Anda di halaman 1dari 12

LICEO CRISTIANO NAZARETH

Cristiana

Mariela Bonilla

Pornografía y sus consecuencias

Integrantes: Andrea Alejandra Pérez Bailón

Emerson Orlando De La Cruz Felipe

Nayeli Del Rosario Galdámez Soto

Nelson Antonio Quevedo Pineda


CITAS BÍBLICAS

1) Corintios 6:18
Huid de la fornicación. Todos [los demás] pecados que un hombre comete están
fuera del cuerpo, pero el fornicario peca contra su propio cuerpo.

2) Job 31:1
Hice un pacto con mis ojos, ¿cómo podía entonces mirar a una virgen.

3) Mateo 5:27-28
Habéis oído que se dijo: “NO COMETERÁS ADULTERIO.” Pero yo os digo que
todo el que mire a una mujer para codiciarla ya cometió adulterio con ella en su
corazón.

4) 1 Juan 2:16
Porque todo lo que hay en el mundo, la pasión por la carne, la pasión de los ojos y
la arrogancia de la vida, no proviene del Padre, sino del mundo.

5) Salmo 119:37
Aparta mis ojos de mirar la vanidad, y vivificarme en tus caminos.
PORNOGRAFÍA
El termino pornografía en su forma abreviada hace referencia a todo aquel material que
representa actos sexuales o actos eróticos con el fin de provocar la excitación sexual del
receptor desde la década de 1870, el cine pornográfico se ha desarrollado hasta convertirse
en el género erótico más típico. A veces pornografía se entiende como cine pornográfico,
aunque en lo absoluto han desaparecido la literatura y el arte.

La pornografía se manifiesta a través de una multitud de plataforma, tales como animación,


el cine, la escultura, la fotografía, la historieta, literatura o la pintura, y ha logrado gran
auge en los medios como las revistas pornográficas e incluso el audio (Sexo telefónico) y
últimamente en internet.

Tipos de pornografía

Aunque pueden realizarse varias clasificaciones según los participantes, la temática o las
posturas, una forma muy extendida de agrupar los géneros pornográficos es de menos a
más explícito (ya sean las posturas de pose o las acciones representadas). De esta manera
estarían:

Softcore

Es el género pornográfico en el que las escenas de sexo no se muestran de forma explícita.


En el cine y la televisión, en particular, no incluye primeros planos de genitales (masculinos
ni femeninos) y tampoco muestra en detalle penetraciones y felaciones. Los actores o
modelos suelen tapar una parte de sus cuerpos.
Hardcore

Es el género pornográfico más extremo, pues muestra explícitamente el acto sexual, ya sea
vaginal, anal u oral, o con aparatos o cualquier otro tipo de utensilios.

Este tipo de pornografía se subdivide según la orientación sexual: heterosexual,


homosexual (masculino o femenino) y bisexual. Las primeras películas pornográficas y la
gran mayoría de las películas actuales son heterosexuales; las películas homosexuales son
las segundas más vendidas y producidas. Existe también la variante del género transexual y
la zoofilia (actos sexuales con animales).

Mediumcore o pornografía convencional

Es aquella donde los modelos enseñan la totalidad del cuerpo en posturas más o menos
provocativas.

Las famosas revistas Playboy o Penthouse son quizá los ejemplos más conocidos de este
tipo de pornografía. Pese a existir clasificaciones que las colocan en el apartado anterior.

Posporno

El postporno o posporno busca deliberadamente subvertir las reglas del porno tradicional
(y, con ello, de los modelos de sexualidad que lo sustentan) con fines políticos (servir de
medio a la articulación de otras sexualidades posibles, ajenas a los cánones hegemónicos).

El concepto «postporno» fue introducido por el fotógrafo erótico Wink van Kempen y
popularizado por la activista, trabajadora sexual y artista Annie Sprinkle. Se desarrolla en la
década de los 90’s en EE. UU. Y Canadá conectado con el activismo queer y el
posfeminismo. Surgió como un nuevo estatuto de la representación sexual: a través de una
deconstrucción de la heteronormatividad y naturalización, Sprinkle nos hizo pensar en el
sexo como una categoría abierta para el uso y apropiación del placer más allá del marco de
victimización de la censura y el tabú. El movimiento se encuentra hoy activo y resulta
corresponderse con un ambiente creativo y revolucionario que nos llama a reflexionar sobre
lo que es una imagen pornográfica, lo que es el género, y todo lo que, en definitiva, se
plantea el llamado transfeminismo.
Pornografía infantil

Se denomina pornografía infantil a toda representación de menores de edad de cualquier


sexo en conductas sexualmente explícitas. Puede tratarse de representaciones visuales,
descriptivas, como por ejemplo en ficción, o incluso sonoras.

