Anda di halaman 1dari 14

Se ha hecho igualmente una breve referencia a los sistemas de información geográfica y su relación con la

cartografía desde el punto de vista un tanto conceptual. Mucho de lo que se trata en estos apuntes es
producto de varias décadas de experiencia sobre el tema y de lo que ha podido percibirse por la actuación
del autor como colaborador de la Dirección General de Geografía del INEGI. Ello explica la continua
referencia a esta Institución en el cuerpo de los apuntes.

Los errores que aparezcan en este trabajo son única y exclusivamente de la responsabilidad del autor.

Finalmente, se espera que este trabajo pueda contribuir en algo al conocimiento y a despejar dudas sobre
la esencia y práctica de la Cartografía.

Aguascalientes, febrero de 2008

CONCEPTOS BASICOS

CARTOGRAFIA

Se considera a la Cartografía como el arte, ciencia y técnica de hacer mapas y el estudio de éstos
como documentos científicos y obras de arte. Esta es la definición clásica adoptada durante mucho
tiempo, dada originalmente por la Asociación Cartográfica Internacional (ICA). Durante la 17ava.
Asamblea General de esta Asociación, celebrada en Barcelona, España en septiembre de 1995, se adoptó
una nueva definición, que se expresa en los siguientes términos: Cartografía es la disciplina que trata
sobre la concepción, producción, difusión y estudio de los mapas. En relación con la primera de estas
definiciones, el diagrama de la figura 1 establece la relación funcional de los tres aspectos considerados
en la definición.

7
C A R T O G R A FI A

ARTE CIENCIA TECNICA

MAPAS

Figura 1

El hecho de incluir los tres aspectos, arte, ciencia y técnica, representa una solución de compromiso
en la definición, ya que dentro del mundo cartográfico hay quienes favorecen y defienden una
determinada corriente de pensamiento en el sentido de que la cartografía es fundamentalmente un arte.
Para otros, en la cartografía todo es científico y muy poco hay de artístico, y para un tercer grupo, es más
que todo una técnica, considerada ésta como el conjunto de procedimientos asociados a un arte o ciencia.
Los defensores del primer concepto aducen que con el fin de crear un mapa es necesario poseer un cierto
sentido artístico para balancear la información representada, situar adecuadamente los rótulos, utilizar los
colores, dibujar las líneas. Para el cartógrafo-artista la presentación del mapa es lo esencial y la
información en sí es secundaria; sus productos tienen un carácter pictórico fundamental. En el polo
opuesto, los cartógrafos-científicos defienden con celo la idea de que es necesaria una base científica para
la creación de un mapa: matemáticas, geodesia, física, electrónica, etc.; sus productos son muy precisos, a
veces en extremo y en ocasiones difíciles de interpretar en términos de la información contenida. En el
caso de los cartógrafos puramente técnicos, para producir un mapa basta con seguir una tecnología
establecida, sin que sea necesario conocer su fundamento.

Un poco de reflexión puede conducir a la conclusión de que favorecer una sola corriente de
pensamiento constituye una idea equivocada, ya que en la realidad y como se tendrá oportunidad de
reconocerlo más adelante, los tres aspectos concurren en la producción de mapas: la ciencia en lo que
respecta a los sistemas de producción, para la determinación de relaciones espaciales y para la definición
de parámetros en la información, el arte como elemento esencial para efectos de presentación, y la técnica,
que viene en apoyo de las otras dos.

Por lo tanto, la definición de cartografía inicialmente expresada, es una definición racional


perfectamente aceptable, en la que los aspectos científicos, artísticos y tecnológicos son concurrentes y no
deben ser perdidos de vista.

Por otra parte, se ha considerado conveniente incluir en la definición el estudio de los mapas como
documentos científicos y obras de arte. Desde el punto de vista del interés general puede ser más
importante el aspecto científico traducido en consideraciones sobre al producción y evaluación de la
información contenida, su uso y aprovechamiento racional.

La segunda de las definiciones merece cierto comentario: en primer lugar, hace de la cartografía una
disciplina, entendida ésta como una rama del conocimiento que desemboca en un conjunto de reglas y
métodos aplicables a una determinada actividad. En segundo término, la definición tiene una orientación
hacia los procesos involucrados en la actividad cartográfica, desde la concepción, hasta el empleo de los

8
mapas. Esta nueva definición procura ser suficientemente comprensiva y trata de evitar la aparente
confrontación entre los aspectos científicos, artísticos y técnicos.

