Anda di halaman 1dari 3

Principios Técnicos del Seguro

EXTRACTO
Principios Básicos del Seguro Aspectos relacionados a sus principios técnicos.
Definiciones que las contienen.

DEFINICIONES.
Apreciaciones previas.
A modo de introducción en la materia, y de las distintas materias que formaran parte del curso que
emprendemos, comenzaremos con la descripción, etimología y concepto de algunas instituciones que
estudiaremos:

Contrato.
“Acuerdo de voluntades tendientes a regir los derechos y obligaciones comunes.” Del latín “contractus”
pacto, ajuste o convenio que crea una obligación entre las personas que lo hacen o consumen. Por su
naturaleza, forma y condiciones, el contrato puede ser de muchas clases y recibe diversas
denominaciones particulares, según los casos, tales como Contrato Consensual, Contrato Perfecto,
Contrato Real, Contrato Gratuito, Contrato Oneroso, Contrato Aleatorio, Contrato Unilateral, Contrato
Bilateral O Sinalagmatico, Contrato Innominado, Contrato De Compraventa O De Compra y Venta,
Contrato De Locación Y Conducción O De Arrendamiento, Contrato De Adhesión, Etc. Temas que serán
analizados específicamente en otra parte del programa.

Seguro:
Del latín securus – libre de daño – cierto – indubitable – firme - constante –solido – ajeno de sospecha –
seguridad – certeza – confianza – contrato con se aseguran los caudales o efectos que corren los
riesgos. EN NUESTRA MATERIA y ya jurídicamente hablando es un instituto por el cual el ASEGURADOR,
se obliga mediante el cobro de una prima a abonar, dentro de los limites pactados, un capital u otras
prestaciones convenidas, en caso de que produzca el evento cuyo riesgo es objeto de la cobertura.
Es importante destacar dos aspectos esenciales.
a) El seguro es una actividad de servicios y no una actividad industrial.
b) La actividad aseguradora tiene un marcado acento financiero y económico, no solo porque se percibe
un precio (PRIMA), cuya contraprestación consiste generalmente en una masa económica
(indemnización), sino también y principalmente porque desempeña la importante tarea financiera de
lograr una redistribución de capitales al motivar que un elevado número de unidades patrimoniales
puedan ser afectadas por las pérdidas que se produzcan en cualquiera de ellas.
c) Otro fin del seguro consiste en la transformación de riesgos en pagos periódicos presupuestados.

DEFINICIÓN DEL CONTRATO DE SEGURO:


Definición, Forma Y Prueba.
Es una actividad compleja que reúne es su estructura elementos “económicos – jurídicos y técnicos”.
Institución cuyo objeto es restablecer la integridad del patrimonio o continuidad de ingresos de las
unidades económicas, en la medida que resulten afectadas por riesgos independientes de la voluntad
deliberada del interesado, mediante la previa acumulación, por empresas especializadas de los medios
financieros necesarios formados por un aporte individual de cada uno de los posibles perjudicados, cuya
cuantía resulta del cálculo técnico basado en la probabilidad estadística de ocurrencia del riesgo
previsto, ponderando la frecuencia e intensidad con que se manifiesta.
Ley De Seguros. ARTICULO 1º LEY 17418.
Hay contrato de seguro cuando el asegurador se obliga, mediante el pago de una prima o cotización, a
resarcir un daño o cumplir la prestación convenida si ocurre el evento previsto.

Principios del contrato de seguros:


Debe existir la probabilidad de ocurrencia de un riesgo, incertidumbre sobre el momento de la
ocurrencia, necesidad de la medición del perjuicio en valores económicos, el hecho debe ser aleatorio o
librado al azar, el cálculo estadístico debe establecer posibilidades de ocurrencia del riesgo. No debe ser
imposible su ocurrencia. Y no se pueden asegurar hechos ilícitos.

Partes Y Elementos Esenciales Del Contrato De Seguro:


Son las partes esenciales para la configuración del mismo, esto es la CAPACIDAD - EL CONSENTIMIENTO
– EL OBJETO Y LA CAUSA. Específicamente para el contrato de seguros son: EL RIESGO – LA PRIMA – LA
SUMA ASEGURADA – EL INTERÉS ASEGURABLE – EL SINIESTRO –Y LA INDEMNIZACIÓN.
Consideramos PARTES DEL CONTRATO DE SEGURO: EL ASEGURADOR - EL ASEGURADO - EL TOMADOR.
Vemos rápidamente cada uno de ellos, para luego ingresar específicamente a considerar los mismos en
mayor profundidad.

