Anda di halaman 1dari 30

Incidente de suspensión

573/2019-Mesa Auxiliar

PJF - Versión Pública


En la Ciudad de México a las nueve horas con quince
minutos del veintitrés de abril de dos mil diecinueve, día y
hora señalados para la celebración de la audiencia
incidental relativa al juicio de amparo número 573/2019-
Mesa Auxiliar, en audiencia pública el Juez Décimo de
Distrito en Materia Administrativa en la Ciudad de México,
Francisco Gorka Migoni Goslinga, asistido por el
Secretario Gustavo Andrés Morales Sotres que autoriza y
da fe, con fundamento en los artículos 144 y 146 de la Ley
de Amparo, procede a declararla abierta sin la asistencia
de las partes ni de legítimo representante de ellas.

A continuación, el Secretario hace relación de las


constancias que obran en los autos de la presente
incidencia, entre las que se encuentran las copias simples
de la demanda promovida por ***** ********
*************** ******** ******* ** ******* ********, por
conducto de su apoderado legal, así como sus anexos, el
proveído de once de abril de dos mil diecinueve, por medio
del cual se le dio trámite al presente incidente y las
constancias de notificación de dicho auto a las partes.

Por otro lado, con fundamento en el artículo 62 del


Código Federal de Procedimientos Civiles, de aplicación
supletoria a la Ley de Amparo, por disposición expresa de
su precepto 2°, el Secretario da cuenta con los oficios de
las autoridades responsables Oficial Mayor de la Secretaría
de Hacienda y Crédito Público, Secretario de Hacienda y
Crédito Público, Presidente Constitucional de los Estados



Unidos Mexicanos, Titular de la Secretaría de la Función


1
Pública y Secretario de Salud, registrados con los números
de correspondencia 8636, 8637, 8638, 8639, 8643, 8647 y
8653, a través de los cuales las citadas responsables

PJF - Versión Pública


rinden el informe previo que les fue requerido, así como el
Presidente Constitucional de los Estados Unidos
Mexicanos y el Secretario de Salud interponen recurso de
queja en contra del auto once de abril de dos mil
diecinueve, en el que se proveyó lo conducente en relación
con la medida cautelar solicitada por la parte quejosa.

El Juez acuerda: con apoyo en los artículos 140 y 144


de la Ley de Amparo, se tiene por hecha la relación de
constancias para los efectos legales a que haya lugar.

Por otra parte, con fundamento en el artículo 140 de la


Ley de Amparo, se tienen por rendidos los informes previos
de las citadas autoridades responsables.

De conformidad con los artículos 9 y 28, fracción I, de


la Ley de Amparo, se tienen como delegados de su parte a
las personas que mencionan y como domicilio para oír y
recibir notificaciones el que indican.

En términos del artículo 143 de la ley de la materia, se


tienen como pruebas del Presidente Constitucional de los
Estados Unidos Mexicanos y del Secretario de Salud las
documentales anexas a sus informes previos, sin perjuicio
de relacionarlas en la etapa correspondiente.

Respecto a la solicitud de la autoridad responsable


Secretario de Salud, en el sentido de que se autorice el uso
de medios electrónicos; dígase que deberá estarse a lo

2
acordado en auto de once de abril del año en curso, en el
que se proveyó lo conducente.

PJF - Versión Pública


Sin que los informes previos sean motivo para que se
difiera la audiencia en la presente incidencia, ello en razón
a que es inconcuso que no procede su diferimiento, pues el
artículo 138, fracción II, de la Ley de Amparo, establece
que la audiencia debe celebrarse dentro del plazo de cinco
días.

Apoya lo expuesto la jurisprudencia P./J. 119/2000,


sustentada por el Pleno de la Suprema Corte de Justicia de
la Nación, visible en la página 22, del Tomo XII,
correspondiente al mes de diciembre de dos mil, de la
Novena Época de la Gaceta del Semanario Judicial de la
Federación, Materia Común, con número de registro
190178, de rubro: “SUSPENSIÓN EN AMPARO. NO
PROCEDE DIFERIR LA AUDIENCIA INCIDENTAL SI EN
ELLA SE DA CUENTA CON EL INFORME PREVIO.”

En otro aspecto, con fundamento en los artículos 97,


fracción I, inciso b), 98, 99, 100 y 101 de la Ley de Amparo,
así como el diverso 37, fracción III, de la Ley Orgánica del
Poder Judicial de la Federación, se tiene por interpuesto el
recurso de queja de las autoridades Presidente
Constitucional de los Estados Unidos Mexicanos y el
Secretario de Salud; por tanto, con copia simple de los
oficios de agravios notifíquese a las partes y de inmediato
remítase copia certificada de las constancias que se
estiman necesarias para el mejor estudio del medio de
impugnación de que se trata al Tribunal Colegiado en



3
Materia Administrativa del Primer Circuito, en turno, para
su sustanciación.

PJF - Versión Pública


En consecuencia, de conformidad con el artículo 101,
párrafo segundo de la ley de la materia, se rinde el informe
justificado y se hace del conocimiento del citado cuerpo
colegiado que es cierto el acto que se reclama, toda vez
que este órgano de control constitucional dictó el acuerdo
de once de abril de dos mil diecinueve, mediante el cual
se negó y concedió la suspensión provisional a la quejosa.

Sin que pase inadvertido para este órgano


jurisdiccional la jurisprudencia número 1a./J. 26/2017
(10a.), sustentada por la Primera Sala de la Suprema Corte
de Justicia de la Nación, visible en la página 570, del Tomo
I, correspondiente el mes de junio de dos mil diecisiete, de
la Décima Época de la Gaceta del Semanario Judicial de la
Federación, Materia Común, con número de registro
2014429, de rubro: “RECURSO DE QUEJA PREVISTO EN
EL ARTÍCULO 97, FRACCIÓN I, INCISO B), DE LA LEY
DE AMPARO. SU TRÁMITE ESTÁ SUPEDITADO A QUE
EL JUEZ DE DISTRITO REMITA INMEDIATAMENTE LAS
CONSTANCIAS RESPECTIVAS AL TRIBUNAL
COLEGIADO DE CIRCUITO, ACOMPAÑANDO LOS
COMPROBANTES DE NOTIFICACIÓN A LAS PARTES
DEL AUTO EN EL QUE SE TUVO POR INTERPUESTO
AQUÉL”; sin embargo, se hace del conocimiento del
Tribunal que una vez que obren en autos las constancias
de notificación de este fallo, le serán remitidas en vía de
alcance a la brevedad posible; lo anterior, para los efectos
legales a que haya lugar.