"Pornografía" es un término difícil de delimitar, sin embargo cuando se trata de pornografía


infantil, esta se encuentra expresamente definida en el protocolo facultativo de la
Convención sobre los Derechos del Niño de la Organización de las Naciones Unidas en los
siguientes términos:

Artículo 2 A los efectos del presente Protocolo:

c) Por pornografía infantil se entiende toda representación, por cualquier medio, de un niño
dedicado a actividades sexuales explícitas, reales o simuladas, o toda representación de las
partes genitales de un niño con fines primordialmente sexuales.

https://es.wikipedia.org/wiki/Pornograf%C3%ADa

10 efectos tóxicos de la pornografía

1. Crea lazos emocionales con un mundo artificial.


Todos los seres humanos necesitan de una estabilidad emocional y en algún punto
de la vida muchos se adentran en el mundo irreal de la pornografía utilizándolo de
una manera desfavorable para su vida emocional y personal y puede perder la
habilidad de crear lazos con personas reales.
2. Sexo sin cercanía emocional.
La persona siente vacío sexual y no puede satisfacerse así mismo teniendo así
problemas en las relaciones emocionales; prosiguen con los resultados por su
insatisfacción, depresión y con ansiedad. La pornografía se trata de la utilización del
sexo para razones que son las equivocadas.

3. Insatisfacción.
A principio la persona que entra en el mundo de la pornografía se siente satisfecha
con su deseo sexual pero al pasar el tiempo no siente la misma satisfacción sexual
ya que la pornografía es artificial.

4. Se dispara el siclo de la adicción.


Al principio los espectadores lo toman como una distracción, con el paso del tiempo
se vuelve una adicción así como las drogas y el alcoholismo haciendo que los
espectadores sientan la necesidad y obligación de tener que verlo siempre dañando
así su vida emocional y psicológica.
5. Frustración.
En muchas ocasiones, las personas usan a pornografía para sentir placer y escapar
de los sentimientos de baja autoestima, ansiedad, aburrimiento y frustración. Esa
actitud ante lo sentimientos antes mencionados crea una puerta para la adicción.
Cuando la oleada del placer desaparece los sentimientos de los cuales esa persona
estaba tratando de huir, reaparece con más fuerza que nunca, y la obligan a repetir el
ciclo. Con el tiempo, la química cerebral se ve alterada y se produce una adicción
con todas y cada una de sus letras.

6. Gran decepción.
Desde el primer momento que las personas sienten atracción por la pornografía
debido a los personajes e imágenes que ofrecen la página que genera emociones que
las personas pueden sentir que sean positivas y al principio generan placer pero con
el transcurrir del tiempo la persona comienza a sentir emociones opuestas a la del
comienzo sintiendo frustraciones soledad y autoestima.
7. Imitación de lo real.
Tener relaciones por placer y no por amor, teniendo así la imitación de lo real
usando así lo irreal como mascara con lo que es real.

8. Siempre con hambre.


Al ser una adicción crea en el organismo una especie de apetito exagerado por la
misma ansiedad, eso pasa por el tiempo en que pasan consumiendo visualmente la
pornografía, y esto puede poner en peligro la vida personal y laboral de la persona.

9. Incremento del estímulo.


Con el paso del tiempo la pornógrafa que el espectador veía se vuelve aburrida y
corriente el cual la persona tiene deseo de más, obligándolo así a buscar y ver
escenas las cuales antes creía que estaban mal o van más allá de lo normal.
Teniendo un mayor deseo.
10. La cruda verdad.
Al final la pornografía no te hará ningún bien solamente te afectara físicamente
emocionalmente, ya que no va a mejorar tu estabilidad no legara a llenar ese vacío
que las persona pueden tener de la infancia o de algún golpe emocional, muchas
personas piensas que al meterse a este mundo podrán sentirse mejor cuando
realmente no es así simplemente te hará daño.

https://www.familias.com/conoce-los-10-efectos-toxicos-de-la-pornografia/
Daño al cerebro

La pornografía es como una droga: a simple vista la cocaína y la pornografía no parecen


tener mucho en común, sin embargo estudios han demostrado que el uso de la pornografía
hace que tu cerebro libere los mismos productos químicos de placer de la misma forma en
la que lo hacen las drogas. Lo más preocupante de “esta nueva droga” es que su acceso es
muchísimo más fácil, basta con un clic.

