Anda di halaman 1dari 5

La colonia como superorganismo:

La organización interna de la colmena, Desde el punto de vista la


distribución de tareas, y el ajuste a los genético:
ciclos naturales dependen de un Puede definirse la población de una
complicado intercambio de estímulos colmena como una superfamilia, que
entre los integrantes de la colmena, y consiste en la madre o reina, varios
entre estos y el ambiente. padres presentes en el semen que la
reina conserva en la espermateca, y las
Cada colonia de abejas funciona como un
obreras y zánganos hijas e hijos de esta
superorganismo, donde las propiedades madre y padres. Dentro de una colmena del
sistema son emergentes a la mera de A. mellifera suele haber 7 a 10
sumatoria de sus partes. subfamilias de obreras hijas de igual
Los individuos que componen este madre y padre conocidas como súper
hermanas.
superorganismo se identifican como
reina (un individuo femenino fértil),
obreras (miles de individuos femeninos
estériles) y zánganos (cientos de
individuos masculinos fértiles),
diferenciados a nivel genético y
morfológico.

Durante la metamorfosis, a través de la modulación de la expresión génica, se


produce la diferenciación de tejidos y órganos entre hembras reproductoras (reinas) y
estériles (obreras).
A P I C U L T U R A 2 0 1 6 F A U B A .
A . M . B A S I L I O Y C O L .

La diferenciación en castas (reinas, obreras y zánganos) optimiza el esfuerzo y reparte


funciones entre los diferentes componentes de la población. Por ejemplo, en el cuerpo
de un organismo pluricelular, las células individuales están tan especializadas que no
pueden vivir en forma independiente. En el caso de las abejas, las obreras son estériles,
y la reina que pone los huevos no se alimenta por sí misma. Durante su maduración,
las abejas obreras jóvenes van sufriendo cambios fisiológicos y de comportamiento, y
realizando diferentes tareas (de acuerdo a su edad y madurez) dentro de la colmena.
Las abejas más viejas son las que trabajan en el exterior de la colmena, en la
recolección de los recursos néctar, polen, agua y propóleos.
Las obreras en edad de actuar como nodriza, con su sistema enzimático apto para la
digestión de polen, aportan casi todas las proteínas que circulan en la colmena.
Las abejas jóvenes reciben feromonas de las abejas pecoreadoras que inhiben la
maduración de la conducta de pecoreo. Cuando disminuye la circulación de esta
feromona las jóvenes maduran secuencialmente. Por otra parte, la feromona producida
por la cría joven estimula la recolección de alimento. De esta manera la colmena regula
la población que invierte en el trabajo de campo. Una decisión de gran importancia en
la economía de recursos, totalmente descentralizada, que permite salvaguardar el
capital de trabajo de la colonia cuando no hay actividad en el exterior, e incrementarlo
frente a repentina falta de adultos.

La inteligencia de enjambre o inteligencia colectiva permite al grupo tomar decisiones


de manera rápida y eficaz. Una colonia puede encontrar la mejor zona de pecoreo y
trabajar en ella de manera muy eficiente, o descubrir y ocupar el lugar de asentamiento
adecuado al tamaño de la población.

La comunicación eficiente entre individuos organiza la acción de miles de abejas. El


nido, con condiciones de temperatura y humedad controladas, crea autonomía con
respecto al exterior, protege a la población y permite almacenar reservas. Según Tautz
(2008) desde el punto de vista de las crías, es comparable con el útero de los
mamíferos. Esta analogía se repite cuando se menciona que tanto las colmenas como
los mamíferos utilizan secreciones nutricias para alimentar la progenie.