PRODUCTOS CARTOGRAFICOS

Conforme a la definición, el objetivo inmediato y primario de la cartografía es hacer mapas. Con el


fin de generalizar un poco más el concepto, se hará una exposición de los diversos tipos de productos
cartográficos, a fin de centrar la atención sobre sus posibles variedades, conforme se indica en la figura 2:

MAPAS

PLANOS CARTAS

PRODUCTOS
CARTOGRAFICOS

GLOBOS SECCIONES

MODELOS

figura 2

PLANOS

Son documentos de información gráfica relativos a un aspecto específico de la misma, usualmente


referidos a proyectos de ingeniería o a información especializada, dibujados a escalas grandes y
normalmente referenciados en un sistema local de coordenadas cartesianas, cubriendo extensiones
relativamente reducidas.

MAPAS

Documentos de información gráfica relativa a toda o una parte de una superficie real o ideal, que
contiene información seleccionada, generalizada y simbolizada, sobre una cierta distribución espacial de
un área grande, usualmente la superficie terrestre. La información es de carácter general y se presenta en
escalas relativamente reducidas con referencia a un sistema de coordenadas universal.

La anterior es la definición que se ha manejado con mayor generalidad. Como en el caso de la


cartografía, la 17ava. Asamblea General de la ICA emitió una nueva definición de mapa como una
imagen simbolizada de la realidad geográfica que representa detalles o características seleccionados, el
cual resulta del esfuerzo creativo del su autor a través de la ejecución de sus preferencias y que se
diseña para ser utilizado cuando las relaciones espaciales son de relevancia primaria.

9
Posteriormente se tendrá la oportunidad de discutir con mayor detalle algunos aspectos de la primera
definición. Por ahora, puede ser interesante señalar que las diferencias básicas entre planos y mapas son
las que se relacionan a continuación en la figura 3.

PLANOS MAPAS

- Contienen información específica - Contienen información general

- Son de escalas grandes - Son de escalas relativamente chicas

- Generalmente están en un sistema - Están en un sistema universal de


local de coordenadas coordenadas

- Cubren áreas reducidas - Cubren áreas grandes

- No toman en cuenta la curvatura - Consideran la curvatura terrestre


terrestre

- Procesos de producción sencillos - Procesos múltiples y bastante


complicados

- Administración simple - Requiere de un sistema complejo


de administración
Figura 3. Comparación entre planos y mapas

CARTAS

En el medio mexicano se ha acostumbrado hacer del término carta sinónimo de mapa. En el medio
cartográfico universal la diferencia entre carta y mapa está en el carácter específico de la información
contenida en las cartas, orientada a la satisfacción de determinadas necesidades. En el mapa, la
información es de índole general, de interés para la mayoría de los usuarios; en la carta, la información es
de carácter especializado, de interés para determinados usuarios. Fuera de esto, las características de las
cartas son las mismas.

Tanto en el caso de plano, como de mapas y cartas, la información es de vista vertical, como si fuera
observada desde una plataforma elevada.

SECCIONES

Constituyen representaciones gráficas de la información geográfica vista horizontalmente, sobre


algún detalle de interés, a lo largo de un cierto alineamiento y a una escala relativamente reducida.
Ejemplo de este caso son las secciones que se elaboran para mostrar la distribución de las rocas hasta una
cierta profundidad (secciones geológicas, figura 4), o bien las secciones que se dibujan para mostrar la
distribución de la orografía a lo largo de una cierta alineación de interés, figura 5.

10
En todos los casos vistos hasta el momento, la característica común es la de una representación
bidimensional, proyectada sobre una superficie plana.

MODELOS

Constituyen una representación gráfica de información en tres dimensiones, vista en perspectiva, a


una escala muy reducida. El modelo puede ser en forma de maqueta, o bien simulando en un plano la
tercera dimensión, ya sea por técnicas manuales o con programas de computadora. La figura 6 en la
siguiente página es un ejemplo de modelo y del aspecto que tiene cuando sale de una computadora. La
elaboración de estos modelos requiere normalmente la existencia previa de mapas, cartas, e inclusive
secciones, de los que se deriva la información necesaria para elaborarlos. En la actualidad, este tipo de
productos se deriva mayormente del tratamiento computacional de modelos digitales de elevación.