Abierto el periodo probatorio. El Secretario da cuenta


al Juez de Distrito con las documentales ofrecidas por la
4
parte quejosa y las autoridades responsables Presidente
Constitucional de los Estados Unidos Mexicanos y el

PJF - Versión Pública


Secretario de Salud.

El Juez acuerda: Con apoyo en el artículo 143 de la


Ley de Amparo se tienen como pruebas de las citadas
partes las documentales que ofrecen, las cuales se
desahogan por su propia y especial naturaleza.

En la etapa de alegatos, el Secretario hace constar


que ninguna de las partes hizo uso del derecho de formular
alegatos y que el agente del Ministerio Público de la
Federación adscrito no formuló intervención ministerial en
esta incidencia.

El Juez acuerda: Se declara desierto este periodo.

Sin diligencias pendientes por desahogar, se da por


concluida la presente audiencia y se procede a dictar la
resolución que en derecho corresponda.

Vistos, para resolver, los autos del incidente de


suspensión relativo al juicio de amparo *************
********* formado con motivo de la demanda de amparo
promovida por ***** ******** *************** ********
******* ** ******* ******** contra actos del Presidente
Constitucional de los Estados Unidos Mexicanos y otras
autoridades; y,

RESULTANDO:

PRIMERO. Mediante escrito recibido en este Juzgado





de Distrito el diez de abril del año en curso, *****


5
******** *************** ******** ******* ** *******
********, por conducto de su apoderado legal, solicitó el
amparo y protección de la Justicia Federal respecto de las

PJF - Versión Pública


autoridades y actos reclamados siguientes:

a) Del Presidente Constitucional de los Estados Unidos


Mexicanos:

a.1) El oficio ************************ de veinte de


marzo de dos mil diecinueve, a través del cual ordenó que
se impida la participación en licitaciones o adjudicaciones
directas a la parte quejosa.

b) Del Oficial Mayor y el Secretario, ambos de la


Secretaría de Hacienda y Crédito Público, así como del
Secretario de Salud y la Secretaria de la Función Pública:

b.1) La ejecución del oficio reclamado.

A su vez, en el capítulo de suspensión de la demanda


de amparo la parte quejosa la solicitó para los efectos
siguientes:

a) Se suspenda todo procedimiento administrativo


iniciado en contra de la parte quejosa con motivo del oficio
************************ de veinte de marzo de dos mil
diecinueve.

b) Se permita a la parte quejosa participar en los


procedimientos de licitación pública y adjudicación directa
emitidos por el gobierno federal, en específico los
relacionados a compras de medicamentos y material de
curación.

6
SEGUNDO. El once de abril de dos mil diecinueve, se

PJF - Versión Pública


ordenó formar por cuerda separada y por duplicado el
incidente de suspensión; se solicitó su informe previo a las
autoridades responsables y se fijó día y hora para la
celebración de la audiencia incidental, la que se celebró en
términos del acta que antecede y concluye con el dictado
de la presente resolución; y

CONSIDERANDO:

PRIMERO. Previo a analizar la procedencia de la


medida cautelar, debe comprobarse la existencia o
inexistencia de los actos reclamados, de conformidad con
lo establecido en la tesis X.1o.12 K sustentada por el
Primer Tribunal Colegiado del Décimo Circuito, visible en la
página 609, del Tomo II, correspondiente al mes de
noviembre de mil novecientos noventa y cinco, de la
Novena Época de la Gaceta del Semanario Judicial de la
Federación, Materia Común, con número de registro
203881, que es del tenor literal siguiente:

“SUSPENSIÓN DEFINITIVA DEL ACTO


RECLAMADO, MANERA DE REALIZARSE EL
ESTUDIO DE LA. Por razón de técnica en la
suspensión definitiva del acto reclamado, deben
analizarse; por su orden, las siguientes cuestiones: a).
Si son ciertos los actos reclamados, los efectos y
consecuencias combatidas (premisa). b). Si la
naturaleza de esos actos permite su paralización
(requisitos naturales). c). Si se satisfacen las
exigencias previstas por el numeral 124 de la Ley de
Amparo, (requisitos legales); y d). Si es necesaria la
exigencia de alguna garantía, por la existencia de
terceros perjudicados (requisito de efectividad)”



7
SEGUNDO. Al rendir su informe previo el Presidente
Constitucional de los Estados Unidos Mexicanos aceptó el
acto que se le atribuyó consistente en el oficio ************

PJF - Versión Pública


************ de veinte de marzo de dos mil diecinueve, a
través del cual ordenó impedir la participación en
licitaciones o adjudicaciones directas a la aquí parte
quejosa; por tanto, se tiene como cierto el citado acto.

Por otra parte, al rendir sus informes previos las


autoridades Oficial Mayor de la Secretaría de Hacienda y
Crédito Público, Secretario de Hacienda y Crédito Público,
Secretario de Salud y Titular de la Secretaría de la Función
Pública negaron el acto que se les atribuyó consistente en
la ejecución del oficio reclamado; sin embargo, dado su
carácter de autoridades ejecutoras, tales negativas no
resultan suficientes, puesto que por su condición obliga a
considerar como inminente el acto de que se trata.

Máxime que por la naturaleza de sus funciones


legalmente establecidas, es indudable que en su
oportunidad deberán proceder a ejecutar por sí o a ordenar
a subalternos esa ejecución; de ahí que con apoyo en lo
dispuesto en el artículo 142 de la Ley de Amparo, se
presume cierto el acto que la parte quejosa les atribuyó a
las citadas responsables y, por tanto, deberán estar sujetas
a lo que en este fallo se resuelva.

Sirve de apoyo la tesis sustentada por el Quinto


Tribunal Colegiado en Materia Civil del Primer Circuito,
visible en la página 59, del Tomo III, Segunda Parte-1,
correspondiente al mes de enero a junio de mil novecientos
noventa y ocho, de la Octava Época del Semanario Judicial
de la Federación, Materia Civil, con número de registro

8
227896, de rubro: “ACTOS DE EJECUCIÓN.
SUSPENSIÓN CUANDO SE NIEGA SU EXISTENCIA.”

PJF - Versión Pública


Sin pase inadvertido para este órgano jurisdiccional que
el Secretario de Salud haya exhibido distintos comunicados
mediante los cuales diversas autoridades adscritas a esa
dependencia le informaron que no les ha sido notificado el
oficio aquí reclamado y, por ende, que no se ha llevado a
cabo su ejecución; empero, como ya se anticipó, si la
autoridad ordenadora reconoció la existencia del acto es
viable concluir que en cualquier momento éste les será
notificado.

