentándome de lo muerto? Mi propia muerte, ¿a quién alimentará?

Pienso que ejercitar este tipo de razonamiento con nosotros


mismos nos pueda conducir a algo. Pero no creo que nos ayude a encontrar el
verdadero significado del misterio de la vida aquí en la Tierra. Existen muchos
misterios, estamos rodeados por ellos. Quizás los intentos que hagamos por
develarlos, no nos conduzcan a nada. Quizás los misterios son para permanecer
siendo misterios, y lo único que podemos hacer, es vivirlos. La vida es un
misterio, no gastemos energía intentando develarlos, sería más benéfico para
nosotros, vivirlos, vivir a plenitud la vida que se nos dio.

-70- Estimados: Sponky y Oscar:


Recordemos que nuestro aparato formatorio sólo puede contar hasta
dos. Ordinariamente miramos el mundo externo como una serie de objetos,
sean personas o cosas, objetos que podemos utilizar de acuerdo con nuestros
deseos. Un pensar lógico, pero todavía formatorio, alcanza a darse cuenta del
objeto y de él como sujeto. Máximo dos cosas. Pero esta enseñanza nos indica
claramente que en ese grado de conciencia tan rudimentario y ordinario, es
imposible ver lo más importante: la tercera fuerza.
Por ejemplo: existe una barra de pan, y existe un cuchillo. La barra de
pan no puede por ella misma partirse en rebanadas; el cuchillo, aun y cuando su
función sea cortar, no puede por él mismo cortar. Un hombre tampoco puede
cortar con su mano rebanadas, aunque tenga el deseo de hacerlo. Si captamos
lo anterior, percibiríamos que el hombre necesita del cuchillo para lograr su
deseo: cortar rebanadas. Cuando las tres partes actúan al unísono, entramos a
lo único mundo real que existe: la acción de cortar. Fuerza pasiva el pan. Fuerza
activa la intención de cortar. Y fuerza neutra el cuchillo. Resultado: una acción.

64 - -
Aproximación al Cuarto Camino

Pasando al hombre y a la mujer, encontramos que toda acción ( o


fenómeno como dice Gurdjieff) requiere de tres elementos independientes
trabajando simultáneamente. El hombre, un grupo, y el Trabajo; unidos pueden
dar lugar a la acción transformadora. Igual que en el pan, el hombre es el que
recibe el beneficio de esas acciones. En una se alimenta para vivir
existencialmente, y en la otra se transforma para vivir esencialmente.
La acción es lo importante. La vida es movimiento, acción, Trabajo.

Si el cuchillo carece de filo, o si el pan está mohoso, también aparece


una acción, aunque en este caso: corrupta o de destrucción por la falta de
inteligencia en el hombre. Porque el hombre tiene la responsabilidad de cuidar
ambas cosas, ya que el pan y el cuchillo carecen de esa facultad. Ellos están a su
servicio y por lo tanto es su responsabilidad cuidarlos; igual que a las plantas,
animales y utensilios que le pertenecen o dependen de él.

Si el hombre está dormido y lleno de negatividades y el grupo está al


mismo nivel, el resultado sería un seudo-“trabajo”; igualmente corrupto y
destructivo del mismo Trabajo. Pero como lo anterior es una imposibilidad,
porque el Trabajo auténtico está a un nivel muy apartado del hombre dormido y
ordinario; así que verdaderamente no existe acción posible en esas condiciones;
sólo sueños, fantasías e imaginaciones con respecto al Trabajo.

Si pensamos activamente en lo último expuesto, quizás lleguemos a


comprender la razón de ser de cada una de las cosas existentes.

Y los aliento a que continuemos expresando nuestros propios puntos de


vista, es la única forma de trascendernos...

-71- Estimado Jesús Ángel:


Es fácil ver la confusión en los demás, pero verla en uno mismo es
imposible.
Tú hablas del espíritu, del alma; e intentas transferir tus propias dudas
en el otro, al decir: “o como le quieras llamar”. Si esa persona jamás utilizó
dichas palabras, ¿por qué se las achacas a él.?

Tú y yo, y todo lo existente fue hecho, y como mencionas: de acuerdo


a cierta necesidad. Tú tienes tu papá y tu mamá, o acaso naciste como Jesús, de
una madre inmaculada que nunca tuvo relación con tu padre? Si piensas eso:
¡Pregúntale a tus padres que te digan cómo sucedió!

Esta enseñanza no es para los que ya cuentan con la verdad plena y


absoluta, es para aquellos muchos que están buscando respuestas a
interrogantes quemantes personales que no han podido ser respondidas por las
organizaciones religiosas o educativas.

Un pastor tiene ovejas. Las cuida y las alimenta para que produzcan
lana y él beneficiarse de eso y así fabricar la ropa que necesita. Pero si una oveja
no produce lana, la mata y también se beneficia con su carne y su piel. Sabemos
también que el hombre, el propietario de las ovejas, no las creó ni las engendró,
pero como es más inteligente y poderoso que las ovejas se beneficia para
subsanar sus necesidades.

- - 65
Aproximación al Cuarto Camino

Ahora bien, el hombre no se creó a él mismo, entonces debe existir


algo superior a él en inteligencia, y que también se beneficia de lo que produce.
Aunque eso superior que se beneficia de nosotros no nos haya creado.

Todo lo que existe, existe para comer y ser comido. Un mantenimiento


recíproco de todas las cosas. El misterio profundo de la vida y la muerte y su
relación íntima. Hasta Dios mismo tiene necesidades, pero de índole mucho más
grandes que las tuyas y las mías.

Casi en todas tus aportaciones mencionas al: “espíritu”. Podrías ser


más especifico y exacto, basándote en tus propias experiencias personales: ¿qué
significas por espíritu? Es una palabra que escuchaste o leíste en alguna parte,
¿o tienes una vivencia personal y directa de ese espíritu que mencionas?

Porque a la mejor la mayoría de los participantes no la tenemos, y así


es muy difícil entenderte. Dinos el método que utilizaste para contar lo que tú
llamas espíritu.
Ayúdanos a comprender lo que quieres compartir...

-72- Estimado Jesús Ángel:


En el último párrafo de tu escrito detecto parte de tu rasgo característico,
cuando mencionas: “respecto a mis experiencias ,creo que a todos nos ha
pasado el llamado viaje astral , el deja vú, y cosas de ese tipo que indican que el
espíritu es un ser conciente , que piensa y que busca relacionarse en este
universo por medio de cuerpos.
El mismo apelativo que utilizas para darte a conocer en la comunidad
manifiesta de nuevo ese rasgo. Y si lees de nueva cuenta todas tus aportaciones
a esta comunidad, desde la primera a la última, y eres sincero contigo mismo,
no es un signo de inteligencia aquel que para todos los diversos y muy diferentes
temas, siempre utiliza la misma cantaleta: “el espíritu”. Creer e imaginar que
somos el centro del universo, que todas las cosas existen para nuestro propio
bienestar y satisfacción, que somos el ápice de la creación, que podemos
comprender lo superior, sólo a alguien que vive en el astral y en el deja vú le
puede suceder. Olivémonos del espíritu, y centrémonos en el ego, en esa
realidad que rige y dirige todas nuestras reacciones.

-73- Estimado Eduard:


¡Para mí es justo y preciso tu comentario!

Captar lo último que indicas es lo requerido para comprender muchas otras


cosas.

El hombre y la mujer tienen muchas posibilidades en su interior: hacerse


de un alma e irrumpir en lo espiritual, son dos de las posibilidades primordiales.

Pero las posibilidades, como su nombre lo indica, quedan dentro de lo


que es posible. Un hombre o una mujer se dice que están dormidos
precisamente porque desconocen esas posibilidades que residen en su interior;
no han logrado ser conscientes de ellas por estar volcados hacia el mundo
exterior de los cuerpos. Es un hombre ordinario.

66 - -
Aproximación al Cuarto Camino

Un hombre medio despierto, sabe acerca de dichas posibilidades, y


quizás las desee o no; pero aún está atrapado en el mundo externo. Está
atrapado pero ve una salida.

Un hombre que Trabaja sobre sí mismo, también está medio despierto,


pero está intentando actualizar esas posibilidades internas. Empieza a vivir en
dos mundos, el externo y en su propio mundo interior. Está en el camino del
llegar a ser.

Y un hombre completamente despierto ya ha realizado completamente


dichas posibilidades en su interior. Él es: cuerpo, alma y espíritu.

-74- Estimado Sufí:


¡Claro que son etapas válidas!
Ya experimentaste en carne propia que una escuela basada en la simple
lectura de libros del Trabajo, no es para ti.
Eso te ayudó a buscar y comprometerte con un grupo, o con el
dirigente como mencionas, donde trabajan de manera práctica.
Has empezado a descubrir y entender ciertas reacciones y deseas un
día llegar a la conciencia.
¿Qué sucedería si al paso del tiempo sientes que ese grupo tampoco es
para ti?
¿Captas lo anterior? Todas tus experiencias son valiosas.

Si no hubieras estado en la primera escuela, a la mejor estarías


buscando una de ese tipo.

Si el nuevo grupo en el que estás, coincide o no con tus deseos,


también será algo valioso. Ya contarías con otra experiencia diferente a las
anteriores.
Poco a poco tu olfato se ira desarrollando más y más por medio de la
experimentación.
Si no hubieras vivido lo anterior, estarías en el punto # 1 de tu
descripción.
-75- Estimado Sufí:
Se indica en esta enseñanza que existen 49 métodos para lograr el
desarrollo completo del hombre. Y casi en todas partes encontrarás grupos que
trabajan con ahínco en un método único y descartan por no saber acerca de los
otros, utilizan el 2% del potencial a su disposición. Por eso existe mucha
discrepancia en lo que enfatiza cada uno de los grupos.
Tú estás intentando aplicar en tu trabajo de grupo y personal, de
acuerdo a lo que mencionas: prácticas variadas, ejercicios internos, y además
deseas irrumpir en los Movimientos y Danzas. Eduard también tiene su método
personal: leer y leer hasta alcanzar la conciencia.
Todos los métodos del Cuarto Camino son válidos, siempre y cuando se
utilicen para trabajar sobre uno mismo, para llegar un día a comprender cómo
funciono yo, en pocas palabras: para conocerme verdaderamente a mí mismo.

- - 67
Aproximación al Cuarto Camino

Cualquier otro uso de estos métodos sería una aberración y una


pérdida de tiempo y energía.
Por eso he mencionado algunas veces: “que si comprendieran lo que
escriben en sus participaciones, conocerían y verían reflejados muchos de sus
propios rasgos característicos que los aprisionan, y el método parcial en que se
han apoyado hasta la fecha”.
Pero mientras continuemos interesados en afirmarnos, en que los
demás sientan que no somos simples colas de perro, nuestro mundo interno
permanecerá oculto para nosotros mismos.

Tú defiendes las prácticas, Eduard defiende el entendimiento de las


ideas que pueden conducir a la conciencia, otro participante defiende que el
espíritu lo es todo, otro más pregona que el recuerdo de sí, otro defiende la
observación de uno mismo, otros que se requiere de un grupo, otros que es
necesario contar con un guía. Si en vez de criticar y apoyarnos en parcialidades,
intentamos con un sentimiento verdadero y operativo, comprender y trabajar en
todos los métodos descritos, quizás nuestra transformación comience a trabajar.
Aceptemos todo, tal y como se presenta. Yo intento hacerlo, pero
muchas veces lo que percibo en las participaciones deseo que ellos mismos lo
perciban, así que en mis contestaciones intento comunicar algo que les ayude a
conocer ciertos rasgos que los mantienen cautivos; pero también sé que es algo
como verter agua en cántaros rotos.

Te felicito por la fuerza que manifiestas en tu búsqueda, nunca te


paralices, nunca des nada por comprendido, aun y cuando llegaras a Dios:
¡Interrógalo!; y quizás escuches cosas que ningún oído humano haya escuchado.
Cada uno de los participantes está buscando algo. Pero la mayoría no
sabe con precisión: ¿qué desea, o qué necesita, o qué le hace falta?
Si no establecemos con precisión ese deseo, y si no lo impregnamos con el
sentimiento requerido, verdaderamente no somos buscadores auténticos.
Quizás los deseos en que apoyamos esa especie de búsqueda no sean
claros, quizás sean nebulosos, o quizás verdaderamente no deseamos alcanzar
nada porque sentimos que no nos falta nada. Por eso la aclaración exacta de los
mismos, es una ayuda primordial.
-76- Estimado Oscar:
Poco a poco podemos llegar a comprender que la conciencia es un
sentimiento de la parte intelectual. Como dices, ahora de repente recuerdas o te
das cuenta, pero verdaderamente es más exacto llamarle consciencia, que estás
atrapado por las urgencias internas que te arrastran a ser satisfechas en el
exterior. Para aumentar la intensidad cuando veas que eso está
sucediendo, intenta que esa visión despierte en ti un verdadero sentimiento de
remordimiento.
En estado de recuerdo de sí somos realmente seres humanos, con toda
la dignidad que eso involucra. Cuando no estamos en ese estado, somos simples
animales. El ser humano contiene algo de lo que carecen los animales, pero si no
logramos con ese algo que tenemos alcanzar el recuerdo de sí, no estaríamos
haciendo uso de ese talento humano.

68 - -
Aproximación al Cuarto Camino

Recuerdo de sí = verte y sentirte como un ser humano.

Funcionamiento ordinario = un simple animal.


El trabajo desde el principio nos indica que se debe desarrollar en tres
líneas. Mi trabajo personal basado en esfuerzos iniciados a partir de mi propia
voluntad. Esta línea sólo sirve para alcanzar logros y satisfacciones externas.

El trabajo en un Grupo, aquí soy simplemente un numero en una fila; la


voluntad grupal está al mando. Es un grado intermedio, tu voluntad medio
actúa.
Y tercera, cuando el Trabajo es la voluntad que da inicio a todas
nuestras acciones. Aquí ni tú, ni el grupo existen, sólo el Trabajo, la Voluntad, o
Dios, o lo Superior tiene la batuta.

Trabajo, para aquel que ha alcanzado un cierto grado de intensidad,


significa: “La fuerza que nos ayuda a comprender cómo estamos constituidos y
cómo funcionamos”. Si una lectura, la ejecución de un ejercicio interno, la
práctica de un movimiento o danza, te ayudan a comprenderte a ti mismo, eso
es Trabajo real. Pero si te sabes de memoria y entiendes muchas ideas de la
enseñanza, si sabes cómo ejecutar los ejercicios, si logras ejecutar los
movimientos correctamente, pero todo eso no te ayuda a comprenderte a ti
mismo, es simple prostitución del Trabajo.

Adelante y que aumente la intensidad de tu Trabajo, saludos y un


abrazo fraternal para ti y para cada participante del grupo.

-77- El pasado martes, 29 de Octubre, se recordó en los diversos Grupos


de Trabajo (Cuarto Camino) esparcidos en este planeta Tierra, la
conmemoración del fallecimiento de nuestro Maestro: G. I. Gurdjieff. Han pasado
53 años desde su rescuarno corporal, y percibimos cómo la semilla que él plantó
continúa floreciendo y produciendo los frutos intentados. El Trabajo implantado
por él evoluciona.
Nuestro Grupo también festejó ese aniversario como la Tradición lo
indica: carnero a la griega, arroz persa, y armañac para brindar; pero sobre
todo, trabajando en comunión grupal al ejecutar con total entrega de ser y
perfección los Ejercicios espirituales, los Movimientos y Danzas, y la Audición de
melodías, legados por él.

Para mí, en particular, esa fecha tiene un doble significado, porque


coincide con el fallecimiento de mi madre: “Alicia”. Muerte que me condujo a
contactarme con el Trabajo.
Al leer lo escrito por: “Sogol”, percibo que él y su Grupo festejaron
como es debido. Y lo único que puedo agregar es: “Continúen apoyándose en lo
legado por el Maestro, es el Camino correcto para completar la totalidad de
nuestro ser y alcanzar la anhelada Transformación”.
Sería importante saber cómo otros Grupos festejaron esa fecha tan
memorable, tanto en el país como en el extranjero.

-78- LA CONSCIENCIA

- - 69
Aproximación al Cuarto Camino

Existen gradaciones de conciencia. Si no fuera por esas gradaciones sería


poco posible alcanzar la consciencia. Ya que las gradaciones existen es posible
experimentar a cada momento incrementos de conciencia. Todos los
experimentos para incrementar la conciencia necesariamente requerirán
enfocarnos en nuestras propias emociones; la consciencia es emocional.
La gran mayoría de los experimentos para incrementar la consciencia incluyen
llegar a estar intencionalmente conscientes de las negatividades
circulando a través de nuestro cuerpo, mente y emociones. Uno intenta
examinar esas negatividades, y después transformarlas en emociones que
sean neutrales. En algunos casos es posible transformar la negatividad en algo
positivo, en algo que no puede llegar a ser negativo, tal transformación es una
experiencia directa del centro emocional superior. La consciencia es una
emoción superior, una emoción que no puede llegar a ser negativa

En el lenguaje del Cuarto Camino el término: Trabajo, muchas veces


significa una lucha actual e interna contra el flujo natural de nuestros
sentimientos negativos; debemos trabajar contra todos los pensamientos,
sentimientos y sensaciones que conservan nuestra conciencia en un nivel muy
bajo y obscurecen completamente la idea del recuerdo de sí. Producimos
nuestras propias fuerzas negativas que actúan en contra de cualquier
experimento que intentemos para incrementar la conciencia.
Muchas cosas evitan e impiden los experimentos para incrementar la
consciencia: la auto-compasión y la auto-importancia se sitúan muy alto en la
lista de esos agentes de negación. Se requiere de muchos años antes de que
renunciemos a la auto-compasión. Si la fricción es persistente, poco a poco
realizaremos que la auto-compasión no aliviará la presión, y llegaremos a
cansarnos de ese sentimiento de infelicidad por nosotros mismos. La fricción es
el combustible que puede generar la consciencia, para la gran mayoría nuestro
combustible, nuestra fricción, es insignificante. A veces realizamos que nuestra
fricción es trivial y que actualmente no es importante en el contexto de los
eventos, y por lo tanto, nuestros problemas son menores. Con esa relatividad
llega el impacto de saber que somos responsable para trabajar en algo, de tal
manera que la auto-compasión no torne todo en algo especial. Vivimos vidas
sencillas, usualmente vidas insulsas, nuestra única aventura está en generar en
nosotros gradaciones de conciencia entre toda esa monotonía. Aquellos
bendecidos con vidas románticas y arriesgadas tiene otras delicadezas por
tragarse, pero para la mayoría, el plato fuerte es simple monotonía.
Otra fuerza negativa que impide estos experimentos para transformar
la energía cruda emocional de la máquina en momentos de consciencia, son las
fuertes tendencias para permanecer preocupados con lo ordinario. Un tipo de
percepción influenciada de nuestra vida. Simplemente desperdiciamos esas raras
indicaciones, que ocasionalmente nos ocurren, para predecir un tipo de vida
especial. Indicaciones como vistas a través de un plan cósmico milagroso y
maquinado por fuerzas incomprensibles y que son capaces de manipular nuestra
percepción del tiempo en los estados superiores de consciencia. La mente-
simple, lineal, la perspectiva materialista de la mente formatoria, descartará los
augurios que se acumulan a través de nuestras experiencias. Sin esta
acumulación y verificación emocional de momentos, cuando parece que alguna
inteligencia superior está comunicándose con nosotros a través de una notable
coincidencia, como Gurdjieff indicó: “Uno nunca alcanzará un estado de “masa

70 - -
Aproximación al Cuarto Camino

critica” mientras la presión de los eventos no nos dé la posibilidad de


transformación y de consciencia superior”. Nuestras vidas son tanto monótonas
como increíbles, justamente detrás de nuestros limitados puntos de vista del
tiempo existen conexiones que tomadas juntas puedan facilitar una “percepción
más larga” y puedan abrir una grieta a través de los muros del tiempo ordinario
y llenar nuestras almas con luz.
Mantener un nivel de atención es también necesario para desarrollar la
consciencia, éste es el comienzo de la voluntad, el desarrollo de la atención. La
atención, un esfuerzo por notar todas las cosas, tanto internas como externas,
provocará una disminución en el aferramiento que la mente formatoria tiene
sobre nuestro sentido de la realidad. Cada uno de nuestros pensamientos tiene
una cierta cantidad de poder, cuando esos pensamientos vienen sin esfuerzo,
rutinariamente, habitualmente, tienen el poder de capturar nuestra atención.
Después de mirar este proceso por algún tiempo, uno puede comenzar a sentir
actualmente las sensaciones físicas producidas por la multitud de pensamientos
mientras roban nuestra atención y limitan todo a un bocado de Cardenal
subjetivo.

Otra cosa que pronto descubrirán es que esto requiere energía,


energía física actual algunas veces, para resistir esos pensamientos y mantener
la atención. Si uno es sincero con uno mismo, pronto realizará que mantener la
atención es casi imposible, uno no tiene bastante energía para mantener la
atención. En las condiciones ordinarias la imaginación de los muchos “yoes”
siempre prevalece sobre el esfuerzo de mantener la atención. La energía para
mantener la atención viene desde, entre otras cosas, la fricción. La fricción
puede producir energía para la atención, y la atención, siempre con el trabajo
sobre las emociones negativas, puede producir consciencia. Un grado de
consciencia puede bastantes veces ser evocado por buscar intencionalmente un
nivel inteligente de fricción.
La conciencia muchas veces puede ser terrorífica para la máquina, y
al comienzo los estados de consciencia pueden parecerle a nuestros usuales
puntos de vista formatorios, como momentos de disconfort, extraños y confusos.
El cuerpo necesita sueños de seguridad y los momentos de consciencia revelan
que la máquina es un mecanismo falible que desesperadamente desea dormir en
paz. Particularmente cuando nuestro punto de vista lineal del tiempo es
perturbado por momentos de consciencia, la máquina es estremecida. Estamos
cubiertos por carne, nuestro “ser máquina” está atado al confort, estamos
acostumbrados al confort de mente, corazón y cuerpo, y todo esto requiere:
imaginación, identificación, carencia de conocimiento y amortiguadores. Esas
manifestaciones del sueño necesitan llenar completamente nuestra atención o la
máquina comenzará a sentirse amenazada. Cuando la máquina es amenazada,
se venga con manifestaciones bizarras, la máquina en vez de volverse insana,
despierta. Parte del despertar es volverse un poco insano, uno debe realizar más
completa y silenciosamente su desesperada locura, uno debe ver las ilusiones
distorsionadas de que necesita vivir bajo un sentimiento confortable.
Uno no puede despertar con sus propios amortiguadores intactos, en
un estado de consciencia nuestra Voluntad debe tomar control de la máquina
loca. La no-identificación es voluntad. Lo sanidad revela nuestra propia locura, la
auto-consciencia revela que ese ser normal viviendo esta vida bajo las

- - 71
Aproximación al Cuarto Camino

condiciones usuales: es una máquina dormida. Aquellos que buscan la


consciencia deben tener una voluntad sin rajaduras. La consciencia no es
parecida, como usualmente suponemos, a algo súper-normal, la consciencia es
una visión de la vida desde una perspectiva inesperada e invertida. La
consciencia usualmente perturba, y a su vez, uno no debe llegar a ser
perturbado. La consideración externa acontece cuando los centros superiores
controlan las reacciones inconscientes de la máquina ante la mirada de la
consciencia. Enseñar, es cuando algunas veces uno permite que otros vean a
través de esos “actos” normales. Desde el punto de vista de la consciencia
nuestro comportamiento como buscadores sinceros , como discípulos
disciplinados, como buenos estudiantes, es una farsa formatoria; un maestro
real pronto hará añicos tales organizaciones insanas.
Nuestro amortiguador principal es un sentido de orden predecible,
organizado y civilizado, y permanece atravesado impidiendo el camino hacia la
consciencia permanente. Vivimos bajo capas de “orden”, la consciencia no
llegará a ser permanente en nosotros porque nuestra “realidad” es enterrada
bajo múltiples niveles de este tipo de amortiguadores. Un aspecto importante del
término: “amortiguador”, es: nuestra expectativa “razonable” de que una cosa
nos conducirá a otra, creemos que el trabajo traerá resultados. Imaginamos que
el Trabajo puede ser alguna rutina prescrita, imaginamos que algunos ejercicios
repetitivos desarrollarán algo espontáneo. Muchas veces lo extravagantemente
inesperado causará que funcionen los centros superiores.
El Sr. Gurdjieff abandonó su organización: “El Instituto para el
Desarrollo Armónico del Hombre”, porque el desarrollo de la consciencia nunca
puede ser institucionalizado o armonizado. La consciencia muchas veces
emergerá a partir de un estado de desarmonía muy serio. Ninguna organización
impartirá la consciencia a un grupo de personas, tales organizaciones son
creadas siempre y únicamente para propagar en una manera general las ideas y
conocimientos sobre la consciencia a los pocos que pueden llevar el hilo más allá
que las posibilidades de los muchos.
Las organizaciones de la consciencia son creadas para engañar a
uno o dos individuos que están destinados a llegar a ser permanentemente
conscientes, al sacarlos fuera de sus lugares ocultos y provocarlos en la
dirección de la desorganización. Uno debe ser confrontado con la imposibilidad
de organizar la “consciencia”; y así realizar la necesidad de desorganizar
nuestros asientos profundos y las expectativas formatorias de orden. La
consciencia permanente usualmente es adquirida sólo por aquellos que, como un
medio para adquirir su propia y permanente individualidad, desintegran todas las
expectativas de orden y estabilidad en ellos mismos. Para tales individuos, todas
las organizaciones e instituciones para el desarrollo del hombre son siempre
simples apoyos a ser desenganchados, todos los maestros y lideres de tales
organizaciones son personas que uno debe eventualmente dejar atrás.
Ultimadamente, uno debe permanecer solo. El precio por la consciencia es
usualmente el sacrificio de todas las cosas a las que uno quiere aferrarse.
El centro emocional superior habla el lenguaje del simbolismo, para
desarrollar la consciencia uno debe aprender dicho lenguaje. El lenguaje del
simbolismo debe llegar a ser nuestro primer lenguaje, debemos aprender no sólo
cómo leer y hablar ese lenguaje, sino que debemos aprender a pensar en este

72 - -
Aproximación al Cuarto Camino

lenguaje. El lenguaje del centro emocional superior debe desplazar el lenguaje


del centro formatorio. Uno necesita comenzar a conectar todas las cosas juntas
en nuestra vida con un hilo esotérico, uno necesita mirar el simbolismo y las
coincidencias. Existe siempre un peligro en esto, el centro formatorio también
puede jugar este juego. El primer peligro es el lunático. El lunático ve
significados ocultos en cualquier parte, pero el lunático tiene una fiebre, una
energía desesperada conectado con todo esto, y es fácil de reconocer, excepto
por el lunático. El lunático siempre finaliza en un estado de desesperación
desilusionante. Uno necesita permanecer calmado, desapegado y desidentificado
en relación con el lenguaje del simbolismo consciente. El segundo peligro es ser
ingenuo. El ingenuo siempre tiene el presentimiento de que todo está siendo
dirigido hacia un final feliz, pero uno debe conservar en mente que todas las
cosas están orientadas hacia la ultima prueba de la muerte. El ingenuo, es poco
profundo, superficial y sus presentimientos casi siempre están equivocados.
El tercer peligro del centro formatorio es la presunción de que el
aprendizaje del centro emocional superior es la expectativa de un crescendo. Los
eventos fluctúan, las cosas pequeñas suceden, las grandes cosas suceden, el
habito de pensar de la mente lógica insiste en que los eventos están
conduciéndonos a un instante en que todos los fuegos artificiales estallarán. Eso
nunca sucederá, o sucederá una de cada cuarenta y nueve veces, la muerte es el
único crescendo, el ultimo y único instante, y existen variaciones interminables
de patrones de ocurrencias entre el ahora y el después. Es formatorio creer que
en un determinado momento uno llegará a ser “consciente”, y que el éxtasis
regirá por siempre, cuando nos sobrepondremos a todas las tristezas. Los
esfuerzos y eventos de nuestra vida siempre suben, uno debe dejar las
expectativas de una conclusión, eso es algo formatorio. Si los choques son
predecibles, dejarían de ser choques.

El lenguaje simbólico del centro emocional superior es una


experiencia personal, cada persona comprenderá este simbolismo
diferentemente, estamos discutiendo un arte en vez de una ciencia. Una
indicación de cómo este simbolismo puede ser compartido de una manera
objetiva entre un círculo de personas, es el ejemplo del signo del pez, usado por
las escuelas esotéricas del primer Cristianismo. Para ellos la repentina aparición
del augurio del pez creaba el centro emocional superior en ellos, fue un signo a
vigilar y seguido como uno sigue su propio camino. Fue un signo de las fuerzas
superiores, y era conocido por los asistentes generales de las escuelas
esotéricas. Hoy, el simbolismo del pez no tiene significado, uno debe mirar
siempre por nuevos augurios, nuevos símbolos e indicaciones a seguir. Uno debe
vigilar desapasionadamente los temas repetitivos en su propia vida, y utilizarlos
para recordarse del auto-recuerdo y de ejecutar esfuerzos para cambiar.
El grado de consciencia posible para un humano es experienciar un
rango que va a través de cuatro estados, de acuerdo a este sistema. El primer
estado de consciencia está caracterizado por el flujo de las imágenes imaginarias
y asociaciones sin ninguna relación con la razón. El primer estado es el sueño
ordinario, uno permanece en cama sin ayuda, inconsciente de sus alrededores.
El segundo estado de consciencia es templado por la razón y las percepciones
lógicas de un mundo tridimensional. El segundo estado es el sueño semi-
despierto. Uno ejecuta sus propios negocios más o menos dándose cuenta de lo
que lo rodea, pero a menos que algo esté extrayendo su atención, los sueños del

- - 73
Aproximación al Cuarto Camino

primer estado, los sueños de dormido continuarán. Estos sueños nublan,


obscurecen, y se mezclan con nuestra conciencia de los eventos reales. Es el
segundo estado es posible estar involucrado en cualquier actividad mientras
nuestra propia consciencia interna es arrastrada por los sueños diurnos,
conversaciones imaginarias, planes imposibles, etc. Estos sueños diurnos o
imaginaciones son el sueño: es la imaginación. En tanto permitamos que esta
imaginación continué, el segundo estado de consciencia, dormido-despierto, es
por grados muy cercano al primero, permanecer dormido en la cama.
Otro aspecto del sueño del segundo estado es la perdida de
nuestra auto-consciencia. Los eventos, la gente y las cosas del mundo externo
pueden extraer toda nuestra atención, las cosas externas pueden extraer
nuestra propia consciencia, esto es identificación. La identificación ocurre cuando
un sujeto externo o aun imaginario, absorbe nuestra consciencia y uno
emocionalmente se mezcla con el sujeto. En este estado de identificación uno
pierde la auto-consciencia y nuestro interés es capturado por el sujeto.

El más notable aspecto del segundo estado de consciencia es la


expresión de las emociones negativas. Esas expresiones negativas son el
resultado de una carencia de comprensión de la gente y de los eventos, y una
carencia de una visión personal y de aspiración bastante superior para
interpretar las pequeñas e insignificantes irritaciones. La carencia de auto-
consciencia, el estado pasivo de la imaginación, la identificación y la expresión
de las emociones negativas son hábitos desarrollados por muchos años, e
invariablemente llegamos a creer que esa colección de hábitos es lo que nosotros
somos. Tomados juntos todos estos hábitos son llamados: falsa personalidad. La
falsa personalidad es soportada por una imagen imaginaria que uno tiene de uno
mismo en la vida en el segundo estado de consciencia. La falsa personalidad y la
imagen imaginaria están protegidas por amortiguadores. Los amortiguadores
impiden que uno vea la multitud de contradicciones que existen entre las
diferentes personalidades que tenemos. Todo esto es soportado por las
emociones negativas. Un ardid necesario para neutralizar esas emociones
negativas es crear por uno mismo eventos en nuestra vida que generen
emociones positivas y así desbancar las pequeñas mezquindades de las
emociones negativas. Un aspecto para producir la consciencia es trabajar para
“llenar” nuestra propia vida
El tercer estado de consciencia es el conocimiento directo de uno
mismo, es el sentimiento total de uno mismo en el mundo. En el tercer estado
de consciencia uno puede ver su propia falsa personalidad como un dispositivo
externo y artificial. En este estado es posible verse a uno mismo en relación con
una escala objetiva de juicio. Uno puede ver dónde está en comparación con una
real valoración del ser. Esto muchas veces es displacentero, pero los verdaderos
sentimientos displacenteros aparecerán más tarde; en el tercer estado uno
simplemente siente en grados variables la verdad acerca de uno mismo. Con
esta verdad viene una dirección objetiva de desarrollo, uno puede ver qué es
actualmente y qué le es posible. Una característica de este tercer estado es la
memoria. En este estado las realizaciones, emociones, experiencias sensuales y
visuales crean impresiones tan profundas que uno nunca las olvidará. Es posible
recordar las experiencias en gran detalle muchos años después. Pero, aun esta
memoria puede ser corrompida y distorsionada por la falsa personalidad y la
imaginación. El tercer estado sucede cuando algo nuevo o inusual causa una

74 - -
Aproximación al Cuarto Camino

suspensión de nuestros hábitos y respuestas usuales. Esto es un choque. Es


posible crear estos choques por uno mismo al hacer esfuerzos para ver las cosas
diferentemente, por hacer cosas diferentes, y por sentir las cosas diferente a
nuestras propias reacciones rutinarias. El tercer estado también puede llegar a
través de experimentos para tener el sentimiento y el sentido de nuestra propia
consciencia, de nuestros pensamientos y movimientos, mientras que al mismo
tiempo nos damos cuenta del mundo a nuestro derredor, y de la luz que ilumina
el mundo. Los eventos pueden crear este tercer estado, si uno puede suprimir
los amortiguadores e insiste en recordarse a uno mismo.

El cuarto estado de consciencia es el sentimiento directo, la visión


directa y el conocimiento directo del mundo y de las leyes objetivas que lo
gobiernan. Esto no es filtrado por las molestas palabras de la mente, y el estado
por sí mismo contiene inusuales cantidades de energía que pueden ser
experimentadas tanto como una emoción o una sensación muy intensas. Estas
emociones y sensaciones, a pesar de lo intenso, no son ni positivas ni negativas,
son de una pureza tan natural que uno siente un fuerte sentido de
remordimiento acerca del estado de ser en que usualmente nos hemos exiliado.
Existen también momentos sutiles del cuarto estado, uno puede experiencíar el
cuarto estado mientras el cuerpo está dormido en el primer estado. Este cuarto
estado es algunas veces disparado por una asociación intelectual que de repente
conecta mucha ideas juntas, uno de repente “conoce” algo objetivo. Muchos
momentos del cuarto estado son profundos y místicos, y cambian nuestra vida y
nunca están alejados de nuestros pensamientos. Son dólmenes o mojoneras
hacia el logro de una realidad permanente. Un aspecto del cuarto estado es
experienciado en un instante por un barrido total del sujeto, se ve el alfa y el
omega, el fin y el principio. En este cuarto estado es posible conocer el futuro, o
al menos conocer un posible futuro.

-79- Estimado Jesús Ángel:


Tienes mucha razón con respecto a que la conciencia y la
responsabilidad van de la mano. Pero siento que es necesario que ampliemos y
captemos la esencia misma de esa relación. Me permito adjuntar algo referente
a esa parte de nuestro desarrollo interno como seres humanos, donde además
se puede captar dentro de un marco más abarcante, cuál es el trabajo que
necesita realizar un hombre, y cuál es el trabajo del Espíritu, porque sé que es
algo interesante para ti.

-80- EL SIGNIFICADO DE LA RESPONSABILIDAD HUMANA

Muchos de nosotros hemos sido impactados por Descartes sobre nuestra


supuesta indiferencia hacia el sufrimiento animal, pero si lo leemos con atención,
descubriremos que él está interesado con la responsabilidad. La responsabilidad
es un atributo del alma. Las máquinas, plantas, y animales no son responsables,
sólo el hombre es responsable. Pero sólo el hombre de la cuarta categoría de
existencia posee realmente un alma. Un niño es un ser humano pero todavía no
es responsable, pero no se concluye por eso que no tenga un alma; sino que el
alma está dormida, o inarticulada, o es incapaz de ejercitar sus poderes hasta
que el niño haya llegado a ser un hombre o mujer. No puede existir
responsabilidad sin el poder de elección, sin las percepciones, conocimientos y
experiencias necesarias para hacer una elección. Hasta que esté desarrollado el

- - 75
Aproximación al Cuarto Camino

niño inevitablemente dependerá de los demás. Uno debe comprender que el


hombre externo, el entrenado, el de la personalidad educada, sólo puede tener
una responsabilidad artificial, y ficticia. Es artificial porque viene desde el
exterior y no desde el interior.
Es ficticia porque implica el ejercicio de poderes que la personalidad
no posee. Todas las experiencias nos enseñan que la verdadera responsabilidad
sólo entera en el hombre cuando su alma está despierta y los instrumentos
están subordinados a ella y reconocen su autoridad. Un alma es responsable por
todo lo que esté a un nivel de ser inferior a ella misma; y no es responsable por
lo que es superior. No somos responsables por el Espíritu de Dios que trabaja en
nosotros; no podemos ni siquiera cooperar con él, excepto por ser lo que somos,
igual que una planta coopera con el jardinero por ser ella misma, y no por tratar
de comprender o hacer el trabajo del jardinero. No tenemos que “aprender”
acerca del Espíritu, ni buscarlo, ni siquiera cooperar con él; ayudarnos es su
trabajo.

Por lo tanto, se nos aconseja “no-pensar”, no “especular”, no intentar


“hacer” nada que ayude al proceso de crecimiento interior. El alma humana es
responsable frente a mis reacciones vegetativas o mis pasiones animales porque
es un nivel de ser superior que ellas. Soy responsable por todos los objetos
materiales, todas las plantas, todos los animales, porque ellos son menos
concientes y comprenden menos que yo. Pero mucho más importante que todo
eso, es mi responsabilidad hacia mí mismo. Porque cuando haya despertado en
mí el poder para separarme de mis fuerzas inferiores, se me interrogará por la
manera en que utilice ese poder.
La frase “trabajo sobre uno mismo” es muy utilizada por la gente que no
comprende lo que eso implica. Nadie puede trabajar sobre sí mismo a menos
que sea capaz de separarse de él mismo. Un martillo no puede golpear la placa
de acero hasta que se haya separado de ella. Por lo tanto, la primera condición
del trabajo sobre cualquier cosa, incluyendo el trabajo sobre nosotros mismos,
es separar el agente activo y el material pasivo.
El Poder del Espíritu actúa como la tercera o Reconciliadora fuerza
para remover el conflicto entre los lados activo y pasivo de nuestra naturaleza, y
los capacite a ellos para que existan separadamente. Esto también despertará la
consciencia interior que hace a lo pasivo, a lo sub.-humano, y a los elementos
visibles, “externos” a nuestro Yo real, cuando estemos en ese estado realmente
podríamos “trabajar sobre nosotros mismos”, y entonces seríamos responsables
por nuestro propio estado y por nuestra propia conducta.

Evidentemente, lo más consciente que un ser humano pueda llegue a


ser, lo más que un hombre o mujer sería responsable. La primer responsabilidad
es acerca de nuestras propias manifestaciones externas. Podemos ver por
nosotros mismos qué es una conducta correcta, y conocer que está en nuestro
poder hacer que lo que vemos que sea correcto, estamos obligados a hacer los
esfuerzos necesarios. Esto significaría una lucha contra los hábitos,
inclinaciones y contra nuestras reacciones automáticas; si evadimos esta lucha,
negamos el Espíritu que ha hecho posible para nosotros ese ver. Más adelante,
la separación de las fuerzas afirmativa y negativa va más profundamente, y
llegamos a ser capaces de separarnos, no sólo de nuestras manifestaciones para
regular nuestra conducta, sino de nuestras propias reacciones. Éste es el

76 - -
Aproximación al Cuarto Camino

comienzo de la libertad real, porque significa que nuestros gustos y disgustos,


esperanzas y miedos, placeres y dolores, cesan de estar en el “interior” de
nosotros y son observadas y vistos como el trabajo de las fuerzas sub-humanas
o vegetativas. Cuando seamos capaces de liberarnos de los gustos y disgustos,
una nueva responsabilidad aparecerá; porque entonces tendremos la obligación
de ser imparciales en todos nuestros tratos con las situaciones y las personas. El
trabajo sobre uno mismo, la lucha contra nuestras fuerzas inferiores, no es
meramente un deber, sino una necesidad interna si el trabajo del Espíritu se va a
desarrollar libremente en nosotros.

-83- Estimados Miembros de la Comunidad:

Participación significa tomar parte. Aportar la parte que nos


corresponde para colaborar al mantenimiento de este intercambio de
experiencias, dudas, miedos, conocimientos y comprensiones. La Comunidad
vive por medio de nuestras propias aportaciones personales.

No descansemos campantemente esperando que los demás den inicio a lo


que es nuestra responsabilidad personal.

Toda aportación es valiosa. Luchemos contra ese miedo que nos


paraliza para expresarnos plena y sinceramente. Y quizás, cuando expresemos
algo de nuestra situación actual, aparezca algo que nos ayude a ver con claridad
nuestra propia vida y descubramos nuestro verdadero camino.

Como podrán descubrir, si se toman la molestia de revisar todas las


aportaciones recibidas desde que se inició la Comunidad, ninguna de ellas se ha
quedado sin respuesta de parte mía.
Criticar por criticar destruye, pero una precisa indicación como
respuesta, quizás contribuya a estrechar más nuestros lazos humanos.
Expresar lo que somos es manifestar la vida que reside en nuestro
interior, con toda la gama de diferencias debidas a nuestra propia Individualidad.
Algunos de ustedes han aportado experiencias valiosas, pero cuando
perciben que los demás participantes no colaboran con su contribución, se
desalientan: cuando eso mismo les puede servir para intentarlo con mayor deseo
y persistencia.

-84- Estimado Juan F.:


Así es el mundo real Juan F.. ¡Bienvenido a Él!

Gracias a tu Trabajo personal sobre ti mismo durante todos estos


años, a pesar de que las ideas, prácticas, ejercicios y movimientos con que has
trabajado creías comprender su razón de ser, poco a poco vas descubriendo, con
un asombro doloroso e impactante, que nunca habías comprendido el significado
de que todo ese trabajo que se te transmitió tiene por finalidad que descubras lo
que es la verdadera observación de ti mismo. Aunque en este Trabajo se
menciona desde el principio que lo primero por intentar o tratar es la
observación de sí, casi todos creemos saber a qué se refiere; ejecutamos
algunas observaciones esporádicas a través de los años engañándonos al pensar
que verdaderamente estamos logrando conocernos y comprendernos a nosotros

- - 77
Aproximación al Cuarto Camino

mismos. Ignoramos plenamente que todo aquello con que estamos identificados
no existe para nosotros, a pesar de que para los demás es muy real y tangible. Y
así pasa el tiempo, Heropas no se detiene nunca y conduce todo a la desilusión,
hasta que un cierto día, debido a aun aumento de intensidad por obtener
resultados o a un sincero deseo de trabajar que nace desde alguna parte más
profunda de nuestro interior o a la ayuda desinteresada aportada por alguna
persona mayor del Trabajo, como tú lo mencionas, de repente: descubrimos con
agudo dolor algo de lo que actualmente somos. Observas o descubres, ahora sí
con veracidad plena, que no eres Uno, que estás formado por dos naturalezas
muy diferentes, y que viven en mundos separados y que casi nunca tienen
contacto alguno entre sí. Una parte volcada a las satisfacciones externas, muy
interesada en obtener logros y alcanzar metas exteriores; y la otra naciente, que
se alimenta con lo poco que se ha asimilado y comprendido del Trabajo.

Ese vislumbre te conduce a que empieces a pensar activamente, a


pensar por ti mismo apoyándote en tus propias experiencias y constataciones, y
encuentras que te estabas engañando en tu trabajo personal, que había errado
el blanco porque tu flecha estaba dirigida al lugar equivocado. Constatas que
desde el principio has estado intentando: cambiar, rechazar, modificar o ignorar
los pocos o muchos rasgos que has observado por instantes en ti mismo. Infieres
que todos esos rasgos negativos que descubres en ti, y que hasta ese día habías
achacado a las circunstancias o a las personas que te rodean, son simples
reacciones que te han impedido reconocer plenamente que verdaderamente te
pertenecen a ti, que son tuyos, que son lo que actualmente tú eres.

Si tratas de pensar activamente, e intentas juntar tus variadas


experiencias y ver tu vida con mayor amplitud, llegarás a la certeza en cuanto a
lo que actualmente eres. Cuando me has comunicado aquellos exabruptos que
tenías con tus clientes, ¿acaso son diferentes a lo que ahora mencionas? Junta
las cosas y lograrás descubrir un día hasta el rasgo principal de tu ser, la parte
dominante de ti, tu mayor prisión.

Además, dar las gracias de todo corazón no te ayuda a ti ni a nadie en el


Trabajo. Agradece mejor comprometiéndote más a ti mismo, trabajando con
mayor entrega y deseo en tu propio trabajo personal, contribuyendo con tus,
hasta ahora míseras, aportaciones de tus propias experiencias de trabajo en las
reuniones de grupo para que les sirvan a los demás, o con las aportaciones
necesarias materiales para sostener tu escuela, y así un día te permitirás poner
tu confianza plena en el Trabajo.
¡Paga con tu Trabajo sobre ti mismo!

Y gracias hermano por la Gracia que recibiste y que nos compartes...

-85- Estimado José C.:


Empecemos por el principio. Mencionas que se te complicó, que lo
olvidabas, que no querías, y que olvidabas tu meta. ¿Pero qué descubriste?
¿Cómo sucedieron esas complicaciones, esos olvidos, esos no quereres?

En el segundo reiteras lo mismo: que no tienes atención, que no


realizaste el esfuerzo, que no puedes mantenerte como espectador.

78 - -
Aproximación al Cuarto Camino

Si captas lo anterior podrás descubrir que mencionas todo lo que no


pudiste lograr, lo que no pudiste hacer; ¿pero por qué no mencionas nada con
respecto a lo que verdaderamente sí sucedió? ¿Qué estaba haciendo tú máquina
en esos instantes?
Si logras observarlo, si logras ver cuáles son esos impedimentos y
cómo se manifiestan en ti en las diversas circunstancias, y si algún día alcanzas
a visualizar el por qué de esa situación de tu ser, esa sería la verdadera
observación.
En tercer lugar, todo aquello que por segundos sentiste y
comprendiste que lo que observabas no era “Yo”. Ahí está el meollo del asunto.
Te interrogas: ¿cómo es que no puedo observarme?; y luego nos añades una
observación tuya.
Todo eso que dices que no era “Yo”., sí eres tú, o una parte real de
ti ¡Reconócelo! Eres una máquina, una marioneta jalada desde el exterior.
¡Acéptate tal y como eres!

Desde luego, existe la posibilidad de vivir en otro mundo diferente, en


un mundo de consciencia, y es un mundo que también te pertenece por
naturaleza, siempre y cuando detengas por instantes ese otro mundo en el que
has estado viviendo tu vida de sueños, de que abras un espacio para que puedas
vivir en él. A ese otro mundo se arriba por un trabajo despiadado sobre uno
mismo.

Comprende lo que mencionas. Sabes que tu cuerpo dejará de existir,


pero también mencionas que actualmente no estás presente en tu propio cuerpo,
que no estás en contacto directo con él, porque tu mente y tus sentimientos
andan volando en las agradables imaginaciones y sueños. Entonces en el
instante en que mueras físicamente, ¿cómo sabrás que has muerto si nunca has
sentido tu cuerpo mientras estuviste vivo?

Sí, esa cosa cambiante, desorganizada y llena de dudas, miedos y


confusiones eres actualmente tú mismo. Eso es lo que debes observar y
constatar por ti mismo hasta que estés totalmente seguro. Y cuando lo logres,
quizás despierte en ti un Deseo real por transformarte algún día en ese Yo real.

Coincido contigo, sin un grupo real de Trabajo las posibilidades de


transformación son tan poco probables, que se requeriría vivir unos quinientos
años para realizarlas. Pero en un grupo se puede acelerar los trabajos con el
aporte de cada uno de los miembros, y en esta misma vida alcanzar la
realización de la totalidad de nuestro ser.

-86- Estimado Belcebú:


Las acciones reales suceden espontáneamente. De repente sucede
“algo” que nos conecta y nos introduce en un estado superior.
Por ejemplo, quizás te haya sucedido, que estás escuchando una
exposición o disertación de parte de otra persona, estás luchando por captar y
estar atento a lo que está diciendo, y también dándote cuenta de lo que sucede
en ti mismo. Mientras estás intentando lograrlo, la comunicación no puede
establecerse, pero de repente, de manera espontánea, te encuentras en un
nuevo estado en que te es posible darte cuenta: de ti mismo, de la persona que

- - 79
Aproximación al Cuarto Camino

habla y de la misma comunicación. Todo se relaciona en ese preciso instante. Lo


que no era posible antes empieza a ser posible.
Esto, pienso yo, está conectado con la voluntad ordinaria, el simple
deseo ordinario de lograr algo; y cuando con esa voluntad ordinaria no
conseguimos nada, de repente, sin ninguna intervención de parte nuestra,
“Eureka”, sucede lo que nos era imposible; quizás debido a la intervención de
otro tipo de Voluntad.

Espero que puedas comprender lo anterior.


Si es difícil captarlo, intenta recordar acerca de la observación de sí.
Digamos que tratas de observarte, y de repente descubres cierto
comportamiento negativo en ti. ¿Qué sucede cuando esto te acontece? ¿Acaso
no es tu primera reacción cambiarlo de inmediato?
Si lo captas, veras que todo es un juego psicológico. Estar consciente
es lo importante, descubrir las cosas tal y como son en ti mismo. Pero cuando
descubres algo, algo que no forma parte de la imagen que te has formado de ti
mismo, inmediatamente tratas de cambiarlo, porque no puedes aceptarlo como
una parte real de ti mismo. ¡No te das cuenta que en ese preciso instante
dejaste de estar consciente de lo que viste! Inmediatamente tratas de cambiarlo
porque no puedes aceptar que es una parte real actualmente de ti mismo.
¡Entras en una lucha y el ver desapareció!
Intenta unir todas tus experiencias y encontrarás que los momentos
en que has saboreado estados superiores siempre sucede algo parecido a lo que
te indico.

La urgencia de postrarte durante el día, si es espontánea, viene a


partir de una necesidad sincera que irrumpe desde nuestro interior. Es una
necesidad profunda, parecida a la falta de aire cuando respiramos. Eso forma un
vacío en nuestro interior. Si ese vacío es real, lo espontáneo aparece.

La energía potencial es aquella que se transforma en nuestros


momentos de quietud, de calma, de paz; cuando aparentemente no está
sucediendo nada.
Es correcto, tú no inicias ni finalizas nada; pero tu trabajo consiste en
tratar de hacer algo al respecto, o de que se despierte un deseo sincero, cuando
aparece un despertar en ti, cuando de repente recuerdas el trabajo trata de
hacer algo práctico del trabajo.
Espero que comprendas lo anterior, y te aliento a que continúes
trabajando prácticamente sobre ti mismo...

-87- Estimado Simón:


Simón, así, con un trabajo despiadado sobre uno mismo, poco a
poco llegan las gotas dolorosas de la comprensión. Nuestro ser humano
pertenece a ese mundo intermedio, ese es nuestro lugar real, un canal entre lo
superior e inferior. Cuando estás más cargado hacia lo superior, por un instante
serás Dios; y cuando estás más cargado hacia lo inferior, por un instante eres
una cosa. El lugar del Hombre está entre Dios y las cosas; entre la Voluntad y
las Funciones. Por eso se dice que somos un alma viviente. Porque la vida

80 - -
Aproximación al Cuarto Camino

pertenece a ese tercer mundo. Creada desde Arriba pero usando material desde
Abajo. Algo intermedio entre dejar de ser una máquina y llegar a ser Dios.
La comprensión, sobre todo aquella comprensión de uno mismo
siempre es algo doloroso, quizás sea el sufrimiento intencional del que se
menciona en esta enseñanza.

La enseñanza es justa, y es tan precisa y exacta que no podemos


comprenderla, hasta después de multitud de experiencias de Trabajo.

Estamos vivos, ¿pero realmente vivimos nuestra vida, estamos en contacto


con nuestra propia vida?

Obsérvense para que se conozcan a ustedes mismos tal y como son,


dice la enseñanza, ¿y qué hacemos? De inmediato intentamos cambiar,
modificar, de no aceptar, de justificar aquello que vemos en nosotros. ¿Captas
ese engaño? Todo aquello que observamos en nosotros mismos que no coincide
con la imagen imaginaria que hemos creado de nosotros mismos, no lo podemos
ver porque lo rechazamos, no existe para nosotros; aunque la demás gente si
vea esa realidad. ¿Por qué crees que no podemos detectar nuestras
identificaciones?

Si verdaderamente nace en nosotros un verdadero Deseo sincero y


profundo de conocernos tal y como somos, pues mantengámonos en esa
consciencia lo más que podamos, no intentemos hacer nada al respecto, y
muchas cosas que no creemos ser comenzaran a existir como una realidad de
nuestro ser. ¿Duele?, ¡Claro que duele!
La consciencia que intentamos alcanzar ese ver las cosas tal y como
son. Cuando arribemos a ella, poco a poco descubriremos que en nosotros
existen diablos y también dioses; porque ese es el mundo humano. En ese
momento de consciencia vemos nuestras dos naturalezas, y podemos aceptar
que esa es nuestra realidad: videntes de los dos mundos que cuentan con dos
naturalezas.
Pensar por uno mismo, pero verdaderamente intentar obtener
respuestas que nos duelen, sólo aquellos que se interrogan con sinceridad
pueden alcanzarlo: ¿Quién soy yo? Tarde o temprano descubriremos que el
mismo ser no existe, es una nadidad, ahí comenzará nuestro viaje a lo
insondable. El ser es simplemente un estado entre la Fuente y lo creado.

Suerte en tus mentaciones activas, pero que empiecen a despertarse


a partir de tus propias interrogantes más profundas. ¡No crean en nada, duden
de todo¡

-88- Estimado Simón:


Simón, ¡Así es el mundo real! Y te digo, es algo extraordinario y vale
la pena vivirlo con plena consciencia, a pesar de sus azares, incertidumbres y
peligros.

Un fuerte deseo por ella, no por alargar su vida, sino para que tenga
la muerte adecuada en el momento correcto. Aceptarlo, eso mismo es el
sufrimiento, un sufrimiento causado por causas naturales ordinarias, que quizás
sólo sirvan para desahogar nuestra emociones egoístas, lo podemos transformar

- - 81
Aproximación al Cuarto Camino

en un sufrimiento intencional, usarlo como un Trabajo real para olvidarnos de


nosotros mismos y de nuestras propias necesidades egoístas y permanecer
atentos a las necesidades de ella, que es la que verdaderamente necesita de
nosotros. Desearlo con todo nuestro ser, con todo nuestro corazón y nervios, es
la ayuda precisa que puede ayudarla. Es el deseo de considerar externamente
pero involucrándolos totalmente en la acción. Pienso que es algo que a casi
todos nosotros se nos presentará algún día, y oremos para saber y comprender
cuál es nuestra contribución en ese proceso misterioso.
El retorno a la Fuente desde donde todo emana, es una Gracia
atestiguarlo en carne propia, agradezcamos a lo Superior por esa posibilidad que
se presenta en el momento del Rascuarno Sagrado.
Sólo el presente es real, aquí en esta vida y en este momento; por
eso las expectativas que imaginamos y las trazas del pasado convierten todo en
el mundo imaginario que tanto nos gusta y que es tan confortable y satisfactorio.
Cuando estás adelante, al frente de ti, todo es tan estúpido que llegas a
creerte el centro del universo, pero cuando estás en las profundidades, atrás de
ti mismo, todo es tan real y adquiere una cualidad difícil de atrapar y mucho
menos de comunicar.

-89- Estimado Homero:


Es interesante tu narración. Me recuerda la caminata que decidió
emprender Ouspensky para ir a un poblado donde una persona tenía cierto
conocimiento necesario para él. Si lo captas desde un punto de vista más amplio,
veras que la mayoría de esas hazañas fueron realizadas para obtener o lograr
cierta meta externa. Pertenecen a la etapa de los esfuerzos y de los súper-
esfuerzos que vienen a partir de nuestra propia voluntad, y contribuyen a
fortalecerla.

Pero el sacrificio intencional es algo muy diferente y de un grado


mayor en el Trabajo. Por ejemplo, lo que mencionas: “de repente me vino un
estado desconocido para mí... era un sentido de paz absoluta”.
Sin ir al Aconcagüa, en tu propio hogar, puedes intentar lograr esa
paz “absoluta” intencionalmente. En este Trabajo la mayoría de los ejercicios y
movimientos están encaminados a encontrar un punto de calma y quietud en
nosotros, y de ser capaces de mantenernos ahí. Si lo logramos, de repente una
fuerza superior que emana desde “Arriba” podría contactarnos. Quizás a esa
fuerza es a la que te refieres cuando mencionas “el gran acumulador”.
Sería correcto que de manera práctica, apoyándonos en las ideas y
métodos del Trabajo, lográramos discernir entre los esfuerzos voluntarios y los
sacrificios intencionales.

Un saludo para ti por tu contribución. Y te aseguro que la vivencia por la


que pasaste es correcta, pero sólo te ayudó a descubrir que existen misterios
encerrados en los seres humanos, no te quedes estancado en esa experiencia:
trasciéndela.

-90- Estimado Oscar:

A menos que sea “llenado” en la forma correcta....

82 - -
Aproximación al Cuarto Camino

Ese es el final. Nuestro trabajo es crear un vacío en nuestro interior,


porque sin él, no existe la posibilidad de recibir o de ser “llenado”.
Ver de manera directa que no podemos hacer, sería el principio, sería
la primer muerte. Ver después que no somos nada actualmente, sería el paso
siguiente; correspondería a la segunda muerte. Ese es el camino a la “nadidad”,
único estado donde existe el vacío, el silencio, la nada. Y de repente, aparece
“algo” en ese vacío, y vivenciamos que el vacío está lleno a plenitud; y
representa la tercera muerte.
Así que el comienzo empieza por ver lo que actualmente somos
realmente, pero verlo, no un tipo de pensar, verlo en nuestra vida cotidiana,
verlo en la ejecución de los ejercicios, etc.

-91- Estimado Ezra:

Yo no me refiero a cosas externas a nosotros, esta enseñanza no tiene


una relación directa con la ciencia y tecnología. Me refiero a estados internos que
experimentamos los seres humanos. Por ejemplo, estar vacío, tiene un
significado muy preciso para aquel que lo haya realizado: “Sentir que no tengo
nada propio en mi interior”. Yo estoy vacío totalmente, sin contenido alguno en
mi interior. Por otro lado, la nadidad, también tiene un significado preciso para
aquel que lo haya realizado: “No ser nada”. Yo mismo no existo, la muerte real
de uno mismo.

Lo anterior nos puede ayudar para confirmar en qué etapa de Trabajo


o de la Octava nos encontramos; no es necesario ponerles nombres que
verdaderamente quizás no comprendemos, hasta que lo vivenciemos.
En mi primer comentario a Oscar le indicaba que antes de ser
“llenados” primero deberíamos crear un “vacío”. Yo no intentaba ser muy
esotérico al respecto, sino que para mi el vacío al que me refiero es algo de
sentido común. Si no existe un hueco, no existe movimiento alguno. Gracias a
que todo contiene huecos (o vacíos) es posible el movimiento, la separación y la
división. Y como la naturaleza le tiene temor al vació, si creamos un hueco ella
misma intentara llenarlo. Ese es el trabajo de la naturaleza, pero nosotros
también estamos interesados en un Trabajo muy contrario al de la naturaleza,
intentamos crear ese vacío en nuestro interior para que algo desde “Arriba”, no
de la naturaleza tangible y palpable, nos llene y nos inunde.
Cuando hayamos vivenciado lo anterior, descubrirás que las palabras
salen sobrando, pero por mientras apoyémonos en mapas precisos.
Agradezco tu comentario al respecto, porque es la única manera en
que podemos algún día llegar a comprendernos.

-92- Estimado Hosni:


La ley del siete se refiere precisamente a las diferentes cualidades de
la energía. Existen niveles superiores y niveles inferiores de energía: la energía
calorífica no tiene dirección alguna y por lo tanto es la energía primordial más
inferior; existe también una energía que trasciende a todas ellas. Dentro de esa

- - 83
Aproximación al Cuarto Camino

gama desde el simple calor hasta esa energía trascendental, esta enseñanza
reconoce 12 gradaciones de cualidad.
Transformarse”. Pero para que dicha transformación pueda realizarse
se requiere forzosamente de un instrumento o un aparato donde se efectúe
dicha transformación. Y a su vez, esa transformación es de dos tipos: evolutiva e
involutiva. Una transformación involutiva es cuando una energía superior actúa
sobre una energía inferior para producir una energía intermedia, es el tipo de
transformación que vemos en un automóvil: la gasolina o energía superior se
transforma en movimiento y calor, y el motor del auto es el aparato o el
instrumento donde se efectúa dicha transformación. Una evolutiva requiere que
la energía inferior tome la iniciativa y permite que una energía superior obre
sobre ella, de esta forma lo inferior sube de nivel al ser energizado por algo
superior.

Estos dos procesos de transformación son conocidos científicamente


con los nombres de: proceso anabólico (un motor) y proceso catabólico (un
generador).
En esta enseñanza se intenta aplicar los dos procesos
simultáneamente para el desarrollo del hombre. A veces es necesario hacer
esfuerzos y súper-esfuerzos a partir de nuestra propia iniciativa; y ese tipo de
trabajo evolutivo nos dará ciertos resultados o transformaciones internas. Otras
veces se decide sacrificar cosas o actitudes psíquicas, se pone uno en manos de
algo superior para poder ser purificado y limpiado, y este trabajo involutivo nos
dará también ciertos resultados o transformaciones internas.

Como podrás ver, existe muchas cosas que debemos tomar en cuenta
para captar el significado encerrado detrás de los conceptos, pero para lograrlo
se requiere de nuestra propia participación consciente.
Lo más importante es que un proceso evolutivo o creativo es lento y
lleno de incertidumbre y un proceso involutivo o degradante es mucho más
sencillo. Pero lo que nunca debemos olvidar es que cuando hablamos de
transformación nos estamos refiriendo a nuestra propia transformación, nosotros
mismos somos el instrumento donde estos procesos se realizan. Podemos
conocer mucho acerca de las transformaciones en la naturaleza y hasta entender
esos procesos: ayer-mañana, agua dulce-agua salada, lo salado-lo dulce; pero
nosotros mismos seguimos estancados y sin cambio alguno porque dichos
procesos no está realizándose en nuestro interior. La meta de los que estamos
involucrados en este Trabajo es transformarnos a nosotros mismos. Desde luego
podemos saber mucho acerca de las transformaciones externas, pero siempre y
cuando nos sirvan para aplicar los mismos procesos a nuestro propio ser.
Te agradezco tu participación, y espero que tus aportaciones, siempre
y cuando sean sinceras, vayan en aumento.

-93- Estimado Eduard:


Te sugiero que intentes olvidarte de imaginar cosas acerca de las
experiencias de otra persona. Lee tú mismo lo que tú mismo escribiste, y
descubrirás que la última frase que mencionas: “AHORA TAMBIEN PODRIA SER

84 - -
Aproximación al Cuarto Camino

QUE AL TRATAR DE EXPRESAR TUS EXPERIENCIAS FUE DIFICIL LOGRAR


EXPRESARLO”; sólo puede ser aplicada a ti mismo.
Cuando tú mismo hayas intentado subir a una montaña real, sabrás y
comprenderás la experiencia de otro, pero por mientras, es mejor abstenerte de
medir lo que actualmente no puedes medir. Cualquier persona al leer lo que
escribes, rápidamente se dará cuenta que tu dizque comprensión del Cuarto
Camino es nula. Es mucho mejor que voltees hacia ti mismo, que intentes
observar tu manera de escribir, y tarde o temprano descubrirás: ¿cuál es tu
propio problema? ¿Cuál es el método inconsciente con el que reaccionas
habitualmente para seguirte guareciendo y no exponer tus carencias prácticas?
Puedes reaccionar como te es habitual a lo antes descrito, pero
piénsalo antes de hacerlo, quizás ese alto momentáneo te ayude a ver lo que
ibas a decir de inmediato y te permita recapacitar: ¿Para qué me sirve a mí
escribir lo que escribo? ¿De qué manera le estoy aportando algo mío y valioso a
la otra persona? ¿Quién sale beneficiado con esos intercambios?

¡Intentemos accionar y no reaccionar!, es lo mejor para ti y para mí


también.

Un abrazo de todo corazón de parte mía para ti...