GLOBOS

Son esferas de diversos materiales sobre las cuales se ha impreso información geográfica general de
toda la Tierra a una escala extremadamente reducida. Han caído en desuso y fuera de su carácter
decorativo tienen pocas aplicaciones prácticas; por ejemplo, con fines didácticos y en los centros de
investigación sísmica para determinación de epicentros de temblores.

A estos tipos se podrían agregar los mapas o cartas de vista horizontal, los que constituyen
proyecciones sobre un plano vertical de un cierto conjunto de detalles de información; por ejemplo cartas
geológicas de zonas localizadas en terreno muy abrupto. No son lo mismo que las secciones.

Algunos términos empleados hasta el momento, tales como escala y sistemas de coordenadas, serán
tratados con mayor profundidad más adelante.

11
ETAPAS DEL QUEHACER CARTOGRAFICO

La elaboración y utilización de todo producto cartográfico requiere necesariamente de un proceso


general ordenado que sigue las etapas indicadas en la figura 7.

Las etapas así indicadas están sumamente generalizadas y debe reconocerse el hecho de que en los
aspectos específicos dentro de un sistema de producción establecido, se pueden definir con mayor detalle
etapas, subetapas, actividades, subactividades y tareas.

Puede notarse en el cuadro que se definen cuatro etapas fundamentales; planeación, producción,
evaluación y retroalimentación, las cuales siguen una secuencia lógica y están asociadas con las etapas de

12
diseño, compilación, edición y reproducción, análisis y uso. Normalmente y hasta ahora, el proceso se
detiene en lo que erróneamente se ha considerado la etapa final, la reproducción, o sea el momento en que
el producto cartográfico sale de las prensas y se pone a disposición de los usuarios. La relativa falta de
una cultura cartográfica y el desconocimiento de la existencia de los productos dan lugar a que éstos se
acumulen en las bodegas y a que su utilización sea muy limitada. Por esta razón, es que se incluye dentro
de las etapas del quehacer cartográfico el análisis y uso de los productos por parte de los usuarios, lo que
dentro del mismo quehacer permite, a través de una adecuada retroalimentación, revisar los criterios de
diseño y reiniciar el ciclo.

DISEÑO

Esta es la etapa en que se planea el mapa y en la que tienen que tomarse decisiones serias en cuanto a
los objetivos y propósitos del mismo, de modo que éstos puedan ser razonablemente satisfechos. En esta
etapa se tiene que definir:

* La naturaleza, nivel y volumen de la información,


* Cómo se va a mostrar la información,
* La escala de publicación,
* El formato de presentación y área de cubrimiento,
* El o los sistemas de coordenadas por emplear,
* La simbología y tipografía que se utilizarán,
* Los colores por emplear,
* En qué proyección estará el mapa o mapas,
* Normas y especificaciones,
* Requisitos previstos de actualización,
* Sistema de producción,
* Posibilidades de utilización,
* Modificaciones que se puedan hacer sobre la marcha,
* Costos y presupuestos,
* Aspectos administrativos varios.

Esta planeación o diseño debe ser hecho con el mayor cuidado y de ello deben estar a cargo
cartógrafos experimentados, ya que una vez tomadas las decisiones, dada la magnitud de la labor, resulta
muy difícil y costoso hacer cambios. Una de las cosas que se piden de los productos cartográficos es la
uniformidad general; los cambios en el diseño deberán hacerse sólo cuando una adecuada
retroalimentación que tenga en cuenta las necesidades de los usuarios los justifique.

COMPILACION

Una vez que se ha hecho el diseño, da principio la fase de producción, la cual se inicia con al etapa
de compilación, dentro de la cual se consideran varias subetapas y actividades. El término compilación
significa "recopilación de la información", y en general está constituida por todas aquellas actividades
orientadas a generar, captar, extraer, integrar, reunir datos y organizarlos en información con base en los
criterios de diseño previamente establecidos. En este sentido, en el caso de la actividad geográfica en la
mayoría de las organizaciones cartográficas, las operaciones de toma de fotografías aéreas y adquisición
de imágenes satelitales, apoyo geodésico y topográfico, procesos fotogramétricos y recopilación de
información toponímica y de clasificación de detalles para la producción de la carta topográfica,
pertenecen en conjunto a la etapa de compilación.