TERCERO. En el presente asunto, la parte quejosa


solicitó, en esencia, que se otorgue la medida cautelar para
los efectos siguientes:

a) Se suspenda todo procedimiento administrativo


iniciado en contra de la parte quejosa con motivo del oficio
************************ de veinte de marzo de dos mil
diecinueve.

b) Se permita a la parte quejosa participar en los


procedimientos de licitación pública y adjudicación directa
emitidos por el gobierno federal, en específico los
relacionados a compras de medicamentos y material de
curación.

En mérito de lo anterior, este juzgador únicamente se


pronunciará sobre la solicitud de suspensión para los
efectos solicitados por la parte quejosa de conformidad con


lo establecido en la jurisprudencia número 2a./J. 111/2003,




9
sustentada por la Segunda Sala de la Suprema Corte de
Justicia de la Nación, visible en la página 98, del Tomo
XVIII, correspondiente al mes de diciembre de dos mil tres,

PJF - Versión Pública


de la Novena Época, del Semanario Judicial de la
Federación y su Gaceta, Materia Común, con número de
registro 182529, de rubro: "SUSPENSIÓN DEFINITIVA.
CUANDO EL QUEJOSO ÚNICAMENTE SOLICITE LA
MEDIDA CAUTELAR SOBRE LAS CONSECUENCIAS
DE LOS ACTOS RECLAMADOS, EL JUEZ DE DISTRITO
SOLAMENTE DEBE CONCEDER O NEGAR DICHA
MEDIDA RESPECTO DE AQUÉLLAS.”

Por tanto, con el propósito de determinar si resulta o no


procedente la suspensión definitiva solicitada, por cuestión
de técnica jurídica se deben analizar, en el orden en que se
asientan, los aspectos siguientes:

a) La certeza de los actos reclamados.


b) Si su naturaleza permite su paralización.
c) Si se reúnen los requisitos establecidos en el
artículo 128 de la Ley de Amparo; y,
d) Si resulta necesario exigir alguna garantía para que
surta efectos la suspensión porque existe un tercero
interesado o se trata de contribuciones.

Al respecto, resulta aplicable la tesis 2a. XXIII/2016,


sustentada por la Segunda Sala de la Suprema Corte de
Justicia de la Nación, visible en la página 1376, del Tomo
II, correspondiente al mes de mayo de dos mil dieciséis, de
la Décima Época del Semanario Judicial de la Federación,
Materia Común, con número de registro 2011614, de rubro:
“SUSPENSIÓN DEFINITIVA EN EL JUICIO DE AMPARO.
REQUISITOS PARA CONCEDERLA.”

10
En relación con la certeza de los actos reclamados, tal
aspecto ya quedó definido en el considerando segundo de

PJF - Versión Pública


esta interlocutoria.

Ahora bien, previo a analizar los diversos requisitos


sobre la procedencia de la suspensión, es importante
destacar que uno de los efectos para los que la empresa
quejosa la solicita consiste, según se vio, en que se
paralice todo procedimiento administrativo que se haya
iniciado en su contra con motivo del oficio ************
************ de veinte de marzo de dos mil diecinueve.
Dicho oficio, en lo que interesa, es del texto siguiente:

“Como es sabido, tres proveedores de medicinas y materias de


curación, las empresas: ***** ******** **************, ****
** ****, ************* ************* ** ************ * ******
******* **** ** **** y *****, vendieron, en 2018, al ISSSTE
y al IMSS, 34 mil 280 millones de pesos, el 62.4% de todas las
compras que llevaron a cabo dichas instituciones, sin incluir lo
adquirido por la Secretaría de Salud y los gobiernos locales.

Este hecho resulta, a todas luces, inmoral y violatorio del


Artículo 28 de la Constitución, que prohíbe la existencia de
monopolios.

En razón de lo anterior, le solicito que, de conformidad con la


legalidad de la materia, se impida la participación en
licitaciones o adjudicaciones directas a dichas empresas hasta
que sepamos, a ciencia cierta, si no hubo en estas operaciones
corrupción y tráfico de influencias.”

Como se ve, en el oficio de que se trata se ordenó que


se impidiera a la empresa quejosa participar en licitaciones
o adjudicaciones directas, mas no se determinó que se
iniciaran en su contra procedimientos administrativos o de
alguna otra naturaleza. En congruencia con ello, es
incuestionable que la finalidad para la cual la promovente
solicita que se conceda la suspensión no guarda relación
con los efectos y consecuencias del acto reclamado,



motivo por el cual lo procedente es negar la suspensión


11
definitiva.

La conclusión antes alcanzada se robustece si se

PJF - Versión Pública


considera que del examen de las pruebas documentales
que la empresa quejosa adjuntó a su demanda, no se
advierte indicio alguno del que pueda desprenderse, aun
indiciariamente, que se haya iniciado en su contra algún
procedimiento como consecuencia del oficio reclamado. En
este sentido, con fundamento en lo dispuesto en el artículo
128 de la Ley de Amparo, se niega la suspensión definitiva
solicitada por la quejosa.

CUARTO. Por otra parte, como quedó apuntado, en el


oficio reclamado el Presidente Constitucional de los
Estados Unidos Mexicanos ordenó que se impidiera a la
empresa quejosa participar en licitaciones o adjudicaciones
directas convocadas por el gobierno federal,
específicamente lo relacionado a adquisición de
medicamentos y material de curación. Luego, es
incuestionable que dicho oficio constituye un acto positivo
que, por su propia naturaleza, conlleva una ejecución, pues
se traduce en un hacer voluntario y efectivo de las
autoridades que implica una orden. Siendo así, es
inconcuso que es susceptible de ser suspendido.

Satisfecho el requisito anterior, lo procedente es


verificar si se satisfacen las exigencias previstas en el
artículo 128 de la Ley de Amparo para conceder la medida
cautelar solicitada, a saber:

a) Que la haya solicitado el quejoso; y,

b) Que no se siga perjuicio al interés social ni se


contravengan disposiciones de orden público.
12
El primero de ellos se colma plenamente, pues en el
escrito de demanda la parte quejosa de manera expresa

PJF - Versión Pública


solicitó la medida cautelar para el efecto de que se le
permita participar en los procedimientos de licitación
pública y adjudicación directa emitidos por el gobierno
federal, en específico los relacionados a compras de
medicamentos y material de curación.