-94- Estimado Eduard:


Las personas expresan sus propias experiencias de acuerdo a sus
propias comprensiones. Aunque es algo importante llegar a un nivel de
comprensión superior, esa comprensión no puede lograrse si carecemos de las
experiencias personales por comprender. Digamos que las experiencias
personales son la materia prima para alcanzar la comprensión de nosotros
mismos.
En cualquier tipo de experiencia, nuestros tres centros o órganos de
percepción deberían obtener una determinada impresión particular a cada uno
de ellos. En la experiencia narrada encontramos varios componentes valiosos:
una meta u objetivo por alcanzar, la cima de la montaña; esto tiene que ver con
nuestra parte mental o intelectual, es la única que puede establecer una
dirección. De repente, el escalador nos comparte que sus fuerzas corporales y su
deseo emocional de alcanzar la cima se han debilitado cuando aún va a mitad
del ascenso. Ahí precisamente sucede “algo” no ordinario; se despierta en su
interior un deseo verdadero de alcanzar la cima, cueste lo que cueste. ¿Qué
pudo provocarlo? Si carecía de fuerza corporal y emocional, ¿entonces qué lo
obligó a ponerse en marcha de nuevo? Se deduce, de acuerdo a las teorías de
esta enseñanza, que recibió esa nueva fuerza del segundo acumulador. Pero las
personas se forman fantasías con esta idea, es mejor decir que el narrador
recibió un influjo de energía del centro emocional superior. Cuando se recibe ese
influjo de energía superior lo que era imposible un momento antes se vuelve
posible. Pienso que ésta es la llave de toda la narración. Gurdjieff le llama a ese
punto el de mayor tensión, y acontece cuando te has esforzado mucho
realmente, pero no te es posible lograr la meta, falta todavía mucho para
lograrla. En ese instante es posible recibir la ayuda necesario desde “Arriba”, y

- - 85
Aproximación al Cuarto Camino

aquel que está en las condiciones interiores correctas la recibe, y termina


por alcanzar lo imposible: su meta.
Una vez lograda la meta el narrador nos describe lo que sintió en su
interior y las percepciones que se despertaron en él. Si él las reconoce como
algo extraordinario, es correcto; porque nunca antes había tenido una
experiencia similar. Pero lo más importante es reconocer que fue precisamente
ese punto, en que desfalleces y estás lleno de dudas, el que posibilitó todo lo
demás.
Como podrás ver Eduardo, las cosas podemos encasillarlas de acuerdo
a nuestro propio nivel de comprensión, y llamarle a todo esto simple explosión
emocional; y eso nos mantiene creyendo que entendemos a los demás. Pero
para poder entender y lograr comprender las experiencias de otra persona, se
requiere que hayamos puestos nuestros pies en los mismos puntos que el
narrador los puso.
Existe la posibilidad de abrirnos en nuestro interior para sentir lo que
otra persona está sintiendo. Si nos cerramos en nuestras propias y escasas
experiencias el mundo y la vida se vuelven tan restringidos que es posible que
terminemos cristalizados dentro de nuestros propios barrotes. Pero esta
enseñanza nos indica: “Pégale al perro para que entienda el león”; “El león no
come las sobras del perro”; y “El león debe romper la jaula que lo aprisiona con
sus propias garras”. ¿Quién es el perro en nosotros y quién es ese león
enjaulado?
Tú y yo estamos de acuerdo que no somos “maestros”, pero juzgamos
a los demás como si lo fuéramos. Es mucho más valioso para nosotros mismos
aprender de las experiencias de los demás que juzgarlos de acuerdo a las
nuestras.
G. no está vivo, eso es un hecho real; y por lo tanto no puede
regañarte. Pero si se despierta en ti una parte que esté conectada con las ideas
de G., te llevaría a comprender que lo valioso es llegar a comprendernos a
nosotros mismos y no las ideas y conceptos. Las ideas, prácticas, ejercicios y
movimientos legados por él, nos sirven sólo para lograr estudiarnos y
comprendernos a nosotros mismos. Conocer las ideas no sirve de nada, aunque
leyendo los libros acerca de sus ideas pueda ayudarnos para detener por
momentos la charla interna.

-95- Estimado Oscar:


El centro emocional superior es el camino hacia lo Divino. De manera
práctica, este centro superior despertará cuando una energía que viene desde
Arriba penetre y baje por atrás de tu cuerpo y girando al final de la columna
suba para ir a espiritualizar la región emocional en tu pecho.
Está es la única posibilidad para llegar a ser un Hombre, porque el
verdadero Hombre es creado desde Arriba. Cuando el centro emocional superior
despierta la consciencia humana deviene un Alma, una Individualidad, un Yo
Soy. Desde abajo, por medio de los esfuerzos voluntarios y sacrificios
intencionales, decididos por uno mismo, se crean las condiciones necesarias para
recibir lo de Arriba, al Señor. Estos trabajos prácticos sobre uno mismo crean las
condiciones de: quietud, apertura y consentimiento, y ahí se presenta el

86 - -
Aproximación al Cuarto Camino

verdadero Deseo por lo Superior; sin ese deseo difícilmente el contacto desde
Arriba se realice.
Detecto cierta contradicción cuando dices: “¿cómo puedo entonces
retirarme para no interferir con ese proceso?”. Tú puedes hacer mucho para
crear las condiciones necesarias, hasta ahí llega tu trabajo a partir de tu propia
voluntad, entrarás en la nadidad, en el no-hacer, no intentarás ir más allá ni
intentarás retirarte para no interferir, ni nada por el estilo; simplemente quedas
abierto para que una fuerza superior que viene desde Arriba te contacte
espontáneamente, un Deseo profundo que consiente que una Voluntad más
grande que la suya haga el Trabajo.
Tu montaña de cada día es recordar y aplicar lo que te indica el
Trabajo: observarte, recordarte y estar presente. Verás que cada vez que lo
intentes en la vida diaria, fracasarás, quedarás corto, no lograrás ascender hasta
la cima; pero mientras continúes tratando y tratando, cada intento dejará una
gota de la sustancia necesaria para lograr lo imposible. El Trabajo es imposible,
por eso mismo vale la pena intentarlo una y otra vez. Pero si persistes con
entrega total y sin expectativa alguna, un día el Trabajo nacerá en ti y lo
imposible comenzará a ser posible.
Existe cierta confusión en cuanto a las leyes que mencionas. La ley del
Tres crea todos los fenómenos. La ley del Cuatro es el movimiento verdadero
hacia una meta. Y la ley del Siete es una interrelación de tres procesos que se
refuerzan mutuamente. La ley del Cuatro nos ayuda a alcanzar una meta. Uno,
existe un estado actual de nuestro ser. Dos, existe la imagen de lo que
deseamos llegar a ser, un ideal u Hombre con un Yo real. Y tres, existen dos
medios para alcanzarlo: esfuerzos conscientes y sufrimientos intencionales. Los
esfuerzos se realizan por intermedio de una lucha interna entre dos partes o
centros nuestros. Los sufrimientos intencionales es poner fuera de ti algo valioso
con lo que cuentas, tus propios deseos que buscan satisfactores en el mundo
externo, la disminución de tu propio ego, tu yo caído o el usurpador del lugar del
verdadero Yo.
La emoción real es una unión del sentimiento y de la razón.

Y como lo mencionas, tú si puedes ya detectar que ciertas personas


están trabajando prácticamente y que vale la pena compartir experiencias con
ellos. Un día tú me preguntaste: “¿Cómo se dio usted cuenta que yo valía la
pena por lo que escribí en otra Comunidad?” Ahora tú lo estás
logrando, presiento que detectas que Simón está refiriéndose a experiencias
reales, y que por lo tanto, debe estar trabajando prácticamente en algún Grupo
genuino de Trabajo. Y que el relato de Homero es sincero, aunque lo que escribí
yo con referencia a su vivencia, para posibilitar que Eduard lo captara desde un
punto de vista más extenso, quizás le haya servido mucho más al mismo
Homero.

¡Confía en el Trabajo! ¡El Trabajo te dará cincuenta veces más de lo


que puedas lograr por ti mismo! ¡Confía en Dios!

Un fuerte abrazo de parte mía para ti, hermano, y hazlo extensivo a


cada uno de los miembros de tu Grupo en Chile...

- - 87
Aproximación al Cuarto Camino

En nuestro estado ordinario tenemos vida en los dos mundos, pero no


hay una conexión entre ellos, y por esta razón el segundo mundo se vuelve para
nosotros el material de los sueños. Cuando se establece una conexión, convierte
el ver en ver, el pensar en pensar. Hemos de asegurarnos de que al hablar de
estas cosas no lo convirtamos todo de nuevo en un sueño. Hemos de descubrir
aquello que es inconfundible. Para mí, una de las marcas más útiles de este
cambio aparece en nuestro estado físico. Nos sentimos físicamente diferentes.
Nos percatamos mejor de nuestros cuerpos y, al mismo tiempo, nos sentimos
más libres respecto a ellos. Casi por sí misma, en ese momento, nos sobreviene
la relajación.
Una de las prácticas más importantes que tenemos es: la de la
sensación. Si somos capaces de entenderla de domeñarla, nos llevará al umbral
del mundo interno, no como un sueño, sino substancialmente. A un lado de la
sensación se encuentra el mundo externo y las consecuencias de una vida
interna. Al otro, la experiencia misma, la vida interna. La sensación es realmente
la interfaz entre dos mundos.
Lo que hay en el primer mundo es muerto, inanimado, inerte. El estado de
inercia mental es el estado que llamamos: “sueño”. Necesitamos buscar y
atesorar realmente los momentos de despertar, pues poco a poco crean en
nosotros la convicción de que es posible otro modo de vida.
Pero si el mundo del cuerpo no puede satisfacernos, ¿puede hacerlo el
mundo de los espíritus? Aunque ese mundo espiritual tiene quizá sólo la mitad
de restricciones que el mundo corporal, no deja de ser un mundo condicionado.
No existe la misma clase de tiempo, y no hay ahí nada que sea realmente
permanente. Sigue estando separado de la Fuente. Eso es lo terrible del mundo
de los espíritus: no es un entorno donde exista el apoyo externo en la forma de
un cuerpo, ni un mundo de luz en el que haya fortaleza y apoyo desde Arriba.
Para que haya permanencia hemos de entrar en el tercer mundo. Este tercer
mundo es al que la Voluntad de Dios puede llegar directamente sin tener que
pasar a través de intermediarios.
Lo que hemos llamado el segundo cuerpo, o cuerpo Kesdjan, no nos
proporciona un hogar permanente. Es más bien como una “barca” que puede
transportarnos sobre el océano. Tarde o temprano tenemos que deshacernos de
ella. Es algo muy importante adquirir un segundo cuerpo; pero también es
supremamente importante ser capaces de “arrojarlo” una vez que ha hecho su
trabajo
Todo paso de un mundo a otro es una muerte y una resurrección, un
aniquilamiento y un devenir. Algo se va o se pierde, y algo de un orden diferente
puede entrar. Liberarse del primer mundo es desilusionarse con este mundo de
leyes y cuerpos. La liberación del segundo mundo es realmente desilusionarse
con uno mismo y con lo que podemos hacer. Sólo es posible pasar al tercer
mundo cuando estemos completamente desilusionados con nuestra propia
capacidad para conseguir algo por nosotros mismos; cuando uno ve que
cualquier cosa que haga resulta frustrante, y que incluso tiene que producir su
opuesta. Es la desilusión de la acción o hacer. Es el final de la creencia de que
uno puede conseguir algo por sí mismo.

88 - -
Aproximación al Cuarto Camino

Podemos llegar a saborear esto si realmente trabajamos en preguntarnos a


nosotros mismos en medio de la vida: “Hay pensamientos, pero ¿quién está
pensando estos pensamientos? Hay acciones, pero ¿quién está haciendo estas
acciones? Realmente es posible vislumbrar y ver por un momento que no hay
nadie pensando y actuando. Una vez establecido esto, es la segunda desilusión.
Podemos estar muy desilusionados con el mundo de los cuerpos, pero seguir
creyendo en nosotros mismos, y en lo que podemos conseguir para nuestra
propia satisfacción. Si llegamos a esa muerte, comprenderemos que el cambio
real no se basa en nuestro poder, que carecemos de poder, que todo está
conectado en el mundo de los espíritus por leyes que no podemos gobernar. Esto
es el principio, y sólo el principio de la realización de que la vida en el mundo de
los espíritus es algo transitorio, y que no puede ser de otro modo.
Esta muerte no es un rechazo de uno mismo, sino una aceptación de
nuestra propia naturaleza. Pensar que uno puede rechazarse a sí mismo es una
ilusión. Hay otro tipo de cosas falsas que pueden suceder aquí, diversos tipos de
desesperación, rebelión y rechazo, que nos mantienen en la ilusión de que
somos algo. El rechazo de uno mismo es una trampa, no una liberación.
Podemos desesperarnos por no ser capaces de hacer lo que queremos hacer, o
porque hemos actuado de un modo que sentimos que nos disgusta o desazona;
pero todo esto surge porque todavía creemos que somos algo y que podíamos
haber actuado de otra manera. Esta segunda muerte es una liberación real, y
algo cambia en nosotros. La primera muerte puede no cambiarnos, dejándonos
sin base para otro tipo de vida. Con la segunda muerte, una nueva luz llega. Ya
no nos sentimos separados de otra gente, y realmente nos damos cuenta de que
“estamos todos en la misma barca”. Pero para que realmente algo cambie en
nosotros de este modo, debe de haber algo, el cuerpo Kesdjan, en donde pueda
establecerse dicho cambio.

-96- Estimado Homero:

Toda experiencia que hayas experimentado y que sientas que es


valiosa también para otra gente, pues adelante, compártela.

La comprensión de nosotros mismos toma mucho tiempo debido a que


siempre queremos seguir manteniendo una imagen placentera de nosotros
mismos, antes que atrevernos a observarnos y vernos tal y como somos.
Desde luego, antes de que podamos observar algo en nosotros
mismos, se requiere primero saber qué es lo que estamos tratando de observar.
Tú nos comunicas una determinada situación personal y familiar en tu escrito
anterior, y se te alienta a que trates de observar si eso que tú no crees que
eres (masoquista) es lo que realmente eres actualmente.

Tomas en cuenta ese consejo simple que se te dio, y comienzas a


observarte. Encuentras que otra vez, con la ayuda ahora de tu sobrina, pudiste
observar tu actitud masoquista en tu relación con tu esposa. Por primera vez tú
lo has visto, a pesar de que toda la otra gente lo haya visto todo el tiempo
manifestándose en ti. Comienzas a deducir automáticamente a partir de esa
simple observación real, e infieres que ese puede ser tu rasgo característico; sin
tomarte el trabajo de verificar esas cosas directamente.

- - 89
Aproximación al Cuarto Camino

Y ahí empiezas a defenderte (tú propia imagen) de inmediato. La


socorrida trampa mortal que nos juega el ego. Empiezas a imaginar, creando
una fantasía, lo que según tú ve tu mujer en ti, en vez de verte tú directamente
a ti mismo, algo desde luego que tú actualmente no puedes soportar, te es más
fácil y cómodo para tu propia protección, verte a través de otros ojos que no
sean los tuyos.
¿Lo Comprendes?

Y la trampa mortal continúa y continuará toda tu vida. En base a esas


fantasías, entras en una serie de falacias, te avergüenza esa conducta tan
terrible, y decides trascenderla, dejarla atrás, porque, de nuevo más fantasías,
siempre algo, desde luego que no puedes aceptar que eres tú, te ha socorrido en
cualquier adversidad y te a sacado airoso.
Me pregunto: ¿realmente deseas conocerte a ti mismo? O lo que
quieres es continuar viviendo una vida de sueños placenteros, en los que
puedes deducir cosas, decidir hacer, trascenderte a ti mismo, creer que algo te
socorre, etc.
Porque aquel que ha decidido conocerse tal y como es, en primer lugar
acepta todo lo que encuentre en su ser a pesar de lo impactante que sea. No
intenta cambiar nada, simplemente lo acepta tal y como es: “Soy un
masoquista”. Si lo acepta plenamente, se acepta tal y como es actualmente, no
corre a refugiarse en deducciones, decisiones, inferencias, trascendencias, ni
nada por el estilo. Porque un Hombre que esté Trabajando realmente sobre sí
mismo, coloca una meta precisa por alcanzar, y si se olvida de ella, quizás
empiece a desechar rasgos que ahora le disgustan, pero que a la mejor son muy
importantes y son la llave justa para lograr un día alcanzar su meta.

Como podrás apreciar, las cosas no son tan sencillas como parecen
ser la primera vez que las escuchamos o leemos. La realidad se vive
directamente.
Ojala puedas aceptarte tal y como eres, y a partir de esa aceptación dirigir
tus metas superiores...
Como ves, de nueva cuenta me puse a comprender, a intentar ver
toda tu situación desde una perspectiva más amplia y libre. Pero, ¿por qué no se
te ocurre a ti actuar así?

-97- Estimado José C.

Cuando se entra en otro estado diferente al habitual, o cuando


penetramos por momentos en otro mundo, las nociones, sobre todo del espacio
y del tiempo ordinario del mundo habitual, cambian por completo.
Lo que tú creías o lo que sentiste en ese nuevo estado
desacostumbrado para ti, no coincidió con el tiempo marcado por el reloj que te
dio a conocer Simón. En el ser humano existe la capacidad y posibilidad, en este
momento y no como algo a alcanzar en el futuro, de vivir en mundos diferentes;
mundos que permiten tener experiencias pertenecientes sólo a ellos, y sería una
gran equivocación intentar comprenderlos cuando ya no estamos viviendo
precisamente en ese mundo. Las experiencias que logras en este mundo de
cuerpos y de materia en el que actualmente estamos atrapados, sólo pertenecen

90 - -
Aproximación al Cuarto Camino

a este mundo, forman y le dan vida a la personalidad, y si imaginas que esas


experiencias te podrían ayudar a entender los mundos superiores de la esencia,
de la individualidad, o de la voluntad, estás equivocado.

Por eso nos indica Gurdjieff, que en cada muerte, o rascuarno


sagrado, o des-identificación con un mundo inferior, se nos posibilita o es la llave
para entrar en los mundos superiores. Y que en cada muerte, los materiales de
que están formadas las experiencias pertenecientes a ese mundo, retornan al
mundo que le pertenecen.
La personalidad, formada con los materiales pertenecientes a este
planeta terráqueo, retorna al polvo de donde se originó. Por medio del Trabajo
sobre uno mismo, podemos tener experiencias pertenecientes a los mundos
superiores, y si realmente las retenemos, sin distorsión ni excitación alguna, nos
servirán para que algún día podamos vivir permanentemente en ese mundo
superior ( una estación), y no estar volviendo de nuevo y de nuevo a este
mundo inferior.

El Hombre # 4 entra por momentos, con la ayuda de las prácticas de


la Tradición, y sobre todo con la ayuda aportada de transmisión de energía de su
Guía, en esos “estados” superiores momentáneos, y retorna de nuevo al mundo
habitual. Pero si empieza a acumular las experiencias de esos estados en un
nuevo almacén o recipiente, que permanezca aislado de las experiencias
ordinarias, tan puras como las experienció, tarde o temprano acumulará tal
cantidad y calidad de experiencias que podrá permanecer permanentemente en
ese nuevo mundo o estación, su nivel de ser habrá cambiado realmente, y será y
se le conocerá como un Hombre # 5, y jamás volverá a ser # 4. .
Dejando a un lado todo lo que te he descrito, tomemos en cuenta lo
más importante, y que es precisamente lo que tú y la gran mayoría no lo pueden
percibir porque se requiere de un cierto grado de desarrollo. Simón, por su
propia presencia, tiene en él “algo” que ha ganado, y al mismo tiempo que te
está transmitiendo un nuevo ejercicio o práctica de Trabajo, emana de él una
cierta sustancia que te permite a ti ejecutar y lograr realizar el ejercicio. Simón
la obtuvo la primera vez de alguien en el pasado, lo que se conoce como: “La
Cadena de la Tradición o de la Iniciación”, y ahora por su propio trabajo
incesante sobre él mismo, a logrado también ser un canal de ayuda para los
demás; y está comprometido a continuar la cadena.
Bueno, quizás hayas creído ciertas cosas, sobre todo porque sientes
que tú mismo las lograste. Entonces, ¿por qué cuando en la soledad de tu casa
intentaste ejecutar el mismo ejercicio aguantaste 8 segundos, siendo que
cuando lo ejecutaste la primera vez bajo las indicaciones de Simón soportaste 8
minutos? Simón, si lo logras comprender, aporto eso 600% de energía adicional
la primera vez, y pusiste ejecutar lo que ahora te fue imposible.
Existe mucha gente, en los diversos “grupos” que proliferan por todas
partes, que “transmiten” prácticas y ejercicios, pero ignoran y carecen de la
maestría de esa parte misteriosa que sólo puede alcanzarse por medio de un
trabajo de grupo bajo las condiciones adecuadas y con la guía real de personas
que son resultado del Trabajo..

- - 91
Aproximación al Cuarto Camino

Aumentemos nuestro deseo por buscar, contactar, y pertenecer a un


grupo real del Trabajo. Esto, en sí, es una prueba que muy pocos se atreven a
intentar en la vida, aunque lo deseen o sueñen con ella ...

-98- Estimado Albedo 048:

Esta enseñanza fue recopilada y adaptada a la psicología Occidental


por Gurdjieff.

Gurdjieff transmitió estas ideas y las prácticas y ejercicios que las


acompañan desde 1918 hasta su muerte en 1949. Durante esos años la
transmisión tomó diversas presentaciones, pero manteniendo la misma parte
esencial.

Por ejemplo, Ouspensky participó en la primera forma de presentación


cuando Gurdjieff inició en Rusia. Al principio transmitió la mayoría de sus ideas
en que se apoyaba la enseñanza principalmente, digamos, la parte teórica de
ella. Poco después en Essentuki, comenzó a apoyar su transmisión en las
prácticas y ejercicios principalmente, ya que la mayoría de sus alumnos, entre
ellos Ouspensky, ya habían absorbido la parte teórica. Posteriormente en
Constantinopla (Turquía), comenzó a transmitir la enseñanza principalmente a
través de los Movimientos y Danzas Sagradas.

Fue en esa época cuando el matrimonio de Salzmann contactó a


Gurdjieff. Bennett también lo contactó, pero fue algo fortuito. De ahí partieron a
Alemania, Inglaterra, para finalizar en Francia, donde fundó su escuela
permanente. Ahora la enseñanza comenzó a presentarse de una manera más
total, pero casi todas las acciones y tareas ejecutadas por los alumnos dependían
de la fuerza y presencia de Gurdjieff. Posteriormente, debido a un accidente
automovilístico muy grave, decidió cerrar el instituto para dedicarse a poner por
escrito la enseñanza. Y finalmente, digamos que los últimos diez años, decidió
vivir en un apartamento modesto en París, donde comenzó la última y diferente
fase de su transmisión. Fue durante esta época cuando Bennett contactó
sistemáticamente a Gurdjieff.
En resumen: Ouspensky contactó a Gurdjieff y finalizó dicho contacto
casi cuando se creo el Instituto en Francia. La Sra. De Salzmann estuvo en
contacto desde Constantinopla hasta la muerte de G. Y Bennett, estudió en
Inglaterra con Ouspensky por 20 años, y finalmente contactó a G. y permaneció
los últimos tres años con él, hasta la muerte de G.

Osuspensky se separó de G. y creo sus propias escuelas, en las cuales


se le da prioridad a las ideas, tratando de mantenerlas lo más puras posibles,
aplican ejercicios dirigidos a la observación y al recuerdo; y delegan a un lugar
secundario los ejercicios internos así como los movimientos y danza.

La Sra. De Salzmann, después de la muerte de G., quedó a cargo de


ese patrimonio, y creo la Fundación. En ella se le da un énfasis principal a los
“sittings”, a los movimientos y danzas, y a charlas y compartir experiencias en
grupo. Bennett quedó a cargo de la enseñanza en Inglaterra, donde fundó su
Instituto, donde intentaban amalgamar todo lo enseñado por G.
Las tres “diferentes” “escuelas”, crearon “sucursales” en USA.

92 - -
Aproximación al Cuarto Camino

Entre las diferencias, por ejemplo, en Ouspensky, se basan en los libros


escritos por él, y algunos otros de sus discípulos: Nicoll y R. Collins.
En la Fundación encabezada por la Sra. Salzmann, se apoyan en los
libros de G.
Y en la de Bennett, él se tomó el trabajo de ampliar y profundizar lo
recibido de G; y es donde cuentan con una mayor profusión de libros resultantes
de las charlas de Bennett en sus grupos. Actualmente las tres corrientes se han
contactado, ya no existen las grandes diferencias del principio.
A partir de lo anterior quizás puedas detectar el por qué de tal
diversidad de presentaciones. La mayoría de las personas que intentan
comprender las diferencias, encuentran, a base de una discriminación muy
aguda, que en esencia todas ellas se refieren a lo mismo, pero que existen
corrientes que se cristalizan sobre lo que según ellos es lo más importante.
Algunos dan mucha importancia a las teorías, otros a algunas prácticas, otros a
ciertos ejercicios internos, y otras a los movimientos y danza. Defienden con los
dientes la presentación a la que se han condicionado, digamos que por estar
embelesados con la parte se han olvidado del Todo.

Todas esas corrientes son válidas, pero no todas con las que te
puedas topar en la vida lo son. Es más, las autenticas son la excepción.

Por ejemplo, me pides que recuerde las palabras de la Sra. De


Salzmann, pero aunque tú la hayas leído en un libro de un discípulo de
Salzmann, verdaderamente esas palabras nacieron en la boca de Gurdjieff, y así,
muy sutilmente se comienzan a distorsionar las ideas. Y la frase auténtica es:
“Todo esfuerzo consciente jamás es perdido”.
Te sugiero mejor que intentes descubrir la cosa Real, aquello que
denominamos: “El Trabajo”, detrás de esas fachadas. Eso nunca cambia, porque
emana de una Fuente que es permanente, es más, te podría asegurar que: “El
Trabajo es Dios”. Cuando este Trabajo viva en ti, Dios también lo hará.

-99- Estimado Oscar:


Capta la necesidad de palabras que tenemos que escribir para dar a
entender sólo una ínfima parte de lo que realmente es.
Y si comprendemos el Trabajo, aquello que a nosotros se nos dificulta,
para Gurdjieff era muy simple.
Nos da un consejo benevolente en el mismo inicio de su libro cumbre:
“Relatos de Belcebú a su Nieto”.
“Lean tres veces cada una de mis obras”:

“La primera vez, al menos, como ustedes están mecanizados a leer


sus libros y periódicos”

“La segunda vez, como si ustedes las leyeran a un oyente extraño”.


“Y la tercera vez, tratando de penetrar la esencia misma de lo que
escribo”.

- - 93
Aproximación al Cuarto Camino

“Solamente entonces estarán ustedes en condiciones de formarse un


juicio imparcial, propio sólo de ustedes, sobre mis escritos”.
Ahí está encerrado y sintetizado lo que queremos transmitir; aunque
de nueva cuenta: es difícil captarlo.
Lean teorías y continúen en la mecanicidad. (mundo mecánico de las
Funciones)
Léelas al mismo tiempo que se separan en su interior para que
alimenten a su parte esencial. (mundo sensible y consciente o del Ser)
Vívelas y háganlas parte de su ser. (Mundo de la Individualidad o de la
voluntad)
Fácil, sencillo y directo...

-100- Estimada Omixam:

Bienvenida a la Comunidad. Es bueno saber en qué estás trabajando, y


que hayas logrado crear esos nuevos recursos de descondicionamiento.
Con respecto a tu gusto acerca de la ley del Santo Siete, es una ley
desconocida por mí. En nuestro Trabajo nos apoyamos principalmente en el
funcionamiento y comprensión práctica sobre uno mismo de dos leyes: “la ley de
la tríada”, y “la ley del siete o de la octava”. Quizás tú te estés refiriendo a
alguna de ellas, pero el nombre de “Santo” que mencionas, me confirma que no
tiene relación con estas dos leyes que te menciono, porque para mí son
simplemente maneras en que se comporta la creación y el mantenimiento
reciproco de las cosas, digamos que son un fruto de la simple observación de los
fenómenos que percibimos..
Mencionas que te gustaría saber más acerca de esa ley que
mencionas, pero debido a mi ignorancia de ella, te pido, si te es posible, que me
hagas saber qué es lo que actualmente sabes acerca de ella, a la mejor con esa
información lograré captar a qué ley te refieres. Porque de acuerdo a lo que
mencionas, parecería que esa ley Santa concierne a cómo atravesar
conscientemente las experiencias que involucran la complejidad de un ciclo, y
determinadas formas para asegurar el conocimiento conciente y atenuar el
sufrimiento. Esto hace que esté mucho más seguro de que la ley que mencionas
la desconozco completamente, porque no coincide con la ley en que nos
apoyamos nosotros.
Y te aclaro, para mi tus preguntas no pecan de ingenuas, y más
cuando vienen a partir, como lo mencionas, de vivencias dolorosas, tanto
propias como ajenas.

Discúlpame por no poder arrojar algo de luz que te ayude a esclarecer las
obscuras interrogantes, pero sí estoy y continuo a tu disposición para que entre
los dos intentemos bucear dentro de esas cosas que necesitan ser aclaradas.
Que continúes insistiendo para llevar algo de luz en tus interrogantes, es lo
mejor que pudiera sugerirte...

-101- Estimada Omixam:

94 - -
Aproximación al Cuarto Camino

Estoy seguro que eso es lo que te ha sucedido. Es muy fácil igualar,


mezclar y llegar a distorsionar las ideas transmitidas por una tradición con las
ideas pertenecientes a otras tradiciones. Pero siento que el problema no reside
simplemente en eso. Sería mucho más efectivo para nuestra propia
comprensión, detectar: ¿Qué existe en mí que me obliga a no intentar elegir una
sola tradición de manera sincera, por qué le soy infiel?
El Cuarto Camino es único, no que tenga las únicas verdades, sino que
sus ideas parten de fuentes u orígenes diferentes a los demás caminos. Si
después de leer libros acerca de este camino, siento que este camino
corresponde a lo que yo necesito o ando buscando, ¡Pues adelante! Me entrego
con total deseo y sinceridad para comprender de manera práctica sus ideas
teóricas, y así verificar en mí mismo su validez. Si elijo otra tradición, debería
intentarlo igualmente. Pero lo que no está permitido, porque careceríamos de la
sinceridad correcta, es rezarle a dos velas al mismo tiempo, porque, como
indican los libros sagrados: “con uno quedo bien y con el otro quedo mal”.

Pero parece ser que tu necesidad es real, y que parte de experiencias


dolorosas que has percibido en los demás.

Bueno, intentemos tú y yo, tratar de captar la esencia de tu


interrogante, para ver si nos es posible verla con mayor claridad. Digo, ver con
claridad lo que intentamos comprender, no que demos respuestas a dichas
inquietudes. A la mejor sí logramos ver: ¿de dónde vienen esas interrogantes e
incomprensiones?, lograremos que se respondan por ellas mismas.
La ley de la octava se refiere al ciclo que requiere cualquier proceso
para llegar a su completación. Esa octava tiene dos movimientos, uno de
involución o dispersión o multiplicidad, y el otro de evolución o de retorno a la
unidad o a la Fuente, o sea, existen octavas descendentes y octavas
ascendentes. Octavas creativas y octavas destructivas. Se le llama octava
porque está formada por siete estaciones de diferente nivel o cualidad de
energía. Pero para comprender un poco el funcionamiento de esta ley de la
octava, se requiere estudiar y entender un símbolo de esta tradición llamado: “El
Eneagrama”.

El eneagrama es la síntesis de la unión de las dos leyes


fundamentales: la ley del tres y la ley del siete o de la octava. En resumen, el
eneagrama nos indica dónde debe penetrar un aporte desde afuera para poder
mantener el ciclo (del cual hablas) en movimiento.

En tu caso, mencionas el dolor asociado a tus pacientes. En cualquier


enfermedad, o corrupción orgánica, se cumple un ciclo u octava descendente.
¿Qué doy a entender con esto? Que si el nivel máximo alcanzado por la persona
por el simple paso del tiempo, y que es el nivel más común que encontramos en
todas aquellas personas que se han olvidado de Trabajar sobre ellas mismas
para lograr niveles superiores de ser y alcanzar su transformación o
completación en esta vida: ¡Es el de la personalidad!
Digamos que en el ciclo del eneagrama alcanzaron el punto # 4.
Desde ese punto comienza su involución. Van perdiendo poco a poco su
personalidad, esto quiere decir, que el mundo de cuerpos, sucesos y
experiencias externas en el que han vivido y que han valorado tanto, deja de ser
algo interesante valioso.

- - 95
Aproximación al Cuarto Camino

Y así, poco a poco, dependiendo de la gravedad de su enfermedad,


van descendiendo hasta que llegan a lo que verdaderamente les pertenece, a su
esencia. Desde luego, esa esencia que por nacimiento les pertenece fue
olvidada, y nunca se desarrollo más allá de lo que desarrolla un niño de diez
años. Pero la esencia pertenece a un mundo mucho más real y totalmente
diferente al de la personalidad. Y como la esencia no conoce del ateísmo, porque
mantiene una conexión, por ser la parte más superficial y es el material para
hacerse de un alma, con el mundo espiritual o de la voluntad superior o de Dios.
Aquellas experiencias muy diferentes que en algunos escasos
momentos de su vida experimentaron, pero que su personalidad las rechazo por
creerlas sueños o alucinaciones y así mantenerlos cautivos en el mundo externo,
comienzan a recobrar su valor esencial en su ser interior.
La esencia, o el ser, es la mismísima consciencia. Desde luego, una
consciencia de niño, pero consciencia real. Espero que con lo anterior tengamos
soporte para continuar nuestra búsqueda.

A partir de lo que has presenciado, se despierta en ti la interrogante:


¿Cómo favorecer la auto-consciencia? Bueno, no sé sí ya lo sabes, pero todos los
caminos y tradiciones, sin importar que sean filosóficos, psicólogicos o religiosos,
intentan que el hombre y la mujer de nuestros días y de todas las épocas,
comiencen a trabajar sobre sí mismos para alcanzar ese nivel.
Desde luego, ese nivel no es necesario para la vida diaria y cotidiana,
porque su meta está justamente en el lado opuesto: desarrollar nuestras
posibilidades internas y humanas para ver las cosas tal y como son y reconocer
que existe una Fuente, dentro de nosotros y fuera de nosotros, que es de donde
emanan todas las cosas, y que es la Fuente de afirmación por la cual el mundo
vino a la existencia.
Decir que: el dolor es incomprensión, y que el padecimiento es
ignorancia, es muy cómodo decirlo, porque así no requerimos trabajar, ni
esforzarnos, ni luchar, ni sacrificar cosas, para pagar el precio que requiere su
comprensión real.
Mira, qué tal si en vez de utilizar palabras que no significan nada,
mejor en vez de llamarle dolor, o padecimiento, o problema, o enfermedad,
utilizamos una sola palabra que las sintetiza a todas: “El Sufrimiento”.

¿Y cuáles son las causas del sufrimiento? Si trabajas y piensas por ti


misma, tarde o temprano comprenderás que todo sufrimiento ordinario e
innecesario: es debido a la impermanencia de todas las cosas. El mundo externo
de cuerpo tangible y tan real que nos parece, es siempre transitorio, no tiene
permanencia, y tarde o temprano termina en la desilusión.
Confías plenamente en una persona y al poco tiempo te desilusiona.
Confías que tus seres queridos vivirán, y mueren de improviso. Confías en algo
que sabes o conoces, y después encuentras que estabas equivocada. Confías en
los quereres y deseos de tus emociones y sentimientos, y al rato fluctúan y
terminas deseando cosas totalmente opuestas.

Bueno, pues todo eso, nos mete de lleno en el sufrimiento.


Así que lo que mencionas al final, te llevará al sufrimiento, porque
estás confiando en los impulsos emocionales o de pensar que afloran en ti. Pero

96 - -
Aproximación al Cuarto Camino

existe una salida a todo ese sufrimiento que nos agobia a todos los seres
humanos, y es buscar con un deseo real y sincero la Consciencia. Porque esa es
la semilla que Dios puso en nuestro interior para retornar a Él.

Espero que lo que intentamos comprender empiece a fructificar y


clarificarse con lo que hemos estado compartiendo. Y una aclaración, la
gratitud tiene connotaciones que quizá no debemos utilizar: una Gratitud debida
a la Gracia, o una gratitud debido a que algo me agradó y excitó mi vanidad.
Como vez, ambas están equivocadas, porque en una nos achacamos una acción
que viene desde Arriba, y la otra sólo alimenta a nuestro egoísmo.

Y quisiera decirte, que comprendo en carne propia lo que me dices


acerca de tus pacientes, pero el Trabajo me ha ayudado a utilizar de manera
intencional el sufrimiento que se presenta accidentalmente en mi vida, como una
forma de pago anticipada y ganarme el derecho de comprender y participar en el
mundo real. El sufrimiento nos puede conducir al demonio o a Dios. Y es bueno
darte un regalo: ¿por qué intentamos prolongar la vida de las personas
queridas? ¿Por qué oramos a lo superior para que prolongue su vida? ¿Por qué
no aceptamos las cosas tal y como son? ¿Por qué mejor no utilizamos la plegaria
para pedir que el enfermo muera en las condiciones y el tiempo correcto?
Ojala que podamos continuar con la aclaración de nuestras
interrogantes actuales y de todas aquellas que se presentarán cuando las
intentemos responder...

-102- Estimado José:

Lo primero que mencionas, es una estupidez; porque tu cuerpo no es


el causante de que tu mente divague. Y apoyas esa mal-interpretación al decir:
que tus pies buscan la comodidad, porque en la postura hay dolor. Y rematas
agregando: cuando el cuerpo está cómodo, puedo estar atento al conteo y
aparecen los pensamientos y entras de lleno en la imaginación, y por
consiguiente infieres que estás dormido.

Intentemos ver con claridad el por qué todo lo anterior te provoca que
termines lleno de dudas.

Tú y todos nosotros estamos formados por tres partes: cuerpo,


emoción o corazón, y pensamientos o mente, y en el hombre y mujer común
trabajan sin relación alguna. Es prioritario aprender acerca de cada una de estas
tres partes, así como la manera en que se manifiestan en nosotros en la vida
ordinaria. Porque sin ese mapa preliminar que te dan las ideas, cuando estemos
pasando por ciertas experiencias, no sabremos de qué parte vienen o de dónde
afloran en nosotros.
Una de tus partes se manifiesta como le es habitual en el momento,
después, al momento siguiente otra parte, o a veces la misma parte puede
cambiar su manifestación. Pero sólo una de ellas se manifiesta.

Cuando dices que tus pies buscan la comodidad, eso nada tiene que
ver con el cuerpo, sino que es una reacción de tu parte emocional. Siempre que
algo te atrae o te repele, te agrada o te desagrada, te satisface o te insatisface,
te hace sentir cómodo o incómodo, viene desde tu emoción.

- - 97
Aproximación al Cuarto Camino

Y cuando en vez de reaccionar con dolor, como tú dices, tu reacción


de agrado o comodidad aparece, algo que siempre busca la emoción, al estar
satisfecha esa parte, de inmediato afloran los sueños o pensamientos de tu otra
parte.
Tu cuerpo, es la única parte de ti que permanece siempre en el Aquí y
en Ahora. Aquel, que a base de un trabajo persistente sobre él mismo logra
fundamentarlo en el contacto pleno con las sensaciones corporales, ya se puede
hablar con él. Tu parte pensante siempre está soñando, se encuentra medio
aletargada, borracha, porque nunca desea hacerse responsable de ejercer su
tarea de vigilancia, y tus emociones siempre buscando el placer, y lo agradable.
Para mantener una postura determinada, se requiere que una tercera
parte de tu atención esté atenta a las sensaciones que aparezcan en tu columna
y cuello, tratando de que esas partes permanezcan derechas, sin rigidez y sin
esfuerzo durante todo el tiempo que dure el ejercicio. Cada vez que notes que tu
columna o tu cuello perdieron su estar derecho, tratas de enderezarlos.

Ese trabajo está relacionado con la sensación. Otra parte de tu


atención deberá estar atenta al conteo que tu mente debe ejecutar. Y cada vez
que notes que te olvidaste del conteo, tratas de volver a retomarlo. Todo lo
demás no es importante, sólo estar vigilando que la postura de tu columna y
cuello sea la correcta, y de que estés ejecutando el conteo correctamente.
Cuando logres permanecer en la postura correcta y ejecutando el conteo por el
tiempo que se te haya indicado, estarás procediendo correctamente con tu
trabajo; lo demás deséchalo.

En cuanto a los suspiros, trata de captar: ¿En qué situación externa o


estado interno se presentan? Obsérvate atentamente, porque debe existir una
conexión, descúbrela

-103- Estimado John:


La observación y el recuerdo de sí van de la mano, pero no son lo
mismo, pertenecen a niveles de trabajo diferentes. El primero es un trabajo
intelectual o mental, mientras que el segundo es un trabajo de nuestra parte
sentimental o emocional. Pero antes que nada, debemos iniciar con la auto-
observación. Sobre todo es necesario leer y entender primero acerca de la
diferencia entre las diversas funciones del hombre que menciona la enseñanza
(intelectual, emocional, y motor); y fijar esas diferencias en nuestra mente,
porque es el mapa que guiará nuestras futuras observaciones. Así que cuando un
hombre se observa a él mismo, debe referir inmediatamente esas impresiones a
tal o cual función.
Así mismo, debe tomar nota de aquellas observaciones que haya
logrado con claridad (que las puede referir a una determinada función o
categoría), y desechar aquellas ambiguas en las que tenga duda. Si esto se lleva
a cabo apropiadamente, el numero de observaciones correctas se incrementará
rápidamente; y aquellas dudosas encontrará con la práctica que pertenecen a
alguna de las tres funciones. Estas observaciones darán por resultado que en
nuestras funciones o centros existe una mayor riqueza o mayores posibilidades
de lo que pensamos. Que nuestras funciones no son planas, sino que están
constituidas por tres partes, una superficial o automática, una intermedia o

98 - -
Aproximación al Cuarto Camino

reaccional, y otra profunda o consciente. También debemos observar el trabajo


equivocado de las funciones, cuando una función intenta hacer el trabajo de las
otras dos, porque entonces cada función empieza a hacer lo que quiere y le
gusta hacer, en vez de hacer el propio deber que le corresponde. En un hombre
normal y saludable cada centro hace su propio trabajo. Y en un hombre ordinario
y sin balance alguno cada función lucha por pasar su trabajo a otra función y
lucha por hacer el trabajo para el que no está capacitado. Cada centro tiene sus
propias cualidades, velocidades y maneras muy peculiares de tener experiencias
en la vida, y el trabajo equivocado manifiesta todo el tipo de comportamientos
equivocados que podemos observar en nosotros.
En pocas palabras: la observación de uno mismo es un trabajo que
ejecuta la mente, la función intelectual, y te ayudará a estudiarte y conocerte a
ti mismo. Este trabajo preliminar, que es mejor llamarlo: “observación de sí”,
entre comillas, es sólo el comienzo. Porque, en primer lugar, cuando la función
intelectual intente observarse a ella misma, no puede hacerlo; no puede dividirse
en dos. Y en segundo, casi todas esas observaciones obtenidas, fueron a través
de la parte reaccional de la función intelectual. Esto lo verificarás cuando
descubras, que cualquier observación negativa que observes en ti mismo, y que
no tiene cabida en la imagen que tú mismo has formado de ti mismo, la
rechazas, la cambias de inmediato, o la justificas achacándosela a causas
externas a ti, en pocas palabras: te mientes a ti mismo cada vez que descubres
cosas que no aceptas, porque no tienes el soporte de ser requerido para
aceptarte tal y como eres actualmente.

Si algo en ti, ya no acepta la mentira en la que tan cómodamente has


vivido, y se despierta en ti un fuerte deseo de escapar de las garras en que te
has atrapado, y se despierta en ti un fuerte sentimiento de conocerte tal y como
eres, existe una salida que te ofrece esta enseñanza. Ahí precisamente es donde
la observación se debe transformar en el trabajo práctico que denominamos:
Recuerdo o sí o auto-recuerdo.

El recuerdo de sí está relacionado directamente con el sentimiento o


con la esencia, o parte consciente del centro intelectual. Pero esta nueva etapa
real del trabajo no puede iniciarse hasta que hayamos practicado con
persistencia y comprendido el trabajo preliminar de “observación” anterior;
porque sin el nuevo deseo y sentimiento que da por resultado esa observación
práctica, careceríamos del combustible necesario. Cada vez que intento
recordarme a mí mismo, trato de tener el sentimiento de que “Yo” soy el que
está viviendo, que yo pienso, que yo siento, que yo camino, que yo veo, etc. En
pocas palabras, el recuerdo de sí es un trabajo de la esencia, de lo que somos en
realidad. Una consciencia de mí mismo, de que yo no soy lo que mis funciones
manifiestan con sus reacciones, actitudes y hábitos, sino que yo soy algo
separado y diferente a ellas. Aquel que logra, aunque sea por un momento,
entrar en el recuerdo de sí, observa o se da cuenta que los pensamientos se
detienen por sí mismos, y que él está en un lugar donde reina la quietud, la
calma.
Bueno, pues ese lugar de quietud y de calma en nuestro interior, es el
lugar desde donde el yo percibe todo lo que sucede tanto en su interior como en
el exterior, sin identificarse ni con el mundo de cuerpos externo ni con sus
funciones.

- - 99
Aproximación al Cuarto Camino

Bueno, pienso que ya me extendí demasiado en teorías; que casi


nunca sirven para nada. Todo lo anterior lo podrías haber encontrado en los
libros acerca de esta enseñanza, y podría haberte indicado que los leyeras. Pero
también es un ejercicio para volver a desplegar y sacudir el mapa que llevo en
mi interior sobre esas cosas, es más, te puedo compartir que yo mismo
comprendí algo nuevo mientras estaba redactándolo.
Pero la observación y el recuerdo se sí reales, es algo muy difícil de
lograr, casi diría que es imposible de alcanzarlos por uno mismo con la ayuda de
los libros y sin importar los esfuerzos y deseos que involucremos. Porque para
cada uno de esos trabajos, se requiere de la ayuda de prácticas especialmente
creadas para lograr lo imposible, pero esas prácticas sólo se pueden transmitir
en grupos auténticos que cuenten con ellas, no vienen en los libros. Es necesario
desarrollar la atención para podernos observar, y luego que dicha atención sea
muy filosa, trabajamos para poderla dividir en dos o tres partes e intentar
recordarnos. Esos son los pasos justos.

-104-Estimado Earns:
Pues precisamente eso es de lo que trata esta enseñanza. Desde luego,
esta enseñanza tiene niveles: teórico, práctico y de realización. En las teorías
que puedes aprender de los diversos libros de esta enseñanza, te hablan de las
diferentes funciones que existen en un ser humano, de los errores en su
funcionamiento, de la manera en que cada función experimenta la vida, y de que
existen otras funciones superiores dentro de nosotros que nos posibilitan estados
superiores de ser y hacer siempre y cuando conozcamos cómo transformar las
energías en nuestro ser interno.

La parte práctica y real del Trabajo te mete de lleno en una serie de


ejercicios, movimientos, danzas, trabajos comunales, intercambios de
experiencias, etc., muy exactos para que constates y verifiques en ti mismo lo
que la teoría menciona, pero sobre todo, que logres comprender tu propio
funcionamiento, que logres ver tu nivel de ser actual, y que tengas vislumbres
de esas otras partes superiores que dormitan en ti.

La realización comienza con tratar de armonizar lo que hayas


descubierto y comprendido de ti. Y sobre todo que empieces a hacer las cosas a
partir de tu propia consciencia y voluntad para alcanzar la libertad. Las dos
últimas fases de la enseñanza, conocidas como partes meso esotérica y esotérica
del Trabajo, son lo que realmente significa el Trabajo, por lo tanto sólo se
pueden llevar a cabo en un grupo.

La primera, la parte teórica o exotérica del Trabajo, no sirve para


nada, no necesitas un grupo para lograrlo, pero es necesaria para lograr
formarnos un mapa de los territorios que vamos a transitar.
Así que el discernimiento es fruto de un Trabajo llevado a cabo sobre
ti mismo, bajo las premisas y consignas creadas en un grupo de Trabajo.
Un estado interior depende del nivel de la energía o combustible que lo
posibilitó. Digamos que tu tienes funciones, pero esas funciones para
manifestarse requieren de un aporte de energía o combustible, las energías son
de diversos grados y su calidad es producto del nivel de ser de la persona y te
permiten hacer determinadas cosas; y también se necesita de un usuario o

100 - -
Aproximación al Cuarto Camino

propietario que decida o elija qué hacer, cómo hacerlo y por qué hacerlo, esta es
la voluntad personal.
Son tres cosas: el mundo de las funciones o manifestaciones, el
mundo del ser o de las energías, y el mundo de la voluntad o del Yo real. El
primer mundo es el que la mayoría de los grupos intentan desarrollar, pero ese
desarrollo no incide sobre el nivel de ser, sobre lo que tú actualmente eres, así
que tienes mucha información pero sigues siendo el mismo cabrón o el mismo
buena gente de siempre.
Mi recomendación o sugerencia, algo que desde luego no me agrada
hacer porque cierra la espontaneidad en las personas, es que trates de buscar
un grupo donde trabajar de manera sistemática, desde luego, como careces del
discernimiento necesario para reconocer un grupo auténtico, vas a aprender a
través de prueba y error hasta que alcances el discernimiento para aceptarlo o
rechazarlo. Y como la gente vive tan inmersa en las teorías y conceptos, llegas a
un grupo donde se continúa repitiendo y hablando incesantemente de teorías y
no se realiza nada práctico, pues se sienten a gusto sin pensar en que están
desperdiciando su valioso tiempo.

Ojala se logre despertar algo en ti que te ayude a contactar un grupo


real de Trabajo, pero sería mejor que te guiaras por tu propia intuición...

-105- Estimado Esencio:

En principio, para cualquier movimiento de cambio se requiere de una


“Tétrada”, una estructura de cuatro términos. Imaginemos el símbolo de la cruz,
consta de dos maderos, uno vertical y otro horizontal, también cuenta con
cuatro extremos. Intentemos comprender qué significa el cambio tomando dicho
ejemplo. El madero vertical está apoyado actualmente en la tierra, ese es el
estado actual de una cosa o persona, es lo que actualmente somos. El extremo
superior del madero vertical está más allá de la cabeza de Jesús, digamos que es
el estado por alcanzar o por llegar a ser. Entonces ese madero vertical nos da la
dirección del cambio: subir desde el nivel de lo que actualmente somos, hasta el
nivel de lo que podemos llegar a ser. Digamos que es el: Qué.

Pero nos faltaría la parte instrumental o los medios para lograr ese
cambio de nivel. Esa parte instrumental está representada por el madero
horizontal. El extremo del madero del lado derecho de Jesús tiene que ver con
los esfuerzos y luchas que debemos intentar para lograr el cambio. Y el extremo
del madero del lado izquierdo de Jesús está relacionado con la supervisión y
vigilancia de todo lo que intentemos para lograr el cambio.

Bueno, esa es una Tétrada. Primero estableces la dirección que


seguirá el cambio, y luego buscas los instrumentos o medios adecuados para
lograrlo. Pero en el ejemplo de la cruz, también está Jesús crucificado en la cruz,
es en ÉL en el que se está realizando el cambio o la transformación. Así mismo,
cuando nosotros intentemos trabajar sobre un cambio en nuestro nivel de ser,
padeceríamos lo mismo.

Los esfuerzos y luchas deben ser conscientes, esto es, sabiendo que
los intentamos para alcanzar el nivel fijado previamente por la dirección
decidida. La supervisión y vigilancia del proceso implicaría sacrificios y

- -101
Aproximación al Cuarto Camino

sufrimientos intencionales, porque veríamos que carecemos de la energía o


capacidad requerida para esforzarnos más allá de lo que estamos
acostumbrados. Además el nivel superior al que apunta la dirección de la
Tétrada: reside en lo desconocido, en lo que se puede llegar a ser pero que
todavía no es.

Bueno, aberrante es tener el potencial para convertirnos en


verdaderos seres humanos y vivir actualmente como animales.

Todo esfuerzo que te ayude a dar un paso en la dirección que


decidiste, es lo correcto, y todos los pasos que te alejen de dicha dirección es lo
incorrecto. Sin una meta u objetivo da lo mismo cualquier cosa que intentemos.
El mundo es Trino, consta de tres partes formando una unidad. Una
material y tangible a la que tienen acceso nuestros sentidos; otra perteneciente
al ser de las cosas, como las energías y la consciencia, que sólo podemos
experienciar en nuestro interior; y una tercera que tiene que ver con la voluntad
y que sólo podemos detectar por los resultados.

Si tu deducción de que eres intelectual fue el resultado de


observaciones justas y sinceras sobre ti mismo, verificadas hasta que lo lograste
comprender, sería correcta. Pero si es una deducción apoyada en simples
suposiciones, nada tiene que ver con la realidad.

El único principio ético reside en la consciencia individual de cada


persona, es algo muy difícil de alcanzar.

El día que te encuentres en la vida un hombre con fuerte voluntad y


con consciencia plena, dímelo, porque me pondría bajo su mando para servirle.

¿Cuáles son las aspiraciones de Dios? ¿Serán las que tú infieres de


acuerdo con lo que has aprendido en la vida? ¿Acaso Dios requerirá tener
aspiraciones o las aspiraciones de nosotros? ¿No se te hace a ti ese un Dios
bastante semejante a un ser humano? ¿Creemos que Dios es como nos lo
pintaron? ¿Acaso Dios es un ser corporal o espiritual, o está más allá del ser?
La naturaleza Divina ni es un fenómeno y mucho menos podemos
conocer las cosas de Dios. Porque todo fenómeno lo podemos percibir, y todo
nuestro conocimiento es acerca de cosas corporales y sus comportamientos.

Se requiere que empecemos a pensar activamente, pero desde luego,


se requiere de un trabajo persistente y con mucha determinación para
alcanzarlo...

-106- Estimado Alumno:


La sociedad y nuestra personalidad son fuerzas tan insidiosas e
incesantes que difícilmente podemos obtener un vislumbre esencial de las cosas
tal y como son.

Una de los condicionamientos más persistentes en nuestra vida


cotidiana, es creer o pensar que los pensamientos que aparecen en nosotros son
producidos por nosotros mismos. Hasta logramos engañarnos que lo que
nosotros pensamos debe ser un algo valioso y es el medio correcto para
comunicarnos entre nosotros. Pero eso ya hace tiempo que se ha
ido trascendiendo en ciertos grupos auténticos de trabajo; aunque en la gran

102 - -
Aproximación al Cuarto Camino

mayoría de los grupos ordinarios, todavía existe demasiada dependencia de las


“verdades” comunicadas por aquellos que se auto proclaman como: “maestro”.
Creemos que lo que el “maestro” piensa y nos expresa es algo valioso para
nosotros.
Bueno, en un grupo auténtico del Trabajo se procede de manera muy
diferente. Por ejemplo, en esta Comunidad estamos intentando que se
establezca ese tipo de comunicación libre. Tú aportas o nos comunicas tu propio
punto de vista, no importa que no te hayas dado cuenta que a la mejor sólo
apareció en ti. Otro miembro aporta lo que el piensa y nos lo comunica. Otro
más igualmente. En ese compartir libre de lo que piensa y nos comunica cada
uno de los miembros, aflora de pronto una nueva posibilidad. Como que de
repente comienzo a encontrar un nuevo o más profundo significado en lo que
había aportado originalmente. Si lo detecto, me dejo ir, comunicando mi nuevo
entendimiento, y quizá a los otros miembros le suceda lo mismo. Y así, con ese
compartir y con esa comunicación libre que no espera respuestas exactas, ni que
intenta afirmar que uno es poseedor de la verdad, va aflorando un tipo de
comunicación en la que los significados van profundizándose.

Pero ese compartir debe ser algo muy sencillo, el sentido común es la
mejor base para interactuar. Pero cuando queremos comunicar algo, casi sin
darnos cuenta, utilizamos, quizá por simple vanidad o por sentirnos de alguna
manera superiores, palabras que se refieren a cosas, estados, o personajes de
niveles que jamás podremos comprender; metemos y utilizamos a Dios, a la
Voluntad, a la Intención y a la Vida de la manera más estúpida, sin siquiera
detenernos para cuestionarnos: ¿Sé yo mismo lo que significo con esas
palabras?

Abrámonos totalmente, y permitamos que la comprensión poco a


poco tome lugar en nuestro interior, o en el grupo. Muchas veces lo que dice
Carlos (que no es un maestro ni nada por el estilo), es simplemente una
aportación más para que empiece a fluir libremente la comunicación en esta
Comunidad; no se intenta que sus puntos de vista o aportaciones se tomen
como algo valioso, o como la verdad, o como un dictado para que guíen sus
pasos, sino simplemente como otra manera diferente de ver a las cosas. Por eso
he mencionado reiterativamente, que cada aportación de ustedes me ha
ayudado a mí comprender significados que difícilmente hubiera alcanzado sin su
colaboración. Todo es valioso para alcanzar la comprensión. Si desechamos algo,
nos semejaríamos mucho a Ouspensky, cuando no puso atención en una reunión
de grupo donde se mencionó algo tan valioso para él, que pasaron varios años
para que se dieran de nuevo las condiciones propicias para alcanzarlo.
Veo como en algunas de las aportaciones tendemos a manifestarnos
como “maestros”, queriendo imponer nuestros puntos de vista a los demás; y en
otras, deseamos que alguien aporte algo valioso para que podamos alcanzar la
salvación; y otros más en que recalcamos las equivocaciones de los demás
mientras nosotros seguimos encerrados en nuestro seudo-conocimiento...

-107- Estimado Alumno:

Me olvidé completamente, te comuniqué las simples teorías en mi


aportación anterior.

- -103
Aproximación al Cuarto Camino

Deseo decirte que existen medios adecuados en este Trabajo para


alcanzar ese grado de comunicación grupal, precisamente en Marzo se realizará
el Seminario de Movimientos y Danzas Sagradas de Gurdjieff en Monterrey. De
acuerdo con mi propia experiencia, en esos Seminarios Intensivos, en los cuales
he estado participando directamente desde hace unos doce años, existe la
posibilidad de trabajar de manera grupal, de obtener experiencias nuevas que
nos abren posibilidades, y de compartir al comunicar las experiencias personales
que cada uno logró para que en el grupo y cada uno de sus integrantes arribe a
una nueva comprensión.

Experienciar, vivir y compartir un Seminario Intensivo, de manera


grupal, es la oportunidad justa para comprendernos a nosotros mismos, y por
ende, a los demás.

-108-Estimado Oscar:
Es valioso retornar una y otra vez a las bases iniciales de la enseñanza.
Desde luego, en tu propio caso, retornar con una compresión más abarcante y
justa por el trabajo que has estado ejecutado de manera práctica y sistemática
desde hace tantos años. Creo que esa es la causa de por qué tanta insistencia en
este Trabajo, de que retornemos de nuevo al principio, que empecemos de
nueva cuenta una y otra vez.
Pero en el último párrafo de tu escrito me parece que se manifiesta
una contradicción. Porque nadie puede ayudarnos a ver, por más indicaciones
que se nos den, lo que no hayamos visto de manera directa. Se vino a mi mente
el cuento del “Elefante en la oscuridad”. Cuando mucho podríamos intentar
comunicar los pasos que afrontamos para lograr vernos a nosotros mismos, si la
otra persona se interesa por los pasos que nosotros dimos, bueno, deseémosle
suerte para que logre obtener su propias experiencias y alcance a comprender y
ver algo de él y por él mismo.
Es interesante que lo que mencionas tiene mucha relación con lo que
le comuniqué a: “Amigo”, y esa es precisamente la comprensión grupal que poco
a poco va aflorando en la Comunidad.

Desde ese punto de vista, es interesante leer lo que en otras


Comunidades similares aportan. Desde luego, serviría como una simple
verificación de lo que ya comprendemos: seudo “maestros” enseñándole a los
demás; demandándoles cosas que quizá ellos mismos no se han atrevido a
afrontar; pidiéndoles y exigiéndoles que se sometan a su autoridad porque ellos
mismos nunca se han visto sometidos a una disciplina real de Escuela; y eso sí,
comunicándoles las multitudes de teorías que se mencionan en los libros, pero
jamás mencionando o sugiriendo alguna práctica real de Trabajo, simplemente
porque las desconocen.
No olvido cómo te contacté a ti. Algo que vi plasmado en tus
aportaciones en otra Comunidad, y de inmediato me vi reflejado en ti, y deduje
que tú habías pasado por una disciplina de Escuela de este Trabajo. Te contacté,
y tú con el recelo que han implantado en ti los dirigentes a los que habías estado
sometido, te defendiste de inmediato y no querías hablar de tus experiencias
personales conmigo (algo muy común en la mayoría de los grupos). Pero otra
parte tuya, mucho más esencial, cuando supo que yo sí sabía y comprendía

104 - -
Aproximación al Cuarto Camino

muchas de las innumerables técnicas prácticas del Trabajo, sintió o fue


convencida de que debería abrirse. A partir de ahí, se despertaron cosas que ya
tenían tiempo de permanecer dormidas en tu interior, y retornaste al Trabajo,
pero ahora con una comprensión mucho más abarcante y adecuada. Y como
podrás verificar, el Trabajo renació con un brillo desconocido de nueva cuenta en
tu interior. Si yo no te hubiese mencionado los nombres y detalles justos de
diversas prácticas para paliar tu recelo, ¿te hubieras abierto?

Bueno, estoy exponiendo cosas que quizá, otra vez de nuevo,


contribuyan a que te abras a plenitud y obtengas nuevas comprensiones. Así es
este Trabajo, yo necesito tanto de ustedes, que trato de tocar y tocar a sus
corazones para ver si se despierta un deseo sincero de que comuniquen sus
experiencias personales, estúpidas o sublimes, eso no es lo importante. El
egoísmo sólo se puede disminuir cuando aprendamos prácticamente a vivir en la
consideración hacia los demás, creo yo.
Me pregunto: ¿por qué los demás miembros de tu grupo no se inscriben en
la Comunidad y participan individualmente? Sólo es para verificar, porque en los
grupos que encabezo, sucede lo mismo, algunos se inscriben y no participan
activamente. ¿Será un reflejo de lo que sucede en cada grupo, real o imaginario,
de que pocos son los que soportan a los demás, y la gran mayoría vegetan como
simples rémoras? Pero hay que tratar y tratar, quizá llegue un día Jesús a ellos,
y dejaremos de clamar en el desierto.

-109- Estimado Esencio:

Creo que es mucho más adecuado definir primero: ¿Qué es un acto?,


o ¿Qué es una acción? ¿En qué difiere un acto de un intento? Posiblemente
existan diferentes tipos de actos, pero antes de sondear en eso, es necesario
encontrar y comprender primero el significado de un acto o acción. Para ser más
precisos y no apoyarnos en las experiencias o descripciones de otras personas, o
en los diccionarios y las leyes físicas y cosas parecidas, preguntémonos
directamente a nosotros mismos: ¿Cómo se expresa en mí un acto? ¿Qué
experiencia tengo de la diferencia cuando manifiesto un acto y cuando no?
¿Dónde nace en mí el acto? ¿Qué utiliza de mí el acto para expresarse? ¿Cómo
se manifiesta externamente ese acto? Si captamos estas interrogantes, inferimos
que para poder definir un acto necesitamos antes haberlo observado en
nosotros. ¿Y la observación es un acto en sí o es algo diferente? ¿Y para
observar algo en mí primero debo tener la intención de observarme? Bueno,
pues parece ser que para llegar a la comprensión justa de lo que es un acto,
caemos dentro de un circulo vicioso del que es difícil escapar. Pienso que a eso
se refería Gurdjieff, hablando de la comprensión. Parece que la comprensión es
muy parecida al cuento del: “El elefante en la oscuridad”. Por eso es mejor no
tratar de definir conceptos porque terminamos atrapados por ellos. Los
conceptos son tan variables que cambian a cada rato su significado. Pero las
experiencias son permanentes, quedan gravadas en nuestro interior para toda la
vida, porque las vivimos directamente en carne propia.
Para mí la Tríada es la Tríada, y la Tétrada es la Tétrada. Cuando una
Tríada se transforma en una Tétrada, tiene que venir un aporte (el cuarto
elemento, y no me refiero a alguna película contemporánea) desde el exterior.
Cuando el cuarto elemento aparece, la Tríada desaparece como Tríada y se

- -105
Aproximación al Cuarto Camino

transforma en Tétrada. Un tres no es igual a un cuatro, pero si tengo tres pesos


y tú me das otro peso, entonces tengo cuatro. No quiere decir que cuando tengo
cuatro pesos ya no tengo los otros tres; sino que con tres pesos estoy mucho
más limitado en lo que puedo lograr que con cuatro pesos. Con tres pesos puedo
viajar desde Monterrey hasta Querétaro, pero con cuatro pesos puedo llegar
hasta el DF. La Tríada es la manifestación del dinamismo en el momento
presente, ahora soy activo, ayer fui pasivo y mañana seré receptivo. La Tétrada
es la manifestación del movimiento dirigido hacia algo, es un movimiento hacia
la evolución o hacia la involución. La Pentada es la manifestación de la
quintaesencia de las cosas, nos ayuda a comprender lo que las cosas son en sí
mismas. Y así continua hasta el doce.

Para mí un acto intencional, sin comillas, no depende de mí, por


ejemplo, es cuando poseo una piedra (como un diamante), y es algo que valoro
tanto porque me la ha heredado mi santa abuela, y la agarro y se la doy al
primer transeúnte que se cruce por mi camino, sin decirle nada y sin esperar
nada a cambio. Yo verdaderamente no me atrevería a hacer ese acto, pero si mi
Dios interno me obliga a hacerlo, pues no me queda de otra. Otro acto
intencional para mí, es cuando tengo sed y en mi mochila traigo una cantimplora
con agua, pero me abstengo de beberla. Porque sentir sed cuando carezco de
cantimplora con agua, o buscar una piedra filosófica porque se me antojo, y
meterme en un “acto intencional” para ir a buscarla, bueno, pues cualquier
persona actuaría así, porque mí voluntad de vivir me obliga a actuar así. Parece
ser que cuando me atraganto y no puedo respirar, de inmediato la voluntad de
vivir instintiva me obliga a hacer hasta lo imposible por respirar. Pero acaso:
¿puedo obligarme a mí mismo a suicidarme deteniendo con un acto intencional
mi respiración?
Así que lo más valioso, no es tanto el qué, y mucho menos el por qué,
sino el cómo. El qué son simples conceptos teóricos (qué es el cuarto camino,
cualquiera lo sabe), el cómo es a partir de las experiencias prácticas (experiencié
en mí mismo lo que indica el cuarto camino, muy pocos lo logran), y el por
qué me metí y practico el cuarto camino (pues porque el cuarto camino existe).
El qué, dejémoslo a la vida ordinaria, el cómo es el mundo del trabajo sobre uno
mismo, y el por qué dejémoselo a Dios que es la fuente de todo Propósito.

¿Ya clarificaste en ti mismo ese Dios del hacer que mencionas? Me


interesaría mucho, ¿comprender cómo lo lograste?

Bueno son tantas las cosas que se necesitan comprender, que pienso
que una vida no nos alcanzaría para lograrlo. Pero a la mejor no se necesita
comprender tanto, sino sólo lo esencial para realizar nuestra meta o destino
individual; para eso, quizá sí baste con una sola vida.

Recibe un abrazo de todo corazón de parte mía...

-110- Estimado Esencio:


Bueno, sin no hay experiencias personales, bienvenida tu anécdota
verídica. Sigamos ese flujo a ver a dónde nos conduce. Pero no conozco
anécdotas verídicas que yo haya presenciado directamente, así que lo único que
puedo compartir contigo es un “cuento”, sabrá Dios si haya sido verídico o no. Lo
titularé:

106 - -
Aproximación al Cuarto Camino

“LA COMPRENSIÓN”.

Se le preguntó a un guía del Cuarto Camino:


- ¿Cuál fue la experiencia más conmovedora, la más instructiva, o la
más verdadera de tu larga vida?
Él dijo:

Lo que voy a relatar me enseñó mucho acerca de lo que ya conocía, pero no


comprendía qué es, para mí, la lección de las lecciones. Antes de ella, aunque
creyéndome erudito y sabio, me convertí en alguien dotado de comprensión.
“Ocurrió cuando fui a ver al gran sabio de Chiconchuac. Cuando llegué,
se encontraba rodeado por una multitud aullante, cuyas mentes habían sido
envenenadas contra él debido a las intrigas de hombres intolerantes. Estaba de
pie en su porche, sin responder, pero había salido porque la multitud aullaba
como una jauría.