La obtención del alimento coordina estrategias individuales y colectivas. Las abejas no


repiten las visitas si las flores no son buen recurso, y además las abejas interpretan la
información provista por sus compañeras dentro de un contexto cognitivo propio
basado en la experiencia individual. Una obrera visita distintas flores al comienzo de su
jornada. Después de seleccionar la que provee el mejor recurso continúa trabajando en
esa especie floral hasta que elrecurso deja de producir o cambian las condiciones del
tiempo. Por ejemplo, condiciones de viento que le dificultan volar hasta allí, o de calor
que causan estrés en las plantas, y dejan de secretar néctar. Las abejas toman
decisiones individuales con base en una evaluación del recurso como resultado de su
propio proceso de aprendizaje y memoria individual, generando constancia en las
visitas a una misma especie floral. Cuando comunican sus hallazgos para reclutar

M A T E R I A L E X C L U S I V A M E N T E P A R A D O C E N C I A .
L O S M A T E R I A L E S T O M A D O S D E O T R O S A U T O R E S N O T I E N E N A U T O R I Z A C I O N P A R A S U
U S O P U B L I C O

3
A P I C U L T U R A 2 0 1 6 F A U B A .
A . M . B A S I L I O Y C O L .

otras abejas de la colmena, optimizan la explotación de áreas de pecoreo fértiles donde


converge gran parte de la población. Con la danza las exploradoras trasmiten
información sobre dirección, distancia, olor, sabor y hora en que está disponible la
fuente de alimento a las abejas más inexpertas que permanecen en la colmena. Sin
embargo, estas abejas jóvenes han estado almacenando los alimentos que traen las
pecoreadoras, y han “aprendido” el olor de los mismos. Cuando el recurso es
abundante las abejas exploradoras sacuden a las abejas inactivas (tremble) para
comunicarles su entusiasmo por el recurso hallado. Si el recurso está cerca, las
pecoreadoras exitosas realizan una danza circular solicitando a las otras obreras salir
de la colmena y buscar en las inmediaciones. A medida que la distancia a la fuente de
alimento es mayor, comienza el baile de coleteo. Las otras abejas se reúnen alrededor e
imitan los movimientos de la pecoreadora que danza. Si la fuente de alimento está
lejos, baila lentamente; si está cerca, vigorosamente. La atracción sobre las demás
obreras es proporcional al vigor de la danza. El lenguaje del baile de la abeja fue
reconocido como el primer ejemplo de un sistema no-humano de representación
abstracta del mundo (Sherman, G. & P. K. Visscher, 2002). La danza es un
comportamiento innato, que también se encuentra en otras especies de abejas
emparentadas con Apis.

La elección del sitio de nidificación es otro ejemplo de la inteligencia de enjambre. A


finales de primavera, la reina, algunos zánganos, y parte de las obreras vuelan a poca
distancia de la colmena original. El enjambre permanece inactivo mientras las
exploradoras van en busca de nuevos sitios para nidificar. Cuando cada exploradora
encuentra un sitio apto, retorna al grupo y mediante danza, recluta otras abejas para
visitarlo. De manera semejante a la descripta para el pecoreo, el vigor de la danza se
relaciona con la bondad del sitio. Pronto sólo algunos sitios son danzados con
entusiasmo y visitados por muchas abejas. Cuando las abejas que visitan el lugar son
suficientes (alcanzan la masa crítica) el grupo se mueve. La diversidad de opciones
contribuye a la libre competencia entre diferentes posibilidades evaluadas en forma
independiente, pero la opinión de todas produce una decisión consensuada. Este es un
comportamiento conocido como la conducta de grupo inteligente, dónde el control de
muchos procesos esta descentralizado. En respuesta a las señales locales simples que
percibe una abeja produce una respuesta simple, que se suma a la de otras abejas
para proveer a la colmena una estrategia inteligente capaz de hacer frente a la
complejidad del ambiente.

La homeostasis del nido involucra una serie de conductas de termorregulación


complejas. Sin embargo, en esencia una abeja obrera que tiene frío va a temblar para
generar calor con los músculos de su tórax. Es un comportamiento innato,
(determinado genéticamente). No tiene conciencia de que cientos de otras obreras de la
colmena están haciendo lo mismo, pero entre todas mantienen el área de cría
templada. En una colonia de Apis mellifera, no todas las obreras son genéticamente
iguales. Coexisten varias líneas diferentes de abejas hermanas hijas de la reina y de
alguno de todos los posibles padres con los que la reina se apareó. Estas diferentes

