Anda di halaman 1dari 2

Herbert Paul Grice (13 de marzo de 1913, Birmingham, Inglaterra - 28 de

agosto de 1988, Berkeley, California), fue un filósofo británico, conocido sobre todo por
sus contribuciones a la filosofía del lenguaje en el ámbito de la teoría del significado y de
la comunicación. Su trabajo, recopilado en su obra Studies in the Way of Words, ha tenido
una gran importancia en filosofía y pragmática lingüística, con implicaciones e implicaturas
también en el ámbito de la ciencia cognitiva en general.

Máximas conversacionales

El principio de Cooperación se concreta en una serie de categorías, denominadas máximas de


conversación, las cuales describen cómo ha de ser lo que se dice en una conversación, para que
ésta sea más precisa y menos ambigua:

1. Máxima de cantidad:

 Que su contribución contenga tanta información como se requiere

 Que su contribución no contenga más información de la que se requiere

2. Máxima de cualidad (de veracidad)

 No afirme lo que crea falso

 No afirme nada de lo que no tenga pruebas suficientes

3. Máxima de relación (de relevancia)

 Que lo que hable oportunamente sea relevante

4. Máximas de modo (modalidad, fundamentalmente intenta ser claro)

 Evite expresarse oscuramente

 Evite ser ambiguo

 Sea breve

 Sea ordenado

Una vez planteada la teoría de Grice, podemos llegar a pensar que tenía una concepción un poco
idealista y normativa de la comunicación, ya que continuamente el interlocutor, en una
conversación normal, está violando dichas máximas.

Aunque la teoría de Grice hay que verla también desde el punto de vista en el que no formula una
serie de principios que deben imponerse a los participantes de una conversación para que se
comporten de una forma u otra, sino es que principalmente una teoría de la interpretación de los
enunciados. Además, según Grice, mientras no se violen abiertamente las máximas, toda persona
sigue el principio de cooperación y de máxima. Cuando se viola una máxima no abiertamente, lo
que hacemos es reinterpretar lo dicho, no sería contradictorio con el principio de cooperación sino
que sería un nuevo contenido de significación . Aquí aparecen las implicaturas, que nos permiten
cubrir las distancias entre lo que se dice y lo que efectivamente se comunica, es decir, lo que el
hablante quiere comunicar. Si aplicamos estrictamente las máximas del principio de cooperación
de Grice, parece que hablar es simplemente transmitir una serie de datos verdaderos y necesarios
sin ambigüedad.

------------

El propio Grice se dio cuenta de que su teoría era insuficiente, que hablar era mucho más que
dar/recibir una información y que, en efecto, hacían falta otras máximas, pero murió antes de que
le diera tiempo a reformular su teoría.

las reglas rectoras de todo diálogo como fenómeno del lenguaje, como por ejemplo, las máximas
que dan forma al principio cooperativo de Paul Grice.

Dicho de otro modo, estás máximas derivan del “principio cooperativo” que se formula del modo
siguiente: haga usted su contribución a la conversación tal y como lo exige, en el estadio en el que
tenga lugar, el propósito o la dirección del intercambio que usted sostenga (Grice, 1975).

Toda vez que intentamos dar sentido a un enunciado que, en un determinado contexto, no nos
parece que pueda ser interpretado en forma literal, nos guiamos por este principio rector y las
máximas que derivan de él. El significado que se obtiene es una inferencia pragmática, es decir,
una implicatura que, en términos de Grice (1975), es el resultado de la adhesión al principio de
cooperación entendido como principio de racionalidad que guía la interacción verbal entre los
hablantes. Así, para este autor una implicatura surge de la la relación entre dos tipos de
significado: 1. el “significado natural” ( “word meaning” o “sentence meaning”): es lo que una
palabra u oración significan, es decir, a lo que equivale esa palabra u oración en la lengua en
cuestión; 2. el “significado no-natural” (“speaker meaning” o “significado del hablante”): es lo que
el hablante quiere decir, lo que quiere significar (lo que tiene la intención de dar a entender).