“Entonces, un hombre comenzó a injuriarme mas ruidosamente que


los demás, y lo hizo con tal efecto que la multitud primero se calló, escuchando a
su chacal líder, luego se incomodaron, horrorizados ante tanta violencia, más
tarde, mientras el sabio estaba aún de pie, silencioso, comenzaron a murmurar
contra el hombre que había sido su portavoz unos minutos antes.
“Yo pensé: “Seguramente esto es un milagro, por el cual Dios hace
que sus enemigos sean los medios para ayudar a sus amigos. Pero, ¿qué
ocurrirá con el líder, que ahora se está convirtiendo en la victima de la
multitud?”.
“Entonces, mientras la masa comenzaba a gritar contra su efímero
líder, vi al sabio de Chinconchuac que le daba un puñetazo. Pensé: “Él al
cometer una mala acción, no pudo contenerse en el momento de la victoria”.

“ Pero la multitud se deshizo, y yo me marché, sin visitar al sabio,


porque no sabía qué pensar. Después de una hora o dos vi a un pobre alumno
del Cuarto Camino, con unos tacos de barbacoa y una coca cola frente a él, al
lado del camino, y me senté cuando me ofreció algo de su comida.

“ Él leyó mis pensamientos mientras comía, ya que después de


algunos minutos dijo:

¡Infiel e implacable! Te preguntas por qué el sabio de Chiconchuac no pudo


contenerse, y por qué golpeó a su atormentador, anulando a tu parecer su fama
de moderación?
¡Comprende, oh ignorante mediador de superficialidades, que la
realidad es diferente de la imaginación, porque lo que a ti te parece un hecho es
verdaderamente imaginación!

“ ¡El sabio golpeó al hombre, éste es el único hecho; su intención, por lo


contrario, no es un hecho visible, sino que es imaginación de tu mente diabólica!

“ Él golpeó al hombre para dispersar a la muchedumbre; si no lo


hubiese hecho, un instante más y habrían atacado a su atormentador. Al
golpearlo dio satisfacción a la sed de la multitud, por un castigo visible. El

- -107
Aproximación al Cuarto Camino

atacante no fue herido, sino más bien protegido de la furia de la multitud, que lo
habría despedazado.
“De modo que ya ves; lo que parecía un asalto, y de hecho fue un
golpe, fue el medio de proteger al agresor.
“ Mientras no puedas ver estas cosas, y verlas en tu corazón, no serás
uno de los elegidos para el Cuarto Camino, y jugarás con nueces y pasas como
un niño, y a esto le llamarás aprendizaje, estimación y conocimiento. Pero no
tendrás comprensión, y permanecerás como un animal para siempre, a menos
que aprendas, y aprendas, y aprendas.

Si este principio fuese adoptado entonces nos refrenaríamos antes de juzgar por
las apariencias –repliqué de inmediato-, y toda clase de cosas irresponsables se
harían en nombre de la santidad, y cada villano tendría así licencia para hacer lo
que quisiese, ¡y el mundo llegaría a su fin!

El pobre alumno del Cuarto Camino me miró y rió, y luego lloró, y


luego dijo:

¡Oh hermano de rostro brillante! ¿No has notado que el mundo está
llegando a su fin, y que la gente que cree que está haciendo el bien, y que le
falta la percepción y el entendimiento, es la que lo está llevando a su final? Y tú
no miras eso, sino que de hecho deseas ayudar en el proceso. No te ocupes con
eso, desarrolla más bien la comprensión del significado de los acontecimientos,
¡no la especialidad en el escrutinio de las apariencias!

Cuento de la Tradición Viviente No copiar ni alterar intencionalmente


Desde luego, querido Esencio, este cuento no se parece a los de la
viejecita que nos contaba Lavastida durante su campaña hacia la presidencia,
para conmovernos y elegirlo a él por su gran sensibilidad con el pueblo; pero es
el único que sentí apropiado para esta ocasión.
Ojala que tus contradicciones te ayuden un día a dar en el blanco al que
apuntas...

-111- Estimado Esencio:


En ese cuento no es sencillo atrapar el significado principal (no la
moraleja) que se intenta transmitir, desde luego, el nombre del mismo nos
indica que tiene que ver con la comprensión. Y la mayoría de las personas logran
atrapar de qué trata el cuento, y pueden hasta retener palabra por palabra las
incidencias del mismo, y hasta ahí llegan y se dan por satisfechas, pero la parte
difícil de atrapar, aparte de ese qué tan obvio, es el cómo del asunto: ¿cómo se
puede alcanzar esa comprensión? El cuento menciona ese medio (o el cómo
lograrlo), pero se presenta de manera tan sutil que pasa desapercibido. Pero
desde luego, habrá personas que lo atrapen, y con esas personas precisamente
podríamos comenzar a hablar sobre ciertas cosas profundas, ya no de
superficialidades y conceptos, sino acerca de la parte sutil de las cosas. Porque
en ellas estaría despierta una parte que comúnmente permanece dormida y que
les ayuda a percibir las cosas de una manera más integral y justa.

Bueno, aquel que sea capaz de ver las contradicciones incesantes que
se manifiestan en su vida, sólo le queda un camino, despertar una necesidad o

108 - -
Aproximación al Cuarto Camino

deseo tan fuerte para que logren amalgamarse y se unan. Pero tener un deseo
que sea más importante y fuerte que todos los otros tipos de deseos mundanos
y condicionados, conlleva cierto esfuerzo y sacrificio que pocos se atreverían a
afrontar.
Bueno, Esencio, revisando tus aportaciones anteriores detecto que tú
tampoco no nos has comentado ningún acto que hayas hecho intencionalmente,
quizá tú mismo te refieras también a ti cuando encasillas a cierto tipo o a la
mayoría de las personas.
Ese gran instructor del Cuarto Camino a nivel mundial, quizá ya
superó sus miserias y alcanzó la riqueza. A de contar con multitud de yoes que
le hacen la vida más cómoda y sencilla, y nos contempla a todos nosotros
continuando inmersos en sufrimientos innecesarios. Y siento que muchas
personas desearían llegar hasta ese nivel mundial.

¿Y ese contradecir por sistema de dónde nace? ¿Será también de la


vanidad? ¿Acaso existirán actos intencionales que no vengan desde nuestra
vanidad? Porque cuando uno está completo, lleno hasta el tope, a la mejor ya no
hay vanidad, algo en él que esté vano o vacío; así que no necesita actuar porque
tiene y posee todo. Pero todo aquel que siente la vanidad interna, o su vació
esencial, buscará y buscará hasta saciar dicha necesidad. A una persona llena y
satisfecha no se le puede hablar de desarrollo y mucho menos del Cuarto
Camino; porque este Camino sólo sirve a los que se sienten vacíos, incompletos,
llenos de deseos contradictorios, y carentes de fuerza interior, que han
destacado y triunfado en su vida familiar y profesional ya que cumplen con
máxima responsabilidad sus obligaciones cotidianas; pero que aún esperan
encontrar y esforzarse por encontrar una salida a su situación interior actual.

Bueno, llegar a desempeñar en la vida el rol de policía o de ladrón con


la máxima eficiencia, y a su vez uno mismo sentir internamente que éstas son
sólo caretas que le tocó representar porque Él no es verdaderamente ni policía ni
ladrón, es un juego muy difícil de actuar.

Desde luego es casi imposible atestiguar un acto intencional real, porque


dichos actos nacen sólo en la parte interna y más profunda del actor.

Bueno, esperar a que otro diga algo, para yo empezar a contradecir, puede
tomarse como un verdadero acto, eso sí, como un verdadero acto estúpido, ya
no digamos automático. ¿Por qué, como indica el cuento, mejor no intentamos
de refrenar nuestra reacción inmediata corporal, emocional, intelectual o
fantasiosa, en vez de intentar deducir estupideces en lo que percibimos? Lo
primero es algo práctico y remunerativo para uno mismo y quizá hasta para los
demás, terminaríamos siendo más controlados; pero reformar el mundo es una
ilusión que tarde o temprano nos conducirá a la desilusión.

Existen papas crudas y papas cocidas, a nuestra percepción ordinaria


parecen iguales: siguen siendo papas; pero si intentamos intuir a qué alimenta
cada una de ellas, comprendemos que su substancialidad es muy diferente, una
tiene un potencial mayor que la otra por haber pasado por una cocción o
sufrimiento para cocerse. Así mismo existen personas crudas y cocidas, detectar
la diferencia puede ayudarnos a contactar, comer y asimilar el contenido de las
cocidas, y evitar la indigestión que nos provocan las crudas.

- -109
Aproximación al Cuarto Camino

Que tus “actos intencionales”, sobre todo de contradicción y de critica


para corregir y encauzar al mundo de acuerdo a tus inferencias personales, te
den la satisfacción que estás esperando. Pero, por lo pronto, el mundo sigue
girando incesantemente y algún día estaremos con un pie en la tumba, y si en
ese preciso momento podemos realizar un acto intencional, sabríamos que no
hemos desperdiciado la vida que se nos dio.
En el capítulo: “El Purgatorio”, de “Relatos de Belcebú a su Nieto”,
Gurdjieff dice que la única afirmación verdadera que nos ha llegado desde el
pasado es la de que “el hombre está hecho a imagen de Dios”. Y luego dice que
esto no significa que Dios haya de ser entendido a imagen del hombre,
especialmente no como un viejo caballero judío con barba, y con un peine
asomando por su bolsillo. Significa que el hombre está hecho de acuerdo al
mismo patrón que la gran totalidad, el Megalocosmos. El hombre así hecho es el
hombre real, no el hombre entre signos de interrogación: es uno en quien los
tres centros están despiertos, de modo que puede tener en sí mismo su propia
“ley del tres”.
¿Qué son esos centros? Si simplemente decimos que tienen que ver con
el pensamiento, el sentimiento y el movimiento físico, parecerá que son
enteramente funcionales. Es mejor decir que cada uno de ellos representa la
presencia de uno de los tres mundos. El cuerpo es obviamente la parte funcional.
Es el sentimiento el que puede transformarse en ser. Nuestros
sentimientos son capaces de ir más allá de cualquier cosa que el pensamiento
pueda darnos. Los sentimientos alcanzan hasta el mundo del ser, y el estado de
nuestros sentimientos puede ser tomado como una indicación de nuestro estado
de ser. En su mayor parte, el tumulto ordinario de nuestros sentimientos sólo es
un testimonio de la incoherencia de nuestro ser. Gurdjieff describía estos estados
emocionales ordinarios como “negativos”, en contraste con las “emociones
positivas” tales como la fe, el anhelo y la esperanza, que nos pueden llevar hacia
la totalidad.

El centro del pensamiento es la sede de la voluntad, su asiento. No


deberíamos tener dificultades en ver que esto representa una grandísima
transformación a partir del estado ordinario. Si llamamos a nuestra voluntad el
“Yo” o el “Amo”, podemos decir que nuestros cerebros han exiliado a su Amo,
pues mañana, mediodía y noche están llenos de sueños. Apenas podemos usar
nuestro pensamiento para otra cosa que para ocuparse del mundo de la función;
pero su propósito real es mucho más elevado: debería ser la sede de una visión
creativa a través de la cual pueda entrar la voluntad.

El hombre tripartito de Gurdjieff es probablemente lo mismo que el


hombre de cuerpo, alma y espíritu. Lo que debemos tener claro es que,
cualquiera que sea la terminología utilizada, este hombre vive en tres mundos:
el hombre es una máquina y sin embargo libre, es un alma y sin embargo tiene
instrumentos, es una voluntad y sin embargo existe. Este hombre es:” La
imagen de Dios”.

Hace muchos años, poco antes de encontrar a Gurdjieff en 1920, yo


era un joven oficial del ejército estacionado en Constantinopla, y tuve una visión
de efectos muy profundos en mi vida. Por aquel tiempo estaba casi
obsesivamente interesado por la noción de las dimensiones superiores, y trataba

110 - -
Aproximación al Cuarto Camino

de encontrar modos de explorarlas. Y fue mientras estaba tan preocupado por


todo esto que tuve una visión en la que vi la totalidad del universo existente
como una esfera, no una esfera ordinaria en tres dimensiones, sino una esfera
con el espacio y el tiempo en ella.
Vi en qué modo existía todo en ese mundo que posteriormente llegué a
conocer como mundo de las funciones. Contenía la totalidad del mundo
cognoscible, lo que llamamos el universo cognoscible, y se hinchaba y expandía
como una pompa de jabón, y todo lo existente se hallaba sobre la superficie.
Pero fuera de ella, más allá, en la luz, había seres libres no confinados a la
superficie de la esfera. Estaban volando en el futuro al que la esfera todavía no
había llegado, y vi que ésta era la libertad que la totalidad de la vida había
estado tratando de alcanzar. Pero vi también que había una región oscura en su
interior, en la que nos podíamos quedar detrás. No tengo duda alguna de que
esta imagen que vi en mi mente es la realidad. Nuestra conciencia cambia, y
entonces vemos cosa.

Supongo que lo vi de ese modo particular porque estaba tratando de


entender dónde aparece la libertad en el mundo. En la visión vi que la libertad
sólo se encuentra fuera del mundo. Pero pude ver también algo conectado con el
mundo libre y con el estado de cosas sobre la esfera. Había una especie de
atmósfera alrededor de la esfera que era medio esclava, medio libre, aquello que
posteriormente llegue a conocer como el mundo del ser. Cuando me encontré
con Gurdjieff no mucho tiempo después, él me confirmó la exactitud de la visión,
y entendí que tenemos que ser capaces de volvernos libres, para entrar en el
mundo donde somos libres.
Cuando en nosotros existe un recipiente para la concentración de
energía, puede haber una voluntad y podemos ser totales. La unificación de
nuestro ser es una empresa práctica, consistente en una lucha con nosotros
mismos, y en sacrificios. La lucha es posible a causa de la relatividad del ser. El
ser es tanto objetivo como subjetivo, en cierto grado cognoscible y externo como
la función, y en cierto grado incognoscible e interno, como la voluntad. Un
estado superior del ser es subjetivo en relación a un estado inferior de ser; y
podemos también decir que es más activo. Desde un estado superior de ser
podemos mirar a un estado inferior y conocerlo, como si perteneciera al mundo
funcional.
A causa del lado subjetivo del ser, siempre hay en nosotros un cierto
sentido de “yo-idad”, y podemos engañarnos creyendo que nos percatamos del
“yo” o de nuestra voluntad. Nos sentimos llenos de la percepción de nuestra
propia presencia y a eso le denominamos “yo”; “yo estoy realmente aquí”. En
realidad de lo que nos percatamos es de nuestro instrumento corporal (yo o
estoy), y de que nuestros sentimientos se han despertado (yo). Incluso cuando
nuestros sentimientos están conectados a un estado superior de ser y nuestro
sentimiento del “yo” es muy fuerte, lo que estamos experimentando realmente
es el estado alterado de ser y no la voluntad.

Tal vez suene crudo si decimos que la voluntad no sólo es


incognoscible, sino que ni siquiera puede ser experimentada; pero la libertad, si
es auténtica, nunca puede ser conocida u observada. Dijimos que el cerebro de
la cabeza es el asiento de la visión creativa, y que por medio de ella la voluntad
puede entrar en nosotros. Sabemos que el centro de pensamiento está destinado

- -111
Aproximación al Cuarto Camino

al trabajo con imágenes mentales. Nos es posible producir una imagen mental
de algo que queremos realizar, y llevar esto a cabo “como si” estuviese dirigido
por la voluntad. Llegará un momento en que se haga la conexión entre nosotros
y la voluntad, y en que la voluntad sea realmente la que dirija.
Tomado de La Profundidad del Hombre
John Bennett

-112- EN ESPECIAL PARA OSCAR:

Un “Yo” muy pequeño está a punto de expresarse aquí; un “Yo” que no ha


tenido la buena fortuna de ser unificado por un respeto sincero hacia la verdad;
un “Yo” que no ha sido formado a través de un deseo perdurable de evolucionar.
¿No sería una consolación si me dijera a mí misma que haber sido tocada
gentilmente por su presencia?

Hablando en nombre de ese “Yo”, me agradaría decir que hará


unos quince años fui tocada varias veces por el resplandor de su presencia, y fui
tocada de nuevo el año pasado. Esos momentos tomaron lugar durante los
períodos de meditación de grupo, llamados “sittings” en los grupos de Gurdjieff.

¿Por qué estoy escribiendo, si estoy apartada de la enseñanza


desde hace un largo tiempo? Quizás para atestiguar la verdad de algo que
Madame de Salzmann me dijo tiempo atrás, cuando admití ante ella que, a pesar
de todos mis esfuerzos, constantemente era tomada por mis manifestaciones
automáticas.
-“¡Un esfuerzo consciente jamás es perdido!” –me indicó

Durante los setentas, cuando usualmente me sentaba frente a la


persona que guiaba la meditación, muchas veces afloraba en mí que estaba
insuficientemente preparada y era demasiado reactiva, o que estaba enterrada
por los “pensamientos” turbulentos, o con tan poca paz conmigo misma que
tenía que hacer un esfuerzo considerable para que mis sentimientos se abrieran
por sí mismos al objetivo primario que estaba persiguiendo para aglomerar
juntos los elementos de un “Yo” completamente desparramado. Durante el curso
de esos años también llegue a familiarizarme con diferentes estados. No sabía
entonces que esas experiencias podrían dejar su profunda impresión sobre mí.
¿Cómo podría haber sabido que aun un ser tan encajonado en una gruesa
concha como yo, incapaz, tanto por razones ideológicas como personales, de
comprometerse totalmente con el camino indicado por Gurdjieff, pudiera haber
sido tan marcada, tan tocada por cada uno de los pocos trabajos llevados acabo
dentro de la disciplina de su enseñanza? Es este trabajo de una principiante el
que trataré de describir.
La primer cosa que aprendí, y que me ayudó a llegar a ser más
conciente de mi cuerpo y de estar más presente en mí misma, fue concentrando
toda mi atención y toda la energía circulando en mí en cada uno de los cuatro
miembros en sucesión, comenzando cada secuencia con el miembro siguiente.
Este ejercicio parecía extremadamente simple para algunos, pero aquellos que
pensaban así, nunca habían pasado ellos mismos a través de esa experiencia

112 - -
Aproximación al Cuarto Camino

Para ser verdad, por primera vez en mi vida sentí: que yo existía.
No Como Yo Soy, sino como Yo Puedo Llegar a Ser, cuando tengo al menos la
sensación de un brazo o una pierna para anclarme en la realidad del presente

Para ser verdad, por primera vez en mi vida, sentí que yo estaba
actualmente ahí, en ese lugar, en ese momento, en ese cuerpo, y que yo no
podía estar en ninguna otra parte.
Tener la sensación, por primera vez en mi vida, de que mi cabeza y mi
cuerpo estaban trabajando juntos, y que ese vibrante equipo poseía una energía
de décimo grado. Capturar un vislumbre de otro funcionamiento por unos pocos
segundos. Un “Yo” más capaz y mucho más seguro
A partir de lo anterior, muchas otras cosas son posibles. Tener la
sensación, por primera vez en mi vida, del frente de mi cuerpo y verme a mí
misma desde atrás, sentada en un cojín como, en ciertas tariqas, el discípulo es
dirigido hacia el maestro
Después de eso, sentir lo alto de mi cabeza, tan sensitiva y tan porosa que
una apertura a otra energía llegaba a ser posible. Algo fuera de mí misma se
reconectaba con algo interior que siempre había estado ahí, pero que yo no
estaba ahí para darle la bienvenida. Una fugaz sensación de no estar ya más
sola, separada, al estar reconectada a una inmensa presencia que no puede ser
nombrada ni representada a uno mismo. La cual es. “Tú no estarías buscándome
si no me hubieses encontrado”.

Un día, igual que una lluvia de oro sobre mi cabeza, hombros y


espalda, estaba completamente radiante, inundada por una gracia tanto
luminosa como sólida, que recibí con sorpresa y maravilla. La mera densidad del
cuerpo había cambiado. ¿Es lo que es ser “tocado por la gracia”? ¿Estar dentro
de un contacto con una energía superior?
O, cada vez que respiraba era tomada dentro del ritmo de una
respiración más grande que enteramente me envolvía. Una parte integral del
cosmos. Imperceptiblemente, encontré mi balance, parada totalmente, o
inclinada hacia adelante o hacia atrás, como si una fuerza magnética me obligara
a mantenerme a mí misma erecta en el campo de esa presencia. El aire circulaba
alrededor de mí; siento la luz; difícilmente sentía mi peso sobre el piso. No sólo
reconozco esa energía sobre y alrededor de mí, ésta parece reconocerme a mí.
Interacción. Intercambio. “Igual en la tierra como en el cielo”.
O de nuevo, la columna vertebral parecida a un árbol viviente, la
savia circulando desde la punta del tronco hasta las raíces, bifurcándose hacia
dentro de los miembros inferiores. La columna vertebral, una cadena de
conexión, un eje, un conduit, un canal cargando de una energía, de una fuerza
inesperada que está en mí, pero que no viene de “mí”. ¿Cómo ser débil con tal
fuerza circulando?
O algunas veces, una presencia inteligente pero no-inteligible se
desarrollaba en mí. La palabra “cosmos” pasó por mi pensamiento. En este
momento fue más apropiada que “Dios”, “El Señor”, o “Buda” que aparecían en
otros momentos. La humildad del sentimiento tan tenue en ese espacio infinito,
gobernado por leyes que no conozco. La serenidad de aceptar esa pequeñez, eso
incognoscible. La gratitud de ser capaz de estar consciente de eso. ¿Respeto

- -113
Aproximación al Cuarto Camino

frente a... quién? No necesito un nombre ni comprenderlo para poderlo


reconocer
Por lo contrario: no nombrar esta presencia, no limitarla, ni
encerrarla en una definición que excluya todas las otras definiciones, me permite
aproximarme a ella con una gran libertad interna, en un estado de mente
diferente al de la atención flotante, de una que comienza a escuchar a lo
inconsciente. Percibo primero y pienso después, y ese pensamiento algunas
veces es maravilloso. Se siente más vasto y libre que las palabras. Algunas
palabras, de cualquier manera, nacen involuntariamente a partir del estado en el
que estoy; vienen desde la fuente común de todas las religiones, y
especialmente de la Biblia. Algunas imágenes también me traen luz sin insistir
por ellas mismas. La de Buda, por ejemplo, que la asocio algunas veces con
Madame de Salzmann sentada en “la grande salle” durante el sitting. He tenido
otras fugaces iluminaciones de la sensación de una presencia, de mi lugar en el
universo, de mi sentimiento de estar conectado

Pero. . . mucho más frecuente, existen percepciones agonizantes


de mis múltiples y pequeños “yoes”. Me siento parecida a una máquina estúpida,
movida por automatismos más groseros que los de un animal. Estar identificada
con preocupaciones, externas a mí misma: me disuelvo en un arroyo de
asociaciones
Tan pronto como estoy en contacto con esa “otra” energía, me
expando, llego a ser ilimitada. Cuando caigo y regreso de nuevo al circulo de mis
pensamientos, olvidándome de mi cuerpo, me encojo y la agitación de la cabeza
llega a ser desproporcionada. Pensamientos, fuera de control, giran alrededor del
ego. Ese ego se manifiesta a sí mismo “a pesar de mí”, así que, aun y cuando
me sienta sin limites y conectada, no puede ayudarme ese estado para utilizarlo
para pensar acerca de mis asuntos mundanos y tratar de resolver algunos
problemas mayores
El diablo existe: me he reunido con él. ¿De qué otra manera puede
ser llamado cuando, en el mero instante en que siento que estoy “progresando”,
soy tomada por un pensamiento profano e irreverente?

Llego a darme cuenta de mi ingratitud, de mi carencia de


reconocimiento de esa presencia, de esa energía que se manifiesta por sí misma
durante el trabajo en quietud, y después de haber llegado a casa de nuevo,
retorno al “Yo” ordinario de lo grosero y más automático.

Un día, hará unos quince años, decidí que ya no participaría en los


sittings. A pesar del bien que había recibido de ellos cada vez que participaba,
esas sesiones no tenían efecto sobre mi comportamiento en la vida. Me dije a mí
misma, que si yo permanecía en la periferia externa de la enseñanza de
Gurdjieff, si no me comprometía más a mí misma, esto no tenía sentido. No
podía ya más continuar actuando como una consumidora, como un parásito,
cuando la mayoría de los participantes que estaban ahí daban algo de su
substancia para que ese momento de calma compartida pudiera ser
transformado en meditación, en una oración colectiva. Esto tomó lugar muchas
veces, gracias a aquellos hombres y mujeres, y más particularmente a Madame
de Salzmann, que nos ayudaban a ir más allá de nuestros limitados medios de
concentración, atención y recogimiento. Ni siquiera Madame de Salzmann, ni

114 - -
Aproximación al Cuarto Camino

aquellos que estaban a cargo conduciendo esas meditaciones “dirigían”, nuestro


trabajo. Raramente, ellos lo orientaban: hablando poco, algunas veces
permaneciendo en silencio por media hora. Tal y como lo veo, su acción consistía
en estar en una resonancia muy fina con lo que estaba sucediendo en nosotros.
Y, particularmente, era gracias a su habilidad para percibir qué emanaba de
nosotros en nuestros esfuerzos para abrirnos a una energía más fina, que ellos
encontraban las palabras correctas para acompañar nuestros esfuerzos. Ellos
prolongaban nuestros intentos para crear el silencio en nosotros mismos, al
indicarnos cómo regresar al “aquí y ahora” cada vez que las asociaciones
“diabólicas” nos separaban de ese “Yo” que comenzaba a formarse por él mismo
dentro de la oración sin palabras.

Frecuentemente, me sorprendía que una sensación que estaba


tratando de encontrar fuera evocada, o que un pensamiento, que justamente
apenas había llegado a mí fuera puesto en palabras. Existía una inteligencia muy
grande y un rigor espiritual en la manera en que éramos ayudados por estar en
silencio internamente y abiertos a otro mundo. Una precisión, una corrección,
una delicadeza. No existían “trucos o artificios”, ni aproximaciones (tales como
las que había observado durante las “sesiones de meditaciones” en ciertos
grupos “bioenergéticos”), sino indicaciones de una severa exactitud,
especialmente concernientes a la postura del cuerpo
Raramente había tenido el privilegio de participar en los sittings
con Madame de Salzmann, pero recuerdo que su sola presencia, aun y cuando
ella no digiera nada, nos ayudaba. Ella se sentaba, ajustaba una cobija sobre sus
piernas cruzadas, apuntalaba su espalda con cojines, y nos miraba directamente.
Su mirada nos regresaba a nosotros mismos, en ese lugar, en ese momento, en
el aquí y ahora. Era maravilloso ver a alguien habitando su cuerpo de esa
manera. Ella incorporaba algo de los reinos de la certidumbre, y viendo eso nos
aquietaba completamente. Uno podía ver en su rostro que ella lograba un grado
muy grande de concentración en un segundo y descendía profundamente dentro
de ella misma; y cuando cerrábamos nuestros ojos, la fuerza, la tranquilidad que
emanaba de esa visión de ella penetraba en nosotros. En ciertas ocasiones ella
abría sus ojos y comenzaba a hablar, sin dejar las profundidades que había
alcanzado. ¿Es por esa razón que su voz tenía vibraciones tan exactas que al
solo oírlas nos ayudaban aun y cuando no entendiéramos lo que decía?
Siempre, sus palabras fueron tan “correctas” y, sobre todo, tan
concretas que nos daban una ayuda preciosa. Ella frecuentemente dejaba atrás
los problemas diarios de nuestro “Yo” ordinario y nos conducía más allá,
mostrándonos qué actitudes de cuerpo y de espíritu eran una ayuda para
sobreponerse a los obstáculos; los cuales, en contraste, nos inmovilizaban o nos
hacían caer de nuevo. Me parece a mí, sobre todo, que ella hablaba de humildad
y voluntad. No de auto-voluntad, sino de una voluntad nacida cuando el
sentimiento es tocado, una voluntad de re-descubrir el sabor de recordarme a mí
misma

Desalentada por la carencia de resultados, conciente de no estar


realmente jugando el juego y quizás aun trampeando, como mencioné, decidí
que no merecía esas bendiciones y que no tomaría parte en los sittings. Quince
años después, mientras estaba repetidamente pasando por dificultades y
tratamientos dolorosos debidos a una seria enfermedad, aun a pesar de que

- -115
Aproximación al Cuarto Camino

estaba en camino hacia mi recuperación, realicé que no podía realmente sanar a


menos que cambiara mi actitud mental. Fue una certidumbre absoluta. Sentí que
mi organismo no estaba ya amenazado. El tratamiento había expulsado al
enemigo externo, pero no al enemigo interno. Mi pensar todavía no había sido
curado; olvidando los vislumbres de verdad bajo el choque de mi enfermedad y
el precio pagado por ella, mi pensamiento giraba en los mismos círculos
muertos: angustia, pensar negativo, identificación, olvido del cuerpo y no
escuchar a los demás. La idea de que “algo” me había conservado vivo sólo para
repetir los mismos errores me parecía absurdo. Tenía el sentimiento de que mi
posible recuperación fue un respiro que podía permitirme descubrir una verdad
cierta y vivir de acuerdo con ella. Pero no conocía cómo

Entones un día, me senté en el piso, crucé las piernas sentada


sobre un cojín, la mano izquierda descansando en la palma derecha y el pulgar
izquierdo sobre el derecho, como si fuese una postura natural para mí. Sentí que
mi cuestión era correcta y que “algo” tenía que responderme y dirigirme a mí
misma hacia ese “algo”. Retorné a los métodos que me habían enseñado quince
años antes. Muy pronto sentí la necesidad de dedicar un cierto tiempo cada
mañana para llegar a un silencio interno. Poco a poco, memorias de mis
experiencias durante los sittings aparecieron desde las profundidades de mi
memoria. Después de que pasaron tres meses, llegué a sentir la necesidad de
ser guiada y soportada en mis esfuerzos por alguien menos cercano a mí que mi
esposo; a pesar de que nuestros intercambios habían sido de una rara cualidad.
Mientras estaba vacilante acerca de renovar mi contacto con el
Trabajo, alguien de un grupo me contactó, con tal calidez, afecto e inteligencia,
que pronto deje de vacilar. Los intercambios que teníamos y el trabajo que
compartíamos me dio confianza de lo correcto del paso que estaba tomando.
Ellos conocían cómo simultáneamente aceptar mis debilidades y reconocer mi
deseo de trabajar seriamente, impidiendo que uno llegara a ser un obstáculo
para el otro. Entre otras cosas, se me enseñó cómo “dejar mi sufrimiento a un
lado” para lograr ser capaz de trabajar, cómo evadir la trampa de la
voluntariedad, cómo no confundir los efectos por las causas. Después, la
enfermedad de mi esposo se agravó y fue añadida a lo que yo había pasado, y el
soporte que recibí de los sittings fue inmenso

Ahora se que: “Un esfuerzo consciente jamás es perdido”.

-113- Estimado Pedro:


El ser está representado por nuestros deseos; por nuestro cuerpo de
deseos esenciales. Donde estén nuestros deseos ahí está nuestra ser. Tus
propios deseos te dirigen hacia algo, ya puede ser: externo y tangible, como lo
son tu cuerpo y tus funciones; o hacia lo interno y sensible, como lo serían tu
conciencia y tu nivel de soporte interno; o hacia lo superior e intangible, como lo
es la Fuente desde donde todo emana; y eso mismo sería una indicación de tu
nivel de ser actual. Existen deseos muy íntimos que nacen en las profundidades
de nuestro ser interno o esencial, y existen otros deseos superficiales que son
despertados por cosas, personas o situaciones con las que interactuamos,
distinguir entre ellos es algo muy valioso para comprendernos a nosotros
mismos.

116 - -
Aproximación al Cuarto Camino

Es cierta tu inferencia de que sólo tú puedes contestarte, siempre


y cuando hayas alcanzado la sinceridad contigo mismo. Pero esa sinceridad
necesaria no es algo con lo que contemos actualmente, se precisa de un trabajo
despiadado para alcanzarla. El hombre ordinario se miente y se engaña a él
mismo; quizá pueda ser sinceramente estúpido para detectar y exponer
rápidamente las debilidades y fallas de los demás, pero con respecto a él mismo
es totalmente ciego e incapaz de sinceridad alguna.

Aunque la mayoría de las veces los mensajes expuestos en esta


Comunidad nos parezcan vacíos y carentes de significado, es necesario ampliar
nuestra percepción de los mismos. Si un mensaje lo siento vacío, puede deberse
a dos fuentes, que el que puso el mensaje nos esté transmitiendo, sin saberlo,
su actual nivel de ser y la debilidad principal que ha estado arruinando su vida, o
que nosotros mismos al leerlo mostremos la reacción que caracteriza nuestro
propio nivel de ser. De esa manera, todos los mensajes pueden ser valiosos,
porque sin importar lo que se mencione en ellos, nos estarían indicando los
rasgos característicos de su emisor, o en tu caso del receptor de ellos. Pero si
sólo juzgo que los

mensajes son vacíos, no me ayudarán a conocer los rasgos del otro, y


mucho menos mis propios rasgos; y la oportunidad para que cada situación o
evento en la vida nos ayude a conocernos y comprendernos a nosotros o a los
demás, se habrá desperdiciado.

Bueno, tu eres el fruto de tus propias experiencias, sean


experiencias o vivencias que hayas disfrutado o cosas que hayan dañado a tu
persona. Y ese sentimiento “real” que por primera vez has sentido en tu vida,
también es fruto de esas experiencias. Digamos, la vida puede parecerte vacía e
insulsa, pero ese sentir se refiere sólo a tu propia persona, porque la vida está
ahí como el campo de acción que crea las condiciones propicias para ejercitar
nuestro propio poder de ser y de voluntad. A mayor nivel de ser la vida es
mucho más excitante y vale la pena vivirse, a menor nivel de ser la vida se
vuelve habitual, monótona, insulsa y vacía.
Por ejemplo, yo les he descrito que siempre aprendo algo de cada una de
las aportaciones que llegan a la Comunidad, y aprendo tanto del que aporta
como de mí mismo, aunque para otros esto quizás parezca una buena frase. El
maestro Gurdjieff menciona: “que su maestro, que debería tener más de 100
años, estaba enfrascado en intentar comprender: ¿por qué existen el tigre de
bengala y las pulgas?”. Toda experiencia, todo sentimiento, todo pensamiento y
toda manifestación es valiosa en sí misma, y tiene una razón para ser así. Tener
experiencias es algo correcto, pero aprender de nuestras propias experiencias, y
descubrir el patrón que está encerrado detrás de ellas, es mucho más valioso.

Sigue ese sentimiento que se ha despertado en ti, has algo al


respecto, no te quedes extasiado con él, ponlo en acción y llega hasta donde
tengas que llegar para verificarlo y realizarlo.

-114- Estimada Andrea:


Bueno, ya te catalogaste: eres 4 en el eneagrama. Pero quizás estés
en un error, porque de acuerdo a lo que indicas, más bien encasíllate en el # 2
del eneagrama. Porque el # 2 refleja una personalidad con un sentimentalismo

- -117
Aproximación al Cuarto Camino

volcado hacia el exterior, hablando siempre de sus desgracias, enfermedades,


debilidades, compasión hacia uno mismo, etc. Pero si piensas que apoyándote en
esas categorías del eneagrama te pueden servir para algo, estarías
desperdiciando tu tiempo; son simples juegos de niño.
El trabajo auténtico del Cuarto Camino no reconoce ese uso que han
hecho del Eneagrama cierta corriente psicológica.
Pero para darte un principio, para darte algo a partir de lo que se
puede detectar de tu aportación, entremos en detalles. Entre todo lo que
mencionas no indicas nada con respecto a tu cuerpo físico, simplemente
mencionas emociones y pensares negativos; como si tu cuerpo no existiera,
como que no tiene razón de ser.

Bueno, pues ahí está la posibilidad, que comiences a trabajar


directamente con tu cuerpo físico. Intenta, a partir de este momento, a
establecer una rutina de aeróbic, o de trotar por media hora por las mañanas en
el parque. Barre y trapea la casa, lava tu auto, tiene tu cama, lava y plancha tu
ropa, prepara tu comida, lava los utensilios de cocina, corta, riega y arregla el
jardín, va a pie a hacer las compras, etc., etc.

Si algo en ti te obliga a hacer lo antes expuesto, házmelo saber, y de


inmediato te indicaré ejercicios mucho más valiosos que puedan ayudarte a
realizar tu propio ser.
¡Animo! Y disfruta haciendo todas esas tareas, que aunque te
parezcan insulsas, van a contribuir a balancear un poco tu vida interna.
Recibe la fortaleza que requieras para atreverte

-115- Estimado Santiago:

Existen pasos para llegar a la comprensión del ser. Claro que tú eres
algo actualmente, pero existen dos partes: una es lo que te han hecho ser. Y la
otra, lo que verdaderamente puedes llegar a ser. Una es aquella que te dice que
tú eres Santiago, y la otra, que no conoces todavía, algo potencial. La primera la
puedes conocer por medio de la auto-observación, la segunda la puedes
descubrir en base a experiencias precisas y dirigidas hacia ese fin.

Igualmente, lo que mencionas en la segunda aportación, se necesita


profundizar. ¿Tienes la fuerza y el coraje necesarios para ser lo que según tú
quieres ser?
El ser es lo que verdaderamente eres, pero ¿sabes ya lo que eres
actualmente?
Porque si lo supieras, habrías encontrado que eso que actualmente eres no
coincide con lo que imaginas tú que eres. Tu ser actual y potencial tiene
debilidades, carencias y determinados poderes individuales, no que sea algo
idílico o idóneo. El día que te atrevas a enfrentar el conocerte a ti mismo, ese día
descubrirías que lo que digan los demás no es importante, porque lo
verdaderamente importante es lo que digas y sientas tú mismo al respecto al
presenciar lo que actualmente eres. Si lo descubres, el sufrimiento de ver tu
situación actual no creo que sea algo que te agradaría.

118 - -
Aproximación al Cuarto Camino

-116- Estimado Ezra:

El valor real de la oración o de la plegaria depende de quién la


realice. La oración ordinaria efectuada por una persona ordinaria carece de valor,
porque casi siempre consiste en pedir cosas o poderes que no podemos soportar.
Es mucho más importante comenzar a trabajar sobre nosotros mismos de
manera práctica para elevar nuestro nivel de ser actual. Y una vez que hayamos
adquirido ese otro nivel de ser, entonces la plegaria comenzaría a ser valiosa y
real, ya que la totalidad de nosotros mismos estaría comprometida en esa
acción. La oración o plegaria está dirigida a las partes superiores de nosotros
mismos y del universo.
La oración o plegaria no sólo es una forma religiosa, entendiéndose
por ello la religión tal y como la conocemos ordinariamente. La plegaria es una
aceptación plena de lo superior, y va dirigida hacia algo que está mucho más allá
de nosotros mismos. Sólo aquel ser que haya alcanzado la receptividad
necesaria será contactado desde Arriba. Existen muchas formas de oración,
algunas para pedir ciertas cosas, otras para agradecer algo, y la más valiosa es
cuando oramos para olvidarnos de nosotros mismos y ser contactados por algo
más grande que nosotros.
Podremos ahondar mucho más con respecto a este medio de la
plegaria, pero es necesario saber qué es lo que verdaderamente deseamos y que
somos actualmente

-117- Estimado Alone:

Alcanzar la receptividad necesaria es uno de los logros más difíciles


de realizar.

Intentemos entre los dos percibir el proceso con mayor profundidad.


Primero se requiere sobreponerse a la pasividad, a la inercia ordinaria que
es el pan nuestro de cada día. El método práctico para lograrlo es por medio del
aprendizaje y de la lucha contra uno mismo. Se requiere aprender cómo
observarnos a nosotros mismos; y aplicar dicha auto-observación para conocer
el estado de nuestro ser actual, tal y como somos realmente. Una vez que
comiences a conocer ciertos rasgos tuyos, encontrarás que estás lleno de
debilidades, desordenes y multitudes de emociones negativas. Cuando lo logres
verificar, hasta que estes plenamente seguro de que así eres, podrás comenzar a
trabajar en la segunda fase del proceso: empezar a luchar contra esos rasgos
negativos de tu ser. Una parte de ti debe separarse y luchar contra esa otra
parte de ti que te disgusta o desagrada porque es un gasto de energía que no te
ayuda a ti ni a nadie más. Este trabajo es activo, debes involucrar tu propio
deseo y tu voluntad para poderlo efectuar. Una vez que te hayas sobrepuesto y
hayas controlado esas actitudes y reacciones negativas por medio de un trabajo
activo, serás reconocido como un hombre que ya tiene su propia voluntad.
Cuando hayas alcanzado dicho nivel del proceso, se presenta lo imposible:
desarrollar tu ser y llegar a ser lo que debes ser y llegar a lo que estás
destinado. Como este tercer proceso tiene como meta el logro de un nivel de ser
superior al que actualmente eres, no existe en ti posibilidad de alcanzarlo por tu
propia voluntad. Así que la única salida es que sacrifiques tu propia voluntad y te

- -119
Aproximación al Cuarto Camino

pongas al servicio de una voluntad superior a la tuya. Esta es la parte receptiva


por la que preguntas.
Como podrás ver, me estás pidiendo el camino para alcanzar una de
las metas finales del trabajo, y comúnmente la mayoría de las personas
imaginan que pueden alcanzar la receptividad por sólo desearlo. Pero no es
posible alcanzar esta tercer meta mientras las otras dos metas menores que te
he mencionado no se hayan establecido a plenitud de manera práctica.

En resumen, si las palabras te pueden servir para algo, te haré una


síntesis: “La receptividad aparece cuando renuncies a tu propia voluntad”. Pero,
si actualmente tú careces de propia voluntad, así que es necesitas primero
tenerla. ¿Y cómo lo puedes lograr? Pues luchando y sobreponiéndote a tus
propias carencias, debilidades y resistencias. ¿Y cuáles son esas resistencias y
debilidades? Pues se requiere primero conocerse a uno mismo. ¿Y cómo puedo
lograr conocerme? Por medio de la auto-observación. ¿Y cómo puedo saber qué
es la auto-observación y cómo se aplica? Pues leyendo ideas donde se mencione
este método, así como las descripciones de las funciones que caracterizan a un
hombre ordinario.

Si esto último ya lo lograste: conocer las teorías necesarias; pues empieza


a observarte a ti mismo.

Si tú me indicas observaciones que hayas logrado de ti mismo, pero


sólo aquellas de las que estés plenamente seguro que son tuyas, que te
pertenecen, pues te podría decir con qué continuar, pero si no tengo material de
constataciones tuyas, sería una estupidez de mi parte darte alguna indicación al
respecto.
Si tú te ayudas a ti mismo para lograr iniciar este trabajo sobre
bases justas, si pagas el precio requerido para empezar a conocerte a ti mismo,
es posible que yo u alguna otra persona cree las condiciones correctas para la
etapa siguiente.

-118- Estimado Alumno:


Existen dos palabras que comúnmente las confundimos, por eso en
esta enseñanza tratamos de separarlas de acuerdo a su significado preciso;
aunque se requiere de un trabajo práctico sobre nosotros mismos para poderlo
verificar y comprenderlo cabalmente. Una es aquella palabra que llamamos:
“Conciencia”. A esta palabra la relacionamos con una especie de saber
intelectual; como todas las experiencias que notemos o estemos atentos o de las
que nos demos cuenta. Esa Conciencia nos da todo aquello que llamamos saber,
el conocimiento intelectual sobre algo, sea un evento externo o un estado
interno. La Conciencia o la simple observación de algún rasgo, actitud o
comportamiento habitual nuestro pertenece a esta categoría. Y de acuerdo con
la enseñanza es simplemente un centro observando a cualquiera de los otros
dos. Aunque, como mencionas, ese centro en el instante de la observación está
separado, y por lo tanto puede observar a cualquiera de los otros dos
reaccionando como están acostumbrados. Esta conciencia pertenece al nivel que
llamamos: “Sensibilidad”; y auque está más allá del nivel automático sigue
perteneciendo al nivel de las funciones y no del ser. Digamos que esa conciencia
nos permite estar medio despiertos, mientras cuando funcionamos en

120 - -
Aproximación al Cuarto Camino

automático estamos completamente dormidos. Esa Conciencia es la que alimenta


de experiencias a la personalidad, por eso en el trabajo preliminar se insiste
sobre ella para que los alumnos empiecen a convertirse en buenos amos de
casa, o personas con una personalidad bien desarrollada, con mucho saber sobre
cosas prácticas de la vida en sociedad y que pueda sostenerse y ser responsable
de soportar y sostener una familia y hasta una empresa comercial.
Pero existe la otra palabra: “Consciencia”. A esta palabra la
relacionamos con una especie de sentimiento del ser o de la esencia; y
pertenece a todo estado de recuerdo de sí o consciente de sí mismo: y es el
trabajo que desarrolla nuestro Ser.
O intentando abarcar lo que mencionas en tu escrito: “Consciencia significa
estar consciente de que estás conciente”; una especie de doble conciencia.. Pero
siento que esto requiere una pequeña disgregación. Podemos decir que la
esencia está Consciente de que la personalidad está Conciente de ciertos eventos
externos o estados o reacciones internas. Este es el estado de despierto que se
intenta alcanzar, desde luego, es necesario primero estar medio despierto. Aquel
que haya despertado su Esencia es el único que puede acceder a la Consciencia.

Como podrás intuir, el lenguaje siempre nos introduce en la


confusión, y las palabras, cuando no las hemos vivenciado de manera directa en
nosotros mismos, casi siempre terminamos por malinterpretarlas. Por eso te
aclaré, que son necesarias ciertas prácticas exactas de la Tradición de esta
enseñanza sobre nosotros mismos, y bajo la guía de alguien que ya haya
vivenciado lo que nosotros tratamos de lograr, para recorrer con seguridad y de
manera acelerada el camino.

-119- Estimado Sayyid:


Tienes toda la razón. La vida ordinaria está llena de ese tipo de
situaciones. Pero es similar a cualquier otra situación que nos ha acontecido en
la vida ordinaria de todos los días. Por ejemplo, quizá tú confiaste en algún
amigo, novia o familiar, y después descubriste que te traicionó, que no se
comportó como tú esperabas, que te utilizó y no te valoró. Igualmente, en esta
enseñanza existe mucho fraude porque la mayoría de los grupos o escuelas
todavía están regidas por los mismos intereses de la vida cotidiana. Desde luego,
es imposible cambiar la vida ordinaria. Sólo nos queda una salida, aprender y
adaptarnos a vivir la vida tal y como es, porque aislarnos de la vida para
sentirnos protegidos, no creo que sirva a finalidad alguna.
Pero aunque a ti te extorsionaron sacándote dinero, fue al final una
experiencia muy valiosa para ti, porque ahora ya nadie te puede engañar,
aprendiste, como tú mismo lo mencionas, a no dejarte engañar. Quizá fue un
aprendizaje que te resultó barato al final, porque sólo te costó dinero, ya que
conozco muchos casos en que el daño a si mayor e irreversible para la persona.

Pero dejemos a un lado todas esas cosas con respecto a las escuelas
o grupos fraudulentos y auténticos del Cuarto Camino. Lo importante para ti,
según lo percibo, es: ¿Qué fuiste a buscar a ese grupo? ¿Qué fue lo que te
condujo a embarcarte en esa empresa?

- -121
Aproximación al Cuarto Camino

Si a partir de ahora, con la discriminación que has alcanzado,


pudieras buscar de nueva cuenta aquello que fuiste a buscar, a la mejor ahora si
te daría el resultado que estés persiguiendo. Por ejemplo, nos estás enviando la
aportación de tu experiencia a esta Comunidad del Cuarto Camino, ¿porque
vuelves sobre los mismos pasos anteriores?, ¿o acaso sólo quieres advertirnos a
los demás miembros para estar en guardia y que no nos dejemos extorsionar o
engañar como a ti te sucedió?

Como te indiqué, lo más valioso para ti es: ¿Qué estás buscando en la


vida? Intenta ver las cosas a partir de tus propias necesidades; olvídate de
aquellas personas que te extorsionaron y te defraudaron para subsanar sus
necesidades legítimas o ilegítimas, no gastes tu energía lamentándote sobre eso.

Espero, sinceramente, que el aprendizaje que lograste te sirva para


poder discriminar ahora la diferencia que existe entre el trigo y la cizaña. Desde
lugo, para poder distinguirlo, tendrías que haber previamente probado de las
dos, pero parece ser que todavía no pruebas el sabor del Cuarto Camino
autentico...
-120- Estimado Sayyid:

Siento que se requiere comprender eso del dinero. Todo en la vida


tiene un costo, se necesita pagar por algo que se desea. Los grupos auténticos
del Cuarto Camino, entre los que no incluyo aquél en el que te toco estar, tienen
gastos inherentes a su trabajo. En los grupos hay que hacer gastos de renta de
local, mantenimiento, servicios, mobiliario, copiado de artículos, viajes para
iniciar otras ramas del trabajo, festejos conmemorativos, trabajo en el campo,
dar conferencias introductorias, organizar seminarios prácticos de grupo, etc. Los
grupos están dentro de la sociedad, y por lo tanto tienen gastos que deben ser
subsanados por todos los miembros. Nada hay gratuito en la vida. Yo mismo,
para llegar a ser lo que actualmente soy, he invertido mucho dinero y tiempo
para poder lograrlo, nada me ha sido dado de manera gratuita; cuando sentí la
necesidad de contactar un instructor de la tradición, pagué con mi propio dinero
y tiempo para poder realizarlo. Todo aquel que intente ayudarte sin que tú
tengas que realizar un pago, sólo estará fomentando tu dependencia. Desde
luego, esos pagos para poder recibir algo, son diferentes para diferentes
personas, aquellos que ya pueden pagar con esfuerzos y sacrificios sobre sí
mismos no tienen necesidad de pagar con dinero, pero mientras no hayan
alcanzado ese grado de trabajo, se requiere que aporten cuando menos dinero
para el sostenimiento del grupo. Ahora, si tú piensas que tú no deberías pagar
por algo que valoras, te puedo decir que no lograrás nada por esa vía, nadie va a
pagar la cuota que te toca pagar a ti para conseguir lo que andes buscando.
Primero habría que conocer y comprender la verdad de esta enseñanza
antes de sentirnos capaces de decir que lo que hemos encontrado de ella está
distorsionado. Esta Comunidad no es un grupo de Trabajo, simplemente es una
manera en que estamos intentando algo, para ver los resultados; es un simple
experimento, y como tal, tiene cierta duración. Aquellos que esperan que por
medio de la Comunidad pueden acceder a algo, siento que están
malinterpretándolo, la Comunidad no es un substituto del trabajo de grupo.

Espero que tu percepción se amplíe. Por ejemplo, si tu vas a una tienda


departamental, un Gigante por ejemplo, y deseas adquirir un litro de leche,

122 - -
Aproximación al Cuarto Camino

antes de que puedas disfrutar de esa leche que necesitas, el dependiente no te


la dará hasta que hayas pagado el precio correspondiente. Puedes ir a otra
tienda, pero te sucederá lo mismo...

-121- Estimado Santiago:

Todo lo que le indicas a Alumno parecería ser exacto, pero existe una
malinterpretacón muy común que he tratado de indicar en ciertas aportaciones
anteriores porque distorsionan las cosas. Y como nuestra mentalidad ordinaria es
muy dada a grabar y recordar todas nuestras elucubraciones erróneas, se nos
cierran las puertas para alcanzar el discernimiento requerido en la búsqueda
real.

Existen dos tipos de aquello que ordinariamente denominamos:


“Conciencia”. En primer lugar está ese tipo de conciencia involuntaria en la que
ordinariamente vivimos, en la que nos suceden cosas accidentalmente sin
ninguna elección de parte nuestra. Y existe eso otro tipo de Conciencia
voluntaria, en el que puedes elegir hacia dónde dirigir tu atención para conocer
algo, sea hacia algo externo o hacia algo interno.

Pero verdaderamente cuando tú decides dirigir toda tu atención hacia


algo, no se requiere de esfuerzo alguno para dirigirla, es un simple despertar
espontáneo que le llamamos recuerdo el problema se presenta cuando quieres
mantenerla la atención ahí, cuando intentas concentrarte en lo que decidiste. Si
usas el reloj, como lo indicas, descubres que sólo puedes mantenerla por uno o
dos minutos como máximo. Ese descubrimiento, para aquel que está
sinceramente implicado en la búsqueda, lo conduce a descubrir que carece de la
energía necesaria para mantener la atención en aquello que decidió atender. Y
ahí es donde se despierta una necesidad real para lograr acceder a ese tipo de
energía de la que carece. Puede ejecutar muchos experimentos al respecto para
captarlo, pero lo único que encuentra es que puede estar y permanecer atento
sólo en aquellas cosas que lo atraen, que lo fascinan, que le interesan, que
quiere y desea, mientras que para todo aquello que no lo atrae, que no le
interesa ni quiere, carece de la energía necesaria para lograrlo. Y si el desea
verdadera y sinceramente conocerse a él mismo, como es algo en lo que nunca
se ha interesado con anterioridad en la vida, descubre esa carencia de la energía
necesaria.
Todo ese trabajo preliminar, que sólo le sirvió para conocer su
carencia de energía, y que por más esfuerzos que realizó para obtenerla no le
rindieron fruto, comprende que esa conciencia voluntaria basada en dirigir su
atención es algo intelectual y que por medio de ella no logrará la energía
requerida.

Ahí, en ese momento, es posible que pida ayuda, y que la


verdadera: “Consciencia” aparezca en él. Y cuando este milagro le sucede,
comprende que esa Consciencia es algo superior que le fue otorgada desde
Arriba, que él no puede acceder a ella ni por su propia voluntad ni con sus
mayores deseos. Ahí empezará para él el verdadero camino para estar disponible
para que esa Consciencia lo contacte de nuevo, y hasta que logre establecerse
un contacto permanente con ella todos los esfuerzos anteriores habrían sido en
vano.

- -123
Aproximación al Cuarto Camino

Así que en vez de dos: conciencia involuntaria y conciencia


voluntaria, en las que puede vivir un hombre o mujer, le agregamos otra más:
La Consciencia, pero ésta no depende de él aunque suceda en él.

Todo nuestro Trabajo está dirigido para que ese contacto con la
verdadera Consciencia, o semilla de Dios otorgada al hombre y la mujer, se
realice. A partir de ese contacto, se abren nuestras verdaderas posibilidades
para la Completación de la Totalidad de nuestro Ser.

El Trabajo contiene tres etapas o procesos, el primero es para


establecer ese tipo de conciencia voluntaria, trabajar con ahínco para dirigir y
mantener nuestra atención, y como lo indiqué, es un trabajo intelectual, y sólo
un centro está participando y no la totalidad de nuestras funciones; por eso le
llamamos exotérico y se basa plenamente en los: “Esfuerzos Concientes”.. El
segundo proceso inicia para aquellos que efectuaron el primero. Aquí se intenta
lograr ciertos estados interiores para que esa Consciencia superior nos contacte,
desde luego, lo posibilita la integración de nuestras tres funciones o centros.
Como este trabajo se desarrolla totalmente en nuestro interior, algo en nuestro
interior tiene que ceder, tiene que rendir su autoridad para que algo superior
comience a ser lo que dirija ese contacto, por lo cuál lo llamamos: trabajo mezo
esotérico, y se basa en sacrificios que inciden sobre nuestro ser, e involucran a
nuestra esencia o sentimientos reales. Y el tercer proceso de Trabajo, sólo
posible para aquellos que realizaron el segundo. Aquí ellos tienen que morir para
poder renacer, entran al misterio de este Trabajo. Cuando yo existo y Dios existe
no hay posibilidad alguna, pero cuando Dios o el Trabajo sólo es lo que existe
porque yo ya deje de existir, la puerta se abre y entramos a la parte Esotérica
del Trabajo. Aquí sólo la Voluntad está al mando

Desde luego, todo lo anterior que describí, así como todo lo aportado
por ti a Alumno, son sólo simples teorías y no la realidad. Porque la realidad sólo
se alcanza cuando nos contacte, y de acuerdo a mis propias experiencias y
comprensiones, se requiere de la ayuda y soporte de este Trabajo, porque sin él
no existe apoyo ni ayuda alguna para realizarlo...

-122- Estimado Pablo:


He intentado varias veces indicar que esta Comunidad no es un
substituto del Trabajo real de una escuela del Cuarto Camino. La Comunidad es
simplemente un experimento para palpar el grado de interés en asuntos
concernientes a otra vida diferente a la habitual que existe en la Sociedad de
habla hispana. Y una vez detectado por este medio el objetivo que se persigue,
pues esta Comunidad dejará de existir porque ya habría cumplido su cometido.
Las técnicas, prácticas y ejercicios pertenecientes a esta enseñanza
no se pueden transmitir aquí en la Comunidad, ni en ninguno de los libros a los
que tengas acceso y simplemente es por varias razones. La primera, es que el
Cuarto Camino sólo se transmite a un grupo de personas, nunca a una persona
aislada, salvo bajo ciertas circunstancias que no tiene caso mencionar. Y esto es
debido a que es muy difícil encontrar una persona que verdaderamente muestre
un interés y un deseo real por alcanzar la realidad del Trabajo, así que por
simple probabilidad, es mejor trabajar con un grupo de personas haber si así
se encuentra una semilla que valga la pena.

124 - -
Aproximación al Cuarto Camino

Otra de las causas, es que el guía o instructor en una escuela del


Cuarto Camino auténtica, por haber trabajado con ahínco y persistencia en una
práctica en especial, a logrado almacenar cierta substancia en su interior, y
cuando transmite a otros los pasos de la práctica o del ejercicio, junto con ello
emana parte de esa substancia para ayudar a alguno de ellos a despertar cierta
fuerza interior. Así que un grupo debe estar guiado por una persona que
actualmente tenga ese tipo de substancia en su interior, porque sin ella, no
existe posibilidad alguna para los demás integrantes del grupo.
La tercera causa, se requiere que después de haber trabajado
activamente en ciertas prácticas trasmitidas, los miembros del grupo deben
exponer en las reuniones sus experiencias al respecto, porque ese intercambio
de experiencias ayuda a comprender ciertas cosas imposibles para una persona
individual. Así mismo, se requiere de un grupo para efectuar trabajos
comunales, en los que se despertarán las reacciones emocionales de cada uno
de ellos, y así el guía las pueda observar y encaminar a cada una de las persona
hacia un trabajo personal sobre ellos mismos en exclusiva.
La única salida es que encuentres un grupo creado sobre las bases
justas del Cuarto Camino, algo difícil de encontrar pero no imposible. En esta
Comunidad se ha indicado la manera en que podemos crear un grupo nuevo de
trabajo en nuestra propia ciudad, pero parece que no existe un interés por
realizarlo...

-123- Queridísima Santinha:

Mis actuales instructores y mentores en esta senda fueron discípulos


directos del Sr. Bennett. Yo también, igual que tú, después de leer los libros de
Bennett, me ayudaron a que se despertara mi deseo e intuición para lograr
contactar directamente a sus discípulos directos. Uno de ellos es una mujer,
brasileña por cierto, que reside en Estados Unidos y con experiencia práctica de
más de 25 años en el Trabajo; y visita con mucha frecuencia Río de Janeiro. Por
intermedio de ella, existe la posibilidad de llevar a cabo un experimento con tu
grupo en Brasil, pero esa decisión sólo la puede realizar ella.

En cuanto al tipo de grupo que has fundado, inspirándote en Jane


Hape, y parecido a “la soga” que fue formada por un grupo de mujeres bajo la
dirección de Gurdjieff, es algo difícil de alcanzar. En primer lugar, ustedes no
pueden crear un grupo igual al de aquella, porque ese fue un experimento
perteneciente a otras mujeres, en otras circunstancias y en otro tiempo. Pero lo
que si es posible, es que intenten formar el grupo bajo las nuevas condiciones
reinantes de la actualidad.
Además, el grupo original de “la soga” fue formado por mujeres con
características especiales. La mayoría de ellas tenían intelectos bastante
desarrollados y habían triunfado en las áreas de literatura como escritoras y
editoras, en el canto, el cine y teatro, etc.; y sus preferencias sexuales estaban
muy bien definidas. El experimento que llevó a cabo Gurdjieff con ellas, a
ninguno de sus otros alumnos, hombres y mujeres, se les permitió intervenir ni
relacionarse con los miembros de ese grupo especial.

El método utilizado fue muy diferente al que utilizó Gurdjieff con


todos sus otros alumnos, permanece como la parte más enigmática de su

- -125
Aproximación al Cuarto Camino

enseñanza; y el por qué tomó ese riesgo hasta ahora no ha sido examinado. Así
que la poca información existente de las experiencias personales por las que
pasaron ese grupo de mujeres para lograr el grado sorprendente de desarrollo
en su ser que alcanzaron, se ha obtenido de la correspondencia que entre ellas
mismas establecieron. Principalmente las notas personales de las sesiones de “la
soga” de Solita Solano, por un tiempo secretaria de Gurdjieff, y su
correspondencia con los otros miembros que quedaron preservadas en una
Universidad de Estados Unidos. Otra parte de sus experiencias se puede
encontrar en los pocos libros que escribieron acerca de su trabajo con Gurdjieff,
sobre todo de Kathryn Hulme en su libro: “Undiscovered Country”; y
de Margaret Anderson con su libro: “The Unknowable Gurdjieff”.

Pero recientemente apareció un nuevo libro donde se examina “la soga”;


su titulo es: “Ladies of the Rope”, recopilado por William Patrick Patterson.

Como podrás percibir, el anuncio que apareció en la Comunidad,


donde mencioné que estoy dispuesto a transmitir las prácticas reales a aquellos
grupos sinceros que lo soliciten, es algo difícil de alcanzar. Lo de transmitir las
prácticas reales es correcto, pero para poder lograrlo se requiere de un contacto
directo con esos grupos. La transmisión es algo muy exacto, porque al mismo
tiempo que se transmite una práctica o ejercicio interno o espiritual de manera
verbal o con gestos, existe también la transmisión de una cierta energía. Esa
energía es la substancia más valiosa que podemos obtener de aquellos que han
logrado un nivel de ser superior. Aquí en mi país, ya lo he estado realizando en
varias ciudades donde se han creado nuevos grupos de esta enseñanza. Desde
luego, los miembros de esos grupos se hacen cargo de los gastos de requeridos
para impartirles un Seminario Intensivo Práctico en su ciudad, incluyendo los
gastos de transporte y alojamiento necesarios para mí. Y como podrás captar, en
la Comunidad han solicitado, igual que tú, información al respecto desde Chile.
Al grupo de Chile, siempre y cuando sea un grupo sincero y con deseos de
trabajar sobre ellos mismos, le podemos transmitir prácticas a través de un
miembro conectado directamente con nosotros que tiene su grupo auténtico en
Santiago. Y en cuanto a ti, esperemos que mi Instructora en este Camino pueda
decidir algo al respecto.

-124- Estimada Santinha:


La instructora de la Tradición Brasileña estará en mi casa, aquí en
Monterrey, México, del 19 al 24 de Marzo, ahí le expondré acerca de tus deseos;
te mantendré informada al respecto.

Pero desde ahora te digo, que ella no está interesada en trabajar con
personas individuales, sino con un grupo de personas interesadas en este
Trabajo.
Y podemos intentar intuir el tipo de trabajo en el que estuvieron
involucrados los miembros de la Soga. Gurdjieff trabajó directamente con ellas
para que intentaran desde el principio descubrir sus rasgos o tipos esenciales
principales de cada una de ellas. De ahí los apodos que les dio a cada una de
ellas, casi siempre relacionados con un animal. Por ejemplo, Cocodrilo, su rasgo
característico y debilidad principal, es que era una persona con una fuerza
corporal y sentimental muy grande, pero que ordinariamente lloraba cuando

126 - -
Aproximación al Cuarto Camino

fallaba para lograr sus objetivos (simples lágrimas de Cocodrilo). Gurdjieff


intentó transformarla en un Cocodrilo valioso, que fuera al frente sin importar las
consecuencias. Por ejemplo, cuando varias de ellas retornaron a New York, le
encargó que vigilara y cuidara a Thine One, ya que está, como su apodo lo
sugiere, era muy retorcida en su parte sentimental.

Así que este Trabajo es muy difícil, porque requiere del contacto
directo con el Maestro, que es el único que puede ayudar a que aflore ese rasgo
característico que ha arruinado su vida, y que una vez controlado es la fuerza
más grande para nuestra transformación.

En cuanto a la parte sexual, te recomiendo leer el libro: “Sexo” del


Sr. Bennett.

-125- Estimada Santinha:


Del libro: “Sexo” de Bennett, existe una parte en él donde menciona
acerca de ciertas actitudes que afloran en ciertas personas, en ese caso se
refiere, a los homosexuales. Esas actitudes son las que obstruyen cualquier tipo
de desarrollo interior, porque están apoyadas en una imagen sobre valorada de
nosotros mismos, así que conocer acerca de ellas, y observarnos para detectar
si también forman parte de nuestro repertorio habitual de actitudes, es algo
valioso.

Ahí mismo, el Sr. Bennett menciona acerca de las ventajas y


desventajas con respecto a las posibilidades de sensibilidad y comprensión que
objetivamente tienen esas personas comparándolas con el común de los hombre
y mujeres.

Relee el libro, e intenta captar todo aquello que esté relacionado


directamente con tu propia situación, sea actual o potencial. Quizá encuentres
ideas profundas que puedan contribuir a la comprensión de ti misma.
Un abrazo inundado de amor para ti y para las demás integrantes de
tu grupo, y te mantendré informada con respecto a la Instructora, que por
cierto, es una destacada amazona, tiene una pasión esencial por la equitación...

-126- Estimado Arturo:

Casi todos nosotros tenemos ciertos rasgos y debilidades en nuestro


ser actual. Y como dichos rasgos son una debilidad, no nos dejan
exponernos, casi todos nosotros intentamos ocultarlos o protegerlos por medio
de una reacción característica. Algunos, como tú, dirán: ¡Es que no sé!, por eso
no me manifiesto, prefiero permanecer como espectador y ver la vida pasar
frente a mí. Y verdaderamente la vida pasará sin que ellos la hayan vivido. Otros
se defienden de una manera opuesta: ¡Voy a manifestarme y manifestarme!,
aunque dichas manifestaciones no contengan nada de sus propias vivencia, pero
de esa manera intentan esconder su ignorancia. Bueno, cada uno de nosotros
manifiesta siempre un rasgo determinado, una debilidad esencial. Si lees las
aportaciones que llegan a esta Comunidad, con cierta concentración y mente
vigilante detectarás infinidad de esos rasgos.