ASEGURADOR:
Persona Jurídica autorizada por la SUPERINTENDENCIA DE SEGUROS DE LA NACIÓN, especialmente
organizada para ASUMIR LOS RIESGOS, y que puede operar bajo alguna de las siguientes formas:
- SOCIEDADES ANÓNIMAS –
- COOPERATIVAS MUTUALES –
- SUCURSALES O AGENCIAS DE ENTIDADES EXTRANJERAS
- ENTIDADES OFICIALES O MIXTAS – NACIONALES – PROVINCIALES O MUNICIPALES.
- De OBJETO MULTIPLE: Varias posibilidades de cobertura – objetos variados
- De OBJETO UNICO Solamente una cobertura – ART – ASEGURADORAS DE RIESGOS DEL TRABAJO, ETC.

ASEGURADO:
Toda persona FÍSICA O JURÍDICA, con capacidad legal para contratar que, teniendo un interés
asegurable, CONTRATA el seguro por CUENTA PROPIA.

Ramo Vida
Debemos hacer una aclaración importante, en el RAMO VIDA, los menores de edad, mayor de 14 hasta
los 18 – pueden contratar un seguro sobre su propia vida solo si designan beneficiarios a sus
ascendientes – descendientes – cónyuge o hermanos que se hallen a SU CARGO.
TOMADOR:
Persona física o jurídica que celebra en contrato con el asegurador, y puede hacerlo por cuenta propia,
(asegurado/tomador) o por cuenta de terceros (TOMADOR).

VIGENCIA DEL CONTRATO:


Salvo pacto en contrario la cobertura se inicia a las 12 horas del día de inicio de la vigencia y finaliza a
las 12 horas del día de finalización de dicha vigencia.
Debemos aclarar que SSN (Superintendencia de Seguros de la Nación), por resolución 21600 del año
1992, estableció que el inicio de la vigencia queda supeditado al pago total o parcial del PREMIO. Lo que
ha producido dudas e inconvenientes en la tarea diaria de los productores – asesores de seguros, y
veremos en detalle en la temática de COBRANZAS como desarrollamos este tema.

PROPUESTA DE SEGUROS
Contiene la voluntad del asegurado de querer contratar y por tal carece de efectos vinculantes, se
puede situar antes de celebrar el contrato. Ésta propuesta deberá ser aceptada por la Cía Aseguradora
lo que configurará el nacimiento del contrato.
Una vez hecha la contratación ESTA PROPUESTA reviste un VALOR RELEVANTE DE PRUEBA, toda vez que
constituye un principio de prueba por escrito.

PRUEBA DEL CONTRATO:


El art. 11 de la Ley de Seguros 17.418 y siguientes-: establece “El contrato sólo puede probarse por
escrito, sin embargo, todos los demás medios de pruebas serán admitidos si existe principio de prueba
por escrito”
Sin dudas la Póliza es el instrumento probatorio por excelencia del contrato de seguro, pero como
veremos en su momento no el único.
La póliza la emite la Cía. de seguros, se entrega en un ÚNICO EJEMPLAR, y corresponde su ACEPTACIÓN
O RECHAZO, por el tomador. Se pueden solicitar aclaraciones y copias de la misma.
Debemos hacer mención a LOS CERTIFICADOS DE COBERTURA, que se emiten SOLAMENTE POR LA
ASEGURADORA Y se entregan en carácter PROVISORIO, antes de la entrega de la póliza, y sirve como
evidencia de la cobertura.

CONDICIONES INDISPENSABLES PARA QUE EXISTA


“CONTRATO DE SEGURO”
Deben coexistir dos condiciones INDISPENSABLES:

Interés asegurable: relación de hecho o de derecho que liga una persona física o jurídica con un BIEN
SUSCEPTIBLE DE VALORIZACIÓN PATRIMONIAL OBJETIVA O ESTIMADA. Cuando este bien se halla
afectado por un riesgo que pueda perjudicarlo, se dice que el interés ES asegurable y el monto por el
cual se lo puede asegurar es el VALOR REAL de ese INTERES.

Riesgo asegurable: contingencia o proximidad de daño que pueda ocurrir sobre el bien de una persona
o sobre la persona en sí. Es toda amenaza de daño que pueda afectar bienes (patrimonio) o personas
(vida). En consecuencia, el RIESGO ASEGURABLE puede referirse a DAÑOS – PERDIDAS O AVERÍAS de
una cosa, a detrimentos sobre resultados esperados, a la generación de responsabilidades que afecten
el patrimonio y por último a eventos que afecten la integridad física o la propia vida de las personas.
LO IMPORTANTE ES QUE EL RIESGO EXISTA AL MOMENTO DE LA CONTRATACIÓN.

Bibliografía principios jurídicos del contrato de seguro de Mauricio S. Gravina - 2015