Anda di halaman 1dari 15

La automedicación es una práctica muy

frecuente en nuestro medio y en el mundo


entero, llevada a cabo por razones sociales,
económicas y culturales que muchas veces más
que satisfacer las necesidades de salud del
individuo las empeoran.
Es una situación en que los pacientes utilizan los
medicamentos sin ninguna intervención del médico u
otro profesional autorizado incluye la adquisición de
medicamentos de venta con receta médica en
establecimientos farmacéuticos (farmacias y boticas)
sin presentación de la prescripción médica.

Uso inadecuado de medicamentos, principalmente de


aquellos cuya condición de venta establecida por la Autoridad
Sanitaria es con receta médica, pues se puede presentar una
elección incorrecta del medicamento por autodiagnóstico
equivocado, uso y administración incorrecto.
SALUD INDIVIDUAL

FAMILIAR

COLECTIVA

El uso de medicamentos sin receta


médica puede interferir en el diagnóstico
MEDICAMENTOS
y tratamiento oportuno de las
enfermedades.

HIERBAS

Se incrementa el riesgo de reacciones


REMEDIOS
adversas, intoxicacionesCASEROS
e interacciones
Medicamentosas.

No debe comprarse medicamentos


establecimientos no autorizados por que
pueden adquirir productos falsificados,
adulterados, vencidos o mal conservados.

Se incrementa el riesgo de resistencia a los


antimicrobianos, un grupo de
Medicamentos que debe ser utilizado en
todos los casos, bajo prescripción médica.
 El limitado acceso a servicios de salud

 Existencia de barreras económicas por los bajos Ingresos de la


población

 Bajos niveles de educación e información

 El acceso libre a medicamentos de venta sin receta médica.


 La promoción y publicidad sesgada y exagerada por parte de la
industria farmacéutica
Antiflamatorio ( Naproxeno)

Analgesico ( Paracetamol )

Antibiotico ( Amoxicilina)

Ansioliticos ( Diazepam)

Antidiarreico
( Loperamida )

Mucolíticos
Cuando acuda al médico no le oculte nada sobre los fármacos
que ha venido ingiriendo para que él pueda prevenir
interacciones de los diferentes compuestos químicos.

Es muy común dejarnos llevar por la publicidad de


algunos medicamentos ya sea por la radio, televisión,
etc., de esta misma manera se estaría auto
medicando.

No cambie las dosis que le ha recetado el médico, si


no siente algún efecto y cree que no está
funcionando ese medicamento, acuda de nuevo
pero no se aumente la dosis.

No mezclar las bebidas alcohólicas con los


medicamentos, los efectos pueden ser peligrosos,
especialmente cuando se trata de sedantes o
tranquilizantes.
No comprar clandestinamente el medicamento
que el doctor se negó a recetarle, ni acuda
donde otro médico poco escrupuloso, quien
receta lo que el cliente quiere a cambio de
buenos honorarios.

En caso de reacción inesperada, llame o acuda


inmediatamente al médico tratante, no se debe consultar
con el farmacéutico, aunque él tiene amplios conocimientos
sobre los medicamentos que vende, no está capacitado para
recetarlos.