- -127
Aproximación al Cuarto Camino

El día de ayer intenté transmitir la necesidad primordial de un grupo


de trabajo a todos los miembros, activos o espectadores, de esta Comunidad.
Veremos la manera en que algunos comenzarán a manifestarse al respecto.

Si ya decidiste que contar con un grupo de trabajo, auténtico o imitativo,


pues intenta dar el siguiente paso, busca a otros que estén interesados en esta
enseñanza, te puedo asegurar, existen muchas personas interesadas, sobre todo
los jóvenes porque su parte esencial está mucho más despierta...

-127- Estimado Danza:

Es interesante saber te tus experiencias con respecto a la sensación.


La presencia de la sensación es la piedra fundamental sobre la que se basa el
trabajo más demandante de las etapas siguientes. La presencia de la sensación
tiene diversos grados o profundidades, que van desde la simple sensación de los
músculos superficiales, hasta la sensación del estado y funcionamiento de todos
los órganos internos del cuerpo. En este Trabajo existen técnicas y ejercicios
muy exactos para alcanzar la presencia de la sensación, y como desconozco cuál
práctica fue la utilizada por ti para obtener ese resultado que llamas: sensación,
es necesario saber acerca de ella para saber si estamos hablando de lo mismo.
Porque muchas veces he descubierto que personas que hablan de cierto
resultado por medio de una palabra, se estaban refiriendo simplemente a un
darse cuenta o pensar acerca de, y no de un estado interior en que esté
involucrada la voluntad. Para evitar esa confusión se necesita mencionar la
práctica que utilizamos.

Desde luego, la presencia de la sensación nos ayuda a vivir nuestra


propia vida interna, y a vivir en el aquí y en el ahora, porque la sensación no
está interesada en los recuerdos pasados ni en las expectativas futuras en las
que viven nuestros pensamientos y emociones. Principalmente nos ayuda a
conocer y comprender cómo funcionamos y reaccionamos, y que nos es muy
difícil mantener ese nuevo estado tan demandante. Pero comenzamos a
descubrir dónde deberíamos estar nosotros mismos, dónde deberíamos estar
presentes, comenzamos a descubrir un espacio o lugar de silencio y tranquilidad
en nuestro interior, y desde ahí, muchas cosas pueden ser posibles.

-128- Estimado Oscar:


El énfasis principal siempre nos traerá de regreso a lo que
denominamos: personalidad y esencia. Aunque parezca repetitivo, es una de las
ideas más difíciles de comprender en este Trabajo. Por medio de la sensación
estamos presentes en nuestra esencia, o nuestro hombre interior, y desde ahí
vemos u observamos a la personalidad o a nuestro hombre externo. En este
trabajo de la presencia de la sensación, existe la posibilidad de desapegarnos de
nuestro hombre externo, aquello que siempre hemos y seguiremos confundiendo
como lo que somos, y veríamos el terror real de su situación tal y como es: una
asquerosidad que se mantiene soñando o pensando, dejándose invadir por los
diablos del miedo, la vanidad, el orgullo y amor propio, sin nada correcto y
efectivo, una entidad que nunca cambiará. Y es muy necesario, junto con ese
trabajo de sensación, comenzar a sentir, o más bien dicho, a tener el
sentimiento real de nosotros mismos en ese hombre interior que ve y observa al

128 - -
Aproximación al Cuarto Camino

hombre externo o la falsedad de nosotros mismos. El hombre exterior vive en la


falsedad porque es su única arma de protección. Pero hay que verlo, y la única
manera es creando esa separación en nosotros mismos. Sin esa separación que
es posibilitada por la presencia de la sensación y el sentimiento real de que
somos el hombre interior, no existe salida alguna. Nuestro hombre exterior
falsifica todo, se miente a él mismo, justifica siempre sus reacciones y actitudes,
etc. Y miente para protegerse, porque jamás podrá aceptar que es una nulidad
que vive en total esclavitud a los diablos.
Las palabras sólo confunden, pero agregaré un ejemplo personal que
es mucho más directo para comprenderse. Estoy sentado ahora frente a la
computadora intentando redactar algo que siento importante para mí. De
repente llega mi hijo y se pone a cantar en voz alta. De inmediato reacciono y le
grito que se calle porque no me deja concentrarme. Él se retira medio
disgustado, y yo ya olvidé lo que me interesaba, todo mi ser está inmerso en
confirmar que los seres son insensibles y no tienen consideración por lo que uno
esté haciendo, etc. Mi hombre exterior estaba tranquilo, pero cualquier
cosa externa que atente con esa comodidad, y de inmediato reacciona, los
diablos comienzan a fluir hacia él y lo convierten en un diablo, grita y
demanda no ser molestado, porque confunde que esos diablos que llegaron a él,
a su hombre exterior, son de él, y que es justa su reacción y sus demandas, etc.
Pero esos diablos que fluyen a mi hombre exterior, me dañan a mí y me obligan
a dañar también a los demás seres queridos; apenas llegan a mí y se los arrojo,
y así voy y voy arrojando diablos por la vida.. Esa es nuestra terrorífica situación
actual.
Pero si estoy en el Trabajo, y he practicado la presencia de la
sensación para lograr cierta permanencia, existe otra posibilidad. Al momento en
que detecto que esos diablos están comenzando a fluir hacia mi hombre externo,
los veo, los veo y comprendo que no me pertenecen ya que estoy separado de
ellos, y veo de manera directa como van y obligan a que reaccione mi hombre
exterior. Pero ahora, gracias a la presencia de la sensación y al sentimiento de
que yo soy el que está viendo todo eso, no reacciono, no permito que los diablos
que inciden en mi hombre exterior se manifiesten, tengo la posibilidad de
mirarlos tal y como son, simples diablos, y todo porque estoy separado y no los
confundo con ser lo que yo soy. Decido en contra de ellos, y olvidando
conscientemente mi trabajo en el computador, volteo hacia mi hijo y le digo
desde las profundidades de mi ser más real: “Tu canto me hace recordar muchas
cosas agradables de mi vida”. Veo qué mi hijo canta espontáneamente y me digo
que es algo correcto para él y también para mí. Hice uso de la posibilidad de
separación que me aportó el trabajo de la presencia de la sensación. En vez de
dejar que me invadan los diablos, que quién sabe de dónde vienen, y se los
arroje a mi hijo, elijo enviarle amor, aunque tampoco sepa de dónde viene. Pero
ese amor sólo fluye hacia mi hombre interior.
Somos dos, un hombre exterior donde fluyen todos los diablos, que
no me pertenecen, pero con los que me identifico y los manifiesto porque
justifico que son valiosos; y un hombre interior en el que existe la posibilidad de
que fluya el amor y lo manifieste, y que no confunda que se origina en él. Se
lleva tiempo comprenderlo, que yo sólo soy un puente para manifestar. O
continuo manifestando como máquina los diablos que vienen desde el mundo
negativo y envenenan mi sensación, sentimiento y pensar, o elijo o decido ser

- -129
Aproximación al Cuarto Camino

un puente para manifestar las emociones positivas que vienen desde Arriba o del
Señor. O servimos a lo negativo o el mundo exterior, o servimos a lo de Arriba o
al Señor, esa es nuestra decisión individual. O me sirvo a mí mismo o sirvo al
Trabajo. O vivo en lo subconsciente o animal o sirvo a lo consciente o parte
Crística... ¡Esa es nuestra elección individual!

¡La presencia de la sensación es un medio y no un fin! ¡La meta es


que lo de Arriba fluya hacia nuestro hombre interior y desde ahí al mundo!

-129- Estimado Oscar:

Claro que nuestra memoria habitual es frágil y olvidamos, pero existe


otro tipo de memoria que debemos despertar y empezar a confiar en ella. Es la
memoria corporal o esencial; y le llamo esencial porque es con lo único con que
nacimos, no es algo adquirido. Desde luego, esa memoria tiene que esforzarse
para sentir que la gravedad incide permanentemente sobre su cuerpo y que
requiere de aire exterior para vivir y fortalecerse, y que fue creado como un
animal bípedo que debe mantener un balance muy precario; mantener todo esto
en la sensación corporal es la memoria por alcanzar. Y esta memoria se alcanza
por medio de los ejercicios especiales de sensación, hasta que esa presencia
permanezca presente. La memoria corporal vive en el aquí y en el ahora, no
regodeándose en los recuerdos del pasado ni formando expectativas imaginarias
acerca del futuro. Esta memoria es un factor de recuerdo de que ahorita y en
este lugar estoy viviendo en mi hogar esencial, en el hogar que me pertenece;
vivir a plenitud en mi mundo interno y percibiendo la vida externa con todos los
impactos atractivos que continúan y continuarán satisfaciendo a mi hombre
exterior. Estar presente en esa sensación nos posibilita acceder a algunos de los
muchos misterios encerrados en nuestro cuerpo; misterios que nuestra mente
no puede contactar y vivenciar.

Y detecto, que en las aportaciones que se han recibido con respecto a


la sensación corporal, existen confusiones. Quizá se estén refiriendo solamente
al entendimiento de la palabra y no a un compartir cierto tipo de experiencia
vivenciada directamente. Pero así funcionamos, preferimos y luchamos por saber
acerca de multitud de teorías y prácticas, pero es difícil encontrar una persona
interesada en vivenciar en su propio ser la realidad que contienen. Sé que tú has
saboreado la verdad de lo antes dicho, pero al mencionar lo de la memoria,
siento que es necesario aclarar que esa memoria que todos conocemos y a la
que le rendimos mucha pleitesía, no es la memoria que puede ayudarnos a
construir nuestro propio ser. Y además, la presencia de la sensación incluye
algunas cosas adicionales a las que mencioné...

-130- Estimado Sayyid:


El tema que estamos intentando elucidar es: “La presencia de la
sensación”. En todo tu escrito no aparece referencia alguna a esta experiencia.
¿Estabas acaso presente en la sensación corporal cuando escribiste la
aportación?
Porque he efectuado experimentos y verificado que cuando no está
presente esa sensación corporal, caigo en lo mismo de siempre: mi máquina

130 - -
Aproximación al Cuarto Camino

debocada comienza a asociar y formar castillos en el aire de mi mente. Así que


concluí que ambas cosas no pueden coexistir de manera simultánea, cuando la
presencia de la sensación es una realidad en mi interior, las asociaciones, ideas e
imágenes mentales se detienen. Y mientras las asociaciones mentales continúen
funcionando en mi interior, no existe posibilidad alguna de lograr la presencia de
la sensación; porque ese es el impedimento o obstáculo principal para lograrlo.
Aunque la idea de la sensación corporal es muy antigua, según lo
mencionas, estamos intentando su presencia en el aquí y el ahora; y no sé como
las ideas puedan ayudaros a lograrla, ya que siempre están regodeándose con
cosas del pasado o creando expectativas acerca del futuro. El cuerpo no entra en
ese tipo de fantasías e imaginaciones, vive en el presente. Lo que se requiere es
un método práctico, en el que se incluyen muchas cosas, pero una de las
principales es crear las condiciones adecuadas para que se detenga ese flujo
asociativo mental que siempre nos está aprisionando y confundiendo.
Y de la última parte que expones, te recuerdo que todo lo que puedas
lograr y realizar en esta senda, es a través o por intermedio de tu cuerpo. El
cuerpo y nuestra parte instintiva es algo con lo que cada uno arribó a este
mundo, es lo que esencialmente nos pertenece; mientras que aquello que
llamamos “mente” simplemente es algo que nos han injertado para ver la vida y
a nosotros mismos de acuerdo a las reglas y condicionamientos sociales. La
verdadera mente potencial que podemos crear, está muy lejos de lo que
llamamos “mente” ordinariamente, pero es algo muy difícil de aceptar y mucho
menos llegar a comprender.

Y todo lo que indicas al principio, que para algún neófito parecería contener
algo de substancia, ¿por qué lo expones en tercera persona? Si tú mismo estás
en ese estado que refieres, pues sencillamente háblanos de lo que está
sucediendo en tu interior.

Descubre cuál es el impedimento que no nos deja alcanzar ciertas


logros que son posibles para el hombre, quizá al descubrirlos te ayuden a
despertar un anhelo para liberarte de ellos.
Lo anterior no es ni consejo ni mucho menos imposición, es una
simple indicación de alguien que ha experimentado los mismos impedimentos en
su interior, de alguien que vivía en la confusión de creer o imaginar que las
palabras son la realidad y pueden ayudarnos a lograr algo...

-131- Estimado fox Mulder:


La bibliografía del Cuarto Camino es muy extensa, en nuestra página
del Instituto se hace referencia a algunos de los libros más importantes, pero si
deseas conocer más acerca de los demás libros que puedes buscar, contacta la
dirección que se da abajo de la bibliografía: “Bennett Books”, ahí encontrarás,
desde luego en ingles, una amplia relación de libros con respecto a la enseñanza.

Es difícil saber a qué te refieres con respecto a que tu amigo es


“maestro”, y mucho menos deducir algo con respecto a su actitud. Con respecto
a lo que tú llamas discrepancia, es algo que está muy relacionado con el tipo de
las personas, ese tipo nos fuerza a percibir las cosas que leemos de acuerdo a
nuestra muy personal característica, por lo tanto, se espera que cada persona

- -131
Aproximación al Cuarto Camino

vea y le otorgue interés sólo a aquello que cree o siente que es lo más
importante para él personalmente. Mientras no estemos libres de ese tipo que
nos hace ver las cosas demasiado sesgadas, es imposible no discrepar.

No sé de ningún grupo en la Cd. De México que esté trabajando


directamente sobre las bases justas de la Tradición. La noción de “maestro” ya
pasó hace mucho tiempo de moda, sobre todo porque no alcanzamos a
comprender el verdadero significado de lo que representa un Maestro. Digamos
que lo necesario es un Guía, alguien que conoce y tiene las herramientas para
que podamos escapar de la situación que actualmente nos tiene aprisionados; el
sabe dónde está la puerta de escape hacia la libertad. Si tú tienes esos
conocimientos y la fuerza suficiente para alcanzar esa libertad, cuéstate lo que te
cueste, entonces un Guía no es necesario para ti.
El Sr. Alfonso Ruiz, nunca estuvo, ni está, en contacto directo con la
autentica Fundación de esta enseñanza. Hace tiempo impartí Seminarios a varios
grupos en la CD. De México, y casi la mayoría de los asistentes me comentaron
que habían asistido a la mayoría de los seis cursos que él ofrecía en ese
entonces; por lo que pude apreciar en ellos, comprendí el tiempo que perdieron
en esas cosas que él les impartía. Que bueno que cambio de giro, quizá ya
asistió a sus cursos la mayoría de los habitantes de la CD. De México, y es mejor
presentar lo mismo bajo otra forma igual de fraudulenta.
Tú no puedes alcanzar a saborear el auténtico sabor del “Recuerdo de
sí”, por más que leas y te esfuerces, y mucho menos leyendo un libro de Burton,
porque tampoco él pertenece al autentico Cuarto Camino, por más que utilice
ese nombre para lucrar. Las técnicas especiales que mencionas sólo pueden
transmitirse a personas comprometidas con este Trabajo, y siempre dentro de
un grupo auténtico del Trabajo; no existe ninguna forma de lograrlas por medio
de libros o correspondencia, como ya lo he indicado en respuestas anteriores a
otros miembros de la Comunidad.
Bueno, un zombi siempre verá zombis; es una especie de
transferencia muy útil para permanece como zombi pero creyendo e imaginando
que sólo los demás son los zombis. Si tú traes anteojos rojos, y ves todo lo
externo de color rojo, e infieres de esto que el mundo exterior es de color rojo,
¿qué se puede hacer al respecto? Desde luego eso es lo normal en el mundo
ordinario, se requiere mucho trabajo sobre uno mismo para verlo, y mucha
fuerza para aceptar que así somos actualmente; ¿pero quién está dispuesto a
enfrentar esa realidad?
Recibe un saludo, y espero haber sido de alguna ayuda para disminuir o
agrandar tus dudas...

-132- TODO UN CAMPO POR EXPERIMENTAR ALGUN DIA

El guía mata primero al discípulo, y éste es el comienzo del viaje. Hasta que
un día el discípulo mata al guía, y éste es el fin del viaje. En el Trabajo no se
discute sobre abstracciones, Dios o la fe, te remiten a ti mismo, al camino, al
método. “Mirad en vuestro corazón, porque el Reino de Dios está en vosotros”.
Los guías insisten que el hombre no puede conocer lo que no está en él. Están
cansados de palabras, de métodos integrales y compactos, y enseñan a través

132 - -
Aproximación al Cuarto Camino

de situaciones más que a través de textos. Trabajan sólo con los que están
dispuestos a cambiar y quieren hacerlo; no pierden sus fuerzas con el resto de la
gente que continúa durmiendo. Enseñan a abandonar el cuerpo y la mente de la
religión, de los ritos y los dogmas, y te acercan a su espíritu siempre vivo.
La gente se divide en cuatro categorías: Los ateos, que buscan el
placer y la felicidad en las cosas materiales, cuyas emociones, instintos y deseos
resumen toda su vida, sea el ansia de poder, el prestigio, la batalla, el sexo o la
comida; o aun aquellos que diciéndose religiosos están llenos de temor y miedo.
En segundo lugar están los adoradores de ídolos o de la belleza encarnada, que
se postran ante el fuego, ante el sol o incluso ante la luz universal; su
imaginación no ha traspasado al Dios Juez y Señor de los Mundos. En tercer
lugar, los que le conceden a Dios atributos humanos, aunque ya han traspasado
el velo de la forma; le conceden la palabra, el pensamiento, la santidad y la
bondad. Estas tres categorías dejan paso a una cuarta, los del Trabajo, los que
llegan al final del Camino y experimentan el vacío y el llenado. Aun en esta
cuarta categoría unos guardan una impresión de existir, mientras que otros han
desaparecido totalmente, ya no están; sólo son instrumentos para la
manifestación de lo universal. Los guías quieren que su energía fructifique en los
que están preparados, y no les interesa la gente en general, ni el poder o el
dinero. Sólo la gente que está dispuesta a dar todo por nada, a entregar su vida
por alcanzar la comprensión, son discípulos.

“Para nacer hay que morir, y para morir hay que despertar”.
Y en este juego completo del despertar has de volverte un discípulo,
alguien que está atento, que está dispuesto a aprender, que está abierto, y no
discute. Si tú discutes, ellos desaparecerán de tu lado, te pondrán dificultades, y
tú creerás que son hombres corrientes, que te están engañando. Te dicen: “Si
tienes algo, entrégalo a los demás; si no lo sabes, yo te entregaré algo que sé;
si los dos sabemos, mejor es callar; y si ninguno sabe, ¿qué podemos hacer? El
éxito no llega más que a los que Trabajan. No se puede transmitir la
perseverancia. Esforcémonos por acordarnos sin descanso de nuestro objetivo,
de la mañana a la tarde. Abre la prisión de tu inconsciente y descubre tesoros,
porque allí está la clave de tu propio origen olvidado. Crea un espacio en tu
interior, no estés continuamente ocupado. Se consciente de tu cuerpo, de tu
mente, de tus hábitos,y se transformarán inmediatamente. Tú eres el Camino a
Dios, nadie puede prestarte uno. Ningún hombre puede ser sostén de la
conciencia de otro. El hombre es una tríada, está compuesto de tres
elementos: el movimiento e instinto, la emoción y el intelecto, y entre ellos se
encuentran las dos fronteras más importantes del cuerpo humano: el cuello y el
diafragma.

Todas las tensiones repercuten en una u otra de esas zonas. Dios es la Energía
Cósmica, no es una persona ni una cosa, es la Creación Continua, no es algo
terminado. Es un proceso en Movimiento. Este Camino está basado en la alerta,
la observación interior, el silencio mental , y se focaliza hacia la iluminación, que
es el despertar total del ser. Va eliminando conceptos y estados emocionales,
hasta dejarte vacío, suspendido en el seno de la Gran Nada.

Aquí, ahora, y a través del Trabajo puedes experimentar a Dios. Quita las
corazas que te rodean e intenta encontrar tu centro, tu ser. Quítate la capa
superficial de hábitos físicos, y vuelve a encontrar tus sentidos y tu cuerpo.

- -133
Aproximación al Cuarto Camino

Luego también, arroja tus conceptos y mandamientos, tus filosofías y religiones,


para que puedas volverte un ignorante, un niño inocente y libre. Y limita todas
tus defensas, tus desconfianzas, tus razones, para que puedas dejar paso a las
emociones reprimidas que te destruyen; detrás de todas ellas duerme el miedo
al sexo y a la muerte. Y cuando lo traspasas, empezarás a escuchar la voz del
silencio que dirige tu vida sin posibilidad de error ni de engaño, hasta que
alcanzas la mansión del ego, el enemigo oculto que te hace creer que estás
predestinado, que eres esencial, y así, de la muerte saltas al renacimiento, la
disolución total.

Toda persona cree saber claramente lo que quiere y conocerse a sí misma, y


por eso no se preocupa en buscar la Verdad. Cree que ya la posee. Cuando
alguien quita todas las mentiras de su vida y se mira de frente, cuando se hace
consciente de toda su ignorancia y su falsedad, cuando descubre su miedo,
entonces comienza a anhelar el Camino. Cuando no desea ser lo contrario de lo
que es y acaba con todos los ideales, cuando no persigue ninguna filiación, ni
quiere torturase a sí mismo, cuando sólo ambiciona vaciarse, volverse simple
espíritu, entonces su vida ha llegado al punto de no retorno.

Y en ese momento no necesita palabras de aliento, ni filosofías, necesita


situaciones que le permitan comprenderse y transformarse, volverse auténtico y
olvidarse de toda la porquería de la sociedad, siempre llena de hipocresía y de
barnices falsos que nos destruyen

-133- Estimado Oscar:

Es imposible para el hombre ordinario entender, y mucho menos


llegar a comprender, las experiencias directamente vivenciadas por la persona
que está trabajando sobre sí mismo; y aun comprenderlas para aquel mismo que
las está experimentando debido a la rapidez y sutilidad con que se presentan.
Pero ese es el verdadero alimento de impresiones de que nos habla la
enseñanza, alimento que puede nutrir las partes superiores de nuestro ser; no lo
podemos obtener tal y como se obtienen las impresiones mundanas, exigen
esfuerzos y sacrificios muy intensos basados en una comprensión plena.

Intentaré presentarte de otra manera todo lo que está involucrado en


los ejercicios internos con que trabajamos los que pertenecemos a los grupos de
trabajo auténticos; porque es el medio para alcanzar esas impresiones del
mundo real.

Sólo me referiré a dos de los medios principales en que se apoyan la


mayoría de los ejercicios. El primero es la concentración intencional de nuestra
atención. Para los que están principiando, usamos la concentración sobre un
objeto externo o una imagen externa o interna, o sobre la repetición de palabras
o mantrams. La meta de la concentración es acallar los pensamientos y
emociones mentales, incluyendo la relajación corporal; sólo es una preparación
necesaria para entrar a los ejercicios más demandantes. El ejercicio de
concentración más redituable y que sólo se le indica a los miembros que ya han
pasado por el trabajo previo, es concentrar su atención en la entrada y salida del
aire durante la respiración, sobre todo en una área pequeña, las fosas nasales en
la punta de la nariz.

134 - -
Aproximación al Cuarto Camino

Aquel que alcance el grado de concentración necesario sobre la


entrada y salida del aire, encontrará que al final se detendrán las emociones y
los pensamientos, logrando un estado de silencio y tranquilidad. Pero todo ese
trabajo tan demandante, no nos ayuda a comprender las cosas o a nosotros tal y
como somos; sólo ayudan a detener las reacciones emocionales, no a
clarificarlas ni a limpiarlas, sólo a suspender su manifestación reaccional, pero es
algo estrictamente necesario. Casi todas las enseñanzas que proliferan por todos
lados, incluyendo hasta el cuarto camino no-auténtico, intentan llegar a eso:
“Detener los pensamientos”, como ellos dicen; pero no saben qué es lo que
sigue después de eso.
El segundo método, que sólo se transmite a aquellos que han logrado
lo anterior, es ir directamente a la raíz o causa de todas nuestras reacciones
emocionales y sufrimientos ordinarios. Este método se basa en lo siguiente:
Cualquier impresión, externa o interna es recibida por los cinco sentidos y la
mente. A partir de la sensación de dichas impresiones se despierta una emoción,
que tarde o temprano se convierten en nuestras reacciones características. Si
logramos captar las diversas sensaciones que aparecen en nuestro cuerpo,
entonces esa consciencia nos posibilita llegar al fondo de la cosas, a la raíz de
nuestros problemas. Me concentro sistemáticamente en cada parte de mi
cuerpo, después de haber logrado lo anterior con la ayuda de la respiración,
debo intentar dirigir mi atención de manera ordenada a través de cada parte del
cuerpo para descubrir la sensación que está presente ahí, y no dejarnos dirigir
por las sensaciones que aparecen. Si encontramos una determinada sensación
en cierta parte corporal, o descubrimos la carencia de sensación en ciertas
partes del cuerpo, mantenemos nuestra atención sobre eso, eso es todo.
Después de mucho trabajo sobre este método, existe la posibilidad de
comprender cómo son las cosas en la realidad.

No puedo agregar nada más, porque se puede prestar a


malentendidos por aquellos miembros de la comunidad que jamás han
trabajado sobre sí mismos, y hasta se creerían aptos para enseñar a otros.
Pero para ti, Oscar, creo que lo anterior te ayudará a ver otro lado del
asunto de los ejercicios internos. Sólo agregaré una cosa para ti: el mundo real
está formado de vibraciones; eso te ayudará a salir de la ignorancia si logras
comprenderlo de manera práctica y directa.
Todo eso de los diversos “yoes”, de los “buenos” y “malos” que
mencionaste, sólo sirve para ahondar nuestra confusión, y lo que el trabajo real
pregona es alcanzar la comprensión de todas las cosas, sobre todo de nosotros
mismos.
Ya vez la contestación que te dieron a lo que expusiste: te arrojaron una
cantidad de palabrerías para ocultar su ignorancia.
Pero para ti es diferente, se requiere que ahondes cada vez más
dentro de la comprensión de ti mismo, para los que no están en un trabajo
directo sobre ellos mismos, toda nuestra compasión.

-134- Estimado Halcón:

- -135
Aproximación al Cuarto Camino

La confusión que afloró en ti es bastante frecuente. Pero pocas


personas se toman la molestia de tratar de clarificarla y algún día llegar a
comprenderla, porque les demandará un esfuerzo que difícilmente podrán
enfrentar.
Y para intentar entender lo que actualmente nos confunde, siento que las
indicaciones transmitidas por el Sr. De Hartmaan son una base correcta para
empezar a clarificar ciertas palabras. Él abordó el tema de la siguiente manera:

Uno de los asistentes a su charla nos dice: Primero el Sr. De


Hartmaan subrayó cuatro temas: “Atención – Deseo – Voluntad – Libre
Voluntad”. Y después procedió a relacionarlos entre sí. En esa atmósfera de
apertura, su claridad, libre de pensamiento y obviamente deseando que nuestra
propia comprensión penetrara profundamente; y que después de terminar el
evento siento que recuerdo casi palabra por palabra lo que dijo, y lo escribí tal y
como sigue:
¿Cómo perciben un objeto? ¿Por qué ese objeto entre tantos otros?
Algo nos conecta a nosotros con ese objeto, y no con los otros objetos. Ese
objeto atrae nuestra atención.

Prestamos atención a ese objeto. Atrae nuestra atención a través de


uno de nuestros sentidos: ojos, oídos, nariz, y los demás. Nuestro ojo, oído o
nariz presta nuestra atención a ese objeto.
Nuestros deseos están conectados con el objeto de alguna manera.
Queremos tenerlo; o queremos evitarlo; o queremos mirarlo más que lo que
queremos mirar cualquier otro objeto.

Esta mañana vi un perro con dos pequeños muchachos. La totalidad


de su atención estaba pegada a sus dos amos, vigilando para ver lo que ellos
harían, hacia dónde irían, para poder seguirlos y estar con ellos. No tenía
atención para nada más. Y su atención continuaba estando concentrada sobre
los dos muchachos tanto como pude observar. Éste es por cierto un grado
superior de atención, a pesar de que sólo es atención animal, es mucho más
fuerte que la que tienen los humanos.
Ahora llegamos al deseo. El deseo es sólo, por así decirlo, un punto en
el espacio. Si solamente deseamos un objeto, nunca lo tendremos. Para poder
poseerlo, debemos comenzar a movernos actualmente hacia él. Este movimiento
es el comienzo de la voluntad. Si el deseo es un “punto”, este tipo de voluntad
genera una “línea”, moviéndose hacia el objeto, con la intención de poseerlo, o
de identificarse con él.
En cada nivel del universo existen grados de voluntad. El hierro y la
piedra imantada: representan la voluntad puramente mecánica, el hierro
también se mueve hacia un objetivo. El gusano se mueve a lo largo de la hoja si
quiere comerla. El perro: algunas veces un perro desea tan fuertemente estar
con su amo que cuando el amo muere el perro se echa junto a su tumba y
permanece ahí hasta que muere. Éste es ya un grado muy alto de voluntad, aun
y cuando sólo sea una voluntad animal. Pocos humanos la logran.

Ciertamente existe una atención, y una voluntad, en los objetos


externos. Un objeto nos atrae; nosotros no atraemos al objeto. Los objetos nos
gobiernan desde el exterior. Ellos hacen que nosotros hagamos todo tipo de

136 - -
Aproximación al Cuarto Camino

cosas. No es la dama la que compra el sombrero, sino el sombrero es el que


compra a la dama. El hombre no fuma el cigarro; el cigarro se fuma al hombre,
como decía el Sr. Gurdjieff. La atención y la voluntad generada por los objetos
externos, a través de los sentidos, no es de nuestra propiedad. Son parte del
mecanismo de la Naturaleza. La Naturaleza trabaja sobre nosotros. Nosotros no
conquistamos la Naturalaza; la Naturaleza nos conquista a nosotros. La atención
y la voluntad conectadas con los sentidos físicos y con los objetos externos no es
de nuestra propiedad. Esa voluntad no es libre, sino que responde al llamado de
cada objeto exterior.

Pero existe otra Atención, y otra Voluntad. El hombre tiene dos


naturalezas, una inferior, y una superior. La naturaleza inferior es parecida a la
del animal, quizá más sutil y compleja, pero casi siempre trabaja de la misma
manera. La naturaleza superior es la única real. Ésta es incompleta, pero capaz
de crecer dentro de un hombre completo.
Para la naturaleza superior, existe otra Atención y otra Voluntad, que
no nace fuera de nosotros, sino que nace en nosotros. Esta Atención es el
comienzo de la Consciencia Real; y su Voluntad es el comienzo de la Libre
Voluntad. Con esta Atención, podemos observarnos a nosotros mismos; con esta
Atención, podemos recordarnos a nosotros mismos. Con esta Voluntad, podemos
hacer los esfuerzos para alcanzar nuestra meta más grande: completarnos a
nosotros mismos.

Pero debemos actualmente poseerlas. El conocimiento no es bastante.


Es bueno y necesario, por cierto, pero por sí mismo no cambiará nada en
nosotros. La comprensión es necesaria. Debemos tener un nuevo conocimiento,
por ejemplo, para lograr saber qué puede ser deseado. Pero a menos que
actualmente lo deseemos, no tendremos oportunidad de lograr nada. Y el deseo
solo, no es bastante. Podemos desear por siempre, pero a menos que nos
movamos hacia lo que nosotros deseamos nunca lo obtendremos. Debemos
tener la determinación.

Pero nosotros no tenemos bastante Voluntad. Y tampoco tenemos


mucha Atención. Así que debemos incrementarlas lo mejor que podamos. Y la
única manera de incrementarlas es ejecutando el tipo correcto de esfuerzos. Sin
esfuerzos, nada puede incrementarse. Pero si conducimos y dirigimos toda
nuestra Atención, toda nuestra Voluntad, y todos nuestros Esfuerzos, hacia
nuestra gran meta, poco a poco, parecidos al gusano, nos aproximaremos a ella:
al gran objetivo o meta.
Espero que lo anterior pueda ayudarte a clarificar algo de la confusión
que ha arribado a ti .

La mente, o pantalla sensitiva, es una substancia sensitiva que se está


renovando constantemente a sí misma y está transmitiendo imágenes a un
mecanismo más complicado de grabación que está fuera del foco de nuestra
conciencia. El apartado de grabación está asociado con la parte principal del
cerebro, donde un proceso de asociación, de almacenaje y de registro está
tomando lugar.

- -137
Aproximación al Cuarto Camino

Es posible que esta pantalla sensible sea restaurada a un estado de


simple receptividad, para que corresponda a la idea de un plato limpio. Este
trabajo práctico consistirá en aquietar la mente, o en silenciar los pensamientos.
Cuando los pensamientos son silenciados, entonces el pensar real comienza.
Pero cuando no existe este estado de silencio, entonces el proceso que
ordinariamente llamamos: “pensar”, toma lugar, y entonces las imágenes, en
vez de ser frescas y espontáneas, son simplemente la reanimación de previas
impresiones . Y debido principalmente al lenguaje es que nosotros estamos
sumergidos en ese complicado proceso de reanimación y combinación de viejas
impresiones, en vez de recibir las impresiones directamente.
Las palabras son formadas en la parte de la mente que las registra,
por la asociación de impresiones, y por un cierto mecanismo que forma dichas
asociaciones. Gurdjieff llamó a ese mecanismo que forma las asociaciones: El
aparato formatorio. Este aparato debe conservar esas asociaciones en reserva y
no contaminar la pantalla mental hasta que fueran llamadas por un acto de
elección, o por un acto de atención. Si pudiéramos lograrlo, entonces tendríamos
la aparición espontánea de imágenes en la mente, y seriamos capaces de
pasarlas a formas verbales después que las imágenes mismas hayan sido
puestas en foco y nos hayan dado un contacto fresco con alguna porción de la
realidad que andamos buscando.
El pensar real es espontáneo, no viene desde nada que actualmente
ya esté presente en nosotros. Pero para lograrlo, no debe existir interferencia
desde lo que ya actualmente está presente en nosotros, lo que significa, que no
debe existir interferencia de las palabras. Cada vez que utilizamos palabras,
estamos haciendo combinaciones de lo que ya existe. Si algo nuevo está por
venir, tiene que venir desde fuera de las palabras o de los símbolos fijos, o de
imágenes que son equivalentes a palabras.

Existe un pensar verbal y un pensar no-verbal, éste último es el


andamos buscando. Pero el trabajo requerido es muy difícil por la inhabilidad de
las personas para llevar a su pantalla mental a un estado de vacuidad o de
receptividad.

-135- Estimado Trabajador:

Bueno, cada persona muestra la actitud que la caracteriza, y en tu


caso, descubro que ya empieza a despertar tu parte intelectual consciente que te
ha ayudado a ver desde otro punto de vista, o desde una función que no
utilizabas antes, los por qué y los cómo de este Trabajo. Sé que tienes que
haberte sobrepuesto a tu actitud característica esencial para lograrlo. No
siempre se alcanzan las realizaciones por medio de el esfuerzo activo, con el
engaño, como tú lo dices, de que más es mejor. Pero aunque esa característica
(de sobre-actividad) es una debilidad en nuestro ser, no concluyas que es fácil
de encontrarla en otras personas, en los que es mucho más característica la
actitud de pasividad.

Por ejemplo, en esta Comunidad están inscritos como miembros


“activos” 130 personas de diversas culturas y de edades y experiencias muy
variadas; ¿y cuántos verdaderamente son participantes activos? Sólo podrás
concluir que la pasividad es la fuente de casi todas nuestras problemáticas

138 - -
Aproximación al Cuarto Camino

cotidianas, y que es tan insidiosa que cuando alguna de esas personas arriba a
un Grupo auténtico del Trabajo, ¿en qué fuerza interna pueden apoyarse para
afrontar los retos y elecciones necesarias para Transformarse? Encontrar una
persona que realmente tenga el deseo y la sinceridad requerida para
comprometerse y lograr completar la totalidad de su ser, es algo difícil de ver en
la vida común y corriente. ¿Y cual es la causa de esa pasividad?
De acuerdo a constataciones y comprensiones durante mi larga etapa de
Trabajo, deduzco que esa situación es debida a la confusión que existe
ordinariamente entre la pasividad, que nunca nos conducirá a logro alguno, y la
receptividad, que es la que tú descubriste. La pasividad sólo contribuirá a que
permanezcamos tal y como actualmente somos en el mejor de los casos, pero
tomando en cuenta las dos corrientes creativas que impregnan el cosmos, esas
personas están dentro de la corriente involutiva que tarde o temprano los
desaparecerá sin siquiera haberse dado cuenta de las posibilidades evolutivas
que existen para un ser humano.

La receptividad, en cambio, es un trabajo para lograr abrirnos a lo que


viene desde Arriba, ponernos dentro de la corriente evolutiva que algún día nos
ayudará a retornar a la Fuente de donde todo emana. Y cuando alcancemos la
receptividad necesaria, comprenderemos que nuestros esfuerzos y sacrificios
activos, aunque pequeños y que parece que no contribuyen a nuestro desarrollo,
son estrictamente necesarios y obligatorios, pero que la receptividad es la única
fuerza que puede ayudarnos realmente a contactar la Realidad.
Como te mencioné, somos 130 miembros en la Comunidad, ¿cuántos
son realmente activos, cuántos han alcanzado la receptividad necesaria para
comprender algo sobre ellos mismos o sobre este Trabajo, y cuántos
permanecen desde que se inscribieron en la cómoda pasividad soñando que
pertenecen a una Comunidad real y que sin aportar nada saldrán beneficiados?

Aceptemos las cosas tal y como son. Pero siento que es muy valioso
observar, ver y comprender nuestra propia actitud hacia esta Comunidad, y si
descubrimos que ha sido una actitud de pasividad inercial, y si esa visión y
comprensión nos despierta algún fuerte deseo para sobreponernos a ella y
empezar a hacer algo al respecto de nuestra propia situación en el aquí y el
ahora, entonces el Trabajo y objetivo de esta Comunidad habría dado su fruto.
Pero no esperemos descubrir peras en los olmos.
Es dolorosa la comprensión de nuestra propia situación actual, y por lo
tanto, es mucho más fácil protegernos con la actitud de orgullo hacia nosotros
mismos, en el “amor” hacia nosotros mismos, nos decimos multitud de palabras
y justificaciones para no afrontar y hacer algo con respecto al terror de nuestra
propia situación actual, porque es más cómodo soñar con quimeras que afrontar
nuestra propia realidad. Pertenecen a una Comunidad real y creen que sin
aportar nada saldrán beneficiados?

Sigue adelante, Trabajador, y entre más logros alcances, más se


demandará de ti. Al que más da, más se le pedirá. A los pasivos, ¿qué les
podríamos demandar? Sólo seguir arrullándolos para que continúen soñando
fantasías en la comodidad, o mostrarles un poso en la tierra de dos metros de
profundidad para que perciban a dónde los conducirá su manera vivir y el no
hacerse hecho responsables de su propio desarrollo y Destino.

- -139
Aproximación al Cuarto Camino

Recibe un fuerte abrazo para ti, y para cada uno de los actuales
integrantes de tu Grupo en Nuevo Laredo, y que el Trabajo comience a sentar su
primacía en su ser interno. . .

-136- Estimado Buscador:

Todo lo que mencionas es correcto, aunque ciertas deducciones quizás


se presten a mal interpretaciones.

Intentas observarte y recordarte diariamente, y es correcto tratar y


tratar de llevarlo a la práctica. Pero intercalas ciertas conclusiones que quizás no
estén apoyadas en realidades como hecho. Afirmas que la mente es lógicamente
poderosa, porque de ello depende el aprendizaje. ¿Pero realmente funcionamos
así? Quizás estés confundiendo el saber y conocer, con el aprendizaje. El
aprendizaje significaría aprender, agarrar algo y no soltarlo, como el ejemplo de
aprender a andar en bicicleta. Si recuerdas cómo aprendiste esta
habilidad, deducirás que forzosamente intervino el darse cuenta, el notar, el
estar conciente, etc. Una vez aprendida, no se requiere de esas capacidades
sensibles.

Mencionas por ahí que el recuerdo de sí es tratar de desarrollar


muchas tareas sin perder la “conciencia” en el presente. ¿Pero qué es para ti
estar consciente en el presente? ¿Cómo funciona en ti ese consciente del
presente? Porque reafirmas más adelante, que intentas estar presente la mayor
parte del tiempo posible. ¿Pero a qué te refieres con ese estar presente?
Mencionas que lo haces como un ejercicio, aunque es muy difícil, ¿pero a qué te
refieres exactamente?
Agregas que has comprobado que estás formado por muchos yoes, y
por lo tanto eres un hombre mecánico. Y que no lo adviertes cuando no estás
presente, ¿pero que significas por eso? Y que cuando adviertes una respuesta
reaccional, en ese instante, alcanzas a percibir un poder sobre ti mismo, y que
es como tener a tu disposición esas reacciones, pero sin identificarte, y puedes
hacer con ellas lo que se te antoje. Y que percibes una voluntad que está por
encima de esas reacciones, ¿a qué te refieres al decir una voluntad? Es mucho
mejor que captes, ¿cómo suceden en ti esas reacciones o respuestas agresivas?
Empiezan en el cuello, en el vientre, son calambres o vibraciones, etc. Y que
cuando logras atrapar a uno de esos yoes, te estremeces y lo tranquilizas, y no
le permites que te influya, ¿cómo lo logras?

¿A qué llamas: el ejercicio de compresión de tu yo interno?


Como podrás percibir, casi todo el meollo del asunto reside en ese:
“Estar presente”. Si pudieras saber a qué te refieres exactamente, se aclararían
muchas cosas, porque lo has introducido en todo tu escrito, pero no te refieres
directamente a cómo lo logras cuando lo logras.
Yo te pedí más testimonio y menos preguntas, hablé de un
experimento en proceso sin esperar resultado alguno. Ni tampoco te recomendé
no volver a hacer preguntas. Lo que intente transmitirte, y creo que fui muy
preciso en ello, es que cuando las interrogantes no nacen de una necesidad real
de nuestro interior, son futilezas que no nos conducen a nada, más que a verter
la nada en el vacío. Y aunque hayas decidido no agradecerme, tampoco me lo

140 - -
Aproximación al Cuarto Camino

achaques a mí. Yo te intenté decir que me sentiría muy agradecido cuando


empieces a tener experiencias relacionadas con tu trabajo personal. Por ejemplo,
en tu escrito existen muchas teorías e ideas que yo ya conozco, esas no me
interesan porque ya pagué mucho por aprenderlas, pero lo que ignoro de ti,
son las experiencias prácticas que estés logrando con ellas. En pocas palabras, el
qué ya lo sé e infiero que tú también lo sabes; pero ignoro el cómo aplicas
prácticamente ese saber.

En cuanto a mi pregunta, que está directamente relacionada con el


experimento, es que si tú has alcanzado lo que “Trabajador” ha logrado en su
trabajo personal. Esa era toda la aportación que requería. Pero continuemos con
el experimento en proceso, ya que no estamos buscando ni interesados
en resultado alguno...

137- Estimado Alumno.


En el primer párrafo de tu comentario, mencionas algo acerca de que
el hombre es caótico e ilógico, y por lo tanto concluyes que no hay lógica alguna.
Y es muy certera tu deducción. Pero arribar a esas conclusiones, sin
aportar las experiencias personales y las comprensiones requeridas en que se
sustenta esa deducción, es igual de caótico e ilógico.

Sería mucho más productivo, ¿comprender por qué consideramos que


el pensamiento lógico es la cumbre del pensar humano?

Intentemos encontrar una respuesta a esta problemática, aunque a


primera vista parece no existir.

Demos por un hecho que la mayoría de nosotros, la mayoría del


tiempo, pensamos caóticamente, no existe orden alguno en nuestro pensar
(simples asociaciones mecánicas de palabras y conceptos). Algunas personas,
pocas por cierto, han trascendido en parte el nivel de pensar anterior, y tratan
de pensar apoyándose en la lógica aristotélica (saben que tres es más que dos y
que los hombres son diferentes a las mujeres, y que no puedes estar en dos
sitios al mismo tiempo). Y algunos pocos de esos pocos, está intentando
trascender la lógica y comienzan a pensar de una manera psicológica (que
nuestros contenidos internos colorean todas nuestras percepciones, y que en las
similitudes se encierran verdades humanas). Y por último, existen las personas
más raras que podemos contactar, aquellos poquísimos que están intentando
pensar esotéricamente (parten del resultado o de la meta final e infieren los
medios necesarios para alcanzarlas, el final que está en el futuro determina los
medios actuales para lograrlo).

Como podrás ver, existen profundidades o niveles de pensar. En cierto


nivel no podemos comprender la lógica del sufrimiento, pero quizás a un nivel
superior exista un por qué de su existencia. El sufrimiento existe, ese es un
hecho tangible y medible. Y si el sufrimiento existe debe existir un por qué de su
existencia, debe servir a un determinado fin. Sería similar a pensar que el piojo y
la pulga, o el cáncer, o el SIDA, o la mismísima muerte no deberían de existir,
podemos voltear nuestra cara a su realidad, ignorándolos, pero no por eso
dejarían de existir como un hecho; porque cada una de esas plagas que para
nosotros no sirven para maldita cosa, tienen una finalidad real y necesaria en el
orden natural; aunque lleva mucho tiempo comprenderlo.

- -141
Aproximación al Cuarto Camino

En el segundo párrafo mencionas acerca de un “esfuerzo especial”,


pero no nos lo comunicas; ¿es otra deducción o está basado en una experiencia
y compresión personal?

Y concluyes que erradicar todo sufrimiento mediante un esfuerzo


(que no nos lo compartes) debería ser un logro. No alcanzas a atrapar que
cuando dices: “debería ser”, estás dando la espalda a la realidad de lo que es,
porque las cosas y las personas son como son, y jamás podrán ser como
deberían ser.
A cada nivel de pensar al que accedamos, percibimos que nuestra
manera de comprender el sufrimiento también cambia. Al principio parece que es
caótico y desordenado y no sirve a finalidad alguna, más allá podemos entender
que es lógico sufrir cuando perdemos algo querido o necesario, y más allá
todavía podemos comprender que el sufrimiento es debido a nuestro apego a las
cosas impermanentes y transitorias, y finalmente podríamos arribar a la
comprensión de que el sufrimiento es uno de los medios más directos para
liberarnos del egoísmo que ha usurpado el lugar de nuestro verdadero Yo real.
Y te aconsejo que no lleves a la acción eso de que a ti no va a pasarte
nunca, bueno, realízalo si es que fue producto de una clarividencia o de una
intuición; pero para mí, si vives entre lobos enséñate a aullar como ellos.

Quizás no fui muy lógico en todo lo anterior, quizás mi psique me


indujo a ver analogías en algo que no lo tiene, o quizás estas discusiones
contribuyen a aminorar mi sufrimiento actual, si es por lo último, ayúdame a
continuar este intercambio de conceptos.

-138- Estimado Alumno:

“Vernos en el espejo claro”, una frase cargada de significados.


Desglosémosla para captar un poco más. “Vernos”, ¿qué significamos por este
acto? Pudiera tener dos o más connotaciones, una es agarrar la frase tal y como
se presenta. Entonces ese “vernos”, significaría mirarnos frente a un espejo
ordinario y externo. Otra connotación sería que ese “vernos” no se refiera a
vernos en nada externo, sino que esté relacionado con una especie de yo mismo
viéndome a mí mismo sin ayuda exterior. Una especie de doble visión, mientras
continuo mirando hacia donde esté viendo con mis ojos físicos, de repente otro
tipo de visión irrumpe, separada de mí, y me ve a mí como un objeto.
Por el otro lado, si trabajamos sobre la segunda parte de la frase: “el
espejo claro”, ¿qué significaría? Un espejo se acepta como claro, si nos estamos
refiriendo a un espejo externo, cuando pueda reflejar sin ninguna distorsión lo
que incide sobre él. Pero si nos referimos, cuando hablamos acerca del “espejo
claro” a algo que no es externo, sino a algo interno de nosotros mismos, ¿a qué
nos estaríamos refiriendo? ¿Sería lo que mencionas al final de tu escrito?
Nuestras bastas experiencias quedan reflejadas en nuestros propios actos. Si es
así, ¿podríamos aceptar que nuestras propias experiencias son tan puras que
podríamos plasmarlas en actos sin distorsión alguna? ¿Qué interesante
interrogante? Y si tomo en cuenta la manera en que he vivenciado mis propias
experiencias, ¿he experimentado y captado las cosas tal y como son? ¿O sólo he
experienciado aquello que mis condicionamientos internos me permiten
vivenciar? Desde luego, cuando nos referimos a Miguel Ángel, percibimos que su

142 - -
Aproximación al Cuarto Camino

multitud de obras de arte reflejan un tipo de ser que muy pocos podemos
alcanzar, las experiencias que han formado su ser son tan profundas, que se
atrevió a plasmar a Dios creando al hombre, según se ve en la Capilla Sixtina.
Pero en ese Dios que plasmó Miguel Ángel, ¿por qué Dios aparece como un ser
humano, como tú o como yo? Acaso sus experiencias no incluían una visión
directa de Dios tal y como es, si es que Dios es. Si hubiera plasmado a Dios
como un simple punto, no sería igualmente una distorsión humana. Entonces por
que en los libros de Taoísmo, se dice: “Todo aquello que digas o creas que es el
Tao no es el Tao”. No nos estaría engañando Miguel Ángel para que
percibiéramos a Dios como un hombre hecho y derecho, y así mantenernos
creyendo que somos a imagen de Dios.

Bueno siento que esa primera frase aportada por ti en tu escrito,


despertó múltiples relaciones en mi ser interno, que intenté pensar lo más
activamente que me es posible, y ves a lo que he llegado: ¡Interrogantes y más
interrogantes! Desde luego, éstas son mis propias interrogantes, y la manera en
que las responda, reflejarán mi grado de ser individual. En cuanto a Cervantes,
no siento que valga la pena referirnos a él.

En pocas palabras, como dices: “el contenido de experiencias es


basto”. Pero igual que comentamos en el escrito anterior, existen diversos nivel
de pensar, y por lo tanto también nuestras experiencias pertenecen a diferentes
niveles. Claro que la gran bastedad de ellas nos han sucedido, sin ninguna
intencionalidad de nuestra parte. Por eso trataba de decirte, que el sufrimiento
intencional es algo muy diferente al sufrimiento que nos sucede por accidente.

Es agradable dedicar un poco de mi tiempo a esta discusión, me


ayuda, como te mencioné, a olvidarme un poco de algo que me está provocando
sufrimiento.

-139- Estimado Oscar:


El Trabajo nos indica que sólo existen dos medios a nuestra
disposición para alcanzar nuestra propia Transformación. ¡Esfuerzos Conscientes
y Sacrificios Intencionales!

Hemos estado hablando en la Comunidad acerca del “sufrimiento”,


pero todo sufrimiento es fruto y resultado de un Sacrificio, sea accidental,
voluntario o intencional; así que hablar de sufrimiento sin tomar en cuenta el
sacrificio que está detrás de él, no nos permite comprenderlo. Si recuerdas, la
meta de todo lo aportado por el Buda, está dirigida a acabar con el sufrimiento
que por todas partes atestiguó, porque vio que todas las causas de nuestros
problemas residían precisamente en esa manifestación. Y logró percibir y
comprender que para aliviar el sufrimiento humano debería ante todo descubrir
sus causas reales. Comprendió que las causas venían desde tres fuentes al
parecer distintas, pero que existía una causa original detrás de ellas: “La
Impermanencia”. Que este mundo de cuerpos (físicos, emocionales o mentales),
incluyendo nuestros propios cuerpos, era algo temporal, transitorio,
impermanente, y por lo tanto, algo sin permanencia que tarde o temprano
acabaría en la desilusión, y nos provocaría sufrimiento. Te apegas tanto a algo,
sea una cosa, persona o imagen (falsa) de uno mismo, y de repente cae por los
suelos, se derrumba y muere; y eso nos provoca sufrimiento porque era una

- -143
Aproximación al Cuarto Camino

posesión o estado tan valioso para nosotros que esperábamos que fuera algo
permanente en lo que podíamos confiar a plenitud.
Tú y yo, y todos los demás, confiamos plenamente y valoramos
nuestras propias experiencias, y esperamos que aquellas placenteras duren
eternamente, y buscamos repetirlas una y otra vez para experimentar lo que ya
habíamos experimentado y que nos agradó. Igualmente sucede con nuestras
experiencias dolorosas, las andamos cargando a cuestas como una pesada carga
permanente que nos toco llevar. Pero verdaderamente ninguna experiencia
placentera o dolorosa es permanente, ni los pensamientos ni las emociones, son
tan impermanentes y cambiantes como un kaleidoscopio. Confías en una
persona o en una cierta enseñanza, y de repente, traiciona la confianza que
habías depositado en ella. Imaginamos que la confianza y seguridad depositadas
en el amigo, en los familiares, en la profesión y en las cosas que poseemos, son
eternas, permanentes y sin cambios, y esperamos que nos den alegría, pero
siempre terminamos sufriendo.

Recuerda cómo se sintió el Derviche del capítulo de Belcebú que leíste,


cuando la confianza depositada en su arte se derrumbó, aunque antes nunca lo
había defraudado. Por eso te sugerí leerlo. Si recuerdas el capítulo, el derviche
había inventado un aparato para manipular las tres fuerzas y producir cambios
directos sobre las plantas, animales y hombres cuando las dirigía hacia ellos. Si
en vez de Derviche, estamos hablando de G., y ese aparato para dar choques
artificiales es el “Priuré”; detectamos que nos trata de indicar que el tipo de
enseñanza en que un Maestro aplica directamente choques emocionales, físicos o
mentales sobre sus alumnos, sólo afecta superficialmente a las plantas, animales
y a los hombres ordinarios y duran sus efectos sólo un cierto tiempo, muy pronto
retornan a la situación anterior, no existe nada permanente en ellos. Pero
que ese tipo de enseñanza directa no producirá ningún cambio, ni superficial, y
mucho menos permanente en algo superior del ser humano, representado por
Belcebú, al que no le salió el forúnculo en la pierna que el derviche
confiadamente esperaba.
G. descubrió todo esto después de sufrir el accidente en su auto.
Después de ahí comenzó a disolver todo lo relacionado con su Instituto, y
comenzó a entregarse totalmente a poner por escrito su enseñanza. Bueno, ese
fue un verdadero Sacrificio Intencional, decidió sacrificar aquello en que había
colocado todas sus esperanzas y que valoraba en todo su ser, algo que había
logrado con descomunales Esfuerzos Conscientes, y dedicarse a poner por
escrito sus ideas en una forma tal, como nos lo indica, para que por ese medio lo
que deseaba transmitirnos durara un poco más antes de su completa desilusión.
Si captas, tú y yo, y la gran mayoría de los que ahora estamos involucrados en
este Trabajo, lo logramos en gran medida a través de sus escritos; pero casi
nadie de nosotros llego al Trabajo por haber contactado directamente su
Instituto en Francia.
A veces confundimos el “seudo” sufrimiento que sentimos al ejecutar
esfuerzos de cualquier tipo, y que nos permiten por instantes percibir nuestra
situación actual tal y como es. Así que se torna necesario captar las diferencias
de acuerdo a lo que indica la enseñanza. Por medio de los Esfuerzos Consciente
luchas y adquieres y te apropias de algo, sean cosa o estados interiores. Y por
medio del Sacrificio, que de un índole mayor a los esfuerzos, decides

144 - -
Aproximación al Cuarto Camino

intencionalmente despojarte de ese “algo” que ya ganaste, que ya posees, que


ya es tuyo, que ya pagaste por él y que valoras grandemente; y no estamos
hablando del “sacrificio” debido a la impermanencia de todo. Si lo captamos,
veremos que el Sacrificio es lo último por alcanzar para un ser humano; porque
sólo a través de él podemos alcanzar contactar las cosas, estados, o niveles de
ser permanentes y en los que podemos colocar nuestra confianza plena.

Tómalo como otro punto de vista de alguien como tú, que está intentando
alcanzar contactar algún día ese “algo” permanente, o Dios, o lo de Arriba, o el
Trabajo para nosotros, en el cual confiar totalmente.

-140- Agregado para Oscar:


Se me olvidó contactar lo anterior con algo relacionado directamente
con el Trabajo, y con el tema de: Esencia y Personalidad.
Si nuestra personalidad es fruto y resultado de todo lo reflejando en
nosotros por el mundo impermanente, entonces está destinada a la desilusión,
morirá como dice G.: “Como un simple perro pulguiento”.

La esencia, aquella parte real y más permanente de nuestro interior,


o semilla que puede desarrollarse en un alma potencial, después de la primera
muerte, de la personalidad, continúa existiendo y morirá tiempo después, es
inmortal pero no eterna; desde luego, hay que educar a un animal salvaje para
convertirlo en un Alma verdaderamente humana, y muy pocos lo pueden
realizar. Pero sólo la tercera parte es permanente, la voluntad, y está es la
verdaderamente inmortal y eterna y no está expuesta a desilusión alguna; desde
luego el camino hacia ella es a través de un Alma grande y en expansión..

La mayoría de aquellos que han leído libros acerca de esta enseñanza,


o de aquellos pocos que han trabajado sobre sí mismos bajo las condiciones de
un grupo de Trabajo, saben teóricamente lo que se indica acerca de la esencia y
la personalidad, y es algo que suena bastante simple: “La personalidad es todo
aquello que es adquirido, tomado desde el exterior, y la esencia es con lo que
nacimos, lo que es realmente de nuestra propiedad”.

Pero esta frase es sólo un bosquejo, y sirve para dar a las personas la
idea de esto.

¿Pero qué es la personalidad realmente?


¿Y qué es la esencia realmente?

Ojala alguno de ustedes haya logrado experienciar en sí mismo lo


anterior, que haya comprendido realmente el significado íntimo de esas dos
partes constituyentes del hombre. Desde luego, quizá intentemos hablar acerca
de esto a partir de un razonamiento o de un pensar acerca de esto, pero lo que
lleva mucho tiempo, incluso para aquellos que verdaderamente están trabajando
sobre sí mismos, es vivenciarlo plenamente en nuestro interior.

-141- Estimado Alumno:

- -145
Aproximación al Cuarto Camino

¡Lo que constatemos en nuestra vida! Es una frase que parece


significar algo, pero es difícil saberlo si no tomamos en cuenta primero lo que
significa: “Nuestra vida”.

Existen dos tipos de vida, o de existencia, o mucho


mejor, apoyándonos en las ideas de Gurdjieff: “Existen dos ríos”. Una vida vivida
en la personalidad, en la parte superficial que fue pintada desde el exterior. Por
lo tanto, en la personalidad estaremos siempre viviendo una vida externa,
permanecemos en manos de los sucesos externos. Pensando, sintiendo y
haciendo lo que la personalidad quiere o desea, volcada a acaparar ideas
externas, vivencias de otras personas, sucesos exteriores, y pensar de acuerdo a
eso o sentir o hacer lo que nos obliga a sentir y hacer. En pocas palabras, una
vida externa que nos atrapa para continuar girando en el giro incesante de la
rueda de la vida exterior, o Samsara, como dirían los Hindúes; pero eso sí,
creyendo que somos los arquitectos y amos de nuestro propio
destino. Actualmente, nosotros y la mayoría de aquellos que conocemos o
“amamos” vivimos atrapados en esa vida de “suspensión animada”. No importa
lo culto que seamos, lo hábil que nos comportemos, lo buena gente que seamos,
lo especulativo o asertivo que nos comportemos; todo eso es producto de
nuestra personalidad, una creación externa; porque la personalidad es el
producto de la toda la educación que nos ha llegado desde afuera. Si el mundo
externo se detuviera la personalidad moriría, porque su razón de ser y de vida
pertenece a ese mundo que le dio nacimiento.
Existe otro tipo de vida muy diferente a la anterior, y es vivir una vida
esencial, vivirla en las profundidades de nuestro ser más íntimo. Esta vida es
natural y por derecho de nacimiento le pertenece a nuestra esencia. Pero
nuestra esencia está dormida y no puede vivirla, porque toda iniciativa
voluntaria actualmente está en manos de la personalidad.

Aquello que denominamos: “Trabajo”, existe para despertar, hacer


crecer, y desarrollar hasta su madurez nuestra parte esencial. Y aquel que lo
realice, su esencia será el amo de la personalidad. Pero para lograrlo, es
requisito necesario que la personalidad muera, que suelte la iniciativa, que se
comporte como un cadáver totalmente pasivo al que ya no se tenga que
mantener bajo vigilancia, y que acepte convertirse en un instrumento en manos
de la esencia. Sólo algo muerto podrá ser lo bastante pasivo para que no
manifieste intención alguna.

Así que “El Trabajo”, real y auténtico, en el que se cuenta con las
prácticas y ejercicios especialmente diseñados para las diversas etapas, y que no
vienen descritos en los libros, es el único camino que puede llevar vida a nuestra
esencia, o mejor dicho, que puede hacer renacer la vida interna en nuestro ser.
Todo lo anterior está encerrado en las frases de la Tradición que dicen: “Para
nacer primero hay que morir. Pero para morir primero hay que despertar”. Y yo
le agregaría: “Para despertar necesitamos detener y silenciar la personalidad.
Lograr un “Stop” en nuestra personalidad, que se manifieste la
esencia mostrando su carencia de educación, y educar la esencia hasta su
madurez para que sea el amo de nuestro ser, son las tres etapas que intenta
realizar el Trabajo en aquellos que acepten ser su instrumento.

146 - -
Aproximación al Cuarto Camino

Como podrás apreciar, Alumno, en el Cuarto Camino no se especula,


se aprende, se verifica prácticamente lo aprendido y se obtiene la comprensión
justa. Sin un Trabajo de grupo, sistemático y sin misericordia o auto
compasión, ésta remota posibilidad de alcanzar una vida esencial sería
inalcanzable e imposible; perdona mi insistencia sobre esto, pero es algo
primordial que se requiere repetir, una y otra vez, para evitar malos entendidos

-142- Estimado Homero:


Pueden existir multitud de significados, pero apoyándome sólo en lo
que mencionas, aunque sé que es una información muy restringida, se pueden
deducir algunas cosas.
Por ejemplo, cuando mencionas: “cuando pasó todo y estuve solo y a
salvo, como dicen por ahí, me volvió el alma al cuerpo y me cogió un miedo que
me temblaban hasta los pantalones”. La personalidad vive en y de las
experiencias externas, y la esencia debe vivir, si está despierta, en nuestra vida
interior. Quiero decir, que pertenecen a mundos diferentes. De acuerdo a esta
indicación, se deduce que la parte que enfrentó la situación, fue sólo tu
personalidad. Y cuando la situación terminó, te cogió un miedo que te
temblaron hasta los pantalones, esto sucedió en tu parte interna o esencial, un
simple niño asustado. Pero parece que tú lo percibes al revés.
Lo que agregas después ayuda a reforzar la deducción anterior. Te
creaste a base de castigos y con una disciplina implacable. Eso alimentó tu
personalidad, te disciplinaron o te castigaron para adaptarte a una cierta manera
de enfrentar la vida, así que cuando te ponen un cuchillo enfrente, ya estás
acostumbrado, no es algo muy diferente a las situaciones que enfrentaste en tu
infancia.
La esencia es otra cosa muy diferente. Para poder tener una esencia
educada y desarrollada, debe haber sido necesario educarla antes de los diez
años. Pero esa educación no es de la misma forma que la de la personalidad. La
esencia se educa por medio de cuentos, de fábulas y de cierta fe religiosa, en las
que se le presenta al niño diversas maneras de comportamiento y actitudes
valiosas de gente extraña a él que van intercaladas en la narración, para que él
logre captarlas por él mismo, sin ninguna imposición de sus padres o maestros;
en pocas palabras, es una educación indirecta. Como podrás deducir, es muy
raro encontrar a alguien que lo hayan educado esencialmente; a casi todos
nosotros nos educaron directamente con imposiciones, como lo mencionas.
Mira, es difícil, pero apoyémonos en un símil. A un burro, o a una
mula, a base de palos directamente aplicados y con la frecuencia requerida, se le
“educa”, y tarde o temprano aprende a hacer lo que se requiere de él. Y así, una
mula o un burro, pueden alcanzar las cimas de las montañas, si el amo se los
impone.
Claro que en Fragmentos se menciona acerca de un experimento de
hipnotismo, y que da como resultado y se demuestra, que una personalidad muy
fuerte y con hartos conocimientos encierra una esencia débil. Y una personalidad
silenciosa, apática, timorata, encierra una esencia madura. Y esa es una
realidad. Tú enfrentaste la situación externa (personalidad fuerte), pero cuando
dicha situación externa desapareció, te cagaste en los calzones (esencia débil).
Mira, yo he pasado por ciertas experiencias en la vida común y
corriente. Y uno de mis mejores amigos, argentino por cierto, es un

- -147
Aproximación al Cuarto Camino

representante del signo Aries. Nuestras personalidades son totalmente opuestas,


él es aventado, intrépido, audaz, fuerte, poderoso cuerpo, etc., en pocas
palabras, una personalidad enérgica; y durante el golpe de estado en Argentina,
fue hecho prisionero y conducido a un estadio de fútbol, y de ahí la gran mayoría
fueron asesinados a los pocos días. Él me comenta, que llegó un momento en
que cuando le apuntaba con el rifle R.15 uno de los militares, él le agarró de un
impulso el rifle por el cañón y se lo colocó en su frente gritándole al militar que
jalara del gatillo y que no se anduviera con chiquilladas. Bueno, esa historia se
parece en algo a la tuya. Bueno, pues ese gran amigo que cualquiera de
nosotros se hace a un lado cuando pasa, se cagaba en los calzones cada vez que
nosotros dos nos íbamos a explorar lo desconocido por el desierto durante las
noches. Ahí en las noches, todo el mundo externo que le era habitual,
desaparecía; y él no tenía ninguna capacidad interna a su disposición para
afrontar lo desconocido.

-143- Estimado GIG:


He leído con interés tus aportaciónes anteriores y estas cuatro
nuevas. Y siendo honesto, encuentro una mezcolanza de diversas fuentes que no
tienen relación alguna con el Cuarto Camino.

Dices que has estado en una escuela del Cuarto Camino, pero que en
realidad nunca has podido practicar el Recuerdo de sí de acuerdo a esta
enseñanza por lo tanto, si somos sinceros: “Nunca has estado, ni estás, en el
Cuarto Camino”.