En cuanto al segundo de los requisitos se toma en


consideración que con la concesión de la medida cautelar
no se deben infringir disposiciones de orden público ni
vulnerar el interés social. En efecto, si bien la estimación
de orden público e interés social corresponde al legislador,
lo cierto es que no es ajena a la función del juzgador, pues
éste deberá precisarla en cada caso, atendiendo a sus
peculiaridades.

Así, para los efectos de la suspensión, se produce esa


afectación cuando con la medida cautelar se priva a la
colectividad de un beneficio que le otorgan las leyes o se le
infiere un daño que de otra manera no resentiría.

En el caso concreto, el referido requisito debe


relacionarse con el análisis que deriva de la aplicación del
principio de la apariencia del buen derecho, previsto en el
artículo 138 de la Ley de Amparo, que apunta a una
credibilidad objetiva y seria que descarte una pretensión
manifiestamente infundada, temeraria o cuestionable, lo
que se logra a través de un conocimiento superficial,
dirigido a lograr una decisión de mera probabilidad
respecto de la existencia del derecho discutido en el



13
proceso, de modo que, según un cálculo de probabilidades,
sea posible anticipar que en la sentencia definitiva se
declarará la inconstitucionalidad del acto impugnado.

PJF - Versión Pública


En relación con el supuesto normativo establecido en el
artículo 128 de la Ley de Amparo, la Suprema Corte de
Justicia de la Nación, al resolver la contradicción de tesis
115/2003-SS, determinó que el requisito para el
otorgamiento de la suspensión consistente en que no se
siga perjuicio al interés social ni se contravengan
disposiciones de orden público es un concepto graduable,
en función de la exigencia constitucional derivada del
derecho a la tutela judicial efectiva que comprende, como
una de sus manifestaciones, el derecho a un proceso
adecuado para la protección de los derechos
fundamentales defendidos a través del juicio de amparo.

En otras palabras, aun cuando la mayor parte de las


actuaciones de naturaleza pública y de las leyes emitidas
por el Poder Legislativo persiguen fines de carácter público
y social, la eficacia de los derechos constitucionales
defendidos frente a ese tipo de actos impone al Juez de
amparo, al momento de resolver sobre la medida cautelar,
la obligación de realizar un juicio de ponderación y de
equilibrio entre los intereses fundamentales que se
confrontan.

En el contexto descrito, debe tenerse presente que el


artículo 129 de la Ley de Amparo establece, de manera
enunciativa, los supuestos en los que con la concesión de
la medida cautelar se siguen perjuicios al interés social o
se contravienen disposiciones de orden público. Al
respecto, debe decirse que este juzgador no advierte que

14
de paralizar los efectos y consecuencias del oficio
reclamado se actualice alguno de tales supuestos. En

PJF - Versión Pública


efecto, por el hecho de que temporalmente (en lo que se
dicta la sentencia definitiva en el juicio de amparo del que
deriva el cuaderno incidental en el que se actúa) se
detengan las consecuencias del oficio reclamado y, por
tanto, se permita que la quejosa participe en los
procedimientos de licitación pública y adjudicación directa
emitidos por el gobierno federal, específicamente los
relacionados con compras de medicamentos y material de
curación, no se configura ninguna de las hipótesis
establecidas en el referido precepto, de manera que no se
rompe con los principios que tutela el artículo 128, fracción
II, de la Ley de Amparo, pues con los elementos que hasta
este momento se conocen, no se advierte que se
contravengan disposiciones de orden público.

Aún más, este juzgador advierte que lejos de afectarse


el interés social o de que se contravenga el orden público,
en el caso se surte la apariencia del buen derecho para
que se conceda la medida cautelar solicitada. En efecto, el
artículo 28 de la Constitución en lo que interesa dispone:

“Artículo 28. En los Estados Unidos Mexicanos quedan


prohibidos los monopolios, las prácticas monopólicas, los
estancos y las exenciones de impuestos en los términos y
condiciones que fijan las leyes. El mismo tratamiento se dará a
las prohibiciones a título de protección a la industria.

En consecuencia, la ley castigará severamente, y las


autoridades perseguirán con eficacia, toda concentración o
acaparamiento en una o pocas manos de artículos de consumo
necesario y que tenga por objeto obtener el alza de los precios;
todo acuerdo, procedimiento o combinación de los productores,
industriales, comerciantes o empresarios de servicios, que de
cualquier manera hagan, para evitar la libre concurrencia o la
competencia entre sí o para obligar a los consumidores a pagar


precios exagerados y, en general, todo lo que constituya una




ventaja exclusiva indebida a favor de una o varias personas


15
determinadas y con perjuicio del público en general o de alguna
clase social.

Las leyes fijarán bases para que se señalen precios máximos a


los artículos, materias o productos que se consideren
necesarios para la economía nacional o el consumo popular,

PJF - Versión Pública


así como para imponer modalidades a la organización de la
distribución de esos artículos, materias o productos, a fin de
evitar que intermediaciones innecesarias o excesivas
provoquen insuficiencia en el abasto, así como el alza de
precios. La ley protegerá a los consumidores y propiciará su
organización para el mejor cuidado de sus intereses.

No constituirán monopolios las funciones que el Estado ejerza


de manera exclusiva en las siguientes áreas estratégicas:
correos, telégrafos y radiotelegrafía; minerales radiactivos y
generación de energía nuclear; la planeación y el control del
sistema eléctrico nacional, así como el servicio público de
transmisión y distribución de energía eléctrica, y la exploración
y extracción del petróleo y de los demás hidrocarburos, en los
términos de los párrafos sexto y séptimo del artículo 27 de esta
Constitución, respectivamente; así como las actividades que
expresamente señalen las leyes que expida el Congreso de la
Unión. La comunicación vía satélite y los ferrocarriles son áreas
prioritarias para el desarrollo nacional en los términos del
artículo 25 de esta Constitución; el Estado al ejercer en ellas su
rectoría, protegerá la seguridad y la soberanía de la Nación, y
al otorgar concesiones o permisos mantendrá o establecerá el
dominio de las respectivas vías de comunicación de acuerdo
con las leyes de la materia.

El Estado contará con los organismos y empresas que requiera


para el eficaz manejo de las áreas estratégicas a su cargo y en
las actividades de carácter prioritario donde, de acuerdo con las
leyes, participe por sí o con los sectores social y privado.