Buena parte de estas actividades requieren de trabajo de campo y otras, como las referidas a
procesos fotogramétricos son estrictamente de gabinete. La secuencia es, en términos generales, la
indicada anteriormente; a esto se pueden agregar las técnicas y actividades de fotointerpretación para la
producción de cartografía temática, y dentro de lo más sofisticado de la época actual, el tratamiento

13
digital de imágenes por percepción remota y el desarrollo de los modernos sistemas de información
geográfica.

EDICION

Una vez que se ha completado la etapa de compilación, el proceso continúa con la etapa de edición,
la cual está orientada a la ejecución de todas aquellas operaciones tendientes a dar al mapa su
presentación final. Lo mismo que en el caso del editor de un libro que recibe un borrador para su
publicación, (información compilada), el editor cartográfico recibe los productos de la compilación y se
encarga a continuación de procesar la información para su presentación final. Esto incluye
tradicionalmente la adopción de técnicas fotográficas asociadas a las artes gráficas, de dibujo y grabado,
separación de colores, tipografía y simbología, y el ejercicio de los criterios de selección y generalización,
que se verán más adelante. Es en esta etapa que con la ayuda de ciertas técnicas se ejerce el aspecto
artístico de la cartografía, a diferencia de la compilación, en la que predomina el aspecto científico. Por
otra parte, hoy en día, mucho del trabajo de edición se hace con sistemas automatizados apoyados en lo
que se denominan sistemas CAC o de cartografía asistida por computadora.

REPRODUCCION

Al terminar la etapa de edición, se pasa a la de reproducción, en la que sobre la base de ciertas


técnicas específicas, el material editado es reproducido en su forma final de presentación en papel.
Normalmente se emplea el sistema offset de impresión. El proceso de producción termina con esta etapa y
el mapa está entonces a disposición del usuario. En la actualidad, es posible también generar
presentaciones en formato digital, contenidas en diversos medios, ópticos o magnéticos, para ser
desplegados en pantalla de computadora, así como obtener originales para efectos de impresión en papel

ANALISIS

En esta etapa, se pretende juzgar la validez de la información cartográfica presentada, desde el


punto de vista de su adhesión a las normas y especificaciones adoptadas en el diseño, para lo cual se
pueden establecer sistemas de control de calidad, y también desde el punto de vista de los usuarios que la
han utilizado y pueden dar opiniones respecto a su bondad. Mediante encuestas entre los usuarios es
posible detectar el nivel de utilidad de los productos y ya sea en forma independiente o en conjunto con
los resultados del control de calidad, retroalimentar en primera instancia al sistema de producción, y
eventualmente adoptar modificaciones a los criterios de diseño.

USO

Para que cumpla con los propósitos y objetivos planteados, la información debe ser usada. Esta
etapa, como es natural, ya no depende del todo de la institución cartográfica, sino del usuario. Sin
embargo, sí puede considerarse como de responsabilidad institucional la orientación y el fomento del uso,
lo que se procura implementar mediante seminarios o cursos externos de capacitación, programas de
promoción y difusión, distribución de los materiales cartográficos y la elaboración de ejemplos de
utilización. Esta etapa está ligada a la de análisis y en conjunto y a través de los resultados obtenidos por
el uso, se retroalimenta al diseño, reiniciando el ciclo para el mejoramiento de los productos o la
generación de versiones o productos nuevos.

MAPAS

14
NATURALEZA

Los mapas son los productos cartográficos por excelencia. Volvamos por un momento a la definición
expresada en párrafo anterior, la cual requiere de cierta discusión con el objeto de captar a cabalidad la
naturaleza de los mapas.

- En primer lugar, los mapas son descripciones, o documentos de información gráfica, lo que los
distingue de cualquier otro tipo de descripción, escrita, verbal o de otra naturaleza.