Y lo confirmas de inmediato al leer otra de tus partes: Pero, eso


sí, estoy “trabajando” en lo del “carruaje” y “la casa” con el análisis e
introspección de mis sueños. Eso es algo que pertenece a la psicología de Carl G.
Jung y no al Cuarto Camino. Agregas en otra parte una frase dicha por Federico
N. Y en otra parte, mencionas la ensoñación, que fue algo diseminado por C.
Castañeda. ¿No sientes que en ti existe un conflicto muy profundo de deseos?

¿Quizá sinceramente no deseas nada real, ni Cuarto Camino ni cosa


alguna, pero lo ocultas manifestando demasiados deseos conflictivos como
protección?
Acaso deseas salir y cohabitar con Martha, con Bertha, con Mónica y con
Adelita al mismo tiempo. Decide por alguna de ellas, comprométete con alguna,
hazte responsable de esa elección. Estar entre dos, tres, o cuatro sillas es la
situación más estúpida en que podemos caer, siento yo, porque ya pasé por
eso . .

Gurdjieff, utilizó con frecuencia el símil de comparar al hombre


ordinario con un carruaje para pasajeros (un coche taxi). Se puede leer en los
libros de Gurdjieff, de Ouspensky, y de la mayoría de sus discípulos. Este símil
es muy antiguo, empezó en Egipto, se incluye en los Upanishads, y Gurdjieff lo
utilizó de una nueva manera para que por medio de su simbología
encontráramos algo con respecto as nuestra situación. Para aquellos miembros
de esta Comunidad que ya hayan leído acerca de esta similitud de G, quizá
puedan aportar algo con respecto a lo siguiente:

Se menciona que el cochero o el intelecto, está siempre borracho o


dormido. Se indica que si el cochero pudiera medio despertar aunque sólo fuera

148 - -
Aproximación al Cuarto Camino

por un instante, vería que el caballo (la emoción) mantiene aferradas las riendas
entre sus dientes y se desboca hacia lo que quiere o le gusta. Pero que al mismo
tiempo el cochero entendería que esa situación se debe a su propia pereza, y
sobre todo a que concluye que no tiene porque preocuparse al respecto de esa
situación, ya que siente que el carruaje no es de su propiedad.

¿Qué significado podría tener para nosotros lo anterior?


Debemos comprender claramente que cada criatura, cualquiera sea el
lugar en que se encuentre, gira alrededor de su necesidad y está
indisolublemente ligado a ella: “Su necesidad está más cerca que su padre y que
su madre, y a ella está unido”. Su necesidad es como una cadena, con una brida
que lo tironea de aquí para allá. Es imposible que alguien se ate con una cadena
cuando su deseo es escapar de las trabas, no es posible buscar la libertad y al
mismo tiempo hacerse encadenar. Necesariamente es un tercero quien lo ha
encadenado. Aquel que busca la salud no puede entregarse a la enfermedad,
pues no es posible buscar, a la vez, la salud y la enfermedad.

El que está cerca de su propia necesidad, está cerca, también, de


aquello que satisface su necesidad; si él está constantemente atado a su propia
brida, estará constantemente atado a quien tira de esa brida. En tanto su mirada
permanece fija en la brida, él no es digno de ningún respeto; si su mirada, en
cambio, se fijara sobre aquél que tira de la brida, se vería libre de sus cadenas,
ya que sólo contaría el que tira de la brida. Él fue atado a la brida para obligarlo
a caminar por el surco que trazó quien lo amarró. Sin embargo su mirada no se
posa en él sino en la brida. Se dice en la Tradición: “Nosotros le marcaremos el
hocico, fijaremos una brida a su nariz y lo arrastraremos contra su voluntad, ya
que sin brida no nos sigue”.

“Noble es la vejez si el corcel de la alegría, mientras se ven blanqueando


los cabellos, toma el freno con sus dientes”.

Cuando el halconero del rey captura un halcón, comienza por vendarle


los ojos y atarle las patas. Luego lo tiene durante días y noches, hambriento,
sediento y despierto hasta que su naturaleza se quiebra, hasta que se domina su
animalidad y su ferocidad –hasta que el pájaro se amansa. Entonces, el
halconero le enseña a cazar, lo lleva ante el rey para que pueda gozar de su
proximidad, para que se pose en su puño. Es evidente que la intención del
halconero no es atormentarlo, sino enseñarle a cazar. O más bien, la finalidad
última del halconero es de llevar al halcón cerca del rey.
La tarea del guía es parecido a esto. Una vez capturado el peregrino,
le venda los ojos –es la habitación obscura- le ata la lengua –es la soledad y la
reclusión. Después, durante días y noches, lo mantiene en el torno del hambre,
de la sed y de la vigilia hasta que se rompa su ego, hasta que domine su apetito
animal, su ferocidad y su maldad. Entonces, el guía le enseña a cazar. Las
presas del peregrino son la ciencia, el conocimiento místico, el amor, la
contemplación y la visión. Cuando el peregrino sabe cazar, se acerca al Rey, el
peregrino está liberado; se halla en el numero de los elegidos.
“Gloria a Dios, Señor de los dos mundos”.

-144- Estimado Homero

- -149
Aproximación al Cuarto Camino

Coincido totalmente contigo, las alegorías, los cuentos de enseñanza, los


símbolos y lo símiles, alimentan una parte más profunda de nuestro ser. Pero
esa profundidad quizá en nosotros esté plenamente despierta, o medio
despierta, o totalmente dormida, dependerá del grado de desarrollo que
hayamos alcanzado en nuestro ser. Nuestra parte superficial u automática
(dormida) puede captar literalmente las palabras o representaciones de esas
cosas; nuestra parte sensible (medio despierta) podría notar que una parte de
eso es más interesante que otra; y nuestra parte consciente
(despierta) contactaría el significado total de lo transmitido en eso. Y aún hay
algo arriba de esas tres partes, que si los instrumentos requeridos están
trabajando ya en nuestro ser, captaríamos hasta el por qué de la transmisión de
esa manera y con qué intencionalidad se aventó a la vida.
Quizá eso que mencionas acerca del impacto que provocó tu padre
sobre ti haya lastimado tu esencia; o quizá sólo echó a perder tu personalidad; o
quizá todo eso es el resultado de tu propia elección. Habría que trabajar sobre
uno mismo para verificarlo; no analizar ni deducir, sino verlo directamente en la
práctica.

Pero después de todo, si eso lo causó tu padre y tú ahora sufres las


consecuencias; si esa es tu situación actual porque parece que tú ya la viste,
¿qué vas a hacer al respecto? ¿Te harás responsable de tu propia situación y
empiezas a hacer algo al respecto? ¿O vas a lamentarte y esperar cambiar a tu
padre? ¿O empiezas a dar a conocer o a ocultar ese hecho porque te ayuda de
alguna manera? ¿Cómo podrías corregir tu pasado? Y si el 50% de ti pertenece a
la herencia paterna, ¿ese rasgo de tu padre no reside actualmente en ti sólo por
ese hecho? ¿Y si tus abuelos le provocaron eso a tu padre, ¿por qué lo culpas a
él? Si pasó por lo mismo que tú.
¿Y si Adán y Eva dañaron a tus antepasados por qué juzgas a tus
ancestros?
Suerte, y ojala comiences a hacerte responsable de tu propia vida sin
lamentarte por lo sucedido en el pasado, intenta vivir a partir desde donde ahora
estás, podría serte mucho más fructífero. . .

-145- Estimada Guille:

Es acertada tu exposición. Pero cuando mencionas que el caballo


“acciona” a partir de sus gustos y disgustos, la palabra adecuada sería:
¡Reacciona! El caballo siempre reacciona basándose en el par de opuestos,
cuando algo no le gusta, o no le interesa, o no le llama su atención, el otro polo
no existe, no puede detectar algo pequeño dentro de todo eso que le guste, o
que les interese, o que despierte su atención. El caballo carece del poder de ver
simultáneamente ambos lados de cualquier situación, ese poder pertenece al
cochero, siempre y cuando esté despierto.

En la segunda mencionas que cuando nos enojamos y queremos


pelear, no es que nosotros nos enojemos (el cochero), sino que el caballo tomó
las riendas entre sus dientes.

150 - -
Aproximación al Cuarto Camino

Estoy de acuerdo contigo, el cochero permanece soñando, y ese es el


estado de pasividad o inercia debida a la pereza, podríamos deducir que el
cochero no desea trabajar.

El cochero no puede darse cuenta de su imaginación, porque él en


esos instantes es la imaginación, para poder verlo necesitaría de la ayuda de
alguien despierto.
La función principal del cochero es mantenerse despierto, vigilante y
atento tanto a él mismo (recuerdo de sí), como al caballo y al carruaje (ser
sensible) para percibir sus querencias, necesidades, etc. Porque si el cochero se
mantiene vigilante, encontrará que el caballo y el carruaje reaccionan de acuerdo
a un cierto patrón, y si llega a conocerlo, puede utilizar dicho patrón para
controlarlos.
Pero básicamente nuestro dilema es: ¿Cómo mantener despierto y
atento al cochero?

-146- Estimado GIG:


Siento que lo indicado es correcto. Me importa compartir experiencias
con otras personas. Leí con atención tu aportación anterior tratando de descubrir
qué está detrás de esas palabras escritas, porque las palabras escritas carecen
de vida, y lo que expuse fue la conclusión a que arribé.
Pero intentemos ahora, tú y yo, obtener algo de esta nueva aportación
tuya:
Primero.- Ahora mencionas que buscas una enseñanza o escuela definitiva y
única, lo que está contradiciendo lo que expusiste anteriormente. Yo te indique
que actualmente vives en una multiplicidad de enseñanzas o de escuelas
apoyándome en lo que leí, y te sugerí que buscaras una (la que sea) y te
olvidaras de las otras. Esta Comunidad no es un substituto de una escuela
auténtica del Trabajo, porque lo necesario es trabajar en un grupo de carne y
hueso, no virtual. La meta de haber creado esta Comunidad nada tiene que ver
con el trabajo de escuela.
Segunda.- Nadie puede instruirte ni orientarte. Pero si tú has visto que
estás perdido y que no puedes encontrar una salida hacia la libertad porque
careces de fuerza, conocimiento o de las herramientas requeridas, ¿qué se
puede intentar? Pues buscar otra persona (dentro de ese bosque donde estás
perdido) y preguntarle si conoce una salida. Quizá él te convenza de que sí la
conoce, y tú, como estás perdido y con hambre, confías rápidamente en él.
Quizá al poco tiempo detectes que han estado dando vueltas y vueltas, y
empieces a dudar de que esa persona en que confiaste conozca una salida,
porque también está tan perdido igual que tú. Quizá hayas aprendido algo
después de eso, y cuando se presente otra persona pongas atención para
detectar ciertas cosas de sentido común: ¿viste como explorador, trae un mapa,
usa una brújula para orientarse, habla el lenguaje del hombre libre, etc.?
Bueno, cualquier experiencia tuya tiene el mismo origen: tú mismo. Si quieres
que te diga cómo orientarte, pues te lo digo: ¡Camina hacia el Oriente!
Tercera.- El “Recuerdo de sí” no es una práctica madre, ni padre, ni nada
semejante; simplemente es un artificio para imitar lo que no podemos contactar.

- -151
Aproximación al Cuarto Camino

Es como apoyarme en bastones para caminar, y cuando camines apoyándote en


tus propios píes, pues arrojas esos artificios. La “Consciencia de sí” es la
realidad, el “Recuerdo de sí” simplemente es un artificio de imitación. A, y el
recuerdo de sí nada tiene que ver con la condición física ni con la auto-
observación, ni con niveles de ensoñación, y mucho menos con una práctica. Es
un estado de ser; lo eres o no lo eres.
Cuarta.- El Cuarto Camino no es una síntesis de ningún camino anterior. El
Cuarto Camino nace y fluye desde una fuente muy diferente a las tres que
indicas, ni tampoco utiliza la vida como un gimnasio; porque lo que intenta es
que nuestro propio ser sea la arena donde nos ejercitemos.
Y de nuevo te contradices, cuando mencionas que necesitas que alguien te
lo precise, y que quieres auto-disciplinarte. Acaso la auto-disciplina no es tú
contra ti mismo sin ninguna indicación externa. Te recomendaría que estudiaras
directamente en las fuentes de las diversas enseñanzas, pero ¿sabrías cómo
encontrarlas?

Lo otro que agregas proviene de ti y nada tiene que ver con el Cuarto
Camino, porque la meta de esta enseñanza es que el hombre sea libre, que no
dependa de la vida externa ni de sus contenidos internos para intentar cualquier
acción.

Nosotros no hacemos proselitismo, ni intentamos que se unan a nuestro


Instituto. Simplemente estamos ahí, y si alguien necesita de algo en que
podamos servirle y existen las condiciones adecuadas para lograrlo, pues
adelante. La necesidad nace en la gente que está buscando, sin importar estado
o país.
Quinta.- Exprésate con sinceridad, honradez y humildad, y si no lo puedes
lograr, pues continua expresándote como lo has estado haciendo. Y cuando tú
quieras salirte o auto-expulsarte de la Comunidad, te sugiero que lo pienses dos
veces.
Sexta.- Te lo repito, porque en cada parte manifiestas esa necesidad de
dependencia externa; tus verdaderos deseos profundos sólo los puedes lograr a
través de ti mismo. Lo que yo he experimentado es que el mandato supremo
viene desde Arriba de mí mismo
Ahora intenta reconciliar tu aportación con ésta que te envío. .

-147- Estimado GIG.-

Con respecto a lo que indicas de la “Concomitancia”, quizá pueda


presentarse de acuerdo al estado de ánimo de las personas. Pero si intentamos
comprender lo que debe incluir para que opere de manera conciente,
deduciríamos que se requieren tres cosas.

Un transmisor, un receptor, y el conocimiento para sintonizar o armonizar


ambas partes.

Por ejemplo; quizá el transmisor esté enviando la información codificada por


la banda que corresponde al grado de vibración de la comprensión, o con la
vibración correspondiente a la sensibilidad, o simplemente a la vibración grosera
del automatismo. ¿Sabrá el aparato receptor sintonizarse a esos anchos de

152 - -
Aproximación al Cuarto Camino

banda correspondientes para captar con fidelidad el mensaje transmitido desde


la estación transmisora? ¿Y si hay “pájaros en la línea” no se produciría una
interferencia que distorsionaría el mensaje transmitido? ¿Y si la estación
receptora está intentando sintonizar varias estaciones a la vez?
Lo que mencionas con respecto a la excursión que llevaron a cabo como
grupo, es agradable saber que han estado intentando hacer cosas prácticas que
pocos acometen. Pero me pregunto: ¿Qué hubiera acontecido si el guía deja que
cada uno de los miembros decida por sí mismo qué hacer al respecto?
¿Imagínate que solo tú decidieras quedarte en soledad en ese paraje a pasar la
noche? ¿Imagínate que tú fueras el único que decidió emprender el regreso
hasta la Ciudad en soledad?

Al final de tu escrito se presenta una mal interpretación de lo que te


expuse. Yo indique que la realidad es la: “Consciencia de sí”, y que el “Recuerdo
de sí” sólo es un artificio para tratar de imitar esa realidad que no
podemos contactar todavía El primero es una realidad, el segundo es el método
correcto de Trabajo para tratar de sentir lo que podría sentirse cuando fuéramos
conscientes.

Trata de desterrar de tu mente el que la discusión no sirve o dificulta las


cosas. La discusión, la lucha, es uno de los medios más eficaces para llegar a la
reconciliación de los opuestos; siempre y cuando no perdamos de vista que esa
es la finalidad y caigamos en discusiones estériles.

Y a la hora que desees indicarme lo que tú ves en mis escritos, será algo
que puede contribuir a expandir el conocimiento de nosotros mismos. . .

-148- Estimado Trabajador:

Bienvenido a Matrix, bienvenido al mundo real.


Si esta enseñanza fijara sus propios propósitos, ¿entonces qué onda con
nuestra propia libertad? Así que te deja que tú libremente establezcas tus
propias metas, y además, cuando ya las hayas establecido y valorado en tus
profundidades, pone en tus manos las herramientas más adecuadas para que las
utilices correctamente y te ayuden a alcanzarlas.

¿Pero entonces qué es el ego, estimado Trabajador? Pues el que crea e


impone los mecanismos de defensa que manifestamos. Como el ego carece de
substancia real, se protege a capa y espada para que los demás no vean su
nadidad, pero así mismo, se cierran las puertas para verlo tal y como es: un
tirano déspota que sólo le interesa él mismo. ¿Y cómo ver aquello que
actualmente somos? ¿Cómo el ego puede verse a él mismo?

Y tienes mucha razón en cuanto al Seminario impartido. Se supone que uno


es el que expone la teoría y la práctica de esta enseñanza en el seminario, que
uno da algo; pero verdaderamente uno es el que sale más cargado de
comprensión y energía de esos experimentos. Yo mismo me asusto de lo que
sale de mí al contestarles esta última semana y de varias comprensiones que me
han permeado, porque descubro que cosas que no debería comunicar las
comunico, quizá sea parte de ese rasgo de mi carácter que todavía no puedo
controlar a plenitud.

- -153
Aproximación al Cuarto Camino

La similitud con el arte de la pesca que expones es interesante. Pero siento


que dejaste a un lado, o se te olvidó, una de las cualidades principales de ese
arte. El pescador es paciente, busca y busca qué carnada necesita o le gusta a
ese pescado para atraerlo hacia él. Si en vez de curricanes, como les dicen en
Nuevo Laredo a la carnada, ponemos diversos puntos de vista para detectar ver
las necesidades o quereres de una determinada persona, tarde o temprano se
enganchará con uno de ellos, ya sea con algo psicológico, filosófico, religioso,
científico, de yoga, esotérico, magia, o de simple sentido común.
Decimos que la paciencia es la madre de la voluntad. ¿Pero ves manifestada
esa paciencia en los escritos de esta Comunidad?
Un abrazo fraternal con todo mi ser para ti y cada miembro de tu grupo.

-149- Estimado Halcón:

Si tú usas palabras y frases rebuscadas, ¿con que otro lenguaje quieres que
conteste?

Ya te ofrecí otra manera de compartir, pero retornas de nueva cuenta a lo


condicionado. Pues te contestaré palabras y frases, que aunque se que son un
gasto estúpido de tiempo, quizá satisfagan el hambre falso de alguien.

Intenta sentir alegría cuando no está sucediendo nada en el exterior que te


la cause, o que no estés en un estado en que asocias experiencias de tu pasado.

Ya naciste y no hiciste nada al respecto, ¿para que cambiar esa situación tan
adorable del nacimiento?

La única manera de vencer al oponente es uniéndose a él, desde luego aquí


me refiero a que te unas al oponente que vive en ti. Porque si te unes a un
oponente externo, rápidamente pensaría otra cosa de ti.
En una pareja no hay alguien que sea más importante, si no estarían al
parejo.
Nada puede entenderse sin ser explicado con palabras. Nada puede vivirse sin
ser algo viviente en el interior.
Lo que es blanco en verdad es todo negro, pero lo que se ve negro siempre
en esencia es blanco y luminoso.
¿Y si se te olvida que pusiste como meta olvidar?

No seas un chupa cabras, aliméntate de tus propias experiencias, ¿o acaso


eres de Transilvania?

Hay momentos para Trabajar, momentos para cumplir responsabilidades, y


momentos para permitirle a nuestras máquinas que se regodeen; gracias por
ayudarme a cumplir con lo último al contestar cada una de tus aportaciones, y
ya no seas tan llorón intelectual, sufre internamente. . .

-150- Estimado Rubén:

Así es el mundo real. Hay que vivirlo en carne propia para comenzar a
entender el por qué de las cosas.

154 - -
Aproximación al Cuarto Camino

Un “Seminario Intensivo”, por eso lleva ese nombre. Te ayuda a descubrir


tu propia situación actual. Desde luego, siempre es terrorífico, porque para un
hombre que ha vivido mintiéndose y lleno de miedos toda su vida, la verdad
dura y directa es muy difícil de soportar. Pero al mismo tiempo te presenta
salidas o posibilidades reales y tangibles para que empieces a re-dirigir tu vida.
Probaste tu “habilidad y capacidad” corporal, el “poder de concentración” de tu
mente pensadora, lo “estable y poderoso” de tus emociones y deseos, y algunas
cosas más; y verdaderamente da terror el verlo.
Pero si esas experiencias te sirven para ser mucho más humilde que cuando
te inscribiste en el Seminario, sólo te queda orar para que un grupo auténtico te
dé la oportunidad de trabajar en el proceso preliminar del Trabajo. Porque el
Trabajo Real está todavía muy lejos, pero si eliges, con humildad, participar en
un grupo preparatorio, eres bienvenido. Y te digo, todavía en ti la semilla que
tiene el potencial de crecer no se ha secado o marchitado en tu interior; dale la
oportunidad de que empiece a respirar y vivir la vida del Trabajo.

-151- Estimado Rubén:

¿Cómo quiero vivir? Es una interrogante interesante, y puede ser valiosa si


nos esforzamos por comprenderla.

¿Cómo has vivido hasta el día de hoy? ¿Has vivido como corresponde
a un verdadero ser humano? ¿O has vivido lo más semejante a un animal que
sólo busca satisfacer sus pasiones egoístas? ¿O has vivido jalado por los sucesos
y personas del mundo externo? ¿Vives a partir de la personalidad que te han
injertado desde el exterior? ¿O vives a partir de esa parte esencial que te
pertenece por nacimiento?

El sólo hecho de haber nacido nos obliga a pagar por nuestra venida al
mundo, lo queramos o no, lo sepamos o no, no existe escapatoria de ese pago.
¿Sabes con qué debes contribuir, con qué pagar por tu venida al mundo? Esa
deuda la puedes pagar de dos maneras, produciendo conscientemente lo que te
toca contribuir lo más rápidamente posible, y así liberarte de tu deuda y tener
tiempo para crear tu propio ser; o pagas con tu propia muerte al instante de tu
muerte.
Bueno, quizá captes que esas dos preguntas que quieres contestarte,
son una sola. Porque la vida y la muerte van de la mano. Si vives como un
animal, morirás como muere cualquier perro piojoso y sarnoso. Si vives como un
hombre, morirás manteniéndote conscientemente. Si vives en la falsedad, no te
darás cuenta que ya has muerto cuando te mueras. Si vives en la
verdad, después de la muerte no soñarás. Si vives dejando que el aire y la luz
entren en tu interior, morirás y continuarás oliendo a rosas por muchos años y
tu cuerpo no se descompondrá.. Si te has cerrado al aire y a la luz en esta vida,
a tu muerte te pudrirás rápidamente desprendiendo un olor nauseabundo y
siendo comido por los gusanos.
Quién puede decirte algo al respecto, si cada uno tiene que buscar y
encontrar sus propias respuestas dentro de él.

-152- Estimado Sayyid:

- -155
Aproximación al Cuarto Camino

De acuerdo con las ideas del Cuarto Camino, intentaré exponerte un


punto de vista que muy pocos entienden, porque nunca se han desarrollado o se
les ha ocurrido: leer entre líneas, pero en el que reside una gota de substancia
real que quizá pueda conducirnos a la comprensión.
Y créeme, yo mismo aprendo y comprendo mucho al contestarles,
entro en situaciones desacostumbradas y eso me permite ver diversos lados de
una determinada situación que a primera vista está confusa.

Hablas de acerca de una persona ansiosa, osada y con deseos por


descubrir. ¿Pero nunca se te ha ocurrido que esos rasgos son exactamente la
manifestación real de la consciencia en nosotros?
Si atrapas lo anterior, por más desconcertante que te parezca a
primera vista, ¿entonces cómo las ansias y los deseos pueden descubrir la
consciencia? Las ansias y los deseos profundos son la misma consciencia que
estás tratando de descubrir.
Bueno, a la mejor todos esos deseos y ansias que indicas no vienen de
las profundidades de nuestro ser, quizá sean simples gustos, intereses
y quereres reaccionales que explotan a partir de nuestras partes superficiales,
pero le ponemos más salsa al taco y nos engañamos diciendo que esos son los
deseos principales de nuestra esencia. Porque si verdaderamente conociéramos
nuestros verdaderos deseos esenciales, aquellos deseos que nacieron junto con
nosotros y que son los que nos pertenecen, ya seríamos conscientes.

Pero este es un trabajo que pertenece a la Psicología Profunda,


aquella Psicología interesada con los Arquetipos humanos; y en el Cuarto Camino
es el nivel donde reside el rasgo o debilidad principal de nuestro propio carácter
o Sino, y es un trabajo directo sobre la esencia. Es más, te puedo asegurar que
en la mayoría de las personas ordinarias no existen deseos profundos. ¿Por qué
en los cuentos el Genio de la Lámpara nos pide que expresemos rápidamente
tres deseos? ¿Y qué es lo que sucede? ¿Acaso no terminamos utilizando el último
deseo para reparar las consecuencias de los primeros dos deseos? Terminamos
igual o peor que lo que estábamos antes.
De acuerdo a lo anterior, no nos confundamos “creando” imágenes
confortantes, los deseos que residen en nuestra esencia o consciencia no son
sublimes ni nobles, son simples pasiones animales que buscan satisfacernos a
nosotros mismos. Te podría asegurar, que detrás de esa consciencia de uno
mismo, de esos deseos profundos, siempre encontrarás al ego como el
manipulador de ellos.
Trata de comprender, ¿cómo nace la confusión y la mal interpretación en
nosotros? Y siempre descubrirás que detrás de eso existe algo que nos hace
aferrarnos a palabras que se refieren a lo superior, pero para las que no
tenemos instrumentos listos para captar su significado real, y continuamos
repitiéndolas para engañándonos y así evitamos el trabajo de experimentarlas
directamente en nuestro ser.
Si a lo último que expones, que a simple vista parecería interesante,
lo comienzas a ver desde esta nueva perspectiva que te ofrezco, encontrarías
que para trabajar sobre el ego, que es lo que está detrás de la consciencia,
entonces tendrías que entrar en tu inconsciente, en aquello que está más allá de

156 - -
Aproximación al Cuarto Camino

tu consciencia. ¿Podrás hacerlo sin provocarte daño psíquico? Desde luego, si


conocieras y practicaras con persistencia los métodos y ejercicios creados para
ese fin en un grupo auténtico de esta enseñanza, tendrías una posibilidad real de
lograrlo. Pero dejado a tu propia voluntad, a tu libre albedrío, el daño al trabajar
en esa región tan profunda de nuestro ser repercutiría grandemente en todo lo
que ahora somos.
Podrás concluir por lo antes expuesto, que cualquier centro de
gravedad del que hablemos, nace y funciona a partir de nuestro ego. Porque
aquel que vive a partir de su Individualidad, a partir de su Yo Real, eso del
centro de gravedad no tiene importancia porque pertenece a la etapa egoísta
que ya dejo atrás.

Sé que este chocolate que te estoy ofreciendo esta muy espeso y


caliente, y por lo tanto, te pido que lo sorbas con mucho cuidado y no vayas a
quemarte cuando lo contactes con tus labios.
Si el chocolate resulta estar muy espeso o caliente para ti, dímelo,
porque también tengo agua común y corriente para paliar tu sed de
conocimiento.. .

-153- Estimado Pedro:

He intentado dejar en claro que un Propósito, cualquiera, incluyendo


el propio, está muy alejado de nosotros, porque reside en otro mundo, en un
mundo profundo que no tiene contacto con el mundo superficial de cosas en que
vivimos ordinariamente. Quizá, como comúnmente sucede, ese propósito lo
veremos cuando tengamos un píe en la tumba, ¿pero para qué nos serviría
conocerlo cuando nuestro tiempo ha finalizado?

Pero también comprendo que es algo muy difícil de atrapar, sobre


todo, como lo he indicado ya varias veces, porque creemos que ya sabemos y
comprendemos qué significa un Propósito, y jamás se despertará en nosotros el
deseo por tratar de comprenderlo directamente basándonos en nuestras
experiencias. Creemos que con los pensamientos o el aparato formatorio lo
podremos atrapar y comprender.

Ni siquiera tenemos la curiosidad natural de un niño que trata de


conocer y contactar las cosas que desconoce.

Haber si se logra entender algo sobre esto viéndolo desde otro punto
de vista, desde luego, también es un punto de vista no ordinario y sé que de
nueva cuenta nuestra pereza no nos ayudará a atraparlo.
¿Cuál es el propósito de tu propia existencia?

¿Por qué viniste a la vida en este planeta?


¿Con qué propósito estás aquí?

Si piensas por ti mismo, quizá relaciones que ese propósito


está íntimamente relacionado con tu “Destino”. ¿Conoces tú propio destino? ¿Lo
estás llevando a cabo? ¿Has tenido curiosidad por saberlo? Y no me refiero a
estupideces astrológicas o de adivinanzas, me refiero a tu destino real, al
Trabajo que deberías estar realizando en esta vida que elegiste.

- -157
Aproximación al Cuarto Camino

Si tampoco puedes contestarte con sinceridad y honradez estas


interrogantes con respecto a tu propio destino, entonces reconoce que: ¡No
sabes cuál es tu destino!

Y si no conoces tu propio destino, ¿te atreverías a asegurar que sí


conoces el propósito de tu estancia en esta tierra?

-154- Estimado Santiago:

Así es. En Matrix, “el elegido” conoce su propio propósito, y debe


cumplirlo tarde o temprano.

Pero cuando decimos, que un propósito potencial existe, no debemos


malinterpretarlo con lo que ya se está actualizado.

El propósito, el ideal, la intención, etc., son algo por descubrir, algo


que tenemos que percibir por nosotros mismos.

¿Cuál es el propósito del Cuarto Camino?


Cuando lo conozcamos lo sabremos, porque es algo que tenemos que
descubrir personalmente. Desde luego, esa posibilidad sólo existe para aquellos
que sientan que todavía no lo conocen; para aquellos que creen que ya lo saben,
pues no les queda más que realizarlo.
¿Puedo conocer el propósito del Cuarto Camino por lo que leo o me
dicen otras personas?
Tarde o temprano llegaré a comprender que el único camino para
contactar el propósito de algo es a través de mí mismo.
Por ejemplo: ¿Cuál es el propósito de mi venida a este mundo? ¿Cuál
es mi propio Destino personal? ¿Lo conozco o no? ¿De qué me sirve conocer
acerca de los propósitos de otras cosas si continuo desconociendo mi propio
propósito personal? Y si es así, ¿cómo mi propósito personal se mezcla y se une
con ese otro propósito más general o universal?

¿O será mi propósito conocer acerca del propósito de otras cosas?


¿Cuál propósito es el primario en mi vida?

Cuando hayamos alcanzado el grado en que podamos conocer nuestro


propio propósito o destino, se presentará el momento más impactante de
nuestra vida: ¡Aceptarlo o Rechazarlo!
Si lo conocemos, y decidimos aceptarlo, ahí comienza nuestro propio
trabajo para poderlo manifestar y actualizar. Desde luego, aquellos que lo
aceptan, comprenden que deben renunciar y sacrificar todos sus pequeños y
grandes deseos y motivaciones habituales, y someterlos todos ellos al Gran
Propósito Personal que dirigirá desde ahora su vida.

Si tomamos en cuenta lo anterior, podríamos comprender algo de lo


que indicas acerca de Orage. Orage, siendo un brillante y reconocido editor y
escritor en Inglaterra, y que fue catalogado como una de las mentes más
brillantes de su época, renunció y sacrificó todo eso para ir en busca de Gurdjieff
y así lograr conocer y realizar su propósito o destino individual. Igual fue para
Gurdjieff.

158 - -
Aproximación al Cuarto Camino

Y con respecto a la esposa de Orage, él mismo nos trata de indicar


que los dos mundos deben mantenerse separados: por un lado y en primer
término su propio propósito individual, y por el otro, en segundo término su
mujer y su hogar.
Cuando digo que hay que renunciar y sacrificar muchas cosas para poder
realizar nuestro propósito o destino, no infieras que me refiero a deshacerte o
apartar esas cosas de ti, sino que todas esas cosas que han tenido primacía
sobre ti, empiecen a ser controladas y dirigidas desde esa otra parte que conoce
y desea cumplir el propósito.

Y en lo último, esas aportaciones que indicas que han sido muy


buenas y de lo mejor de esta comunidad, ¿para qué te han servido
particularmente a ti? ¿Qué agarraste de su mano?
Si pudieras captar la primera frase escrita en esa aportación que
mencionas, descubrirías que esa persona que aportó ha caído en lo que mucha
gente cae: buscar el poder personal sobre cosas y personas.

Pero que se puede hacer cuando no podemos percibir algo, sino que
simplemente nos despierta reacciones emocionales que sólo sirven para
continuar arrullándonos; por eso indiqué varias veces, que lo que me sorprendió
a mí de esa aportación, no es lo indicado en la aportación misma, sino que
fueron las reacciones manifestadas por las personas de la comunidad.. .

-155- Estimado Ramses:


Es interesante leer acerca de tu contacto inicial con esta enseñanza.

Si intentas leer cada una de las aportaciones y respuestas que se han


hecho desde el inicio de esta Comunidad, encontrarás algunas cosas muy
valiosas que te ayudarán a comprender un poco más sobre este Trabajo. Te
sugiero que leas también todos los documentos, vínculos, temas, y demás cosas
que puedes acceder desde la lista en el lado izquierdo de la página.
Te pido proceder así, porque en esas aportaciones ya se han dado
respuestas a interrogantes similares a las tuyas. No puedo extenderme por lo
antes mencionado, pero las prácticas reales para lograr hacer realidad en
nuestro ser las ideas de esta enseñanza, no se transmiten más que de manera
directa a un grupo de personas de carne y hueso interesadas en este Trabajo.

Lo requerido, si lo logras entender en la lectura de otras aportaciones,


y lees de nueva cuenta el capítulo # 11 de ese libro que mencionas, es formar
parte de un grupo dirigido y organizado por una persona que ya haya pasado por
ese tipo de disciplina de escuela.

De cualquier manera, continúo a tu disposición para cualquier aclaración


al respecto, eres bienvenido.

-156- Estimado Jorge Mendoza:

Es grato leer los comentarios que me enviaste de manera personal.


Sé que tú, como lo indicas, e igual que la mayoría de nosotros, estás
abrumado por ganar tu sustento diario y careces de tiempo para involucrarte en

- -159
Aproximación al Cuarto Camino

otro tipo de Trabajo que quizá pueda sustentar tu propio ser. Bueno, quizá algún
día podamos desear liberarnos, aunque sólo sea por un pequeño instante, de
esas justificantes esclavizadoras que nos mantienen ciegos a lo que es
primordial en la vida. Desde luego, vivir estas dos vidas simultáneamente no es
algo fácil ni cómodo, porque se requiere de un cierto tipo de conocimiento
especializado y de variadas experiencias prácticas.
Un contacto accidental con un Sheik, no logra formar algo permanente
en nuestro interior, por más intuiciones que afloren en nosotros. A veces Rumi
decía: “Ata la pata de tu camello mientras oras con Dios”. El “compromiso”,
claramente significa: “comprometerse”. Y dices que en todos los caminos
iniciáticos, sólo es trabajar y trabajar. Concluyo entonces que los caminos
iniciáticos y lo que indico al principio: ¡Coincide!
No importa que conozcamos que necesitamos incrementar nuestras
necesidades, lo importante es: ¿Cómo lo vamos a lograr? ¡Quizás el año
siguiente lo descubramos!

G. Blake fue discípulo de Bennett. Todo lo mencionado en ese libro es fruto de


las charlas compartidas por Bennett sobre sus experiencias con los alumnos de
su Academia.
La frase que encontraste ahí, se originó directamente en el mismo
Gurdjieff, no es algo que se suponga, es un hecho. Y es una frase que
verdaderamente es una idea del Trabajo, y sólo se podrá entender y algún día
comprender, cuando en nosotros funcionen los tres centros armónicamente. Por
ejemplo, de qué me serviría decirte a ti que: “Ahí dentro de ti está todo el
conocimiento que te conduciría a la comprensión total”. ¿Tienes los medios para
verificarlo? ¿Podrás lograr un estado interno para que aflore? Y cuando aflore,
¿lo podrás ver con claridad y retenerlo? Y después de haberlo conocido y
comprendido, ¿lo podrás manifestar en la vida?

En pocas palabras, ¿qué estás dispuesto a pagar para apoderarte de lo


que ya está dentro de ti pero que lo desconoces? Si no tienes tiempo para
inscribirte, ¿tendrás tiempo para lograr lo anterior? Quizá se requiera de toda
una vida para realizarlo.

Si comprendes el ejemplo clásico, como tú le dices, de la preparación


de los alimentos, ¿entiendes la diferencia entre lo que está crudo y cocido? Lo
crudo no alimenta más que a los marranos, y lo cocido tiene otro destino muy
diferente.

Podrás valorar y disfrutar mucho de lo que lees aquí en la Comunidad,


y te podrán aclarar mucho tu marco (prisión de cuatro paredes que nos
encierra) conceptual, ¿pero cómo podrás trascender esos conceptos? ¿Cómo
podrás alcanzar algo substancial para tu ser interno que no se alimenta de
conceptos externos sino de alimentos cocinados en nuestra propia cocina
interna?

Adelante con tu búsqueda, y te recomiendo un par de libros de Inayat


Khan que podrán contribuir a ver tu camino con mayor amplitud y humildad.

“The Inner Life”


“Spiritual Psychology”

160 - -
Aproximación al Cuarto Camino

¡Ah! Una advertencia. Esta enseñanza que conocemos como “El


Cuarto Camino”, viene desde una Fuente del sufismo, pero de un tronco anterior
a todas las ramas existentes, desde una Comunidad llamada: “Sarmung”. Este
tronco no es conocido ni por las diversas ramas del sufismo que existen o hayan
existido, es una Fuente única. Desde luego, cuando tratamos con conceptos
imaginamos que cuando algunos de estos coinciden en su presentación externa o
aparente, rápidamente concluimos que estamos hablando de lo mismo. Gurdjieff
es uno de los personajes más venerados y admirados dentro del sufismo actual,
y así mismo, el sufismo es estudiado con devoción en el Cuarto Camino.

-157- Estimado Leonardo:

¿Por qué no mencionas el qué y el cómo de ese trabajo intenso, de


esos avances, de ese despertar parcial, de ese creer ser hombre # 3 que
mencionas sólo de manera general en tu aportación?
Las palabras usadas en esta enseñanza, sin hablar de los hechos que
hemos vivenciado para captar y entender su significado orgánico y oculto, ¿para
qué pueden servirnos?

Y tú mismo lo indicas más adelante cuando dices: “se han oxidado


algunos conceptos”. Y ese siempre es el fin de todo concepto, la oxidación, la
degradación y la muerte temprana; porque carecen de la substancía intrínseca
requerida.

La pregunta valiosa para ti sería: ¿El Trabajo ha entrado en ti alguna


vez? Y no me refiero a que tú decidas trabajar, me refiero a que si en ti has
descubierto un vacío interior, una necesidad que te duela, algo que no
comprendas de ti mismo, porque es la única manera para que el Trabajo penetre
y encuentre un hogar interno en tu ser.
Quieres platicar con gente que Trabaja, pero, el que verdaderamente
está Trabajando ¿querrá platicar? ¿Quieres que deje a un lado su Trabajo
personal sobre él mismo para platicar, para volver a aquella etapa anterior que
tanto tiempo lo obstaculizó y que se esforzó por trascender?
¿Y cómo puede interesarte a ti algo que desconoces totalmente?; me
refiero a las Danzas Sagradas y a los etc. Porque participar en ellas es un
privilegio al que muy pocos pueden acceder; no se les encuentra donde
acostumbras. Que mayor contradicción reflejas en tus palabras: “no te interesan
las Danzas pero te interesa mucho el trabajo interior”.

Para poder ver la fuerza o energía detrás de las cosas se requiere


contar con un ser hecho de eso mismo, de energía; ¿ya cuentas con él?

Claro que sí, en Japón, así como en otros muchos países, se está
Trabajando de manera auténtica y directa bajo las bases de esta enseñanza.
Pero atreverse uno mismo a trabajar directamente en esos Grupos, es vino
perteneciente a otro odre muy diferente del actual; es mucho más cómodo
continuar hablando de que esos grupos son maravillosos, buenos y completos
para así no afrontar las cosas reales.

En pocas palabras, Leonardo, trata de captar lo contradictorio y


conceptual de tu manera de mirar la vida. Quieres este Trabajo, pero a su vez,
rechazas cosas pertenecientes a él, ¿por qué mejor no creas tu propio “trabajo”

- -161
Aproximación al Cuarto Camino

para que se adapte totalmente a tus propios intereses y deseos? Si lo logras,


serías como Dios. Es como querer a una mujer pero sin aceptarla tal como es
ella, porque tú no estás interesado ni quieres ciertas partes, rasgos,
comportamientos, cualidades internas, y etcéteras.
Pues ese fue mi comentario, ojala sirva para algo benéfico y no
contribuya a desatar reacciones instantáneas en ti. . .

-158- Estimado AUM:


Existen diversas fases en el trabajo de la Observación de Sí.

Todo lo que mencionas no es precisamente la Observación de Sí,


simplemente es la observación de un centro por otro centro. Ese es el principio
para que un día podamos llegar a la verdadera Observación de Sí, cuando la
alcancemos, comprenderemos el por qué de su dificultad e imposibilidad.

En cuanto a lo que mencionas con respecto a tensar el abdomen, que


según tú te comentó un amigo que conoce del Cuarto Camino, permíteme
decirte una frase dicha por Gurdjieff: “Mata a todo aquel que intente mostrar el
camino se haberlo caminado”. Ese tipo de práctica sólo te servirá para
descomponer y estropear tu máquina instintiva.
Desde luego, en la observación preliminar, que es de la que estamos
escribiendo, se trata de darse cuenta de todo lo que sucede en el mundo externo
y de todos los estados que nos están sucediendo en el interior. Todo apoyado en
hechos, y no en un tipo de pensar acerca de. Después podrás encontrar ciertas
correspondencias entre estas dos cosas. Cuando tengas material suficiente para
descubrir algo detrás de estas correspondencias se podría trabajar sobre ellas.
Sin material es imposible fundamentar algo.

En cuanto al abdomen, olvídate de eso. Recuerda, lo que estamos


intentando es liberarnos, y no sé cómo tensar algo nos conduzca a la libertad.
Deja que el abdomen, el diafragma, y la respiración lleven a cabo su propio
trabajo, no los interfieras, no metas nada de ti en esos procesos.

Saludos para ti y para aquellos miembros de tu grupo en Perú. . .

-159- Estimado Iván:


Ni yo, ni nadie que esté en este Trabajo, intenta despertar la
conciencia en los demás. Ese es un trabajo personal que cada uno debe intentar
por sí mismo. Si entendemos que la conciencia auténtica es lo que
esencialmente somos, cómo alguien diferente a nosotros puede contactarla.
El nombre de Cuarto Camino fue un nombre sugerido por Gurdjieff
dentro de sus grupos, pero fue Ouspensky el que le dio mayor énfasis
posteriormente.

Esta enseñanza viene desde una fuente muy diferente a todas las que
mencionas, viene desde una fuente cuyo trabajo es acumular, preservar y
difundir la esencia de un Trabajo que tiene que ver con la creación y el orden
universal, y con el mantenimiento reciproco de todas las cosas. O en palabras
más comunes: con el cocimiento de lo creado y con la transformación de las
energías.

162 - -
Aproximación al Cuarto Camino

Ese conocimiento, traído y adaptado para el mundo Occidental por el


Maestro Gurdjieff, sólo puede ser asimilado y comprendido al trabajar sobre
nuestras funciones, sobre nuestro ser, y sobre nuestra voluntad, dentro de un
grupo establecido sobre las bases justas del Cuarto Camino.
Toma las cosas con sencillez, el Cuarto Camino intenta penetrar en ti,
nada tiene que ver su amplitud aparente, sino con la profundidad que llegue a
tocar en tu interior.

Y te felicito por tanta interrogante en la que estás viviendo, pero ¿por


qué yo debo ser paciente?

-160- Estimado Gig:

Todo eso que dices se encuentra en el libro de Ouspensky


(Fragmentos de unaEnseñanza Desconocida). Esa es la primera presentación
para transmitir que los hombres ordinarios son muy semejantes entre sí, y que
sólo difieren en el instrumento funcional que utilizan para todas
sus experiencias, de eventos externos y estados interiores (desde luego,
inconsciente o automáticamente). Encontrarás que casi cualquier persona que
haya leído o escuchado acerca de esa información preliminar, la utiliza como si
ya la comprendiera. Y sabiendo que esa información estará sometida a las
fuerzas destructoras y distorcionadoras, se arroja a la vida para que aquellos
pocos que sientan algo valioso encerrado en esas ideas se puedan beneficiar. Es
sólo para esos pocos, y no para la población en general esa información
preliminar.

Esa información ya fue arrojada a la vida desde 1950 por Ouspensky,


¿pero qué vamos a hacer o qué estamos haciendo con ella? ¿Nos quedamos con
esa simple información o la utilizamos para acceder y ver a lo que está
encerrado detrás de ella?

Algunos, aunque pocos, tratarán de verificarla en su propia vida, y


otros, mucho más pocos, van más allá de esa verificación preliminar e intentan
comprender las condiciones necesarias y requeridas para tratar de escapar de
ese estado ordinario en que se vive.

Digamos que esa información arrojada a la vida nos impacta a cada


uno de aquellos que la contactamos, a diferentes profundidades. Y ese impacto
dará por resultado una búsqueda más o menos intensa para vivenciarla y
comprenderla. Si en una sola persona se despierta ese deseo profundo para
hacer algo al respecto, dicha difusión habría dado el resultado esperado; los
demás, no importan al respecto por no contar en su interior con la substancia
necesaria para atraparlo y hacerlo de su propiedad.
Bajemos el nivel, y digamos que: Tú puedes presentarle a la gente un
membrillo, algunos ni lo verán porque no les importa ese tipo de fruta
desconocida o su color aparente, otros encontrarán al probarlo que es demasiado
ácido para su paladar, otros pensarán que esa fruta exótica debe costar muy
cara, y muy pocos se atreverán a probarlo sin importarles su sabor y hasta
pueden llegar a acostumbrarse a su sabor y lo encuentran delicioso con los días,
pero quizá uno entre todos ellos logre digerir y asimilar sus nutrientes esenciales
que están ocultos detrás de su apariencia y de su sabor preliminar.

- -163
Aproximación al Cuarto Camino

Por ahí en ese mismo libro de Ouspensky, y sobre todo en el libro de


Gurdjieff (Relatos de Belcebú a su Nieto), se menciona otro dato adicional que es
el centro de gravedad principal para captar dicha información. Se menciona que
el hombre consta de: Cuatro Partes. Las primeras tres son los tres medios o
instrumentos con que cuenta para experimentar la vida (sensación, sentimiento,
y pensamiento); y la cuarta parte, que es la única que puede hacer que esas
tres partes estén subordinadas y dependan de ella para funcionar de una manera
armónica, es aquello que llamamos: “Yo”. Por eso mencioné que el Cuarto
Camino viene desde una fuente muy diferente y mucho más antigua que
aquellas que utilizan el esforzarse para tratar de desarrollo alguna o todas las
tres funciones.

Ordinariamente nuestro sentimiento de Yo está identificado con alguna


de esas tres funciones, y por lo tanto sólo podemos funcionar de manera
automática y reaccional de acuerdo a los condicionamientos de ese instrumento
(de ahí los tres tipos de hombre ordinario, todos al mismo nivel). De ahí los
métodos prácticos de Observación y Recuerdo de sí; métodos que pertenecen
únicamente al Cuarto Camino.

Aquél que logra realizar esa cuarta parte o Yo en sí mismo, estará


abierto para que los dos centros superiores empiecen a funcionar en él. Así que
sólo el Yo es al que los centros superiores pueden contactar. Ninguna de las tres
funciones tendrá acceso a algo superior.

En resumen, el Cuarto Camino tiene como propósito que el hombre


trabaje sobre sí mismo, en compañía de otros, y bajo la dirección precisa, para
realizar su propio Yo, o su propia Voluntad.
Desde luego, se requiere todo un trabajo preliminar para disminuir el
estado y condicionamiento en el que estamos atrapados (corporal y mental).
Tanto el hombre 1, 2 y 3 tienen que dejar de ser lo que actualmente son para
convertirse en Hombre 4. Este trabajo preliminar no te dará poderes
extraordinarios, pero es el fundamento de todo lo demás; así que
ordinariamente, aún trabajando en un grupo auténtico, se requiere mucho
tiempo para poder disminuir toda una vida de automatismos y
condicionamientos que se defienden con mayor fuerza cuando trabajas directa y
conscientemente sobre ellos.

Espero no haberte echado a perder esa información auténtica que ha


llegado a ti y es ahora para ti como una comprensión de la totalidad; pero no
existe manera alguna de acceder a lo superior si lo preliminar no se ha
trascendido, si no se a dejado atrás. Algunos se aferran a algo que es
simplemente un apoyo endeble para que pisen sobre él por un momento e
intenten lo más rápidamente que les sea posible dar el paso siguiente, aunque
no vean otro apoyo más allá del que están parados.. .
¿Por qué encontramos ciertos comportamientos y actitudes en algunas
personas que forman parte de esta Comunidad?
Intentémoslo descubrir apoyándonos en lo siguiente:

Es una característica de los primitivos el considerar cosas que se


sienten fuertemente como de gran importancia. Cuanto menor sea el
conocimiento de una persona acerca del origen o funcionamiento del

164 - -
Aproximación al Cuarto Camino

sentimiento, de mayor importancia lo dotará. Tomemos algunos ejemplos al


azar.
- Incapaz de explicar o mitigar los dolores del parto, la gente primitiva
los ha llegado a considerar como infligidos por algún poder superior. Algunos aún
lo creen hoy en día. Los “bárbaros sofisticados” toman este pensamiento una
etapa más allá, y creen que el amor de la madre por el hijo está en proporción
directa con el dolor que ella experimenta durante el alumbramiento. Esto no dice
nada acerca del amor maternal, pero todo acerca de quienes lo creen así.
- Si una persona primitiva, o un niño en una etapa similar de
desarrollo mental, experimenta dolor, o un movimiento de alegría, en
sincronismo accidental con algún otro acontecimiento, él o ella a menudo
conectarán los dos, produciendo un sentido de importancia en lo que puede muy
bien haber sido un incidente trivial o irrelevante.

- Si se sigue la historia de un individuo que considere alguna


personalidad como de gran importancia en su vida, se encontrará siempre que la
personalidad ha engendrado en cierto momento fuertes sentimientos de algún
tipo en la otra persona.

- El hecho es que la emoción sensibiliza el cerebro del individuo. Si la


verdadera explicación de lo que está ocurriendo (como “se te está extrayendo un
diente) no aparece, se producirá u fuerte sentimiento de dependencia hacia la
fuente (o incluso la supuesta fuente) del estímulo.

En vez de explicación, el cerebro recurrirá a la semi explicación.


Tal semi explicación puede volverse tan poderosa que puede asumir
una posición dominante en la imagen mental del individuo.
Es la política consciente o inconsciente de muchos organismos
dogmáticos religiosos, políticos, sociales, tribales, psicológicos, escolásticos y
otros, el crear esta situación con la expectativa de que en el momento de mayor
emoción la idea dominante que tome posesión de la mente del individuo sea la
misma que el sistema desea propagar.

Este patrón puede verse repetido en cualquier lugar, en virtualmente


todos los sistemas del mundo. También ocurre a menudo, de un modo accidental
o al azar. Cuando una persona adquiere una fijación sobre una idea rara e
inaceptable, su condición atrae la atención de los terapeutas psicológicos.
Cuando es “inofensiva” puede que no se perciba en modo alguno. Cuando es
socialmente aceptable el individuo puede incluso ser premiado, y el
condicionamiento se reforzará con cada premio.
En el Trabajo práctico encontraremos una y otra vez que la tentativa
básica (antes de la fase institucional o dogmática) tiene que ser el capacitar al
estudiante para verse a sí mismo como la víctima de tales fuerzas. Mediante la
distanciación de la operación del impacto sobre sí, es capaz, teóricamente, de
evitar el efecto de la emoción en hacerle, no él mismo, sino una copia de alguien
más, o el producto de una serie de ideas.
Mientras este nivel de comprensión no sea alcanzado, todos los
esfuerzos para comprenderse a uno mismo, para encontrar lo que uno es
realmente, son, en el mejor de los casos, de valor latente; porque siempre se

- -165
Aproximación al Cuarto Camino

evaluarán a través del velo de las obsesiones implantadas por los mecanismos
que acabamos de describir.
¿Reconocemos algo de esto en nosotros mismos?

-161- Shalom Melchicedet:

Como percibo que no te has extasiado con lo transmitido en la


aportación segunda, digamos que sólo por esa actitud tuya te has ganado “algo”
que quizá te ayude a atrapar lo que está detrás de todo eso; desde luego,
siempre y cuando permanezcas abierto para lograrlo.

Es claro que primero requerimos ver que somos víctimas de ese


mecanismo, como concluyes tú. ¿Pero qué es requerido para lograrlo ver? Sin
profundizar mucho, la única manera para lograrlo es manteniéndonos separados
del mecanismo mismo, no estar identificados con él para poderlo observar o ver
como algo separado de nosotros mismos. Quizá atrapemos o entendamos
que ese mecanismo reacciona por medio de los impactos externos o de los
estímulos de nuestro estado interno. Eso es todo, un mecanismo con los botones
demasiado expuestos, y cualquier cosa que suceda afuera o dentro fácilmente
los roza y estimula su comportamiento característico. La fuente de estímulo
siempre está en el condicionamiento del mismo mecanismo; así funciona
siempre ese mecanismo, así fue creado por nuestro roce con la vida, y por lo
tanto es necesario para nuestra relación ordinaria con la vida.

Si profundizas, descubrirás que en el mecanismo no está el problema,


quizá simplemente necesite un pequeño aumento en su eficiencia, así funciona y
continuará funcionando siempre; el problema real está en sentir o identificar que
nosotros somos ese mecanismo, porque no tenemos el conocimiento ni la fuerza
necesaria para verlo tal y como es: un simple instrumento. Cuando ese
instrumento elige y decide por él mismo, nosotros somos arrastrados, debido a
nuestro apego, a las diversas cosas ordinarias e insignificantes que nos
suceden.

Así que la única respuesta a tu interrogante final es solo una: “Lograr


separarnos del mecanismo”. Si lo logramos, veríamos nuestra situación anterior.
Continuaríamos funcionando igual que antes, salvo que ahora ya lo puedo
observar y comprender. Si ese observar o ver la situación de ese mecanismo
despierta en nuestra profundidad algún deseo sincero para ser libres de esa
situación, existe la posibilidad de las riendas para su dirección y control pasen a
nuestras manos, siempre y cuando contemos con el conocimiento necesario
para realizarlo. Pero sin esos dos requisitos, ver nuestra situación como
mecanismos, y después de verlo por algún tiempo, despertar un fuerte deseo
para liberarnos de él, siento que ningún guía auténtico de este Trabajo podría
ayudarte. El guía no puede ayudarte a efectuar esos primeros dos trabajos
preliminares. Él te ayudará cuando en ti nazca el deseo y necesidad de liberarte
realmente de esa situación, porque si no tienes deseo o necesidad alguna,
¿quién te podría ayudar?

A los miembros de la Comunidad se les expone que viven en un lugar


de ellos mismos donde no existe su “Yo”, que simplemente son cuerpos físicos
llenos de actividad, miedos, emociones y palabras sin significado alguno.

166 - -
Aproximación al Cuarto Camino

Pero dejemos que la Tradición nos lo presente desde otro punto de vista:

Algunas personas accidentalmente ven y reconocen que han descubierto


en ellos mismos un lugar donde tienes un tipo diferente de libertad. En
ese lugar ellos están libres de ellos mismos y pueden tomar decisiones.
La gente vive sus vidas en un nivel de ellos mismos, donde es muy
difícil que exista libertad alguna o capacidad para determinar lo que sucederá.
Ésta es la personalidad. Es muy difícil aceptar que la personalidad realmente
está sin ayuda y está vacía.
Que no tiene más capacidad para la iniciativa independiente que unos
pantalones de vestir, que se mueven y cambian su apariencia si tienen un
cuerpo dentro que los mueva, pero que ordinariamente son inertes. La
personalidad se moverá en tanto existan varias urgencias apareciendo en
nosotros, y en tanto existan situaciones viniendo desde afuera. Ustedes pueden
ver esta situación una y otra vez y todavía no estarán convencidos acerca de
esta situación. Por ejemplo, en el ejercicio del “stop” que se utiliza en los grupos
de trabajo, muchas veces la persona ve que en ese preciso momento no existe
nadie ahí, e incluso pueden decirse: “Correcto, ahora yo realmente veo que no
hay un “Yo” en mi personalidad, que es sólo un autómata”; pero eso no les
servirá para nada. Pueden verlo miles de veces y no comprender nada. Una
razón es que esa visión es terrorífica. “Si yo estoy vacío, si no existe nada ahí,
¿qué va a llegar a ser de mí? Así que apagamos todo eso y la realización no llega
a ser parte de nosotros.
Mi tarea, en esta Comunidad, es ayudar a aquellos que desean
comprender la realidad de este tipo de cosas.
El centro intelectual no tiene manera para expresarse a través de la
personalidad. La personalidad sólo puede expresarse por ella misma a través de
palabras ya hechas, de ideas y expresiones habituales, y todo lo demás que está
almacenado en el aparato formatorio. Nada puede venir directamente desde los
centros, y nada va directamente a los centros. El hombre no vive ni siquiera en
la parte inferior de él mismo; sino que vive en una concha artificial que lo
aprisiona.

El problema es ser capaces de ver esto por uno mismo y comprender


que esto es así, y adquirir un cambio permanente de actitud hacia nuestra propia
personalidad. Ésta no es capaz de desarrollo. Ésta no tiene potencial para la
transformación. Todo lo demás dependerá de esa liberación de nuestra
personalidad y del arribo de nuestra esencia, así que la esencia tome la
iniciativa.

Accidentalmente podemos ver algo a partir de nuestra esencia, que


nada tiene que ver con los esfuerzos o con los méritos. Cuando estamos en ese
lugar podemos decidir, podemos ver que es posible detener la personalidad.
Desde luego, esto se refuerza con “el ejercicio de decisión” que se enseña en el
grupo, porque la personalidad comenzará a inventar razones para continuar
haciendo lo que le agrada y no puede dejarlo de hacer. Esto está parcialmente
conectado con que la personalidad no quiere renunciar a la posición que ha
ocupado hasta el día de hoy en nosotros.

- -167
Aproximación al Cuarto Camino

Por eso Gurdjieff habló de la consciencia ficticia que el hombre llama


como su consciencia, y la consciencia real. Si ustedes realmente desean ser
libres de ese estado de ilusión, es posible para ustedes. Pero nunca deben dejar
que su visión se estropee. Si ustedes ven algo, nunca comiencen a explicarlo o
traten de hacer algo a respecto. El momento de visión es suficiente y edificante
por sí mismo.
La personalidad canalizará todo a través del aparato formatorio. Una y
otra vez la gente tiene percepciones esenciales pero siempre su personalidad las
intercepta cuando llegan a su conciencia y las convierte en palabras, emociones
y cualquier otra cosa, excepto la conciencia simple y directa.
Continuaremos profundizando todo esto hasta que algún día toque nuestra
propia esencia. . .

-162- Estimado Fox Mulder:


Aquello a lo que le denominamos con el nombre de: “El Trabajo”, es a
la totalidad de ideas y prácticas transmitidas de manera directa para que el ser
humano contacte y pueda cumplir con las responsabilidades y obligaciones para
las que fue creado.
Así que dedicarle atención sólo a una parte, dejando fuera el contexto
total al que dicha parte pertenece, puede conducirnos a mal entendidos.
El Cuarto Camino nada tiene que ver con establecer una serie de
reglas, modos de comportamiento, o valorizaciones para que los seres humanos
se limiten a su cumplimiento. Está interesado en que el ser humano realice su
libertad y trabaje a partir de su propia iniciativa individual.
Tomando en cuenta lo anterior, comprenderemos el por qué no
existen reglas generales, reglas aplicables a todos. Cada ser humano es una
individualidad única, y como tal debe ser abordado. Por el patrón inherente en su
destino, por su herencia, por las condiciones de su concepción, por sus años
formatorios, y por las diversas condiciones de vida por las que pasa, cada ser
humano es único.
Dentro de esta enseñanza se mencionan ciertas frases, que quizá
puedan servirte para clarificar un poco lo que estás buscando, siempre y cuando
te conozcas a plenitud para poder aplicarlas a tu propia situación.

Existe una gran confusión en nuestras mentes entre la fuerza de


atracción debida al sexo, y la fuerza del amor.

La actividad de la energía sexual depende, para su funcionamiento, de


la separación de los sexos. Cuando más cercanos se encuentran el uno del otro,
más potente será la fuerza que los atrae; pero cuando se tocan, la fuerza
desaparece.

El funcionamiento del sexo “trasciende la mente”, aunque puede dominar


por completo tanto a está como al cuerpo.

El verdadero placer del sexo no está ni en la estimulación mental ni la


excitación emocional, sino en la claridad, el poder y la fuerza de la experiencia
intensificada en todos los niveles.

168 - -
Aproximación al Cuarto Camino

Cuando un hombre y una mujer han dormido juntos, hay una relación
esencial, aunque no haya una relación de personalidades: queda una huella o un
recuerdo en la esencia imposible de impedir debido a que en el momento del
orgasmo se produce un contacto entre los patrones esenciales.
Se da un paso muy importante cuando se es capaz de entrar en
relaciones sexuales que no surgen por accidente, sino que se producen porque
son apropiadas en esencia.

Esto requiere ser sensibles a lo que es correcto y aprender a


alinearnos con los impulsos de la esencia y no con aquellos de la personalidad.

Debemos desarrollar un gusto especial que esté libre de


condicionamientos e independiente de presiones externas.

Hay esencias compatibles e incompatibles. Deberíamos sentirnos


atraídos por las esencias compatibles y no por las incompatibles. En ese
momento el sexo se convierte en algo plenamente compartido; donde el hombre
ayuda a la mujer a ser más plenamente mujer, y la mujer ayuda al hombre a ser
más plenamente hombre.
La mayoría de la gente confunde algunos sentimientos y emociones
poderosas en su interior con la presencia del amor. El resultado es el sentimiento
o el deseo egoísta. Con la gente interfiere nuestro egoísmo.

Para que el amor resida en nosotros se debe estar abierto y vacío de


uno mismo.

Deberíamos ser capaces de comprender que cualquier tipo de interés


desmedido por el sexo es dañino.

Cuando no se está “trabajando sobre uno mismo”, es muy difícil evitar que
la energía sexual degenere en fantasía.

-163- Estimado Danza con nubes:

Es exacto lo que indicas con respecto a la presencia de la sensación


corporal, pero creer que eso es todo lo necesario en este Trabajo, sólo es una
proyección personal; porque dicha sensación sólo es el fundamento preliminar
necesario para apoyar la verdadera construcción que nos conducirá a la
Transformación Completa de nuestro ser.
Pero entrando en materia, en los hechos experienciados por ti durante
esos “sittings” y en esos “movimientos realizados en grupo”: ¿Cómo logras
alcanzar esa presencia de la sensación en ti mismo? ¿Cuáles son los pasos que
ejecutas? ¿Cómo has logrado discernir las diversas cualidades de esa sensación,
en qué difieren? ¿Qué cosas interesantes has contactado en esos estados?

Pero por favor, no menciones cosas que vienen en los libros, esas no son
importantes porque son experiencias personales de otra persona, simplemente
trata de hacer una descripción detallada de lo que tú haces durante esos
ejercicios. . .

-164- ¿Cuál es la primera liberación en nosotros mismos?

- -169
Aproximación al Cuarto Camino

¿Estará en el tener más, en el saber más, en el conocer más, en el


hacer más,
en el pertenecer a una Comunidad, y en sentir más

¿O estará en el ser más?


Aunque muchos participantes imaginan que ya son algo, ¿nos
estaríamos refiriendo a ese tipo de ser?
Siento que es mejor que intentemos atrapar a qué se refiere todo
esto.
Algunas personas, aunque muy pocas ciertamente, han encontrado en
ellas mismas un lugar donde tienen un tipo diferente de libertad. Ahí, ellas están
libres de ellas mismas y pueden tomar decisiones.

La gente vive sus vidas en un nivel de ellos mismos donde difícilmente


hay libertad alguna o capacidad de determinar lo que sucederá. Y esa es la
personalidad. Sé que es muy difícil aceptar que la personalidad está realmente
sin ayuda y está vacía. No tiene más capacidad para la iniciativa independiente
que unos pantalones de vestir. Los pantalones son inertes, y cambiarán su
apariencia si tiene un cuerpo dentro de ellos que se mueva. Así mismo la
personalidad se moverá en tanto existan varias urgencias despertándose en
nosotros y en tanto existan situaciones viniendo desde el exterior.

Ustedes, miembros de esta Comunidad, lo podrán ver una y otra vez y


todavía no estar convencidos. Por ejemplo, en los Grupos de Trabajo en ciertas
condiciones se utiliza el ejercicio del “Stop”, para que los participantes vean que
en ese momento no existe nadie ahí, y hasta pueden decirse: “Ahora realmente
veo que no hay un “Yo” en mi personalidad, es sólo una autómata”; pero todavía
no habrán atrapado todo eso. Podrán verlo miles de veces y no comprenderlo. Y
una razón es que es terrorífico. ¿Si estoy vació, si no existe nada dentro de mí,
que va a ser de mí? Así que nos cerramos de inmediato y la realización no llega
a ser parte de nosotros.
En esta Comunidad intentamos ayudar a aquellos que deseen
comprender la realidad de este tipo de cosas.
La personalidad sólo puede expresarse ella misma a través de frases
ya hechas, de ideas estereotipadas, de expresiones habituales, y de todo lo
demás que ya está almacenado en el aparato formatorio. Nada viene
directamente de los centros, y nada va directamente a los centros (porque los
centros pertenecen a la esencia). El hombre no vive ni siquiera en las partes
inferiores de él mismo; vive en una concha artificial que lo rodea.
Aquel que logre ver su propia situación y comprenda que esto es así,
adquirirá un cambio permanente de actitud hacia su propia personalidad. Verá
que ésta es incapaz de desarrollo, y que no tiene potencial para la
transformación en ninguna otra cosa. Comprenderá que en el largo camino todo
dependerá de su liberación de la personalidad y de que empiece a vivir a partir
de su esencia, para que su esencia tome la iniciativa en él.
Por eso en los Grupos de Estudio y Trabajo auténticos nos
apoyamos mucho en “el ejercicio de decisión” para reforzar lo que deseemos

170 - -
Aproximación al Cuarto Camino

hacer. Porque sin ese reforzamiento la personalidad comenzará a inventar


razones para volver de nueva cuenta a los hábitos que tratamos de controlar.
Esto está parcialmente conectado con el que la personalidad no quiere
soltar la posición que ha ocupado hasta ahora en nosotros.
Gurdjieff habló acerca de la consciencia ficticia, que el hombre le llama
su consciencia, y la consciencia real. Desde luego, es algo remoto constatarlo en
uno mismo.