(…)

No constituyen monopolios las funciones que el Estado ejerza


de manera exclusiva, a través del banco central en las áreas
estratégicas de acuñación de moneda y emisión de billetes. El
banco central, en los términos que establezcan las leyes y con
la intervención que corresponda a las autoridades
competentes, regulará los cambios, así como la intermediación
y los servicios financieros, contando con las atribuciones de
autoridad necesarias para llevar a cabo dicha regulación y
proveer a su observancia. La conducción del banco estará a
cargo de personas cuya designación será hecha por el
Presidente de la República con la aprobación de la Cámara de
Senadores o de la Comisión Permanente, en su caso;
desempeñarán su encargo por períodos cuya duración y
escalonamiento provean al ejercicio autónomo de sus
funciones; sólo podrán ser removidas por causa grave y no
podrán tener ningún otro empleo, cargo o comisión, con
excepción de aquéllos que actúen en representación del banco
y de los no remunerados en asociaciones docentes, científicas,
culturales o de beneficencia. Las personas encargadas de la
conducción del banco central, podrán ser sujetos de juicio
16
político conforme a lo dispuesto por el artículo 110 de esta
Constitución.

El Poder Ejecutivo contará con los órganos reguladores

PJF - Versión Pública


coordinados en materia energética, denominados Comisión
Nacional de Hidrocarburos y Comisión Reguladora de Energía,
en los términos que determine la ley.

No constituyen monopolios las asociaciones de trabajadores


formadas para proteger sus propios intereses y las
asociaciones o sociedades cooperativas de productores para
que, en defensa de sus intereses o del interés general, vendan
directamente en los mercados extranjeros los productos
nacionales o industriales que sean la principal fuente de
riqueza de la región en que se produzcan o que no sean
artículos de primera necesidad, siempre que dichas
asociaciones estén bajo vigilancia o amparo del Gobierno
Federal o de los Estados, y previa autorización que al efecto se
obtenga de las legislaturas respectivas en cada caso. Las
mismas Legislaturas, por sí o a propuesta del Ejecutivo podrán
derogar, cuando así lo exijan las necesidades públicas, las
autorizaciones concedidas para la formación de las
asociaciones de que se trata.

Tampoco constituyen monopolios los privilegios que por


determinado tiempo se concedan a los autores y artistas para
la producción de sus obras y los que para el uso exclusivo de
sus inventos, se otorguen a los inventores y perfeccionadores
de alguna mejora.

El Estado, sujetándose a las leyes, podrá en casos de interés


general, concesionar la prestación de servicios públicos o la
explotación, uso y aprovechamiento de bienes de dominio de la
Federación, salvo las excepciones que las mismas prevengan.
Las leyes fijarán las modalidades y condiciones que aseguren
la eficacia de la prestación de los servicios y la utilización social
de los bienes, y evitarán fenómenos de concentración que
contraríen el interés público.

La sujeción a regímenes de servicio público se apegará a lo


dispuesto por la Constitución y sólo podrá llevarse a cabo
mediante ley.

Se podrán otorgar subsidios a actividades prioritarias, cuando


sean generales, de carácter temporal y no afecten
sustancialmente las finanzas de la Nación. El Estado vigilará su
aplicación y evaluará los resultados de ésta.

El Estado contará con una Comisión Federal de Competencia


Económica, que será un órgano autónomo, con personalidad
jurídica y patrimonio propio, que tendrá por objeto garantizar la
libre competencia y concurrencia, así como prevenir, investigar
y combatir los monopolios, las prácticas monopólicas, las
concentraciones y demás restricciones al funcionamiento


eficiente de los mercados, en los términos que establecen esta




Constitución y las leyes. La Comisión contará con las


17
facultades necesarias para cumplir eficazmente con su objeto,
entre ellas las de ordenar medidas para eliminar las barreras a
la competencia y la libre concurrencia; regular el acceso a
insumos esenciales, y ordenar la desincorporación de activos,
derechos, partes sociales o acciones de los agentes
económicos, en las proporciones necesarias para eliminar

PJF - Versión Pública


efectos anticompetitivos.
(…)
La Comisión Federal de Competencia Económica y el Instituto
Federal de Telecomunicaciones, serán independientes en sus
decisiones y funcionamiento, profesionales en su desempeño e
imparciales en sus actuaciones, y se regirán conforme a lo
siguiente:
I. Dictarán sus resoluciones con plena independencia; (...)”

Del precepto constitucional transcrito se desprende,


para lo que al caso interesa, que en los Estados Unidos
Mexicanos están prohibidos los monopolios y que se
contará con un organismo autónomo que tendrá por
objeto garantizar la libre competencia y concurrencia, así
como prevenir, investigar y combatir los monopolios y las
prácticas monopólicas. Dicho organismo se denomina
Comisión Federal de Competencia Económica y será
dotado de las facultades necesarias para cumplir
eficazmente con su objeto, entre las que se encuentra
ordenar la desincorporación de activos, derechos, partes
sociales o acciones de los agentes económicos, en las
proporciones necesarias para eliminar los efectos
anticompetitivos.

El ordenamiento legal que regula a la referida


dependencia es la Ley Federal de Competencia
Económica cuyos artículos 1, 2, 26, 28 fracciones I y II,
53, 54, 61 y 62 disponen:

“Artículo 1. La presente Ley es reglamentaria del artículo 28 de la


Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos en
materia de libre concurrencia, competencia económica,
monopolios, prácticas monopólicas y concentraciones, es de
orden público e interés social, aplicable a todas las áreas de la
actividad económica y de observancia general en toda la
República.”

18
“Artículo 2. Esta Ley tiene por objeto promover, proteger y
garantizar la libre concurrencia y la competencia económica,
así como prevenir, investigar, combatir, perseguir con eficacia,
castigar severamente y eliminar los monopolios, las prácticas

PJF - Versión Pública


monopólicas, las concentraciones ilícitas, las barreras a la libre
concurrencia y la competencia económica, y demás
restricciones al funcionamiento eficiente de los mercados.”

“Artículo 26. La Autoridad Investigadora es el órgano de la


Comisión encargado de desahogar la etapa de investigación y
es parte en el procedimiento seguido en forma de juicio. En el
ejercicio de sus atribuciones, la Autoridad Investigadora estará
dotada de autonomía técnica y de gestión para decidir sobre su
funcionamiento y resoluciones.”