- La información representada se refiere a toda o a una porción de una superficie física, real o
ideal. Esto indica que los mapas no están limitados a la representación de la superficie terrestre,
que en este caso es una superficie física real, sino que su acción se extiende a la representación de
superficies ideales. Las cartas socioeconómicas por ejemplo, aún cuando están sobre una base
cartográfica de referencia, representan información intangible, fenómenos sociales y económicos
que por sí mismos no tienen forma o color, pero que en la carta lo adquieren. Otro ejemplo puede
ser el de las cartas geomagnéticas en las que se representan uno o varios parámetros del
magnetismo terrestre; intensidad del campo, declinación e inclinación magnéticas. Todos ellos son
parte de un fenómeno que no se ve o se siente directamente, pero que son susceptibles de medida,
análisis y representación gráfica. Así, los mapas de isógonas (mapas de declinación magnética),
conforman una superficie ideal representativa del fenómeno de interés.

En términos generales, puede decirse que cualquier elemento o conjunto de elementos de


información que sean susceptibles de ser representados gráficamente, pueden dar origen a un
mapa. Siendo tan extensa la diversidad de fenómenos, la variedad de mapas es prácticamente
inagotable y está limitada solamente por la imaginación.

- Los mapas contienen información selectiva, generalizada y simbolizada. A reserva de discutir


estos aspectos con mayor extensión, baste decir por ahora que en lo que respecta a selección, la
información por mostrar es discriminada con el objeto de que en el mapa aparezca solamente
aquella que es necesaria e importante para los propósitos del mismo. En relación con la
generalización, la información se presenta conforme a las limitaciones impuestas por la escala, lo
que quiere decir que las formas reales de los detalles son imposibles de reproducir con toda
fidelidad, por lo que se hace necesario generalizarlas. Finalmente, el uso de símbolos es
característico de los mapas, debido a que para efectos de presentación, interpretabilidad y
uniformidad, todos aquellos detalles que tienen características comunes, aunque posean diferencias
individuales menores en cuanto a forma y dimensiones, son englobados en una forma única e ideal
de representación, constituida por un símbolo.

- La información representada corresponde en los mapas a una distribución espacial de los detalles
(en dos o tres dimensiones), sobre un área relativamente extensa. Esta área es muy frecuentemente
la superficie terrestre, aunque ya hay mapas de la superficie lunar y de algunos planetas. Esta
superficie es la base sobre la cual se ubican en posición los diferentes detalles de información.

- Cuando se dice que la información es de carácter general, significa que corresponde a un cierto
nivel de detalle concordante con la escala y con los criterios definidos en el diseño. Esto quiere
decir que los mapas tienen limitaciones en cuanto al volumen de información representada, la que
en toda instancia es aquella que según el diseño constituye lo fundamental e importante para los
propósitos del mapa.

- La presentación de los mapas se hace en escalas relativamente reducidas, lo que representa una
necesidad obvia. La reducción en escala permite la observación inmediata de grandes extensiones
sin mayor esfuerzo, y facilita el uso y manejo de la información.

- Los mapas están usualmente referidos a un sistema universal de coordenadas, lo que se hace para
efectos de ubicación y darles características métricas a los mismos.

15
OBJETIVOS INTRINSECOS DE LOS MAPAS

Independientemente de los objetivos particulares especificados para un mapa o serie de mapas en


términos de la satisfacción de las necesidades de información y en función de su utilización proyectada,
los mapas tienen ciertos objetivos propios y comunes:

1. Permitir una visión de conjunto de los diferentes detalles representados. Esto es sumamente
importante, por cuanto de dicha visión global se pueden de inmediato formular juicios acertados
sobre la naturaleza del área representada. Compárese, por ejemplo, la descripción gráfica contra
una descripción escrita, la que dentro del mismo nivel de información, puede resultar muy extensa;
requiere de una lectura ordenada que lleva tiempo, además del necesario para analizar, sintetizar y
hacer juicios adecuados. Con el mapa no ocurre esto, pues el objetivo de proporcionar una visión
de conjunto resulta decididamente más efectivo y rápido que con cualquier otra forma de
descripción.

2. Permitir un conocimiento generalizado del área representada en términos de su ubicación y de


los detalles de información contenidos. Ya se expresó con anterioridad esta característica al
discutir el hecho de que la información es de carácter general y que por lo tanto, los mapas tienen
limitaciones.

