Anda di halaman 1dari 9

REPÚBLICA BOLIVARIANA DE VENEZUELA

MINISTERIO DEL PODER POPULAR PARA LA EDUCACIÓN SUPERIOR


UNIVERSIDAD BOLIVARIANA DE VENEZUELA
PROGRAMA NACIONAL DE FORMACIÓN DE EDUCADORES
SAN FELIPE ESTADO YARACUY

Autores:
Sandy A. Herrera
Miguel García
Ana Orellana
Belkys Morlés

San Felipe, Mayo de 2012


El primer día es importante. Debe prepararse con bastante
antelación, no comprando todo tipo de accesorios caros e
inútiles, sino manteniendo una actitud favorable frente a la
escuela.

El niño estará mejor en la escuela con otros niños de su edad y


entretenido que con una niñera en casa. Si el niño se queda en
casa, especialmente si es hijo único, es probable que se aburra
cuando sus padres salgan a trabajar.

El niño de cuatro años debe empezar a ir a la escuela. De sus


padres depende que el pequeño continúe deseando ir a la
escuela o que acepte empezar a ir sin problemas.
Anticipación Conversación Primer Día de Clase
Si el niño llora todos los días o se niega a ir a la
escuela incluso después de un día fácil, habrá que
actuar en función de su edad. Si tiene cuatro años o
más, habrá que insistir, aunque a esta edad es muy
raro el rechazo.

Si tiene menos de cuatro años, y sobre todo si tiene


dos años y medio, no se debe insistir más de una
semana. Puede que aún no esté listo para ir a la
escuela. Es mejor renunciar por este año y aplazar
para el siguiente el ingreso. Se le puede ir
preparando con actividades de grupo a lo largo de
este período.
¿Qué significa el término comunidad?

En palabras de Bárcena, Fernando. (1997) en sentido


abstracto, alude a lo que pertenece a todos los miembros
de un grupo o colectividad, va referido a una comunidad
de bienes, de sentimiento y de origen. Puede adquirir
múltiples formas, y referirse a la comunidad familiar, a la
escolar.

La forma más perfecta de la comunidad es la familia.

La familia como primer ámbito educativo necesita


reflexionar sobre sus pautas educativas y tomar
conciencia de su papel en la educación de sus hijos.
El niño comienza su trayectoria educativa en la familia que la escuela
complementa. Por tanto, familia y escuela son dos contextos próximos en la
experiencia diaria de los niños, que exige un esfuerzo común para crear espacios
de comunicación y participación de forma que le den coherencia a esta
experiencia cotidiana.
La escuela se sitúa en el segundo espacio, de vital importancia, en la vida de los
niños y niñas.

Entre sus objetivos se encuentra:


•fomentar la participación, cooperación y
colaboración entre los alumnos.

En consecuencia, la puesta en práctica de los valores comunitarios y


democráticos que se proponen en la familia y la escuela, formarían parte de las
experiencias y vivencias de los alumnos, desde los dos ámbitos en los que
interactúa cada día, configurando su identidad y el concepto que de sí mismo
van adquiriendo.
En una sociedad como la nuestra, la familia y la escuela han de tener claros
sus papeles y fomentar la vida comunitaria, como fundamento de toda
posterior experiencia social.

Para la familia es de gran significación el hecho de que sus hijos puedan


asistir a la escuela, a los efectos de la obtención de una certificación
imprescindible para una futura inserción laboral.

La escuela y la familia son dos instituciones que se influyen mutuamente y


son determinantes en los procesos formativos de los sujetos.