“Artículo 28. La Autoridad Investigadora tendrá las siguientes


atribuciones:

I. Recibir y, en su caso, dar trámite o desechar por


notoriamente improcedentes las denuncias que se presenten
ante la Comisión por probables violaciones a esta Ley;

II. Conducir las investigaciones sobre probables violaciones a


esta Ley, para lo cual podrá requerir informes y documentos
necesarios, citar a declarar a quienes tengan relación con los
asuntos y, en su caso, realizar visitas de verificación;”

“Artículo 53. Se consideran ilícitas las prácticas monopólicas


absolutas, consistentes en los contratos, convenios, arreglos o
combinaciones entre Agentes Económicos competidores entre
sí, cuyo objeto o efecto sea cualquiera de las siguientes:

I. Fijar, elevar, concertar o manipular el precio de venta o


compra de bienes o servicios al que son ofrecidos o
demandados en los mercados;

II. Establecer la obligación de no producir, procesar, distribuir,


comercializar o adquirir sino solamente una cantidad restringida
o limitada de bienes o la prestación o transacción de un
número, volumen o frecuencia restringidos o limitados de
servicios;

III. Dividir, distribuir, asignar o imponer porciones o segmentos


de un mercado actual o potencial de bienes y servicios,
mediante clientela, proveedores, tiempos o espacios
determinados o determinables;

IV. Establecer, concertar o coordinar posturas o la abstención


en las licitaciones, concursos, subastas o almonedas, y

V. Intercambiar información con alguno de los objetos o efectos


a que se refieren las anteriores fracciones.

Las prácticas monopólicas absolutas serán nulas de pleno




derecho, y en consecuencia, no producirán efecto jurídico




alguno y los Agentes Económicos que incurran en ellas se


19
harán acreedores a las sanciones establecidas en esta Ley, sin
perjuicio de la responsabilidad civil y penal que, en su caso,
pudiere resultar.”

“Artículo 54. Se consideran prácticas monopólicas relativas,


las consistentes en cualquier acto, contrato, convenio,

PJF - Versión Pública


procedimiento o combinación que:

I. Encuadre en alguno de los supuestos a que se refiere el


artículo 56 de esta Ley;

II. Lleve a cabo uno o más Agentes Económicos que individual


o conjuntamente tengan poder sustancial en el mismo mercado
relevante en que se realiza la práctica, y

III. Tenga o pueda tener como objeto o efecto, en el mercado


relevante o en algún mercado relacionado, desplazar
indebidamente a otros Agentes Económicos, impedirles
sustancialmente su acceso o establecer ventajas exclusivas en
favor de uno o varios Agentes Económicos.”

“Artículo 61. Para los efectos de esta Ley, se entiende por


concentración la fusión, adquisición del control o cualquier acto
por virtud del cual se unan sociedades, asociaciones, acciones,
partes sociales, fideicomisos o activos en general que se
realice entre competidores, proveedores, clientes o
cualesquiera otros agentes económicos. La Comisión no
autorizará o en su caso investigará y sancionará aquellas
concentraciones cuyo objeto o efecto sea disminuir, dañar o
impedir la competencia y la libre concurrencia respecto de
bienes o servicios iguales, similares o sustancialmente
relacionados.”

“Artículo 62. Se consideran ilícitas aquellas concentraciones


que tengan por objeto o efecto obstaculizar, disminuir, dañar o
impedir la libre concurrencia o la competencia económica.”

De los preceptos legales citados se advierte que la


Ley Federal de Competencia Económica es reglamentaria
del artículo 28 constitucional en materia de monopolios y
que tiene por objeto, entre otros, promover, proteger y
garantizar la libre concurrencia y la competencia
económica, así como prevenir, investigar, castigar y
eliminar los monopolios, las prácticas monopólicas y las
concentraciones ilícitas. De los propios artículos se
desprende que la Comisión Federal de Competencia
Económica cuenta con un órgano encargado de realizar
las investigaciones sobre las prácticas que puedan
constituir violaciones a la ley de que se trata, entre ellas,

20
las prácticas monopólicas absolutas y relativas y la
concentración. Finalmente, no debe pasar por alto que

PJF - Versión Pública


dicha Comisión, en términos de los preceptos citados,
debe castigar a quienes incurran en las prácticas
prohibidas por la ley.

Como se puede apreciar, la Comisión Federal de


Competencia Económica es el organismo autónomo
facultado por la Constitución Política de los Estados
Unidos Mexicanos para determinar, previa investigación,
cuándo se está ante una práctica monopólica y, en su
caso, adoptar las medidas legalmente pertinentes para
eliminarla e imponer las sanciones que correspondan.

Es muy importante apuntar aquí que el organismo


constitucional autónomo de que se trata puede iniciar las
investigaciones correspondientes de oficio o a solicitud,
entre otros, del titular del Ejecutivo Federal, lo que se
corrobora con el artículo 66 de la Ley Federal de
Competencia Económica que dispone:

“Artículo 66. La investigación de la Comisión iniciará de oficio,


o a solicitud del Ejecutivo Federal, por sí o por conducto de la
Secretaría, de la Procuraduría o a petición de parte y estará a
cargo de la Autoridad Investigadora.”

El citado precepto legal resulta especialmente


trascendente, pues revela que el titular del Poder Ejecutivo
Federal está facultado para denunciar ante la referida
Comisión que alguna persona moral está incurriendo en
prácticas monopólicas, y será la propia Comisión la que,
por mandato constitucional, dicte la determinación que
corresponda una vez agotada la investigación.



21
Sentado lo anterior, debe decirse que en el caso, tanto
del análisis del oficio reclamado como de las demás
pruebas documentales que la quejosa adjuntó a su

PJF - Versión Pública


demanda, no se advierten indicios de los que se desprenda
que la Comisión Federal de Competencia Económica haya
determinado que aquélla incurrió en prácticas monopólicas.
Tampoco se desprende elemento probatorio alguno del
que pueda válidamente inferirse la existencia de alguna
medida cautelar o resolución definitiva de autoridad
competente en la que se haya suspendido el derecho de la
quejosa a participar en licitaciones y adjudicaciones
directas convocadas por el gobierno federal.