3. Permitir la asociación, dentro de los diferentes elementos de información, de aquellas


características por las cuales se pueden establecer juicios válidos sobre otras características no
explícitamente definidas. Por ejemplo, en un mapa en el que se observa un área relativamente
plana, con predominio de áreas cultivadas, muchos pozos, cruzada por una red de canales y con
una buena red de caminos, conduce de inmediato a la idea de un área de producción agrícola
intensa dotada de un sistema de riego, y por lo tanto, de un área económicamente desarrollada.
Otro ejemplo: un área con abundancia de corrientes superficiales de régimen perenne, sugiere la
existencia de suelos impermeables, con pocas probabilidades de existencia de fuentes de agua
subterránea.

4. Permitir el conocimiento de la distribución espacial de los diferentes detalles representados, los


que deben estar lógicamente relacionados. Esto es importante, ya que constituye la base, en
términos de observación, en que se apoya el análisis y formulación de juicios.

5. Permitir la realización de medidas sobre el mapa. En este sentido, se dice que los mapas tienen
características métricas, lo que hace posible, dentro de ciertos límites de aproximación, determinar
distancias, orientaciones, alturas, áreas, perímetros, volúmenes, perfiles, pendientes y posiciones
geográficas.

FUENTES DE INFORMACION

Durante la etapa de compilación es necesario recurrir a diferentes fuentes de información, las que
pueden ser de distinta naturaleza, como se indica en la figura 8 a continuación.

16
Fuentes Primarias

Estas son las más importantes y usadas con mayor frecuencia en la elaboración de mapas nuevos,
donde no existe información previa, o donde ya no se puede confiar en la existente.

La primera fuente primaria está constituida por las relaciones históricas de viajeros y exploradores.
Esta es una fuente que en la época actual ha caído en desuso, pero que fue muy utilizada en tiempos
pasados, cuando no era posible recurrir a las otras dos fuentes apuntadas. No debe dejar de reconocerse
sin embargo, la magnitud de la contribución a la cartografía de personalidades como Marco Polo,
Humboldt y Cook, por sólo mencionar algunas.

Una fuente primaria muy importante está representada por los levantamientos de campo, geodésicos
y topográficos, constituidos por triangulaciones, poligonales geodésicas y topográficas, trilateraciones,
nivelaciones de distinta índole, observaciones astronómicas, mareográficas, gravimétricas, geomagnéticas,
y en los últimos tiempos las técnicas de interferometría y la geodesia satelital, en particular dentro de esta
ultima, el sistema de posicionamiento global o GPS, como se le conoce universalmente y que ha
desplazado a la mayoría de las técnicas tradicionales. Dentro de los levantamientos de campo se
encuentran también los dedicados a la recopilación toponímica (nombres geográficos) y de clasificación
de detalles, así como los levantamientos de información relacionados con recursos naturales en el caso de
cartografía temática.

Fuente muy importante en la actualidad es la constituida por imágenes obtenidas a través de sensores
remotos. El término se refiere a cualquier medio físico sensible por el cual se puede obtener información a
distancia. El caso clásico es la fotografía aérea, en la que la cámara y la película constituyen el sistema
sensor al cual llega la radiación luminosa dentro de ciertos márgenes del espectro electromagnético,
proveniente de objetos situados a distancias apreciables, radiación que queda impresa en la película aérea.
Otros tipos de percepción remota responden a la radiación ultravioleta, infrarroja, de radar y microondas,
las cuales ya tienen una buena cuota de explotación cartográfica en los tiempos actuales.

Fuentes Secundarias

Este tipo de fuentes se emplea predominantemente en la elaboración de mapas derivados o en la


actualización de los existentes.

La más importante de las fuentes secundarias de información está representada por los mapas ya
existentes, de los cuales se puede extraer información para la generación de otros mapas, normalmente a
una escala más reducida. Por ejemplo, la carta topográfica del INEGI a la escala de 1:250,000 se elabora

17
normalmente a base de la información existente en la cartografía de la misma institución a la escala de
1:50,000.

Otra fuente secundaria de información está constituida por libros, revistas, publicaciones
especializadas, artículos técnicos, datos estadísticos y socioeconómicos, etc., es decir, fuentes
documentales distintas a los mapas, que pueden y deben utilizarse, sobre todo en la elaboración de ciertas
cartas temáticas o de información especializada.