M A T E R I A L E X C L U S I V A M E N T E P A R A D O C E N C I A .
L O S M A T E R I A L E S T O M A D O S D E O T R O S A U T O R E S N O T I E N E N A U T O R I Z A C I O N P A R A S U
U S O P U B L I C O

4
A P I C U L T U R A 2 0 1 6 F A U B A .
A . M . B A S I L I O Y C O L .

subfamilias tienen diferente genética. Dentro de esta variedad es altamente probable


que exista una sensibilidad a la temperatura un poco diferente. Cuando la colmena
comienza a enfriarse el grupo más sensible empezará a temblar y a calentar la
colmena; si esto no es suficiente, la temperatura continuará bajando, incorporando al
siguiente grupo de abejas más sensible, y así sucesivamente. Esto produce una
respuesta finamente ajustada, y por lo tanto una regulación eficiente.

La defensa de la salud también combina estrategias individuales y colectivas. Las


abejas no producen anticuerpos, ni tienen memoria inmunológica. Sin embargo,poseen
macrófagos de diferentes tipos en la hemolinfa, que rodean, encapsulan y digieren los
patógenos. Además tienen apidecinas formadas por grupos de pequeños polímeros
ricos en prolina con gran poder bactericida; lectinas, un sistema profenol-oxidasa y
algunas otras sustancias inducibles por la presencia de microorganismos, como las
cecropinas, himenoptacinas, apiadecinas y beta-defensinas Cuando un patógeno
potencial entra en el cuerpo de la abeja, provoca varias respuestas desde el sistema
inmune. Parte de sus proteínas se involucran en estas respuestas inmunológicas
disminuyendo los procesos fisiológicos normales, causando mengua de eficiencia y
muerte prematura.
Existen proteínas que están en la jalea real (las royalisinas y las jelleínas), que actúan
inhibiendo la bacteria de la enfermedad loque americana. El comportamiento
higiénico es un mecanismo donde participan muchas abejas en cada colonia. Este
implica la capacidad para identificar larvas o pupas enfermas o con varroa, y
expulsarlas de la colmena, impidiendo la proliferación de la enfermedad. Es una
característica regulada genéticamente a nivel individual, propia de cada subfamilia de
obreras. Una vez más es el conjunto de mecanismos de las abejas individuales y el
comportamiento en conjunto de las abejas de la colonia que producen el efecto final, la
salud de la población (Gómez Pajuelo 2007).

Las abejas individuales reaccionan a su entorno y la suma de sus actividades hace que
la colmena se comporte como un organismo.. La reina no realiza elecciones o da
órdenes, aunque sus feromonas ejercen un control importante sobre el desarrollo y
conducta de las obreras. La vida social de las abejas se
basa en pequeñas diferencias entre los individuos El baile de las abejas:
que están moduladas por la genética, la condición Ayuda a las pecoreadoras más
fisiológica y el ambiente que rodea a cada abeja. jóvenes a ubicar las áreas de trabajo
La colmena está sincronizada con el ambiente y de la colonia. Hace mucho más
atraviesa diferentes fases a lo largo de la eficiente la búsqueda y recolección
del alimento. No dejen de ver:
temporada. La percepción ambiental constituye un
estímulo supra-individual (para toda la colmena),
recibido a través de sensores individuales (cada
abeja).

https://www.youtube.com/watch?v=bFDGPgXtK-U

www.cals.ncsu.edu/.../Dance_languag
M A T E R I A L E X C L U S I V A M E N T E P A R A D O C E N C I A . e.html y realicen el tutorial!
L O S M A T E R I A L E S T O M A D O S D E O T R O S A U T O R E S N O T I E N E N A U T O R I Z A C I O N P A R A S U
U S O P U B L I C O

5
A P I C U L T U R A 2 0 1 6 F A U B A .
A . M . B A S I L I O Y C O L .

https://www.youtube.com/watch?v=JnnjY823e-w

M A T E R I A L E X C L U S I V A M E N T E P A R A D O C E N C I A .
L O S M A T E R I A L E S T O M A D O S D E O T R O S A U T O R E S N O T I E N E N A U T O R I Z A C I O N P A R A S U
U S O P U B L I C O