Si yo realmente deseo ser libre de ese estado de ilusión, entonces es


posible para mí. Pero lo primero es no estropear su visión. Si ven algo en
ustedes, nunca comiencen a explicarlo, o traten de hacer algo con eso. El
momento de visión es suficiente y efectivo por sí mismo.

La personalidad canalizará todo a través del aparato formatorio. Una y


otra vez la gente tendrá percepciones desde la esencia, pero siempre su
personalidad las interceptará cuando lleguen a su conciencia, y las convertirá en
palabras, emociones, y en cualquier otra cosa, excepto la simple y directa
percepción de darse cuenta.
Parecería que aquí ya se entiende que la observación de nuestra
personalidad, con todo lo terrorífico que sea, es la herramienta justa para
percibir este estado en que vivimos actualmente. .

-165- Intentemos aclarar un poco las cosas con otra aportación, aunque
quizá también las confundamos un poco más. Pero estaría de acuerdo con
el dicho tríptico Persa, que dice:

“Pégale al Perro para que entienda el León”


“El León no come las sobras del Perro”

“El León debe romper con sus propias garras la jaula que lo
aprisionan”

La conexión entre la consciencia y el alma es parecida a la conexión


entre el sol y el rayo del luz. El rayo es formado por la actividad del sol
disparando hacia adelante esa luz. La actividad de la consciencia dispara hacia
adelante ese rayo, que es llamado el alma. La actividad en una cierta parte de la
consciencia hace que esa parte se proyecte por sí misma hacia la manifestación.
El rayo es el sol, pero nosotros distinguimos el rayo como algo aparte, distinto
en sí mismo, largo o corto, fuerte o débil, de acuerdo al estado de actividad en
él.

El yo externo, la mente, y el cuerpo han confinado a una porción de la


consciencia total y única; esa misma porción es en realidad el alma. Es como si
una línea fuese dibujada sobre un prenda de ropa haciendo como si una parte de
ésta estuviera separada de la totalidad.

El alma y el cuerpo son de la misma esencia; el alma ha formado el


cuerpo a partir de ella misma, el alma siendo fina, y el cuerpo grosero. Lo que
en el alma puede ser llamado vibración (energía), en el cuerpo llega a ser un
átomo (materia). El alma a llegado a ser mente en orden de experienciar más; y
la mente ha llegado a ser cuerpo para experienciar todavía más concretamente.

- -171
Aproximación al Cuarto Camino

Y a su vez, la mente es independiente del cuerpo, y el alma es independiente


tanto de la mente como del cuerpo.
El alma ve a través de la mente y el cuerpo; el cuerpo es el anteojo de
colores de la mente, y la mente es el telescopio del alma. El alma es la que ve,
pero nosotros atribuimos la visión y la escucha a los ojos y a los oídos. Ante la
ausencia del alma ni el cuerpo ni la mente pueden ver. Cuando una persona está
muerta sus ojos están ahí, pero ellos no pueden ver; los oídos están ahí pero no
pueden escuchar.
Es el trabajo del alma conocer y ver, y es el trabajo de la mente y del
cuerpo actuar como un lente magnificador para ella. Y su vez, ellos también ven
y oyen lo que es externo a ellos, y así la consciencia trabaja a través de ellos
también.
El alma ve el juego de los pensamientos en la mente; la mente
percibe los dolores y sensaciones del cuerpo; el cuerpo es consciente del calor, el
frío, y el tacto del mundo externo. Es esta conciencia que puede ser vista
cuando algo accidentalmente va a sucederle al cuerpo. Antes de que la mente
pueda pensar en un plan de seguridad o de contingencia, la parte expuesta del
cuerpo instintiva e instantáneamente busca una escapatoria.
El cuerpo sólo ve lo externo a él, la mente ve solamente al cuerpo,
pero el alma ve tanto a la mente y al cuerpo; ni el cuerpo ni la mente son
capaces de ver el alma. El alma se ha acostumbrado a ver lo que está ante ella,
así que ella no puede verse a sí misma. Nuestra alma ha sido siempre un
espectador externo, y es porque nuestros ojos, oídos, y todos los órganos de
percepción están siempre volcados hacia el exterior. Es nuestra mente y nuestro
cuerpo los que atraen y jalan nuestra alma hacia el exterior. Y ahora sucede
igual que con los ojos, que ven todas las cosas, pero necesitan un espejo para
verse a ellos mismos, así el alma no puede verse a ella misma sin la ayuda de un
espejo. Ahora el alma necesita de otra alma como espejo para verse y conocerse
a sí misma

El alma no puede fácilmente liberarse del cuerpo y de la mente. Y a


pesar de que el alma se sentiría inmensamente feliz si lograra la paz al liberarse
de la experiencia, se ha olvidado de ello.
La persona ordinaria sabe que después de un sueño profundo está
calmada, se siente reposada, sus sentimientos son mejores, sus pensamientos
claros. Igualmente la condición de un estado de consciencia superior es parecido
al sueño profundo, con la única diferencia, que este estado es experienciado a
voluntad. La persona ordinaria experiencia inconscientemente y la persona
desarrollada conscientemente. La naturaleza nos provee a todos con las mismas
experiencias, pero la mayoría de la gente es inconsciente de la experiencia, y
esa es su excelente desventaja.
Cuando la mente está dispersa, ninguna impresión permanecerá en el
alma.
Se ha dicho que somos parte de Dios. Pero eso no es así. En la
existencia física cada individuo es distinto y separado, pero detrás de esa
existencia física existe otra: la de una consciencia única. Si no fuera así,
seríamos incapaces de conocer a otra persona, ni su cara ni su voz ni su

172 - -
Aproximación al Cuarto Camino

lenguaje. Nosotros podemos conocer, si avanzamos espiritualmente, cómo es


nuestro amigo. Si nuestro amigo estuviera en Japón, o en Arabia, y nosotros
aquí, sabríamos si está enfermo o si es feliz. Y no sólo acerca de nuestro amigo,
sino que todo es conocido para el alma avanzada.
Esta también es una aportación de alguien que ha saboreado, por
medio de sus propias experiencias, una parte de la realidad que ordinariamente
permanece oculta para nosotros . . .

-166- Estimado Homero:

Fox Mulder pidió algo con respecto a la sexualidad y yo le


contesté añadiendo algunas notas introductorias. Entre ellas se indicaba: El
Trabajo, “Está interesado en que el ser humano realice su libertad y trabaje a
partir de su propia iniciativa individual”. Siento que en esa indicación está
resumida mi opinión, cualquier intercambio y relación entre los miembros de
esta Comunidad queda a su plena y libre iniciativa y responsabilidad.

En cuanto a si existe en esta enseñanza algo perteneciente a ella que


trate acerca de la sexualidad, claro que sí existe. Hay un libro de J. G. Bennett,
titulado: “Sexo”, que en español fue editado por: “Heptada”, bajo el apartado
de: “Colección Oriente Occidente”. Desde luego, en: “Bennett Books” se puede
conseguir en ingles. Este libro también incluye, además de “Sexo”, una charla
(libro) titulada: “Gurdjieff: un verdadero enigma”. En respuestas anteriores este
libro le fue recomendado a Santinha, una mujer brasileña que sinceramente
desea comprender la profundidad esencial en las relaciones humanas y su
incidencia en la Transformación personal.
En la mayoría de los libros acerca del Cuarto Camino, el tema del sexo
queda relegado hasta que el discípulo haya alcanzado cierta armonía entre sus
funciones inferiores, un cierto balance interno. Y como podrás ver, cuando se
menciona algo acerca del sexo, de inmediato aparecen las reacciones de interés
por ese tema; de ahí que es mejor dejarlo a un lado hasta haber alcanzado
cierto nivel interno, porque sólo contribuiría a esclavizar y sumir en la fantasía a
la gente ordinaria. Ve como tú mismo lo indicas cuando nos dices que ya leíste el
libro traído a colación por Gig: “me parece interesante”.
Gurdjieff llamo a todo ese tipo de reacción fantasiosa ordinaria: “Las
consecuencias del órgano Kundabuffer”.
Además, puedes meterte en cualquier asunto expuesto en la
Comunidad aunque según tú no te corresponda, no existe privacidad alguna, es
una Comunidad como su nombre lo indica. . .

Por qué sentimos esas cosas tan extrañas en nuestro interior?


A veces, queremos dejar atrás este tipo de vida ordinaria que vivimos
actualmente; pero el miedo a lo desconocido nos lo impide. Esa voz interna, que
a veces escuchamos cuando logramos por un momento entrar en la quietud, nos
indica cierta dirección y razón de ser de lo que deberíamos hacer nosotros
mismos, ¿pero por qué es tan difícil oírla en profundidad y no distorsionarla con
los mismos razonamientos estúpidos?

-167- OJALÁ: “EL CUENTO DE LAS ARENAS”, NOS LO HAGA COMPRENDER.

- -173
Aproximación al Cuarto Camino

Un río, desde sus orígenes en lejanas montañas, después de pasar a través


de toda clase de trazado de campiñas, al fin alcanzó las arenas del desierto. Del
mismo modo que había sorteado todos los otros obstáculos, el río trató de
atravesar éste último, pero se dio cuenta de que sus aguas desaparecían en las
arenas tan pronto llegaban a éstas.
Estaba convencido, no obstante, de que su destino era cruzar este
desierto, y sin embargo, no había manera. Entonces una recóndita voz, que
venía desde el desierto mismo, le susurró: “El Viento cruza el desierto, y así
puede hacerlo el río”.
El rió objetó que se estaba estrellando contra las arenas, y solamente
conseguiría ser absorbido, que el viento podía volar y ésa era la razón por la cual
podía cruzar el desierto.

Arrojándote con violencia como lo vienes haciendo, no lograrás cruzarlo.


Desaparecerás, o te convertirás en un pantano. Debes permitir que el Viento
te lleve hacia tu destino”.
¿Pero cómo podría esto suceder? “Consintiendo en ser absorbido por el Viento”.

Esta idea no era aceptable para el río. Después de todo, él nunca había
sido absorbido antes. No quería perder su individualidad. ¿Y, una vez perdida
ésta, cómo puede uno saber si podrá recuperarla alguna vez? –objetó el río.
El Viento –dijeron las arenas-, cumple esta función. Eleva el agua, la transporta
sobre el desierto y luego la deja caer. Cayendo como lluvia, el agua
nuevamente se vuelve río.

¿Cómo puedo saber que esto es verdad?


¡Así es!, y si tú no lo crees, no te volverás más que un pantano. Y aún eso
tomaría muchos, pero muchos años; y un pantano, ciertamente no es la misma
cosa que un río.

- ¿Pero no puedo seguir siendo el mismo río que ahora soy?


Tú no puedes en ningún caso permanecer así –continuó la voz-. Tu parte

esencial es transportada y forma un río nuevamente. Eres llamado así, aún


hoy, porque no sabes qué parte tuya es la esencial.

Cuando oyó esto, ciertos ecos comenzaron a resonar en los


pensamientos del río. Vagamente, recordó un estado en el cual él, o una parte
de él, ¿cuál sería?, había sido transportado en los brazos del viento. También
recordó –o le pareció- que eso era lo que realmente debía hacer, aun cuando no
fuera lo más obvio.
Y el río elevó sus vapores en los acogedores brazos del viento, que
gentil y fácilmente lo llevó hacia arriba y a lo lejos, dejándolo caer suavemente
tan pronto hubieron alcanzado la cima de una montaña, muchos pero muchos
kilómetros más lejos. Y porque había tenido sus dudas, el río pudo recordar y
registrar más firmemente en su mente, los detalles de la experiencia.

Reflexionó: “Sí, ahora conozco mi verdadera identidad”.

174 - -
Aproximación al Cuarto Camino

El río estaba aprendiendo, pero las arenas susurraron: “Nosotros


conocemos, porque vemos suceder esto día tras día, y porque nosotras, las
arenas, nos extendemos por todo el camino que va desde las orillas del río hasta
la montaña”.
Y es por eso que se dice que el camino en el cual el Río de la Vida ha de
continuar su travesía, está escrito en las Arenas.
Aunque parece a primera vista sólo un cuento, quizá esa historia
contenga también nuestra propia historia. ¿Quién puede saberlo?

-168- Estimado Gig:


Precisamente sobre esas cosas que mencionas son las que
intentamos que los participantes capten; desde el principio esa ha sido nuestra
meta; y la mayoría de nuestras aportaciones o respuestas siempre intentan
estar encaminadas hacia ese fin.
En algún apartado anterior expuse: “Que el verdadero pensar es
cuando no hay pensamientos”. Desde luego, para la mayoría de las personas
sólo es una frase simpática, pero no alcanza a llegar hasta sus partes profundas
porque no les interesa, están felices con sólo conocer la frase y repetirla por ahí,
porque imaginan que ellos ya saben pensar y no necesitan nada al respecto.
Quizá esa frase Carlos la aventó para la gente de bajo nivel cultural, pero no
precisamente para mí que soy muy estudiado y leído.

Cuando captamos su contenido significante, deberíamos interrogarnos


a nosotros mismos con respecto a lo que indica. ¿Tengo y cuento con
pensamientos en mí? ¡Claro que sí! Es más, son tan insidiosos que no me
permiten alcanzar la quietud y tranquilidad interior cuando lo intento; interfieren
y se entrometen en todo lo que pienso o hago, miran todo desde su punto de
vista ordinario y condicionado, etc, etc...

Me digo, ¿verdaderamente puedo pensar a partir de mí mismo sin que


interfieran esos pensamientos añejos en mí? Me interrogo: ¿Sé quién es Dios,
dejando fuera todo lo que he escuchado o leído? Si soy sincero, me contestaría:
¡Qué no puedo!

¿Entonces que puedo hacer para lograrlo?


Bueno, desearlo es algo muy importante, pero sólo después de haber
verificado que no podemos pensar por nosotros mismos; que sea un deseo a
partir de haber visto nuestra propia situación.

A algunas personas, desde luego muy pocas, se les ocurre que en vez
de estar deseando ser capaces de pensar, sería mucho más fructífero descubrir:
¿cuáles serán las condiciones para lograr ese pensar? Y una vez establecida esa
meta, comienzan a observarse para ver en que tipo de situaciones externas o
estados internos se presentan esos pensamientos automáticamente en ellos. Si
son pacientes y persisten en esa dirección, tarde o temprano descubren que ante
un mismo tipo de situación, o ante un tipo de postura corporal, siempre
reaccionan con los mismos pensamientos porque están ya muy engranados con
esas situaciones y posturas corporales. Infieren que ellos no podrían cambiar las
situaciones externas que los contactan, que no serían capaces para lograrlo. Y

- -175
Aproximación al Cuarto Camino

deducen que el único cambio podría ser logrado en sus propias posturas
corporales.
Descubren que cuando su mujer o sus hijos le piden una opinión con
respecto a un problema familiar, mientras estén sentados y estén en una
postura que les es habitual, siempre responderán con los pensamientos
asociativos que se despiertan en ellos. Recuerda Gig, cada vez que has deseado
“pensar” acerca de algo que te interesa, ¿qué haces? ¿Acaso no vas y te sientas
en tu sillón favorito, o te recuestas cómodamente en tu cama, y les dices a tu
familia que no te molesten porque estás muy ocupado pensando? En pocas
palabras, ¿no adoptas alguna de las posturas corporales que te son tan queridas,
cómodas y tan habituales?

Pero llegará un día, si es que esas personas quieren verdaderamente


conocerse a ellas mismos, cuando entienden que ese tipo de pensamiento
asociativo, en el que tanto han basado sus conclusiones o decisiones hasta el día
de hoy, pertenece a su pasado, y que no tienen relación alguna con la nueva y
presente situación por solucionar que nace en el ahora.
Leen libros, o le preguntan a cierta gente de su confianza acerca de
esa situación, quizá en algún libro, o algún conocido indique que la solución sería
cambiar la posición corporal, que sería más fructífero ir a dar un paseo, o
caminar por la montaña, o agarrar un azadón y desyerbar el jardín, etc.
Y ahí exactamente residen las condiciones propicias para empezar a
pensar de una manera nueva y no habitual, desde luego, no es algo tan sencillo
de lograr como lo he expuesto, porque también se deben incluir las emociones
negativas y las actitudes mentales. . .
-169- Estimada Rous:

Verdaderamente siento un sentimiento de alegría en mi pecho cuando


percibo que alguien ha atrapado o captado la parte medular de alguna
exposición puesta en esta Comunidad. Y tú, por lo que percibo en tu aportación,
lo has logrado.

Ahora, entremos en materia con respecto al resto de tu aportación.


Primero que todo, intentemos comprender que existen dos maneras
de contactar lo superior, de acuerdo a ciertas características individuales de las
personas.

Por ejemplo, un Krisnamurti, fue una persona que desde su tierna


niñez mostró dotes naturales para contactar lo superior. Él no requirió de escuela
o maestro alguno para realizarse. Y así fue su pregón por el mundo: “No se
requiere de escuela ni de maestro para alcanzar la liberación; todo está dentro
de ti”.
Pero existimos otros, como tú y como yo, y como la mayoría de las
personas que conocemos en la vida, simples hombres y mujeres ordinarios.
Nosotros no nacimos con ese talento natural, y ni nuestras condiciones
herenciales ni las condiciones en las que hemos vivido contribuyeron a despertar
esa parte esencial en nosotros. Nosotros, como la gran mayoría de la gente, sí
requerimos de cierta ayuda para descombrar o erradicar diversas suciedades o
condicionamientos que se han pegado a nosotros durante el transcurso de
nuestra vida ordinaria.

176 - -
Aproximación al Cuarto Camino

Una vez expuesto lo anterior, podremos tratar de ver lo siguiente sin


perder de vista esto.
La mente de un hombre o mujer ordinario no es un espejo límpido y
libre de suciedad que pueda reflejar con claridad la realidad; todos sus
contenidos y condicionamientos adquiridos en la vida distorsionan su percepción.
Digamos, que la personalidad (parte adquirida en la vida) se interpone entre la
realidad y su esencia (aquello que verdaderamente le pertenece), e impide el
contacto directo con la realidad.
Ahora bien, si ese hombre o mujer ordinario comprende su situación
actual tal y como es, quizá eso despierte en él o ella un deseo intenso por
liberarse de esa parte que le impide ver las cosas tal y como son.

¿Y cómo podría librarse él mismo de él mismo?


Quizá requiera primero un tipo de conocimiento especializado,
diferente al que puede encontrar en la vida ordinaria. Un conocimiento
transmitido por personas que han pasado por un proceso para liberarse ellos
mismos de esa parte.
Si la persona que tiene el deseo de liberarse acepta y comienza a
verificar en él mismo lo transmitido por esas personas ya liberadas o en camino
a su liberación, arriba a que es necesario efectuar un trabajo despiadado sobre
él mismo para realizar su deseo. Que tiene que esforzarse y luchar para
controlar los condicionamientos de su personalidad. Que tiene que sacrificar lo
menor por lo mayor, lo falso por lo real, etc. Si él o ella acepta este trabajo, y lo
realiza con persistencia y la discriminación necesaria, tarde o temprano podría
alcanzar su deseo.
En lo que tú indicas, partes de que existe una instancia previa
llamada: concientización, percepción o atención plena. Pero si observas
directamente eso en lo ordinario, descubrirías que a la mejor la instancia previa
es: inconsciencia, ceguera e incapacidad de atención. Que el hombre y la mujer
ordinario sólo reaccionan en base a reflejos condicionados, y que esos reflejos
vienen desde muy diferentes fuentes que a veces los confundimos como algo
que nace espontáneamente. Lo que es real esta ahí, pero nosotros sólo
captamos a través de nuestros sentidos especializados diversas partes de esa
realidad. Digamos que nuestros sentidos especializados son impactados por lo
que está afuera.
Todas esas impresiones que vienen desde fuera llegan a diversas
partes de la corteza cerebral, y ahí, de una manera extraña, se forma una
percepción, y decimos: “Estoy viendo un árbol, es un roble grande, etc.”. Las
impresiones sensorias dan por resultado un concepto o imagen en nuestro
cerebro. Ese concepto lo podemos asociar con memorias similares de otros
árboles, y podemos desechar esa impresión porque no le interesa al cerebro.
Después de un trabajo de escuela, para un hombre o mujer ordinario, quizá
pueda ser sensible a lo anterior, quizá se de cuenta o esté conciente de cómo
funciona; en pocas palabras, requeriría despertar la sensibilidad en su interior.

Una vez despertada y desarrollada su sensibilidad, o estar conciente


de cómo funcionan su diversos instrumentos de sensación, sentimiento y
pensamiento, descubre que casi siempre, él o ella, están identificados con esos

- -177
Aproximación al Cuarto Camino

instrumentos; cree que él o ella es verdaderamente ese instrumento, cree que


sus pensamientos y sentimientos son lo que es en realidad. Pero ese trabajo le
ayuda sólo a descubrir o conocer cómo funciona su personalidad; pero que eso
no le ayuda a descubrir o vivir a partir de lo que él o ella realmente es.
Tendría que trabajar para lograr la separación requerida. Y eso lo
llevaría a la verdadera “Consciencia”. Y esa Consciencia lo podría conducir a
descubrir y experienciar lo que tú nos estás indicando: Sati.

Y es claro, sólo despertado ese nivel Consciente en nosotros, nos haría


vernos a nosotros y a las cosas tal y como verdaderamente son.

Podríamos hacer trampas para acelerar este trabajo tan duro y difícil.
Quizá con alguna droga, quizá con ayunos o ejercicios extenuantes, quizá
manteniéndonos sin dormir, quizá con licor; o quizá intentando trabajar
directamente en la “Meditación”.

Pero cualquier maestro o guía auténtico sabe y comprende que nadie


puede enseñar ni transmitir la meditación. Que la meditación es el resultado de
un trabajo previo para crear e intensificar primero nuestra “Concentración”,
mantener nuestra atención dirigida a algo previamente seleccionado. Después de
haber ganado maestría sobre la Concentración, comenzaría a trabajar en la
“Contemplación”. Y si gana maestría sobre la contemplación, eso mismo lo
conduciría a la “Meditación”, y la meditación a la “Realidad”.
Te felicito por todo lo que has logrado, pero las cosas no son tan
fáciles como parecen a simple vista, la Realidad está más allá de la meditación,
pero es un camino válido el que tú has seguido, desde luego, de acuerdo a tu
aportación. . .

-170-Estimado Melchisedet:
Podemos jugar con las palabras, pero no olvidemos que simplemente
es un juego, y terminemos creyendo que hemos comprendido su verdadero
significado.

Por qué, en vez de dividir esa palabra: “Individualidad” en dos partes,


intentamos mejor dividirla en tres.

“In – divi – dualidad”.


El prefijo: “In”, significa supresión o negación, una mezcla, o una
posición interior o superior (inaceptable, ilegal, incorporado, inconsciente, infeliz,
internamente, etc.)

El prefijo: “Divi”, tiene mucha relación con la división (dividir o separar)


Y el prefijo: “Dualidad”, se refiere a algo doble o de doble naturaleza, el
bien-el mal, cuerpo-mente, arriba-abajo, infierno-paraíso, etc.
Podríamos concluir con lo anterior, que “Individualidad”, sería algo
como: “La supresión de la separación de nuestra doble naturaleza”. Esta
conclusión está muy cerca del verdadero significado, aunque, como te mencioné,
no confundamos este juego de palabras con la realidad; y te diré dónde está el
error.

178 - -
Aproximación al Cuarto Camino

Si la Individualidad significa algo como la “quintaesencia” de lo que


una persona es en realidad, cómo dividiéndola para conocer y poder estudiar sus
partes constituyentes nos puede dar acceso a ese Todo.

La Individualidad es nuestra propia Voluntad Real, nuestro Yo Real,


es nuestro Espíritu interno, es nuestro Dios interno, es lo Incognoscible. Ahora
dime: ¿cómo podrías traducir en palabras ese significado”.
Alcanzar y realizar nuestra verdadera Individualidad es el objetivo de
este Trabajo. Y nunca olvides, que actualmente es un objetivo distante que está
más allá de lo que somos y podemos llegar a conocer. Porque ordinariamente
existe un problema en nosotros, cuando a base de la lógica y del raciocinio (que
es el juego al que me refiero) entendemos una palabra, de inmediato nos hace
sentir automáticamente como si la comprendiéramos, como si ya lo fuéramos,
etc. . .

A veces me preguntan: ¿Carlos, cuál es la razón de ser de esta


Comunidad?

Para mí es comprensible esa razón, ya que la Comunidad fue creada con el


objetivo de relacionarnos con aquello que tenemos todos en común; esto es, con
la parte del ser humano que somos.
Pero aportemos algunas afirmaciones de los Maestros de la Tradición
para llevar un poco de luz a nuestras percepciones.
La tradición afirma, y la experiencia verifica, uno de los factores
menos conocidos y extraños acerca de los estudios de grupo.
Grupos de aprendizaje se reúnen alrededor de un individuo o doctrina,
o ambos. Debido a que virtualmente todas las acciones humanas son motivadas
por la codicia o el temor (látigo y zanahoria), éstas son las mayores fuentes de
todos los grupos de estudio. Pero estas características negativas, aunque fueron
las causantes de que el individuo encontrase, entrase, y persistiese en el grupo,
son una clara barrera para el aprendizaje. El nivel de codicia y temor, ya que
estas emociones interfieren en el proceso de aprendizaje y “digestión”, tiene que
quedar reducido a una proporción tolerable.
Es siempre difícil, y algunas veces imposible, conseguir este objetivo
sin introducir gente nueva que tenga un promedio más bajo que el normal de
estas dos características. Tal gente casi siempre se encuentra entre la población
general, no particularmente interesada en el propósito “espiritual” del grupo al
que su presencia puede contribuir. El único medio de atraerlos al grupo de modo
que puedan cumplir su función es que sean contactados e interesados de un
modo “humano” ordinario, cuya base no está fundada en la codicia o temor.

Esto es una paradoja. Esto también es una razón real para que la
gente “magnetizada” por un grupo esotérico o espiritual establezca líneas de
contacto con la población en general, en áreas y temas libres de las tendencias
del grupo. El grado en que esto se puede hacer determinará el futuro del grupo y
la interacción del comité “grupista” y los miembros de la población en general.
Cada uno aporta algo que al otro le falta. A través de su interacción se puede
formar una comunidad sana. Ninguno, en solitario, será capaz de moverse en su
desarrollo hacia un organismo más avanzado.

- -179
Aproximación al Cuarto Camino

Si unos miembros del grupo son incapaces de aceptar que su progreso


depende de aquellos a quienes a menudo tienden a mirar como inferiores a la
élite, se convertirán en un pequeño grupo sociológico, con su potencial
altamente atenuado a incluso pedido. Si los miembros de la población en general
(la otra categoría en este proceso ambivalente que se discute) miran con desdén
a la gente con mentalidad de grupo, se incrementará su propio aislamiento y se
deteriorará su potencial para mantener incluso su situación. La razón es que,
como si se tratase de un proceso químico, la influencia ejercida en cada
elemento al establecer contacto no puede quedar abolida por el fracaso en
simpatizar o continuar en contacto.
El rechazo a aceptar que puede haber mérito, o incluso valor decisivo,
en otros fuera de sus filas puede envenenar las posibilidades de aquellos que
rechazan esta información. El fracaso en tomar con suficiente seriedad el valor
inherente de un grupo espiritual (que se ha desprendido de los factores que lo
agruparon en primer lugar, en favor del factor de unificación más profundo y
real) tiene un efecto adverso similar en el “exterior” o en el espectador cínico.
Muchos grupos, ya que están demasiado enraizados en el egoísmo, la
esperanza y el temor, y ya que casi nunca están organizados por especialistas,
fracasan en alcanzar la etapa donde la transformación ya mencionada puede
ocurrir, y producir el grupo que ahora podremos llamar: un organismo de
aprendizaje.

Ahí, en eso, está la razón de ser de esta Comunidad. . .

-171- Estimado Gig:


Para empezar, en esta Comunidad mi rol es de “Administrador”
(puedes leerlo y verificarlo), y si para ti ese rol es igual al de “Líder”, entonces
no comprendiste lo que se indica en: “Los grupos de estudio”.

Bueno, son demasiadas preguntas para esconder lo que deseas


actualmente: ¿Son necesarios los Grupos para mí? Pero trataré de responderlas
tal y como las expones, porque siento que así funcionas tú y por lo tanto te
agradará.

1.- ¡No! Jesús, igual que tú y que yo, fue un hombre de carne y
hueso. Pero diferente a ti y a mí en que él sí consintió y aceptó el
Destino Superior que tenía que cumplir sobre esta tierra para beneficio de la
humanidad. Y una vez muerto, dejó de estar sometido a ese experimento
autoegocratico que mencionas; pero mientras estuvo vivo, cumplió como todos
nosotros, aunque él sí lo sabía..

2.- Son dos preguntas que no están relacionadas. A la primera: ¡Sí!,


Jesús, como Gurdjieff y otros más, algunos actualmente vivientes, fueron
resultado de un trabajo de Escuela. Sin un Trabajo directo sobre sí mismo nadie
puede lograr alcanzar a conocer y mucho menos a realizar su Destino personal, y
mucho menos su Destino humano o cósmico.
Para la segunda: ¿Acaso has participado en esas danzas que
mencionas? Porque si las estás comparando, entonces quiere decir que las
conoces. ¿Es así? En los grupos los miembros también comen, charlan, sueñan,

180 - -
Aproximación al Cuarto Camino

duermen, hacen el sexo y defecan, ¿estarán imitando con eso a los movimientos
cósmicos humanos?
3.- No sólo es creerlo, estoy seguro. Fuimos hechos a imagen y
semejanza del Creador. Ni tú ni yo, ni nadie más podrá acceder a esa “fuerza”
como le dices. Pero sí puedes ser ayudado por Él, siempre y cuando tú ya no
existas, siempre y cuando te rindas totalmente a Él, cuando seas una nadidad.
Sólo llegando a la estación inicial de donde partimos, tan puros como antes de
nacer, ese es el mundo del Creador.
4.- Que proceda igual a cuando está hambriento y no ve comida
donde habitualmente la busca y encuentra. Que sienta que sin eso, morirá; y
que verdaderamente quiera comer para vivir y no desee suicidarse.

5.- Puede ser. Pero hay que comprender que existen dos guerras: una
externa muy conocida por todos, y una interior ignorada por todos. Si te refieres
a la guerra interior, sí, es el resultado esperado en un trabajo real de escuela.
Ahora, si te refieres a que en ti hay tendencias autodestructivas, entonces la
ayuda requerida está con un Psiquiatra.
6.- Trabajar de manera armónica, a veces es malentendido. Significa
que cada función ordinaria o superior pueda accionar y experimentar la vida de
acuerdo al nivel de energía que le es particular. Y contar con un centro o Yo
desde donde la dirección y control puedan ser ejercitados. Una máquina no es
responsable de nada.

En un trabajo de grupo se unen energía personales de igual nivel, por


ejemplo: la consciencia de grupo, o en términos religiosos: “la comunión de los
santos”. Esa energía amalgamada posibilita que lo de Arriba contacte a uno de
los miembros del grupo, y por la relación que han establecido entre ellos, los
demás también se benefician de dicho contacto.
7.- Para ti no es adecuado un grupo. Pero si algún día, desde luego,
antes de que fallezcas, sientes con intensidad que tú por ti mismo no has
logrado aquello que has deseado alcanzar y tampoco has podido trascender tus
propias debilidades e inhabilidades, en realidad y no en teoría, y
verdaderamente lo deseas alcanzar con todo tu ser y estás dispuesto a pagar el
precio, entonces tendrás que buscar la ayuda necesaria para lograrlo: sea una
organización grupal religiosa, filosófica, psicológica o científica.

Y como corolario, te repito: “Tú no necesitas de un grupo”. Y quizá:


“Tampoco un grupo requiera de ti”.

Pero, ¡Adelante con tus inquisiciones!. . .

-172- Estimado Melchisedet:


Para despertar un deseo se requiere sentir fuertemente que algo nos
falta. Sin una necesidad real, sin un objetivo por alcanzar, difícilmente se
despertarán los deseos. En una de las Epístolas de San Pablo se menciona
exactamente esa carencia de deseo.
Desear más verdaderamente es algo muy deseable en este Trabajo.
¡Hay que incrementar nuestras necesidades! Si esas necesidades están
relacionadas con algo exterior que creemos necesitar (comida, cobijo, sexo, etc.)
hacía allá irán nuestros pasos. Si las necesidades son internas (deseo de saber,

- -181
Aproximación al Cuarto Camino

de ser, de vivir, etc.) los pasos serán dentro de las profundidades de nuestro
ser. El hombre ordinario carece de verdaderos deseos, aunque esté lleno de
quereres y apetencias; de ahí la gran proliferación de cuentos acerca de los
Genios de la lámpara maravillosa. Cuando el genio despierta por la fricción, te
solicita rápidamente que le comuniques tus tres deseos principales. Y como el
hombre máquina no sabe qué desear, casi siempre utiliza el tercer deseo para
remediar los problemas causados por sus dos primeros deseos estúpidos.
Un perro, cuando muere su amo, va y se echa junto a su tumba y ahí
permanece sin comer ni dormir hasta que muere. Desde luego, simplemente es
el deseo de un animal, pero muchas veces ese deseo es más auténtico que el
que manifiestan los humanos.
Piensa en todo lo que se ha escrito anteriormente, intenta verlo como
una totalidad, no te conformes con saber acerca de una parte, por muy
interesante que parezca a primera vista; porque la comprensión es el fruto de
ver la totalidad de alguna situación o de nosotros mismos. . .

-173- Este discurso está destinado a quienes tienen necesidad de


palabras para comprender algo, puesto que aquel que comprende sin palabras
¿qué necesidad tiene de discursos?
Y también va dirigido a aquél que no ha comprendido lo que significa
ser un espejo claro que refleje la realidad.
El verdadero asceta es aquél que tiene el fin siempre ante sus ojos.
Los hombres del mundo son aquellos que no ven más allá del establo. En cuanto
a los privilegiados, los iniciados, ya no ven ni el fin ni el establo, por el contrario,
contemplan solamente el origen y lo reconocen en cada cosa.
El hombre sabio, si siembra trigo, sabe que será trigo lo que ha de
germinar; lo mismo sucederá con la cebada, el arroz, etc. Él prevé el fin a partir
del origen: toda vez que ha conocido el origen, no considera más el fin, sin
embargo, todo fin es claro para él.
El dolor guía al hombre. En tanto el dolor –la pasión o el deseo por
una cosa- no surja en su corazón, jamás le será posible realizar sus deseos en
este mundo ni en el otro.
Hasta no sentir María los dolores del parto, no se encaminó hacia el
árbol de la felicidad. “Los dolores del parto la hicieron dirigirse hacia el tronco de
la datilera”.
Ese dolor la impulsó hacia el árbol, y éste, que estaba seco, produjo
frutos. El cuerpo es semejante a María, y cada uno lleva en él un Jesús. Si
experimentamos ese dolor en nosotros, nuestro Jesús nacerá, pero si no lo
sentimos, Jesús, por su camino secreto, regresará a su origen privándonos de
sus beneficios.
Mientras nuestra naturaleza corporal esté satisfecha, el alma, en su
fuero interno, permanecerá en la indigencia.
El demonio está saturado de alimentos, pero Gabriel permanece en
ayunas.
Busca remedio en tanto tu Jesús esté en la tierra, pues una vez que Él
haya partido hacia el cielo, tu remedio habrá desaparecido.
Todos los defectos, como la tiranía, el odio, la envidia, la avidez, la
ausencia de piedad, la concupiscencia, la cólera, el orgullo, y sobre todo el amor

182 - -
Aproximación al Cuarto Camino

propio, no lastiman cuando existen en uno mismo, pero cuando se los percibe en
otros, nos espantan y nos sentimos lastimados.
Así sucede con los defectos morales. Cuando existen en uno mismo no
ofenden, pero apenas se perciben en otros, ofuscan y se detestan. Por lo tanto,
disculpa a aquél que se ofusca, que está enojado contigo, como tú podrías
estarlo con él

-174- CHARLA REALIZADA EN UN GRUPO AUTÉNTICO DEL TRABAJO.

Gurdjieff arribó con un cúmulo de ideas radicales a occidente. Es la


naturaleza de ese reto o desafío el que es importante comprender. Primero
reflexionemos acerca de nosotros mismos y de nuestra propia situación.
Todos los aquí reunidos en este grupo son damas y caballeros
respetables. Ustedes se tomaron la molestia de venir a esta reunión. Y aquí
estamos ahora.
Ustedes me escucharán tratando de comprender mis palabras. Todos
ustedes son gente razonable y no se espera que al regresar a la calle vayan a
asesinar o a asaltar a alguna persona. Ustedes hacen, mas o menos, sus propias
vidas. Algunos días están felices y en paz consigo mismos. Por lo tanto ¿cuál es
el problema? Ustedes leen los periódicos y ven las maldades de otra gente, de
los políticos, de los abogados, de las masacres que suceden en otros países, se
enteran de los suicidios que acontecen en esta ciudad, etc. Pero todos esos
sucesos no son realmente suyos, nada tienen que ver propiamente con ustedes.
Por lo tanto ¿cuál es el problema? ¿qué nos puede sacudir dentro de esta vida
razonable y honorable que vivimos?
Aun aquí, en esta ciudad, aquí en Monterrey, ustedes pueden vivir una
vida razonable. Ustedes saben que tienen estados fluctuantes. Algunas veces se
sienten flotado, llenos de vitalidad, de optimismo, con ansias a raudales; y otras
veces, se sienten por los suelos, deprimidos, apáticos, indolentes. Algunas veces
están encerrados en ustedes mismos, evocando sus sueños y salpicándolos con
interminables charlas internas; y en otros momentos, permanecen
completamente abiertos, receptivos a los sucesos del medio en que viven.
Algunas veces se conectan íntimamente con la gente, abren su corazón, se
ponen en el lugar de ellos; y en otras ocasiones, no son capaces de sentir lo que
está más allá de la barrera que los separa, que los aísla. Su mundo interno y el
mundo a su alrededor se colorean de acuerdo a esos estados fluctuantes suyos.
Con sus estados negativos se dañan a ustedes mismos, ojalá ahí se
detuviera dicha negatividad, pero su alcance llega a los demás, a sus familiares,
a su prójimo; que sin deberla ni tenerla, salen dañados. Pero, más o menos,
ustedes continúan viviendo. Si yo les preguntará: ¿cuál demonios es el
problema? ¿Por qué estamos aquí reunidos escuchando ideas extremosas de un
Hombre Caucáseo llamado Gurdjieff? Un Hombre que, de acuerdo a sus propias
teorías, nos dijo: “Existe un tiempo determinado cuando ciertas nuevas
direcciones pueden ser implantadas dentro de la cultura general. Esto ya a sido
realizado con anterioridad”. ¿Por qué a cierta gente se le despierta la idea de que
es sensible renunciar a todas las ataduras físicas y emocionales y ponerse a
meditar acerca de la Unidad del Universo? Este es un comportamiento
extraordinario para cualquier ser humano ordinario. Esperemosahondar en ese
modo de existencia durante la presente charla.

- -183
Aproximación al Cuarto Camino

Casi toda las personas que han hecho contacto, ya sea de manera
directa o indirecta, con las enseñanzas transmitidas por Gurdjieff, llegan a la
conclusión de que dichas enseñanzas conciernen: “al perfeccionamiento de uno
mismo”. Pero en cierto sentido, estas enseñanzas son lo opuesto, tratan de
hacernos las cosas más difíciles. Añaden una demanda extra, una perspectiva o
punto de vista diferente al que estamos habituados.
Porque los métodos de esta enseñanza cuestionan todo aquello que
asumimos acerca de nosotros mismos, y que es lo que se supone debe ser
perfeccionado. Mucha de la gente que trató con Gurdjieff, eran personas con
intelectos desarrollados y estaban motivados por una fuerte voluntad y
determinación. La mayoría de ellos no tenían problemas con la vida en el sentido
ordinario. Y al llegar con Gurdjieff, éste les decía: ‘Ustedes no son nada”.
“Ustedes no existen”. “Ustedes pretender existir”. “Lo que ustedes deciden hacer
por la mañana, siempre lo olvidan”. “Ustedes están dormidos”. “Ustedes son
simplemente relojes de cuerda”. Y así continuaba con una sarta de ideas no-
convencionales. Y Gurdjieff les vendió la película. Al poco tiempo se escuchaba a
la gente diciendo: “Sí, Sr. Gurdjieff, yo soy un mecanismo de relojería”. “Por
favor, sálveme de ser una simple pieza de relojería”. Gurdjieff estaba creando
un desafío para que la gente hiciera algo al respecto, lo cual, en cierto sentido,
no necesitaban hacer: algo original y creativo. Para aceptar el desafío, es
necesario entender desde un principio, que por intermedio de dicha enseñanza
no obtendremos las cosas que usualmente esperamos lograr. No se harán ricos,
felices o saludables, de eso deben estar bien seguros.
La mayoría de los aquí presentes, tienen alguna idea de lo que se
logra por el propio perfeccionamiento: fama, dinero, poder y paz de mente. El
camino seguido por Gurdjieff es opuesto a todo esto, incita a la gente a
considerar un camino en el ser, lo cual es realmente nuevo. Ese fue el
sentimiento que se despertó en mí cuando hice contacto con esta enseñanza.
Hay personas que al leer algún libro acerca de esta enseñanza, sienten por
primera vez algo, que les permite penetrar en su comprensión. Eso es debido a
una energía especifica que está presente cuando leemos con frescura algo
interesante. Pero al paso del tiempo, la frescura de la primera vez, desaparece.
Ahora se vuelve extremadamente difícil sentir o comprender algo con respecto a
lo leído, todo se obscurece de nuevo. Habrán perdido su inocencia original, ese
choque de sorpresa que les proporciona la energía creativa para hacerlo real.
Aquí están todos ustedes, cómodamente sentados escuchándome a mí, ustedes
están sintiendo que están dándose cuenta de mí, y de ustedes mismos oyendo
estas palabras. ¿Qué más pueden hacer? Pero también existen esas teorías
extrañas, que nos dicen que todos nosotros no sabemos escuchar realmente.
¿Qué van a hacer al respecto? ¿ Cómo van a actuar frente a ese hecho?
Gurdjieff distingue las fuerzas que actúan sobre un individuo, como
siendo de tres tipos diferentes, y las denomina: Influencias A, B y C. Las
influencias A, son justamente aquellas que están circulando alrededor de la
cultura como tal. Las influencias B, son ideas transmitidas dentro de la cultura,
pero que se derivan desde afuera de dicha cultura, algo de un orden diferente.
Las influencias C, vienen directamente desde fuera de la cultura. Para ver la
significación de lo anterior, tendremos que hablar un poco acerca de la
evolución.
Existe en la noción ordinaria de evolución, como algo en donde se
conseguirá un nivel superior de organización o donde lograremos un profundo

184 - -
Aproximación al Cuarto Camino

nivel de percepción o de inteligencia. Algún paso, o algunos pasos progresivos,


es lo que llamamos evolución. Ahora, ¿cuál es la “sustancia” que es utilizada
para hacer posible dicho paso evolucionario? La idea es que ustedes no podrían
dar el paso evolucionario, sin importar una fuente de orden, material para lograr
la organización, desde fuera del mismo sistema.
Para dar una analogía de la evolución en la Tierra: su evolución trabaja
porque recurre a la energía organizadora del Sol. Eso es física simple. De hecho,
ustedes pueden tratar al Sol, no tanto como una fuente de energía radiante, sino
como una fuente de información, una forma de material crudo de información,
para que la biosfera llegue a estar más y más adaptada para absorberla y
transformarla en ella misma. Similarmente para nosotros, como personas, si
tenemos una posibilidad de evolucionar, entonces, se requiere de una cierta
sustancia material, y sólo esa asistencia substancial nos ayudará a dar el paso
siguiente ennuestro desarrollo. Sin ayuda ustedes nopodrán ser capaces de da
el“saltocuántico”,por asi decirlo.
Por mucho, todos nosotros estamos bajo las influencias A, en otras
palabras, caminando siempre en círculos, moviéndonos siempre dentro del plano
de cultura, en la cual siempre permaneceremos imitándonos unos a los otros. En
términos de Gurdjieff: “Nada desarrolla. Todo es lo mismo, todo se hace de la
misma manera”. Una vez que nosotros hayamos visto por medio de una
observación imparcial: ¡Que esto es así!, comenzaremos a pensar acerca de qué
puede llegar desde otra fuente que no sea nuestra propia cultura.
Existe toda una rama de intereses concernientes a los extraterrestres,
incluyendo los secuestros achacados a seres extraños, dicha rama se inicio
desde los primeros días de los Ovnis. Otra rama se enfocó sobre los ángeles,
sobre las canalizaciones, y todo lo que respecta a esas entidades sutiles. Y hay
una tercera forma que tiene que ver con secretos ocultos en monasterios, o en
los manuscritos antiguos. Todos esas formas están realizando, en su propio
camino particular, la misma forma básica de que: para posibilitarnos a dar el
paso siguiente en nosotros mismos, para liberarnos del condicionante cíclico de
nuestra propia cultura, necesitamos de algo que venga desde fuera de la cultura,
que sea de un orden diferente. Sin este elemento externo es improbable, aunque
no imposible, que el paso se pueda efectuar. La enseñanza de Gurdjieff, en sí
misma, representa un ejemplo de lo anterior, ésta se referencia a sí misma,
porque viene desde algún lugar extraordinario. Gurdjieff fue muy buen maestro
para ocultar su propia historia personal y la fuente desde donde había obtenido
sus ideas. El punto principal a atrapar, es ver si podemos apreciar: que es
necesario tener algún elemento que no nos es dado por nuestro vivir ordinario:
educación, circunstancias, cultura. Que hay un ingrediente que tiene que ser
importado. Este ingrediente, es algunas veces descrito como una energía, y en
otras, como una cierta forma de información. Gurdjieff, cuando arribó a Rusia, se
encontró rodeado por gente que estaba inmersa en una u otra de las ramas que
mencionamos con anterioridad. Por un lado estaban los Teósofos, con un
increíble complejo de mitológicos arcanos, acerca de Maestros en los Himalayas,
de Rayos, de Cuerpos internos etéreos, de los Ciclos y de las Tablas redondas, y
así por el estilo. Eso era tan edificante, como el llegar a fabricar monstruos de
fantasías. Gurdjieff, redujo radicalmente todo ese lenguaje, apoyándolo todo en
el materialismo. Él dijo que nada es etéreo, que no es una posibilidad sublime en
otras realidades, o en otros planetas, o en otros ciclos, o otras edades, o en
otras esferas. Aun los ángeles, si es que existen los ángeles, están compuestos

- -185
Aproximación al Cuarto Camino

de cierta materia. Decía Gurdjieff: ¡No existe nada aparte de la energía y la


materia! Y agregaba: ¡Vamos a tirar todos los dados! “Vamos a calcular qué
tanto más inteligente es Jesucristo que esta mesa”. Estaba invitándolos a
penetrar dentro de un mundo increíble, el cual tiene por rasgo principal el tratar
de establecer la inteligencia como una parte y parcela del universo físico. La
existencia física de los planetas, las estrellas, las galaxias, las formas vivas, los
minerales, todo ello es una totalidad en la cual la presencia de la inteligencia es
integral
Gurdjieff, en las reuniones de los grupos de discusión, no hacia de su
enseñanza sólo una seudo ciencia, también estableció el sentido de lo sagrado.
Hablaba de la aparición del Absoluto o Dios entrando en el Sistema Solar, con el
que uno podía ponerse en sintonía, y si varias gentes están sintonizados en una
reunión, pueden cooperar y ser energizados a su vez. Pero siempre fue muy
cuidadoso al respecto. Escondió eso en sus escritos, porque vio la tendencia de
todos nosotros a fanatizar acerca de ello, convertirlo en algo sobrenatural y
maravilloso. Estaremos sentados en este lugar por un momento, si quieren hacer
algo para ocuparse de ustedes mismos, pueden tratar de recordar exactamente:
¿cómo entraron ustedes a este cuarto cuando arribaron hoy en noche? Vean si
pueden reconstruirlo físicamente por ustedes mismos. ¿Cómo pasaron a través
de la puerta? ¿Hacia donde se dirigieron después? ¿Cómo se sentaron?
Solamente les doy algo para hacer mientras continúan escuchando mí
voz.
Al hablar de los “niveles superiores” o de las “fuentes superiores”,
Gurdjieff establecía que uno no debería tomarlo de manera emocional, sino con
una claridad plena. Es comenzar a aceptar que de alguna manera existe un
orden de inteligencia, con sus partes superiores e inferiores a la de los humanos,
y las cuales pueden penetrar dentro de la vida humana.
La mayoría de los seguidores de Gurdjieff olvidaron este lado de su
enseñanza, y se concentraron solamente en el lado psicológico de ella. Todo el
lado de la enseñanza de Gurdjieff, que tiene que ver con la Cosmología, con el
sentido y propósito de la vida humana en la Tierra, y de cuál era actualmente la
naturaleza del planeta y la naturaleza del Sistema Solar, fue relegado a segundo
término. Esta fue una actitud no-balanceada. Las personas llegaron a centrarse
en la enseñanza que concernía a la propia gente y a su propio desarrollo.
Gurdjieff siempre insistió: “Que este era un “paquete total”. Algunas ramas de
su escuela se concentraban solamente sobre una determinada área de su
enseñanza, otras sobre otra distinta, cada escuela de cada país se apoyaba en
una solo área, olvidando el “paquete completo”. La Totalidad de su enseñanza, la
integridad de ella, es en sí misma de un orden superior, y no puede ser reducida
a una parte o a una simple técnica o a una idea parcial. En realidad es la
Totalidad la que llega desde esa realidad.
La mayoría de la gente que se acerca a esta enseñanza, tienen el
sentido instintivo de que lo que importa, es encontrar un determinado vislumbre
o una cierta llave. Todos nosotros podemos hacer esfuerzos de alguna forma.
Todos podemos estudiarnos a nosotros mismos y hacer algunos experimentos
con nosotros mismos. Pero, ¿qué hacer exactamente, y cómo hacerlo Eso no lo
sabemos. Así que todos nuestros esfuerzos sólo sirven para cosas generales.
Hay que recordar siempre que: el secreto mayor es saber cuándo
hacer algo, y para qué propósito. Esto generalmente no es comprendido. Decía
J. G. Bennett, uno de los principales diseminadores de las ideas y técnicas de lo

186 - -
Aproximación al Cuarto Camino

que recibió de Gurdjieff: “Nosotros tenemos ese tipo de mente, que dice: Estar
consciente es bueno, por lo tanto, tratemos de estar más conscientes. Por lo
que, lo mejor sería estar consciente todo el
tiempo.”
Pero este tipo de razonamiento no tiene sentido, porque necesitas
estar consciente cuando necesitas estar consciente. Esa profunda consciencia,
que es posible para nosotros, es una sustancia preciosa y maravillosa. Es más
valiosa que: el oro, el plutonio o los diamantes. ¿Por qué debería estar disponible
para nosotros? Es sólo cuando somos insanos, cuando permanecemos
divorciados del resto de la naturaleza y del universo, que de inmediato
pensamos en adquirir más y más de dicho material. Esa sustancia nos puede ser
dada, si puede ser utilizada para un propósito, digamos, “objetivo”. Esa
sustancia no es justamente para nosotros. El incremento de la consciencia sólo
trabaja en el contexto del patrón total de la transformación. Si ustedes pueden
comenzar a verlo, sería algo maravilloso. Estarían en contra de la estúpida
tentación, que se les presentará cuando lleguen a ser más conscientes, y capture
sus sentimientos e impaciencias. A eso llamaba Gurdjieff: “Identificación con un
estado de consciencia”.
Esa actitud de ser consciente, para después querer ser más consciente, no
tiene fin en sí mismo. El despertar parcial es entonces una barrera, porque
nosotros entraremos en la más sutil de las tentaciones. Así que, lo que es
necesario, es que un orden superior de cosas deba regular. Esto llevó a algunos
discípulos a pensar de acuerdo a la religión ortodoxa: “Bueno, hagamos la
voluntad de Dios, una voluntad superior, un propósito más allá de la humanidad,
y de cómo se relaciona con nosotros”.
Hay un lado práctico en la enseñanza de Gurdjieff, cuando dice: “Ok, hay
un diablo. Pobre diablo. La mayor parte del tiempo está aburrido, porque no hay
gente interesante. La gente no pueden ser tentada, porque no están siempre
ahí. Si esa gente hace un poco de trabajo sobre ellos mismos, llegarán a ser
interesantes para el diablo. El diablo exclamará: ¡Ah! Aquí hay alguien
interesante que puede ser tentado, y así, serán tentados con: la arrogancia, con
el orgullo y con la codicia, en todas las cosas que reciben. Eso es inevitable.” El
diablo sólo llega a las personas que han hecho un poco de trabajado sobre sí
mismas.
Ahora mencionaré el lado cosmológico y el lado psicológico trabajando
juntos. Uno de los propósitos del lado cosmológico es proveer al menos algo
racional para hacer con dicho material, el cual no es solamente para su beneficio
privado. Gurdjieff, deriva parte de la enseñanza a partir de la vida de Buda.
Buda veía el significado de lo que la gente hace a otra gente y a otras formas de
vida cuando no se han transformado a sí mismos. Nosotros somos
potencialmente dichos seres extraordinarios, dichas estructuras extraordinarias,
que todo lo que podemos ver en el mundo externo a nosotros, en el mundo de
afuera, nosotros lo podemos desarrollar en nosotros mismos. Nosotros
verdaderamente somos unos microcosmos.
Existe esta creación, y diferentes mundos obedecen leyes diferentes,
formando diferentes regiones a través del universo. Éste necesita ser restaurado
en una Totalidad, así que se pueda establecer una comunicación entre todas
estas regiones diversas. Por lo tanto, es necesario para las influencias de los
mundos superiores entrar dentro de las regiones inferiores. Nos parecería raro,
digamos: que el ser del Sol tenga que entrar dentro del ser de la Tierra. Esto

- -187
Aproximación al Cuarto Camino

suena como a una mitología antigua. Si nosotros aceptamos de una vez que
existen otras posibilidades, otras posibilidades en otras regiones, entonces, para
el beneficio de la Totalidad que está dentro de dicha región, debe eventualmente
entrar en comunicación con nosotros. Gurdjieff presentó la existencia de la vida
en este planeta como un medio para conectar el Sol con la Tierra. En la
actualidad hay una Omnipotente Acción Universal. Lo más que nos conectemos
con dicha acción, en su sentido objetivo, el mayor poder que afluirá a nosotros
para hacer nuestro propio trabajo
En tanto tomes esto como algo simple y personal, lo más que serás
dejado fuera de estas fuentes de energía. En todas las religiones se habla acerca
de esto. En el Sufismo tenemos la Baraka. En el Hinduismo tenemos Shaktipat.
En el cristianismo al Espíritu Santo. Estos son usualmente asociados con santos
que transmiten esta energía a partir de sus propios cuerpos para directamente
energizar, para posibilitar que algo suceda. Existen Sitios Sagrados que son
compuertas para que las energías finas pueden energizarlos y capacitarlos a
ustedes a hacer cosas. Existen formas más interiores de conexión, lo que
Gurdjieff llamo “robo consciente”, donde ustedes pueden entrar en contacto con
las energías de los sitios sagrados y traerse la energía dentro de ustedes
mismos. Todas estas “ideas exóticas” apelan a esa necesidad de hacer una
conexión con los otros mundos.
Al hablar de la realización, cualquier acto que ustedes hagan requerirá
una energía especial extra, y para conseguir dicha energía, ustedes tienen que
agarrarla desde donde ésta se origina. Si ustedes lo hacen conscientemente, no
existe crimen alguno al hacerlo. Ustedes simplemente la están tomando.
Estarían verdaderamente ejecutando su rol humano. Si quieren tener un
vislumbre de la realidad, necesitaran entonces esas substancias, en ellas reside
su única oportunidad. Bennett, al explicar este tipo de cosas, hablaba de crear
una imagen del Universo, la cual pueda proveer un acceso a las fuentes de
energía y ayuda que son necesarias para nuestra transformación. Estas
imágenes son similares a puertas por las cuales podemos
pasar.
Bennett se propuso abrir dichas puertas. Gurdjieff describió la
consciencia, como aquel poder residual dejado en nosotros, como una de las
puertas a lo divino, similar a tener el sentimiento de todo lo que uno siente, la
totalidad en un instante. De manera similar, la conciencia, es igual a conocer
todo lo uno puede conocer, la totalidad en un instante. En una sola palabra,
consciencia en sí misma significa: unión y
conocimiento.
Esto nos regresa al enigma que mencionamos acerca de la enseñanza
de Gurdjieff: La gente toma lo que quiere, y sigue solamente dicha parte,
olvidando lo que verdaderamente necesita. Es diferente a tratar de hacer un
Todo con las partes, de ser capaz de hacer todas las acciones, porque esto nos
presenta un reto, el cual somos incapaces de hacer de la forma ordinaria que
hacemos todas las cosas, en la cual siempre estamos justificando lo que no
hacemos. Si no pueden atrapar Todo a la vez, no verán el significado de nada. Si
ustedes se conservan enfrentado el reto, entonces algo diferente puede
pasar.
Bennett decía, tanto como la gente a llegado a estar más unida en los
problemas externos, lo más que han llegado a estar mentalmente fragmentados.
La cultura ha producido valores de conocimiento, los cuales están en guerra unos

188 - -
Aproximación al Cuarto Camino

con otros, porque son incomprensibles unos para los otros. Cada región o facción
está tomando una parte de la totalidad ignorando el resto. Difícilmente
encontremos a alguien que esté mirando hacia la Totalidad de la situación. Todo
es canalizado, todo es subjetivo y paranoico. Observemos en nosotros y en la
sociedad si alguien esta poniendo juntas diferentes ideas dentro de una Totalidad
coherente. La única fuente que puede venir para poder hacerlo, es desde
individuos que sean capaces de hacerlo por sí mismos. Tenemos que voltear
todo, y decir: este trabajo nos llega desde el futuro, y desde el ahora.
Todo nuevo Guía de este Camino tiene la necesidad de renovar
constantemente este Trabajo, porque entienden que después de un período de
tiempo, y entre más tiempo transcurra, existirá siempre el riesgo de desviarse y
hasta llegar a convertirse en lo opuesto. Es solamente por enfrentar nosotros
mismos retos repetidos, que cambien la totalidad de nuestras propias
estructuras, lo que nos posibilitará la
evolución.
El trabajo desarrollado por Gurdjieff, sólo fue un pequeño sarmiento
injertado en el gran tronco de la civilización de su época. Si dicho patrón ha
decaído en su vigor por el paso del tiempo, ustedes y yo, todos nosotros de los
aquí reunidos, tenemos que enfrentar el reto que nos corresponde, renovar el
Trabajo, adaptarlo a las nuevas condiciones existentes, si podemos lograrlo,
nosotros mismos podremos ser
renovados.
Existen más de 3,000 libros acerca de esta enseñanza, existen mas de
200 movimientos legados por Gurdjieff, hay mas de 300 melodías y danzas, hay
infinidad de ejercicios internos y espirituales, pero todo eso no funciona. ¿Por
qué? Porque todo el tiempo estarán iniciando desde donde estos comenzaron. El
trabajo no funciona simplemente por alguna gente haciendo esfuerzos, o por ser
más habilidosos para recordar un ramillete de cosas. No existe sustitución para
la escucha, como se menciona en los cuentos mitológicos, cuando ciertos
hombres escucharon a través del muro las voces de los dioses, y fueron capaces
de saber que hacer. Todos tenemos que renovar este Trabajo, atraparlo y
sacarle sentido, ponerlo en práctica, y finalmente, hacer nuestra contribución al
propio Trabajo. Imitar a los Guías o Maestros no funciona. Este debe ser un
trabajo individual, sin ninguna dependencia externa o interna.
De esta manera podremos encontrar nuestro propio lugar en el
esquema de Todas las cosas. Hay mucho que tenemos que crear por nosotros
mismos, encontrar por nosotros mismos. ¿Por qué habla Gurdjieff de hombres
notables? ¿En qué eran notables esos hombres? No porque tuvieran poderes
especiales, o fueran genios o unos santos, y nada parecido a eso. Lo eran porque
fueron capaces de trabajar juntos en la búsqueda de la realidad. Eso, y sólo eso,
fue lo que los hizo notables. Si aun por un pequeño periodo de tiempo, la gente
pudiera juntarse y hacer alguna genuina búsqueda hacia la realidad, eso sería la
mayor contribución
Ustedes no tienen que aceptar esto desde el pasado. Nosotros
podemos actualmente encontrarlo y hacerlo por nosotros mismos. Pero el
camino es dramático e incierto. Todo guía comienza su búsqueda por medio de
una lucha consigo mismo, piensa que los esfuerzos lo llevarán a algo. Tiempo
después, si nace a sí mismo más y más, él necesitará confrontar algo de un
orden diferente. Porque todos sus esfuerzos para controlarse a sí mismo, para
luchar, todo ello lo conduce a la nadidad. Nada recibió. Tiene ahora que

- -189
Aproximación al Cuarto Camino

encontrar por sí mismo lo que llega desde fuera de la vida, y llegar a establecer
una comunicación con ello.
Todo lo que hagan estará siempre coloreado por ustedes mismos. Es
bastante difícil tener el sentido de estar engranado en una acción que está
llegando a uno mismo. Es algo que quiere comunicarse contigo, quiere darnos
sabiduría, quiere darnos un vislumbre. Pero para que eso pueda suceder,
tenemos que establecer una relación correcta entre nosotros mismos y esa
sabiduría. Y esto es difícil de hacer. Decía Bennett: “La gente se dice: Oh,
debemos amar a la naturaleza. Lo que esta gente debe realizar, es que la
naturaleza es la que nos ama”. Ésta fue una de las contribuciones radicales que
hizo.
A veces, ciertos discípulos le dicen al Guía: “No puedo hacer lo que
indica el trabajo” “Caigo y caigo a cada rato, me olvido”. El Guía le responde:
“Eso no importa”, solamente has un poco de trabajo sobre ti mismo, como
conservar el tono muscular”. Existen energías supranaturales que trabajan.
Nuestro trabajo está conectado con ellas. Hay algo realmente trabajando. Eso a
producido la Totalidad del Universo. La vida sobre la tierra. Es extremadamente
efectivo y muy positivo. Tú puedes ser ideológicamente positivo o
conscientemente positivo. Existe algo, lo cual reclama toda nuestra energía,
nuestra inteligencia, nuestro corazón, y todo lo demanda. Eso demanda la
Totalidad de lo nuestro. El libro de Gurdjieff: “El todo y todas las cosas”, esta
creado para hacernos pensar más allá de donde acostumbramos. Eso te limpiará.
Nosotros somos seres pensantes.
Todo lo que encontremos afuera, hechos perceptibles o científicos,
debemos considerarlos en nosotros mismos, debemos encontrarlos en nosotros
mismos. Debemos hacerlo, constantemente hacerlo, si no, sólo seremos llevados
por la corriente de nuestra cultura. Debemos tratar de retornar al origen de las
cosas, hacer preguntas, encontrar la ayuda que necesitamos. No podemos
confiar en nada ni en nadie, sólo confiar en nosotros mismos. No existe garantía
alguna, la caravana está en marcha, si tú te embarcas, es bajo tu propia
responsabil Este es un camino de descubrimientos constantes. Si no aplicamos
deliberadamente a nuestras mentes las interrogantes más profundas, estaremos
emponzoñados al paso del tiempo. ¿Por qué un pobre Griego-Armenio llegó a
conocer este Trabajo? ¿Por qué él está tan seguro acerca de esto? Tan pronto
pones esto sobre ti mismo, las cosas comienzan a cambiar. De hecho, la única
manera de despertar es realizar que nosotros estamos dormidos. Eso es todo.
Si ustedes realmente saben que están dormidos, ustedes despertarán.
Hay gente que usurpa las enseñanzas de Gurdjieff para su propio beneficio,
para someter a la gente, para deprimirla, para robarle su tiempo de vida, para
oprimirla, para ilusionarla, para drenarle todo lo valioso.
Pero hay otros, mí Maestro Bennett entre ellos, que el Trabajo para ellos es
una alegría. Similar a oír los ángeles. Es realmente una alegría, porque es similar
a abrir una puerta a las posibilidades cósmicas de la gente, y esas puertas
pueden ser abiertas sólo por algo extraordinario, algo de más allá de la razón,
algo que solamente ustedes pueden esperar y nunca tener la garantía de lograr
recibir, porque viene desde un orden diferente de las cosas.
Ojalá toda esta aportación contribuya a ver la vida humana con una mayor
amplitud y profundidad . . .

-175- Estimado Alumno:

190 - -
Aproximación al Cuarto Camino

Tienes toda la razón con respecto a ese tipo de situaciones que has
vivenciado.
Pero siento que se requiere entender un poco más con respecto a aquello
que denominamos: “Escuela”, para tener un panorama mas amplio.
Para la mayoría de nosotros la connotación inmediata del significado
de una “escuela, es el ordinario: una sola persona al frente y activa diciendo o
leyendo palabras y un gran numero de personas pasivas intentando atrapar lo
que él dice. Y el resultado es un grupo de personas que van repitiendo por la
vida todo lo que oyeron de su “maestro”. Recuerda como aprendimos las tablas
de multiplicar por ejemplo, repetición y repetición de sonidos externos hasta que
hacen nido en nuestro interior, y ahí vamos por la vida repitiendo algo que ni
siquiera nos ha despertado el deseo de comprenderlo .

