Anda di halaman 1dari 16
_ALCON ETAR Ato VI GARROVILLAS, OCTUBRE DE 1982 “Nam. 04 AGUA, POR FIN La pobreza de agua del subsuelo garro- villano, demostrada tras las numerosas per- foraciones realizadas en-los pasados meses, so ha visto rota, por fin, gracias al pozo practicado en las proximidades del conocido «Molino Antonios, y que reeoge la foto- gratia. ‘Tras los tres dias de prueba y con un candal actual de 2,30 litros por segundo, no es una golucion total en caso de escasez, pe- ro podria paliar una situacién limite de falta de abastecimiento como la atravesada él pasado afio. Uno més, y ya van... Continuando las obras de pavimentacion de las calles de nuestra villa se ha llegado hasta las calles Augosta y Mendos (que aparece en Ia foto- gratia). Situada estas calles en lo que en su dia podra ser declarado Conjunto Histérico Ar- tistico, cuyo expediente ya ha sido ineoado, no parece acertado en estos momentos que el Ayuntamiento realice este tipo de obras, desoyendo las voces de los vecinos y de las entidades culturales que se hicieron ya pa- tentes con motivo de la pavimentacion de la calle Pedro. Pagina 2 SUMARIO Agua, por fin y Alentado urbanistico. Editorial . Notas locales .. Carta deja A. C. «Amigos de Gatrasiliass Vida municipal . . Extremadura Region Garrovillas en Bl Prat Cartas a Alconétar . Ecologia: La dameiticasiGn. do: Bxtvoniadinn Notas sobre la toponimia de Garrovillas. Colaboraciones: Feria Regional de Artesania en Cfceres ....... 18 Nuestros poetas y Depories mu Pasatiempos... .5-e3-0ie.2 vanes 15 PEOREPODOCLHOH SHOELBOSGOO ALCONETAR no hace necesariamente suyas las opiniones que aparezcan en sus péginas firmadas por sus autores. = i no Nufiez Vecino TECNICO EN TELEVISION EN COLOR Servicio de; PHILIPS, KOLSTER, THOMSON, ELBE, SANYO, ete. ‘Taller en la calle CAPITAN MENDOZA num. 25 GARROVILLAS DE ALCONETAR (Caceres) ALCONETAR S e ALCONETAR D. L, CC315- 197 — Octubre 1982 REDACCION Cecilio Avila Tomas Cruz Jestis Dominguez Pablo Dominguez Toétilo Dominguez José Gatan Miguel Galan José Manuel Garcia Teodoro Gonzalez Pelayo Mellado Vicente Meade ll ‘Santiago Molano = Leandro Monroy (Director) Emilio Perianes CORRESPONSALES En of Prat: Teodoro Pizarro En Leganés: Antonio. Macias Colaboran en este niimero Grupo ADENEX Eduardo Barajas Candi Vaile OUBIERTA: Fernando Vecino B. ALCONETAR ‘i te Pagina 3 EDITORIAL Muchas veces se dice que él campo no es rentable, 0 que la politica de precios agrarios no compensa en lo més minimo los esfuerzos y desvelos del campesino. Y os cierto; pero también es cierto que mucho més importante que un alza de los precios de los productos agrarios es la creacién de la infraestructura necesaria para dar un carée- tor productivo al campo. ¥ es que lo de Ja rentabilidad, como todo, es muy relativo. Hay zonas rieas, por ejemplo, en las que el campesino obtiene unos buenos in- gresos; pero ya sean las caracteristioas del propio cultivo o el relieve —por citar algu- pas eausas— le obligan a unos grandes costos humanos: familias enteras han de estar muchas horas en el tajo. ¥ hay otras zonas, o mojor otros tipos de economias agrieolas, en las que el campesino no obtiene grandes beneficios, pero en los que los costos hu- manos son minimos. Por todo ello, se impone una modernizacion del eampo que tienda a rebajar los costos de produceién y los costos humanos. Algo de esto at se ha hecho en Garrovillas con la Concentracion Parcelaria y algo se sigue haciendo con Ia red de caminos que se estén construyendo en las Areas concen- tradas. Caminos que, si se hacen bien, con un buen sistema de drenaje que impida el enchareamiento de las zonas bajas, supondrén un paso importante de cara a la rentabi- lidad del campo garrovillano. Es fundsmental, por tanto, que la obra esté bien hecha y dotados estos caminos de aleantarillas, porque de lo contrario el efecto puede resultar totalmente negativo. Pero no es sufieiente, ni mucho menos; sino el primer paso, fecilitar el acceso y salida de las fincas incluso a maquinaria pesads Porque el campo necesita, ademas, de inversiones de capitales, que es justo lo contrario de lo que se vione haciendo: ordefar la ya esquelética vaca del campo garro- villano, Porque el campo necesita, ademas, de unas vias directas de comercializacion, para evitar que lo sangren las sanguijuolas intermediarias. Porque el campo necesita, ademés, de unas instalaciones fabriles que. transfor- men sus productos para que el campesino disfrute también del valor afladido de los mismos. Y el campo necesita, en fin, del esfuerzo cooperative de todos sus trabajadores porque, si noes ast, todo Jo anterior no.seré mas que une utopia, una muy bella utopia.