Anda di halaman 1dari 6

UAPA

UNIVERSIDAD ABIERTA PARA ADULTO

PARTICIPANTE:

Dominga calcaño
FACILITADOR:

María Altagracia mercedes


MATERIA:

PRACTICA DOCENTE II
TAREA:

UNIDAD 1

MATRICULA

15-6499
Redacta un ensayo sobre la comunicación oral en el docente,
que abarque los siguientes aspectos:

Importancia que tiene la comunicación oral para un docente.


La comunicación, es un proceso complejo y global del que la
educación es solo parte y el lenguaje verbal, uno de sus componentes,
aunque quizás el más significativo y eficaz para el ser humano. Dentro
de la comunicación verbal, la oral merece una atención especial en
todas las instituciones educativas, ya sea por la frecuencia de uso
(siendo esta mayor que el de la escrita) como también porque la
tradicional falta de sistematización de los procesos y formalizaciones de
la enseñanza y el aprendizaje en este campo, exige un innovador
esfuerzo en cuanto al rigor metodológico para el diseño de materiales
didácticos específicos, así como para la concreción de los instrumentos
de evaluación
En la expresión oral se reflejan las variedades lingüísticas geográficas,
sociales y de estilo, que ponen de manifiesto la procedencia y la cultura
de quién se está expresando.
La comunicación es el contacto entre el maestro y los alumnos/as, por
tales razones se debe dominar de este modo, las explicaciones,
comentarios, preguntas, dudas... etc. que puedan tener nuestros
alumnos, se verán reducidas de manera considerable o, de no ser así,
serán resueltas de la manera más ventajosa tanto para su
entendimiento como para nuestro control sobre la clase.

Poner en práctica la comunicación nos ayuda para mejorarla y hay que


ser consciente de que comunicamos más de lo que creemos y a veces
en sentido contrario de lo que queremos emitir.

La comunicación en educación es nuestro medio de intervención, reúne


las posibilidades de influencia educativa. La comunicación que nosotros
realizamos no se limita a la verbal, sino que se dan simultáneamente
diversos mensajes por otros canales, a veces contradictorios entre sí.
Cuanto menor es la edad de los alumnos, mayor predominio hay de la
comunicación no verbal mientras que en los más mayores hay una
creciente influencia de los verbales. No obstante, el lenguaje tampoco
tiene para todas las personas los mismos significados y connotaciones.
También hay que tener en cuenta que transmitimos, sin conocerlo,
aspectos ideológicos.
Hay que tener en cuenta también, que por medio de la comunicación
podemos transmitir y compartir conocimientos, conceptos, sentimientos,
ideas, emociones, estados de amino, por tales motivos debemos de
tener un mayor control de la comunicación orarla, para no darle a
entender a nuestro a alumno si estamos pasando por un mal momento.

El profesor y el alumno participan activamente en la solución de las


tareas y en la adquisición de nuevos conocimientos. Por tanto,
aprenden unos de otros durante el proceso. Esto nos indica que a
través de la comunicación se va a producir un encuentro entre los
sujetos, encuentro que va a trascender en un nuevo saber, en una
acción transformadora.
Dewey citado por Cirigliano-Villaverde (1997), identifica a la educación
con comunicación y afirma que "es la única situación que explica cómo
puede pasar un elemento cultural a otra persona".
Una buena comunicación oral les permitirá el desarrollo de las
personalidades de los individuos que participan.

Uso apropiado de la voz y claridad en el mensaje trasmitido.


La voz es el instrumento fundamental para comunicarnos con los de
más y en el caso de nosotros los maestros es nuestra herramienta de
trabajo. El cuidado de la voz nos va a llevar al cuidado de nuestra
personal. Las normas a seguir para mantener una salud vocal son
aspecto que indirectamente nos van a enseñar a modificar hábitos que
incidirán en la salud general.
El uso correcto de la voz implica un aprendizaje. Es necesario conocer
el mecanismo de la fonación y los recursos de la voz, para tomar
conciencias de los propios hábitos, para corregirlo mediante el ejercicio
y la automatización de los mecanismos más adecuado. Si un docente
ha trabajado su propia voz, puede estar más sensibilizado a la hora de
inculcar a sus alumnos correctos hábitos vocales, que eviten en lo
posible el mal uso y abuso vocal; a su vez, también estarán más
capacitado para detectar posible trastorno de la voz que se presentan
en los niños y jóvenes.