La pornografía cambia tu cerebro: al igual que el drogadicto, el consumidor de pornografía


eventualmente requerirá cada vez una dosis mayor para satisfacer sus deseos de placer. La
pornografía puede incluso afectar la forma en la que normalmente solucionas los problemas
de tu día a día, lo más aterrador es que entre más pornografía consume una persona, más
grave es el daño a su cerebro y se vuelve más difícil liberarse. Pero hay buenas noticias,
este fenómeno funciona en dos sentidos, esto quiere decir que el daño al cerebro puede
deshacerse cuando alguien se aleja de este tipo de conductas y comportamientos no
saludables.

La pornografía es adictiva: los cigarros, el alcohol y las drogas tienen más en común de lo
que te imaginas, claro, algunos se encienden para fumarlos y los otros se vierten en un
vaso; pero una vez que están en el cuerpo su efecto en el cerebro es el mismo, se activa una
sustancia llamada dopamina y es precisamente esa sustancia la que lo hace adictivo. La
pornografía hace exactamente lo mismo.

La pornografía afecta el comportamiento: muchos consumidores de pornografía buscan


formas de excitarse a través de cosas que antes probablemente les daría asco o aspectos que
con anterioridad considerarían como poco éticos y moralmente incorrectos. Una vez que los
consumidores comienzan a ver actos sexuales extremos y peligrosos, al paso del tiempo su
cerebro empieza a normalizar ese tipo de actos, considerándolos como comunes y sin
mayor relevancia en aspectos morales.

La adicción a la pornografía se intensifica cada vez más: debido a su naturaleza adictiva y


con el fin de sentir simplemente una sensación de normalidad, el individuo tiende a
aumentar la dosis de pornografía. Por lo tanto, entre más tiempo pasa, es más difícil
alcanzar el mismo nivel de satisfacción.
Daño de relaciones

La pornografía mata al amor: en la vida real, el amor requiere de una persona real. Estudios
recientes han descubierto que luego de haber estado expuestos a la pornografía, los
individuos se califican a sí mismos con menor capacidad de amar que aquellos individuos
que no tuvieron contacto con la pornografía. Además, otros estudios afirman que los
individuos que expuestos a imágenes pornográficas tienden a ser más críticos en cuanto a la
apariencia física de su pareja.

La pornografía es una mentira: en este tipo de material, todo es mentira, desde las miradas y
las supuestas razones del acto sexual. Los consumidores de la pornografía están tan
obsesionados con perseguir algo que no es real.

La pornografía daña a tu futuro(a) esposo(a): estudios han revelado que las parejas de los
consumidores de pornografía a menudo reportan pérdidas del sentimiento, demuestran
mayor desconfianza, devastación, ira e incluso muchas muestran síntomas físicos de
ansiedad y depresión.

La pornografía te deja solo(a): entre más se consume más difícil se hace para la persona
entablar relaciones reales. Como resultado, muchos consumidores comienzan a sentir que
algo anda mal con ellos; no saben cómo volver a ser como antes.
Daño a la sociedad

El sucio secreto de la pornografía: ante los espectadores, la pornografía puede parecer un


mundo de fantasía, placer y emociones. Sin embargo, para los que son partícipes y
protagonistas en la producción del mundo pornográfico, sus experiencias a menudo están
inundadas por drogas, enfermedades, esclavitud, trata de personas, violación y abuso.

La pornografía conduce a la violencia: no es ningún secreto que la pornografía es violenta,


incluso hasta la más corriente está llena de mujeres que son físicamente y verbalmente
maltratadas.

La pornografía da ideas torcidas sobre el sexo: aunque no se quiera creer, los adolescentes
están recibiendo educación sexual a través de la pornografía. Investigadores han encontrado
repetidamente que las personas que han visto una gran cantidad de pornografía son más
propensas a comenzar a tener relaciones sexuales antes del matrimonio y con una
diversidad grande de personas, lo cual trae como consecuencia enfermedades contagiosas
de transmisión sexual, embarazos en adolescentes, abortos y métodos anticonceptivos que
ponen en riesgo la vida de adolescentes. Otro aspecto importante a resaltar, es la tendencia
del fenómeno del sexting o sexteo, que es una conjunción de las palabras “sex” y “texting”
(sexo y texteo); este término es un anglicismo que sirve para referirse al envío de
contenidos eróticos o pornográficos por medio de los teléfonos móviles.

El daño de la pornografía está cambiando rápidamente: existen datos que reflejan que la
pornografía ha existido desde hace mucho tiempo, hombres cavernícolas que dibujaron
imágenes sexuales en sus muros de piedra, y los antiguos griegos que pintaban dichas
imágenes en cerámicas.

https://laopcionv.com/articulos/3-niveles-de-dano-por-ver-pornografia/