Anda di halaman 1dari 28

DISCREPANCIA EN EL

COMERCIO
INTERNACIONAL SURGIDO
ENTRE EEUU Y CHINA
REALIZADO POR: GONZALO RODRÍGUEZ FIGUEROA
 La denuncia de China contra Estados Unidos ante la
Organización Mundial del Comercio (OMC),
anunciada hoy, tiene un trasfondo de varios episodios
en la llamada guerra comercial' desatada
recientemente entre ambos países.
 Sin embargo, a pesar de los varios misiles arancelarios
lanzados por ambas partes y las amenazas de aún
quedan más bombas por lanzar en sus respectivos
arsenales, surge la pregunta de si estamos, en efecto,
ante una guerra comercial en toda regla, y, de ser así,
¿cuál podría ser su impacto en el Perú?
¿QUÉ ES UNA GUERRA COMERCIAL?
 Setrata de un conflicto entre dos o más naciones
con respecto a los aranceles comerciales entre sí.
Este tipo de conflicto generalmente surge porque
las naciones involucradas están tratando de
mejorar su balanza comercial con la contraparte
en el conflicto.
 Por tanto, "La guerra comercial es el proceso a
través del cual una vez que un país levanta
aranceles o pone cualquier otro tipo de traba, es
imitado por otros, varios“.
¿CHINA Y ESTADOS UNIDOS HAN
INICIADO UNA GUERRA COMERCIAL?
 Los anuncios de Donald Trump y las represalias de China
hacen pensar que sí. Sin embargo, según Parodi, una
guerra comercial usualmente termina involucrando a
varios países, en un proceso extenso. Así ocurrió, por
ejemplo, tras la crisis económica de 1929.
 De igual manera, para el director general de la Escuela
de Postgrado de USIL y vicepresidente del World Trade
Center Perú, Juan Carlos Mathews, el conflicto aún no
llega a ser catalogado como una guerra comercial, sino
más bien de una situación de ataque y respuesta.
La administración Trump anunció el martes pasado la
lista de productos chinos sujetos a posibles aranceles
adicionales, la cual afecta a importaciones de ese país
asiático por valor de unos 50.000 millones de dólares,
un volumen equivalente al daño que sufrirá el sector
acerero y del aluminio del gigante asiático. La gran
mayoría de los productos afectados serán gravados
con un impuesto del 15%, como algunas frutas frescas,
frutos secos o el vino. Otros, entre los que se
encuentran la carne congelada de cerdo o el aluminio
reciclado que estarán sujetos a una tasa del 25%.
 Aldía siguiente, día miércoles China respondió con su
propio plan arancelario y publicó una lista de 128
productos estadounidenses en importaciones
procedentes de EEUU por valor también de 50.000
millones de dólares que estarán sujetas a aranceles
más altos, estos son la soja, los automóviles y los
productos químicos.
 Eldía jueves, Estados Unidos amenazó con imponer
nuevos aranceles contra China entre los 100.000 y
150.000 millones de dólares, como una nueva
represalia.
El Ministerio de Comercio chino no escondió la razón
detrás de las subidas. En un comunicado en su página
web, Pekín acusó a Estados Unidos de “violar
gravemente los principios de no-discriminación, piedra
angular del sistema multilateral de comercio” por el
hecho de que los aranceles al acero y al aluminio
afectan solamente a ciertos países y aseguró que la
opinión pública china ha pedido “que el Gobierno
tome medidas para salvaguardar los intereses de la
industria y del país”.
Inclusive tomar medidas no arancelarias, como por
ejemplo dificultar la actividad de las empresas
estadounidenses que operan en China, limitar aún
más las áreas de inversión o incluso la posibilidad de
vender parte de la deuda pública de EE.UU. que
está en manos de Pekín, lo cual sería un gran
infortunio para la economía estadounidense.
China insistió este lunes en que las diferencias comerciales
entre ambos países deberían resolverse “mediante la
negociación y el diálogo”. Pero por ahora apenas hay
señales de que Washington y Pekín estén inmersos en
negociaciones que eviten una nueva y mucho más amplia
ronda de aranceles. La semana pasada, la nueva cabeza
pensante del renovado ejecutivo de Xi Jinping, Liu He,
advirtió al secretario del Tesoro de EE.UU., Steven Mnuchin,
que su país estaba dispuesto a defenderse de las tarifas
estadounidenses y pidió que ambos lados “sigan siendo
racionales”.
De darse una verdadera guerra comercial. Trump estaría
dispuesto a apuntar hacia sectores de alta tecnología que
Pekín considera estratégicos en su plan de modernización
industrial “Made in China 2025” como las tecnologías de la
información, la robótica, la biotecnología o los vehículos
eléctricos. El gigante asiático supera a Japón como el mayor
exportador del continente de productos de alta tecnología y
produce, por ejemplo, el 70% de los teléfonos móviles,
ordenadores portátiles o equipos de telecomunicaciones de
todo el mundo. “Imponer un arancel alto a estos productos
terminaría convirtiéndose en la práctica en un impuesto sobre
las compras estadounidenses de la electrónica de consumo”,
ilustra la consultora Capital Economics.
