Anda di halaman 1dari 3

¿Por qué los nuevos hogares peruanos han

reconfigurado el consumo?
Fuente: Perú Retail

El 58% de hogares en el Perú lo conforman parejas sin hijos. Este nuevo


panorama ha originado un cambio de necesidades en los consumidores que
muchas empresas tendrán que tomarlo en cuenta.

En los últimos cinco años, la demografía del Perú y de las familias ha


experimentado cambios significativos que han impactado en la canasta
general. Según la consultora Kantar, en un contexto económico en
recuperación, los hogares peruanos y sus necesidades se orientan cada vez
más hacia la conveniencia, la proximidad y la practicidad.

Con una tasa de crecimiento poblacional que ha descendido del 1.6% (2007) al
1% (2017), según data del INEI, cada vez son más los hogares con menos
miembros, revela un reciente estudio de Kantar.

En la actualidad, el 58% de hogares en Perú, lo conforman parejas sin hijos


(30%) y con niños menores de 5 años (28%), los que crecieron en +4% y +2%
desde el 2015 hasta la actualidad, respectivamente.

Cada vez son más las parejas que prefieren tener una relación sin hijos.

Ambos grupos son los responsables del 59% del gasto de la canasta general a
nivel nacional. Y de estos dos tipos de familia, el primero fue el que más
incrementó su consumo (+7%) entre abril del 2018 a marzo del 2019 versus
igual período del año anterior.

FAMILIAS CON HIJOS

Por el contrario, los hogares con hijos de 6 a 17 años (18%), los


monoparentales con hijos (16%) y los que tienen hijos de 18 a 29 años (8%),
que conforman el 42% de las familias existentes en el país y generan el 41%
del gasto en la canasta; han descendido su consumo básico en -3%, -3% y -
4%, respectivamente en el período que va desde abril del 2018 a marzo del
2019 frente al mismo tramo del año previo.

A la luz de estos resultados, Cecilia Ballarín, gerente comercial de la división


Worldpanel de Kantar, enfatizó que pese al descenso generado al primer
trimestre de este año, los hogares sin hijos son los que menos restricciones
han tenido en su nivel de compra ni han sacrificado categorías de productos,
aunque siempre andan en busca de una mejor ecuación de valor.

El perfil de este tipo de hogares se concentra en especial en los niveles


socioeconómicos (NSE) A, B y C (64%) y mayoritariamente se ubican en Lima
y la región Norte (73%). Además, el 20% de su gasto en el hogar lo hacen en
las cadenas de autoservicios; y las categorías de productos que más
consumen se concentran en las canastas de alimentos, belleza (fragancias,
corporales y tratamientos para el cabello) y alimentos para mascotas.

CONSUMO DE MEDIOS EN PERÚ

Los cambios que se han dado en el estilo de vida de los peruanos también se
han reflejado en el consumo de medios. Durante su alocución, Francisco
Carvajal, director gerente de Kantar Ibope Media, expresó que aunque a la
fecha, la televisión abierta y la publicidad en vía pública son los medios de
mayor consumo en el Perú, internet ha tenido un crecimiento acelerado en los
últimos años.

Vale resaltar que, desde el 2015 hasta el 2019, internet ha tenido un


crecimiento de +18% en el caso de las parejas sin hijos; mientras que en
cuanto a los hogares con hijos menores a 5 años, el consumo de internet
registró un crecimiento de +30%. El ejecutivo enfatizó en que hay una
proliferación de pantallas en cuanto a consumo de medios en Perú (se usan
desde 2 hasta 4 tipos de pantallas: televisión, computadoras, celular y tablets);
lo cual se expresa en un complemento entre las pantallas de televisión y las
digitales.

MUJER EMPODERADA

También se debe señalar que actualmente la mujer dispone de más


presupuesto, pero tiene menos tiempo para comprar. Este grupo de mujeres se
caracteriza por ser un consumidor ávido de experiencias.

El empoderamiento femenino también ha dejado sentir su influjo en las nuevas


demandas de los hogares peruanos durante los últimos meses, lo que se
mantendrá en el 2019 y en adelante.

El empleo formal de las mujeres creció 7 veces más que el de los hombres; por
lo que el porcentaje de amas de casa con presupuesto restringido descendió
en 20% mientras que el de las que tienen tiempo limitado subió en 17% entre
el 2014 y 2019.