Anda di halaman 1dari 6

ANTES Y DURANTE, EL 4 DE FEBRERO DE 1992.

0

La acción militar que se llevará a cabo inmediatamente tiene como propósito desalojar del gobierno a
quienes han envilecido paulatinamente el alma de nuestra República de Venezuela.
 

Nosotros, como militares herederos del Ejército Libertador, no podemos permanecer indiferentes a
lo que hoy sucede. El inmenso grado de corrupción que plaga todas las esferas de nuestro país, la
gran cantidad de privilegios con que cuentan algunos, la falta de castigo a las personas que todos
sabemos culpables de haber tomado indebidamente dineros públicos, las políticas económicas que
colocan en posición deplorable a los venezolanos más sencillos, la venta a consorcios extranjeros
de nuestras empresas fundamentales, la imposibilidad que tiene la gran mayoría de los venezolanos
para satisfacer sus necesidades básicas, la ineficiencia del sistema y de todos los servicios
públicos y en fin el desconocimiento de nuestra soberanía en todos los terrenos, nos fuerzan a
tomar una acción destinada a reivindicar la democracia.

El Presidente de la República no es una persona confiable para representar el país en las


negociaciones sobre el Golfo de Venezuela, dice una cosa un día y otra al día siguiente... Nadie
puede tener seguridad en sus afirmaciones.
La renovación de la democracia son motivos más que suficientes para emprender la acción de las
armas, y son ideales por los cuales vale la pena asumir un riesgo hasta el sacrificio.
Si nuestro movimiento resulta triunfante, le entregaremos el poder a nuestro pueblo para que
vivamente lo ejerza. Si nuestro movimiento no llegare a alcanzar los objetivos deseados, sabemos
que la mentira se utilizará para descalificarnos.
A la víspera de nuestra acción, esperamos que los venezolanos ejerzan, como en seguida lo
haremos nosotros, el derecho constitucional a la rebelión, y deseamos que nuestros compañeros de
armas ubicados en el pensamiento y en la acción del Padre de la Patria sean capaces de asumir una
conducta cónsona con los ideales de Simón Bolívar".

Según, la mitificación histórica, la anterior proclama fue escrita el 3 de febrero por el


Comandante Hugo Chávez; pues la verdad sea dicha…
Quizás, la citada proclama ni siquiera existió, lo que si existían eran unos Decretos,
redactados por Kléber Ramírez Rojas (confirmado en su libro Historia documental del
4 de Febrero, Caracas 1998); los cuales se ejecutarían en caso de triunfar la rebelión.
Kléber Ramírez Rojas, conocido ideólogo izquierdista, pese a mantenerse al margen de
los movimientos conspirativos (conocidos en artículos anteriores); dio recomendaciones
para la intentona golpista, las cuales fueron disentidas por otros dirigentes políticos.
Existía un extenso proyecto cívico-militar, iniciado por Douglas Bravo y concretado por
Kléber Ramírez, quien organizó Grupos de Universitarios, que a su vez redactaron los
   