Pero en este Trabajo cuando utilizamos el termino de “Escuela” tiene


un significado muy diferente al ordinario y que todos conocemos. En primer
lugar se intenta establecer en este tipo de Escuela la esencia misma de lo que
significa: “Educar”: “Que aflore, que salga lo que está en el interior de cada
persona”. (Y no el de meterle o atascarle cosas al aprendiz)
Por lo tanto, el guía o dirigente en este tipo de Escuela sólo intenta
presentar las cosas desde otra perspectiva, desde otro ángulo diferente al
ordinario y condicionante, para que en cada uno de los miembros aflore lo que
tiene que aflorar desde su interior, que afloren sus contenidos internos. Digamos
que el guía sólo es un facilitador. Por ejemplo, tu puedes contactar este otro tipo
de Escuela, y el guía te dirá: “Que trates de observarte para que te conozcas”; si
tu lo intentas hacer, al poco tiempo aflorara en ti la certeza de que
verdaderamente no te conoces ni te has conocido nunca; sin que nadie te lo
tenga que decir. Si eso aflora en ti, quizá el guía te ayude a que te conozcas si
es que en ti aflora ese deseo; si no aflora, al poco tiempo quizá el guía te haga
las cosas tan difíciles para que te vayas, ya que careces de algo valioso en tu
interior.
Pero también el guía cumple otro tipo de misión que es difícil de
comprender, hasta para los miembros de la escuela. Él ha experimentado y
comprendido en sí mismo aquello que los miembros del grupo todavía no pueden
experimentar ni entender. Ese Trabajo anterior sobre sí mismo o la ayuda que le
diò su guía en la escuela en que estuvo con anterioridad, le ha dado una cierta
substancia real que puede ser transferida a alguno de los miembros que entren
en resonancia con él. Y otra característica poco común, es que en la interrelación
en este tipo de Escuela “especial”, el guía y los miembros del grupo aprenden
simultáneamente.
Desde luego, este tipo de “Escuela especial” es muy difícil de encontrar en
nuestra vida común, y más difícil el ser admitido en ella. Es más, este tipo de
Escuela es iniciada y creada por aquellas personas que están buscando algo, que
es muy diferente a lo que han encontrado en su vida ordinaria (y me refiero a
personas que ya han triunfado en la vida en sociedad, que cumplen con todas
sus responsabilidades, y no a aquellas personas débiles en la vida que quizá
formaban ese tipo de escuela que te condujo a la desilusión, porque eso es lo
mas común); si un grupo de esas personas se junta quizá llegue un verdadero
guía para dirigirlos hacia su meta personal.
Como podrás ver, existen muchas trampas en este tipo de
enseñanzas, y es correcto que así sea, porque ayudan a separar a aquellos

- -191
Aproximación al Cuarto Camino

pocos que verdaderamente contienen algo valioso en su interior, que tratan y


tratan hasta que contactan algo real de esta enseñanza. En resumen, existen
dos tipos de escuela o de educación, en una nos condicionan totalmente, y en el
otro intentan desacondicionarnos para que afloren nuestros contenidos
internos en plena libertad . . .

-176- Estimada Karla:


La sensibilidad de la mujer es su característica más valiosa. Estás muy
cerca de entender el significado que tiene una Escuela en este Trabajo.
Cada uno de nosotros, tú y yo y todas las personas, podemos
convertirnos y llegar a ser una Escuela viviente, orgánica. ¡Yo tengo la
posibilidad de convertirme en una Escuela! ¡Ser una Escuela para mí mismo!
¿Qué significaría lo anterior?
Afrontar situaciones no pertenecientes a nuestro patrón habitual para
vivir y obtener nuevas experiencias, y aprender a utilizar dichas experiencias
personales para establecer los medios prácticos más adecuados para alcanzar
mis propios deseos o ideales más profundos. Los medios prácticos son lo que nos
puede transmitir un guía; pero las experiencias resultantes al poner en operación
esos medios prácticos y el uso que hagamos de esas nuevas experiencias son el
trabajo individual de cada buscador. Así que en este tipo de “Escuela”, se abre la
posibilidad para aprender de nuestras propias experiencias. Y una vez que tú
puedas aprender de tus propias experiencias, todos los métodos prácticos
anteriores se dejan de lado; el guía ya no es necesario porque dentro de ti se ha
establecido un Amo que aferra las riendas y decide continuar en la dirección
hacia tu propio destino.
¡Ah, se me olvidaba! Todas las personas, incluidos tú y yo,
actualmente sólo reaccionamos de acuerdo a los condicionamientos existentes
en nuestra propia sensibilidad; esa es la Ley. Si nos abrimos para tratar de
entender muchas cosas que actualmente no podemos percibir, por ejemplo, aquí
mismo en esta misma Comunidad se puede aprender, por qué en algunas
aportaciones se manifiesta cierta tendencia para querer determinadas cosas y
oponerse a otras, y entenderás que la reacción sensible es la que nos tiene
atrapados. Ciertos miembros, la gran mayoría, por cierto, quieren desarrollarse
con la aportación de un maestro y otros jamás lo intentarían; a otros les gusta lo
teórico y a otros lo práctico; unos aportan por simplemente sentir que saben y
otros no aportarán nada aunque lo quisieran; unos muestran curiosidad y otros
una apatía total; unos quieren encontrar una escuela y otros buscan el
aislamiento, unos hablan de ideas como si verdaderamente las hubieran
vivenciado y otros son sinceros y hablan de su ignorancia, y desde luego, hay
muchos insensibles que, aunque según ellos “conocen a la perfección” esta
enseñanza, no han logrado nada con respecto a la: “Consideración externa”,
etc., etc. Auque desde luego hay otros, pocos por cierto, que verdaderamente
desean aprender, que tienen interrogantes profundas, que ya han visto que toda
su vida es sólo una reacción estúpida, que se han des-ilusionado de la vida pero
que aun sienten que hay una escapatoria, que ya no se pueden refugiar en la
cómoda careta de protección ordinaria que les ofrece su personalidad, que ya
están trabajando sobre sí mismos, que ya han logrado experiencias internas, que
ya saben y sienten que carecen de la fuerza necesaria para alcanzar su ideal
pero que lo desean alcanzar cueste lo que cueste, etc., etc.

192 - -
Aproximación al Cuarto Camino

-177- Estimado Halcón:


Siento, que ahí precisamente, en lo que mencionas desde el primer
párrafo de tu aportación, reside una de las causas principales que no nos
permiten alcanzar la comprensión. Tú percibes las palabras: educar y aprender
como cosas separadas. Ese es el problema principal, siempre separamos, porque
no somos capaces de unirlas para darle vida a un resultado de algo nuevo. Yo
mencione en la contestación que una de las características de este tipo de
“escuela especial” es: “Que el guía aprende al mismo tiempo que transmite algo
al buscador”. Y podemos agregar que también lo inverso es posible: “El buscador
aprende cuando expone sus propias experiencias en un Grupo”.
En esta enseñanza existe cierta idea básica con respecto a la realidad
de la tercera fuerza, y dice que sólo la unión del saber y el ser dará por resultado
la comprensión. Casi todos conocemos acerca de esta idea, pero es muy raro
encontrar alguien que la profundice. Por ejemplo, le llamas resultado a esa
tercera parte, pero realmente no es el resultado de la unión de las otras dos,
sino que es algo independiente y nuevo por propio derecho. Por ejemplo, la
unión sexual de un hombre y una mujer quizá dé por resultado una concepción
(aunque no siempre), y nace un niño. El niño es algo nuevo, y goza de una
independencia e individualidad diferente y única que nada tiene que ver con sus
padres. Y lo más extraordinario es que ese niño tiene un potencial mucho mayor
que el de sus progenitores; que se actualice o no es otra cosa. Lo que trato de
que captemos es que la tercera fuerza es mucho más importante para nosotros
que las otras dos. Por ejemplo, reaccionamos siempre a base de gustos o
disgustos; pero si tuviéramos capacidad podríamos al mismo tiempo cuando nos
topamos con una situación o persona que nos desagrada, percibir algo agradable
al mismo tiempo (y no me refiero a represiones o supresiones). Si fuéramos
capaces de lograrlo, veríamos que algo nuevo se manifiesta, algo nuevo es
creado que no viene a partir de lo habitual. Cuando logremos vivenciar ese
nuevo estado en nuestro ser, conoceremos que ahora contamos con nuevas
posibilidades de las que antes carecíamos; que nos es posible ahora empezar a
vivir una vida libre de esos gustos y disgustos que nos conducen al sufrimiento
estúpido, y que ese nuevo estado es a su vez una llave para comprendernos
más.
Ah, se me olvidaba. ¿Acaso conoces a alguna persona que no sea
incongruente? Trata de percibir qué es la incongruencia, quizá encuentres sus
causas, y entenderás que todos somos actualmente incongruentes. Toda persona
dividida interna y externamente sólo podrá manifestar esa misma incongruencia:
entre lo que sabe, lo que piensa, lo que dice, lo que quiere y desea, lo que lo
atrae o repele, y lo que puede hacer o hasta imaginar. . .

-178- OTRO PUNTO DE VISTA SOBRE LO YA MENCIONADO EN LA APORTACIÓN


ANTERIOR.

La voluntad es el desarrollo del deseo. Cuando decimos que algo sucede de


acuerdo a la voluntad divina, significa que fue un comando, un deseo
desarrollado en acción. Cuando el deseo se desarrolla en acción llega a ser
voluntad, llega a ser un comando.

- -193
Aproximación al Cuarto Camino

Por lo tanto, el deseo y la voluntad son dos nombres diferentes para la


misma cosa, en su estado no-desarrollado y en el proceso de su desarrollo para
transformarse en voluntad y llegar a su realización.
El querer es una etapa débil o más primitiva del deseo. Cuando una
idea o un pensamiento de que a uno le gustan ciertas cosas todavía no es muy
claro en nuestra propia mente, cuando nuestra mente no ha tomado una
decisión, sólo es un querer, una simple fantasía. Cuando ese querer está un poco
más desarrollado se convierte entonces en un deseo, y permanece fijo en
nuestra mente y no es dispersado como se dispersan las nubes. El deseo es
tangible, está ahí, y todavía no está realizado, porque para realizarlo debe
desarrollarse todavía más y transformarse en voluntad.
Lo que usualmente sucede es que el hombre y la mujer prueban ser
los peores enemigos de sus propios deseos, por muchas razones; y una razón es
que nunca están seguros de lo que desean. Entre miles de personas quizá
encontremos una que realmente sabe lo que desea, mientras que el resto no
está seguro. Un día ellos piensan que desean algo y el día siguiente lo contrario,
y esos deseos se desintegran en la propia confusión de su mente.
Hay otro tipo de personas: aquellos que han adoptado una actitud
pasiva. Tales personas dicen que es un pecado desear, y a su vez no pueden
vivir sin un deseo. En su actitud pasiva ellos deciden no desear. Y hay otro tipo
de personas: aquellos que desean algo, pero por carecer del poder
de concentración no pueden convertir su querer en un deseo, y por lo tanto, sus
deseos siempre permanecen en la etapa primitiva.
Finalmente existe un tipo de persona que desarrolla sus quereres en
deseos. Pero recordemos que la culminación arriba sólo cuando el deseo
es transformado en voluntad.
Existe un dicho en la Tradición que cualquiera puede comprender:
“Reprimir el deseo es suprimir un impulso divino”. Aquellos que distinguen entre
lo divino y lo no-divino ciertamente cometen el error más grande, porque todo
es divino o nada lo es. La única diferencia es la misma que hay entre la máquina
y el ingeniero. La mente de Dios está trabajando y al mismo tiempo el
instrumento, la máquina de Dios es trabajo; por lo tanto aquello que se
despierta como un deseo tiene a Dios como su fuente, y por lo tanto es un
impulso divino.

La diferencia entre la gente está en concordancia con los deseos que


tienen. Unos desean por cosas de la tierra, otros por las del cielo. El hombre y la
mujer son grandes o pequeños, sabios o estúpidos, en el camino correcto o en el
equivocado, de acuerdo a los deseos que tienen.
Existe una voluntad universal, un poder universal, y un poder
individual. Ciertamente el poder individual comparado con el poder universal es
parecido a una gota comparada con el océano. Y al mismo tiempo, la gota,
siendo de la misma substancia que el océano, también tiene cierta cantidad de
fuerza, y tiene la voluntad individual para permanecer en contra de las fuerzas
de oposición. “Yo siento hambre, y me gustaría ir a un restaurante y pedir una
comida”, muestra la voluntad individual. Otra persona va por la calle y ve a un
hombre pobre, y se dice: “Este hombre parece pobre, ¿puedo hacer algo por él?;
quiero verlo feliz”; y tan pronto piensa acerca del bien de otra persona, su
voluntad llega a ser la voluntad universal. La razón es que la barrera que limita
la voluntad de un individuo es el pensamiento del yo; y tan pronto uno ha

194 - -
Aproximación al Cuarto Camino

olvidado el pensamiento del yo, tan pronto como uno piensa acerca de otro, la
barrera se derrumba y la voluntad llega a ser poderosa.
Esto no significa que uno deba enteramente dejar de lado el
pensamiento del yo, que uno nunca piense acerca de uno mismo, que nunca
piense acerca de su comida. El yo está ahí, y uno tiene que pensar acerca de él.
Pero al mismo tiempo para poder expandirse, para permitir que la voluntad
crezca, lo más que uno se olvide de uno mismo lo más que uno será ayudado.
Algunas personas toman el camino de la resignación, no hacen el bien
ni a ellos mismos ni a los demás. Su deseo es inactivo, no permiten que sus
deseos lleguen a ser voluntad, permanecen donde están, son pasivos. La
cualidad del santo es estar resignado a todo lo que venga, que ni siquiera
forman un deseo. Toman todo lo que venga, flores, espinas; todo lo que venga
lo aceptan.
Y también existe la persona que está decidida a sacrificar todo o
perseverar tanto como sea necesario hasta por un pequeño deseo, que en
realidad no valora mucho. Da todo su pensamiento a eso, y hace todo lo que
esté en su poder para convertir ese deseo en verdad. Esa persona está tomando
el mismo camino que el camino de los Maestros o Amos.
Lo anterior es una aportación de una persona hablando desde sus
propias experiencias, intentando exponer su propia visión de estas cosas. No
intenta, como la mayoría de nosotros, describir, aclarar, analizar o discutir con
palabras sobre estas cosas, lucha y se esfuerza por descubrir la manera que le
ayude a transmitir su propia compresión . . .

-179- Se han recibido varias aportaciones donde se mencionan las


palabras: Atención, Conciencia, Deseo y Voluntad. Quizá el escrito siguiente nos
ayude a clarificar un poco la confusión en que ordinariamente caemos al usar
esas palabras tan significativas:
En Junio de 1954, los Hartmann (Olga y Tomás) hicieron un viaje
especial para visitar el nuevo Grupo Toronto recién constituido, para darles una
clara dirección a su Trabajo. En la noche de Junio 11, todos los miembros nos
reunimos en el apartamento de mis padres, donde habíamos originalmente
comenzado como un grupo “preliminar” dos años antes. La expectativa estaba
en el aire. Durante la primera hora, mientras el Sr. De Hartmann daba una
lección musical a otras personas en un hotel cercano, la Sra. De Hartmann nos
interrogaba profundamente a cada uno de nosotros, acerca de: “¿Por qué están
aquí? - ¿Cuál es su meta? - ¿Qué
desean?
Las respuestas típicas fueron: “Estar libre de las subidas y bajadas” ...
“Liberarme de las emociones negativas” ... “Llegar a ser algo real” ... “Ayudar al
prójimo” ... En respuesta a cada respuesta ella contraatacaba con un: Sí, ¿pero
por qué? ¿Por qué quiere eso? Uno puede querer todas esas cosas sólo para ser
aprobado por los demás, sólo para ser mejor en la vida, pero, ¿por qué quiere
usted eso?
Al final de la hora, nuestras mentes estaban vacías de respuestas.
Habíamos sido llevados a un nivel de ponderación que nunca antes habíamos
experienciado. Finalmente ella plantó una semilla que creció dentro de ese
silencio: “Existe sólo una cosa importante, desarrollar actualmente nuestras
posibilidades. No debemos contentarnos con nada más ni nada
menos”.

- -195
Aproximación al Cuarto Camino

Dentro de esa atmósfera arribó finalmente el Sr. De Hartmann, y se hizo


aparente, que en vez de leer como usualmente lo hacíamos, el Sr. De Hartmann
iba a hablarnos a nosotros directamente a partir de sus propias experiencias. Y
comenzó a hablar sin notas y directamente desde su
corazón.
Primero subrayó cuatro temas: “Atención – Deseo – Voluntad – Libre
Voluntad”. Y después procedió a relacionarlos entre sí. En esa atmósfera de
apertura, su claridad, libre de pensamiento y obviamente deseando que nuestra
propia comprensión penetrara profundamente, y que después de terminar el
evento siento que recuerdo casi palabra por palabra lo que dijo y lo escribí tal y
como sigue: Primero: ¿Cómo perciben ustedes un objeto? ¿Por qué ese objeto
en particular entre tantos otros? Algo nos conecta a nosotros con ese objeto, y
no con los otros objetos. Ese objeto atrae nuestra atención. Prestamos atención
a ese objeto. Atrae nuestra atención a través de uno de nuestros sentidos: ojos,
oídos, nariz, y los demás. Nuestro ojo, oído o nariz presta nuestra atención a ese
objeto. Nuestros deseos están conectados con el objeto de alguna manera.
Queremos tenerlo; o queremos evitarlo; o queremos mirarlo más que lo que
queremos mirar cualquier otro objeto.
Esta mañana vi un perro con dos pequeños muchachos. La totalidad de su
atención estaba pegada a sus dos amos, vigilando para ver lo que ellos harían,
hacia dónde irían, para poder seguirlos y estar con ellos. No tenía atención para
nada más. Y su atención continuaba estando concentrada sobre los dos
muchachos tanto como pude observar. Éste es por cierto un grado superior de
atención, a pesar de que sólo es atención animal, es mucho más fuerte que la
que tienen los humanos.
Ahora llegamos al deseo. El deseo es sólo, como así decirlo, un punto en el
espacio. Si solamente deseamos un objeto, nunca lo tendremos. Para poder
poseerlo, debemos comenzar a movernos actualmente hacia él. Este movimiento
es el comienzo de la voluntad. Si el deseo es un “punto”, este tipo de voluntad
genera una “línea”, moviéndose hacia el objeto, con la intención de poseerlo, o
de identificarse con él.
En cada nivel del universo existen grados de voluntad. El hierro y la piedra
imantada: representan la voluntad puramente mecánica, el hierro también se
mueve hacia un objetivo. El gusano se mueve a lo largo de la hoja si quiere
comerla. El perro: algunas veces un perro desea tan fuertemente estar con su
amo, que cuando el amo muere, el perro se echa junto a su tumba y permanece
ahí hasta que muere. Éste es ya un grado muy alto de voluntad, aun y cuando
sólo sea una voluntad animal. Pocos humanos la logran.
Ciertamente existe una atención, y una voluntad, en los objetos externos.
Un objeto nos atrae; nosotros no atraemos al objeto. Los objetos nos gobiernan
desde el exterior. Ellos hacen que nosotros hagamos todo tipo de cosas. No es la
dama la que compra el sombrero, sino el sombrero es el que compra a la dama.
El hombre no fuma el cigarro; el cigarro se fuma al hombre, como decía el Sr.
Gurdjieff.
La atención y la voluntad generada por los objetos externos, a través de
los sentidos, no es de nuestra propiedad. Son parte del mecanismo de la
Naturaleza. La Naturaleza trabaja sobre nosotros. Nosotros no conquistamos la
Naturalaza; la Naturaleza nos conquista a nosotros. La atención y la voluntad
conectadas con los sentidos físicos y con los objetos externos no es de nuestra

196 - -
Aproximación al Cuarto Camino

propiedad. Esa voluntad no es libre, sino que responde al llamado de cada objeto
exterior.
Pero existe otra Atención, y otra Voluntad (con mayúscula). El hombre
tiene dos naturalezas, una inferior, y una superior. La naturaleza inferior es
parecida a la del animal, quizás más sutil y compleja, pero casi siempre trabaja
de la misma manera. La naturaleza superior es la única real. Ésta es incompleta,
pero capaz de crecer dentro de un hombre completo.
Para la naturaleza superior, existe otra Atención y otra Voluntad, que no
nace afuera de nosotros, sino que nace en nosotros. Esta Atención es el
comienzo de la Consciencia Real; y su Voluntad es el comienzo de la Libre
Voluntad. Con esta Atención, podemos observarnos a nosotros mismos; con esta
Atención, podemos recordarnos a nosotros mismos. Con esta Voluntad, podemos
hacer los esfuerzos para alcanzar nuestra meta más grande: Completarnos a
nosotros
mismos.

Pero debemos actualmente “poseerlas”. El conocimiento no es bastante.


Es bueno y necesario, por cierto, pero por sí mismo no cambiará nada en
nosotros. La comprensión es necesaria. Debemos tener un nuevo conocimiento,
por ejemplo, para lograr saber qué puede ser deseado. Pero a menos que
actualmente lo deseemos, no tendremos oportunidad de lograr nada. Y el solo
deseo, no es bastante. Podemos desear por siempre, pero a menos que nos
movamos hacia lo que nosotros deseamos nunca lo obtendremos. Debemos
tener la
determinación.

Pero nosotros no “tenemos” bastante Voluntad. Y tampoco “tenemos”


mucha Atención. Así que debemos incrementarlas lo mejor que podamos. Y la
única manera de incrementarlas es ejecutando el tipo correcto de esfuerzos. Sin
esfuerzos, nada puede incrementarse. Pero si conducimos toda nuestra Atención,
toda nuestra Voluntad, y todos nuestros Esfuerzos, hacia nuestra gran meta,
poco a poco, parecidos al gusano, nos aproximaremos a ella: al gran objetivo o
meta.
Esta pequeña aportación, recordada y legada por uno de los asistentes a
esa reunión, quizá nos ayude a entender y lograr algún día comprender el
significado intrínsico de ciertas palabras que ordinariamente usamos sin sentir el
valor encerrado en ellas. Desde luego, se requiere de nuestra parte algo más
que el simple entendimiento, se requiere de un deseo sincero y de una voluntad
poderosa para vivenciarlas y experienciarlas dentro de nosotros mismos de
manera directa; y en eso reside precisamente nuestra única posibilidad

-180- Estimado Halcón:


No se puede hablar de la Voluntad, porque no existe, no existe como
existen tu cuerpo y sus Funciones, no se experiencia como un estado de
atención, percepción, comprensión o consciencia como en el Ser; pero a su vez,
entra en todo lo existente y manifestado. ¿Como podríamos hablar sobre ella?
Por ejemplo, tus manos tienen siempre la tendencia de hacer cosas por ellas
mismas, y en eso deducimos que existe una voluntad detrás de ellas, pero lo
único que podemos ver es a nuestras manos agarrando, saludando, escribiendo,
etc. Lo mismo con nuestras boca que siempre tiene la tendencia de hablar y

- -197
Aproximación al Cuarto Camino

hablar por ella misma. Desde luego, esas funciones inferiores no son el medio
adecuado para manifestar la voluntad, porque la iniciativa reside en ellas, creen
que tienen voluntad sólo porque se manifiestan automáticamente.
En el hombre dormido, hombres # 1, 2 y 3, todo sucede de acuerdo a
eventos externos, todo es automático; existe mucha actividad pero muy poca
vida interna y es nulo el hacer; no se da cuenta de lo que sucede en él, siempre
está identificado con cosas de la vida externa porque no puede separarse de ese
mundo, lo tiene cautivo. El hombre semi-despierto, primera etapa del hombre #
4, empieza a vivir una vida interna por medio de su atención, sin olvidarse de la
vida externa, por momentos puede darse cuenta con su atención de que ve, que
oye, que está sintiendo cosas, de que está enojado, o de que tiene pensamientos
en su interior, pero no tiene el poder para controlar o cambiar los estados que
afloran en él, sólo se da cuenta de que reacciona de acuerdo a
condicionamientos y hábitos, porque ha logrado separar un cerebro del otro, el
intelectual se da cuenta de sus reacciones corporales y emocionales. El hombre
# 4 pleno, está despierto plenamente, está separado tanto del mundo externo
como de su mundo interno, porque la consciencia comienza a operar en él,
empieza a vivir desde su esencia; puede ahora hasta ver cómo aparecen sus
pensamientos en él, ya no se identifica con él, con su personalidad y todos sus
contenidos, entra por momentos en el verdadero “recuerdo de sí”, estado que le
permite ver que lo que siempre había creído que era él mismo no es él mismo,
que él es otra cosa.
Aquí aparece la barrera más grande para nuestra Completación,
porque la consciencia, la verdadera consciencia que ahora ve que lo que creía
ser no es más que una serie de funciones y hábitos o personalidad, lo ve desde
otro lugar separado de todo eso. Empieza a identificarse ahora con eso, con ser
el Rey que puede dominar todas sus funciones, y despierta su esencia natural
para apoyarse en sus deseos, talentos, o tendencias naturales. Se puede decir
que la consciencia de sí es el deseo de hacer sentir nuestro paso por la vida, son
deseos muy profundos que nos pertenecen, y se expresan como una forma de
dominación, de dominar e imponernos en el mundo de acuerdo a nuestros
propios deseos, igual que un animal, un conejo por ejemplo, desea reproducirse
y reproducirse hasta llenar la tierra de conejos, una vaca desearía que toda la
tierra estuviera cubierta de pasto, un oso de miel, un lobo de ovejas, una
prosituta de clientes potenciales, etc. Bueno, pues esa tendencia innata, o ese
deseo dominante en nuestra propia esencia es precisamente el “Rasgo
Principal”; reside en las profundidades de nuestro propio ser, no fue algo
adquirido. A ese Rasgo se le denomina “Sino”, y es la barrera para poder
contactar y cumplir con nuestro verdadero “Destino”. Ese Rasgo quizá fue culpa
de una abuela o bisabuelo, o de las condiciones de tus padres durante el instante
de tu concepción, etc.; pero no cree en nada superior a él.
Bueno, llegamos al punto de mayor tensión, porque ahí está la barrera
principal, y del otro lado la posibilidad de nuestra propia Individualidad, el Yo
Real, el poder de Hacer a partir de nuestra propia Voluntad o Iniciativa; o el
Hombre # 5.
Todo lo anterior de nada te sirve, es un simple mapa. Aquel que lo
desee recorrer por sus propios pies, sin apoyarse en muletas externas, logrará
comprenderse a sí mismo. Pero para adentrarse en esa selva inexpugnable de
nuestro ser, se requiere ayuda precisa, de ahí el Trabajo de Grupo. En un Grupo
se ayuda mutuamente para alcanzar ese grado. Podemos intentarlo hacer en

198 - -
Aproximación al Cuarto Camino

soledad, siempre y cuando contemos con la determinación requerida y esa sea


nuestra meta o deseo principal. Pero por más determinación y deseo, sólo
lograrás llegar hasta esa barrera profunda, porque todos tus deseos, esfuerzos y
luchas nacen a partir de ese Rasgo. Tu Rasgo lo ven todas las personas cercanas
a ti, pero para ti es imposible, porque eres eso (por eso la necesidad de Trabajar
en Grupo). Detrás de ese Rasgo esta siempre el “Ego”, el usurpador del lugar del
Yo Real. El Ego siempre trata de dominar para satisfacer sus propios deseos, sin
importar la manera en que se enmascare, se apoya en el amor propio, la
vanidad, el orgullo, etc. No importa si tú deseas hacer el bien o el mal a la
humanidad, son simples deseos egoístas, porque nacen precisamente en ese
Rasgo, y todos tus intentos siempre serán para hincharte de amor propio,
vanidad u orgullo.
Cambiando de tema, yo, cuando llego al hotel al estar de viaje, me he
dormido a las 6 AM., medio borracho y desvelado, cansado, y tengo que
levantarme a las 7 AM., porque tengo que ir al aeropuerto para agarrar el vuelo
que sale a las 8.30 AM.; antes de acostarme creo una imagen de mí mismo
despertando a la hora que necesito despertar, siempre me ha funcionado. ¡Pero
esas son cosas de la vida! Unos usan cosas externas, un despertador, la
recepción del hotel, programar el celular, etc., pero a mí me funciona mi parte
mental para ordenarle al cuerpo muy bien. El verdadero Trabajo trata de
conducirnos hacia otro lugar, hacia esa barrera principal en nuestro ser.
Por ejemplo, alguien por ahí escribió que él controla sus emociones.
No-manifestar o reprimir emociones es cosa de niños, lo verdaderamente
imposible es crear emociones positivas superiores de fe, esperanza y compasión
por uno mismo; y ésas son las únicas emociones valiosas y sagradas que vienen
desde Arriba . . .

-181- Estimado Pepillo:


Mencionemos por ahora sólo dos mundos: el mundo externo y el
mundo interno.
La atención, aunque es la parte más superficial de la Voluntad, es con
lo único que contamos, es parte de la chispa divina en nosotros; pero no lo
sabemos.
Ordinariamente nuestra atención es atraída por cualquier cosa,
persona o evento exterior. Todo lo que nos atrae desde el exterior roba nuestra
energía, nuestra energía va a parar en esas cosas externas. Ese tipo de atención
es involuntaria, no es un acto intencional de parte nuestra. La mano se mueve
por ella misma, igual el habla, sin ninguna intencionalidad de nuestra parte;
igual el corazón y todo lo demás.
Ahora bien, para detener ese gasto de energía hacia el exterior,
debemos tratar de dirigir nuestra atención hacia nosotros mismos, de manera
intencional. La forma primera sería dirigir nuestra atención a nuestro cuerpo,
tratar de estar presentes con nuestra atención en la totalidad del cuerpo. Por
ejemplo, para que captes el procedimiento, pon ambos brazos extendidos al
frente a la altura de tu pecho y con las manos también extendidas con palmas
hacia arriba y al frente, separadas a la separación de los hombros. Ahí
mantenlas, sin que se muevan. Ahora trata de estar atento totalmente a la
palma de tu mano derecha, toda tu atención está concentrada en esa palma. A
los pocos segundos descubrirás que esa mano se siente diferente a la izquierda,
sentirás una sensación nueva en ella. Una vez que detectes dicha sensación,

- -199
Aproximación al Cuarto Camino

cambia tu atención, ahora dirígela a la palma izquierda. Descubrirás el mismo


sabor de esa nueva sensación ahora en esa mano. Ahora imagina que estás
sosteniendo una pelota en la palma de tu mano derecha, una pelota de fútbol.
Descubrirás de nuevo que se despierta una sensación en esa mano, muy
diferente a la izquierda. Ahora, con tu imaginación avienta la pelota desde esa
mano derecha hacia la mano izquierda, sin mover las manos, sólo con tu
imaginación y atención. Continúa jugando algunos minutos con esa pelota
imaginaria, pasándola de una mano a la otra. Notarás que la sensación nueva
aparece siempre en la mano en que está la pelota y la atención en ese
momento.
Una vez que hayas descubierto lo que es la atención, y la sensación
nueva que aparece cuando la diriges y concentras a cada mano, estás listo para
intentarlo ahora con varias partes de tu cuerpo. Dirige tu atención a cada parte
de cada uno de los miembros de tu cuerpo, sólo a tus brazos y píes. Descubrirás
que aparece esa nueva sensación en cada parte de tus miembros.
Si logras hacer, por varios días este ejercicio preliminar, y descubres
la nueva sensación que aparece en tus miembros cuando diriges y concentras en
ellos tu atención, quizá se te pueda dar otro tipo de tarea mucho más
demandante.
Y durante el día, cada vez que te acuerdes de trabajar con tu atención
contactando tu cuerpo, y lo haces, la energía que ahora tiras hacia el exterior, se
quedará en ti y te ayudará a intentar hacer cosas que ahora no puedes . . .

-182- La enseñanza directa del cuarto camino solo se puede transmitir


a un grupo de personas reunidas como grupo. ¿cómo lograrlo?
Buscando y encontrando en la ciudad donde vives un grupo existente.
¿cómo saber si ese grupo es auténtico o imitativo. Pues probándolo por un cierto
lapso de tiempo. Entre cuatro y seis meses sería requerido.
¿Qué hago si descubro después de ese lapso que el grupo es imitativo
o simplemente un club donde dan vueltas y vueltas al intercambio de lecturas de
temas que aparecen en los libros de la enseñanza, o solo es un medio para
esquilmarme dinero y tiempo?
Buscar otro auténtico tomando como base lo anterior. ¿Y si caigo en la
misma situación anterior? Pues darse por vencido o intentar formar un nuevo
grupo de personas interesadas en esta enseñanza en tu ciudad.
¿Pero como trabajaríamos?
Pues haciendo lo mismo que viste hacer en los grupos anteriores
donde te decepcionaste.
¿Entonces estaríamos formando un grupo igual a aquellos imitativos?
Claro que sí.
¿ Y cómo puedo encontrar una salida hacia lo auténtico
Pues contactando lo auténtico. ¿Pero cómo lo contacto si hasta la fecha
no he podido? Pues entonces espera a ser contactado por ellos.
¿Pero cuando sucederá? Cuando en tu interior comiences a detectarlo.
¿Pero cómo lo detecto? Igual que puedes detectar a una persona en quien
puedes confiar en tu vida. ¿Entonces es un sentimiento? Claro que sí , porque
el intelecto ordinario no te ayudará. ¿Entonces cuando encuentre lo auténtico lo
sentiré en mi interior? ¡Así es! Y cuando lo sientas , sin importar dónde ni
cómo apareció, síguelo
¿Usted puede ayudarme en eso?

200 - -
Aproximación al Cuarto Camino

Si así lo sientes sí es posible. Pues sí, algo en mí me dice que lo que he


encontrado aquí es mas real que todo lo anterior. Pues da el paso siguiente
¿Usted me ayudará a intentarlo? ¡Claro que sí! Pero yo solo puedo
ayudarte a que tu te ayudes. ¿Cómo me ayudaría?
Pues trasladándome hasta tu ciudad para dar inicio al nuevo grupo que
deseas formar.
¿No sería mejor ir yo a su ciudad? No, porque no trabajamos con
personas aisladas, sino con grupos. Si el grupo está allá, pues voy allá.
¿Y qué tengo que hacer para realizarlo?
Pues págame el pasaje y las estancia y cuenta con un lugar donde se
pueda trabajar, y estén dispuestos para irrumpir en lo nuevo y milagroso.
¿Eso es todo? Para iniciar el grupo sí.
Gracias.

-183- Se indica en diferentes tradiciones que hay siete niveles y siete


cualidades en cada totalidad completa. La última perfección de cada esencia
creada requiere que ésta retorne a su Fuente enriquecida y transformada por
haber pasado a través de todos los niveles de existencia y realizado todas sus
posibilidades.
Como el hombre y la mujer son seres encarnados en la tierra, su
completación comienza con su cuerpo terráqueo. El primer poder es el del alma
material o mineral. El cuerpo está sujeto a las leyes mecánicas de la existencia
terráquea. En la cosmo-psicología de Gurdjieff, el alma material está
representada por las partes inferiores o mecánicas de los centros: instintivo,
motriz, emocional y de pensamiento. El alma material nace ligada a la tierra y
sólo puede existir en conjunción con un cuerpo terráqueo, del cual es el principio
de vida.
El segundo poder no es, en el sentido ordinario, material, sino que está
compuesto de substancias mucho más finas que las del organismo físico. Es el
asiento de la fuerza de la esencia. Cuando este poder del alma es dominado por
las cualidades terráqueas, su fuerza no es más que la fuerza del deseo. Es polar
o dual en su naturaleza. Por ejemplo, está sujeta a los gustos y disgustos, a
deseos y aversiones, a esperanzas y miedos, y todos los otros “pares de
opuestos”. Cuando cae en ese estado, el poder vegetal no es una alma
verdadera, sino meramente el instrumento por el cual un hombre o mujer es
atraído por el mundo externo mientras al mismo tiempo continúa esclavizado por
su propio egoísmo. Cuando el poder vegetal es liberado de su identificación con
las atracciones terráqueas, llega a ser la fuente principal de fuerza por la cual un
hombre o mujer gana maestría sobre su cuerpo físico.
El tercer poder es el de la esencia animal. Cuando es dominada por las
fuerzas terráqueas, que es el estado del hombre o mujer no regenerado, el
tercer poder del alma es la fuente de su propia-voluntad y todos los motivos que
fluyen de esa propia-voluntad. Cuando es purificada da unidad y consciencia, por
la que un hombre o mujer llega a ser estable e independiente.
El cuarto es el verdadero poder humano. Su principal asiento está en la
función sexual. Ésta es el alma natural del hombre y la mujer que es
característica de ellos. Cuando el Alma Humana es purificada de los apegos
terráqueos, llega a ser el centro y fuente de la Individualidad, del “Yo” que es
verdaderamente humano.

- -201
Aproximación al Cuarto Camino

Existen verdaderamente dos condiciones diferentes del alma humana. La


primera es del hombre o mujer que ha llegado a ser consciente de su real
naturaleza humana y en quien todas sus funciones están armonizadas. La
segunda es la del hombre o mujer que ha adquirido la Individualidad y tiene un
“Yo” permanente.
El quinto grado es el del ser humano completo. No puede ser
alcanzado este nivel por una evolución desde abajo. Es la Gracia de Dios que
sopla sobre esas esencia humanas escogidas para servir Sus Propósitos en la
tierra.
El sexto grado es el del hombre o mujer en quien el Poder de Compasión
ha entrado. Él o ella son completos dentro de los limites de todos los mundos
finitos. Nada puede ser escrito sobre hombres o mujeres de este nivel, porque su
poder más alto del alma viene desde más allá de los mundos cognoscibles.
El séptimo y final grado es el alma del hombre o mujer perfecto, cuya
voluntad está eternamente reunida a la Voluntad Divina. Esta Alma Divina viene
desde la Fuente de la Creación.
Si llevamos a cabo la jornada de auto-completacíón, tenemos que pasar a
través de varias etapas de entrenamiento y purificación. Una preparación sobre
cuatro caminos es necesaria antes de que el hombre o mujer real –el Hombre o
Mujer del Alma- puedan encontrar un hogar en su esencia.
El cuarto grado –hay tres arriba y tres abajo- es un punto de reunión
de las dos corrientes de evolución e involución. Por la primer corriente el hombre
y la mujer se levantan desde el mundo material para adquirir su propia alma
humana –esfuerzos y sacrificios-, por la segunda corriente El Señor desciende
sobre el hombre o mujer para proveerlos con un espíritu inmortal- la Gracia.
Cuando las dos corrientes están juntas y llegan a ser un alma y un espíritu,
entonces aparece el quinto grado. Ningún hombre o mujer puede, por su propio
mérito, pasar más allá del cuarto grado. El espíritu inmortal del hombre o la
mujer completo es otorgado por la Gracia de Dios.

En este nuevo esquema, continuamos enfatizando lo mismo que


cuando se mencionó sobre los diversos tipos de hombres, pero desde un punto
de vista diferente y con mayor substancia. Aquí podemos entender, que en el
hombre o mujer ordinario habitan tanto poderes minerales o materiales,
vegetales, animales y humanos.
Nos puede recordar ciertos símbolos o legamonismos como: la
Esfinge, los cuatro evangelios, los cuatro jinetes del Apocalipsis, las cuatro
estaciones, y hasta el por qué de las ideas y técnicas para trabajar sobre estos
cuatro niveles bajo las líneas precisas del Cuarto Camino.
Nos puede ayudar a comprender el por qué cualquier intento de captar

intelectualmente el Cuarto Camino conduce siempre a la decepción.


¡Bueno, éste es el mapa! ¡Se requiere ahora comenzarlo a caminar
directamente!

-184- LA ENSENANZA PRÁCTICA

202 - -
Aproximación al Cuarto Camino

Cuando las personas nos cuestionan acerca de esta Enseñanza, sólo nos
basta dirigir la atención a las palabras que utilizan, en ellas se muestra muy
claramente lo que ellos son, y vemos en un instante, con qué facilidad les
podríamos contestar utilizando los materiales, las analogías y las ideas que
aparecen en los libros sobre dicha Enseñanza, los cuales podían haber sido
utilizados por ellos mismos si realmente son tan analíticos y coherentes como lo
imaginan

En primer lugar: Las personas seleccionan paralelos y


presunciones arbitrariamente, y buscan aplicarlos a la Enseñanza. Utilizan sus
cuestionamientos como una satisfacción personal; y probablemente, utilizan los
mismos métodos ordinarios que aplican para aprender cualquier otra cosa. Es
como si fueran a la escuela de medicina y preguntarán: ¿Cómo sabré que
pueden enseñarme? Sólo se les podría mostrar la puerta de salida para que se
fueran, no serían elegibles. Este tipo de cuestionamientos no indican una etapa
de inteligencia en la cual puedan ser enseñados. Es tarea de otros hacer un
trabajo preliminar con este tipo de gente. Una de las funciones de los libros
publicados es proveer esa instrucción preliminar.

En segundo lugar: En esta Enseñanza se usa la flexibilidad, la


viabilidad y la efectividad, las cuales son evidencias de su valor en términos de
su utilización en los diferentes niveles. La coexistencia de esta Enseñanza y sus
imitaciones, es similar a cualquier otra actividad institucional en el
mundo.
En tercer lugar: La idea del “reclutamiento y enrolamiento” varia
naturalmente con la forma de institución. Las personas pueden inscribirse como
buceadores de aguas profundas, y descubrir al poco tiempo, que el buceo no era
lo que ellos pensaban que era, a pesar de que existan muchos buceadores a su
alrededor, suficientes escuelas de instrucción, y una abundante literatura sobre
dicha actividad. Pregúntense: ¿Qué están ustedes buscando en el estudio y
actividades de esta Enseñanza que difiera de la manera ordinaria que
utilizan?
En cuarto lugar: Existe la cuestión que tiene que ver con el objetivo.
Cuánta gente que se inicia en la carrera política no se interroga acerca de: ¿Qué
es ser un Primer Ministro? ¿Y sí realmente es posible llegar a ser un Primer
Ministro? En cualquier caso, la gente que logra llegar al grado de Primer Ministro,
es aquella que obedece el dicho chino que dice: “La jornada de mil kilómetros se
inicia con un simple paso
En quinto lugar: La gente frecuentemente llegará a estar confusa, ya
sea porque no pueden comprender los pasos elementales que han tomado, o
porque invariablemente disfrutan de la confusión, o por alguna otra razón que
desconocen.
El participante en cualquier actividad debe cumplir con ciertos
requisitos, estos incluyen: humildad, dedicación, abstinencia, moderación y
obediencia. A menos que ustedes ejerciten estas “virtudes”, no conseguirán nada
como: trabajadores, soldados, profesión, política, y en cualquier otra actividad
ordinaria. Si ustedes quieren desatender esas responsabilidades y volar hacia
esta Enseñanza, entonces conoceremos lo que son, y no podríamos hablar con
ustedes. Decir “sí” a este Trabajo es decir “no” a los escapes imaginarios.

- -203
Aproximación al Cuarto Camino

No es un accidente que la gente que conduce este Trabajo pueda


conectarse más constructivamente con personas que estén bien integradas
dentro del mundo, que tienen objetivos superiores, y que puedan adoptar una
actitud sensible hacia la sociedad y la vida.
Como decía mi Guía: “Lo que tú estás buscando en la soledad o en el
retiro, yo lo veo claramente en cada calle y en cada callejón todos los días.
No es esperanzador añadir ideas a las mentes que actualmente estén
llenas de ideas. Las instrucciones de este Trabajo quizás lleguen a ser visibles
cuando la cabeza esté más vacía de imaginaciones.

“Ustedes quizás piensen que son sabios, pero nada más puede ser colocado
dentro de un bote repleto”.

“Si estás lleno de pretensiones, estás de hecho vacío”


“Llega a estar vacío de ideas fútiles, así que puedas venir y llenarte con
percepciones superiores y comprender los significados reales”
“Involucra el conocer más a través del conocimiento de ti mismo; conócete
a ti mismo a través de conocer cómo piensas acera de los demás; y obsérvate a
ti mismo con otros ojos que no sean los tuyos”.

“El primer yo, acerca del cual obtener conocimiento, es el yo secundario,


esencialmente falso, yo que permanece en el camino, sin importar que tan útil
pueda ser para las transacciones diarias. Éste debe ser dejado de lado, haciendo
algo que pueda ser útil o inútil; no algo que te utilice a ti”

“La manera para lograrlo es por medio de la Observación de sí mismo,


registrando cómo y cuándo ese yo secundario está operando, y cómo nos
engaña constantemente”.
“Cuando te conozcas a ti mismo, podrás llegar a evaluar esta Enseñanza”.

“A menos que puedas ver clara y constantemente lo que realmente eres,


apóyate en las indicaciones de tu Guía”

“Tú eres tu propia barrera, elévate sobre ella”


“Mucha gente que está realmente muerta se encuentra caminando por las
calles; muchos otros que están en sus sepulcros están en realidad vivos”
“Debe ser tomado con el corazón cualquier cosa que el Guía indique a su
discípulo a hacer y practicar, es para el beneficio del propio discípulo
Hay que permitir a la audiencia que tengan sus propias experiencias y sus
propias observaciones de sus cambiantes modismos y sensaciones, para que
constaten que mucha gente tiene infinidad de botones para presionar sobre
ellos.
Dondequiera que exista una fuente de atracción, la gente formará un
circulo a su derredor de acuerdo con su propia naturaleza. Los seres humanos se
parecen a los animales, al ser atraídos por el aspecto superficial de las cosas,
esos aspectos inmediatamente los atraen.
Ustedes oyen acerca de esta Enseñanza y lo que oyen los atrae. O quizás
deseen encontrar algo más acerca de ella. Esto significa, para ustedes, que
deben sin retraso alguno hacer contacto con esta Enseñanza. Es una presunción

204 - -
Aproximación al Cuarto Camino

el que puedan beneficiarse por un contacto efectuado a sus propias


conveniencias o bajo las circunstancias dictadas por ustedes. Esta actitud no es
prometedora, porque no corresponde a lo que podría suceder.

El único valor de esta Enseñanza para ustedes, y para la Enseñanza


misma, es cuando lleguen a estar entonados con ella, de la manera, en el tiempo
y bajo las circunstancias que sean mejores para una relación
fructífera.

Las personas tienden a pensar primero y con mayor frecuencia en ellas


mismas. Esto puede significar, que cuando oyen de esta Enseñanza,
apasionadamente desean tomar parte en ella, para aprender más, y así
beneficiarse de manera personal. Esto significaría que estarían alimentando a su
propio egoísmo, y que han llegado a encadenarse en las ventajas
personales.

Por otro lado, cuando la gente llega a estar en contacto con nuestra
ideas y las comparte de la manera correcta con otras personas, estarían
compartiendo a la vez que estarían tomando algo para si mismas. Estarían, de
hecho, en una condición de aprendizaje y de
servicio.
Pero a la gran mayoría de los que arriban a este Grupo no se les
puede enseñar, son solamente turistas metafísicos. La ansiedad por aprender es
algunas veces una máscara del interés por uno
mismo.
Nuestra Enseñanza habla de, y existe parcialmente en: “otro mundo”,
una “realidad superior”, o una “dimensión diferente”.
De estados y cosas que se han vuelto “invisibles” para ellos.

Así es con esta Enseñanza. Frecuente y abundantemente aseveramos que


la gente no piensa las cosas pensadas, que sólo establecen suposiciones, y que
no las intentan verificar. Nosotros proveemos en cursos instructivos,
reuniones, literatura, materiales de observación y ejercicios, los medios prácticos
para establecer y mantener la comunidad a la cual están siendo dirigidos, la
experiencia de la existencia de los “techos”.

Una cuidadosa preparación es necesaria antes que la gente pueda


percibir algo que ha estado allí todo el tiempo. Por la aplicación de una cierta
capacidad de concentración, alguna persona induce a otras a exteriorizar sus
pensamientos internos, igual que en los métodos de la Enseñanza. Estos
pensamientos revelan el carácter y la operación del yo secundario, la falsa
personalidad, la cual capacita a la persona para manejar las circunstancias de la
vida, y que tiene por objetivo el mantenimiento de ella misma; y no el progreso
del individuo más allá de esas limitadas estrecheces y
superficialidades.
El Yo en comando se manifiesta por medio de: reacciones, esperanzas
y miedos, y por variadas procuraciones y opiniones. Al mirar su operación y
limitaciones, sus distorsiones y peculiaridades puede ser observado, tanto por el
propio individuo como por las demás personas. Ese “Yo” está actualizado en gran
medida lo que la gente imagina que es su propia personalidad, su propio y único

- -205
Aproximación al Cuarto Camino

Yo; y se interpone entre la realidad objetiva y el Yo real o esencia del Individuo,


cuya realización es el propósito de este Trabajo.
Algunas veces la manifestación de ese Yo secundario se caracterizan
por ideas o comportamientos atribuidos a otras personas, como sucede en los
sueños.

El efecto contrario también es posible, cuando el Guía imparte a la


mente del discípulo conceptos que pueden alcanzar su esencia, y que por lo
tanto, no pueden ser transportados por los métodos ordinarios empleados por el
Yo convencional.

La gente trata de cultivar esta capacidad para propósitos de ambición


personal, y siendo que esto es parcialmente posible, la metodología práctica es
protegida cuidadosamente por el Guía. Muchas cosas tienen que suceder antes
que el beneficio completo de estas reuniones pueda ser
percibido.
En este Trabajo todos tienen que trabajar. Aquí tienen que hacer cosas a
las que no están acostumbrados.
Alguna gente nos ofrece dinero como un substituto de la acción, y lo
que ellos necesitan aprender: es que pueden servir por medio de una gran
humildad. El dinero no se toma de ellos, en su propio interés. Tenemos que
trabajar con lo que tenemos. Y la organización debe auspiciar oportunidades
para ejercitar las características positivas y matar de hambre las negativas. Esto
no puede ser realizado en una atmósfera donde lo importante está siendo hecho
con los combustibles (avaricia, esperanza y miedo) que son esenciales para
obligar a la gente a actuar y que se conserve actuando en el mundo
exterior.

Hay otros que nos ofrecen dinero, y cuando lo tomamos, asumen que
lo utilizamos para nosotros mismos. Una cosa es crear una situación donde la
gente pueda observar sus propias e indeseables características en acción. Aquí
estamos para hacer a la persona mejor, y no para empeorarla. Por eso nos
rehusamos a ejercer presión sobre la gente por medio de la persuasión moral.
Esta moral todavía es la fuente principal de la hipocresía.

La gente tiene que ser flexible, tiene que encontrar el camino entre los
extremos y entre los opuestos. El discípulo siempre se balanceará entre el
rechazo y la fe.
Los hábitos de la mente son los más útiles y a su vez son el instrumentos
más innecesario para acercarse a los problemas. Si ustedes eligen el
acercamiento correcto, podrán resolver el problema. Pero si ustedes no pueden
elegirlo, y solamente lo obedecen, quizás no estén utilizando el mejor hábito
para dicho propósito. Existe el hábito, de que un acercamiento disciplinado
resolvería todos los problemas. Pero existe otro, que dice: si la disciplina se
pierde, se gana en vislumbres. Todos los libros dicen lo qué es necesario, pero
no nos dicen cuándo, ni cómo. Para mi, es doloroso tener que tratar con gente a
la que quiero enseñar, mientras que ellos sólo quieren una comunidad social,
amistades y atención. La decepción en este caso, es pretender que uno mismo
está estudiando, cuando lo único que está buscando son estímulos.

206 - -
Aproximación al Cuarto Camino

Este tipo de gente está entrenada para buscar pequeñas satisfacciones, a


las cuales les dan grandes nombres. ¿Cuándo dejarán de estar convirtiendo las
nueces en pasas? La gente para todo intento y propósito es inconsciente de esta
presencia. El Guía sacude a la gente que “sueña”.
Dichos choques son experienciados como dolorosos mientras hacen su
efecto, después estaremos agradecidos que se nos haya permitido encontrarnos
con ellos. La decepción de uno mismo es el principal descubrimiento. Mucha
gente dice que no puede aprender de los libros. Y es cierto que no pueden
aprender, porque primero deben aprender que la única forma de aprender de los
libros o de cualquier otra cosa, es por intermedio de un Guía. Un libro es un
instrumento que puede dar información.

La información y la acción son necesarias.


Puede que el problema sea que usted no quiere aprender, y siempre que
dice: “Yo quiero aprender”, es una forma de protección contra el aprendizaje,
una forma de encantamiento.

Éste es el por qué tanta gente tiene que pasar a través de ciertas etapas,
las cuales le mostraran que esa condición no es una base sólida y segura para el
aprendizaje.

-185- Estimado Toño


La práctica es el trabajo mismo. Yo puedo pedirme observarme a mí
mismo, y puedo utilizar cualquier medio para lograrlo. Hasta ahí todo está muy
bien, pero no he entrado realmente en la práctica todavía.

Cuando intento practicar lo que me pedí, entro en la realidad de los


hechos. Puede que a los pocos instantes de iniciar la práctica me olvide
totalmente de lo que intentaba. O puede ser que tenga la energía suficiente para
mantener la práctica por un cierto tiempo. En esta situación puede que
aparezcan dos resultados. Uno que logre lo intentado porque siento, de hecho,
una nueva sensación o energía más grande en mi interior. Obtendría así el
nuevo sabor de otro estado, aunque sea por un sólo instante, y comenzaré a
comprender la diferencia con lo ordinario. Digamos que el resultado dio una
observación justa y correcta de un nuevo estado que es posible para ti. Desde
luego, esto es muy difícil de alanzar.

El otro resultado, que se logra con mayor facilidad cuando nuestro


trabajo carece del impulso requerido, es que durante la práctica descubra y
observe tensiones corporales, pensamientos asociativos o reacciones
emocionales que toman el control de mí y me meten de lleno en la esclavitud.
Allí es el momento adecuado para aplicar el trabajo. Observé el estado ordinario
con todos los disfraces que utiliza para engañarme, pero decido verlo frente a mí
como un hecho, mantenerme viéndolo tal y como es; no reaccionar ni intentar
cambiarlo, simplemente lo mantengo frente a mí. Quizás esa visión nos
conduzca a una aceptación plena de lo que actualmente somos, desde
luego, causa terror mantener esa realidad ante nuestros ojos. Pero eso sólo es la
mitad del trabajo, se requiere ahora utilizar dicha visión para enterar a la
totalidad de nuestro ser. Mientras puedo mantener esa visión le pido a mi cuerpo
que ejecute algo que le desagrade: mantener los brazos estirados lateralmente

- -207
Aproximación al Cuarto Camino

por 5 minutos, o mantenerme hincado sobre una superficie dura por 5 minutos,
o no le permito que coma el alimento siguiente, o lo pongo a marchar o caminar
por 30 minutos. De esta manera, el cuerpo empieza a conectarse con lo que vio
la mente. Que el terror de lo visto por la mente también entre al cuerpo. Y ese
es nuestro verdadero trabajo, contactar la mente con el cuerpo.

No existe atención en la gente. Adquirirla debe ser nuestra meta. La


observación de sí sólo es posible después de adquirir atención. Empiecen con
cosas pequeñas. Sus movimientos nerviosos e inquietos hacen que toda la gente
sepa, conciente o inconscientemente, que usted no tiene autoridad y que es un
bobo. La primera cosa que tiene que hacer es detener esos movimientos. Haga
de eso su meta, su Dios. Inclusive, haga que su familia lo ayude. Solamente
después de esto, usted quizás pueda ganar atención. Éste es un ejemplo de
hacer. Otro ejemplo: un aspirante a pianista nunca puede aprender excepto poco
a poco. Si usted quiere tocar melodías sin antes practicar, nunca podrá tocar
melodías verdaderas. Para ganar algo se necesita una larga práctica

Hay dos clases de hacer: el hacer automático, y el hacer de acuerdo con la


meta.

Tome una pequeña cosa que usted es incapaz de hacer ahora, y haga de
ella su meta, su Dios. No deje que nada interfiera. Solamente intente eso.
Olvídese de las cosas grandes, destruya ese apetito. Haga que su meta sea el
rompimiento de un hábito pequeño

El dejar de hablar demasiado, para algunos, es una meta muy


buena. Usted hecha a perder todo con su hablar. Esto obstaculiza hasta sus
negocios. Cuando usted habla mucho, sus palabras no tienen peso. Trate de
superar esto, y muchas bendiciones le vendrán si tiene éxito

El soportar las manifestaciones de los demás es una cosa grande.


La ultima cosa para un hombre. Empiece por hacer que su meta o su Dios sea la
capacidad para tolerar en una sola persona una sola manifestación que usted no
puede tolerar ahora sin nerviosismo. Si usted “lo desea” usted “puede”. Sin
“deseo” usted nunca “podrá”. El deseo es la cosa más poderosa del mundo. Con
un deseo consciente todo llega.

Un hombre no tiene la energía para llevar a cabo metas


voluntarias, porque toda la fuerza adquirida por la noche, durante su estado
pasivo, se gasta en manifestaciones negativas. Estas son sus manifestaciones
automáticas, lo opuesto a sus manifestaciones positivas y voluntarias

Para aquellos de ustedes que ya son capaces de recordar su meta


automáticamente, pero que no tienen la fuerza para cumplirla: Siéntense en
soledad por lo menos una hora. Relajen todos sus músculos. Permitan que sus
asociaciones prosigan, pero no sean absorbidos por ellas. Díganles: “Si ustedes
me permiten seguir lo que ahora deseo, más tarde yo les concederé sus deseos”.
Vean sus asociaciones como si fueran de otra persona, para evitar que ustedes
se identifiquen con ellas.
Al término de una hora, tomen un pedazo de papel y escriban su
meta. Hagan de ese papel, su Dios. Todo lo demás no es nada. Sáquenlo del
bolsillo y léanlo constantemente, todos los días y a toda hora De este modo se
transformará en parte de ustedes, al principio, teóricamente; después, de hecho.

208 - -
Aproximación al Cuarto Camino

Para ganar energía practiquen este ejercicio de sentarse quietos, dejando


muertos todos los músculos. Solamente cuando todo en ustedes esté quieto
después de una hora, tomen la decisión sobre su meta. Emprender una meta
voluntaria y lograrla, da magnetismo y la capacidad para “hacer
El hombre tiene dos substancias en él: la substancia de elementos
activos del cuerpo físico y la substancia formada por elementos activos de la
materia astral. Estas dos substancias forman una tercera, mezclándose. Esta
substancia mixta se reúne en ciertas partes del hombre, y también forma una
atmósfera alrededor de él, como la atmósfera alrededor de un planeta.

Dentro de ciertos limites, cuando dos atmósferas se encuentran, y


si las atmósferas son “simpáticas”, una conexión se establece entre las dos, y se
producen resultados de acuerdo con la Ley. Algo fluye. La cantidad de atmósfera
permanece la misma, pero la calidad cambia. El hombre puede controlar su
atmósfera. Una parte puede ser aumentada y puesta en movimiento como una
corriente. En el hombre, los deseos y los no-deseos pueden ser positivos y
negativos. El material astral siempre se opone al material físico
En tiempos antiguos, los sacerdotes eran capaces de curar
enfermedades por medio de la bendición. Algunos sacerdotes tenían que
imponer sus manos sobre la persona enferma. Algunos podían curar a corta
distancia, otros a gran distancia. Un “sacerdote” era un hombre que tenía
substancias mixtas y podía curar a otros. Un sacerdote era un magnetizador. Las
personas enfermas no tenían suficientes substancias mixtas, ni suficiente
magnetismo, ni suficiente “vida”.

Esta “substancia mixta” puede verse si está concentrada. Un aura o halo


era algo real, y pueden algunas veces ser vistas en lugares sagrados o en
iglesias. Mesmer redescubrió el uso de esta substancia.
Para poder usarla, ustedes deben primero adquirirla. Pasa lo
mismo con la atención. Se obtiene únicamente por medio de la labor consciente
y el sufrimiento intencional, al hacer pequeñas cosas voluntariamente. Haga de
una pequeña cosa su Dios, y usted estará en camino hacia la obtención del
magnetismo

El magnetismo puede estar concentrado y puede hacerse fluir,


como la electricidad. En un Grupo verdadero, se podría dar una respuesta
verdadera a esta pregunta –acerca del magnetismo

-186- INFLUENCIA, PERSPECTIVA, NUEVA COMPRENSIÓN

Yo nunca conocí a George Ivanovitch Gurdjieff, pero muchos años


después de su muerte llegué a su enseñanza a través de aquellos escogidos por
él para transmitirla, y me gustaría atestiguar aquí la realidad de un tipo
particular de influencia y de su calor; una influencia que circula y actúa sólo en
ciertas condiciones y estados internos. Claramente, Gurdjieff conocía cómo crear
esas condiciones y obtener los estados internos que permiten que una persona
sea sensitiva a esa influencia y abrirlo a una nueva comprensión, diferente del
tipo de comprensión requerida para el mundo cotidiano habitual. Sin la aparición

- -209
Aproximación al Cuarto Camino

de esta nueva perspectiva, es inútil intentar una real auto-observación, y mucho


menos pretender conocerse a uno mismo.
“Influencia”, “perspectiva”, “nueva comprensión”, esas pocas palabras
que expresan aspectos del único y mismo proceso quizás conduzcan a perderse
a aquellos que tratan de conocer, imaginar y comparar.

¿Cómo expresar y dar forma a aquello que debe ser visto como una
totalidad? Las palabras e imágenes pueden transmitir sólo un reflejo de la
realidad de la que estamos hablando, pero cada uno de nosotros quizá,
eventualmente reconozca, al mismo tiempo, algo que corresponda a una
resonancia, a una analogía, o aun a una impresión vívida de lo que estoy
tratando de evocar.

Si aquellos que están despiertos comparten un mundo común y se


reconocen en cada otro. Es parecido a aquellos que están “dormidos”, viviendo
apartados en sus pequeños mundos, y están también sujetos a influencias
comunes y con una necesidad de compartir las mismas tendencias generales.

Debo por lo tanto, apoyarme sobre mi propio mundo psicológico, pero


sólo en tanto pueda extraer aspectos que puedan ser encontrados en cada uno
de nosotros. El problema no es de una psicología individual o de las
características personales, sino de una psicología de lo que es único en el
comportamiento humano sin importar el tiempo ni el lugar.
Todos nosotros deseamos bienestar y placer. Esa atracción, que
también es una expectativa, no nos da paz. Por el otro lado, la incertidumbre, el
miedo, el sufrimiento y la confusión están siempre con nosotros, aunque no
siempre nos demos cuenta de su presencia. Debemos aceptarlo como nuestro
SINO individual, pero podemos también tratar de ver que esa atracción es
importante, y en el proceso, descubriremos que somos victimas de un juego de
fuerzas que algunas veces relajan un poco su aferramiento sobre nosotros.

Cuando soy conducido hacia una consciencia de “mi propia situación”,


veo que estoy separado, guareciéndome del mundo externo. Vivo en mi propio
mundo. Todos los tipos de consideraciones, evaluaciones, opiniones y criticas, en
otras palabras, todas las reacciones que mantienen mi mundo psicológico,
parten de esa separación fundamental. Una tendencia muy natural a preferir las
perspectivas placenteras, y que muchas veces enmascaran aquellas que nos son
displacenteras. Esta capacidad de negar un aspecto total de la realidad es una de
las características de mi comportamiento. La idea que tengo de vivir más
intensamente en disfrutes es muchas veces reforzada por mis preocupaciones
concernientes a las experiencias displacenteras.

Ser reducido a vivir permanentemente desde este punto de vista,


tomando sólo un aspecto de la realidad en cuenta, considerando estrechamente
lo que me satisface o no me satisface en todas las cosas, lo encuentro
insoportable. Mis mezquindades pesan mucho, son una enfermedad.

Algunas veces, sin embargo, me encuentro actuando sin ideas o gustos


preconcebidos. Entonces tengo la oportunidad para una confrontación
clarificante. Así como veo, sin preconcepciones, cualquiera que sea lo que
usualmente considero desagradable, la actitud que habitualmente se convierte
en obstáculo se derrumba, y una acritud radicalmente diferente aparece. Basta

210 - -
Aproximación al Cuarto Camino

con que yo trate de mirar lo que constituye mi vida con sinceridad y a corta
distancia, para realizar, por ejemplo, que aquello que tanta importancia tuvo
ayer, no tiene prácticamente ninguna el día de hoy.

Pero siempre encuentro una manera para racionalizar estos cambios en


mis puntos de vista o en mis actitudes. ¿Qué es esa fuerza en mí que no me
deja en paz, y que negando se oculta? Lo que quiero ahora, lo que creo en este
momento, eso es lo que defiendo. La cadena de mis reacciones es coloreada por
todas las impresiones y comprensiones del pasado, una procesión de
comparaciones y deducciones. De reacción en reacción, soy introducido dentro
de una situación que me da la ilusión de que yo las quiero cuando son
agradables, y que soy su victima cuando parecen displacenteras e injustas. En
muy raras ocasiones puedo ver lo anterior, porque en el curso de mi vida diaria
ese ver no toma lugar, está ausente. Todos mis hábitos y sus consecuencias
“suceden”, sin mí estando ahí.
Mi inhabilidad para ser verdadero a lo que comprendo en los
momentos más lucidos, es sólo revelado cuando soy puesto a prueba. Entonces
una necesidad puede aparecer; una necesidad no para charlar, una necesidad de
ser verdadero.
¿Pero no será otra ilusión mía, creer que puedo intervenir y establecer
un cambio de actitud en mí mismo? Las pretensiones de desear ser, las
expectativas de resultados, son trampas a ser evitadas constantemente. ¿Qué
hacer entonces? ¿Qué no hacer? Y así afloran muchas interrogantes
equivocadas. Ese “qué hacer” está siempre ahí en mi mudo limitado. Cuando
realizo que ese profundo descontento conmigo mismo no viene de lo que hago o
no hago, de lo que tengo o no tengo, de lo que pudiera tener o de lo que tengo
miedo, otra dimensión aparece en mí, una nueva visión que ilumina mi
condición, liberándome a mí de todo eso. Un nuevo sentido de mi ser aparece.
Pero por mucho tiempo, dicha visión permanece muy vaga y embrionaria para
mantenerse por sí misma como una realidad en mi vida.

Por largo tiempo, puedo estar preocupado por cuestiones inútiles


concernientes a las posibilidades de organizar mi vida de acuerdo a lo que creo y
comprendo de la nueva perspectiva que se abrió en mí. Ciertamente, soy
temeroso para dejar ir, aunque sea por un instante, el mayor apego que tengo:
la imagen que tengo de mí mismo y la importancia que asocio a ella. El
vislumbre de consciencia que inesperadamente revela esta dependencia es de
una naturaleza diferente. En él reside la esperanza de una nueva, y mejor, y
más profunda visión.

Sin embargo, esos momentos excepcionales no tienen una influencia


práctica sobre mi vida; que usualmente toma lugar en mí como un tipo de
insatisfacción latente, a veces aparece en el fondo, como si fuese un entretejido
dentro de la misma trama de mi vida. Y también esa insatisfacción no me
importa bastante para hacerme detener y cuestionarme a mí mismo acerca de
todo esto.