¿QUÉ BUSCA ESTADOS UNIDOS CON
ESTE CONFLICTO?
 Según expertos, la administración Trump está buscando
vías rápidas para recuperar la competitividad.
 Para el fundador de la cátedra China-México de la
UNAM, Simón Levy, es bastante claro que la intención de
Estados Unidos es implementar una política
proteccionista y corporativista contra China.
 Pues este busca protegerse de lo que fue el lanzamiento
en marzo pasado del llamado "petroyuan", o los
contratos a futuro de petróleo denominados en moneda
china, lo que según el experto estaría poniendo en
"jaque mate" al gobierno estadounidense.
Por otro lado, aparentemente este asunto
entre los dos países tiene otras varias
medidas como la de pretender reducir el
inmenso déficit comercial que EEUU
mantiene con el gigante asiático y también
a raíz de lo que considera un supuesto robo
de propiedad intelectual por parte de
China.
¿QUÉ GENERARÍA ESTE CONFLICTO?
 Para la directora de análisis económico-financiero del Banco
Base, Gabriela Siller, una guerra comercial más amplia no
solo sería negativa para las economías de China y Estados
Unidos, sino también para el resto del mundo.
 Sin embargo, Siller apuntó que el costo político que enfrenta
el gobierno de Washington es mucho mayor que el del país
asiático.
 "Es importante mencionar que los aranceles impuestos a
Estados Unidos están dirigidos al sector agropecuario, por lo
que podrían afectar la base de votantes del Partido
Republicano de Trump", dijo Siller en una declaración escrita
a Xinhua.
 La experta resaltó que desde que Trump anunció los
aranceles, la aversión al riesgo en los mercados
financieros ha aumentado, debido a que las
economías de China y Estados Unidos representan
cerca del 40 por ciento del Producto Interno Bruto
(PIB) global.
 Parael fundador de la cátedra China-México de la
UNAM, Simón Levy, la coyuntura es clara: Estados
Unidos no está entendiendo la nueva realidad en la
que la economía china está teniendo un liderazgo
regional y mundial cada vez mayor.
¿HAY POSIBILIDADES QUE MÁS PAÍSES
SE VEAN INVOLUCRADOS?
 Sí, y de hecho Donald Trump ha sido explícito en cuanto a la
intención de que la Unión Europea se una también a su cruzada.
Ello explicaría que las economías del viejo continente hayan sido
excluidas del alza arancelaria al acero y el aluminio por parte de
EE.UU.
 De hecho, otros países aliados de EE.UU., como México, Corea del
Sur, Argentina, Brasil, Australia y Canadá también fueron eximidos
de los nuevos aranceles al acero y el aluminio. En ese contexto,
Trump buscará convencer a otros países de que Estados Unidos, y
no China, debería ser el socio comercial preferente de América
Latina, dijo un alto funcionario del Gobierno norteamericano.
EFECTO INCIERTO EN EL PERÚ
 De acuerdo con Ian Vásquez, director del Centro para la Libertad
y la Prosperidad Global del Cato Institute, la incertidumbre que
están creando estas medidas podría afectar al crecimiento y las
inversiones mundiales.
 “Estados Unidos y China son las economías que mueven el mundo.
En una guerra comercial, ambas van a decrecer, así como
también su demanda y producción, lo que sin duda repercutirá en
el resto del planeta, esté involucrado o no”, afirmó Vásquez a El
Comercio.
 Dentro del ámbito peruano, el efecto se ha percibido a través de
la caída del precio del cobre [ver infografía], que tiene relación
directa con la economía.
MI OPINIÓN
 En mi opinión decir que EEUU busca salir de un déficit comercial,
no es razón suficiente para este problema, pues este país cumple
ya 43 años de consecutivos de registrar un déficit en su balanza
comercial y lejos de ser una señal de debilidad, el déficit
comercial anual es una señal de la hegemonía económica de
EE.UU. Un respaldo global a la fortaleza relativa de la economía
estadounidense y de su dirección.
 Debo agregar que durante estos 43 años consecutivos de déficit
en la balanza comercial, la economía estadounidense se triplicó
en tamaño, la manufactura real de valor agregado se
cuadruplicó, y el número de empleos en la economía casi se
duplicó.
 He oído siempre que usan las palabras de Seguridad Nacional en EEUU
casi para todo, a todo le atribuyen esto, Seguridad Nacional aquí y allá,
pero esto no es más que una excusa de EEUU en muchos términos, en
conclusión buscan implementar una política proteccionista y
corporativista contra China. Intentando recuperar competitividad en
muchos sectores, pues en estos últimos tiempos China ha ido
desarrollando un liderazgo significativo en cuestiones comerciales y por
ende económicas.
 Por otro lado está el supuesto robo de propiedad intelectual por parte
de China, aduciendo que China fabrica copias masivas de sus
productos. Esto también a tomar en cuenta pues China hoy en día, está
teniendo una participación aprovechada por muchos países en cuestión
de alta tecnología con nuevas marcas y el desarrollo de nuevos
productos tecnológicos que están quitando mercado a EEUU.