En relación con lo expuesto en la parte final del párrafo


anterior, debe decirse que en autos no obra elemento
alguno del que se observe que la Secretaría de la Función
Pública, en ejercicio de las facultades que tiene conferidas,
haya sancionado a la parte quejosa con la inhabilitación
temporal para participar de manera directa o por interpósita
persona en procedimientos de contratación. Luego,
tampoco se actualizan las hipótesis establecidas en los
artículos 59 y 60 de la Ley de Adquisiciones,
Arrendamientos y Servicios del Sector Público que dicen:

“Artículo 59. Los licitantes o proveedores que infrinjan las


disposiciones de esta Ley, serán sancionados por la Secretaría
de la Función Pública con multa equivalente a la cantidad de
cincuenta hasta mil veces el salario mínimo general vigente en
el Distrito Federal elevado al mes, en la fecha de la infracción.
Cuando los licitantes, injustificadamente y por causas
imputables a los mismos, no formalicen contratos cuyo monto
no exceda de cincuenta veces el salario mínimo general
vigente en el Distrito Federal elevado al mes, serán
sancionados con multa equivalente a la cantidad de diez hasta
cuarenta y cinco veces el salario mínimo general vigente en el
Distrito Federal elevado al mes, en la fecha de la infracción.”

“Artículo 60. La Secretaría de la Función Pública, además de


la sanción a que se refiere el primer párrafo del artículo
anterior, inhabilitará temporalmente para participar de manera
directa o por interpósita persona en procedimientos de
22
contratación o celebrar contratos regulados por esta Ley, a las
personas que se encuentren en alguno de los supuestos
siguientes:
I. Los licitantes que injustificadamente y por causas imputables

PJF - Versión Pública


a los mismos no formalicen dos o más contratos que les haya
adjudicado cualquier dependencia o entidad en el plazo de dos
años calendario, contados a partir del día en que haya fenecido
el término para la formalización del primer contrato no
formalizado;
II. Los proveedores a los que se les haya rescindido
administrativamente un contrato en dos o más dependencias o
entidades en un plazo de tres años;
III. Los proveedores que no cumplan con sus obligaciones
contractuales por causas imputables a ellos y que, como
consecuencia, causen daños o perjuicios graves a la
dependencia o entidad de que se trate; así como, aquellos que
entreguen bienes o servicios con especificaciones distintas de
las convenidas;
IV. Las que proporcionen información falsa o que actúen con
dolo o mala fe en algún procedimiento de contratación, en la
celebración del contrato o durante su vigencia, o bien, en la
presentación o desahogo de una solicitud de conciliación o de
una inconformidad;
V. Las que se encuentren en el supuesto de la fracción XII del
artículo 50 de este ordenamiento, y
VI. Aquéllas que se encuentren en el supuesto del segundo
párrafo del artículo 74 de esta Ley.
La inhabilitación que se imponga no será menor de tres meses
ni mayor de cinco años, plazo que comenzará a contarse a
partir del día siguiente a la fecha en que la Secretaría de la
Función Pública la haga del conocimiento de las dependencias
y entidades, mediante la publicación de la circular respectiva en
el Diario Oficial de la Federación y en CompraNet.
Si al día en que se cumpla el plazo de inhabilitación a que se
refiere el párrafo que antecede el sancionado no ha pagado la
multa que hubiere sido impuesta en términos del artículo
anterior, la mencionada inhabilitación subsistirá hasta que se
realice el pago correspondiente.
Las dependencias y entidades dentro de los quince días
naturales siguientes a la fecha en que tengan conocimiento de
alguna infracción a las disposiciones de esta Ley, remitirán a la
Secretaría de la Función Pública la documentación
comprobatoria de los hechos presumiblemente constitutivos de
la infracción.
En casos excepcionales, previa autorización de la Secretaría
de la Función Pública, las dependencias y entidades podrán
aceptar proposiciones de proveedores inhabilitados cuando
resulte indispensable por ser éstos los únicos posibles
oferentes en el mercado.”

Como se ve, no se observa que se hubiese


determinado que la quejosa incurrió en una práctica


monopólica o de competencia desleal, o en una causa de




23
responsabilidad administrativa y que ello generara una
imposibilidad técnica o jurídica o la inhabilitación temporal
para participar en los procedimientos de contratación

PJF - Versión Pública


pública como son la licitación y la adjudicación directa
respecto de los productos que fabrica o distribuye.

Siendo así, es inconcuso que se actualiza la apariencia


del buen derecho, pues ante la inexistencia de los
elementos establecidos en el párrafo anterior, es
incuestionable que no se aprecia que la pretensión de la
promovente sea manifiestamente infundada; antes bien, lo
que se advierte, en un cálculo objetivo de probabilidades,
es la existencia del derecho discutido. En atención a ello,
puede válidamente afirmarse que de no conceder la
suspensión se ocasionarían a la parte quejosa daños y
perjuicios de difícil reparación, toda vez que la ejecución
del oficio reclamado tiene como efectos prohibir su
participación en los procedimientos de licitación y
adjudicación directa convocados por la administración
pública federal, es decir, limitar su libertad de comercio.

Es importante apuntar aquí que no pasa inadvertido


para este juzgador federal que en el oficio que constituye el
acto reclamado se sostiene que la quejosa probablemente
incurrió en operaciones en las que hubo “corrupción y
tráfico de influencias”. Empero, del propio oficio se advierte
que no se tiene la certeza de ello en tanto que de manera
expresa se afirma que no se sabe “a ciencia cierta”.

En estas condiciones, lo así expresado en el


comunicado reclamado tampoco constituye un
impedimento para conceder la suspensión solicitada, toda
vez que no se aprecia la existencia de alguna carpeta de

24
investigación o algún proceso penal en el que se hubiese
adoptado alguna medida cautelar o sanción que le impida a

PJF - Versión Pública


la parte quejosa participar en contrataciones públicas
federales.

En virtud de los razonamientos expuestos, con


fundamento en lo dispuesto en los artículos 128 y 131 de la
Ley de Amparo, se concede la suspensión definitiva
solicitada por la parte quejosa, para el efecto de que las
cosas permanezcan en el estado en que se encuentran y
se le permita participar en los procedimientos de licitación
pública y adjudicación directa emitidos por el gobierno
federal, en específico los relacionados a compras de
medicamentos y material de curación; sin que el oficio
************************ de veinte de marzo de dos mil
diecinueve, sea una limitante para ello; lo anterior, siempre
y cuando la empresa quejosa cumpla con los requisitos
que establecen las leyes aplicables a los procedimientos
de contratación y demás correspondientes.

Sirve de apoyo a lo hasta aquí expuesto la


jurisprudencia número 2a./J. 204/2009, sustentada por la
Segunda Sala de la Suprema Corte de Justicia de la
Nación, visible en la página 315, del Tomo XXX,
correspondiente al mes de diciembre de dos mil nueve, de
la Novena Época del Semanario Judicial de la Federación y
su Gaceta, Materia Común, con número de registro
165659, de rubro: “SUSPENSIÓN. PARA DECIDIR
SOBRE SU OTORGAMIENTO EL JUZGADOR DEBE
PONDERAR SIMULTÁNEAMENTE LA APARIENCIA DEL
BUEN DERECHO CON EL PERJUICIO AL INTERÉS


SOCIAL O AL ORDEN PÚBLICO.”