programas de Gobiernos del 4-F. Es decir, que no fueron solo Decretos, los elaborados
para ese día, sino programas de carácter Regional, Nacional e Internacional. En
Conclusión, el Movimiento que impulsó las intentonas del 4-F y del 27-N, fue el mismo
que  impulsó los alzamientos de 1962, conocidos históricamente como  El Carupanazo
y El Porteñazo, (y muy probablemente el Caracazo). Es decir que en Venezuela, existe
una historia de Conspiración, con una data de más de 50 años…
Existían 8 Comandos:
El Comando Caracas, responsables Hugo Chávez y Acosta Chirinos, Comando Goajira
(Zulia), responsable Arias Cárdenas, Comando Jirahara (Aragua y Carabobo),
responsables Jesús Ortiz Contreras y Jesús Urdaneta Hernández; así como los
comandos: Timotocuica (Mérida y Táchira), Varyna (Barinas y Apure), Cumanagoto
(Cubría la Zona Oriental), y Piaroa (cubría Bolívar y Amazonas); sobre estos últimos
comandos, existe poca referencia, ni de sus líderes naturales, se comenta que Raúl
Baduel era Comandante de uno de ellos. Lo cierto es que estos últimos comandos no
salieron el 4-F; supuestamente porque solo lo harían una vez conocido el triunfo en
Caracas…
La Operación denominada Reconstrucción 92, triunfó en Zulia, su máximo Jefe
Francisco Arias Cárdenas, quien se desempeñaba como comandante del Grupo de
Artillería Misilistica José Monagas, había tomado a las 12 de la noche del 3 de febrero,
la Casa del Gobernador del Zulia, Oswaldo Álvarez Paz, y desde la misma se Proclamó
Gobernador Militar del Estado Zulia, dando a conocer por una emisora radial los
motivos del Golpe y los principios del MBR-200; Arias, también había tomado el Puente
sobre el Lago, los Destacamentos 33 y 35 de la Guardia Nacional, el Cuartel de
patrulleros de la Policía del Estado, La sede de la DISIP, la Instalaciones petroleras de la
Costa Oriental del Lago, el Canal II de TV, etc.; pero al fracasar las operaciones en
Caracas, Arias depuso las armas.
Mientras tanto, en Maracay se sublevaron 3 Batallones de la 41 Brigada de Infantería
Paracaidista y el Batallón García de Sena, al mando de Teniente Coronel Jesús
Urdaneta Hernández, y el Batallón de Cazadores General Vásquez, al mando del
Teniente Coronel Jesús Ortiz Contreras; los combates más intensos se dieron en el
Cuartel Páez, en el Cuartel La Placera, y en La Base Libertador, a la cual no lograron
ingresar, ni utilizar los aviones.
Por su parte, en Valencia, actuaron el Batallón Blindado Pedro León Torres, el Grupo de
Artillería de Campaña Lara, el Batallón de Apoyo José G. Lugo, 1 Compañía de
Comunicaciones y una Compañía de Honor. Durante, aproximadamente, 15 horas,
lograron controlar varios puntos estratégicos de la ciudad, tal como: el Comando
Regional N°2 de la Guardia Nacional.
El alzamiento de 4-F, fue ejecutado según el Plan de Operaciones “Ezequiel Zamora”,
preparado por el Teniente Coronel Arias Cárdenas, sobre la base de los principios de: la
sorpresa,la maniobra, la movilidad
 y la concentración  de fuerzas. Los principios
 de
Maniobra y Movilidad funcionaron como debían, desde el comienzo del alzamiento.
Los Batallones de Paracaidistas “Briseño” y “Chirinos”, el Batallón Misilistico “Ezequiel
Zamora” y la Compañía  de Tanques del Batallón “Pedro León Torres” se movilizaron
con gran rapidez a Caracas. Mas no así, el Batallón al mando del Teniente Coronel
Hugo Chávez, el cual salió rumbo a Caracas a las 9:30 pm, desviándose,
sorpresivamente, por la carretera de los Teques, Razón por la cual, llega a Caracas a
las 12:05 (esta hora se encuentra señalada en todos los informes de la época); su
llegada se produce justo cuando se iniciaba el ataque a Miraflores. Desde su llegada,
Hugo Chávez se atrinchera en el Museo Histórico Militar de la Planicie, manteniéndose
al margen del lugar específico donde se estaba dando el combate (Miraflores) y donde
debía estar…
Por su lado, Acosta Chirinos ya tenía controlada la Carlota.
Mientras tanto, Arias Cárdenas (que ya había controlado Zulia), esperaba la
comunicación de Chávez, con el fin de trasladarse a Caracas, para tomar el mando en
Miraflores, y enviar a Chávez a Fuerte Tiuna para comandar el Batallón Caracas, lo cual
significaba la victoria del proyecto de Arias Cárdenas…
Y es precisamente, en el Museo de Historia Militar, donde Chávez es detenido. Y es a la
1pm del 4-F, cuando Chávez efectúa su breve y conocida alocución ante los medios de
comunicación.

También te recomendamos:

   
Reportan que las enfermedades endémicas continúan en ascenso. Médicos aclaran

LA VERDAD OCULTA DEL BACHAQUEO…Y LA GUERRA ECONÓMICA. Ciertamente, entre


   
Las cadenas de oro que podrían terminar de hundir a Venezuela.

Un mes de protestas en Venezuela: 22 muertos y más de mil detenidos

Un mes de protestas en Venezuela: 22 muertos y más de mil detenidos

Comentar este post


Contáctanos
  
Standard view
   