Es una insatisfacción que no se presenta en los momentos


importantes, que no es capaz de enfrentar los momentos difíciles, una
insatisfacción que vive muy superficialmente. Vivo con el vago sentimiento, sin
realizar verdaderamente qué puede nutrir mi deseo para ser libre de dicha

- -211
Aproximación al Cuarto Camino

insatisfacción. El momentum de mi vida, hecho de atracciones y repulsiones, me


toma y me monopoliza hasta tal grado, que soy dejado sin fuerza alguna y sin la
posibilidad de verlo desde el exterior. Pero en este mundo mío, ¿dónde
está el “exterior” y dónde está el “yo” al cual doy autonomía total? Soy atrapado
por el movimiento de mis pensamientos sucesivos y las imágenes que producen.
Mi existencia continúa a través de los años, y estoy convencido que estoy
solidamente emplazado en el centro de un drama que se despliega entre el
pasado y el futuro, persiguiendo una satisfacción elusiva. En mi confusión,
¿cómo puedo encontrar la dirección de escape, aunque fuese por un instante, de
esas influencias que condicionan mi vida? ¿Cómo escapar? ¿Cómo comenzar a
ver, pero realmente ver, que yo no soy libre? Ese malestar subrayado, que por
momentos se siente parecido a algo que ha estado conmigo desde siempre,
todavía me produce sueños de que un cambio puede llegar si yo finalmente
decido tomar el toro por los cuernos, si yo puedo mostrar un poco más de
voluntad. Todo eso es más ilusión. Sigo caminando en círculos. La voluntad de
escapar no basta. Aún en el mejor momento, la impresión de ser conducido por
los eventos domina, mientras el camino que adopto a lo que me sucede me deja
insatisfecho. Pensaba que soy listo, y aquí estoy capturado en una trampa. Mi
cálculos son erróneos; ellos prolongan mis ilusiones y me empujan más y más
profundamente dentro de la niebla de mi pequeño mundo.
Inconscientemente, encuentro excusas. Pretendo ser
relativamente libre, pero de hecho no quiero, no puedo dejarme ir, arriesgarme
en la aventura, vivir lo desconocido. Mi idea de lo “conocido” es un salvavidas; si
me separo a mí mismo de él, aún por un instante, estoy totalmente perdido, no
soy mí mismo. Y a su vez, soy incapaz para persuadirme a mí mismo que yo no
quiero vivir eso, y sólo eso: un mundo en movimiento a mi derredor, con mi
mundo interno dependiendo de él.

La perspectiva que deseo es de un orden diferente. Ilumina una dimensión


acerca de la cual no conozco absolutamente nada, excepto que es indispensable
ahora comprender mi vida. Interrogantes y demandas de respuestas abren el
camino sin expectativa alguna; son, en sí mismas, una abertura hacia la vida, al
movimiento, al descubrimiento. ¿Quién soy yo realmente?
Una cierta confianza llega a ser necesaria. El reconocimiento de mi
incapacidad para escapar de ese circulo vicioso, es seguido por una saludable e
indispensable re-reexaminación de todo lo que pienso, y por lo tanto, de todo lo
que soy. Sé que una posibilidad me está siendo ofrecida, y que ésta está dentro
de mí. De repente, sin siquiera desearlo, estoy dándome la habilidad para “ver”
qué es, una nueva mirada donde todas las preguntas, todas las palabras de
sabiduría, son transcendidas por una impresión de unidad ligada a un sentido de
lo infinito. Un nuevo sentimiento aparece. En ese momento lo que usualmente
considero ser “mí” es dejado atrás, y también, curiosamente, siento una
presencia en mí mismo, en mi cuerpo, que es mucho más real. Específicamente
recuerdo haber “accidentalmente” tenido tal impresión. Muchos años han
pasado, pero la impresión permanece vívida.
Muchas horas han pasado desde que comencé a caminar
temprano cierta mañana. Tiempo tras tiempo, justamente cuando pensaba que
ya había arribado al punto más alto, otra cima llegaba a mi visión.
Eventualmente mis repetidos esfuerzos comprometieron mi cuerpo, así que la

212 - -
Aproximación al Cuarto Camino

impaciencia de las horas tempranas llegó a ser menos urgente; era mucho más
capaz de aceptarme a mí mismo como un caminante, mientras la idea de
alcanzar la cima pasó a ser algo secundario. Ahora estaba siendo
conducido por una nueva fuerza que borró la fatiga inicial y me dio una
impresión de libertad. ¿Qué tanto había caminando de esa manera? No lo sé.
Pero de repente existió una sorpresa total. Una llanura majestuosa se abrió y me
impresionó por sí misma, sin estar separado de ella. Fue auto-evidente, sabía
que había arribado. Todo estaba ahí; no quedaba nada por conocer. Me encontré
a mí mismo precisamente sobre la cresta de una cordillera que dividía las aguas
y definía los valles. ¿Cómo sucedió? Yo era “otro”, y al mismo tiempo vi que yo
era mí mismo. Ante mí, los árboles, las plantas y las rocas eran familiares, pero
la distancia que me separaba de ellos no era la misma; o mejor dicho, no miraba
sobre ese valle de la misma manera, desde el exterior. Siendo parte de esa
inmensidad, por un pequeño momento, yo viví.
¿Cómo fue producido ese cambio de estado? ¿Cómo me liberé a mí
mismo de mi propia obstinación, de mis fútiles expectativas y esperanzas de
resultados? Estéril e ingenua pregunta. De la memoria de esa experiencia,
todavía tengo unas impresiones que, a pesar de no sentirla con todas sus
fuerzas, permanece extraordinariamente presente: la aparición de un
sentimiento previamente desconocido. Ahora sé que esto puede ser “cultivado” y
que puede ser bastante natural encontrar su lugar en el centro de mi ser.

Mi naturaleza habitual, a hurtadillas, gana maestría, es como si ocultara


de mí esa perdida de peso, ese mundo incondicionado. Todo sucede de nuevo
como si mi existencia fuera determinada por la ausencia de esa visión, de esa
claridad: dos vidas espalda a espalda que pueden ser una, pero que realmente
no se juntan. En el mejor de los casos, una abertura hacia una de ellas está en
proporción al abandono de la otra, pero esto sucede muy raramente.

Ahora reconozco la naturaleza particular de este tipo de influencia, aun


y cuando su acción es pequeña. Es agitada por las impresiones incesantes a las
que estoy sujeto, y he llegado a darme cuenta de la dificultad de apartarme yo
mismo de ellas, aun parcialmente.

Muchos años de sueños: sueños de cambios, de llegar a ser feliz y


libre, de creer en un mundo diferente y mejor, antes que esa preocupación por
el cambio, camino por la aceptación de lo que es, la verdad de la situación
inconfortable de estar dividido en la que me encuentro yo mismo: el mundo
psicológico habitual que corresponde a las leyes temporales, y la posibilidad de
despertar a un mundo que es más abierto, más real, que está lejos de la
tendencia de la mente para darle a las cosas lugares fijos.
Llegar a ser algo diferente, ahora me parece un absurdo. Doy la
bienvenida a mi condición. Amo la vida con todos sus fuerzas, sus dificultades,
sus sufrimientos, pero sobre todo, porque desde el punto de vista de mi
búsqueda y a la luz de la reflexión atenta, es fascinante e inesperada. Ahora yo
soy el instrumento activo en esta aventura, una vida que me reta para llegar a
ser Uno.
Para mí la búsqueda espiritual no es una búsqueda en el sentido
usual; no coloca objetivos ni espera respuestas. Es un mozalbete apartado del
“yo”, como una preparación para un estado de despertar y apertura. Mi

- -213
Aproximación al Cuarto Camino

subjetividad puede entonces ser vista, mientras al mismo tiempo, la insinuación


de otra dimensión aparece en mí. Es un “Yo” profundo, uno que está ahí desde
muy temprano en mi vida. Ese “Yo” no ha tenido oportunidad para expresarse
por sí mismo, ni siquiera había sido convocado, había sido olvidado. Pero tan
lejos y vago como pueda ser, puede todavía llamarme a mí de regreso y ser
reconocido. Un involucramiento es requerido. Pero no basta con tener
simplemente algo más, más experimentos, me dice cómo ser y cómo ir a través
de las cosas. En esta área no hay recetas. La comprensión requerida llama por
otra actitud, por una nueva relación. Para prepararme para dicha apertura, una
enseñanza es necesaria, realmente conocer-cómo, lo que incluye conocimiento
de lo que uno es, y que revela cómo conocerme a mí a través de mi propio
Trabajo. Un maestro o guía que haya sido verificado por aquellos involucrados
en el camino, que pueda crear condiciones apropiadas para hacer al buscador
verdaderamente consciente de su búsqueda, libre él mismo de todo subjetivismo
y que se permita descubrimientos que ninguna forma puede contener. Éste es un
“Trabajo” interno que sólo puede ser experienciado por aquel que se da él mismo
a Él.

Si yo expresara lo que me parece a mí ser el centro de esta


enseñanza, es que fui capaz de experienciar sus beneficios y pude probar el
sonido básico de certidumbre de sus aspectos teóricos y prácticos.
Pero las semillas de lo que es esencial están en el primer intento real
de apertura. La sensación de una energía es el primero de ellos, una energía que
corresponda a dejar ir la actividad mental y que aporta una vigilancia que está
contenida en una presencia que puede ser sentida. Su sabor natural y especial
será siempre reconocido, a pesar de que su acción sea interrumpida por mi
funcionamiento habitual.
Este descubrimiento, algunas veces relativamente intenso desde el
mismo comienzo, siempre se manifiesta como una nueva fuerza que encuentra
su lugar en mí. En este sentido, es la Fuente y también el punto de referencia
tangible para un experimento de cohabitación. Esta Fuente fluye a través de
toda la eternidad, para toda la gente. No conozco nada acerca de ella, excepto
que es. No se permite ser adulterada. Cada vez que se me ha dado una probada,
percibo su pureza; aún a pesar de que nunca parece corresponder a lo que está
siéndome dado.
Seres humanos excepcionales son necesarios para que otra vida pueda
ser actualizada en ellos, circulada y pasada a los otros. Esos hombres y mujeres
saben que ellos deben poner sus vidas al servicio de esa apertura; lo saben
directamente, más allá de cualquier indicación externa. George Ivanovitch
Gurdjieff fue uno de esos excepcionales individuos, y no falló: los resultados de
su Trabajo lo atestiguan.

-187- Estas son algunas frases que apuntan a diversas prácticas reales
para aquellos que están involucrados en un Trabajo sobre sí mismos; para
aquellos que no lo han logrado, son simplemente frases bonitas carentes de
contenido alguno

El que camina por el Camino de Dios se distingue por cinco cosas:


1.- El está libre de la ansiedad acerca de sus necesidades diarias.

214 - -
Aproximación al Cuarto Camino

2.- Todo lo que hace lo hace por la Gracia de Dios.

3.- El lucha constantemente con sus debilidades y emociones negativas.


4.- El se esfuerza por recodarse a sí mismo siempre y en todas las cosas.

5.- El recuerda que es mortal y puede morir en cualquier momento.


Nadidad = No-entidad. Mente = Un policía. Sentir = Sentimiento +
Sensación (y es el verdadero comienzo del Recuerdo de sí o Consciencia de sí)
Concentración real = Atención dirigida con la participación de los tres
centros. Voluntad ordinaria es de la Personalidad. La Esencia no tiene voluntad,
sólo Deseos. Con la lucha contra las debilidades, la Individualidad crece y toma
el lugar de la Personalidad.
Solamente el hombre consciente puede decir cuales son manifestaciones
de la personalidad o de la esencia. La Esencia siempre reacciona igual Un
hombre consciente puede producir cualquier impresión que él desea en otros, y
representar el rol que le plazca
Cuando la enseñanza llegue a ser nuestro centro de gravedad, todos los
centros participarán, y su actividad estará dirigida hacia un objetivo real
Este Trabajo es bastante fuerte positivamente, y debe provocar una fuerte
negatividad a la gente que no lo comprende Cada vez que hago un stop u
observo una emoción negativa llegando, puedo al mismo tiempo, crear la
oportunidad que puedo usar para recordarme a mí mismo.
El Recuerdo de sí es una lámpara que debe ser conservada brillando por
medio de la energía de los centros instintivo y emocional
El Pensar Real = Cuando las mentaciones están combinadas con los
sentimientos Cuando yo puedo sentir (sentimiento más sensación), tengo la
posibilidad de Ser Nuevas impresiones pueden venir sólo por esfuerzo, por
grandes esfuerzos

-188- Estimado Pepillo:


Mi corazón brinca y relincha al leer tu aportación llena de sinceridad.
Encontrar una persona que a pesar de haber observado tanta esclavitud y
confusión en su mundo interno, y que todavía mantiene viva una meta superior
en las profundidades de su ser interno, no es cosa de todos los días.
Claro, recuerda que el caballo nunca fue domesticado. Pero ya no eres
aquel niño dependiente que requirió protección en su infancia, ya eres un adulto,
y como adulto debe tratar de descubrir cómo hacerse cargo de ti mismo, de tu
propio ser.
El caballo es salvaje y no tiene conocimiento alguno, ese no es el
problema principal. El problema real reside en que no lo podemos controlar. ¿Por
qué no podemos controlarlo?

Pues la única causa es que nuestros dedos son tan débiles que no
pueden aferrar con determinación las riendas para controlar el caballo. ¿Cómo
podríamos llenar de fuerza y dirección a nuestros propios dedos?

- -215
Aproximación al Cuarto Camino

Algunas personas los entrenan soldando pailería, otros en la


carpintería, otros pulsando un instrumento musical, otros sintiendo las cuentas
de un rosario, y otros hojeando libros o picándole al control de la TV; y la gran
mayoría simplemente con la estúpida masturbación.
Soldar, carpintear, tocar, rezar y leer son actividades corporales, pero
la masturbación es simple fantasía, simple construcción de castillos en España. .
Vivir en la fantasía, en la masturbación física y mental, es cómodo y sólo
requiere que dejemos de lado nuestras verdaderas responsabilidades.
Pero es mucho más redituable entrenar los dedos de ambas manos,
jalar con la derecha y después con la izquierda, siempre manteniendo ese
ritmo con ambas manos. Bueno, si lo captas, verás que las riendas siempre son
un par de tiras de cuero o de mecate, una va en la mano derecha y la otra en la
izquierda. Una vez entrenadas ambas manos, cuando detectes que el caballo
reaccione lanzándose en desbocada carrera hacia lo que le gusta, hacia lo que le
place y sin importarle si tú mueres en esas explosiones, jala inmediatamente y
con fuerza de la rienda opuesta, oblígalo a cambiar de dirección hacia donde no
quiere ni le place dirigirse. Poco a poco entenderá quién es el Amo.
Desde luego, como tú siempre has identificado las querencias del
caballo como pertenecientes a ti mismo, cuando jales de la rienda contraria tú
sufrirás, sentirás que en ti se levanta una resistencia más grande. Bueno, las
personas que realmente desean tener control interno sobre ellos mismos, sobre
su animal salvaje y egoísta, ese precio les parece bajo para alcanzar la
libertad que buscan; saben que nada es de gratis. . .

-189- Estimado Guille:

Existe mucha confusión con la palabra: “Aprender”. Ordinariamente la


relacionamos con una especie de saber intelectual. Algo en nosotros imagina que
entre más cosas conozca intelectualmente, que entre más lea acerca de esta
enseñanza o de cualquier otra, infiere que está aprendiendo más. Pero esto sólo
es una equivocación o mal interpretación. Quizá eso se aplique al conocimiento
externo de las cosas, y es correcto aplicarlo en ese ámbito, porque toda la
educación oficial que hemos recibido busca ese tipo de condicionamiento; pero
inferir que aquello que nos sirve para conocer el mundo externo también sea
aplicable para aprender con respecto a uno mismo, a nuestro mundo interno, es
donde reside la mal interpretación. Aprender está relacionado directamente con
las vivencias y experiencias personales. Uno empieza a aprender a partir de sus
propias experiencias, uno se convierte en una especie de laboratorio viviente
para experimentar y después comprender los resultados obtenidos en su propio
ser. Por ejemplo, en tu propio caso, de acuerdo a lo que has escrito, detecto que
tu interés está encaminado a la lectura de variados ámbitos, que van desde el
Cuarto Camino hasta la Biblia. Pregúntate: ¿te han servido para aprender algo
con respecto a tu propio ser? Tú mismo ya nos das la respuesta, cuando
mencionas que actualmente no sabes ni lo que quieres, ni te interesa aprender
acerca de qué puedes llegar a ser; pero eso sí, afirmas que sabes que persona
eres y qué es lo que no quieres ser. ¡Atrapas la falacia de ese deducción!
Pregúntate: : ¿cómo vas a solucionar esa dicotomía? ¿Como vas a conciliar eso
que actualmente sabes que eres con eso de que lo que no quieres ser? Bueno,
ese tipo de dicotomía intelectual es muy válida en ese reino, en el reino de los

216 - -
Aproximación al Cuarto Camino

conceptos y de las palabras, tipo Shakespeare: ¡Ser o No-Ser; he ahí el dilema!


Pero pregúntate: ¿Qué vas a hacer al respecto con lo que eres, y qué vas a
hacer al respecto con lo que no te gusta de lo que eres? Hablas de practicar lo
que lees del Cuarto Camino, ¿verdaderamente lo crees, o sólo es un tipo de
“práctica” intelectual de conceptos? Desde luego, siento que no has captado o
aprendido, que todo lo que tú sabes lo sabes porque lo has pillado desde el
exterior, ¿pero acaso cuentas realmente con algo de tu propiedad, algo nacido
de una experiencia personal? Porque el Cuarto Camino se dirige principalmente
hacia la aprensión de nuestro ser. Si has logrado practicar la Contemplación de ti
mismo, quizá sí lo hayas comprendido, pero también sé que es algo difícil de
aprender por medios intelectuales, porque son el obstáculo principal para
contemplar las cosas tal y como son.. Pregúntate: ¿Estoy buscando más y más
libros, estoy inscrito en varias Comunidades, trato de conocer cada día más y
más? Si encuentras que ésta es tú realidad actual, entonces no confundas el
saber, con el ser, con el verdadero aprender, y mucho menos con la
comprensión. . .
-190- Estimado Alexander:

Ahí está el problema principal. Indicas que no sabes a qué se refiere el


tema expuesto, pero de inmediato infieres y crees saber que se refiere a
variadas cosas. ¡No sabes, pero sí sabes! Y adelante vuelves a deducir cosas
basándote en ese tipo de dicotomía intelectual: Hablas del caballo y de las
emociones, y de que estás entienden por imágenes y no por palabras, algo
correcto mencionado en los libros de la enseñanza; pero tú deduces que el
camino correcto es meditar sobre imágenes e imaginar una imagen contraria
aunque sea algo lento. Esta última deducción no viene en ningún libro de esta
enseñanza, y si no la leíste ahí, ¿de donde diablos apareció en ti esa deducción?
Atrapas lo anterior. Porque ahí precisamente está tu problemática. Si te
interesa saber algo nuevo, trata de no mezclarlo en el momento que lo recibes
con lo que ya sabes. ¡No pongas en los odres viejos el vino nuevo! Deja de lado
todo tu saber actual y sobre todo las deducción que afloran como yesca en ti.
Lee las aportaciones, igualmente cualquier libro, igual para cuando escuchas en
una charla, y esfuérzate por no permitirte deducir nada al respecto aunque en tu
interior sientas que quieres hacer, oblígate a no deducir ni concluir nada con
respecto a lo que estés recibiendo en ese instante. Todo tu interés y atención
debe estar en lo que estés recibiendo. Perro eso sí, trata de mantener lo recibido
tal y como llego a tus ojos o a tus oídos, lo más fiel y literal que puedas hacerlo,
sin tratar de cambiar una palabra o concepto por otro que tú sientes que es más
apropiado o adecuado de acuerdo a tu saber.
Después de esa etapa de sedimentación, ahora sí, con toda tu fuerza
intenta enfrentarlo con el saber con el que ya contabas anteriormente, efectúa
ahora una mezcla de ambos, lo anterior y lo nuevo recibido, y llega ahora sí a
una nueva comprensión...
-191-Estimado Alexander:

Siento que la confusión, como siempre sucede, es debida a las palabras. La


dos formas en que tú y yo presentamos y percibimos las cosas aparentemente
difieren, y sin embargo, para mí, ambas tienen una base justa. Al final intentaré
exponerlo. Pero el ejemplo que expones, creo que no es aplicable de acuerdo
con lo indicado por esta enseñanza. Cuando en el cine alguien grita: ¡Que hay

- -217
Aproximación al Cuarto Camino

fuego! Lo oyes con tus oídos. Y si además, ese alguien, prende un periódico, tú
ves esa lumbre con tus ojos. Y tanto los oídos como los ojos, igual que todos los
otros sentidos, pertenecen al cerebro motor-instintivo. Y como dicho centro está
encargado de nuestra seguridad y sobrevivencia, reacciona inmediatamente
liberando adrenalina para alejarnos rápidamente de ese peligro, ponemos pies
en polvorosa. Y esa reacción instintiva y motriz se expande rápidamente en
nuestro interior y alcanza e influencia al cerebro emocional. Y como nuestro
cerebro emocional trabaja de manera ordinaria, y como ha sido olvidado por
nosotros, de inmediato y por si mismo este cerebro emocional empieza a
imaginar cosas adicionales a lo que el cerebro motor-instintivo vio y oyó. Y como
bien dices, este cerebro aumenta grandemente lo que recibió, y se inunda de un
tipo de pánico-histérico, que casi siempre nos provoca una parálisis corporal que
se opone a la decisión instintiva-motriz. Y como siempre, el cerebro intelectual
que debería estar presente para controlar todo ese tipo de reacciones,
ordinariamente está dormido, se da cuenta al final, ya sea cuando estás fuera
del cine o cuando estás quemado en el hospital.
El Cuarto Camino intenta transmitirnos todo lo anterior para que lo
verifiquemos por nosotros mismos. Pero si tratamos de captar todo lo
anteriormente descrito, descubrimos que algo está equivocado en lo expuesto.
Porque en realidad el único cerebro que tiene el poder de imaginar es el
intelectual. Si el cerebro intelectual imagina algo, como en el caso del fuego en
el cine, eso es lo que incide sobre el cerebro emocional. Trata de imaginar más
ampliamente, ¿cómo quieres que reaccione ese cerebro intelectual, que está
dormido, si es despertado de súbito por el instintivo-motriz? Que no has tenido
esa experiencia cuando estás profundamente dormido, y llega una persona y de
sopetón te agita y despierta. ¿Cómo has reaccionado? La primer reacción es de
desconcierto, porque no sabes qué sucede; y de inmediato preguntas alarmado:
¿Qué sucede? Y de inmediato, antes de que te digan la causa para haberte
despertado, tu intelecto imagina casi siempre algún tipo de suceso negativo (se
metió un ladrón a la casa). Y a partir de ahí entra de inmediato tu emoción, casi
siempre negativa por cierto, y preguntas: ¿Qué chingados pasó, quién se murió .
. .?
En pocas palabras, ordinariamente el instintivo-motriz recibe
impresiones desde el exterior por medio de los sentidos, esas impresiones van y
forman una imagen en tu intelectual, y esa imagen hace reaccionar al emocional,
que es el que comúnmente manifiesta el estado de nuestro ser. Tú ves una
mujer, por ejemplo, la imagen que se forma en tu corteza cerebral incide sobre
tu emoción, y ésta reacciona juzgándola atractiva o fea. Eso es todo lo que
sucede de ordinario. Si quieres verificarlo, intenta detener la formación de
palabras o la charla en tu cerebro intelectual, y descubrirás que empiezas a
sustituir las palabras con imágenes similares a las palabras. Ahora la
explicación prometida al principio. El cerebro emocional es tu propia esencia, un
simple animal salvaje que nunca recibió educación ni buenos tratos. Cuando esa
esencia logra trascender y controlar su rasgo principal que la caracteriza o sino,
se convierte en el centro emocional superior. Para alcanzar este nivel es
necesario haber contactado y que haya empezado a funcionar en nosotros la
consciencia, que es la que nos da acceso a la comprensión de las cosas. Como la
consciencia tiene el poder principal de ver directamente las cosas como

218 - -
Aproximación al Cuarto Camino

realmente son, entre otras cosas, esa visión interna incide sobre la emoción
aumentando su intensidad y poder y convertirse en una función superior.
Ahora sí, las imágenes sagradas comienzan a cobrar vida en nuestro
interior. Pero esa emoción superior al captar una imagen, se mete dentro de ella,
digamos que nos olvidamos de nosotros para ponernos en el lugar de la imagen
percibida, y así sentir lo que esa imagen contiene. Ese es el estado de Purgatorio
mencionado por Gurdjieff. . . .

Intentemos aclarar un poco las cosas con otra aportación, aunque


quizá también las confundamos un poco más. Pero estaría de acuerdo con el
dicho tríptico Persa, que dice: “Pégale al Perro para que entienda el León” “El
León no come las sobras del Perro” “El León debe romper con sus propias garras
la jaula que lo aprisiona” La conexión entre la consciencia y el alma es parecida
a la conexión entre el sol y el rayo del luz. El rayo es formado por la actividad
del sol disparando hacia adelante esa luz. La actividad de la consciencia dispara
hacia adelante ese rayo, que es llamado el alma. La actividad en una cierta parte
de la consciencia hace que esa parte se proyecte por sí misma hacia la
manifestación. El rayo es el sol, pero nosotros distinguimos el rayo como algo
aparte, distinto en sí mismo, largo o corto, fuerte o débil, de acuerdo al estado
de actividad en él. El yo externo, la mente, y el cuerpo han confinado a una
porción de la consciencia total y única; esa misma porción es en realidad el
alma. Es como si una línea fuese dibujada sobre una prenda de ropa haciendo
como si una parte de ésta estuviera separada de la totalidad. El alma y el
cuerpo son de la misma esencia; el alma ha formado el cuerpo a partir de ella
misma, el alma siendo fina, y el cuerpo grosero. Lo que en el alma puede ser
llamado vibración (energía), en el cuerpo llega a ser un átomo (materia).

El alma es la que ve, pero nosotros atribuimos la visión y la escucha a


los ojos y a los oídos. Ante la ausencia del alma ni el cuerpo ni la mente pueden
ver. Cuando una persona está muerta sus ojos están ahí, pero ellos no pueden
ver; los oídos están ahí pero no pueden escuchar. Es el trabajo del alma
conocer y ver, y es el trabajo de la mente y del cuerpo actuar como un lente
magnificador para ella. Y a su vez, ellos también ven y oyen lo que es externo a
ellos, y así la consciencia trabaja a través de ellos también. El alma ve el juego
de los pensamientos en la mente; la mente percibe los dolores y sensaciones del
cuerpo; el cuerpo es consciente del calor, el frío, y el tacto del mundo externo.
Es esta conciencia que puede ser vista cuando algo accidentalmente va
a sucederle al cuerpo. Antes de que la mente pueda pensar en un plan de
seguridad o de contingencia, la parte expuesta del cuerpo instintiva e
instantáneamente busca una escapatoria. El cuerpo sólo ve lo externo a él, la
mente ve solamente al cuerpo, pero el alma ve tanto a la mente y al cuerpo; ni
el cuerpo ni la mente son capaces de ver el alma. El alma se ha acostumbrado a
ver lo que está ante ella, así que ella no puede verse a sí misma. Nuestra alma
ha sido siempre un espectador externo, y es porque nuestros ojos, oídos, y
todos los órganos de percepción están siempre volcados hacia el exterior. Es
nuestra mente y nuestro cuerpo los que atraen y jalan nuestra alma hacia el
exterior.

Y ahora sucede igual que con los ojos, que ven todas las cosas, pero
necesitan un espejo para verse a ellos mismos, así el alma no puede verse a ella
misma sin la ayuda de un espejo. Ahora el alma necesita de otra alma como

- -219
Aproximación al Cuarto Camino

espejo para verse y conocerse a sí misma El alma no puede fácilmente liberarse


del cuerpo y de la mente. Y a pesar de que el alma se sentiría inmensamente
feliz si lograra la paz al liberarse de la experiencia, se ha olvidado de ello. La
persona ordinaria sabe que después de un sueño profundo está calmada, se
siente reposada, sus sentimientos son mejores, sus pensamientos claros.
Igualmente la condición de un estado de consciencia superior es parecido al
sueño profundo, con la única diferencia, que este estado es experienciado a
voluntad.
La persona ordinaria experiencia inconscientemente y la persona
desarrollada conscientemente. La naturaleza nos provee a todos con las mismas
experiencias, pero la mayoría de la gente es inconsciente de la experiencia, y
esa es su única desventaja. Cuando la mente está dispersa, ninguna impresión
permanecerá en el alma. Se ha dicho que somos parte de Dios. Pero eso no es
así. En la existencia física cada individuo es distinto y separado, pero detrás de
esa existencia física existe otra: la de una consciencia única. Si no fuera así,
seríamos incapaces de conocer a otra persona, ni su cara ni su voz ni su
lenguaje.

Nosotros podemos conocer, si avanzamos espiritualmente, cómo es


nuestro amigo. Si nuestro amigo estuviera en Japón, o en Arabia, y nosotros
aquí, sabríamos si está enfermo o si es feliz. Y no sólo acerca de nuestro amigo,
si que todo es conocido para el alma avanzada. Esta también es una
aportación de alguien que ha saboreado, por medio de sus propias experiencias,
una parte de la realidad que ordinariamente permanece oculta para nosotros .

-192-Estimado Manuel:

Si lo que mencionas fuera aplicable de manera general, entonces esta


Enseñanza, traída por Gurdjieff, no hubiera sido posible que llegara a nuestras
manos y época. Gurdjieff viajó extensamente por infinidad de países extraños
para aprender directamente de las diversas Tradiciones, sin importarle los
riesgos implícitos. Su deseo y decisión con respecto a la meta que se impuso fue
tan inquebrantable, que ni el mismo diablo lo podría haber frenado. Vivió y se
expuso a sufrimientos muy dolorosos, no conocía ni las costumbre, ni el
lenguaje, ni los alimentos, ni el clima de todos esos países que visitó. Los
permisos o pasaportes nunca fueron una cuestión primordial para él, sólo esa
ansía de comprender lo que no comprendía acerca del ser humano fue el apoyo
principal. Comprendió que nada cambiaría para él ni para la humanidad si
continuaba viviendo la vida misma vida habitual en su terruño querido. Para él
no existían fronteras externas que lo limitaran, porque en su ser interno
tampoco existían, ya las había derrumbado. Pregúntate: ¿que lleva a esa gente a
exponerse a este tipo de sufrimientos tan incompresibles para nosotros? La
única respuesta válida, es un deseo de alcanzar algo que en las condiciones
actuales de existencia no puede lograr, por todo tipo de razones que puedas
imaginar.

Actualmente, en un cuartucho en las afueras de un hospital americano,


está yaciendo moribundo un mexicano, enfermo de un cáncer terminal, y todo
porque no cuenta con el dinero necesario para ser admitido y tratado por el
hospital. ¿Piensas tú que esa situación tan estúpida lo desanime? No, él
enfrenta directamente su situación, no habla del maltrato de las personas de ese

220 - -
Aproximación al Cuarto Camino

país, ni se queja por su enfermedad, sino que por medio de sus padres recurre a
la beneficencia pública para juntar el dinero que le exige el hospital.
Hasta al enfrentar la muerte se puede ver la dignidad de un ser
humano. Y siento que sería una estupidez de nuestra parte preguntarnos: ¿qué
lo llevó a esa situación? Si tú deseas llegar a Dios, golpea, patea y derrumba
cualquier puerta que te lo impida. Cualquier cosa que se oponga entre ti y tu
amada, lucha por sobrepasarla. Gurdjieff nos lo transmite, porque lo vivenció
directamente: “Si deseo cierto conocimiento o experiencia, aunque sea sobre el
lomo del diablo la consigo”. Además conozco el nivel de ser de Vicky, y sé que
nada de lo que mencionas se aplica a su situación. Ella trabajó en una empresa
transnacional en Saltillo, como Supervisora de Personal, con más de 50 obreras
bajo su mando, cuando era miembro activa de nuestro Grupo en Monterrey.
Vicky no es cola de perro. Su destino la llevó a Estados Unidos, y no de mojada
como lo supones.
Ella simplemente nos habla de sus experiencias, de el nivel de seres
humanos con que le ha tocado interactuar, y simplemente describe esas
vivencias. La única queja real que expone, es su olvido de esta enseñanza y del
deseo de estar trabajando aquí en el Grupo. Y que a pesar de todas las
vicisitudes por las que ha y está pasando, ese anhelo no ha muerto en ella. Lo
demás son cosas y circunstancias de la vida que no podemos modificar, sólo
adaptarnos de la manera más ladina que nos sea posible para conseguir nuestro
sustento diario.
Generalizar basados en que nuestras propias experiencias son las
válidas para todos los demás, es uno de los rasgos imaginativos y de cerrazón
más inconscientes que podemos manifestar. Si a ti te fue de la patada como
mojado o con papeles, ¿qué tiene eso de relación con los demás? Cada persona
es un signo de interrogación, un signo que quizá podamos comprender si nos
tomamos la molestia de esforzarnos y luchar para lograrlo, desde luego, para
poderlo realizar se precisa que primero nos olvidemos de nosotros mismos y de
nuestras propias experiencias y conocimientos .

-193- Estimado Manuel:


Comprendo la intención de lo que nos aportas. Pero, pregúntate:
¿acaso en nuestro propio país, o en nuestro mismo mundo interior no vivimos en
las ilusiones y fantasías? ¿Acaso no has comprendido que toda vida es dramática
por el sólo hecho de ser vida? ¡El drama de la vida y del universo! Es un drama
que vale la pena vivenciarlo plenamente, sólo porque es dramático. Para
continuar viviendo se necesita que ciertas cosas externas se vuelvan de nuestra
propiedad: alimento, cobijo, vestimenta y pareja. Requiero comer, requiero
cobijarme, requiero de vestimenta y requiero copular. La vida nos obliga a luchar
y esforzarnos por alcanzar esas necesidades instintivas y de sobre vivencia, de
ahí su drama.
Tenemos que ganar nuestro sustento interior en el exterior, esa es
nuestra primera responsabilidad como seres vivos. Además no necesitamos ir a
un país extranjero para que nos vean con malos ojos, con discriminación, y nos
conjuren con multitud de epítetos negativos. Todos nosotros ya funcionamos así,
aquí en nuestros propios países: ¿acaso tus propios padres, hermanos, hijos,

- -221
Aproximación al Cuarto Camino

amigos y compañeros de estudio nunca te vieron con malos ojos, nunca te


discriminaron y te arrojaron infinidad de maldiciones y te colmaron de motes?
La vida ordinaria es igual sin importar el medio en que te
desenvuelvas.
Cuando vas a un país con mayoría de raza blanca o de color, siendo tu
moreno, o prietito, o dicho con más consideración: “aperlado”, no te conviertes
en el “prietito en el arroz”, sobresales por tu diferencia anatómica entre los
demás y “te conviertes en el negro de la feria para tirarle al blanco”. ¿Qué
sucede si tu hermano nace con características muy diferentes a las de tus padres
o a las tuyas, o con una malformación genética? ¿No te entran dudas, y
recriminas y maldices a la mala suerte y hasta a Dios, por no ser igual a
ustedes? Estamos de acuerdo en lo que dices acerca de hacer un plan previo.
Pero pregúntate: ¿cómo encajas dentro de ese plan aquello que desconoces?
Desde luego, siempre entra la imaginación. Podemos imaginar lo peor o lo mejor
de acuerdo al condicionamiento que hayamos recibido, o a las experiencias por
las que hemos pasado, pero sigue siendo imaginación con respecto a algo que
realmente desconozco o a algo que sólo me funcionó a mí y quiero que le
funcione a los demás.
Manuel: intenta ver la vida tal y como es. A veces utilizo un ejemplo
simple, y siento que es aplicable a esta situación. Digamos que tienes un hijo de
dos a tres años de edad, y que tú quieres prevenirlo de que se queme con la
lumbre de la estufa, o de que reciba un toque eléctrico en los contactos de la luz
de tu casa, o que se corte con algún filoso cuchillo. El no sabe nada al respecto,
nunca lo ha vivenciado, y no importa qué tanto lo prevengas con explicaciones y
sermoneos; pero tú sí sabes porque lo has vivido, y deseas con toda tu alma, ya
que es tu queridísimo hijo, que el no pase por lo que tu pasaste para aprender
sobre esas cosas tan dramáticas de la vida.

Podrás imaginar todo lo que quieras, pero sólo tienes tres sopas: o
dejas que la vida lo enseñe directamente y aprenda por él mismo , y pides que
ojalá no salga perjudicado en ese aprendizaje real de las cosas; o lo aíslas de la
vida y lo encierras en un cuarto sin estufa, ni contactos, ni cuchillos, y quizá con
el tiempo te quiera más por haberlo protegido de esa manera; o lo enseñas
directamente tú, tú lo quemas hasta que sienta dolor, le provocas un toque
eléctrico en su pequeña manita y le cortas con el cuchillo alguno de sus deditos
para que salga sangre, desde luego, muy cuidadosamente, aunque por más
cuidado sabes que te odiará por esa acción.
Bueno: ¿Cuál de esas tres sopa prefieres? Bueno, pues en esa historia
ficticia tan simple, pero basada en hechos reales, se encierra todo lo que indica
el Cuarto Camino: “conocer acerca de él, venerarlo sin aplicarlo, y experienciarlo
directamente”. Las mismas tres sopas que siempre apelarán a nuestra propia
decisión. Acaso nunca te has topado con un matrimonio joven que declaró
ante el altar un amor y fidelidad total hacia su pareja por toda la vida, y al poco
tiempo te enteras que se van a divorciar, que se odian, que ya no se soporta uno
al otro.
. Planearon impecablemente su boda e imaginaron que con ese “amor” que
sentía uno por el otro todo iría sobre ruedas, como entre nubes; para descubrir
al poco tiempo que la realidad siempre es muy diferente a lo planeado e

222 - -
Aproximación al Cuarto Camino

imaginado. ¿Acaso nunca has defraudado la confianza que alguien depositó en ti,
o viceversa? ¿Acaso nunca has llegado a odiar aquello que antes “amabas”? En
conclusión: “Las ilusiones casi siempre conducen a la desilusión”. Por ejemplo,
con esta enseñanza sucede algo similar: cuando te contacta por primera vez te
hace ilusionarte con todas las posibilidades que menciona, y olvidas en
contraparte, como por arte de magia, lo que te indica acerca del estado actual
de tu ser y de que eso te impedirá lograr las posibilidades indicadas. Y al poco
tiempo llega la desilusión, fase muy necesario e imprescindible de alcanzar,
porque ahora sí has visto tu propia situación actual, y ves con terror que tú por
tus propios esfuerzos no puedes hacer nada al respecto para liberarte de ella
porque tú mismo eres el obstáculo principal para realizar tus posibilidades.

Todo lo que según tú habías comprendido (simple imaginación, pero se


oye más bonito cambiando la palabra) al principio con respecto a esta
enseñanza, se derrumba de sopetón.
Manuel, intenta comprender: ¡La ilusión sólo puede trascenderse con la
desilusión! Eso, y sólo eso, te dará la bienvenida: al mundo real, al mundo
donde las cosas son tal y como son. Parece que el drama humano no tiene
salida, y que es imposible liberarnos de ese estado de cosas. Pero sí, sí existe
una salida, y es en la que estamos intentando Trabajar para crearla por nosotros
mismos, sabiendo a su vez que es imposible, y que sólo por eso mismo vale la
pena obligarnos a Trabajar . .

La frase: “trabajar sobre uno mismo”, muchas veces es usada por la


gente sin ninguna comprensión de su significado. Nadie puede trabajar sobre
uno mismo a menos que sea capaz de separarse de él mismo. Un martillo no
puede golpear sobre el acero hasta que haya sido levantado sobre el acero. La
maceta no puede contener la arcilla si no fuera diferente de la arcilla y poseyera
un poder que la arcilla no tiene. Por lo tanto, la primera condición para trabajar
sobre cualquier cosa, es separar el agente activo del material pasivo. El Poder
del Espíritu actúa como la tercer fuerza conciliadora para remover el conflicto
entre los lados activos y pasivos de nuestra naturaleza, y los capacita para
existir separadamente.

También despierta la consciencia interna que hace a lo pasivo, a lo


sub-humano, a los elementos visibles, “externos” a nuestra esencia real. Cuando
estamos en ese estado realmente podemos “trabajar sobre nosotros mismos”, y
entonces seremos responsables de nuestro propio estado y de nuestra propia
conducta. Evidentemente, lo más consciente que un ser humano pueda llegar a
ser, lo más que un hombre o una mujer es responsable. Al hombre y la mujer
ordinario no se les puede pedir ni esperar que sean responsables. La primera
responsabilidad es para con nuestras manifestaciones externas. Cuando
podemos ver por nosotros mismos lo que es la conducta correcta y sabemos que
está en nuestro poder hacer lo que vemos que es correcto –estamos obligados a
hacer los esfuerzos necesarios. Esto quizá signifique una lucha contra nuestros
hábitos, inclinaciones y reacciones automáticas. Si evadimos esta lucha,
negamos el Espíritu que hizo posible en nosotros el ver.
Más adelante, la separación de las fuerzas afirmativa y de negación va
a una mayor profundidad, y llegamos a ser capaces de separarnos, no tanto de
nuestras manifestaciones y así regular nuestra conducta, sino de nuestras
propias reacciones. Este es el comienzo de una libertad real, porque significa que

- -223
Aproximación al Cuarto Camino

nuestros gustos y disgustos, nuestras esperanzas y miedos, nuestros placeres y


dolores, cesan de estar “dentro” de nosotros y son observados como el trabajar
de fuerzas sub-humanas o vegetativas. Cuando somos capaces de estar libres de
los gustos y disgustos, una nueva responsabilidad entra; porque tenemos ahora
la obligación de ser imparciales en todos nuestros tratos con situaciones y con la
gente. Sería de alguna ayuda escribir sobre mi propia experiencia acerca de la
segunda etapa, sin sugerir que yo conozco algo acerca de los mundos
superiores. El primer reconocimiento de que algo había comenzado a cambiar
en mis sentimientos, llego cuando, por varios días, me encontré a mí mismo casi
ininterrumpidamente en un estado de auto-observación. No sólo podía verme a
mí mismo tal y como era, sino que tampoco podía dejar de hacerlo. Es más,
pude ver mi vida pasada como una totalidad, con todos las equivocaciones que
había cometido, y el daño que le había causado a los otros y a mí mismo.

Ésta fue una experiencia indescriptiblemente dolorosa, y no tenía idea


de cuando finalizaría. Estaba desesperado y acudí a mi Guía por consejo. Él me
dijo que esta etapa era necesaria y que pronto pasaría. Y ciertamente, un par de
días después finalizó. Pero comencé a vivir en un estado de “separación” en el
cuál me daba cuenta de dos vidas distintas constantemente presentes en mí.
Esto coincidió con un gran incremento en la sensibilidad, y encontré que estaba
dándome cuenta de los estados corporales y emocionales de la gente cercana a
mí, aún de aquellos en quien pensara. Recibí esa vez una de las más grandes
bendiciones de mi vida –esto es, encontrarme a mí mismo liberado de las
exasperantes atracciones sexuales que Gurdjieff llamó de “tipo y polaridad”. La
fuerza del sexo pertenece al mundo humano; esto es, al cuarto poder del alma
Es el primero de todos los poderes humanos, porque entra en el hombre o la
mujer en el preciso momento de su concepción. Antes de que su cuerpo físico
comience a tomar forma. A pesar de que pertenece a la esencia, se manifiesta
en todos los mundos.
En el mundo material o mineral, es simplemente una fuerza de
atracción entre el hombre y la mujer, y carece de discriminación. Por estar
trabajando contra los gustos y disgustos, que es otra de las polaridades que
dominan en el mundo material, quizá ayudó a profundizar esta área. Encontrase
a uno mismo siendo atraído por cierta gente y repelido por otra es una terrible
esclavitud, de la cuál es muy difícil liberarse uno mismo por sus propios
esfuerzos. Esto sólo se puede alcanzar cuando podamos estar más allá de las
preferencias personales, cuando estemos en un estado de quietud y desapego
interno.

Y esto se adquiere a través de “ejercicios espirituales”, pero sólo


ayudan por un tiempo. Conseguimos un sabor (un hal) del lo que es el desapego
o la no-identificación, pero no alcanzamos el Abobe (o makam) que es un estado
natural. Liberarse de los propios gustos y disgustos está muy lejos de ser
indiferentes o apáticos. Por lo contrario, las cualidades de las situaciones y de las
personas es mucho más vívida que antes.

La diferencia es que una fuerza reconciliadora está presente y es la


que no sólo nos capacita para ver los aspectos positivo y negativo de cada
situación, sino para ver más allá de ellos y al lugar que ocupan en una totalidad
más larga. Desde luego, las experiencias en sí mismas nunca podrán ser
descritas. Esto es, sentir la dualidad y el conflicto en todas las cosas, y ver

224 - -
Aproximación al Cuarto Camino

claramente que más allá de la dualidad existe una armonía que deja de lado toda
oposición, es imposible de describir. La paz de mente y un cariñoso corazón no
son pequeñas bendiciones. Esos son los frutos de la segunda etapa de
purificación. Al principio vemos que esa cualidades son resultado de un estado
interno. Después de ese estado interno vemos que hay un Adobe donde uno es
genuinamente liberado de los gustos y disgustos de manera permanente. Este es
el verdadero no-apego, que es uno de los objetivos de cada sistema de disciplina
y de auto-perfeccionamiento seguido por el hombre y la mujer.

-194- Bienvenida Zoe7:


Aunque tú no conozcas qué dirección tomar, ni por donde empezar,
existe algo en ti que las toma a pesar tuyo. Es correcta tu deducción: si existe
una interrogante real, existe también una respuesta real. El problema es que
esas respuestas están muy alejadas de lo que esperamos, y muchas veces
careceremos de la fuerza necesaria para realizar lo iniciado en la respuesta. Así
es el mundo ordinario, una mujer o un hombre entablan multitud de relaciones
con otras personas, y se encuentran que verdaderamente no pueden distinguir o
discriminar entre esas personas a la pareja más adecuada, al complemento
esencial; digamos que viven entre tesoros pero todavía no saben ni puede
distinguir la perla que les dará la felicidad. Igual sucede cuando leemos
indiscriminadamente multitud de libros sobre las más diversas teorías o
enseñanzas, sin saber en nuestro propio interior: ¿qué deseo verdaderamente,
que estoy buscando? Mientras carecemos de un deseo auténtico y esencial,
continuemos bailando y divirtiéndonos para disfrazar y ocultar esa carencia;
huyamos del problema y vivamos la vida a todo lo que da. Tu carta astral te
podrá decir que tienes muchos talentos que no son actuantes, y que puedes
continuar otros 44 años más, muerta en vida, hasta que llegue la hora de tu
propia partida. Pero por qué mejor no tratas de descubrir: ¿qué está impidiendo
en ti que esos talentos se realicen?

Mientras no conozcas esas debilidades y obstáculos en tu interior, ¿de qué


serviría desarrollarte si esas negatividades también se van a desarrollar? Recuerda, el
misterio más grande es el de nuestra propia vida y el de nuestra propia muerte; ahí si
vale la pena sondear en profundidad. La naturaleza de la verdadera discípula se
manifestará cuando formes parte de una escuela auténtica de transformación humana,
ahí se volverán aparentes y visibles tus propias cualidades o debilidades personales y
esenciales. Y antes de comenzar con los cimientos, se requiere descombrar de maleza
la tierra donde se va a cimentar. Con esto trato de indicarte que no podemos construir
nada nuevo sobre lo añejo, se requiere de una limpieza o purificación preliminar,
arrancar algunas hierbas, desalojar algunas piedras y guijarros, abrir pozos para
ventilar la tierra, darle una niveladita al terreno para tapar oquedades y montículos,
etc.

Aunque lo dudes: ¡Nunca has estado sola! Recibe un fuerte y cariñoso


abrazo y sus respectivos besos en ambas mejillas, y tómate una copa del buen vino
español en alguna mesa ahí por las Ramblas; y después, cuando ya hayas logrado
cierto estado emocional calmo en tu interior, ve a pie montaña arriba y deposita una
rosa a los píes de la imagen de “la virgen negra de Montserrat”; y por último, vas a
la “sagrada familia” de Gaudí, y en las tienditas de ahí compras una playera legítima
del equipo de fútbol Barcelona, con el nombre del “Rafael Márquez” en la espalda, y
me la envías para regalársela a mi hijo. Si cumples con esta pequeña tarea, estaré a

- -225
Aproximación al Cuarto Camino

tu disposición para darte otra mucho más demandante, pero que quizá te ayude a
trabajar sobre ti misma por primera vez . . .
La tan popular “Parábola del Carruaje” vista desde un punto de vista
diferente:
Existen tres ciencias en el estudio del hombre. La primera es la ciencia del
conocimiento común; la segunda es la ciencia de los estados interiores poco
comunes, a menudo llamados éxtasis; la tercera, que es la importante, es la
Ciencia de la Verdadera Realidad, de lo que yace más allá de aquellas dos.
Imaginemos un cochero. Está sentado en un vehículo tirado por un caballo que
él guía. El intelecto es el “vehículo”, la forma exterior por medio del cual
afirmamos que estamos donde pensamos que estamos y lo que debemos hacer.
El vehículo posibilita operar al caballo y al hombre. Esto es lo que llamamos
forma exterior o formulación. El caballo, que es la fuerza motriz, es la energía
que se llama “un estado de emoción” u otra fuerza. Esto es necesario para
propulsar el carruaje. El hombre, en nuestro ejemplo, es aquello que percibe, de
una manera superior a los otros, el propósito y las posibilidades de la situación,
y quien hace posible que el carruaje avance hacia su objetivo y lo logre.

Cualquiera de los tres, por sí solo, podrá realizar funciones. Pero la


función combinada, que llamamos el movimiento del carruaje, no puede ocurrir a
menos que los tres estén conectados de la Manera Correcta. Solamente el
“hombre”, el verdadero Correcta. Solamente el “hombre”, el verdadero Ser,
conoce la relación entre los tres elementos, y la necesidad que tiene el uno del
otro. Entre la gente del Trabajo, el Trabajo Mayor es el conocimiento de
combinar los tres elementos. Muchos hombres, un caballo inadecuado, un
carruaje demasiado liviano o demasiado pesado . . . y el resultado no tendrá
lugar.

-195- Estimado Homero:


Intentemos captar el significado intrínsico de las cosas, pero tratando de
apoyarnos primordialmente en el significado profundo que hayamos obtenido por
medio de nuestras propias experiencias, y para alcanzarlo, sé que se requiere
evitar o dejar de lado las descripciones (que simplemente son descripciones
ficticias) y las explicaciones (que simplemente son explicaciones de conceptos).

Empecemos por lo que escribes al principio, donde mencionas que


percibes una especie de sensación, en todo tu ser, que se manifiesta con
diversas máscaras, como algo que colorea y le da sabor a tu vida. Deduces que
es tu Rasgo Principal, y te preguntas: ¿cómo puedo amarrarlo y mirarlo de
frente para identificarlo y poderlo separar del resto de mi ser? Agregas que
exactamente no sabes lo que es, aunque haya estado siempre ahí, porque eres
tú mismo, pero a su vez no deseas que exista porque eso ha hecho tu vida
desgraciada. Entras en otras asociaciones, y al final concluyes con: “Eso me hace
comprender porqué este rasgo fundamental es nuestro peor tormento y a la vez
nuestro mejor aliado a la hora de Trabajar en serio”.

Bueno, tratemos de captar primero ciertas ideas primordiales de esta


enseñanza. El hombre y la mujer tienen la posibilidad de llegar a ser una Unidad,
una Totalidad; o como lo dice Ouspensky: “Psico... de la posible evolución del
hombre”. Pero esa posibilidad sólo puede ser realizada por medio de un Trabajo

226 - -
Aproximación al Cuarto Camino

directo sobre uno mismo hasta lograr nuestra propia completación. Bueno, ese
es el propósito que deberíamos establecer como faro directriz en nuestra vida.
Pero como no hemos aún efectuado dicho Trabajo ni hemos establecido dicho
propósito, mejor sería partir en este diálogo expresándonos acerca del hombre y
la mujer ordinarios exclusivamente. El hombre y la mujer ordinarios no gozan
de unidad, están divididos tanto interna como externamente. Esa división es
tripartita: la parte Funcional, la parte del Ser, y la parte de la Voluntad. Cada
parte trabaja independientemente, de ahí nuestra falta o carencia de unidad. La
parte correspondiente a las Funciones también es tripartita: Sensación, Emoción
y Pensamientos. Estas Funciones son tangibles, y por lo tanto pueden ser
observadas, conocidas y cuantificadas: la sensación de dolor corporal o las
sensaciones de luz y sonidos externos; los estados de agresividad o de auto-
compasión emocionales; y las asociaciones de palabras e imágenes que suceden
en nuestra parte pensante.
Esas Funciones son los únicos instrumentos con que contamos tanto
para conocer el mundo externo como a nosotros mismos. Podemos decir que las
Funciones son la parte más superficial y grosera de la Totalidad. Atrás de las
funciones está aquella parte que denominamos: El Ser. El Ser es lo que nos hace
ser nosotros mismos, es lo que hace que las cosas sean lo que son. Como es una
parte profunda y más auténtica, no es tangible, y por lo tanto no puede ser
observada ni conocida de manera directa como la parte funcional. Sólo puede ser
sentida su presencia por medio de las experiencias directas, tanto de uno mismo
como de cualquier otra cosa o persona. El Ser es el puente que une la Voluntad
con las Funciones, y goza por lo tanto de ambas naturalezas. Por lo tanto, la
parte Ser se divide en dos naturalezas: la superior y la inferior. La naturaleza
inferior del Ser está totalmente involucrada con la parte funcional, digamos que
se identifica ella misma con las funciones, se siente ser los instrumentos. Siente
que las sensaciones, emociones y pensamientos que suceden en las funciones, le
están sucediendo a ella, que ella es eso.

La naturaleza superior tiene la posibilidad de relacionarse directamente


con la Voluntad, que es la tercera parte. Cuando eso suceda, habremos realizado
nuestra Completación o Individualidad. De la tercera parte correspondiente a la
Voluntad no podemos decir nada, porque está más allá de lo existente, sería
parecido a la nadidad. Nunca podrá ser conocida, ni de manera directa ni por
medio de la experiencia. Es algo parecido al Tao del Taoísmo, todo lo que digas,
imagines, infieras, sueñes o deduzcas: ¡No es el Tao! Bueno, tomando en
cuenta lo anterior, y basándote en tus propias experiencias: ¿cómo encuadras lo
que mencionas con esto? ¡Ah!, se me olvidaba. El Rasgo Principal reside en esa
naturaleza superior del Ser o de la Esencia. Y por lo tanto, sólo la Voluntad
podría conocerla y convertirla en su sirviente; porque verdaderamente el
usurpador de nuestra Voluntad es exactamente ese Rasgo o debilidad principal.
Toda nuestra esclavitud parte precisamente de esa situación. Liberación
significaría liberarnos de ese Rasgo, pero sólo la Voluntad lo podría realizar;
nosotros no podemos liberarnos a nosotros mismos ni por nuestros propios
esfuerzos, sacrificios o deseos, porque todo eso precisamente viene a partir de
ese Rasgo . .

-196- El día 1 de Enero del presente año, se puso a disposición de los


miembros de esta Comunidad la aportación siguiente. Y se repite, porque la vida

- -227
Aproximación al Cuarto Camino

ordinaria es tan insidiosa que nos obliga una y otra vez a malinterpretar
cualquier cosa, idea o experiencia que nos contacte, y terminamos, como dice
Gurdjieff: “Volteando todo cabeza abajo”. Últimamente, en respuesta a lo
expuesto por Alexander, se expuso algo acerca de las tres partes de un hombre
o mujer, y fue con la finalidad de que captara que eso que él llama: “Rasgo
principal”, es precisamente nuestro “Ego”. Si lo captaba, su primer interrogante
debería ser: ¿cómo ese ego, que es la cúspide de lo que creemos o imaginamos
ser, puede conocerse, verse y obligarle a hacer lo que decidamos; siendo que es
precisamente el mismo ego donde nacen todas esos deseos? Alumno nos manda
a continuación su aportación, donde menciona que él puede observar a su ego.
Si el único que observa en él es el ego, ¿como puede el ego observarse a sí
mismo? Se indicó que lo único observable y cuantificable en nosotros son las
funciones, ¿cómo podemos observar al ego que pertenece a la parte no
observable que denominamos como el Ser? Siento que ahí precisamente reside
la confusión, algo esperado cuando intentamos explicar o deducir, confundimos
las funciones o instrumentos, con el ser, y hasta con la misma voluntad.

196-APORTACIÓN REPETIDA

En nuestro estado ordinario tenemos vida en los dos mundos, pero no


hay una conexión entre ellos, y por esta razón el segundo mundo se vuelve para
nosotros el material de los sueños. Cuando se establece una conexión, convierte
el ver en ver, el pensar en pensar. Hemos de asegurarnos de que al hablar de
estas cosas no lo convirtamos todo de nuevo en un sueño.

Hemos de descubrir aquello que es inconfundible. Para mí, una de las


marcas más útiles de este cambio aparece en nuestro estado físico. Nos
sentimos físicamente diferentes. Nos percatamos mejor de nuestros cuerpos y,
al mismo tiempo, nos sentimos más libres respecto a ellos. Casi por sí misma, en
ese momento, nos sobreviene la relajación. Una de las prácticas más
importantes que tenemos es: la de la sensación. Si somos capaces de entenderla
y de domeñarla, nos llevará al umbral del mundo interno, no como un sueño,
sino substancialmente. A un lado de la sensación se encuentra el mundo externo
y las consecuencias de una vida interna. Al otro, la experiencia misma, la vida
interna. La sensación es realmente la interfaz entre los dos mundos. Lo que hay
en el primer mundo es muerto, inanimado, inerte. El estado de inercia mental es
el estado que llamamos: “sueño”. Necesitamos buscar y atesorar realmente los
momentos de despertar, pues poco a poco crean en nosotros la convicción de
que es posible otro modo de vida. Pero si el mundo del cuerpo no puede
satisfacernos, ¿puede hacerlo el mundo de los espíritus?
Aunque ese mundo espiritual tiene quizá sólo la mitad de restricciones que
el mundo corporal, no deja de ser un mundo condicionado. No existe la misma
clase de tiempo, y no hay ahí nada que sea realmente permanente. Sigue
estando separado de la Fuente. Eso es lo terrible del mundo de los espíritus: no
es un entorno donde exista el apoyo externo en la forma de un cuerpo, ni un
mundo de luz en el que haya fortaleza y apoyo desde Arriba. Para que haya
permanencia hemos de entrar en el tercer mundo.

Este tercer mundo es al que la Voluntad de Dios puede llegar


directamente sin tener que pasar a través de intermediarios. Lo que hemos

228 - -
Aproximación al Cuarto Camino

llamado el segundo cuerpo, o cuerpo Kesdjan, no nos proporciona un hogar


permanente. Es más bien como una “barca” que puede transportarnos sobre el
océano. Tarde o temprano tenemos que deshacernos de ella. Es algo muy
importante adquirir un segundo cuerpo; pero también es supremamente
importante ser capaces de “arrojarlo” una vez que ha hecho su trabajo. Todo
paso de un mundo a otro es una muerte y una resurrección, un aniquilamiento y
un devenir. Algo se va o se pierde, y algo de un orden diferente puede entrar.
Liberarse del primer mundo es desilusionarse con este mundo de leyes y
cuerpos. La liberación del segundo mundo es realmente desilusionarse con uno
mismo y con lo que podemos hacer.
Sólo es posible pasar al tercer mundo cuando estemos completamente
desilusionados con nuestra propia capacidad para conseguir algo por nosotros
mismos; cuando uno ve que cualquier cosa que haga resulta frustrante, y que
incluso tiene que producir su opuesta. Es la desilusión de la acción o del hacer.
Es el final de la creencia de que uno puede conseguir algo por sí mismo.
Podemos llegar a saborear esto si realmente trabajamos en preguntarnos a
nosotros mismos en medio de la vida: “Hay pensamientos, pero ¿quién está
pensando estos pensamientos? Hay acciones, pero ¿quién está haciendo estas
acciones?

Realmente es posible vislumbrar y ver por un momento que no hay


nadie pensando y actuando. Una vez establecido esto, es la segunda desilusión.
Podemos estar muy desilusionados con el mundo de los cuerpos, pero seguir
creyendo en nosotros mismos, y en lo que podemos conseguir para nuestra
propia satisfacción. Si llegamos a esa muerte, comprenderemos que el cambio
real no se basa en nuestro poder, que carecemos de poder, que todo está
conectado en el mundo de los espíritus por leyes que no podemos gobernar. Este
es el principio, y sólo el principio de la realización de que la vida en el mundo de
los espíritus es algo transitorio, y que no puede ser de otro modo. Esta muerte
no es un rechazo de uno mismo, sino una aceptación de nuestra propia
naturaleza. Pensar que uno puede rechazarse a sí mismo es una ilusión. Hay
otro tipo de cosas falsas que pueden suceder aquí, diversos tipos de
desesperación, rebelión y rechazo, que nos mantienen en la ilusión de que
somos algo. El rechazo de uno mismo es una trampa, no una liberación.
Podemos desesperarnos por no ser capaces de hacer lo que queremos hacer, o
porque hemos actuado de un modo que sentimos que nos disgusta o desazona;
pero todo esto surge porque todavía creemos que somos algo y que podíamos
haber actuado de otra manera.

Esta segunda muerte es una liberación real, y algo cambia en nosotros.


La primera muerte puede no cambiarnos, dejándonos sin base para otro tipo de
vida. Con la segunda muerte, una nueva luz llega. Ya no nos sentimos separados
de la otra gente, y realmente nos damos cuenta de que “estamos todos en la
misma barca”. Pero para que realmente algo cambie en nosotros de este modo,
debe de haber algo, el cuerpo Kesdjan, en donde pueda establecerse dicho
cambio.
Para un hombre que tiene su cuerpo Kesdjan, la muerte no supone
prácticamente ninguna diferencia, pues es completamente él mismo, con o sin
su cuerpo físico. El cuerpo Kesdjan da a un hombre poderes que van más allá de
los del mundo físico.

- -229
Aproximación al Cuarto Camino

Tal como somos, estamos tan atados a la satisfacción de nuestros propios


deseos y necesidades, que si formamos este cuerpo sin habernos desilusionado
con nuestro poder de conseguir cosas, utilizaremos nuestros poderes para
fortalecernos en vez de para perdernos
A esto Gurdjieff le llamó: “Haasnamuss” o “Alma de mierda”. Por esta
razón, el Trabajo ha de ser conducido correctamente, de modo que la formación
del cuerpo Kesdjan y nuestra liberación de las ilusiones vayan a la par. Es algo
muy grande entrar en el segundo mundo. La cualidad de ser es mucho mayor en
ese mundo que en el mundo de los cuerpos. Una vez que lo hemos saboreado,
sabemos que todo lo demás, en comparación, es como un sueño. Todo lo que se
describe como Paraíso e Infierno pertenece al segundo mundo: es ahí donde
están.
La cuestión estriba en: cómo atravesar este mundo sanos y salvos con
todos sus hechizos y terrores. Uno de los momentos claves en mi vida fue
cuando estuve con Gurdjieff en Vichy, en 1949. Supe por ciertos signos que mi
cuerpo Kesdjan se había formado. Gurdjieff me dijo: “Ahora puedes tener el
paraíso, pero no te sientas satisfecho. Es necesario ir al Soleil Absolu”. El Soleil
Absolu es su Santo Sol Absoluto, y corresponde algo más allá incluso del tercer
mundo.

Ésta es una aportación de J. G. Bennett, en su libro: “La Profundidad del


Hombre”.

-197- En los libros del Cuarto Camino se exponen las partes iniciales de
las ideas, no las ideas terminadas. Y muchas veces tomamos los primeros
aspectos de las ideas como si fueran el significado total de ellas. Por ejemplo,
cualquiera que haya leído o escuchado acerca de la idea de esta enseñanza, con
respecto a los diferentes tipos de hombres, el # 1, 2, 3 y hasta el # 4; siente,
debido a que entiende lógicamente dichas palabras, que comprende lo encerrado
detrás de ellas. Y comienzan a repetir que el Cuarto Camino es diferente a los
tres caminos que se pueden encontrar en la vida, porque el hombre 1 es físico o
un fakir, el dos emocional o un monje, y el tres intelectual o un yogui, y que el
Hombre # 4 comprende a los otros tres. Y ya no van más allá, porque les
satisface ese conocimiento superficial primario.
El hombre # 1, es aquel que en quien sus sensaciones, emociones y
pensamientos son totalmente mecánicas y automáticos, simples títeres movidos
por hilos desde el exterior.

El # 2, es aquel en quien sus sensaciones, emociones y pensamientos


son totalmente reaccionales, o que se mueven por medio de los gustos o
disgustos, simples títeres movidos por los hilos del condicionamiento recibido.
Y el # 3, es aquel en quien sus sensaciones, emociones y
pensamientos están tontalmente divididos entre sus deseos existenciales y los
posibles deseos esenciales, simple títere de sus deseos egoístas de dominio,
posesión y disfrutes existenciales, que siempre está tratando de imponerse, de
dominar sin importar lo que sea necesario. Como se puede percibir, todos ellos
constan de las tres funciones o instrumentos, pero funcionando con energías
diferentes. Los deseos son más profundos que los simples quereres, y éstos a su
vez, son más profundos que la simple mecanicidad.

230 - -
Aproximación al Cuarto Camino

El Hombre # 4 ya está trabajando sobre los tres anteriores dominios,


trata de darse cuenta de lo que ve, oye o está “haciendo”, trata de no manifestar
las reacciones basadas en quereres o repulsiones, y trata de pensar por si mismo
sin esperar nada a cambio. Ya puede mezclar harina, sal y agua y producir pan
para alimentarse; y empieza a despertarse en él el deseo hacia lo superior,
aunque de manera egoísta.
El # 5 se ha liberado de los deseos egoístas y ha adquirido su
Individualidad o Voluntad propia, y por lo tanto, es el que puede hacer, a todos
los anteriores sólo le suceden las cosas, ya sea por presiones externas o por
condicionamientos internos implantados en ellos desde el exterior. Bueno,
parecería que esté segundo significado está muy alejado del primero, pero son
iguales, simplemente uno conocido a partir de palabras y explicaciones, y el otro
experienciado directamente y comprendido . . .

Se indica en diferentes tradiciones que hay siete niveles y siete


cualidades en cada totalidad completa. La última perfección de cada esencia
creada requiere que ésta retorne a su Fuente enriquecida y transformada por
haber pasado a través de todos los niveles de existencia y realizado todas sus
posibilidades. Como el hombre y la mujer son seres encarnados en la tierra, su
completación comienza con su cuerpo terráqueo.

El primer poder es el del alma material o mineral. El cuerpo está sujeto


a las leyes mecánicas de la existencia terráquea. En la cosmo-psicológica de
Gurdjieff, el alma material está representada p