25
La suspensión otorgada surte sus efectos desde luego
y hasta en tanto se resuelva el fondo del presente asunto.

PJF - Versión Pública


Sin que resulte inadvertido para este juzgador las
documentales ofrecidas por la autoridad Presidente
Constitucional de los Estados Unidos Mexicanos
consistentes en: copia certificada del oficio
5.AP/ARP/2291/2019 de quince de abril de dos mil
diecinueve; copia simple de las actas correspondientes a la
celebración de los fallos de las licitaciones públicas
internacionales BCT Electrónica números LA-051GYN007-
E8-2019 y LA-051GYN007-E9-2019, así como de la
licitación pública nacional electrónica número LA-
051GYN007-E6-2019, de dieciséis y diecisiete de abril del
año en curso, respectivamente, en las que se adjudicaron
diversas partidas a favor de la aquí parte quejosa, con
fechas posteriores a la emisión del oficio aquí impugnado;
empero, en la primera de ellas sólo se desprende la
representación presidencial otorgada en el presente
asunto.

En relación con las restantes probanzas, al tratarse de


copias simples no les reviste valor probatorio alguno, pues
se tratan de una simple reproducción que tomando en
consideración los avances tecnológicos, pueden ser de
un documento inexistente y, por tanto, prefabricado.

Con independencia de lo anterior, aun en el supuesto


de que se les concediera valor a dichas pruebas
documentales, lo único que demostrarían es que la quejosa
tuvo oportunidad de participar en algunas licitaciones
públicas; sin embargo, de ello no se sigue

26
indefectiblemente que el oficio reclamado haya quedado
insubsistente jurídicamente y que no surtirá efectos en el

PJF - Versión Pública


futuro en perjuicio de la propia quejosa, de modo que lo
que tales pruebas pudieran acreditar en forma alguna
incide en el caso para considerar que la suspensión
definitiva no deba otorgarse.

Por otra parte, una vez que se han cumplido los


requisitos de procedencia para el otorgamiento de la
suspensión solicitada, este juzgado procede a analizar los
requisitos de efectividad de la suspensión y, en su caso,
establecerá las exigencias que la parte quejosa debe llenar
y el plazo en que éstas deben cumplirse para que surta
efectos la suspensión otorgada.

En el caso, toda vez que no se reclaman actos


derivados de un procedimiento penal que afecten la
libertad personal ni el amparo se promueve contra el cobro
de contribuciones o créditos de naturaleza fiscal, no ha
lugar a fijar garantía alguna como requisito de efectividad
de la suspensión concedida, de conformidad con los
artículos 132, 135 y 168 de la Ley de Amparo.

Sirve de apoyo a lo anterior la jurisprudencia número


P./J. 43/2001, emitida por el Pleno de la Suprema Corte de
Justicia de la Nación, visible en la página 268, del Tomo
XIII, correspondiente al mes de abril de dos mil uno, de la
Novena Época del Semanario Judicial de la Federación y
su Gaceta, Materia Común, con número de registro
189848, de rubro: "SUSPENSIÓN PROVISIONAL. SURTE
SUS EFECTOS DESDE LUEGO, SIN QUE PARA ELLO


SE REQUIERA DE LA EXHIBICIÓN DE LA GARANTÍA




27
RESPECTIVA."

En consecuencia, con fundamento en los artículos 129,

PJF - Versión Pública


144, 146 y 147 de la Ley de Amparo, este Juzgado de
Distrito;

RESUELVE:

PRIMERO. Se niega la suspensión definitiva solicitada


por ***** ******** *************** ******** ******* **
******* ******** , por los motivos expuestos en el
considerando tercero de esta resolución.

SEGUNDO. Se concede la suspensión definitiva


solicitada por ***** ******** *************** ********
******* ** ******* ********, para los efectos y motivos
expuestos en el último considerando de esta interlocutoria.

Notifíquese y personalmente a la parte quejosa.

Así lo resolvió y firma Francisco Gorka Migoni


Goslinga, Juez Décimo de Distrito en Materia
Administrativa en la Ciudad de México, quien actúa asistido
por el Secretario Gustavo Andrés Morales Sotres, quien
autoriza y da fe. Doy fe.
FGMG/GAMS/GAM

EL JUEZ EL SECRETARIO

Razón. En esta fecha se giraron los oficios 26823, 26824, 26825, 26826, 26827 y
26828 a las autoridades correspondientes, notificándoles el auto que antecede.
Conste.

28
PJF - Versión Pública
En la Ciudad de México, siendo las nueve horas del día, el Actuario del Juzgado
Décimo de Distrito en Materia Administrativa en la Ciudad de México, publicó en la
lista que se fija el ____________________________ en los estrados de este
Órgano Jurisdiccional, la resolución o acuerdo que antecede, con lo cual quedan
notificadas de ello las partes en este juicio de amparo, hecha excepción de las que
deban notificarse personalmente o por oficio, se asienta la presente razón, de
conformidad con lo dispuesto por los artículos 24, 26, fracción III y 29, de la Ley de
Amparo. Doy Fe.

El Actuario_________________________________.

En _______________________________ surtió todos sus efectos legales la


notificación a que se refieren las razones que anteceden, conforme a la fracción II
del artículo 31 de la Ley de Amparo. Doy fe.

El Actuario_________________________________.

El suscrito actuario judicial adscrito al Juzgado Décimo de Distrito en Materia


Administrativa en la Ciudad de México, hace constar que los presentes sellos de
publicación pertenecen a la resolución de fecha
_______________________________ correspondiente al expediente número
573/2019–MESA AUXILIAR, promovido por GRUPO FÁRMACOS
ESPECIALIZADOS SOCIEDAD ANÓNIMA DE CAPITAL VARIABLE. Doy Fe.

El Actuario_________________________________.

.



29
PJF - Versión Pública
El veintitres de abril de dos mil diecinueve, el licenciado Gustavo Andrés
Morales Sotres, Secretario de Juzgado, con adscripción en el Juzgado
Décimo de Distrito en Materia Administrativa en la Ciudad de México, hago
constar y certifico que en esta versión pública no existe información
clasificada como confidencial o reservada en términos de la Ley Federal de
Transparencia y Acceso a la Información Pública. Conste.