El uso de fuentes secundarias no excluye el empleo de fuentes primarias donde éstas son
convenientes y viceversa. La actualización topográfica puede requerir por ejemplo de nuevas fotografías
aéreas y de visitas de campo. La elaboración de la carta topográfica del INEGI a la escala de un millón
hizo uso de toda la información disponible; cartografía del Instituto a las escalas de 1:50,000 y 1:250,000,
cartas de otras instituciones, fotografías aéreas, imágenes de satélite y fuentes documentales diversas.

CONTENIDO DE LOS MAPAS

En lo general y si se habla por ejemplo de los mapas topográficos, se dan dos tipos fundamentales de
información: Información física e información cultural.

En el primer caso, se tiene aquella información referida al medio físico, tal como la orografía y la
hidrografía, que representan detalles geográficos cuya característica es la estabilidad en el tiempo; es
decir, no sufren cambios apreciables a lo largo del tiempo, excepto en el caso de grandes cataclismos o
fenómenos naturales, tales como grandes terremotos, inundaciones y causas diversas que cambian el curso
de los ríos. Por esta característica de estabilidad es que la información física no requiere de mucha
actualización.

Por su parte, la información cultural se refiere a todos aquellos detalles en los que interviene la mano
del hombre y que en su conjunto forman parte de la infraestructura asentada sobre la superficie terrestre.
Caminos, vías de comunicación en general, presas, canales, áreas urbanas, casas aisladas, estructuras
diversas, etc., forman parte de este tipo de información, que a diferencia de la información física, se
caracteriza por su temporalidad, ya que en términos relativos sufre de cambios continuos que requieren de
esquemas de actualización con una determinada periodicidad definida en la fase de diseño.

Una situación similar se da en el caso de la cartografía temática de recursos naturales; hay una cierta
componente de información física que no cambia con el tiempo y que se puede extender al tema objeto de
la carta. Por ejemplo, la información geológica y la de suelos o edafología es bastante permanente, en
tanto que por ejemplo, el uso del suelo es uno de los temas que presenta mayores proporciones de
modificación en el contexto temporal.

CARTOGRAFOS

Los cartógrafos son en general aquellos que se dedican a hacer mapas. Es conveniente sin embargo
establecer algunas formas de diferenciación entre los mismos, de acuerdo con sus actividades. Conforme a
la clasificación establecida por E. Raisz, se tienen los siguientes tipos:

Geocartógrafos
Topocartógrafos
Aerocartógrafos
Cartotécnicos

Geocartógrafos

Son personas que tienen un entrenamiento fundamental en geografía. Investigadores de fenómenos y


relaciones geográficas, utilizan la cartografía como una herramienta complementaria de su trabajo, útil
para representar los resultados de sus estudios; están más que todo interesados en la elaboración de mapas
especiales a escalas pequeñas. Dentro del quehacer cartógrafico pueden estar ubicados en la fase de
diseño.

18
Topocartografos

Su base de conocimiento se ubica en ingeniería civil, topográfica o geodésica; su interés principal


está en la elaboración de mapas a escalas grandes y medianas. Dentro del quehacer cartográfico se les
puede situar dentro de la etapa de compilación en lo que respecta a los levantamientos de campo.

Aerocartógrafos

Se encargan de la transformación de fotografías aéreas en mapas; su trabajo está muy relacionado


con el de los demás, aunque estas personas están más que todo especializadas en fotogrametría y su
trabajo se ubica dentro de la etapa de compilación de gabinete.

Técnicos cartográficos

Este tipo de cartógrafo está entrenado básicamente en artes gráficas, procesos fotográficos, de
edición e impresión. Está encargado de las etapas de edición y reproducción.

La anterior clasificación representa el punto de vista particular de su proponente y se puede o no


estar de acuerdo con ella, sobre todo en el caso de los aerocartógrafos, representativos de una tecnología
específica que induce a considerar un aspecto un tanto particular de la producción como fundamental. Si
bien esto ha sido real durante mucho tiempo, la situación actual y el advenimiento de nuevas tecnologías
dan lugar a cambios en la concepción del papel que juegan los cartógrafos en el entorno de la disciplina
cartográfica y su relación con los modernos sistemas de información geográfica.