Otro aspecto importante es, no irse por encima de la voz de los


alumnos, si ellos están hablando alto debemos de hablarle en voz baja,
no igualarnos a ello y entenderán que para poder escuchar lo que
decimos tendrán que callar.
No gritar al hablar, por es como venimos diciendo en la primera página
el maestro es el eje de la comunicación si gritamos, también los
alumnos gritaran y no se dará un aprendizaje significativo, hablar
preciso y claro para tener el mayor control de los que hacemos y de vez
en cuando hacer pausa, porque si hablamos muy rápido no se
entenderá el mensaje.
Repercusión que tiene en los estudiantes el uso de
vulgarismos y frases inapropiadas.
Hablar y escribir bien, es el camino más seguro para pensar y crear
bien. También nos permite darnos a entender perfectamente. Muchas
veces por descuido o por ignorancia utilizamos palabras y expresiones
incorrectas, que, aunque sean usadas con mucha frecuencia por
algunas personas de la comunidad, empobrecen la calidad de nuestra
expresión.
Estas palabras se conocen como vulgarismos.
El uso de la lengua española tiene su natural desgaste, y este deterioro
se refleja en el uso desmedido de modos de carácter popular. Estas
expresiones deforman el idioma y hacen ver a quién habla como un
interlocutor que se expresa de manera inadecuada

En todas las lenguas existen maneras de pronunciar palabras y giros


sintácticos que son considerados vulgares frente a otros usos
considerados «normales». El vulgarismo no es por sí solo síntoma de
incultura. Las personas cultas emplean muchas veces vulgarismos
cuando hablan descuidada y familiarmente.
El vulgarismo que revela falta de cultura (¡tantas veces involuntaria!) es
el de aquellos que no saben expresarse de otro modo. Y que, por tanto,
son víctimas de una situación injusta, por cuanto ello limita sus
posibilidades en la vida social.

Es aquí donde llegan los alumnos cuando el maestro no hace el buen


uso de la lengua tanto orar como escrita, pero también esto se da en la
familia, donde muchas veces los padres tienen una educación limitada,
no corrigen las palabras mal pronunciada de sus hijos y esas palabras
se queda en sus cerebros la cual la pronuncia de forma vulgar, es decir,
no correcta.

Los usos que hacemos del idioma le imponen también modalidades


variadas. Las más diferenciadas son las que corresponden al uso oral y
al uso escrito.
En efecto, no escribimos igual que hablamos: resulta más difícil
expresarse con el bolígrafo. Escribir implica expresarse en ausencia del
interlocutor, y ello obliga a:
imponer un orden de las ideas para que no sufra la comprensión;
decirlo todo explícitamente, sin ayudarse de gestos, ni de los matices
que proporciona la entonación;
emplear el idioma con rigor, sin que sean a veces los usos descuidados,
impropiedades de léxico, imperfección de la sintaxis, etc., tan frecuentes
cuando se habla. Añádanse las dificultades suplementarias de la
puntuación, acentuación y corrección ortográfica. La diversidad entre las
lenguas oral y escrita es tan grande que, en rigor, aprender bien un
idioma consiste en aprender dos lenguas, con un fondo común, pero
con sensibles diferencias.

En el diagnóstico situacional e Institucional, se pudo comprobar que


existe un alto nivel de uso de vulgarismos por parte de los estudiantes,
observando que deforman el idioma al expresarse fonéticamente,
morfológicamente y sintácticamente esta forma incorrecta no encaja en
el contexto global de la información que se desea transmitir y varias
veces ha provocado conflictos entre escolares y familiares, lastimando
la mayoría de las ocasiones el autoestima emocional y dañando el
medio donde se están desarrollando, lo que afecta gravemente en la
personalidad de cada uno de los estudiantes, ha conllevado a la perdida
de los valores y el deterioro de las relaciones interpersonales de los
adolescentes de la Unidad Educativa.

Investigue cuáles son los vulgarismos más usado por los


docentes.
Los vulgarismos son fenómeno lingüísticos, de carácter popular, no
aceptado por la lengua de uso. Suelen sus utilizados por el vulgo y
pueden presentarse como dichos, frases o palabras. En ocasiones
llegan a deformar el idioma.
El docente no puede hacer uso de los vulgarismos porque se encarga
de formar a personas que en un mañana serán profesionales y tienen
que tener un buen lenguaje.

II- Observe el vídeo sobre la comunicación oral y en 5 líneas


expresa tu parecer del mismo.
En virtud de lo observado en el video a pesar de ser corto deja más que
claro los puntos clave sobre lo que es la comunicación oral para los
docentes y sobre todo lo efectivo que resulta una buena comunicación
alumno docente