CIENCIAS Y TECNICAS ASOCIADAS A LA CARTOGRAFIA

El desarrollo de los conocimientos y criterios cartográficos se apoya en un conjunto de ciencias o


técnicas básicas, como se indica a continuación:

- Geografía,
- Geomorfología,
- Geodesia y topografía,
- Fotogrametría y fotointerpretación,
- Diseño gráfico,
- Matemáticas,
- Computación.

Geografía

La referencia es a la geografía física y analítica, no a la geografía descriptiva a la que normalmente


se está acostumbrado. Dentro de la cartografía es muy conveniente el conocimiento de las relaciones
geográficas fundamentales relativas a los aspectos físicos, ambientales y de interacción entre los mismos,
que permitan representaciones cartográficas adecuadas. En los tiempos modernos se hace mucho énfasis
en la necesidad de conocimientos relacionados con geografía cuantitativa, análisis geográfico y sistemas
de información geográfica.

Geomorfología

Es una rama de la geografía física dedicada al estudio de las formas terrestres, su origen y evolución.
Un fotogrametrista por ejemplo, puede observar las fotografías aéreas en tres dimensiones y apreciar las
diversas formas del terreno que se presentan, para ajustar con ello el trazo de las curvas de nivel, de modo
que representen con la mayor fidelidad las características del mismo. De igual modo, el conocimiento de

19
la geomorfología es de gran ayuda en los estudios relacionados con aplicaciones temáticas de la
cartografía.

Geodesia y Topografía

En relación con la cartografía, la geodesia es una ciencia que sirve de apoyo a la ubicación de puntos
en el terreno para los efectos de posicionamiento geográfico y establecer el vínculo real de ubicación entre
el mapa y la superficie terrestre. La geodesia toma en consideración la curvatura terrestre, mientras que en
la práctica topográfica tradicional esto no es un requisito. Sin embargo, el nivel de los conocimientos en
topografía debe ser relativamente avanzado y extenderse por lo menos al campo de la geodesia elemental.
Estos conocimientos son evidentemente aplicables a la acción de los topocartógrafos mencionados
anteriormente.

Fotogrametría y Fotointerpretación

Poco conocidas a nivel general, son necesarias a diversos niveles para los llamados aerocartógrafos.
La Fotogrametría es fundamental para transformar fotografías aéreas en mapas y durante mucho tiempo ha
sido la base de la producción cartográfica. Es conveniente apuntar que al lado de los conocimientos
requeridos, se necesitan ciertas habilidades para el desarrollo del trabajo, tales como buena visión
estereoscópica y sensibilidad manual.

La fotogrametría tiene que ver con la producción de cartografía topográfica, mientras que la
fotointerpretación es una técnica fundamentalmente orientada a la producción de mapas temáticos
relacionados con ciencias de la tierra, y como su nombre lo indica, tiene que ver con la interpretación de
la información contenida en las fotografías aéreas a través de un conjunto de técnicas de análisis y síntesis
que ahora también se están aplicando a otras imágenes de percepción remota.

Diseño grafico

Muy útil para implementar la etapa de edición, es importante en lo que se refiere a hacer de los
mapas documentos atractivos para los usuarios.

Matemáticas

El nivel de conocimientos requeridos es variable, desde lo más elemental para la ejecución de


operaciones sencillas, pasando por los conocimientos de apoyo para topografía y fotogrametría, hasta los
más complicados en especialidades geodésicas, proyecciones cartográficas, fotogrametría avanzada,
ciertas aplicaciones en cartografía automatizada, y geografía cuantitativa. Sin embargo y desde el punto de
vista de la práctica normal, no es mucho lo que se requiere de matemáticas.

Computación

Las ciencias computacionales han tenido un sorprendente desarrollo que ha llegado a permear los
sistemas cartográficos y su producción. El entorno actual, con el desarrollo y explotación de sistemas de
cartografía automatizada o asistida por computadora, agrega el conocimiento y relativo dominio de los
sistemas computacionales a las necesidades básicas de todo cartógrafo.

Es evidente que la preparación cartográfica irá en paralelo con el grado de dominio y profundidad
que se adquiera en cada una de las ramas del conocimiento apuntadas.

20